Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Iglesia Católica’

El arzobispo de Gabón se opone al proyecto de ley para despenalizar la homosexualidad en el país

Jueves, 9 de julio de 2020

laudience-que-le-presidentabo-a-accordee-aujourdhui-aux-mgr-basile-mve-engone-de-libreville-et-jean-patrick-iba-iba-de-franceville-1Del blog de José Carlos Rodríguez En Clave de África:

En África hay países en los que puedes ir a la cárcel si descubren que eres homosexual

En algunos, como Uganda, se intentó incluso introducir la pena de muerte

Al mismo tiempo, se ven con normalidad comportamientos que sí son aberrantes, como que un hombre golpee a su mujer cuando le plazca, o que deje una retahíla de hijos por ahí de los que no se ocupa en absoluto

En un continente como África donde todo lo que suene al tema LGTB suele estar muy mal visto, hasta el punto de estar penalizado en bastantes países con penas muy duras, me ha llamado la atención el caso de Gabón, donde el pasado 23 de junio la Asamblea Nacional voto a favor de despenalizar la homosexualidad. Sin embargo, el texto tiene que ser refrendado aun por el Senado y el debate se anuncia duro, con una opinión publica muy dividida.

Una de las personalidades que ha reaccionado en contra con más vigor ha sido el nuevo arzobispo de Libreville, Jean Patrick Iba, nombrado en marzo de este año. Llegó a convocar una conferencia de prensa en una parroquia de la capital, en la que entre otras cosas califico a este proyecto de ley de “aberración” y señaló que “su aprobación podría conducir a las conciencias frágiles a asumir comportamientos desviados”. Terminó afirmando que “la homosexualidad no se ajusta a las costumbres de nuestro país” e hizo un llamamiento a tumbar el proyecto “en nombre de la sabiduría de nuestros antepasados”.

En los 30 anos que llevo trabajando en África, me he percatado de que es este un tema con el que hay que andarse con pies de plomo y que la mayoría de las veces es mejor evitar, sobre todo si el que abre la boca es un blanco, como es mi caso. Si te atreves a decir lo que piensas, te puedes encontrar en medio de un tenso debate que generalmente no se basa en argumentos ni razones, sino en una retahíla de emociones, insultos incluidos, en los que te pueden acusar de querer “imponer”, como si de un nuevo colonialismo se tratara, lo que mucha gente califica de “desviaciones”, “aberraciones”, como dice el señor arzobispo, o incluso de ser parte de un “plan maquiavélico” para corromper el país y sus supuestas sanas costumbres. Al mismo tiempo, siempre me ha sorprendido que en bastantes de estas sociedades se suele con bastante normalidad otros comportamientos que si son verdaderamente aberrantes, por ejemplo, que un  hombre golpee a su mujer cuando le plazca, o que pueda dejar una retahíla de hijos por ahí de los que no se ocupa en absoluto.

Calificó a este proyecto de ley de “aberración” y señaló que “su aprobación podría conducir a las conciencias frágiles a asumir comportamientos desviados”

Aun así, no es lo mismo en todas partes y, por ejemplo, durante el año y medio que viví en Gabón me di cuenta de que en general es una sociedad bastante liberal y tolerante, por lo que me ha extrañado poco que una mayoría de diputados haya dado su visto bueno a despenalizar la homosexualidad.

Bostsuana también lo hizo hace pocos anos. Sudáfrica fue más allá. Si no me equivoco, fue el primer país del mundo donde la Constitución reconoce el derecho a no ser discriminado por razón de “orientación sexual”.

Muy distinto es el caso de Uganda, donde pase dos décadas. Allí conocí de primera mano personas homosexuales que acabaron por perder su empleo o a los que incluso los vecinos echaron de la casa que alquilaban al conocerse su inclinación sexual.

Hace pocos años casi salió adelante una reforma del Código Penal en el que se pretendía castigar con la pena de muerte a los reincidentes por actos homosexuales, y en el que incluso una persona que supiera que su vecino era homosexual y no lo denunciara podía enfrentarse a penas de cárcel.

Al final, debido a una gran presión de países donantes, la reforma no salió adelante, pero si eres gay en Uganda y quieres llevar una vida libre de sobresaltos mas vale que nadie se entere lo más mínimo. Recuerdo haber escrito un artículo en un periódico ugandés en el que yo tenía una columna semanal, que llevaba por título: “Por qué la Iglesia está obsesionada con los gays?”. Durante las siguientes tres semanas me llovieron palos por todas partes y opte por no volver a mencionar el tema ni remotamente.

He vuelto a acordarme del titulo de este articulo al ver la reacción del arzobispo de Libreville. Y conste que no se trata de que en Gabón quieran aprobar el matrimonio homosexual, sino de una simple “despenalización”, es decir, que no te metan en la cárcel por tener una relación sentimental con una persona de tu mismo sexo. Me ha recordado la conversación que tuve, hace pocos años, con varios sacerdotes ugandeses en la que les traje a colación la frase del Papa Francisco: “si una persona es gay y busca a Dios sinceramente, quien soy yo para juzgarlo?” En aquella ocasión, al que pusieron a parir fue al Papa.

Personalmente, nunca me he creído que la homosexualidad sea algo exportado a África. Siempre ha existido en sus sociedades tradicionales, como en todas las culturas del mundo, solo que ha estado fuertemente reprimida. Precisamente acabo de leer la extraordinaria novela “Bajo las Ramas de los Udalas”, de la escritora nigeriana Chinelo Okparanta, en la que relata la experiencia de una joven mujer que vive un infierno de intenso sufrimiento personal al no poder vivir abiertamente su relación amorosa con otra mujer. Duelen especialmente las páginas en las que personas supuestamente cristianas la hacen la vida imposible, sobre todo el relato de un ataque muy violento contra un local en el que mujeres lesbianas se reunían a escondidas.

“Las páginas en las que personas supuestamente cristianas la hacen la vida imposible, sobre todo el relato de un ataque muy violento contra un local en el que mujeres lesbianas se reunían a escondidas”

El caso de Chinelo Okparanta no es el único. Durante los últimos anos, no han faltado los escritores africanos que han salido del armario, con gran riesgo para su integridad física, y se han expresado libremente sobre un tema que todavía esta rodeado de tabúes. Destaca, entre otros, el keniano Binyabanga Wainaina, fallecido el año pasado, y la ecuatoguineana Trifonia Melibea Obono, la cual no se ha andado con rodeos a la hora de señalar que “la homosexualidad en África, como la homofobia, no la trajeron los blancos”.

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , ,

La Iglesia católica española pierde creyentes y practicantes: se desploman las bodas, bautizos y comuniones

Miércoles, 24 de junio de 2020

los-obispos-espanoles-con-el-papaEn 2001 el 70% de los enlaces se celebraban ‘por la Iglesia’. En 2019, apenas fueron el 20%

Más allá de lo formal –casi dos tercios de los españoles se declaran católicos, y más de tres cuartas partes han sido bautizados–, la práctica religiosa y sacramental en nuestro país ha vivido un brusco descenso en los últimos años

En apenas una generación, los fieles han ido abandonando los templos. Ya no se casan por la Iglesia, y cada vez menos se bautizan o hacen la primera comunión, históricamente los ritos de entrada en la Iglesia católica. Las primeras comuniones han pasado de 245.427 en 2012, a 222.345 en 2018, mientras que en el caso de los bautizos la cifra ha caído en picado: de 268.810 bautizos en 2012, a 193.394 en 2018

A finales de junio, diócesis como Plasencia o Valencia serán las primeras en comenzar a celebrar comuniones, bautizos y bodas en los templos católicos, ceremonias que se han visto frenadas por el impacto del coronavirus. Y, salvo algunas colas en lugares ‘de moda’ (Los Jerónimos en Madrid, y muchas de las basílicas en Sevilla, además de las catedrales de Burgos, Ávila o León), lo cierto es que el retorno de los ritos sacramentales no tendrán la afluencia de otros años. ¿La razón? No sólo la COVID–19, sino el hecho de que la sociedad española, en la práctica, ha dejado de ser católica.

Más allá de lo formal –casi dos tercios de los españoles se declaran católicos, y más de tres cuartas partes han sido bautizados–, la práctica religiosa y sacramental en nuestro país ha vivido un brusco descenso en los últimos años. Un descenso que se convierte en auténtico desplome cuando cruzamos los datos de bodas, bautizos o comuniones, las grandes celebraciones que históricamente han llenado los 23.000 templos católicos de nuestro país.

Incluso el Papa Francisco ha animado, en más de una ocasión, a volver a una Iglesia de pequeñas comunidades, sabiéndose –al menos en Europa– en clara minoría respecto a otras épocas en las que ser católico era parte consustancial del Viejo Continente.

Mientras se escuchan los exabruptos de más de un cardenal y varios obispos (Reig, Munilla, Cañizares, Sanz…), lo cierto es que la Iglesia española sigue estando en los niveles más bajos de aceptación social, aunque su peso sociopolítico sigue siendo muy fuerte en un país que apuesta por la laicidad.

Los datos del CIS de hace un año resultaban tajantes: por primera vez, los no creyentes se situaban por encima de los católicos practicantes. Así, aunque dos de cada tres españoles se declaran católicos, apenas el 22,7% acuden a misa o se confiesan. Los agnósticos o no creyentes suman el 29%. Si sumamos al 2,3% de los que afirman pertenecer a otra religión, concluimos que tres de cada diez ciudadanos no quiere saber nada de la Iglesia católica.

“Si no cambia la cosa, sólo celebraremos funerales”

¿Qué le queda a la Iglesia? Los ritos… y cada vez menos. La práctica religiosa de los últimos años ha vivido un auténtico desplome. Especialmente relevantes son los datos de las bodas. Si en 2001 el 70% de los enlaces se celebraban ‘por la Iglesia’, el año pasado el porcentaje descendió al 20%.

El derrumbe en las dos últimas décadas ha sido espectacular: en el año 2000 unas 163.000 parejas se unían por la Iglesia. El año pasado, la cifra se dividió por cuatro (41.975), según datos de la propia Conferencia Episcopal.

En apenas una generación, los fieles han ido abandonando los templos. Ya no se casan por la Iglesia, y cada vez menos se bautizan o hacen la primera comunión, históricamente los ritos de entrada en la Iglesia católica. Las primeras comuniones han pasado de 245.427 en 2012, a 222.345 en 2018, mientras que en el caso de los bautizos la cifra ha caído en picado: de 268.810 bautizos en 2012, a 193.394 en 2018.

Sólo han aumentado, y mínimamente, los sacramentos ‘de adultos’: confirmaciones (en 2012 110.065; en 2018, 129.171) y las unciones de enfermos (de 20.493 en 2012 a 25.663 en 2018).

¿Qué quiere decir esto? Los expertos consultados lo tienen claro. “Hemos perdido a la infancia, lo que quiere decir que estamos a punto de perder, si no lo hemos hecho ya, a la juventud. Y que, si no cambia la cosa, dentro de poco solo celebraremos funerales” lamenta un obispo español que prefiere mantenerse en el anonimato.

Los escándalos de abusos –”No sólo sexuales, sino de poder”–, la histórica ligazón de sectores católicos predominantes con los poderes económicos y políticos de este país, y la sensación de que la institución se ha alejado de los debates que interesan a la sociedad son algunas de las razones. “Curiosamente –analiza este prelado–, cuando tenemos en Roma a un Papa que es el paradigma de la globalización y de la cercanía. Algo hemos tenido que hacer muy mal para que no nos quieran”, asume.

Millones en las clases y en la ‘X’ de la Renta

Sin embargo, otros datos, precisan fuentes episcopales, podrían dar una imagen diferente de la situación. Según la Memoria de Actividades de la Iglesia española, más de 8,3 millones de personas acuden regularmente a las 9,5 millones de misas que anualmente se celebran en nuestro país. Una potencia de presencia pública que sólo pueden igualar algunos clubes de fútbol y que, en su día, la Iglesia utilizó en las calles para oponerse a los proyectos progresistas del primer Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, como Educación para la Ciudadanía y, especialmente, la ley del matrimonio igualitario.

Pese a notable descenso, más de tres millones de escolares optan por la clase de Religión Católica en las escuelas, que gracias a la llamada Ley Wert cuenta para nota en las escuelas, algo que el nuevo proyecto de ley educativo que se tramita en el Congreso pretende eliminar.

Además, las cifras de la Renta, obtenidas por los contribuyentes que marcaron la x correspondiente en su declaración han subido de forma espectacular en los últimos años, alcanzando un récord de 285 millones de euros en el último ejercicio.

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , ,

La misa, un rito muerto

Martes, 23 de junio de 2020

Ermita-derruida-Navarra_2241385852_14701951_660x371“Palabras sobre palabras. Fieles que dormitan. Fieles que no reflexionan sobre lo que se dice” La misa ya no dice nada a los fieles. Es un recitado de sinsentidos sin incardinación alguna en la vida de los feligreses. O cambian la estructura actual y los textos, o cada vez producirá mayor desafecto

¿Pero qué ha sucedido en el pueblo en los últimos tiempos, especialmente en estos tres meses de reclusión? Ni más ni menos que la desaparición de tal sentimiento de culpa y la siembra del relativismo más absoluto cuando de sentimientos religiosos se trata

Decía yo con un sobreentendido sentido irónico que, cuando me jubilara, me empadronaría en el pueblo y me presentaría al puesto de alcalde de la localidad. Con mi prestigio, sería elegido. ¿Propósito? Uno de ellos, la celebración ciudadana del domingo.

Para ello, a la misma hora designada para la celebración litúrgica y con la malévola intención de sustituir eventos semanales, confeccionaría un programa, que podría variar de un domingo a otro, basado en lecturas ad hoc, a veces jocosas, a veces moralizantes y, sobre todo entretenidas, sacadas de los clásicos españoles. Vendría luego una discusión o reflexión sobre lo sucedido durante la semana en el pueblo, referido a hechos o personas; recuerdos del pasado; propuestas; soluciones a determinados problemas; mejoras del pueblo. Incluso alguna referencia a la situación del país. Es decir, una tertulia en nada disímil a la que se podría tener en una bodega o en el bar. De vez en cuando, una canción popular que incluso podría ser intervención individual de alguien con buena voz. Al final, un refrigerio de queso, chorizo y jamón acompañado de vino de la tierra, cerveza o mosto. El presupuesto del pueblo no sufriría merma alguna.

¿Alguien se imagina el lugar que elegirían los ciudadanos para celebrar el domingo? La iglesia cerraría sus puertas por falta de quorum.

Comentaba yo con los pocos que acudieron a la misa del pasado domingo en el pueblo –al fin hizo acto de presencia el párroco– algo sobre el ambiente que reina en las celebraciones dominicales: la misa es un rito muerto. Los pocos que acuden lo hacen más por inercia que por convicción. Quizá porque todavía resuenan los ecos de “pecado mortal”, culpa sobrevenida sobre aquellos que voluntariamente no celebran el domingo con una misa.

¿Pero qué ha sucedido en el pueblo en los últimos tiempos, especialmente en estos tres meses de reclusión? Ni más ni menos que la desaparición de tal sentimiento de culpa y la siembra del relativismo más absoluto cuando de sentimientos religiosos se trata: cuando el mismo arzobispado establece que determinados pueblos sólo tendrán dos misas al mes, con el aditamento de que una de ellas será el sábado a las 13 horas, coincidiendo con la llegada del carnicero, del frutero o del panadero, un pensamiento se apodera de los feligreses: no pasa nada no acudiendo a misa en domingo. Son ellos los que obligan a pecar. Ellos mismos han determinado que así sea, dado que dos domingos al mes, o tres, no hay misa en el pueblo.

Más aún: la falta de incardinación del sacerdote al pueblo asignado, ha producido un desafecto total hacia la Iglesia. El sacerdote llega un cuarto de hora antes del oficio, dice la misa sin referencia alguna al pueblo en que se halla (el sermón suele ser leído y sirve para los cuatro o cinco pueblos que atiende), se desviste en la sacristía charlando un rato con alguna feligresa que se atreve a entrar en la sacristía, sale de la iglesia con parsimonia, se introduce en su coche y se va. El pueblo dejó de existir para él, que vive un ambiente urbano desligado totalmente de los quehaceres, alegrías o sinsabores del pueblo. Dígase lo mismo de los funerales a los que necesariamente asiste. Reflexiones sobre la muerte como si de un camboyano se tratara. Nada relacionado con el devenir vital del difunto o las circunstancias que afectan a la familia.

Viniendo al propósito de estas reflexiones: el rito de la misa está muerto. Es algo anquilosado. Palabras sobre palabras. Fieles que dormitan. Fieles que no reflexionan sobre lo que se dice. Fieles a los que nada dicen las palabras arcanas del sacramento. Ya no es de recibo el que las fórmulas sean sacramentales y, supuestamente, realicen lo que dicen. Cierto es que todavía hay quienes piensan que “ahí” está Jesús, pero creer en ello ya no afecta en absoluto a la vida de las personas.

Las lecturas las más de las veces no se entienden; los sermones que las explicitan no tienen consistencia ni relación con la vida cotidiana; la participación de los fieles en el rito es nula, se limitan a escuchar y contestar; las fórmulas se recitan de memoria y no parecen salir “del corazón”. No es que el rito tenga que ser emotivo, pero sin el sentimiento no hay participación.

La configuración actual del rito de la misa debe desaparecer, por más que su estructura tenga una lógica y sus palabras sean fruto de muchos siglos de sedimentación dogmática.

Fuente Religión Digital

Espiritualidad, Iglesia Católica ,

Juan José Tamayo: “Las condenas patriarcales a la Teología Feminista proyectaron sobre Dios una imagen misógina”

Lunes, 15 de junio de 2020

Marcha-feminista_2238386164_14673999_660x371“Con Francisco continúa la injusticia de género en todos los terrenos”

“La Teología Feminista llamaba la atención sobre la discriminación de las mujeres, que desemboca en violencia machista, feminicidio, como invariante histórica e instrumento normalizado en la sociedad y la Iglesia patriarcales”

“Cuestionaba las masculinidades sagradas como única representación divina, rechazaba la moral de esclavas que las religiones imponen a las mujeres”

“El resultado de la investigación fue la acusación a la Conferencia del Liderazgo de posturas contrarias a la fe de la Iglesia en cuestiones como el sacerdocio y la homosexualidad, de errores doctrinales y de promover un feminismo radical”

En el centenario del nacimiento de Juan Pablo II y en el quince aniversario de la elección de su sucesor, Benedicto XVI voy a reflexionar sobre una teología que no ha tenido el reconocimiento que merece, ni siquiera en los discursos religiosos críticos dentro del cristianismo y en el ámbito del feminismo, cuando se trata de una de las más creativas y metodológicamente “revolucionarias” de los últimos cincuenta años: la Teología Feminista.

En un primer momento apenas se la tuvo en consideración. Se la desdeñó y situó del lado de las teologías de genitivo por creerse que su novedad no consistía en otra cosa que en incorporar a la mujer como un tema más en el programa teológico. Por ello ni siquiera el Magisterio eclesiástico reaccionó ante su nacimiento ni reparó en su originalidad. “Cosas de mujeres”, interpreto que dijeran los defensores de la teología patriarcal y del dogma católico.

Pero la Teología Feminista era más que eso. Llevaba a cabo una verdadera revolución metodológica, un giro hermenéutico y un análisis de la realidad desde la perspectiva de género, que suponía una verdadera conmoción en el discurso teológico. En su mediación socio-analítica llamaba la atención sobre la discriminación de las mujeres, que desemboca en violencia machista, feminicidio, como invariante histórica e instrumento normalizado en la sociedad y la Iglesia patriarcales.

Violencia contra las mujeres, no como simple fenómeno marginal sino como el instrumento habitual, fundamental y más eficaz del patriarcado para someter a las mujeres. Ni siquiera la Teología de la Liberación en sus orígenes reparó en tamaña injusticia, que afectaba a más de la mitad de la humanidad, y de manera especial a las mujeres del entonces llamado “Tercer Mundo” u hoy “Sur global”.

Aplicando al ámbito religioso las categorías de análisis de la teoría de género, la Teología Feminista (feminismos, género, patriarcado, autonomía, violencia de género, masculinidades hegemónicas, masculinidades sagradas, pacto entre mujeres, fraternidad-sororidad, feminización de la pobreza, hermenéutica de la sospecha, etc.) dirigía su crítica radical a las estructuras jeráquico-piramidal-patriarcales de las iglesias, cuestionaba las masculinidades sagradas como única representación divina, rechazaba la moral de esclavas que las religiones imponen a las mujeres.

A su vez creaba sus propias organizaciones teológicas sin pedir autorización al Vaticano y sin necesidad de asesores teológicos varones, proponía alternativas comunitarias de corresponsabilidad y autoridad compartida, defendía la democracia paritaria en las instituciones religiosas, leía los textos fundantes, en este caso del cristianismo, desde la sospecha de que estaban escritos en un lenguaje androcéntrico y que era necesario despatriarcalizar.

“Al darse cuenta de la seriedad y del carácter “revolucionario” de la iniciativa, el Magisterio eclesiástico y sus teólogos asesores comenzaron a sospechar del peligro de dicha teología”

Al darse cuenta de la seriedad y del carácter “revolucionario” de la iniciativa, el Magisterio eclesiástico y sus teólogos asesores comenzaron a sospechar del peligro de dicha teología y a vigilarla de cerca. A las sospechas siguieron las censuras, que  desembocaron en condenas. Unas y otras procedían de jerarcas patriarcales y de teólogos androcéntricos –todos, o la mayoría, clérigos-, insensibles a la discriminación de las mujeres.

Las condenas recayeron sobre algunas de las más reconocidas teólogas con una excelente formación interdisciplinar desde la perspectiva feminista, una sólida fundamentación epistemológica, una gran capacidad de diálogo interdisciplinar y de interlocución con las diferentes tendencias de la Teología Feministas, especialmente con las decoloniales.

Las condenas patriarcales confirmaban la afirmación de Mary Daly: “Si Dios es varón, el varón es Dios” y se colocaba a Dios del lado del patriarcado religioso para condenar a las teólogas feministas proyectando sobre Él una imagen misógina y sexista, que le hacía un flaco favor a la hora de presentarlo como Dios de todos los seres humanos. ¿Quién iba a creer en un Dios misógino? En palabras de Kate Millet, autora de Política sexual, referente de la tercera ola del feminismo, “el patriarcado tiene a Dios de su parte”, y no solo de parte del patriarcado religioso, también del político, incluso en sociedades secularizadas.

Una de las teólogas sometidas a este proceso patriarcal por parte de la nueva Inquisición fue la norteamericana Elisabeth Johnson, autora de obras tan relevantes de teología feminista como La que es. El misterio de Dios en el discurso teológico feminista (Herder, 2002), Verdadera madre nuestra (Herder, 2005) y La búsqueda de Dios vivo. Trazar las fronteras de la teología de Dios (Sal Terrae, 2008). En ellas de-construye el lenguaje patriarcal de la teología, que está en el sustrato del sexismo y de la misoginia, cuestiona las imágenes androcéntricas de Dios y busca reconstruir imágenes integradoras de la divinidad, privilegiando las que surgen desde abajo a partir de las experiencias del sufrimiento y de las luchas emancipatorias de las mujeres y las tienen que ver con la vida.

La amplia difusión de su libro La búsqueda de Dios vivo provocó el malestar de los obispos estadounidenses que, a través de la Comisión para la Doctrina de la Fe de la Conferencia Episcopal de los Estados Unidos, acusaron la obra de “falsedades, ambigüedades y errores”, de no concordar con la doctrina católica en sus puntos fundamentales y de llegar a conclusiones “teológicamente inaceptables”. Elisabeth Johnson expresó su malestar por la tergiversación de su pensamiento y la falta de diálogo y respondió con una réplica rigurosamente argumentada.

Después, la censura contra la Teología Feminista desembocó en una investigación durante cuatro años a la Conferencia del Liderazgo de Mujeres Religiosas de Estados Unidos, organización que agrupa a numerosas congregaciones religiosas femeninas estadounidenses, por la Congregación para la Doctrina de la Fe, presidida por el cardenal conservador alemán Gerhard Müller, discípulo de Benedicto XVI, quien lo nombró para dejarlo “todo atado y bien atado” en el terreno doctrinal tras su renuncia.

El resultado de la investigación fue la acusación a la Conferencia del Liderazgo de posturas contrarias a la fe de la Iglesia en cuestiones como el sacerdocio y la homosexualidad, de errores doctrinales y de promover un feminismo radical. Además, el cardenal Müller consideró “una abierta provocación contra la Santa Sede” la concesión del “Premio al Sobresaliente Liderazgo” por parte de la Conferencia de Liderazgo a la teóloga Elisabeth Johnson, que había sido condenada por el Vaticano unos años antes.

Durante el pontificado del Papa Francisco no se ha producido ninguna amonestación ni condena contra la Teología Feminista, como tampoco contra las organizaciones religiosas femeninas de orientación feminista. Sin embargo, Francisco no se ha destacado precisamente por su afinidad con el feminismo ni por devolver a las mujeres en la Iglesia católica y en la teología el protagonismo requerido por mor de justicia de género y justificado teológicamente. Más bien todo lo contrario. Continúa la injusticia de género en todos los terrenos.

Durante el encuentro de los presidentes de las Conferencias Episcopales de todo el mundo en el Vaticano para tratar sobre la pederastia en la Iglesia, el Papa Francisco afirmó que “el feminismo acaba siendo un feminismo con faldas. En una entrevista con Jordi Évole en el programa de La Sexta “Salvados” reconoció haberse equivocado. Corrigió tan taxativa afirmación por otra más matizada: “Todo feminismo corre el riesgo de convertirse en un machismo con pollera (= falda). La otra me equivoqué”. Autocorregirse es poco frecuente en un Papa. Por eso, haberlo hecho es algo que le honra.

Con todo, creo que, tras siete años de pontificado “franciscano”, el feminismo y la Teología Feminista siguen siendo dos de sus asignaturas pendientes y constituyen uno de los criterios para que pueda ser considerado consecuentemente renovador o no.

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , , , ,

Roma se plantea, medio milenio después, revocar la excomunión a Lutero

Miércoles, 10 de junio de 2020

046

Bula Decet Romanum Pontificem

Como un gesto ecuménico sin precedentes para la unidad

El 3 de enero de 1521, León X excomulgaba a Martín Lutero mediante la bula Decet Romanum Pontificem. Un texto al que el agustino alemán respondería tildando al Papa de Anticristo

Un grupo de teólogos se han dirigido a Roma y a la Federación Luterana Mundial para pedir una declaración formal que acabe con 500 años de mutuas condenas e incomprensiones

Allá donde estén Lutero y León X (o Adriano VI, o Carlos V, o Federico de Sajonia, o tantos que tuvieron mucho que decir en aquellos tiempos), lo cierto es que los creyentes en la fe de Jesucristo estamos cada vez más cerca

El 3 de enero de 1521, León X excomulgaba a Martín Lutero mediante la bula Decet Romanum Pontificem. Un texto al que el agustino alemán respondería tildando al Papa de Anticristo. Medio milenio después, y aunque una excomunión sólo puede levantarse en vida, Francisco podría estar planteándose revocar el castigo eterno para Lutero, a quien ya ha reconocido en numerosas ocasiones como “un reformador” que quiso cambiar la Iglesia, pero no destruirla.

La decisión supondría un gesto histórico para el ecumenismo, y un aldabonazo a las conciencias de los creyentes de todo el mundo. Un ‘Sí se puede’ entre los seguidores de Jesús. Así lo ha solicitado el “Grupo de discusión ecuménica de Altenberg” el día de Pentecostés. El colectivo de teólogos y teólogas ecuménico también se han dirigido a la Federación Luterana Mundial para que retire la declaración de ‘Anticristo’ de Lutero al pontífice que lo excomulgó.

Un acto simbólico pero particularmente importante

“El ecumenismo vive de actos simbólicos y la retirada de la condena contra Lutero sería particularmente importante”, ha destacado la teóloga Johanna Rahner a Catholic.de, subrayando que una decisión así “permitiría a la Iglesia Católica expresar su aprecio por los protestantes de hoy”. O dicho de otro modo, la consecución de un camino que arrancó con fuerza en el Concilio Vaticano II y que hoy es más posible que nunca.

Para la teóloga de Tubinga, algunos pasajes del decreto conciliar “Unitatis redintegratio” podrían interpretarse como la abolición de la excomunión de Lutero, pero dado que la bula se relaciona con el contenido de las enseñanzas del reformador, de las que dependen parte de las iglesias evangélicas hoy, la retirada de la excomunión sería de gran relevancia.

El tiempo, además, juega a favor de la medida, toda vez que en 2017, con motivo de los 500 años de la Reforma -las 95 tesis en la puerta de la iglesia de Wittemberg-, la Federación Luterana Mundial se mostró crítica con la condena que Lutero hizo de León X y sugirió que se retirara.

Conmemorar la separación, unidos

Este hecho, unido a la “cultura del recuerdo” que se viene desarrollando desde 2017, y que tendrá su culminación en 2030 -500 años de la Confesión de Ausburgo, la ruptura definitiva y la creación de la iglesia luterana-, hace más probable un avance definitivo en el ‘caso Lutero’.

De hecho, tanto la Federación Luterana Mundial como el Consejo Pontificio para la Promoción de la Unidad de los Cristianos están planteando un evento conjunto para conmemorar la excomunión de Lutero el próximo 3 de enero. Un encuentro que podría tener lugar en Roma y cuya guinda podría ser el levantamiento de las mutuas excomuniones.

Y es que, allá donde estén Lutero y León X (o Adriano VI, o Carlos V, o Federico de Sajonia, o tantos que tuvieron mucho que decir en aquellos tiempos), lo cierto es que los creyentes en la fe de Jesucristo estamos cada vez más cerca.

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica, Iglesia Luterana , , , , , , , ,

Anne Soupa: “¿Por qué no yo? ¿Por qué no puedo ser obispo?”

Sábado, 30 de mayo de 2020

14 avril 2019 : Anne SOUPA, cofondatrice de l'association "Le comité de la jupe" - qui promeut l’égalité entre femmes et hommes dans l’Eglise - et de la Conférence Catholique des Baptisé-e-s Francophones (CCBF). Paris (75), France.Entrevista con la teóloga que ha presentado su candidatura al Obispado de Lyon

“Las mujeres somos las grandes perdedoras en la Iglesia hoy. La situación de las mujeres en la iglesia es escandalosa”

(KNA).-  Desde que el cardenal Philippe Barbarin renunciara en marzo (tras su absolución, en segunda instancia, por encubrimiento de abusos), el puesto de arzobispo en Lyon está vacante. Este lunes, la teóloga Anne Soupa, de 73 años, presentó su solicitud al nuncio del Papa. ¿Por qué lo hizo? ¿Qué quiere lograr con este gesto? ¿Cuál es el papel de la mujer en la Iglesia? Hablamos con ella:

Sra. Soupa, ¿por qué solicitó el puesto de arzobispo?

Soupa: En su carta “Evangelii Gaudium”, el Papa Francisco pidió más medidas en la lucha contra el clericalismo. También pidió una mejor distinción entre funciones administrativas y sacramentales. El liderazgo de una diócesis también incluye tareas espirituales. Estos también pueden ser realizados por laicos, hombres o mujeres. La Iglesia en Francia, hasta ahora, no ha tomado ninguna medida contra el clericalismo. Nuestra iglesia simplemente sigue con el mismo modelo, a pesar de que no funciona.

La asamblea de los obispos franceses dio un primer paso en otoño e invitó a laicos…

Soupa: Eso no es suficiente. Los laicos que fueron invitados solo discutieron de temas ecológicos. No fueron invitados a discutir cómo se debe administrar la Iglesia en el futuro. No hemos discutido la estructura institucional de la iglesia.

¿Cómo sería la Iglesia ideal?

Soupa: Alemania ya tiene una muy buena estructura con el Comité Central de Católicos Alemanes (ZdK) , que representa a los laicos. No hay tal cosa en Francia; Sería un buen movimiento. Por eso, invitamos al ex Secretario General de ZdK, Stefan Vesper, a Francia en marzo. Quedamos impresionados con la riqueza de este modelo. Pero, en general, estoy convencida de que tenemos que ir más allá en la responsabilidad de los laicos en la Iglesia. ¿Por qué los laicos no podrían ser capaces de dirigir una diócesis?

 ¿Por qué crees que puedes suceder al cardenal Philippe Barbarin en Lyon?

Soupa: No soy perfecta para Lyon, ni para ninguna otra cosa en mi vida. La archidiócesis de Lyon simboliza una administración fallida. Había caos allí; cuatro obispos no lo han ordenado, especialmente con respecto al abuso. No han visto el problema de la pederastia. Lyon es el resultado de una estructura que ya no tiene sentido.

¿Qué quieres lograr con tu paso adelante?

Soupa: Espero que la iglesia tome conciencia de los agravios. Las mujeres somos las grandes perdedoras en la Iglesia hoy. La situación de las mujeres en la iglesia es escandalosa. Quiero que las mujeres se den cuenta y pregunten: ¿por qué no yo? ¿Por qué no puedo ser obispo?

Ciertamente has oído hablar del movimiento Maria 2.0 en Alemania.

Soupa: Lo que las mujeres en Alemania comenzaron con Maria 2.0 es genial. También hay mujeres en Suiza que han tomado una posición muy valiente. Creo que es una pena que en Francia no tengamos la misma fuerza que las mujeres católicas en Alemania. No tenemos una “Comunidad de mujeres católicas en Alemania” (KFD), pero también tenemos una cultura diferente. Los católicos en Francia son más individualistas y es mucho más difícil movilizarlos. Pero sería muy bueno.

¿Qué reacciones obtuvo a su solicitud?

Soupa: La cobertura de los medios fue excelente, me complació. Tienes que ir a los medios. Claro, las reacciones son diversas, desde críticas hasta elogios. Pero el debate ayuda a crear conciencia sobre el tema. La iglesia en Francia es bastante crítica con los medios. No hubo respuesta de la propia iglesia, pero tampoco esperaba eso.

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , , , , , , ,

Una teóloga francesa, ‘candidata’ para suceder a Barbarin en Lyon

Jueves, 28 de mayo de 2020

14 avril 2019 : Anne SOUPA, cofondatrice de l'association "Le comité de la jupe" - qui promeut l’égalité entre femmes et hommes dans l’Eglise - et de la Conférence Catholique des Baptisé-e-s Francophones (CCBF). Paris (75), France.“Excluir a la mitad de la humanidad es contrario al mensaje de Cristo”, sostiene Anne Soupa

El gesto, inédito, pretende reivindicar el papel de la mujer en la Iglesia, al tiempo que apostar por un nuevo modo de participación en la toma de decisiones

Los últimos cuatro pastores de Lyon (Decourtray, Billé, Balland y Barbarin) “han fallado en su tarea principal de proteger a sus comunidades. Los pastores dejaron entrar a los lobos en el redil y los depredadores atacaron a los pequeños”

Invita a las mujeres del mundo “a presentarse donde se sientan llamadas, ya sea para ser obispo o para cualquier otra responsabilidad que hoy les está prohibida

Es un gesto inédito en la historia reciente de la Iglesia católica, y una llamada de atención a una institución afectada por el excesivo clericalismo y el patriarcado. La teóloga y biblista francesa Anne Soupa, de 73 años, dio ayer un paso al frente y presentó formalmente su ‘candidatura’ para suceder al cardenal Barbarin como arzobispo de Lyon.

“Nada me impide presentarme y, sin embargo, todo me lo prohíbe”, señaló Soupa, quien calificó su gesto como “loco, aunque lo más loco es que parece loco, cuando no lo es”. La biblista pretende llamar la atención sobre el papel de la mujer en la Iglesia, así como denunciar cómo la estructura patriarcal de la Iglesia ha favorecido actitudes como el silencio ante los abusos sexuales a menores, la auténtica clave para entender la marcha de Barbarin.

Ninguna mujer decide en la Iglesia

“Observando que en el año 2020, en la Iglesia Católica, ninguna mujer dirige diócesis alguna, ninguna mujer es sacerdote, ninguna mujer es diácona, ninguna mujer vota en las decisiones de los sínodos; considerando que excluir a la mitad de la humanidad no sólo es contrario al mensaje de Jesucristo, sino que también es perjudicial para la Iglesia, que se mantiene así en un ambiente que favorece los abusos (…) Todo ello me permite decir decir que soy capaz de presentarme al título de obispo, todo me hace legítimo”, señala Anne Soupa en su petición.

“Si mi candidatura está prohibida por el derecho canónico, es simplemente porque soy mujer, porque las mujeres no pueden ser sacerdotes y porque sólo los sacerdotes, al convertirse en obispos, dirigen la Iglesia Católica”, escribió en su “dossier de candidatura”.

Obispos encubridores

La teóloga admite que su candidatura es una provocación, y así lo asume. Y lanza un nuevo dardo, señalando cómo en Lyon, los cuatro anteriores arzobispos – Decourtray, Billé, Balland y Barbarin – “han fallado en su tarea principal de proteger a sus comunidades. Los pastores dejaron entrar a los lobos en el redil y los depredadores atacaron a los pequeños”.

Su candidatura tiene dos objetivos: “Por un lado, poner de relieve la invisibilidad en la que se encuentran las mujeres en la Iglesia Católica. Por el otro, mostrar que hay otras formas de gobierno para la Iglesia Católica” frente al “enésimo obispo del mismo molde clerical” que, se presume, acabará siendo nombrado para Lyon.

No al clericalismo

La Iglesia Católica sigue alimentando un clericalismo que ha sido denunciado por el Papa: abusos de todo tipo, sacralización del sacerdote, espíritu de división… Sabiendo y considerando todas estas cosas, solicito la archidiócesis de Lyon”, recalca la biblista, que invita a las mujeres del mundo “a presentarse donde se sientan llamadas, ya sea para ser obispo o para cualquier otra responsabilidad que hoy les está prohibida”.

81YBBONtupL

Anne SOUPA, es cofundadora de la asociación “Le comité de la jupe” (El comité de la falda), que promueve la igualdad entre mujeres y hombres en la Iglesia, y de la Conferencia Católica de Francófonos Bautizados (CCBF).

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , , , , , , ,

Salta (Argentina): Exigen no prescriba causa contra un cura acusado de pedofilia

Jueves, 28 de mayo de 2020

No-a-la-prescripción-906x453Por Elena Corvalán

El juicio contra el cura Emilio Lamas iba a empezar el 7 de mayo pero se suspendió. La Corte de Justicia de Salta está analizando el pedido de prescripción. Mientras, sobrevivientes de sus abusos sexuales lanzaron una campaña.

La Red de Sobrevivientes de Abusos Eclesiásticos de Salta lanzó una campaña contra la posibilidad de que la Corte de Justicia provincial disponga el cierre de la causa del cura  Emilio Lamas. Lamas está acusado de abuso sexual simple y promoción a la corrupción de menores agravada por denuncia de dos personas.

Los jueces de la Corte salteña están “decidiendo si el cura será juzgado en un juicio público o será beneficiado con la impunidad por los hechos que cometió contra dos menores de edad en la década de los 90”, señaló la Red en su campaña, en la que destacó que el juicio debió haber comenzado el 7 de este mes.  “Lo que decida la Corte marcará un antecedente definitivo sobre si las víctimas de pedofilia de los curas tendrán justicia y si éstos últimos serán juzgados como cualquier ciudadano por sus actos”, agregan.

Quienes lanzaron la campaña en las redes son Juan Carlos García y Carla Morales Ríos, denunciantes del sacerdote por hechos cometidos en 1991 y 1994, cuando tenían 14 y 11 años, y eran activxs participantxs de las actividades de la Iglesia Católica en el pueblo de Rosario de Lerma, ubicado en los valles de Salta. Sin embargo, como destacaron ambxs a Presentes, detrás de ellxs hay por lo menos otras cinco personas, también víctimas del cura cuando eran niñxs o adolescentes, que esperan el resultado de este proceso para avanzar con sus denuncias.

Si bien en los tribunales salteños afirman que no hay mayores novedades en el proceso, el juicio oral contra el cura fue efectivamente suspendido. El Poder Judicial de Salta destacó que quedó comprendido en las suspensiones generales de audiencias públicas que se decidieron por la pandemia del coronavirus. Sin embargo, si no mediara la Covid-19, la causa tampoco estaría en condiciones del juicio oral porque la Corte aún no resolvió un planteo de prescripción presentado el año pasado por la defensa de Lamas, a cargo del abogado José Fernández. El presidente de la Corte, Guillermo Catalano, recién llamó “a autos para resolver” el pasado 28 de abril.

Carla Morales Ríos está en Rosario de Lerma en estos días. Por razones económicas derivadas de la pandemia, tuvo que regresar a su lugar de nacimiento. Está haciendo la cuarentena obligatoria que impone el gobierno provincial a lxs “repatriadxs”. Desde su lugar de aislamiento pensó con Juan Carlos García la campaña que lanzaron para visibilizar la posibilidad de que Lamas logre un fallo que lo libre de ir a juicio.

En ese mismo pueblo sigue viviendo Juan Carlos, donde se las rebusca “como puede” después de que perdiera su trabajo en la Municipalidad local, justo luego de hacer la denuncia contra el cura, en 2018. Lxs dos cuentan a Presentes sobre el desgaste emocional, físico y hasta económico que les provoca mantener este reclamo de justicia, representados por el abogado Luis Segovia en las querellas que interpusieron en la causa penal.

“Lo que me da bronca es que después de haber pasado por todo esto se suspenda el juicio. Siento que nunca hay justicia para nosotras: para las travas, para les pobres, para les indígenas. Y después de dos años de revictimizarme al  tener que volver a recordar un montón de cosas, fue como despertar a mi niñe otra vez, hacerle pasar por todo esto. No es justo”, dice Carla a Presentes.

Diseño-sin-título-13-1-2El cura abusador Emilio Lamas

“Es recordar y volver a sentirme vulnerable”, dijo por su parte Juan Carlos, antes de relatar lo que sufrió cuando era monaguillo en la casa parroquial del paraje El Alfarcito. Allí lo llevó Lamas con la excusa de una celebración religiosa. “El premeditó todo. Y después se burlaba diciéndole quién te va a creer. Jamás me voy a olvidar de esa risa, y hoy en día entiendo que se sentía impune, hacía lo que quería”, agregó.

Carla destacó que la dificultad es mayor ahora que tiene que estar en su pueblo, donde no es fácil soportar el señalamiento. “Yo pude llevar una lucha porque no estaba en el pueblo, porque no era señalada y porque además tenía todo una red de contención”.

Además, en este tiempo “el cuerpo me ha pasado factura, he sido diagnosticada con trastorno de ansiedad, he tenido un episodio difícil el año pasado, he tenido una parálisis facial también el año pasado, he salido de urgencia para una operación de vesícula. Mi psiquiatra y mi psicóloga dicen que el cuerpo me está pasando factura”.

Juan Carlos también cuenta las dificultades de pueblo chico: “Al principio ha sido difícil salir a la calle, he recibido mucho castigo en las redes sociales, eso me afectó un montón. Porque ha sido gente vecina, gente conocida, me decían que yo lo único que buscaba era plata, fue difícil, castigaron a mi madre”.

“Todos sabían lo que pasaba”

Juan Carlos destacó que en general lxs acusadxs por abusos sexuales eclesiásticos buscan la prescripción “porque saben que las víctimas denuncian un tiempo después, porque es un golpe muy duro. Imaginate, nosotros en los años 90, donde, al cura lo idolatraban, entonces fue difícil”.

Y destacó que en su caso pidió ayuda “a todos” y  nadie le creyó. Juan Carlos cuenta  que en 1991 la justicia estaba al tanto de lo que estaba pasando en Rosario de Lerma porque pidió ayuda a la jueza de Menores Sylvia Bustos Rallé. Ella le respondió:  bueno, su papá no quiso denunciar.

“Mi papá era un hombre de trabajo, del ferrocarril, no tenía muchos estudios y evidentemente éramos pobre nosotros, entonces para él decía: encarar todo esto va a ser muy difícil”, explica Juan Carlos.  Al final de su vida le pidió perdón y lo animó a denunciar para que “siguiera buscando la paz”.

 “De una u otra manera la justicia sabía que este sacerdote me había violado y que estaba cometiendo delito no solo conmigo, sino también con otros chicos. Porque Emilio Lamas violó a cinco chicos acá en Rosario de Lerma”.

Esta campaña es para que la gente se exprese y “la justicia vea que no están ellos solos entre cuatro paredes a la hora de votar, sino que toda una sociedad los está observando para ver qué veredicto van a dar”.

La justicia es colectiva

NO-al-punto-final-Carla y Juan Carlos comparten haber nacido en hogares católicos. Sus madres son fervientes creyentes y llevaron a sus hijxs a la Iglesia. Esas madres tuvieron también que realizar un esfuerzo grande para separar sus creencias de la institución eclesiástica.

Luego de que Juan Carlos García denunciara a Lamas, la madre de Carla hizo declaraciones públicas sobre el abuso que había sufrido su hija 25 años atrás. “Ella ha hecho todo un proceso para poder hablar, porque si no hubiese sido por ella yo no hubiese hablado”, sostuvo Carla. Por eso siente que “ella también espera justicia”.

Para Carla, la única vez que hubo justicia para las travestis fue en el fallo contra el travesticidio de la defensora de derechos humanos Diana Sacayán. Aquel  fue un logro colectivo y ahora tanto Carla como Juan Carlos entienden que su causa es también mayor que una acción personal.

Yo creo que lo mío no solamente es para mí, creo que es por mucha gente. Hay muchas chicas que me escriben todo el tiempo, mucho más cuando yo revuelvo el avispero con este tema, que muchas no pueden hablar, o no hablan porque ya su abusador murió o su abusador está dentro de la familia, y entonces sienten que en mi lucha está la de ellas. Me encantaría decirles que hablen pero cada una tiene su propio proceso. A mí me llevó 25 años poder hablar, me llevó más de diez años poder darme cuenta del abuso, me llevó más de 16 años poder convencer a mi familia”.

Presiones de la Iglesia

Juan Carlos insiste en lo difícil que es transitar este proceso, y resalta la persecución que sufrió dentro de la misma Iglesia “para que no hablara, para que me fuera de la Iglesia, fue muy duro”; hasta recibieron la visita del obispo Julio Blanchoud, fue “difícil para mí que venga un monseñor, que mi mamá salga llorando de la reunión diciendo con los curas no nos metamos. Ella analfabeta, viejita, enferma, entonces es un dolor, no puedo dejarlo así”.

Dijo que no quiere que otras víctimas “pasen el proceso que yo he pasado”. Por eso les dice que está bien si no quieren “dar la cara”, pero insiste para que denuncien. “Les digo, preparensé, porque hay que denunciar, si no, nunca se va a saber la verdad y ustedes van a estar así, un día bien, otro día mal, un día alegre, un día triste”.

Solxs pero acompañadxs

Carla destacó que cuando pensaron en esta campaña la llamaron desde organizaciones para acompañarlxs.  “Pero con mi comunidad trava hemos aprendido a llevar nuestra propia voz, porque no me gusta el tutelaje, y yo cuando hablo, hablo desde mi ser trava, desde mi ser pobre, desde mi ser indígena, desde mi ser consumidora de cannabis y desde ser abortera, desde ser feminista, y no sé si a todas esas organizaciones que quieren acompañar, quieren a alguien que hable de estos temas. Desde la colonización para acá nuestros pueblos siempre han sido los que han sufrido, siempre han sido los que no han tenido justicia. Y la Iglesia está hermanada con esa colonización”.

Juan Carlos también dimensiona el poder de la Iglesia, y considera que el resultado de esta causa es fundamental para que otras víctimas se animen a pedir que se investiguen los delitos que sufrieron. “Ellos dependen también de mi causa para denunciar, o sea que también siento esa responsabilidad que al mismo tiempo me fortalece porque no estoy solo”.

Y adelantó que si reciben un fallo en contra buscarán “más recursos para seguir peleando, porque la única vía que tengo hoy en día es seguir peleando porque no solo está mi causa, ahora están estos otros chicos  a la espera espera y estoy soltando mis últimos recursos”.

La referente en Salta del Plenario de Trabajadoras, Gabriela Cerrano, advirtió que “si hay un fallo a favor de Lamas será un grave antecedente para que los curas salteños con causas de hace más de 20 años no puedan ser juzgados. Si es a favor de las víctimas, será un paso adelante en la lucha contra la impunidad de la Iglesia”. Cerrano recordó que la justicia de Salta ya ha tomado decisiones a favor de curas acusados por abusos sexuales. El juez Adolfo Figueroa, de la sala IV del Tribunal de Impugnaciones, revocó la elevación a juicio al sacerdote Agustín Rosa Torino. Días después dictó la prescripción de las causas por abuso contra el actual capellán de la Universidad Católica de Salta, Mario Aguilera.

La campaña de la Red invita a publicar acciones y pronunciamientos con los hashtags:

#NoalpuntofinaldelacausadelcuraLamas#Justiciaparalasvíctimas y #ReddeSobrevivientesdeAbusosEclesiasticosdeSalta

La Agencia Presentes nos recuerda que: Todos nuestros contenidos son de acceso libre. Para seguir haciendo un periodismo independiente, inclusivo y riguroso necesitamos tu ayuda.  Podés colaborar aquí.

Fuente Agencia Presentes

General, Iglesia Católica , , , , , , , , , ,

Francisco y “El Diablo Cojuelo”

Martes, 26 de mayo de 2020

San-Francisco-cantico-criaturas_2174192631_14063171_660x371San Francisco: El cántico de las criaturas

El mundo necesita el ejemplo de San Francisco

Tachar de enemigo del alma a la mujer por mujer, antes o después de identificarla con la “carne”, es aberrante capitulo aparte de la teología moral, necesitado de redención, cultura y decencia

El cuerpo –la “carne”– es morada preferida de Dios

La historia, las leyendas, la ascética y la mística, la devoción popular, el “sensus fidelium”, el sentido común, los santos evangelios y la misma Iglesia  “oficial”, aúnan sus fuerzas y su teología, y siguen  declarando santo por  antonomasia  a un tal Francisco, nacido en Asís, – Italia- el año 1182…

Según se refiere, al nacer y ser bautizado, su madre le puso de nombre Juan  Pedro Bernardone. Ausente su padre  por razones de trabajo –se dedicaba  al comercio de tejidos-, al llegar al hogar y ver a su hijo, le cambió  el nombre por el de Francisco –diminutivo de “El Franco”- , en agradecimiento a los buenos resultados  que en tal país conseguía  con su mercadeo. (“Franco” significa “libre”).

La historia sigue refiriendo que en su juventud, Francisco se entusiasmó soberanamente  con cuanto tenía alguna relación con las guerras, como con las declaradas  entre Asís y Perugia  y, sobre todo,  por la que alcanzó categoría de “cruzada” de Apulia-  entre la iniciada por  el noble don Gutierre III de Brienne, para conquistar para sí y los suyos el señorío pontificio…

En estas lindas, nobles y juveniles atracciones y actividades, en su “vida y milagros” se narra  la escena de su conversión, apareciéndosele Dios en  persona en un sueño, mandándole reparar  la iglesia-templo  de san Damián  que amenazaba ruina. Francisco tomó al pie de la letra la  misión divina, pero prestamente percibió  que su vocación  no habría de detenerse en la restauración de las piedras de un templo material, sino en las de la Iglesia universal -doctrinas y comportamientos, sobre todo jerárquicos- , cada día más alejados y contrapuestos  con los principios cristianos.

La restauración  de la Iglesia universal habría de ser aspiración y meta de su vocación…Y es que, en sus tiempos, al igual que en los anteriores y en los posteriores, la Iglesia, especialmente en cuanto se relacionara con la pobreza  apenas, si tenía y tiene semejanza  con la descrita por y en  los santos evangelios….

Pobre-pobre –“de aquí en adelante solo tendré un Padre, que es el del cielo”– porteador de un bastón  y una túnica, con un grupo de amigos  de sus antiguas andanzas, se echó a andar por los caminos de Dios, predicando y ejerciendo la pobreza,  con sus palabra y sus testimonios de vida, sin evitar hacerlo en castillos feudales y sin dejar  a un lado los mansiones episcopales  en las que obispos, arzobispos y cardenales  “predicaban” y vivían  con idéntica o superior  ostentación y aún vicios, haciéndolo además con hipócrita tranquilidad de conciencia  y hasta “en el nombre de Dios”. Bien pronto, el pueblo-pueblo conectó con el “nuevo” estilo alegre de Francisco, a quien piadosa  y convencidamente motejaron  de “Trovador de Dios” y de “Segundo Cristo”.

San-Francisco-Asis-predicando-pajaros_2213788644_14414880_667x375San Francisco de Asís predicando a los pájaros y las flores

Y precisamente en este contexto popular  es en el que se agiganta y y canoniza  la imagen de Francisco, redescubriendo para sí y para los demás  que el mundo-todo el mundo-  era, y es,  la casa que el mismo Dios  les preparó a quienes han de habitar en su obra creada  ejerciendo su oficio  y su profesión, por naturaleza sagrados, aunque  no lo parezca, y tal término siga siendo acaparado y limitado  por las campanas,  candelarios, olores a incienso,  ornamentos sagrados, mitras y báculos, privilegios  y regímenes de  señoríos feudales con inclusión de los pontificios… 

“El mundo es la casa de Dios”; “Mi monasterio es  el mundo”; “ A Dios se le descubre en todos los rincones del mundo”; “En todas las personas y en toda la obra creada, se le rinde a  Dios el culto verdadero”. La ecología es teología. Es catequesis. Es mandamiento de Dios y de la Iglesia. Es “Credo” y “Gloria in excelsis”. Es misa y misión, que dejan de serlo  si no están presentes las demás personas, plantas, animales y aún las piedras.

El cántico de las criaturas, de san Francisco  es letanía y liturgia. El hermano  sol, la luna, el agua, el fuego  la madre tierra, el hermano lobo de Gubio… son invocaciones y expresiones de Dios. Quien abraza al mundo abraza a la vez a Dios. Este arde y se hace presente en cada arbusto,   en cada gota de agua, en el canto –“pìo, pío…¡- del pájaro, y hasta en los aullidos de las fieras. Todos estos sonidos  son palabras de Dios…

El mundo actual precisa  con urgencia de la presencia  y ejemplos de multitud de Franciscos. El papa actual los capitanea  con las letanías de “El canto de las criaturas” de su homónimo. Santa Clara –también de Asís o de Francisco-,  les acompaña en tan maternal ministerio.

imagesLo de que los enemigos del alma  son “el mundo, el demonio y la carne”, del clásico ordenamiento catequístico, demanda fórmulas y explicaciones mucho más serias, profundas, congruentes y ortodoxas. El “mundo” , por mundo –de por sí, bueno, limpio, cara y casa de Dios y de sus criaturas,- jamás será enemigo ni del alma ni del cuerpo. Tampoco lo será el diablo,  a no ser, que, como en griego también significa “desunión” y literariamente se apellide “El Cojuelo”,  se dedique de por vida a tan desdichada tarea de enfrentarnos entre unos y unos.  Tachar de enemigo del alma a la mujer por mujer, antes o después de identificarla con la “carne”, es aberrante  capitulo aparte de la teología moral, necesitado de redención, cultura y decencia.  El cuerpo –la “carne”-  es morada preferida de Dios.

Fuente Religión Digital

Espiritualidad, Iglesia Católica , , , , , , , ,

José María Castillo, al cardenal Sarah: “El rito, cumplido al pie de la letra, tranquiliza la conciencia… y nos engaña”

Viernes, 15 de mayo de 2020

Cardinal-SarahDe su blog Teología sin Censura:

“Pero, ¿qué pasa en la Iglesia? Por supuesto, que el Santísimo Sacramento merece todo nuestro respeto. Pero, ¿cómo y en qué manifestamos ese respeto? ¿En los ritos y ceremonias con las que celebramos la eucaristía? ¿O en vivir el contenido ético (de vida y conducta) que es la razón de ser y el motivo por el que Jesús instituyó la eucaristía?”

“Lo que no entiendo, ni puedo entender, es el silencio de no pocos obispos, en España y en el mundo, ante tanto sufrimiento, tanta injusticia”

El cardenal Sarah, Prefecto de la Sagrada Congregación para el Culto Divino, en la Curia Romana de la Iglesia Católica, ha dicho públicamente que es una falta de respeto y una “locura total” llevar la sagrada comunión a un enfermo, haciendo eso de tal manera que la hostia consagrada se lleve metida en un sobre o en una bolsa. Como es lógico, esta declaración pública de un personaje, tan importante en estos asuntos, está dando que hablar.

Yo no pretendo discutir aquí si el Cardenal Sarah tiene o no tiene razón en lo que ha dicho y como lo ha dicho. Lo que a mí me preocupa es el hecho de que la gente, que se relaciona con la Iglesia, se interese tanto por lo que ha dicho este cardenal ante un suceso tan simple como es llevar la comunión eucarística en una bolsa o en un sobre. Sin duda, este cardenal piensa que es un hecho de notable importancia y gravedad el envoltorio que se utiliza para llevar la sagrada comunión a un enfermo o un impedido. Y esto es lo que ha motivado que el criterio de este cardenal se convierta en noticia que ha dado la vuelta al mundo. Señal evidente de que, por lo visto, para la “gente de Iglesia” esto es un asunto muy serio y ante el que no podemos quedarnos indiferentes. Y por supuesto no faltarán los indignados, no por el modo de llevar la comunión, sino por lo que ha dicho el cardenal Sarah.

Pero, ¿qué pasa en la Iglesia? Por supuesto, que el Santísimo Sacramento merece todo nuestro respeto. Pero, ¿cómo y en qué manifestamos ese respeto? ¿En los ritos y ceremonias con las que celebramos la eucaristía? ¿O en vivir el contenido ético (de vida y conducta) que es la razón de ser y el motivo por el que Jesús instituyó la eucaristía?

Ya en el sermón del monte dijo Jesús: “si vas a presentar tu ofrenda al altar y recuerdas que tu hermano tiene algo contra ti, deja tu ofrenda allí, ante el altar, y vete primero a reconciliarte con tu hermano, y luego vuelve y presenta tu ofrenda” (Mt 5, 23-24). En la Biblia se dice, una y otra vez, que la ofrendas y ceremonias sagradas de los pecadores le causan horror a Dios (Prov 15, 8; 21, 3. 27; Eclo 31, 21-24; 35, 1-3).

Una cosa muy fundamental, que no se suele tener debidamente en cuenta, en la Iglesia, es que “los ritos son acciones que, debido al rigor en la observancia de las normas, se constituyen en un fin en sí” (Gerd Theissen; V. Turner). ¿Y qué ocurre precisamente por eso? Pues algo que impresiona. Y que consiste en que los ritos, observados con toda precisión, se separan del “ethos” (la ética, la conducta). De lo que se sigue una consecuencia patética. Porque el rito, precisamente porque se ha cumplido al pie de la letra, por eso nos tranquiliza la conciencia. Pero, por eso justamente nos engaña. Del ritual, ejecutado al pie de la letra, salimos satisfechos y tranquilos. Pero, con demasiada frecuencia, lo que ocurre es que el rito, bien ejecutado, nos sosiega el espíritu. Al tiempo que nuestra conducta sigue siendo exactamente la misma que teníamos antes de la misa, del rezo o de mi relación con los demás.

Según el Evangelio, cuando Dios nos pida cuentas en el juicio definitivo, nos dirá sencillamente: “lo que hicisteis con uno de estos… tan insignificantes lo hicisteis conmigo” (Mt 25, 40).

En el momento definitivo, no se nos va a preguntar si hemos cumplido o hemos dejado de cumplir los ritos y ceremonias hasta el último detalle. Lo que, en el juicio de Dios, será determinante va a ser sólo una cosa: no el cumplimiento y la observancia de los ritos religiosos, sino la rectitud y honestidad ética que hemos tenido con nuestros semejantes, sobre todo y concretamente con los que sufren y lo pasan mal en la vida.

¿Por qué nos llama la atención lo que ha dicho el cardenal Sarah? Lo comprendo. Lo que no entiendo, ni puedo entender, es el silencio de no pocos obispos, en España y en el mundo, ante tanto sufrimiento, tanta injusticia y el comportamiento de Conferencias Episcopales enteras que dan señales o dicen claramente que no están de acuerdo con la renta básica universal para miles y millones de seres humanos que no tienen otro medio de vida.

Termino: me identifico con la conducta ejemplar del papa Francisco. Con lo que no me puedo identificar es con la conducta de los que informan de su fidelidad a misas, rezos y ceremonias, al tiempo que se callan y ocultan intereses y conductas que no se pueden conocer.

Espiritualidad , , , ,

Benedicto XVI comparó al matrimonio entre personas del mismo sexo con el “anticristo” y denunció que sus detractores buscan silenciarlo

Jueves, 7 de mayo de 2020

benedikt_xviJoseph Ratzinger, de 93 años, ha sido acusado de intentar sabotear la modernización planteada por su sucesor, el papa Francisco.

Según asegura en una nueva biografía autorizada, tiene una buena amistad con el actual líder católico

El papa emérito Benedicto XVI, conocido por sus posiciones tradicionalistas, afirma que sus detractores quieren “hacerlo callar” y compara al matrimonio entre personas del mismo sexo y el aborto con el “anticristo”, en una biografía autorizada publicada este lunes en Alemania.

Joseph Ratzinger, de 93 años, dice ser víctima de una “deformación malintencionada” de la realidad. El espectáculo de las reacciones de la teología alemana es tan aberrante y malintencionado que prefiero no hablar de ello, afirma en las entrevistas publicadas en el libro “Benedicto XVI – Una vida”.

“Prefiero no analizar las razones reales por las que simplemente quieren hacerme callar”, añade. En Alemania, donde la Iglesia católica está dirigida por prelados considerados reformistas, Ratzinger ha sido criticado con frecuencia por sus opiniones sobre el islam o cuestiones sociales.

El que fue papa entre 2005 y 2013 está acusado de intentar sabotear los esfuerzos de modernización de la iglesia de su sucesor, el papa Francisco. En el libro, Ratzinger asegura, sin embargo, que tiene buenas relaciones con el papa actual. “Como usted sabe, mi amistad personal con el papa Francisco no solo se mantuvo, sino que se desarrolló”, afirma.

En febrero, Benedicto XVI se vio inmerso en una polémica en el Vaticano cuando su secretario particular fue apartado del entorno del papa Francisco.

La decisión fue tomada tras la publicación de un libro firmado por el papa emérito y el cardenal guineano ultraconservador Robert Sarah en el que defendían el celibato de los sacerdotes, un tema muy polémico dentro de la Iglesia.

Algunos consideraron el libro como una intromisión en el pontificado del papa Francisco e incluso como un manifiesto de la franja tradicionalista de la Iglesia. Tras 48 horas de polémica, Benedicto XVI pidió que retiraran su nombre de la portada del libro, de la introducción y de las conclusiones.

En la biografía publicada este lunes, Benedicto XVI reitera su oposición al matrimonio igualitario, afirmando que ve en él la obra del “Anticristo”, una fuerza maléfica que busca reemplazar a Jesucristo. “Hace cien años se habría considerado absurdo hablar de matrimonio homosexual, hoy nos excomulgan cuando nos oponemos a él, afirma.

Pasa lo mismo con el aborto o la creación de humanos en el laboratorio”, añade.

“La sociedad moderna está formulando un credo al anticristo que supone la excomunión de la sociedad cuando uno se opone”, insistió.

Según el papa emérito, “la verdadera amenaza para la iglesia” es “la dictadura mundial de ideologías que se pretenden humanistas”.

Seewald es autor de varios libros de entrevistas con el papa emérito y la biografía que aparece este lunes, en la editorial Droemer-Knaur, es la culminación de varios años de trabajo dedicados a la figura de Benedicto XVI.

El autor de la biografía es un defensor de Benedicto XVI y sostiene que la imagen que se tiene de él como un papa ultraconservador y reaccionario se debe en buena parte a las “calumnias” de uno de sus principales críticos, el teólogo ecuménico alemán Hans Küng.

La biografía, según un comunicado de la editorial, aparecerá también en inglés, español, francés y polaco.

El 16 de abril, el papa emérito celebró su cumpleaños 93 en el Vaticano, rodeado por un estricto cordón sanitario para protegerlo del coronavirus, anunció su secretario privado. Joseph Ratzinger, el primer papa de la era moderna que renunció a su cargo, en 2013, se encuentra ‘confinado’ en el monasterio Mater Ecclesiae, en los jardines vaticanos, donde no podrá recibir visitas por precaución.

“Como vivimos bajo ‘arresto domiciliario’, como tantos otros en Italia, por supuesto no habrá visitas”, explicó a Radio Vaticana su secretario privado, el arzobispo alemán Georg Gänswein.

Fuente:  AFP/EFE

 

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , ,

“Partenia sin fronteras “, por José Arregi

Sábado, 2 de mayo de 2020

41hH22-AjoL._SX282_BO1,204,203,200_Leído en su blog:

“He sido convocado a Roma por el cardenal Gantin, prefecto de la Congregación de los obispos, el 12 de enero a las 9:30. Las amenazas que pesaban sobre mí desde hace algún tiempo han sido ejecutadas. La cuchilla ha caído. Me ha sido notificado que se me quitaba mi cargo de obispo y que la sede de Évreux sería declarada vacante al día siguiente a las doce. He sido invitado a entregar mi dimisión, lo cual he creído que no debía hacer”.

Así rezaba la nota de prensa de Jacques Gaillot, obispo de Évreux, el 13 de enero de 1995, el mismo día en que quedaba destituido por el papa Juan Pablo II. ¿Sus delitos? Muchos y graves: clamar por todos los derechos humanos, defender a condenados y prisioneros, disentir abiertamente de la doctrina eclesiástica sobre la moral sexual, los preservativos, el aborto y la familia, afirmar la dignidad sagrada de orientaciones sexuales e identidades de género diferentes, pronunciarse contra el celibato sacerdotal obligatorio, apoyar públicamente a objetores de conciencia, protestar contra las armas y pruebas nucleares del Estado francés, respaldar la sublevación palestina y reunirse con Yasir Arafat, visitar a un joven militante anti-apartheid de Évreux condenado a cuatro años de cárcel por el régimen sudafricano, dejando para ello de acompañar la peregrinación diocesana a Lourdes, escribir contra la guerra del Golfo (Carta abierta a los que predican la guerra y ordenan a otros hacerla), condenar el bloqueo contra Irak, convocar en su diócesis un sínodo de tres años. Por ejemplo.

La gota que colmó el vaso fue su severo libro (Bufido contra la exclusión) contra las leyes sobre la inmigración del gobierno francés. Juan Pablo II, que a sabiendas protegía y bendecía a Marcial Maciel y daba la comunión en la boca a Pinochet, no lo pudo tolerar. Su delito fue su libertad de palabra y de acción contra todos los poderes, en favor de todos los oprimidos. Su delito fueron las Bienaventuranzas de Jesús, el profeta condenado por la alianza del templo y del imperio.

 Fiel al Derecho Canónico que exige que a todo obispo, ejerza o no como tal, se le asigne –primero es la dignidad episcopal y luego el servicio– una diócesis del presente o de un pasado remoto, el papa polaco le designó “obispo de Partenia” (que en griego significa “virginidad”), una ciudad con sede episcopal, situada en las altas mesetas del Setif en Argelia, destruida por los vándalos en el siglo V y sepultada luego bajo las doradas arenas del Sahara, llevadas por el viento. Allí había cumplido justamente el joven Jacques su servicio militar. Allí había escuchado el clamor del desierto y de los pobres contra todas las armas, ejércitos y guerras, en favor de la justicia y de la paz.

 ¡Feliz nombramiento! El carisma del obispo destituido y el apoyo generoso de muchas amigas y amigos convirtieron Partenia en diócesis virgen o libre, sin fronteras ni cánones, de carne y hueso y online. “Me tomo la libertad”, escribió Gaillot, y, libre como el aire, el agua, la arena, se fue a vivir al edificio ocupado de la Rue du Dragon de París, sin otra sede ni palacio episcopal, en medio de familias de inmigrantes sin papeles, donde nadie era extranjero. “La misericordia es la firma de Jesús: un don que excede toda justicia”, escribió veinte años después. La misericordia insumisa ha sido la firma de este “obispo de los otros” y el sello de Partenia, Iglesia de todos los “sin”, voz de los sin voz, hogar de los sin patria ni derechos, ni techo ni hogar, migrantes, prisioneros, prostitutas, palestinos, saharauis… “Un lugar de la libertad donde todos los pueblos de la tierra pueden entrar en un dialogo”, en palabras de su obispo.

partenia_fr

¡Gracias, Pierre Pierrard, “padre fundador”, y Gérard Warenghem, hijo y hermano del mundo, ambos hoy habitantes de la tierra sin males! ¡Gracias, Katharina Haller, Jean Garnier, Jean-Pierre Maillard, Hélène Dupont, profetisas y profetas de un mundo sin fronteras políticas ni religiosas!

Fiel a la ley de la vida, Partenia acaba de disolverse, pero es un decir. Se ha abolido como entidad jurídica, pero nunca nació para ser eso, para sujetarse a cánones y leyes. Nació para abolir fronteras: nacional-extranjero, mundo-Iglesia, clérigo-laico, creyente-increyente, profano-sagrado, material-espiritual, natural-sobrenatural, humano-divino. Nació para eliminar aduanas, derribar muros, abrir celdas, romper cerrojos. Para borrar la exclusión. Para anunciar y practicar la fraternidad y la igualdad. La libertad.

Nació para disolverse como sal y levadura en la masa de harina. Para derramarse como agua en la arena y fecundarla. Ahora que se ha disuelto, ha nacido de verdad. Su profecía sigue en pie, como aquella de Isaías: “Haré brotar agua en el desierto” (43,20). “El desierto se convertirá en un vergel” (32,15). “Habitarán los pueblos en albergue de paz” (32,18). “Sembraréis felices junto al agua y dejaréis sueltos al buey y al asno” (32,20).

Espiritualidad, Iglesia Católica , , , , , , ,

Los obispos alemanes admiten que fueron “cómplices” del nazismo

Sábado, 2 de mayo de 2020

obispos-alemanes-admiten-complices-nazismo_2227287305_14561740_660x371

Histórico mea culpa del Episcopado alemán a los 75 años del fin de la II Guerra Mundial

“Tanto en septiembre de 1939 como después, los obispos alemanes no protestaron abiertamente contra la guerra de exterminio nacionalsocialista”, admite el informe, presentado con motivo del 75 aniversario del fin de la II Guerra Mundial

Los obispos apenas reaccionaron frente a “los escandalosos crímenes contra aquellos que fueron discriminados y perseguidos como ‘extranjeros’, especialmente los judíos”

“Dado que los obispos no se opusieron a la guerra con un claro ‘no’, sino que fortalecieron a la mayoría de ellos la voluntad de perseverar, se hicieron cómplices de la guerra. 75 años después del final de la II Guerra Mundial (se cumplen el 8 de mayo), la Iglesia alemana ha publicado un detallado informe sobre su actuación durante el nazismo, en el que admite su apoyo o, como mucho, su silencio, ante las atrocidades de Hitler.

“Tanto en septiembre de 1939 como después, los obispos alemanes no protestaron abiertamente contra la guerra de exterminio nacionalsocialista”, admite el documento, de 23 páginas, titulado ‘Las palabras de los obispos alemanes para el 75 aniversario del fin de la Segunda Guerra Mundial‘, en el que se admite, con dolor, que los obispos apenas reaccionaron frente a “los escandalosos crímenes contra aquellos que fueron discriminados y perseguidos como ‘extranjeros’, especialmente los judíos”.

44176El texto fue presentado por el presidente de la Conferencia Episcopal alemana, Georg Bätzing, quien admitió un “vacío en la memoria, y en el reconocimiento” de las víctimas del nazismo. A la presentación también asistieron el obispo de Hildesheim, monseñor Heiner Wilmer, presidente de la Comisión de Justicia y Paz y Christoph Kösters, un historiador de Bonn, que participó en la preparación del texto.

Bätzing señaló que el 8 de mayo de 1945 fue “un día de rendición”, derrota para los alemanes, un momento en que tuvieron que sufrir las consecuencias de la guerra, el hambre, pero sobre todo la expulsión y la fuga de los territorios orientales del entonces Reich alemán. Por otro lado, junto con la creciente distancia del tiempo, los alemanes entendieron cada vez más que el 8 de mayo “es el día de la liberación: la liberación del flagelo de la guerra, la opresión nazi y los asesinatos en masa”.

“Nos sentimos avergonzados”

“Se han revelado algunas cosas que dan lugar a una gran gratitud, pero algunos problemas nos hacen sentir avergonzados”, explicó, haciendo referencia al camino emprendido durante estas décadas por la Iglesia alemana. “La guerra y sus víctimas, pérdidas y deficiencias, culpa y vergüenza han dado forma a muchas familias durante generaciones. Los obispos alemanes también han experimentado este estigma. Es por eso que, desde 1945, han analizado repetidamente y críticamente el nacionalsocialismo y sus consecuencias. Esta reflexión fue a menudo dolorosa porque además del reconocimiento para las víctimas, tenía que ser una cuestión de culpa y fracaso “, se lee en el texto.

0798f2eb-6f1a-4d94-ac4f-41ddd40c92c9.jpg.pagespeed.ce.tG0sVIzLygLa parte más dura es la dedicada a la “actitud de los obispos católicos en Alemania durante la Segunda Guerra Mundial”. En ella, se recuerda que, tras el ataque a Polonia, comenzó una “guerra de exterminio” ideológica durante la cual tuvieron lugar innumerables crímenes, deportaciones y asesinatos de la intelectualidad polaca, incluido el clero católico. Casi dos millones de polacos fueron llevados para trabajos forzados a empresas alemanas, incluidas muchas instituciones de la Iglesia Católica en Alemania.

Los obispos señalan que, a pesar de la distancia interna al socialismo nacional y, a veces, incluso de la hostilidad abierta, la Iglesia católica en Alemania era “parte de la sociedad en tiempos de guerra”, y que hubo pastores de divisiones, capellanes militares y en prisiones activos en su ministerio pastoral, y que decenas de miles de monjas cumplían su “deber patriótico”, especialmente en los hospitales. La vida cotidiana en la guerra, tanto en el frente como en el “frente interno”, mostró innumerables casos de apoyo pastoral y humano positivo, así como acciones vergonzosas.

La guerra, “una cruzada”

Los obispos recuerdan que, con la invasión alemana de Polonia, que era contraria al derecho internacional, los obispos se enfrentaron a la pregunta de cómo deberían reaccionar ante la guerra. Después de la experiencia de la Primera Guerra Mundial, mostraron una moderación clara en sus sermones y cartas pastorales. Sin embargo, alentaron a los soldados y fieles a ser leales, obedientes y cumplir con sus deberes en un espíritu de sacrificio y sacrificio. Aunque las declaraciones de los obispos individuales fueron matizadas, “la melodía fue la misma”. Solo el obispo de Berlín, Konrad von Preysing, renunció a este tipo de apelación y habló sobre un “momento peligroso” y señaló formas de lidiar con la amenazante “realidad de morir”.

En el informe se recuerda cómo después de la ocupación de Francia, todas las campanas católicas sonaron en el Reich, mientras el ataque a la Unión Soviética se denominó como (esto nos traerá recuerdos en España) “la cruzada contra el bolchevismo impío”, lo que dio una justificación religiosa a la contienda, algo similar a lo sucedido en España durante la Guerra Civil.

índice“El sufrimiento de los demás no se tuvo suficientemente en cuenta. Tanto en septiembre de 1939 como después no hubo protesta abierta de los obispos alemanes contra la guerra. Y también contra crímenes monstruosos contra otros, discriminados y perseguidos como “racialmente extranjeros”, especialmente contra judíos. analiza el documento, que apunta que los obispos -y no todos- sólo se atrevieron a condenar los actos de eutanasia contra los discapacitados.

El episcopado de los tiempos del nacionalsocialismo era institucionalmente demasiado débil para mostrar una línea común fuerte. “El hecho de que el presidente de la Conferencia Episcopal, el cardenal Adolf Bertram, bloqueó el cambio de rumbo a pesar de las experiencias cada vez más dramáticas e insistió en continuar con la política del tratado, hizo que la Conferencia Episcopal no pudiera actuar en el momento en que el régimen decidió en 1941 destruir el judaísmo”, se lee en el texto.

“Hoy, estamos tristes y avergonzados de mirar a las víctimas y a aquellos cuyas preguntas existenciales no han sido respondidas adecuadamente en el espíritu de fe frente al crimen y la guerra. A medida que pasan los años, es particularmente vergonzoso que durante mucho tiempo no se haya prestado suficiente atención al sufrimiento y a las víctimas de los demás, concluye el documento.

Fuente Religión Digital

General , , , , , , ,

La Iglesia de base cuestiona la negativa de la CEE a una renta básica permanente: “Nos parece una verdadera traición al Evangelio”

Viernes, 1 de mayo de 2020

75450043_986912461689049_5719527580655157248_n“La CEE sigue más las opiniones de la Fundación FAES”, afirma la CCP de Andalucía

“Esta postura está en contra del mismo Papa Francisco, quien el pasado 14 de abril propuso un salario universal para las personas trabajadoras más humildes y sin derechos”

“Es una postura hipócrita, que olvida que la jerarquía de la Iglesia católica recibe todos los años, al menos, la subvención permanente de la casilla de la Iglesia”

#NingúnHogarSinAlimentos: más de 300.000 familias nos necesitan

Las Comunidades Cristianas Populares de Andalucía, seguidoras del mensaje de Jesús con más o menos acierto, constatamos que no es la coherencia la que prima en la Jerarquía de la Iglesia Católica oficial en España, ni siquiera en sus manifestaciones. Y esta vez en lo más elemental e incuestionable de la opción de Jesús, su opción por los pobres.  Se trata de la declaración del Secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE), D. Luis Argüello,  en contra del Ingreso Mínimo Vital (IMV), en su modalidad permanente, que desea establecer a nivel nacional el gobierno español, aunque ahora de modo transitorio. Nos parece una verdadera traición al evangelio y que como se trata de una aportación al fin y al cabo política para que no se consiga esa ayuda a los pobres, no podemos menos que denunciarla

1ª.- Porque esta postura está en contra del mismo Papa Francisco, quien el pasado 14 de abril propuso un salario universal para las personas trabajadoras más humildes y sin derechos, entre los que citaba: “los vendedores ambulantes, los recicladores, los feriantes, los pequeños agricultores, los constructores, los costureros, los que realizan distintas tareas de cuidado”, y que “no tienen un salario estable para resistir este momento“. También en España existen esas personas trabajadoras humildes y precarias, como señalaba el Informe de FOESSA 2019, difundido por Caritas:  “El número de personas en exclusión social en España es de 8,5 millones, el 18,4% de la población, lo que supone 1,2 de millones más que en 2007 (antes de la crisis). Y dentro de este grupo “son 4,1 millones de personas en situación de exclusión social severa”.

2ª.- Porque creemos, que la CEE sigue más las opiniones de la Fundación FAESque opina también que no debe ser “una medida permanente y desincentivadora del trabajo”, en contra de la opinión de la propia Caritas, que el pasado 7 de abril emitió un comunicado , urgiendo al Gobierno español a establecer un Ingreso Mínimo garantizado, de ámbito estatal y no solo durante esta crisis, sino también para el futuro, aunque contando con “un complemento que facilite la incorporación al mercado de trabajo”.

 3ª.-  Porque estimamos que es una postura hipócrita, que olvida que la jerarquía de la Iglesia católica recibe todos los años, al menos, la subvención permanente de la casilla de la Iglesia, señalada en el IRPF y cuyo porcentaje el gobierno de Zapatero elevó, en septiembre de 2006, del 0’52% al 0’7%. Esta dotación directa y permanente del Estado, está en contra del n.5 del art. II, de los Acuerdos económicos entre el  Estado español y la S.Sede, firmados el 3 de enero de 1979, donde se indica que la Iglesia católica debe llegar a financiarse por si misma sus necesidades.

4ª.- Creemos, que todas esta actitudes de la CCE chocan frontalmente con la opción por los pobres que predicó Jesús.

Pensamos que es de justicia que quien no pueda acceder a un puesto de trabajo -porque no lo hay-, la Sociedad, el Estado, debe dotarle de los medios  mínimos de subsistencia. 

Estimamos finalmente que este compromiso en favor de las personas trabajadoras humildes y sin derechos, del que habla el Papa Francisco, no solo es ofrecerles el Ingreso Mínimo Vital, que anuncia el gobierno y al que se opone la CEE sino una Renta Básica Universal e Incondicional, ahora de cuarentena y posteriormente estable y permanente como derecho inalienable a la Vida.

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , , , , , , ,

José A. Rosas: “Los organizadores del ‘Devolvednos la misa’ son los mismos que lanzan campañas negras contra obispos españoles, argentinos o brasileños”

Miércoles, 29 de abril de 2020

Devolvednos-misa_2226387350_14549440_660x371La ultraderecha fanática en acción. Mentir está muy feo…

“Se autoproclaman los ‘perros pastores’ que deben ayudar a sus obispos a pastorear su grey”

“Conozco a varios de ellos, quienes se han caracterizado por manifestar una desconfianza y a veces una critica radical con aquellos pastores que no compartan sus criterios políticos, que en ocasiones se vuelven ideológicos”

“Desde la soberbia intelectual, se sienten con el derecho y obligación de corregir públicamente a sus pastores, si éstos no se ajustan a sus criterios -ideológicos o políticos-“

“Estos grupos se autoproclaman cruzados y, por tanto, todo lo que ocurra en su alrededor lo verán desde el prisma que refuerce que viven en medio de una guerra”

“No son tiempos de cruzados, sino de artesanos de la paz, de constructores de puentes, de creadores de espacios de diálogo”

Un obispo argentino, a los del ‘Devuelvannos la misa’: “Adorar el cuerpo de Cristo y no comprometerse con la vida del hermano no es cristiano”

HazteOir convoca el “funeral más grande de la historia de España”, presidido por Reig Plá

El funeral de Reig Plá y la división de la ultraderecha

Sanz cuestiona el cierre de templos: “Nuestras iglesias no son catacumbas para la censura”

Un cura de un municipio murciano acusa al Gobierno de engañar con las cifras de fallecidos de la COVID-19

El delegado de Medios de Getafe acusa al Gobierno de “provocar decenas de miles de muertos” por su gestión de la crisis del coronavirus en España

‘Culto, sí, pero no así’: misas como aspirinas y curas convertidos en expendedurías de bendiciones desde los tejados. “Muchos clérigos sólo saben vivir del rito, que fue para lo que los formatearon”

La semana pasada, inicio una campaña promovida por algunos grupos filo-integristas de España, Argentina y de Brasil dirigida a sus obispos, titulada ‘nos devolvam a Santa Missa’ odevuélvanos la Misa’. Estas campañas han logrado la adhesión de muchas personas bienintencionadas, cristianos de a pie, que sufren legítimamente por no poder acceder a la Eucaristía durante estos tiempos de cuarentena, pero que desconocen lo que subyace en el fondo de quienes orquestan de forma coordinada algunas de estas acciones.

Estas campañas que aparentemente nacieron de forma espontánea en cada uno de los países, llaman la atención por la exactitud del mensaje que quieren transmitir, las metodologías usadas y que ‘por casualidad’ fueron lanzadas al mismo tiempo en redes sociales de España, Colombia, Argentina, Brasil y México; por quienes militan en las mismas organizaciones políticas o cívicas, varias de ellas que en anteriores ocasiones han realizado campañas negras contra obispos argentinos, brasileños o españoles.

Conozco a varios de ellos, quienes se han caracterizado por manifestar una desconfianza y a veces una critica radical con aquellos pastores que no compartan sus criterios políticos, que en ocasiones se vuelven ideológicos.

Muchas veces se autoproclaman los perros pastores que deben ayudar a sus obispos a pastorear su grey -aunque ni el mismo obispo se los pida-; y desde la soberbia intelectual, se sienten con el derecho y obligación de corregir públicamente a sus pastores, si éstos no se ajustan a sus criterios -ideológicos o políticos-.

Creo que vale la pena señalar los principales problemas de esta campaña (‘devuélvanos la Misa’):

El primero es que la campaña que se dirige a los obispos, pareciera dar a entender que fueron los obispos quienes le quitaron las Misas al pueblo. Es como si desde un pedestal de superioridad moral, nos dijeran: ‘Obispos cobardes que nos quitaron la Misa, ahora nos las tienen que devolver’. Eso es una terrible mentira alejada de la realidad, provocada cuando la idea es superior a la realidad (ideología). La celebración pública del culto, no nos la quitaron los obispos. Fue suspendida por toda la comunidad, y no por cobardía de nadie, sino por un criterio de prudencia de cuidar el valor absoluto de la vida de todos. ¡Nos encontramos en medio de una pandemia!

El segundo problema es que varios de estos grupos, movimientos y organizaciones políticas en que militan católicos bien intencionados; sus jefes sienten desde hace tiempo que nos encontramos en una guerra del Estado contra la Iglesia. No podemos dejar de reconocer situaciones dolorosas de un laicismo radical y trasnochado, pero a pesar de esto, en nuestros países no podemos hablar de una persecución religiosa, como lo señalo en su columna hace unos días Monseñor Eduardo Horacio de Argentina.

Estos grupos -varios de los que promueven esta campaña- viven desde hace años con el prisma ideológico de la guerra cultural y religiosa. Se autoproclaman cruzados y, por tanto, todo lo que ocurra en su alrededor lo verán desde el prisma que refuerce que viven en medio de una guerra.

En esa perspectiva ideológica, la celebración pública del culto no fue suspendida por un consenso internacional de cuidar a las personas; sino -para ellos- porque forma parte de una conspiración mundial contra los valores cristianos (ojo que ellos siempre hablan de valores cristianos, pero pocas veces hablan de la persona de Cristo), y para ellos, la gran parte de los obispos son cómplices silenciosos de esta conspiración. Sin embargo, habrá que subrayarlo ¡no estamos en medio de una guerra, sino de una pandemia!

Y el tercer problema, es que en esta campaña subyace un profundo clericalismo, enfermedad que nos ha advertido insistentemente el Papa Francisco. Pareciera que la vida cristiana se reduce EXCLUSIVAMENTE a la celebración de la Eucaristía y, por tanto, la vida cristiana no puede continuar sin la presencia del sacerdote. Sin embargo, hoy es una magnifica oportunidad para redescubrir el valor extraordinario de las Sagradas Escrituras, del sacerdocio universal y de la ‘Iglesia doméstica’ que es la familia.

En la V Conferencia General del episcopado latinoamericano, nos recordaba que a Cristo se le puede encontrar en diversos lugares. Uno ciertamente y fundamental es la Eucaristía, pero también hay otros lugares de encuentro con Cristo: la oración, las Sagradas Escrituras, los Sacramentos y los pobres, los afligidos y los enfermos.

¡Sí, los pobres son un lugar de encuentro con Cristo! Cuanto nos gustaría que parte de los recursos de tiempo, dinero y esfuerzo que dedican estos activistas a hacer ciber campañas como éstas, las dedicarán también con la misma esfuerza y pasión para acciones de solidaridad con los pobres, los afligidos y los enfermos.

Por otra parte, la crisis que hoy vivimos es una maravillosa oportunidad para no quedarnos solamente en la reproducción de una vorágine de videos y streamings de celebraciones de Misas que se están haciendo. Son muy positivas todas estas iniciativas, pero también aprovechemos para hacer lectio divina con nuestra familia; para redescubrir las Sagradas Escrituras que desde hace tiempo se encuentran guardadas en el librero de nuestra casa; para hacer oración junto a nuestros hijos y padres; para hacer oración personal y comunitaria.

La Misa “electrónica” no tendrá la presencia sacramental del Señor, pero Jesús no es sólo cuerpo resucitado y glorioso, sino que es Dios vivo en nosotros, por eso se les “desapareció” a los de Emaús, los cuales también podrán haberle exigido que les “devolviera” su presencia física. Son más los hombres y mujeres que han sido tocados por el Espíritu que los ha acercado a la valoración de la fe descubierta en la Iglesia doméstica.

Es tiempo de redescubrir que todos los bautizados, tenemos un triple oficio: sacerdotes, profetas y reyes. Que, por nuestro Bautismo, compartimos un sacerdocio común. Ya llegará el tiempo en que se reabran nuestros templos y volvamos a celebrar la Eucaristía todos juntos. Mientras tanto, recordemos lo que los obispos en Aparecida señalaban hace varios años: “Jesús está presente en medio de una comunidad viva en la fe y en el amor fraterno. Allí Él cumple su promesa: Donde están dos o tres reunidos en mi nombre, allí estoy yo en medio de ellos (Mt 18, 20)”.

Y, sobre todo evitemos grupos, reuniones o ambientes que siembran cizaña o desconfianza con nuestros pastores. No estamos en medio de ninguna guerra. Más bien, nos encontramos en medio de un hospital de campaña. Los hospitales de campaña no son solamente los que se instalan cerca de una guerra, sino también los que se instalan en medio de una zona de desastre.

No son tiempos de cruzados, sino de artesanos de la paz, de constructores de puentes, de creadores de espacios de diálogo. El Papa Francisco proféticamente desde hace años nos llamo a ser una Iglesia en salida. Ese es el enorme desafío que se viene por delante; que salgamos desde nuestra comodidad, y más que reclamar si se abre un templo, vayamos al encuentro de Cristo “de un modo especial en los pobres, afligidos y enfermos, que reclaman nuestro compromiso y nos dan testimonio de fe, paciencia en el sufrimiento y constante lucha para seguir viviendo. ¡Cuántas veces los pobres y los que sufren realmente nos evangelizan! En el reconocimiento de esta presencia y cercanía, y en la defensa de los derechos de los excluidos se juega la fidelidad de la Iglesia a Jesucristo” Aparecida 146.

 Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , , ,

Sacerdote católico de Detroit continuará ofreciendo misa para un grupo LGBT local

Martes, 31 de marzo de 2020

2011_12_01_Brand-Williams_Archdioceseto_ph_Image1-300x215El padre Victor Clore

Un sacerdote católico en Detroit está desafiando a su arquidiócesis al permitir que las personas LGBT + se unan a él en masa después de que la pandemia de coronavirus haya terminado.

La Arquidiócesis de Detroit ha suspendido temporalmente la misa pública debido a los temores al coronavirus, pero los funcionarios de la iglesia, además,  han ordenado que Dignity / Detroit, un grupo de apoyo para católicos LGBT +, ya no podrá participar incluso después de que la crisis de salud se desvanezca.

Esto no le sentó bien al Padre Victor Clore, pastor de la Iglesia de Cristo Rey, quien escribió una carta abierta a los sacerdotes y diáconos del área declarando que continuará ofreciendo misa para el grupo cuando surja la oportunidad.

La carta, que ha sido vista por el National Catholic Reporter, llamó a los líderes de la iglesia a hacer lo mismo y extender su bienvenida a todos.

“Naturalmente, en todas las culturas, ocurre que un número pequeño pero significativo de personas humanas tiene atracción hacia el mismo sexo. No es una enfermedad o un fenómeno de la naturaleza. El amor entre personas del mismo sexo es su forma natural de abrazo sexual íntimo ”, escribió Clore.

“Un poco de amor implica la expresión sexual genital; otras experiencias amorosas no: amistad, cuidado profesional como enfermería, enseñanza, ministerio, etc. Sin embargo, somos personas sexuales; nuestra sexualidad es parte de nuestra identidad y los matices sexuales son una dinámica en cada relación “.

Dignity / Detroit es un grupo establecido desde hace mucho tiempo y se ha reunido para celebrar la Eucaristía en la capilla del campus de Marygrove College durante más de dos décadas. Antes de esto, los miembros se congregaron en una iglesia parroquial local.

Screenshot-2020-03-26-at-16.38.02

El padre Victor Clore (derecha) (Facebook / Christ the King Catholic Church Detroit)

Esto cambió el 9 de marzo cuando un obispo auxiliar, Gerard Battersby, emitió un mandato declarando que en adelante los 66 miembros del grupo tendrían prohibido celebrar la eucaristía en cualquier lugar de Detroit.

“Una misa por los miembros de Dignity / Detroit, que rechaza la enseñanza de la Iglesia sobre la sexualidad humana, no es posible en ninguna iglesia parroquial, capilla o instalación diocesana y, de hecho, está prohibida en todas partes de la arquidiócesis de Detroit”, dijo.

Clore, sacerdote durante 54 años, comparó la exclusión de Dignity de la iglesia con las parroquias católicas que practicaban la segregación racial en los años 60, algo que él personalmente protestó en ese momento.

En su carta, instó con valentía a los líderes de la iglesia a no reprimir su sexualidad, sino a “ser conscientes de los impulsos emocionales y eróticos”, y no tuvo miedo de llamar la atención sobre las graves fallas institucionales de la iglesia católica.  “Si reprimimos nuestra sexualidad, tratando de ser asexuales, corremos el riesgo de romper los límites sexuales, como sucedió en muchos casos de abuso sexual”, advirtió.

Frank D’Amore, director de Dignity / Detroit, le dijo al National Catholic Reporter que el grupo continuará reuniéndose tan pronto como termine la crisis del coronavirus. El grupo aceptará con gusto ofertas de sacerdotes, incluido Clore, para celebrar la misa dominical con ellos, incluso si la arquidiócesis lo prohíbe en sus iglesias.

Fuente Pink News

General, Historia LGTBI, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , ,

Nayib Bukele, presidente de El Salvador, dice no al matrimonio igualitario y compara a las personas LGTBI con los extraterrestres

Viernes, 27 de marzo de 2020

2202811D-434D-4BAC-B779-F15C0C9F1C14 El presidente de El Salvador, Nayib Bukele,

Como concepto no

El presidente de El Salvador Nayib Bukele Ortez dijo que rechaza la discriminación contra la comunidad LGBTI y los crímenes de odio pero que además está en contra del matrimonio igualitario.

Bukele lo expresó en una conversación vía redes sociales con el cantante René Pérez Joglar, más conocido como Residente, del extinto grupo Calle 13, de Puerto Rico. El cantante preguntó a Bukele sobre su opinión en torno al matrimonio entre personas del mismo sexo y    éste contestó: “Siento que el matrimonio por definición… es como que tú digas qué es el matrimonio, vaya es el casamiento de un hombre con una mujerEso no inhibe que podas tener la pareja que queras y los derechos que queras. Que no tenemos seguro social o derecho de visita. ¿Por qué no?”, cuestionó.

Señaló, además, que en la actualidad no hay leyes que permitan a las parejas homosexuales o de otras variantes acceder a derechos sociales desde su especificidad. “No hay legislación que permita eso”, admitió. “Como concepto no”, reiteró finalmente después que el cantante volvió a preguntar qué opinaba sobre el asunto.

Bukele recalcó en que el ser humano es uno solo, y que al final la igualdad debe prevalecer. “Yo siempre he dicho que si algún día vinieran los extraterrestres, nos uniríamos todos porque nos veríamos tan iguales que no veríamos las diferencias que existen entre nosotros”, añadió.

E3D27214-022F-4C66-9448-0BFA7135A95D

A principios de enero de este año el magistrado Aldo Cáder Camilot anunció que la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) sentenciará en los primeros meses del año que transcurre a favor o en contra de la demanda de inconstitucionalidad que bloque el matrimonio entre personas del mismo sexo.

El recurso fue presentado en el año 2016 cuando eran jueces de esa instancia los ahora exfuncionarios José Belarmino Jaime, Florentín Meléndez, Sidney Blanco, Rodolfo González y Óscar Armando Pineda Navas.

Se trata, según él dijo en aquellos días, de una demanda “vieja” contra algunas disposiciones del Código de Familia, específicamente el artículo 90, porque “no permite el matrimonio entre dos hombres, por ejemplo, o dos mujeres”.

En enero de 2018, la Sala de lo Constitucional frenó la ratificación de una reforma a la Constitución, aprobada por la Asamblea Legislativa en el 2015 con la que se pretendía prohibir el matrimonio gay. En esa ocasión votaron a favor de la prohibición los partidos ARENA, PCN, PDC, GANA y la entonces bancada Unidos por El Salvador.

Ese día fue aprobado un decreto de reforma a los artículos 32, 33 y 34 de la Constitución otorgando rango constitucional al matrimonio entre un hombre y una mujer así nacidos, definir el ámbito de aplicación del matrimonio y la adopción.

Los diputados también pretendían que los matrimonios entre personas del mismo sexo celebrados en otros países no tuvieran validez jurídicas en El Salvador.

En agosto de 2019 la Iglesia Católica salvadoreña criticó la admisión de las demandas que hizo la Sala de lo Constitucional. En ese entonces el arzobispo José Luis Escobar Alas reiteró que el matrimonio no es entre dos personas del mismo sexo como ya lo habían hecho diputados conservadores.

Crímenes de odio siguen impunes

El presidente de El Salvador, Nayib Bukele, no se ha pronunciado por estos crímenes en contra de la población LGBTI, pese a las presiones en las redes sociales, una de las herramientas que utiliza el mandatario para informar acerca de su gobierno. Bukele, que asumió su gestión el 1 de junio, suprimió a pocas horas de iniciar su período cinco Secretarías de Estado, entre ellas la de Inclusión Social, que atendía a poblaciones vulnerables y LGBTI.

Dentro de la Secretaria de Inclusión Social se desarrolló la primera Dirección de Diversidad Sexual que promovía la erradicación de la discriminación por orientación sexual e identidad de género en la administración pública. La decisión de Bukele fue trasladarla hacia el Ministerio de Cultura la dirección de diversidad, generando el rechazo de la población LGBTI.

“Para nosotras es una alarma, no sabemos porque se están dando los móviles de estos asesinatos. Es terrible que ninguno de los órganos del Estado ha brindado ningún tipo de declaraciones. Estos asesinatos son invisibles para el Estado, porque no adopta ninguna postura”, señaló Bianka.

De acuerdo con COMCAVIS-TRANS, más de 600 asesinatos de personas LGBTI han sido registrados desde 1993 en El Salvador. En 2018, el país registró una tasa 50,3 homicidios por cada 100.000 habitantes, una de las más altas del mundo. En el 2019 se contabilizan ocho. Noviembre de 2019 cerró con 131 asesinatos a nivel nacional.

Repudiamos este crimen y hacemos el llamado a las instituciones correspondientes para que no quede impune”, señaló Ever.

Fuente Agencias/Diario1/Salvadorgram/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , ,

Andorra eliminará la diferencia entre unión civil (entre personas del mismo sexo) y matrimonio civil, que serán reconocidas como la misma institución

Miércoles, 25 de marzo de 2020

3E41C573-5B22-4975-BBB7-AF5709D1831FEl Gobierno de Andorra tiene intención de eliminar la diferencia «terminológica» entre el matrimonio civil entre personas de distinto sexo y la unión civil entre personas del mismo sexo. Así lo contempla la proposición de ley de la persona y la familia, que han presentado en días pasados representantes de los tres partidos que componen el gobierno andorrano. 

El Consell General (parlamento unicameral del Principado de Andorra) aprobó en noviembre 2014 la ley que hacía posible las uniones civiles entre personas del mismo sexo y concedía a estas los mismos derechos que los de los matrimonios, incluida la adopción conjunta (si bien en su momento activistas LGTBI andorranos advirtieron de la existencia de algunas lagunas debido a la diferencia terminológica). Ahora, más de seis años después, el gobierno andorrano ha decidido dar un paso más y suprimir esta diferencia. Así lo determina el borrador de la proposición de ley de la persona y la familia, que el pasado 10 de marzo presentaron en rueda de prensa conjunta Ester Molné (representante en el Consell General de Demòcrates per Andorra), Sílvia Ferrer (de Liberals d’Andorra) y Carles Naudi (de Ciutadans Compromesos). Se trata de los tres partidos que conforman el actual gobierno andorrano.

Según han explicado Molné, Ferrar y Naudi, la futura ley de la persona y la familia actualiza en un único texto diferentes leyes previas que tienen que ver con la institución familiar, introduciendo diversas reformas como, por mencionar otro ejemplo, la supresión de la obligación de pasar por una separación como fase previa antes de conceder definitivamente el divorcio. En en este contexto que se actualiza la denominación de las uniones civiles entre personas del mismo sexo, sin que ello signifique ningún cambio en los derechos y obligaciones de quienes la contraen, que pasará a ser la misma que la de los matrimonios civiles entre personas de distinto sexo. En definitiva, existirá una única institución civil, con independencia del sexo de los contrayentes.

2054D4B5-89D6-454B-BCFB-5D42B23D3CEA

Eso sí, la reforma hace uso de un «truco» lingüistico, al menos según se deprende de las declaraciones de los citados representantes políticos (puedes ver aquí la rueda de prensa que concedieron, en catalán). Y es que, salvo que durante su tramitación parlamentaria haya cambios, la ley utilizará el término «casament» para la institución del matrimonio civil, mientras que reservará el término «matrimoni», para el matrimonio canónico religioso. Una diferencia que (así nos parece a nosotros) parece especialmente pensada para que la reforma no levante las iras de la Iglesia católica. Conviene recordar, en este punto, que uno de los dos copríncipes de Andorra (junto al presidente de la República Francesa) es el obispo de la Seu d’Urgell, que previsiblemente no estará muy contento con la reforma. No obstante, hoy día Andorra es una democracia constitucional en la que el papel de los copríncipes está muy limitado. Así, la actual Constitución andorrana prevé mecanismos para que algunas leyes entren en vigor pese a ser sancionadas por un único copríncipe.

Filiación y gestación subrogada

Otra de las reformas que plantea la proposición de ley, según asegura Diari d’Andorra, es el reconocimiento de la filiación en el caso de niños nacidos mediante gestación subrogada en países en los que este procedimiento sea legal. Andorra, al igual que sus vecinas España o Francia, no permite la gestación subrogada en su territorio, pero la justicia andorrana ha reconocido la filiación en varios casos en esta situación (en línea con la jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos). Si la propuesta se mantiene durante la tramitación parlamentaria, la futura ley reconocerá de forma explícita esta posibilidad.

Fuente Dosmanzanas

Foto Diari d’Andorra, Fernando Galindo

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , ,

El obispo de Cuernavaca culpa del coronavirus al aborto, la eutanasia y la diversidad sexual

Miércoles, 25 de marzo de 2020

014_70226189Impresentable…

“La humanidad ha querido jugar a ser Dios”

Ante un gran público (en la última ocasión antes de que su diócesis cierre los templos por prevención), Ramón Castro ha frivolizado sobre esas realidades a las que culpa

Obispo de la diócesis de Cuernavaca, Ramón Castro Castro ha hablado en homilía sobre el coronavirus y las que él considera sus causas. Mientras el mundo organiza cuarentenas masivas para frenar la epidemia, el prelado mexicano ha culpado al aborto, la eutanasia y la diversidad sexual de haber llevado a la humanidad a este punto extraordinariamente peligroso. “La humanidad ha querido jugar a ser Dios”, ha declarado, elaborando un discurso similar al de la carta que ha enviado el cardenal Burke sobre la epidemia de coronavirus.

Ante un gran público (en la última ocasión antes de que su diócesis cierre los templos por prevención), Ramón Castro ha frivolizado sobre esas realidades a las que culpa. “En 2019 se registraron 50 millones de abortos en el mundo”, ha recordado, mientras en su opinión la humanidad ha seguido “como si nada, a gusto, proclamando su seudo libertad”. “La eutanasia: ya me cansé de sufrir, que me maten”, ha dicho, haciendo una descripción simplista y ofensiva.

El obispo, como recoge Milenio, ha seguido con la imitación a los que practican y defienden el derecho a la libre identificación sexual: “Que se esperen los niños a ver qué género quieren ser, que una niña quiere ser niño”.

Relacionando, por último, la epidemia con el impacto de “la corrupción, los robos, la violencia, Castro ha afirmado que la humanidad se ha torcido en sus costumbres y “ante esto se pone un alto”, es decir, toca detenerse y enfrentar consecuencias como las epidemias.

Fuente Religión Digital

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , ,

“Lo que sucede en la frontera entre Turquía y Grecia pone a prueba nuestra humanidad”

Viernes, 13 de marzo de 2020

20190916124359afpp--afp_1kb8g6.hRescate en Lesbos AFP/Aris Messinis

Obispos católicos y luteranos piden no olvidar a los refugiados

“En este momento, nuestras fronteras físicas y mentales están siendo puestas a prueba por el nuevo coronavirus y la situación de los refugiados en la periferia de Europa”

“Es inaceptable que los seres humanos que huyen se consideren una amenaza, y que asegurar el orden y la prosperidad en Europa se haga al precio del caos en las fronteras exteriores”

“Lo que sucede en la periferia de Europa, en la frontera entre Turquía y Grecia, pone a prueba nuestra humanidad” Una decena de obispos católicos y luteranos de varios países nórdicos han emitido una declaración conjunta en defensa de los derechos de los refugiados.

“En este momento, nuestras fronteras físicas y mentales están siendo puestas a prueba por el nuevo coronavirus y la situación de los refugiados en la periferia de Europa”, señala el texto, que aboga por “una responsabilidad personal y compartida, más allá de todas las barreras e independientemente de las posiciones políticas”.

Para los líderes de estas iglesias, la atención a los refugiados es un desafío para cada uno individualmente y como sociedad, que debe empujarnos a “compartir y llevar la carga juntos: si fallamos, perdemos nuestra humanidad”.

Asumir nuestras responsabilidades

“Los miedos deben ser tomados en serio, pero no deben mantenernos atrapados e impedirnos asumir responsabilidades” animan los obispos, que tildan de “inaceptable” que “los seres humanos que huyen se consideren una amenaza” e “incompatible con los valores éticos sobre los que se construye la Europa en la que vivimos” que asegurar el orden y la prosperidad en Europa se haga al precio del caos en las fronteras exteriores.

En opinión de los obispos, la UE “debe seguir siendo un proyecto de paz”, ayudando hoy “a resolver” situaciones “que obligan a la gente a huir”. Porque el peligro para Europa no es la gente de las fronteras sino “la falta de confianza en el futuro, la pérdida de los valores universales y una política a corto plazo”. “Somos una sola humanidad de Dios que vive junta bajo el mismo cielo”.

Fuente Religión Digital

Cristianismo (Iglesias), General, Iglesia Católica, Iglesia Luterana , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.