Archivo

Entradas Etiquetadas ‘“Terapias” reparadoras o de conversión’

Sujeto que ofrece terapias dice que la homosexualidad se produce por «falta de acceso» a la madre o el padre… y tiene que disculparse.

Viernes, 23 de febrero de 2024

IMG_3124El Movilh solicitó la intervención del Minsal para que prohíba las terapias o asesorías impartidas por Claudio Horning y su grupo denominado Amancay Medicina

El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual  (Movilh) lamentó  hoy que un sujeto, identificado como Claudio Horning (en la fotografia), “promueva informaciones falsas y prejuiciosas sobre las orientaciones sexuales, lo cual además de homofóbico es ilegal”.

En un video difundido en al menos de sus redes sociales (IG), así como en el TikTok de Amancay Medicina (el grupo para el cual trabaja) el sujeto señaló que  «la homosexualidad desde las constelaciones familiares no es más que lo siguiente… Mi nombre es Claudio Horning soy constelador familiar y aquí te doy tips y datos que quizás no sabías sobre esta terapia. La homosexualidad no es más que la falta de acceso que tuvo este hombre a su progenitor del mismo sexo. ¿Qué es lo que esto quiere decir? Cuando un hombre siente distancia, existió alguna pelea o no existió la relación de este hombre biológico con su padre o tuvo una madre que le prohibió el acceso a comunicarse con ese hombre, puede ser que ese hombre entonces genere esa distancia de su primer referente masculino y se convierta entonces en un referente más cercano al de su madre, por ende inicie un proceso de entender su sexualidad desde la homosexualidad».

Añadió que «asimismo, pero de forma contraria, con las mujeres. Si tú eres una mujer que te consideras hoy gay, quizás, desde las constelaciones familiares entendemos que tuviste una falta de acceso a esa mamá, a esa mamá amorosa, flexible y amistosa que necesitamos tener. Quizás te criaste con una mamá muy autoritaria o incluso con una mamá narcisista. Por supuesto, es solo una tendencia».

El dirigente del Movilh, Rolando Jiménez señaló que ese sujeto, dice trabajar en La Serena y Coquimbo. Según él, su grupo realiza “terapias, yoga, biodanza, talleres de psicología, charlas y círculos», lo cual promociona en sus redes sociales”.

Añadió que “en enero pasado este sujeto publicó en redes sociales un video donde afirma que la homosexualidad se produce por la falta de cariño paterno o materno por lo que invitó a un taller que desconocemos si se realizó o no”.

“En primer lugar, llamamos a las personas a no atenderse con este sujeto, ni acceder a a sus servicios ofrecido. Exigimos además explicaciones a Amancay Medicina. Las prejuiciosas y falsas informaciones que difunden son un peligro para la integridad física y psicológica. Invitamos a quienes ceden espacios físicos a este sujeto para sus talleres, que dejen de hacerlo. Dar espacios, es ser cómplices de discriminación”, agregó Jiménez.

Puntualizó que “hemos pedido al Ministerio de Salud que intervenga, investigando el quehacer de Claudio Horning y su grupo y que adopte medidas para prohibir el funcionamiento  de toda asesoría o práctica homofóbica o contraria a los derechos LGBTIQ+”

El Movilh recordó que la  Ley 21.331 sobre Atención en Salud Mental prohíbe todo diagnóstico basado en la orientación sexual o la identidad de género

A su vez, el Minsal prohíbe desde el año 2016 las terapias reparativas de la orientación sexual o la identidad de género.

Tras la denuncia de estos hechos, Horning señaló en su IG que «#disculpas por el daño que cause sin intención. Difundí un mensaje que no fue tomado para bien por quienes lo viven. Y pido disculpas por eso. Si ocasioné dolor, discúlpame Si sentiste que fue odioso, discúlpame. Si te sentiste tocado por ese mensaje, discúlpame.

Y si no quieres disculparme estás en tu derecho. Por mi lado tomo esta situación como un gran aprendizaje de tener más precaución aún de los mensajes que expongo, y si bien, sé que no todo los videos le gustarán a muchos, debo responsabilizarme si veo en el mensaje algo que puede interpretarte de forma errónea o encontrar la forma de dar las explicaciones pertinentes»

El «Terapeuta» se disculpa tras afirmar en un video que la homosexualidad se produce por «falta de acceso» a la madre o el padre

no-mas-homofobia-2-820x394Además de borrar el video,  descartó que promocionara terapias reparativas de la homosexualidad. A su vez la entidad que difundió el video en TikTok, Amancay Medicina, señaló que el terapeuta era solo su “arrendatario externo” y que le sugirieron “su desvinculación voluntaria”. Sin embargo, negaron que el video discriminara.

Tras la denuncia pública por prácticas homofóbicas efectuada por el Movilh, el “terapeuta” Claudio Horning se disculpó por los dichos que emitió en un video difundido por el grupo Amancay Medicina en su cuenta de TikTok, además de negar que su intención fuera promocionar las terapias reparativas de la homosexualidad.

Horning, quien es identificado por Amancay Medicina como “constelador familiar y terapeuta”,  dijo en un mensaje enviado por IG al Movilh que el video en cuestión “fue borrado”, ofreció disculpas porque, a su juicio, su mensaje no fue entendido y precisó que él no estaba “invitando a una terapia de conversión, ni mucho menos”.

El sujeto había señalado en el video que para las terapias de la constelación familiar, la técnica que él mismo imparte, “la homosexualidad no es más que la falta de acceso que tuvo este hombre a su progenitor del mismo sexo (…) puede ser que ese hombre entonces genere esa distancia de su primer referente masculino y se convierta entonces en un referente más cercano al de su madre, por ende inicie un proceso de entender su sexualidad desde la homosexualidad. (…) Asimismo, pero de forma contraria” sucede con las mujeres lesbianas.

Tras el repudio generalizado que provocó el video, Amancay Medicina añadió en un comunicado que “decidimos sugerirle (a Horning) la desvinculación voluntaria como parte del Staff de profesionales que trabajan externamente con nosotros, con la intención de que él pueda generar su accionar de modo personal, sin involucrar a nuestro espacio terapéutico”. Además, enfatizaron que “él no ha sido, ni figura como dueño o fundador de nuestra casa de medicina, sino que solo como arrendatario externo, por lo tanto, no es partícipe de las decisiones de las directivas”.

Sin embargo, Amancay Medicina señaló que “al volver a revisar el material”; es decir el video que difundieron en su propio TikTok, no “deducimos algún tipo de manifestación discriminatoria, ni ningún juicio de parte del profesional” aunque “entendemos que la interpretación pueda tener distintas aristas y esperamos que esto sea aclarado entre las partes”.

El Movilh replicó que “aquí nos encontramos en presencia de una persona que ofrece disculpas porque otros/as, según él, mal entendieron lo que dijo y no porque sus apreciaciones o las corrientes que dice representar o trabajar fuesen discriminatorias. Con una persona que argumenta que solo pretendió explicar como funcionan, según su criterio, las terapias de constelación familiar en torno a la homosexualidad, al mismo tiempo que se presenta como constelador familiar y donde cada uno de sus videos tiene como fin promover que las personas se atiendan con él o reciban su asesoría”.

“Una persona que tras publicar ayer un video con disculpas en sus propias redes terminó borrándolo y que ha seguido afirmando que la homosexualidad es una elección. Es decir, una persona que nada sabe de homosexualidad, pero al mismo tiempo difunde con con publicidad información homofóbica sobre el tema. Sin duda, lo que falta son disculpas sinceras y el compromiso de que no aconsejará a personas en temas de orientación sexual, pues nada sabe al respecto”, redondeó el Movilh

A su vez, añadió dicho Movimiento LGBTIQ+, el hecho de que Amancay Medicina “no se haga responsable por haber difundido en su propia red social un video que vincula a la homosexualidad con la falta de afecto materno o paterno, además de descartar que esa afirmación sea discriminatoria y no cuestionar a las corrientes, disciplinas o personas que la sostienen, constituye una segunda falta, en especial por la labor que realizan”.

Por todo, “esperamos que el Minsal investigue a fondo lo ocurrido y que a lo menos concluya que personas como estas no tienen las competencias y conocimientos para orientar o informar a nadie sobre las orientaciones sexuales, ya sea por sus propias ideas o porque, a su juicio, las constelaciones familiares consideran a la homosexualidad como un producto de la falta de amor maternal o paternal. También deben investigarse si existen o no títulos, experticias que permitan dar terapias o asesorías en este y otros temas ”, puntualizó el Movilh.

Ayer el Minsal anunció que ofició a la Superintendencia de Salud y a la Seremi de Salud de Coquimbo para que en el marco de sus atribuciones fiscalicen y determinen medidas en torno a lo ocurrido, en caso de corresponder.

Fuente MOVILH (1, 2)

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , ,

El líder laborista Keir Starmer promete prohibir la terapia de conversión trans inclusiva.

Martes, 13 de febrero de 2024

IMG_2807Los activistas LGBTQ+ han elogiado a Keir Starmer por prometer prohibir la terapia de conversión inclusiva para las personas trans si el Partido Laborista gana las próximas elecciones generales.

El líder laborista Starmer prometió abordar el “abuso psicológicamente dañino” mediante la promulgación de una ley que ampliaría la red de seguridad propuesta a las personas transgénero.

La llamada terapia de conversión se refiere a los intentos de grupos o individuos anti-LGBTQ+ de cambiar por la fuerza la sexualidad o identidad de género de un individuo, lo cual es, por supuesto, imposible.

Según The Express,, Starmer, hablando con LGBT+ Labor el martes (30 de enero), dijo: “Implementaremos una prohibición total, inclusiva para las personas trans, de todas las formas de terapia de conversión”. Y añadió: “Apoyamos plenamente la opinión de que la terapia de conversión es un abuso psicológicamente perjudicial”.

El coordinador de LGBT Humanists (Humanistas LGBT), Nick Baldwin, respondió a la última declaración de Starmer sobre la terapia de conversión diciendo a PinkNews: “Felicito a Keir Starmer por su promesa de salvaguardar los derechos y el bienestar de las personas LGBT vulnerables. Prohibir la terapia de conversión no es sólo una cuestión de necesidad legal sino también un imperativo moral.

Envía un mensaje claro de que los derechos y la dignidad, y en última instancia la seguridad, de las personas LGBT deben estar protegidos por ley”.

Jayne Ozanne, fundadora de la Ban Conversion Therapy Coalition,  (Coalición Prohibición de Terapia de Conversión), dijo que estaba contenta de escuchar la promesa del líder laborista, que “cubriría al único grupo que sabemos que está en mayor riesgo: las personas trans”.

Y continuó: “Contrariamente al alarmismo que avivan quienes quieren continuar con estas prácticas dañinas, ningún padre, maestro o líder religioso jamás dejará de tener conversaciones desafiantes con quienes están bajo su cuidado. Lo que sí se prohibirán, sin embargo, son las prácticas realizadas por aquellos con una mentalidad predeterminada, que dicen que alguien nunca puede ser trans o gay. La ‘guerra contra las personas trans’ debe terminar. Está poniendo vidas en riesgo para obtener beneficios políticos y el electorado lo verá mal”.

Starmer ha sido criticado anteriormente por hacer retroceder al Partido Laborista en materia de derechos trans: el año pasado, descartó el compromiso del partido con la autoidentificación para las personas trans, y obligó a los parlamentarios laboristas a abstenerse,  en un hecho sin precedentes por parte de los conservadores de una orden de la Sección 35 para bloquear la división de género del SNP. proyecto de ley de reforma y describió a una mujer como una “mujer adulta”.

Sus comentarios sobre la terapia de conversión se producen apenas un día después de que uno de sus colegas más importantes, el secretario de salud en la sombra Wes Streeting, respaldara la idea de alojar a los pacientes trans en salas de hospital separadas en lugar de salas que correspondan con su identidad de género.

El lunes (29 de enero), en el parlamento, Starmer prometió tomar medidas enérgicas contra todas las categorías de delitos de odio, y los declarados culpables enfrentarían penas de cárcel más largas. “Reforzaremos la ley, para que cada categoría de delitos de odio sea tratada como un delito agravado”, prometió.

Starmer prometió una modernización de la Ley de Reconocimiento de Género, luego de que Escocia aprobara su proyecto de ley de reforma, que permitiría a las personas trans obtener reconocimiento legal sin necesidad de un diagnóstico médico.

A pesar de que el partido dio marcha atrás en compromisos anteriores con la autoidentificación, insistió en que el Partido Laborista ha defendido los derechos LGBTQ+.

En agosto pasado, la periodista de datos Ell Folan afirmó que, bajo el liderazgo de Starmer, el Partido Laborista se ha desfasado cada vez más de su base de votantes en la cuestión de los derechos de las personas transgénero.

Fuente PinkNews

General, Historia LGTBI , , , , , , , ,

Mi familia me obligó a soportar una violenta terapia de conversión. Así que me fui de casa y nunca miré atrás.

Miércoles, 10 de enero de 2024

IMG_1696Ser gay es mi identidad y eso no va a cambiar.

¿Iría realmente al cielo, a pesar de ser gay? Mientras crecía, esta pregunta me atormentaba. Mi primer y más significativo recuerdo de la infancia es cuando tenía 6 años y aprendí a “aceptar a Jesús en mi corazón”. ¿Realmente entendí lo que eso significaba o simplemente estaba buscando el amor de mis padres?

Crecí en un hogar cristiano estricto y fundamentalista en el estado de Lagos, Nigeria, donde mi familia se refería a la homosexualidad como “un pecado para Dios, digno de condenación eterna en el infierno”. En la iglesia, la escuela y el hogar se condenaba ser gay y, cuando se mencionaba, quienes me cuidaban lo describían como una abominación comparable a la violación, el asesinato y el abuso de menores.

Mi familia asistió al Centro Cristiano Gracia de Dios en la ciudad de Ikorodu. Temitayo Biodun fue nuestro pastor principal durante más de 15 años y tenía fuertes creencias anti-gay. Recuerdo vívidamente su sermón una fría tarde de miércoles, durante el servicio de mitad de semana, cuando dijo a los padres que aislaran, alienaran y entregaran a Satanás a sus hijos homosexuales.

Esta información contradecía lo que sentía por dentro. Sabía que era diferente, pero no podía explicar por qué. Muchos de mis compañeros masculinos estaban interesados en las chicas, el fútbol y los Power Rangers. Ese no fue mi caso. Me encantaba dibujar y jugar con muñecas y sabía que me atraía el mismo sexo. Esto fue confuso y también me hizo sentir como si expresar lo que había dentro de mí fuera un gran riesgo. No podía relacionarme con otros hombres en la escuela o en casa.

No quería ser rechazado por todos los que me rodeaban. No quería experimentar el dolor de la condenación eterna en el infierno. Entonces, decidí orar a Dios todos los días y todas las noches, rogándole que alejara mis sentimientos. Prácticamente comí, viví y respiré la Biblia en un intento de reprimir y negar quién era. Pero nada cambió dentro de mí.

Cuando tenía 15 años, mi madre vio cortes que yo mismo me había hecho en las manos. Confesé que estaba luchando contra la atracción hacia el mismo sexo y que no podía lidiar con Dios, la iglesia y la homosexualidad. Estaba devastada. Ella lloró, me insultó, le gritó a mi papá por ser indulgente e inmediatamente buscó la ayuda de pastores y planeó una sesión de liberación. Ella estaba preocupada y quería ayudarme a cambiar para poder unirme a ella y a mi papá “en la vida eterna con Dios”.

Un jueves soleado, cuando regresaba a casa del colegio, mis padres me llamaron a la sala de estar; Estaba presente un hombre vestido completamente de blanco a quien nunca había visto. Más tarde supe que el hombre era un líder religioso de una secta llamada La Eterna Orden Sagrada de Querubines y Serafines. Esta secta se diferencia del cristianismo convencional en que es conocida por su código de vestimenta con vestimenta blanca y por mantener que solo su fundador, Moisés Orimolade Tunolase, recibió el llamado a predicar el evangelio del Señor y sanar a los enfermos.

Lo que siguió fue una terapia de conversión de orientación religiosa. Mi primera interacción con la secta fue estándar. Las oraciones comenzaban con buenas notas, alejando los malos ojos, y luego aterrizaban en el espíritu de perversión, lujuria y homosexualidad. Fue una experiencia bastante horrible. La semana siguiente, mis padres me pidieron que fuera a un servicio en su lugar de adoración físico vestido con una prenda blanca. Hacia el final del servicio, me llamaron al frente del altar, donde los ancianos, profetas y profetisas me rodearon mientras oraban por mí.

Siguieron dando vueltas a mi alrededor, cantando, saltando, abofeteándome y pegándome. Luego me pidieron una escoba, con la que uno de los profetas me golpeó durante mucho tiempo. Mis gritos desgarradores rompieron la paz inquietante en la comunidad donde estaba ubicada la iglesia. Cuando terminaron, sentí un dolor insoportable en todo el cuerpo. Mi mamá se negó a dejarme ir a casa. Al parecer, uno de los Ancianos me había pedido que me quedara allí durante tres semanas. No tuve elección.

IMG_1697

Durante ese tiempo, me privaron de comida y agua y siempre me colocaron en medio de círculos de oración, donde me golpeaban como una forma de “expulsar el espíritu homosexual”. Ignoraron mis gritos de ayuda y misericordia. Para ellos, este pecado era demasiado abominable y requería medidas drásticas para liberarme de las cadenas con las que Satanás me había atado. Al final de las tres semanas, aprendí que la única forma de sobrevivir era hacer que la secta sintiera que habían ganado.

Tenía dolor, estaba cansada, olía mal, tenía hambre, estaba delgada y enferma. Estaba desesperada por volver a casa. Así que seguí con lo que se esperaba cuando mis días allí llegaron a su fin.

Al final de la sesión, mi mamá sospechó que nada había cambiado. Incluso el hombre de Dios a quien mi madre buscaba para “convertirme” sabía que ni siquiera su Dios podía cambiar mi yo auténtico.

Entonces decidió llevarme a otra casa de oración para liberarme del “Espíritu de los manierismos femeninos”. La casa de oración apestaba a incienso y tenía velas y hierbas de varios colores en exhibición. Me llevaron al altar, donde me esperaba un hombre de mediana edad vestido de blanco. Por miedo, me aferré a mi madre, quien me empujó y me dijo que obedeciera. Me desnudaron, me ataron las dos manos y me hicieron sentar dentro de una palangana roja que contenía aceite de oliva, cenizas y agua. 15 velas encendidas me rodearon, emanando calor al espacio. Me limpiaron con cinco pollos vivos antes de que les arrancaran la cabeza y recogieran la sangre en otro recipiente.

Seis horas después, las velas se habían derretido y mi cuerpo estaba tan entumecido que tuvieron que arrastrarme al otro lado del altar, donde me bañaron con una mezcla de agua tibia y sangre de pollo, acompañado del canto del Libro de Salmos. Después, me inyectaron a la fuerza una sustancia extraña. Me desmayé y me revivieron en el Hospital Universitario de Lagos (LUTH).

Cuando regresé a casa después del alta del hospital, empaqué mis pertenencias y me fui en silencio. Nunca intercambié palabras de despedida y nunca volví a ver a mi familia. Al salir de nuestro recinto familiar ese día, sentí una abrumadora sensación de temor. Era como una nube oscura y informe que se acercaba y me asfixiaba.

Tuve que dejar todo el estado. Mi experiencia allí me había hecho despreciarlo. Necesitaba estar en un lugar más seguro y Lagos no era una opción. Tenía que encontrar gente como yo, una comunidad donde pudiera ser yo mismo abiertamente. Los únicos amigos homosexuales que tenía en ese momento eran personas que había conocido en grupos de redes sociales y que vivían en grandes ciudades.

En Nigeria, el único lugar donde las personas LGBTQ+ pueden vivir abiertamente y con relativa seguridad son las ciudades más grandes como Abuja. Entré en foros de mensajes en línea y comencé a charlar con amigos homosexuales allí. Dijeron que allí había casas seguras para personas homosexuales como yo que habían dejado a nuestras familias. Entonces me mudé a Abuya. Ahora que estoy aquí, me siento incluida y en casa entre amigos encantadores.

Ser gay es mi identidad y eso no va a cambiar. He aprendido que todavía puedo vivir una vida recta y recta sin temor al rechazo o a la condenación eterna, y sin que las normas de la iglesia me pesen demasiado.

***

IMG_2334En septiembre de este año, en Chile, la Comisión de DDHH de la Cámara prueba prohibir en la Ley Zamudio las «terapias reparativas» de la homo/transexualidad.

En mayo de 2023, los obispos católicos de Minnesota, se manifestaron contra la ley que protege la atención médica de afirmación de género, en particular de los jóvenes trans y la prohibición de las terapias de conversión.

En Enero de 2023, el gobierno de Irlanda prometió promulgar una ley que prohíba las terapias de conversión antes de 2024.

El pasado mes de octubre de 2022, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

Las propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación.

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

california-terapias-conversion-fraude-696x473La comunidad médica mundial en su inmensa mayoría condena estas prácticas y lucha para que los gobiernos las prohíban. A nivel internacional, ya en marzo de 2016 tenía lugar un histórico pronunciamiento de la Asociación Mundial de Psiquiatría en contra de las terribles «terapias»reparadoras, intervenciones que no solo se han mostrado ineficaces para cambiar la orientación sexual de una persona, sino que resultan muy peligrosas (los riesgos incluyen depresión, ansiedad y comportamiento autodestructivo). Prácticas contra las que ya antes se habían pronunciado numerosas organizaciones profesionales. Otras organizaciones que han alertado contra los riesgos de estas intervenciones son la Asociación Médica Británica, las más importantes organizaciones de psicoterapeutas del Reino Unido o, en España, el Colegio de Psicólogos de Madrid. Los testimonios de algunas de las personas atrapadas por las redes que promueven este tipo de prácticas (“ex-gais”) y que años después han conseguido liberarse son un buen ejemplo del daño que pueden llegar a sufrir.

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente LGTBQNation/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , ,

Terapeuta de conversión mormona acusado de abusar sexualmente de sus clientes masculinos

Jueves, 14 de diciembre de 2023

IMG_1429Les dijo que su terapia de “intimidad” les ayudaría a tener relaciones con mujeres.

Un consejero de salud mental y ex obispo SUD en Utah ha sido acusado de múltiples cargos de sodomía forzada y violación objetiva después de que atrajo a clientes masculinos a relaciones sexuales que describió como terapia “centrada en la persona”.

La policía entrevistó a más de una docena de hombres que habían buscado tratamiento del consejero “en torno a la atracción por personas del mismo sexo”.

Scott Dale Owen, de 64 años, fue acusado el lunes 13 de noviembre, en el Tribunal del Cuarto Distrito de cuatro cargos de sodomía forzada y seis cargos de violación objetiva, delitos graves de primer grado, en relación con dos de esos clientes.

El Dr. Owen, durante su terapia, les decía a las víctimas que sus relaciones con los hombres estaban rotas y que su terapia podría ayudarlas a tener relaciones ‘normales’ con hombres y, eventualmente, con mujeres”, según una declaración jurada de la policía. Él “usó su posición como terapeuta para obligar a las víctimas a besarse, abrazarse y tocarse sexualmente durante la sesión de terapia”.

Los documentos de acusación revelaron que los presuntos delitos se cometieron en 2010 y 2017.

Un hombre dijo a los investigadores que Owen “determinó que una de las cosas en las que necesitaba trabajar era la intimidad y explicó que se beneficiaría de una terapia ‘centrada en la persona’”.

Durante sus sesiones semanales, Owen se volvió “cada vez más físico” con la víctima mientras le aseguraba que “estaba progresando y que es posible que otros no entiendan el tratamiento”. Owen le dijo al hombre que si “le daba toda su confianza, se curaría”.

Al mismo tiempo, el presunto violador era también el líder eclesiástico del hombre.

Owen le dijo a su víctima “que lo que estaban haciendo era consistente con sus estándares religiosos y también resultaría en una relación más cercana con Dios”, afirman los cargos.

Los fiscales dicen que después de que la víctima dejó a Owen por un terapeuta diferente, su nuevo consejero le informó que las técnicas de Owen “no eran métodos de tratamiento terapéutico legítimos”.

El mismo patrón se reveló en el recuerdo de otra víctima de su época como cliente y seguidor eclesiástico de Owen.

El hombre dijo a los investigadores que Owen explicó que “se iban a centrar en desarrollar una relación íntima y espiritual”. Owen le dijo a la víctima que “él era único” y que Owen “había sido inspirado espiritualmente” a trabajar con él.

Owen le dijo al hombre “que Dios da a ciertas personas un permiso especial para hacer cosas que normalmente están mal”. La víctima interpretó que esto significaba que Owen “tenía autoridad religiosa para tener intimidad sexual con él”, según los documentos de la acusación.

Los cargos siguen a acusaciones anteriores de negligencia por parte de Owen.

En 2016, la División de Licencias Profesionales de Utah lo reprendió por tocar a un cliente de manera inapropiada, según los registros disciplinarios.

Entre 2013 y 2018, Owen “nuevamente tocó de manera inapropiada a otros clientes” a quienes estaba tratando, según la agencia.

Después de esas acusaciones, Owen renunció a su licencia pero continuó desempeñando un papel activo en el Centro de Consejería Canyon en Provo, donde las víctimas buscaron tratamiento.

Canyon Counseling cerró sus puertas en septiembre, según su sitio web. El centro fue vendido a otra empresa, que reanudó sus operaciones en octubre con un nuevo nombre y dirección.

La investigación policial de Provo sobre Owen comenzó en agosto. El miércoles estaba previsto que se entregara, pero no se presentó. Después de una búsqueda, Owen fue localizado sentado en su automóvil junto a una carretera con una pistola. Después de un enfrentamiento de cuatro horas, fue detenido sin incidentes.

Fuente LGBTQNation

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días (Mormones) , , , , , , ,

Un “grupo de odio” cristiano anti-LGBTQ+ presiona para revocar las prohibiciones estadounidenses a la terapia de conversión

Martes, 28 de noviembre de 2023

IMG_1158La ADF busca revocar las prohibiciones de las terapias de conversión (Canva)Un “grupo de odio” cristiano anti-LGBTQ+ presiona para revocar las prohibiciones estadounidenses a la terapia de conversión

Un grupo cristiano anti LGBTQ+ está presionando para revocar las prohibiciones de las llamadas “terapias de conversión” para menores en Estados Unidos, bajo el pretexto de la libertad de expresión y la libertad religiosa.

La The Alliance Defending Freedom (ADF)- Alianza para la Defensa de la Libertad (ADF), descrita como un grupo de odio por el Southern Poverty Law Center, actualmente brinda asesoría legal a Brian Tingley, un consejero matrimonial y familiar autorizado.

En Tingley v. Ferguson (Tingley contra Ferguson), la ADF impugna la prohibición de Washington de las prácticas de conversión para jóvenes LGBTQ+ que buscan cambiar su sexualidad o identidad de género, y Tingley dice que la prohibición viola su libertad de expresión y su derecho a ejercer libremente su religión.

La llamada “terapia de conversión”, que no es una terapia ni tiene sus raíces científicas, ha sido rechazada como una forma de tortura psicológica por los principales organismos psicológicos, médicos y de derechos humanos.

Esta no es la primera vez que el grupo legal se manifiesta contra la comunidad LGBTQ+, y tiene un largo historial de hacerlo.

En 2003, la ADF intentó sin éxito recriminalizar los actos homosexuales en Estados Unidos, apoyando la ley de sodomía de Texas en un caso que finalmente la declaró inconstitucional. También se ha manifestado contra el matrimonio entre personas del mismo sexo y la adopción entre personas del mismo sexo, se ha opuesto a las protecciones contra la discriminación LGBTQ+ y a la inclusión de personas trans en los deportes.

En su petición al tribunal, Tingley afirma que “basa la identidad humana en el diseño de Dios más que en los sentimientos o deseos de una persona” y “muchos de sus clientes están de acuerdo”. Supuestamente “buscan su consejo precisamente porque quieren alinear su identidad con su fe”. Añade que su discurso a través de su obra debe ser considerado “discurso” y no “conducta”.

Tingley continúa describiendo que las sanciones impuestas por Washington por llevar a cabo una terapia de conversión son “penas draconianas” y que “vive con el temor continuo de la persecución del gobierno”.

En declaraciones a The New Republic, Katherine Franke, profesora de derecho en la Universidad de Columbia, dijo que la ADF utilizará argumentos similares sobre la libertad de expresión para intentar revocar otras regulaciones.

Tenemos todo tipo de regulaciones para los profesionales de salud mental con licencia, y los pacientes dependen de este tipo de seguridad que imponen esos requisitos de licencia”, dijo a la publicación.

“Abrir la puerta en este tipo de casos… abre la puerta a bastantes otras situaciones en las que una persona puede tener una objeción a lo que es una norma pública o un juicio experto sobre la seguridad de otras personas. No debería ser su decisión privada no estar de acuerdo con eso y por lo tanto no seguir esa ley, cuando esa es una condición para su licencia”.

Fuente PinkNews

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesias Evangélicas , , , , , ,

Denuncian a unos padres por enterrar a su hija trans con su nombre anterior a la transición de género

Viernes, 24 de noviembre de 2023

 banco-santander-transfobia-movilh-820x394La asociación Euforia estima como posible delito de odio la decisión de la familia de sepultar a la joven con su ‘deadname‘ en el cementerio alicantino de Aspe

La asociación Euforia Familias Trans Aliadas ha llevado a los tribunales como presunto delito de odio el caso de Daniela, una joven transexual de 23 años que se suicidó en abril de 2022, cuyos padres decidieron enterrar en el cementerio alicantino de Aspe con su nombre anterior a la reasignación de género. Sus amigas defienden que la obligaban a someterse a terapias de conversión e incluso que la internaron en dos ocasiones en un centro psiquiátrico.

Según ha informado la televisión autonómica À Punt y ha adelantado El Salto Diario, la citada entidad ha interpuesto una denuncia contra la familia de Daniela ante la Fiscalía de los Delitos de Odio de Alicante por utilizar una foto y su nombre previo a la transición en su lápida, ubicada en el panteón familiar. «Nunca aceptaron que era una mujer trans», lamentan.

La asociación defiende que Daniela había modificado el nombre en el Registro Civil al no sentirse identificada con este ‘deadname‘. De acuerdo con la información desvelada por sus amigas, nació en Chile y a los dos años fue adoptada por una familia española que vivía en Cantabria. Con once años comenzó a cuestionar su orientación sexual hasta llegar a identificarse como mujer trans, algo que sus padres «no aceptaron en ningún momento».

En 2017, según sostienen las denunciantes, comenzó el tratamiento especializado, situación que la enfrentó con sus padres hasta el punto de que estos perdieron su tutela y pasó unos meses en un centro de menores tutelada por la Administración pública. Cuando cumplió 18 años, comenzó una nueva vida en Madrid, donde consiguió un trabajo y solicitó el cambio de nombre en el registro. Un año después, se suicidó y fue enterrada con su necrónimo en el panteón familiar ubicado en Aspe, Alicante.

En este punto, la asociación Euforia decidió presentar una denuncia por presunto delito de odio después de que la Dirección General de Igualdad de la Generalitat Valenciana les instara a pedir responsabilidades al Ayuntamiento correspondiente. En el escrito, desglosan las posibles infracciones de la Ley 23/2018, de 29 de noviembre, de igualdad de LGTBI de la Comunidad Valenciana, por «realizar actos que impliquen aislamiento, rechazo o menosprecio público y notorio de personas por causa de orientación sexual, identidad de género, expresión de género, desarrollo sexual o grupo familiar».

Asimismo, alude al supuesto quebranto de la Ley 15/2022, de 12 de julio, integral para la igualdad de trato y la no discriminación, popularmente asociada como Ley Zerolo, que estipula como grave actos discriminatorios; además de la Ley 49/1978, de 3 de noviembre, de enterramientos en cementerios municipales que marca que los consistorios están obligados a enterrar en sus camposantos «sin discriminación alguna por razones de religión ni por cualesquiera otras».

«Entendemos que estos hechos son un delito de odio e injurias a un colectivo protegido y por eso esperamos que la denuncia se tramite, la admita el Ministerio Fiscal y se ejerzan acciones legales contra los padres de Daniela», argumenta el abogado de la asociación Euforia, Saúl Castro, a À Punt.

Fuente Agencias/El Salto Diario

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , ,

Evitar la “ingeniería social” y los “excesos”: Ayuso lidera el discurso ultra que justifica los recortes en las leyes LGTBI

Jueves, 23 de noviembre de 2023

la-presidenta-de-la-comunidad-de-madrid-isabel-diaz-ayuso_4_800x450El PP de Madrid lleva a la práctica las ideas que la ultraderecha defendió en la última campaña y en sus pactos de gobierno, y reforma normas autonómicas para no “confundir” la protección de las personas LGTBI con “alguna ideología” o luchar contra la “imposición de doctrinas”

Marta Borraz

Porque hay discriminación”. La presidenta madrileña, Isabel Díaz-Ayuso, defendía así la ley contra la LGTBIfobia de la comunidad frente a la que después se convertiría en diputada de Vox, Carla Toscano. Era 2016, Madrid acababa de aprobar la norma, la extrema derecha no estaba en las instituciones y entonces era presidenta Cristina Cifuentes. Las cosas hoy son diferentes. Ayuso preside la comunidad y tras flirtear desde 2019 con la idea de reformar la ley para contentar a Vox, que se lo ha exigido reiteradamente, no ha sido hasta ahora, que cuenta con mayoría absoluta, cuando ha decidido iniciar el proceso.

El grupo parlamentario del PP en la Asamblea de Madrid acaba de registrar este viernes dos proposiciones de ley que previsiblemente se aprobarán antes de que termine el año y que modifican el paquete legislativo con el que desde 2016 cuenta la región: la conocida como ley trans y la de protección contra la LGTBIfobia. El trámite, iniciado por la vía de urgencia, ha indignado a la oposición y a los colectivos LGTBI, que se han agrupado en la plataforma Ni un paso atrás, y se concentraron este lunes (día 13 de noviembre) en la Puerta del Sol para denunciar lo que a su juicio es un “retroceso legislativo”.

El paso dado por el PP de Ayuso se convierte en el primero de los anunciados por las derechas en un contexto de aumento de poder autonómico y municipal que ha puesto al colectivo LGTBI en la diana. La diversidad tuvo un papel clave en los pactos de gobierno entre PP y Vox tras las elecciones y acabó cristalizando en cuestiones como la retirada de las banderas arcoíris de los edificios municipales por exigencia de la ultraderecha, los vetos a los símbolos o la promesa de derogación o reforma de las leyes autonómicas, además de en Madrid, en Aragón o Baleares, donde aún no han iniciado el proceso.

En otras comunidades, los populares compraron el veto parental, una de las medidas estrella de la extrema derecha destinada a impedir charlas LGTBI, feministas o de educación afectivo sexual en los centros educativos y que todavía no han amagado con implantar en ningún territorio. Todo ello revestido de la retórica habitual que ha ganado fuerza en los últimos años, con la que hay quienes equiparan el avance en derechos al “adoctrinamiento ideológico” de la sociedad, especialmente de las niñas, niños y adolescentes en las aulas.

En la Región de Murcia, donde más lejos ha llegado la implantación del veto parental, el Gobierno regional, en manos de PP y Vox, eliminó las siglas LGTBI de la Consejería de Política Social, Familia e Igualdad en enero de este año, aunque el pacto no nombra (ni para bien ni para mal) a las personas LGTBI. En la Comunitat Valenciana, el punto 29 del acuerdo que hizo presidente con el apoyo de la ultraderecha al popular Carlos Mazón se comprometía a reforzar la inspección educativa para “sacar la ideología de las aulas y permitir que los padres elijan la educación de sus hijos”.

La retórica de la “ideologización

Es este mismo el marco que replica la norma que está empezando a tramitar el PP madrileño para reformar la Ley 3/2016, de 22 de julio, de Protección integral contra la LGTBIfobia y la Discriminación por Razón de Orientación e Identidad Sexual. Así, la exposición de motivos asegura que la ley, aprobada hace siete años con la abstención de los populares, contenía elementos que “podían socavar la igualdad” o “confundir” la protección de algunas personas “con alguna ideología concreta que pudiera monopolizar el debate público, el académico, los medios, las artes, y se erigiera en una visión monopolística y excluyente”.

El texto califica de “excesos” algunos preceptos y afirma que la reforma “busca evitar” que la no discriminación “se convierta en un instrumento de ‘ingeniería social’ que confunda ciertas doctrinas de parte con los derechos fundamentales”, además de corregir aspectos que “ya sea de buena fe o motivos por el afán de imponer ciertas doctrinas conocidas como ‘de género’ acaban conculcando derechos fundamentales”. En el fondo, late el discurso de la “ideología de género”, que no es nuevo ni inocente, sino que lleva siendo usado internacionalmente desde principios de los 2000 por sectores ultracatólicos para socavar los derechos de las mujeres y personas LGTBI.

El Gobierno madrileño defiende, además, que las normas deben adaptarse a la Ley Trans estatal que entró en vigor el pasado mes de marzo y, según han asegurado varios miembros del Ejecutivo estos últimos días, las reformas buscan otorgar peso a los “profesionales cualificados y personas especializadas” en detrimento de los colectivos LGTBI, ya que, según ha declarado Ayuso, “se había creado un mundo paralelo para lobbies”.

Para las organizaciones LGTBI, los textos suponen un retroceso que tendrá como efecto “la desprotección e invisibilización” de las personas LGTBI y especialmente de las personas trans, cree Luis Fernando Rosales, coordinador de Arcópoli. Además, la carga simbólica de la reforma la han señalado todos los colectivos. Y es que en ella se defiende que viene a “corregir” aspectos de la actual normativa que podrían “conculcar” derechos como “la libertad de expresión y de prensa, la libertad de cátedra y educativa o la presunción de inocencia”. “Lo que esconde esta narrativa es intentar convencer a la ciudadanía de que no estamos hablando de derechos humanos sino de ideología”, explica Uge Sangil, presidenta de la Federación Estatal LGTBI.

La autodeterminación, de “dudosa constitucionalidad”

Entre otras cosas, la reforma de la conocida como ley trans (Ley 2/2016, de 29 de marzo, de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación) elimina el concepto de identidad de género, que sustituye por “sexualidad” o “condición sexual” y también el reconocimiento del “derecho a la identidad de género libremente manifestada” que sí contempla ahora la norma.

Ya en la exposición de motivos, la reforma apunta a que la autodeterminación de género, en la que se basa la Ley Trans estatal para que las personas trans puedan modificar su sexo legal, es de “muy dudosa constitucionalidad” ya que es “ajeno a la Ciencia y al Derecho” y cuya introducción “va en detrimento de la seguridad jurídica”. Si ahora la ley trans autonómica reconoce que “en ningún caso” las personas trans deberán ser obligadas a acreditar su identidad “mediante informe médico o psicológico”, la reforma elimina esta frase para incorporar que se “tomarán en consideración los informes de los servicios médicos”.

Aunque está por ver qué efectos concretos tendrán estas modificaciones teniendo en cuenta que ahora sí ya existe un paraguas estatal, un cambio inmediato en el ámbito sanitario, que depende de las comunidades, es que los menores trans solo podrán acceder al tratamiento médico tras ser atendidos “por un profesional de la salud mental” y necesitarán un informe médico favorable “imprescindible” si tienen dos o más enfermedades mentales al mismo tiempo.

Las dos proposiciones de ley registradas paralelamente coinciden en algunos puntos: ambas derogan el régimen sancionador, por lo que en Madrid pasará a regir únicamente el estatal; eliminan el fomento de contenidos en pos del respeto a la identidad de género de los medios de comunicación y también acaban con la inversión de la carga de la prueba, una excepción común en el derecho anti discriminatorio que implica que en procedimientos civiles, administrativos o laborales, nunca penales, es la parte demandada la que debe demostrar que no ha habido vulneración del principio de igualdad.

Para Saúl Castro, abogado especializado en derechos LGTBI, los efectos de unas y otras medidas difieren. La inversión de la carga de la prueba “fue establecida por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos y el Tribunal Constitucional” y venía a ser “una reiteración” porque se trata “de una práctica jurisdiccional asentada” que ya está establecida en la llamada Ley Zerolo y en la Ley Trans. Lo que sí considera “más grave” es la eliminación del régimen sancionador porque la normativa estatal “fue muy tibia” en este sentido “y contempla muchas menos infracciones” contra el colectivo LGTBI.

Sin Consejo LGTBI ni centro de memoria histórica

La reforma propuesta por los populares deroga el artículo que obliga a la creación del Consejo LGTBI y del centro de memoria histórica LGTBI, además de diluir las medidas de apoyo y reconocimiento institucional y las del ámbito educativo, el preferido por la extrema derecha en su cruzada antiLGTBI. Entre otras cosas, suprime la inclusión en el currículo de contenidos en diversidad –aunque los incorpora la Ley Trans estatal– la previsión de que las bibliotecas cuenten con un fondo LGTBI o el compromiso de que los poderes públicos conmemoren el 17 de mayo como día contra la LGTBIfobia e instalen la bandera arcoíris en las sedes institucionales.

Aun así, el efecto real sobre los derechos de la población es limitado para Castro. No porque no sea “un recorte gravísimo” sobre el papel, sino porque “las leyes no se estaban implementando o lo estaban haciendo de forma incorrecta”. El abogado define el paso dado por el grupo popular como “una materialización de un incumplimiento reiterado” y muestra sus dudas sobre cómo va a convivir la nueva legislación con la Ley Trans o la Ley Zerolo porque “puede haber preceptos que entren en conflicto”. Para Sangil, es especialmente perjudicial “que se eliminen las referencias a trabajar la diversidad en las aulas” porque implicará una rebaja de estos contenidos.

En el ámbito del deporte también hay algún cambio. En línea con las reivindicaciones que un sector del feminismo contrario a la autodeterminación de género ha enarbolado en los últimos años, la reforma de la ley trans madrileña mantiene la promoción de las personas trans en igualdad en el deporte y añade “sin menoscabo de los derechos de los demás participantes, y en especial del deporte femenino en todas sus categorías”, un precepto que repite en las demás medidas.

Este ha sido celebrado por la Alianza contra el Borrado de las Mujeres, una de las plataformas contrarias a la Ley Trans más activas, como un “aspecto muy positivo” así como “la limitación de las intervenciones del transactivismo en el ámbito educativo” o la “eliminación de contenidos educativos acientíficos”, pero la organización pide más y reclama, entre otras cosas, que los adolescentes menores de edad no puedan acceder a tratamientos médicos o que en las residencias de mayores u hospitales no se permita el uso de instalaciones según la identidad de género.

Fuente El Diario

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , ,

El PP de Ayuso registra una ley que deroga los derechos de las personas trans y LGTBI en Madrid

Sábado, 11 de noviembre de 2023

la-presidenta-de-la-comunidad-de-madrid-isabel-diaz-ayuso_4_800x450Para qué queremos Fascismo si ya está en las instituciones. El PP a las órdenes de VOX. Esta personaja derogando derechos ya consolidados

La proposición de ley mantiene la prohibición de las terapias de conversión excepto en el caso de las personas trans. La norma, registrada este viernes, se tramitará por la vía de urgencia para que esté aprobadas antes de que finalice el año sin que la oposición pueda presentar enmiendas

 

Isabel Díaz Ayuso ya lo avisó cuando fue investida presidenta el pasado mes de junio: una de sus primeras medidas en la nueva legislatura sería modificar las leyes trans y LGTBI autonómicas aprobadas durante el mandato de Cristina Cifuentes. El grupo parlamentario del PP en la Asamblea de Madrid ha registrado este viernes dos proposiciones de ley para modificar la ley 2/2016, de 29 de marzo, de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación de la Comunidad de Madrid y la Ley 3/2016, de 22 de julio, de Protección Integral contra la LGTBifobia y la Discriminación por Razón de Orientación e Identidad Sexual  en la Comunidad de Madrid, que de facto supone recortar los derechos para el colectivo. Desde Más Madrid lo califican de “retroceso legislativo”.

En concreto, la proposición de ley mantiene la prohibición de las terapias de conversión excepto en el caso de las personas trans. Además, se suprime el plan contra el acoso a los alumnos LGTBI en los colegios y se elimina la formación del profesorado y los contenidos dirigidos a mostrar la realidad LGTBI. También desparece el consejo LGBTI.

La ley se aprobará por la vía de urgencia con el objetivo de que salga adelante con la mayoría absoluta del PP antes de que finalice el año. Este mecanismo impide que los grupos de la oposición puedan presentar enmiendas a la norma. La tramitación de urgencia responde, aseguran desde el grupo popular, a la necesidad de “adaptar la actual ley a la normativa estatal, corregir determinados aspectos de la misma y garantizar la necesaria protección de los derechos fundamentales y de la igualdad efectiva ante la ley de todos los ciudadanos”.

La realidad, sin embargo, es que con la modificación se recortan derechos. Entre otros objetivos, las modificaciones en la ley trans buscan “corregir algunos aspectos, ya fueran de buena fe o movidos por el afán de imponer ciertas doctrinas conocidas como ‘de género’, que acababan conculcando derechos como la libertad de expresión y de prensa, y la libertad de cátedra y educativa de los artículos 20 y 27 de la Constitución Española, o la presunción de inocencia del artículo 24 de la Constitución”.

En detalle, alude a la inversión de la carga de la prueba, así como la ‘discriminación por error’, que, explican, es una variante de facto de la “falta de presunción de inocencia y contraria al espíritu y la letra de nuestras leyes”. “Además de la muy dudosa constitucionalidad del concepto de ‘autodeterminación de género’, ajeno a la Ciencia y al Derecho, y cuya introducción va en detrimento de la seguridad jurídica de cada uno de los propios afectados, así como de la sociedad entera”, indica el texto.

En medio del debate público sobre los derechos del colectivo LGTBI después de que Vox los haya cuestionado en todos aquellos parlamentos y ayuntamientos donde ha llegado el poder, Ayuso se suma a esta agenda ideológica con su mayoría absoluta –sin necesidad de la extrema derecha–.

La líder de Más Madrid en la Comunidad de Madrid, Mónica García, ha acusado este viernes a la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, de “meter por la puerta de atrás” la “derogación” de la Ley Trans y ha advertido que las modificaciones que pretende el PP en la región supone “el primer retroceso en derechos LGTBI en décadas”.

“Una reforma que le quita los derechos a las personas trans, que les quita el reconocimiento y que además las patologiza”, ha recalcado la portavoz de Más Madrid en la Asamblea, y todo ello, ha lamentado García, “en un contexto de auge de los ataques a las personas trans”.

La portavoz de Más Madrid ha acusado a Ayuso de “allanar el terreno a los comportamientos violentos” con una reforma “que es de facto una derogación camuflada”. “Supone un retroceso y sobre todo va a suponer la primera vez en décadas que la Comunidad de Madrid va hacia atrás, va atrás en el reconocimiento legislativo de las personas trans y las personas LGTBI”, ha defendido.

También ha salido a criticar la proposición de ley la ministra de Igualdad, Irene Montero, que ha recordado que la Comunidad de Madrid tiene la obligación de cumplir la normativa estatal. “Ayuso despliega su agenda reaccionaria. Que no olvide que está obligada a cumplir la ley”, ha apuntado la ministra.

La vicepresidenta segunda en funciones y líder de Sumar, Yolanda Díaz, también ha reaccionado a la medida del PP de Madrid asegurando que en las elecciones generales del 23 de julio “la comunidad LGTBI se movilizó por sus derechos”. “Es nuestro compromiso defenderla. Habrá un Pacto de Estado a favor de los derechos y libertades LGTBI en toda España”, ha avisado Díaz.

“El PP vuelve a situarse en la historia del lado de la LGTBIfobia. Son peores que Vox”, ha señalado Santiago Rivero, diputado del PSOE en la Asamblea de Madrid, a través de sus redes sociales. “Necesitamos defender nuestros derechos de esta ofensiva que nos quiere volver a llevar a los armarios. Tienen cero legitimidad para hablar de igualdad”, ha agregado.

La mayoría absoluta que el PP tiene en la Cámara de la Asamblea garantiza que ambas iniciativas de reforma prosperen. Cuando lo hagan, la ley 2/2016, de 29 de marzo, de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación de la Comunidad de Madrid, conocida como ley LGTBI, pasará a llamarse formalmente ley de protección, igualdad efectiva y no discriminación de las personas transexuales e intersexuales de la Comunidad de Madrid. Mientras, la ley 3/2016, de 22 de julio, de Protección integral contra la LGTBIfobia y la Discriminación por Razón de Orientación e Identidad Sexual en la Comunidad de Madrid será llamará ley de protección, igualdad efectiva y no discriminación de las personas LGTBI de la Comunidad de Madrid.

A continuación se indican las principales modificaciones, en formato de derogación, que plantean en el texto registrado por los populares para ambas leyes:

Ley 2/2016, de Identidad y Expresión de Género e Igualdad Social y no Discriminación

– Deroga el reconocimiento de la identidad de género libremente manifestada, al igual que al libre desarrollo de su personalidad y a ser tratado de conformidad a su identidad de género.

 – Elimina la protección de documentación administrativa en la que rezaba la seguridad de que “en todos y cada uno de los casos y procedimientos en los que participe la Comunidad de Madrid, se obrará teniendo en cuenta que las personas deben ser tratadas de acuerdo con su identidad de género”.

– Se quita de la norma que el contenido educativo contemple la no discriminación por la identidad y expresión de género, y las acciones de los centros educativos para proteger contra el acoso, con la derogación del artículo 24.

– Los medios de comunicación de titularidad autonómica ya no tendrán que fomentar “la concienciación, divulgación y transmisión de la inclusión social y el respeto a la identidad y expresión de género”.

– Se elimina la evaluación de impacto de las normas del Ejecutivo sobre la identidad de género y la inversión de la carga de la prueba.

Ley 3/2016, de Protección integral contra la LGTBIfobia y Ley Protección contra al LGTBIFobia

– La norma pasa a denominarse “Ley de protección, igualdad efectiva y no discriminación de las personas LGTBI de la Comunidad de Madrid”

– Se deroga la creación del Consejo LGTBI de la Comunidad de Madrid y se elimina la contribución de las instituciones y los poderes públicos madrileños a la visibilidad de las personas LGTBI en Madrid.

– También se eliminan todos los apartados correspondientes a los planes educativos y el fomento de la no discriminación, al igual que a la revisión de currículos educativos.

– Las organizaciones LGTBI con experiencia en la materia ya no impartirá a los profesionales de los centros educativos la formación necesaria para garantizar que el derecho a la educación de los menores de edad LGTBI.

Fuente Agencias

 

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , ,

El gobierno británico se dispone a eliminar la prohibición de la terapia de conversión después de una ‘intensa’ presión por parte de una parlamentaria anti-trans

Lunes, 6 de noviembre de 2023

IMG_1023Rishi Sunak y Miriam Cates.

Se espera que el primer ministro británico, Rishi Sunak, dé marcha atrás en una prohibición de la terapia de conversión inclusiva para personas trans, que se ha retrasado durante mucho tiempo, después de una “intensa” presión de la parlamentaria conservadora anti-trans Miriam Cates.

Cates, parlamentaria de Penistone y Stocksbridge y cristiana evangélica conocida por asociarse con la parlamentaria laborista Rosie Duffield para luchar contra los derechos de las personas trans, ha estado a la vanguardia del lobby de sus colegas parlamentarios conservadores para lograr la prohibición de los llamados Las prácticas de “terapia de conversión” disminuyeron.

Theresa May prometió por primera vez prohibir esta práctica dañina cuando era primera ministra, hace cinco años, pero una prohibición que incluye a las personas trans no se ha materializado, y la inacción de los conservadores provocó la condena de parlamentarios, organizaciones benéficas y activistas LGBTQ+.

La terapia de conversión se refiere a los esfuerzos por cambiar la orientación sexual o la identidad de género de una persona en un intento por “curarla”.

En un mensaje de texto compartido por Paul Brand de ITV, Cates instó a los parlamentarios conservadores a firmar una carta si están de acuerdo en que el proyecto de ley de terapia de conversión no debe continuar. Brand describió el lobby de Cates contra la prohibición como “intenso”.

“Este proyecto de ley enojará a nuestra base, dividirá al partido y efectivamente convertirá en ley una carta de Stonewall. Tenemos cuestión de días para persuadir al número 10 de que lo retire”, escribió Cates.

El mensaje de Cates llega después de los informes de principios de esta semana de que Sunak incluirá un proyecto de ley que prohibirá la práctica en el discurso del Rey el 5 de noviembre, lo que Cates calificó de “extremadamente preocupante”.

Según el Times, el líder Simon Hart había advertido al primer ministro de que el gobierno conservador se enfrentaría a una reacción violenta si no presentaba el proyecto de ley, que se cree que incluye a las personas trans.

Sin embargo, apenas unos días después, Sunak supuestamente se dispone a dejar la prohibición “en la hierba alta” después de que más de 40 parlamentarios firmaran la carta de Cates exigiendo que abandonara el proyecto de ley en el discurso del Rey, según informó el Sun el domingo.

El primer ministro “pateará la lata” publicando un proyecto de ley sobre el cual luego consultará a los parlamentarios, una práctica conocida como escrutinio prelegislativo, lo que significa que el proyecto de ley no se convertiría en ley hasta después de las próximas elecciones generales.

En el mensaje de texto filtrado, Cates dijo que el proyecto de ley tendría “terribles consecuencias no deseadas, criminalizando potencialmente a los padres y médicos que aconsejan a los niños contra el ‘cambio de género’”.

No hay manera de que la terapia de conversión se convierta en ley antes de las elecciones”, dijo una fuente gubernamental a The Sun, mientras que otra dijo, según informó el Independent: “No está en el discurso del rey. Nadie se postula para esto”.

The Observer utilizó su editorial del domingo para advertir contra una prohibición de la terapia de conversión que incluya a las personas trans, alegando que prohibir la práctica podría representar un riesgo para el bienestar de los niños y criminalizar a los terapeutas.

Los humanistas LGBT, sin embargo, argumentan que la terapia de conversión puede causar angustia psicológica grave y duradera, y que una prohibición no afectaría la capacidad de los niños de acceder a las terapias de conversación.

El coordinador de Humanistas LGBT, Nick Baldwin, dijo a PinkNews: “Esta práctica desacreditada y dañina puede provocar cicatrices mentales duraderas, autolesiones e incluso suicidio.

“Creemos que cuando las personas experimentan una angustia tan extrema por su orientación sexual o identidad de género, se les debe brindar apoyo terapéutico bien fundamentado y centrado en la persona.

“No deberían enfrentar prácticas coercitivas y sin valor médico que buscan empujarlos en una dirección particular. Esto de ninguna manera niega ni desalienta a los jóvenes a buscar una terapia de conversación significativa sobre su orientación sexual o identidad de género con un profesional calificado”.

La presidenta de la Coalición para la Prohibición de la Terapia de Conversión, Jayne Ozanne, se dirigió a X para destacar una encuesta de YouGov que muestra que la mayoría del público quiere que se prohíba la terapia de conversión.

Ozanne dijo a PinkNews: “Está claro que los conservadores no comprenden el daño que están infligiendo a las personas LGBT+ con sus numerosos cambios de sentido en las promesas de prohibir la ‘terapia de conversión’.

“Lo único que definitivamente han logrado en los últimos cinco años es empoderar a los perpetradores para que actúen con impunidad. Al menos los laboristas entienden la importancia de una prohibición totalmente inclusiva y, como tal, cuentan con el respaldo de la comunidad LGBT+”.

El diputado conservador Cates también ha exigido una prohibición total del reconocimiento de la identidad de género de los estudiantes trans en la escuela, antes de que se publique la nueva orientación educativa del gobierno.

También ha dejado claro que no quiere que los niños realicen ninguna transición social en la escuela, con o sin el conocimiento o consentimiento de los padres.

Fuente PinkNews

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesias Evangélicas , , , , , , , , , ,

Es falso que cirugías de reasignación de sexo equivalen a “terapias de conversión”

Jueves, 2 de noviembre de 2023

A un año de la aprobación de una reforma para prohibir las llamadas “terapias de conversión”, usuarios de redes sociales difundieron desinformación en torno a las cirugías de reasignación de sexo.

IMG_1071

(Pincha sobre la fotografía para ampliarla)

El 11 de octubre se cumplió un año desde que el Senado de la República (de México), aprobó una reforma para prohibir los Esfuerzos para Corregir la Orientación Sexual y la Identidad de Género (ECOSIG) o las mal llamadas “terapias de conversión”.

Organizaciones y personas defensoras de derechos humanos hicieron un llamado a la Cámara de Diputados para poner la reforma a votación en el Pleno y para que sea aprobada.

En respuesta, algunos usuarios de redes sociales comenzaron a difundir desinformación en torno a las transiciones y cirugías de reasignación de sexo. Argumentaron que también deben prohibirse ya que se equiparan a las “terapias de conversión”.

IMG_1072

IMG_1073

IMG_1074

Sin embargo, los ECOSIG en realidad constan de diversas formas de tortura que carecen de justificación médica y representan una grave amenaza a la salud y los derechos humanos de las personas. El imponer, intentar cambiar, “corregir” o reprimir la identidad de género con la que cada persona se identifica sería ejercer un ECOSIG.

Al mismo tiempo, las mal llamadas “terapias de conversión” configuran un tipo de publicidad falsa y fraudulenta dado que pretenden curar la diversidad sexogenérica, la cual no es un trastorno ni enfermedad.

La transición, por otro lado, es cuando las personas trans empiezan a vivir sus vidas por el género con el que se identifican y no por el sexo que les fue asignado al nacer.

Este proceso de reconocimiento de la identidad puede o no incluir terapia hormonal, cirugía de reasignación de sexo y otros procedimientos médicos que siempre requieren consentimiento informado.

En el caso de las infancias trans solo ocurre un cambio superficial en el género, que puede ser en el nombre, la vestimenta y los cortes de cabello, mientras que en la pubertad (con autorización de madres y padres) pueden acceder a mecanismos reversibles en temas hormonales, pero hasta que llegue la etapa de la adultez existirá la posibilidad de tomar decisiones permanentes.

La transición no es terapia de conversión 

Después de un año de que el Senado de la República aprobara una reforma para prohibir los Esfuerzos para Corregir la Orientación Sexual y la Identidad de Género (ECOSIG), organizaciones defensoras de derechos humanos exigieron el pasado 11 octubre que la Cámara de Diputados ponga la reforma a votación en el Pleno para que sea aprobada, turnada al Ejecutivo y finalmente sea publicada en el Diario Oficial de la Federación (DOF).

Ante el llamado, algunos usuarios de redes sociales replicaron que ojalá se prohíban las “conversiones donde castran a hombres para que parezcan mujeres”. Y expresaron ideas falaces: “la verdadera terapia de conversión es la sexualización infantil y la amputación de miembros y la hormonización de niños y jóvenes”.

Pero la transición no tiene relación con las “terapias de conversión”, ya que estas últimas son esfuerzos que pretenden cambiar la orientación sexual o identidad de género de una persona sin su consentimiento y por medio de violencia física y psicológica.

Mientras que la transición es un proceso por el cual las personas trans empiezan a hacer cambios que involucran no solo hablar de intervenciones médicas, sino también de aspectos personales, sociales y legales para poder vivir de acuerdo con su identidad de género en vez de por el sexo que les fue asignado al nacer.

En primera instancia, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) amparan que el reconocimiento de la identidad de género de cualquier persona (mayor y menor de edad) debe ser garantizado sin que tengan que acreditar intervenciones médicas, quirúrgicas, tratamientos hormonales u otros procedimientos.

Cuando se habla de tratamiento quirúrgico, el Protocolo para el Acceso sin Discriminación a la Prestación de Servicios de Atención Médica de las Personas Lésbico, Gay, Bisexual, Transexual, Travesti, Transgénero e Intersexual de la Secretaría de Salud refiere que se deben de abordar los diferentes procedimientos que pueden ayudar a estas personas a adecuar su cuerpo a la identidad de género con la que se identifican.

“En las mujeres trans los tratamientos quirúrgicos van desde rinoplastía, feminización de cara, implantes mamarios y de glúteos, hasta una cirugía de reasignación de sexo. En los hombres trans, la más frecuente que desean realizarse es la mastectomía y un porcentaje bajo desea la faloplastia”, describe el protocolo.

La Secretaría de Salud especifica que cualquier intervención en la persona, ya sea física o psicológica, deberá contar con el consentimiento oportuno e informado, con base en el derecho que tienen las y los pacientes de decidir con la mejor información posible, sobre la mejor ruta de atención a su padecimiento.

“El consentimiento informado deberá incluir una explicación comprensible del diagnóstico, la técnica y procedimiento a utilizar, de sus alcances y de los resultados o pronósticos esperados, conforme al saber científico”.

En el caso de personas trans adultas, se deberá establecer seguimiento por parte de salud mental por cada procedimiento quirúrgico al menos seis meses, tres previos y tres posteriores al evento.

Respecto con las infancias y adolescencias trans, Verificado MX y PRESENTES ya habían constatado que es falso que se lleven a cabo esos procedimientos en personas menores de edad, ya que en el país no están legalizados o permitidos.

El protocolo de la Secretaría de Salud especifica que un equipo multidisciplinario, los padres o tutores y las y los menores, solo pueden considerar conjuntamente el uso de bloqueadores de pubertad con el propósito de postergar el desarrollo de caracteres sexuales secundarios, y en su caso dar más tiempo y confirmar la decisión de él o la menor para el inicio de un proceso de hormonización.

A nivel regional, la CIDH establece: “cuando hablamos de intervenciones médicas de reafirmación del género, no debe pensarse solamente en cirugías, que de hecho no se practican a personas cuyos cuerpos están todavía en crecimiento, sino que nos referimos también a tratamientos de bloqueo y reemplazo hormonal”. 

Tanto la supresión de la pubertad como la terapia de reemplazo hormonal son dos componentes del proceso de afirmación de género que han sido respaldados con evidencia por la Asociación de Endocrinogía (Endocrine Society, en inglés), la Asociación Mundial para la Salud Transgénero (WPATH, en inglés) y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

Los ECOSIG no son terapias, son tortura

En 2020, el experto Independiente de la ONU, Víctor Madrigal-Borloz concluyó en su informe sobre la protección contra la violencia y la discriminación por motivos de orientación sexual o identidad de género que las mal llamadas “terapias de conversión” son “tratos crueles, inhumanos o degradantes”.

La Guía de referencia para profesionales de la salud mental en el combate a los ECOSIG describe que estas prácticas son abusos físicos y psicológicos que pueden incluir:

  • Coerción y falta de consentimiento
  • Privación ilegal de la libertad
  • Violencia verbal y amenazas
  • Uso forzado de medicamentos
  • Violaciones sexuales
  • Métodos de aversión
  • Electroshocks
  • Exorcismos

Ese mismo año, el Grupo de Expertos Forenses Independientes (IFEG, por sus siglas en inglés) incluso declaró que ofrecer Esfuerzos para Corregir la Orientación Sexual y la Identidad de Género (ECOSIG) son “una forma de engaño, publicidad falsa y fraude”.

Tan solo en México, 1 de cada 10 personas LGBTIQ+ fueron obligadas por sus padres a acudir con un psicólogo o autoridad religiosa con el fin de “corregirle”.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) esto representa por lo menos 318 mil 791 personas que fueron sometidas a estos abusos en 2021. Y ocurre pese a que, desde 2016, la Asociación Mundial de Psiquiatría señaló que no existe evidencia científica sólida que indique que la orientación sexual e identidad de género se puedan cambiar por lo quecualquier intervención que pretenda tratar algo que no es un trastorno es totalmente poco ético”

La homosexualidad no se puede considerar como una condición patológica, incluso la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE-11) de la Organización Mundial de la Salud (OMS) establece que se trata de una variación natural de la sexualidad humana, no de una enfermedad.

De igual forma, la identidad trans no figura en el apartado de ‘Trastornos mentales y del comportamiento’ de la CIE-11, sino que se encuentra en el de ‘Condiciones relacionadas con la salud sexual’, lo cual aclara que las personas trans no tienen un trastorno de salud mental, y que clasificarlas como tal es desinformación.

La argumentación de la OMS para mantener la discordancia de género en la CIE-11 es que de tal forma se puede garantizar que las personas trans accedan a los servicios sanitarios.

Si bien es cierto que, durante años, la ciencia médica, en particular la psiquiatría, consideró que las personas homosexuales y trans estaban enfermas, actualmente múltiples instancias de salud respaldan los derechos de las personas LGBTIQ+ y reconocen que no existe una identidad de género binaria y dicotómica (hombre y mujer), sino que existen muchas posibilidades identitarias en torno al género que son diferentes a la hegemónica, lo cual no constituye un problema de salud mental.

Links / Fuentes

Aprueba Senado proyecto para prohibir y penalizar terapias de reorientación sexual 

Mitos y realidades de la Iniciativa de Infancias Trans | Asociación por las Infancias Transgénero

Acabar con las «terapias de conversión», la lucha de un experto en derechos humanos | Organización de las Naciones Unidas (ONU)

Preguntas frecuentes sobre el tema transgénero | Human Rights Watch

Informe sobre Personas Trans y de Género Diverso y sus derechos económicos, sociales, culturales y ambientales | Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH)

LA PRIMERA SALA EMITE POR PRIMERA VEZ ESTÁNDARES PARA JUZGAR A ADOLESCENTES TRANS QUE PROTEJAN DEBIDAMENTE SU IDENTIDAD DE GÉNERO | Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) 

Protocolo para el Acceso sin Discriminación a la Prestación de Servicios de Atención Médica de las Personas Lésbico, Gay, Bisexual, Transexual, Travesti, Transgénero e Intersexual y Guías de Atención Específicas | Secretaría de Salud

Desinformación culmina en transfobia y violencia institucional | Verificado MX

Las instituciones y empresas detrás de los Ecosig en México | Agencia Presentes

Informe del Experto Independiente sobre la protección contra la violencia y la discriminación por motivos de orientación sexual o identidad de género

INFORME SOBRE TERAPIAS DE CONVERSIÓN | ONU

Guía “Nada que Curar” para profesionales de la Salud en el combate a los ECOSIG | Colaboración entre United Nations Office on Drugs and Crime (UNODC), Yaaj México, Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México (COPRED)

Encuesta Nacional sobre Diversidad Sexual y de Género (ENDISEG) 2021 | INEGI 

Clasificación Internacional de Enfermedades, 11.a revisión | OMS

“CURAS” PARA UNA ENFERMEDAD QUE NO EXISTE | Organización Panamericana de la Salud (OPS) 

26 de octubre de 2023
Melina BarbosaGeo González@georginagon
Edición: Daniela Mendoza/Verificado México

Fuente Agencia Presentes

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , ,

Promesas brillantes mezcladas con mentiras: un vistazo escalofriante a la llamada industria “ex-gay”

Viernes, 27 de octubre de 2023

IMG_0884Foto: Andrés Echavarría

Quienes nos oponemos a la terapia de conversión la llamamos fraude al consumidor. Estos tiburones juegan con las emociones desgastadas de personas desesperadas en crisis.

Los siguientes son extractos de “Lies with a Straight Face: Exposing the Cranks and Cons Inside the ‘Ex-Gay’ Industry”  (“Mentiras con cara seria: exponer los chiflados y las desventajas dentro de la industria ‘ex-gay’” ) de Wayne R. Besen (enlace de reserva) y (sitio web). Todas las regalías de las ventas de libros se destinarán a Truth Wins Out (La verdad gana), para ayudar en nuestros esfuerzos por luchar contra la industria de los “ex-gays”. La fecha de lanzamiento del libro fue el Día Nacional de la Salida del Armario, el 11 de octubre.

Los contras contemporáneos

Anne Paulk, directora de Restored Hope Network, tiene una versión igualmente distorsionada de la espiritualidad. Paulk una vez supo que estaba embarazada, no por un examen médico, sino porque Dios le envió una nube especial. “Un día, cuando nos detuvimos junto a la carretera, miré hacia el cielo y vi una formación de nubes inusual. Parecía un bebé. Que extrañoPensé, Nunca antes había visto una nube como esa. Me pregunto… Poco después, supe que estaba embarazada”.

En otro caso, Paulk perdió una lente de contacto, pero Dios interrumpió Su día, incluyendo librar guerras, hacer la paz y salvar vidas, para ayudarla a encontrarla. “De repente me arrodillé y oré:¡Dios por favor ayudame! Tengo a Dios para encontrar mi contacto’…Y ahí alojado en la esquina del bolsillo de mis jeans, estaba mi contacto…No había otra explicación, mi contacto había sido encontrado en un lugar imposible. Nunca podría haber llegado allí por sí solo. Tenía que ser Dios”.

Um, está bien, si tú lo dices, Anne. Pero si es cierto, Dios necesita un nuevo jefe de gabinete para ordenar Sus prioridades. Paulk también tiene una forma muy extraña de reprimir sus pensamientos sexuales sobre las mujeres:

Comenzaba a experimentar una respuesta sexual… Entonces, miraba por la ventana del auto y decía algo como: ‘¡Dios mío, hay un árbol ahí afuera! Ese árbol es verde y tiene hojas. Tiene la corteza marrón. Fijaba mi mente en cualquier cosa para distraerme… Con el tiempo, ese proceso me hizo mentalmente lo suficientemente disciplinada como para desplazar todos los pensamientos lésbicos, punto”.

Paulk parece atormentado por lo sobrenatural y ve la amenaza de la magia negra en cada arbusto. Cuando Yvette Cantu Schneider abandonó la industria de los “ex-gays”, me dijo que Paulk la acusó de estar bajo la influencia de un hechicero.

Fin de semana extraño: viaje hacia la virilidad

Matt Ashcroft recuerda una escena que se desarrolló durante un ejercicio llamado “Carpet Time”. Había un campista que estaba haciendo la transición de hombre a mujer, pero primero quería ver si podía cambiar su identidad de género. Alan Downing fue el “guía” y les dijo que se desnudaran hasta quedar en ropa interior, mientras que el propio Downing supuestamente se quedó en calzoncillos.

La persona en transición estaba rodeada por un puñado de asistentes. El grupo enrolló una manta lo más ajustadamente posible alrededor de la caravana transgénero. La idea era simular un nacimiento vivo. Cuando la caravana trans estaba lista para “renacer”, se desplegó la manta. Downing supuestamente declaró: “Eras una mujer y ahora eres un hombre”. Luego se colocó un espejo frente al campista transgénero, a quien se le ordenó mirar su reflejo y repetir la frase: “Soy un hombre”.

Esta monstruosidad ocurrió a plena luz del día. Bueno no exactamente. Alan Downing, quien dirigió el ejercicio, supuestamente colocó bolsas de basura sobre las ventanas para ocultar lo que estaba sucediendo. Ashcroft recuerda la repugnante escena.

“Las bolsas de basura que estaban pegadas con cinta adhesiva estaban un poco fuera de la ventana, para que la gente pudiera ver el interior. Había gente que pasaba y lo recuerdo (Downing) diciendo: ‘Oh, joder’. No pensé nada al respecto, pero ahora, mirando hacia atrás, pienso: ‘¿De qué eres culpable cuando dices algo así?’ Así que creo que con eso fue extremadamente sospechoso”.

Aceite de serpiente Doyle

IMG_0885Christopher Doyle era un niño muy travieso.

En su testimonio personal en el sitio web Parents & Friends of Ex-Gays (PFOX), donde se desempeñó como miembro de la junta directiva, Doyle admitió un delito bastante impactante. Escribió que durante su adolescencia, su madre dirigía una guardería, lo que le daba acceso a los niños a cargo de su madre. En su confesión en línea, “La historia de Christopher”, afirmó que abusó sexualmente de algunos de estos niños. “Traté de tener relaciones sexuales con las niñas que mi madre cuidaba en su guardería y, finalmente, una de las niñas les contó a sus padres lo que estaba haciendo”.

Hoy en día, Doyle se ha convertido en el principal terapeuta de conversión de Estados Unidos y en el heredero del trono de curandero del fallecido Dr. Joseph Nicolosi.

Doyle comercializa sórdidamente sus productos en los medios como una “cura”. Por ejemplo, en un episodio de Dr. Oz, Doyle parece sincero y mira intensamente a los ojos del presentador de televisión con la convicción de un predicador dominical. Sin la más mínima duda, Doyle proclama audazmente: “He cambiado. Una vez fui gay. Soy hetero desde hace ocho años. Entonces, sé personalmente que funciona. Y todos mis clientes, si realmente hacen ese trabajo, se mantendrán rectos”.

Las bravuconadas de Doyle en la televisión o cuando busca nuevos clientes no se ajustan a la realidad.

Jared Dixon es un ex cliente de Doyle que se inscribió en una terapia de conversión después de que sus padres tuvieron una reacción negativa ante su revelación. Dice que su madre “expresó preocupación porque yo cayera eso camino y me advirtió que mi vida iba a ser difícil si vivía como un hombre gay”. Su padre lo llevó a un estacionamiento vacío para tener una conversación franca, donde le imploró a Jared: “Date una oportunidad. Date una oportunidad”.

Su familia se enteró de los servicios de Doyle a través de su iglesia. El consejero ofreció elevadas promesas de “cambio” si Jared participaba en su programa de nueve semanas. “Chris estaba emocionado y compartió cómo estaba viviendo su sueño de casarse con una mujer y tener una familia”, explicó Dixon. “En ese momento, él y su esposa acababan de tener su segundo hijo. Chris dijo que se había curado de su SSA (atracción por el mismo sexo) y que ya no tenía SSA. Me dijo esto antes de informarme que el 85 por ciento de sus clientes cambian”.

Vaya, una tasa de éxito del 85 por ciento parece impresionante. Sin embargo, en un raro momento de franqueza con un Nathan que sufre en la película Las sesiones dominicales Doyle admite que su programa no vale nada y que sus infladas promesas de volverse heterosexual son mentira.

Nathan, esto no es una cura”, admite Doyle. “Y nunca dije que ibas a hacer terapia y te ibas a deshacer de todas las atracciones hacia personas del mismo sexo. Que nunca jamás volverá otra vez. Probablemente esa sería una expectativa poco realista para casi cualquiera”.

¿Eh? Doyle ciertamente parecía más confiado en el Dr. Oz y más optimista sobre su tasa de éxito mientras intentaba atraer a Jared Dixon como un nuevo cliente. Precisamente por eso los que nos oponemos a la terapia de conversión la llamamos fraude al consumidor. Estos tiburones juegan con las emociones desgastadas de personas desesperadas en crisis. Ofrecen promesas brillantes que nunca planean cumplir y estafan a personas en su estado más vulnerable. Según Dixon:

“Esta época de mi vida estuvo plagada de mucha depresión, confusión, ira y odio hacia mí mismo. Para sobrellevar la situación, había empezado a beber y, a veces, tomaba una cerveza después de la sesión para calmarme. Me saltaría la mayoría de mis clases el jueves siguiente porque estaba muy agotada emocionalmente por la terapia de Chris. Desaprender las tonterías que me alimentaron en la terapia de conversión es algo en lo que todavía estoy trabajando. Afortunadamente, tengo un terapeuta increíble y una medicación maravillosa para ayudarme. También tengo una familia elegida de otros sobrevivientes y un prometido increíble desde hace casi diez años. ¡Ese es mi dedo medio hacia Chris Doyle!”

***

En mayo de ese año, los obispos católicos de Minnesota, contra la ley que protege la atención médica de afirmación de género, en particular de los jóvenes trans y la prohibición de las terapias de conversión.

En enero de este año, el gobierno de Irlanda prometía promulgar una ley que prohíba las terapias de conversión antes de 2024.

En octubre del pasado año, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

terapiasdeodioLas propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación.

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

california-terapias-conversion-fraude-696x473

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente LGBTQNation/Cristianos Gays

Cristianismo (Iglesias), General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , ,

Matt Walsh aboga por la terapia de conversión gay porque afirma que la sexualidad es una “elección”

Martes, 24 de octubre de 2023

IMG_0879El experto anti-LGBTQ+ Matt Walsh ha expresado su apoyo a la llamada terapia de conversión, sugiriendo que la homosexualidad es una opción.

El notoriamente controvertido líder parlante de derecha, que se describe a sí mismo como un “fascista teocrático” en las redes sociales, dijo que cree que la terapia de conversión es efectiva al argumentar que ser gay no es innato, sino un estilo de vida que las personas queer eligen.

Mientras comparte sus últimos pensamientos anti-LGBTQ+ en el Daily Wire El show de Matt Walsh, argumentó: “si la gente nace gay, es decir, nace gay, eres gay desde que naces, ¿verdad?”

“Eso es lo que eso significaría. ¿Entonces eso significa que hay qué? ¿Niños homosexuales por ahí?

La llamada terapia de conversión se refiere a intentos de cambiar la sexualidad o la identidad de género de una persona, lo cual es imposible.

En el Reino Unido y Estados Unidos, la creencia en esta práctica suele estar basada en la fe. Sin embargo, países como Francia, Alemania y Canadá lo han prohibido en virtud de las leyes de igualdad.

A pesar de la montaña de evidencia de que la terapia de conversión no sólo es ineficaz, sino que también puede ser extremadamente dañina psicológicamente, Walsh argumentó que aquellos que se avergüenzan de ser homosexuales deberían tener la opción de participar en la práctica de esas terapias.

“No quieren, ya sabes, no quieren sentir atracción por personas del mismo sexo, pero la quieren y están buscando ayuda”, afirmó. “Si alguien desea ser heterosexual, ¿por qué no deberíamos afirmar ese deseo?”

Los supervivientes de la terapia de conversión han reiterado en numerosas ocasiones que no sólo es imposible cambiar de sexualidad, sino que consentir en la práctica abusiva es un oxímoron.

Tras una afirmación similar sobre el consentimiento por parte de la parlamentaria Kate Forbes, concejal del Partido Verde Escocés en Glasgow y sobreviviente de la terapia de conversión, Blair Anderson, dijo que, aunque “consintió”, en realidad nunca tuvo otra opción. “Provengo de una familia religiosa bastante fundamentalista en la Iglesia de Escocia”, dijo. “Cuando me confesé gay en mi adolescencia, me dijeron que ser gay no era una opción. Tenía una opción: podía quedarme en la familia y negar mi sexualidad, o podía aceptar mi sexualidad y perder a mi familia”.

Según el organismo de control estadounidense Media Matters, Walsh ha violado varias políticas de incitación al odio de YouTube con su programa Daily Wire.

En febrero, denigraba a la estrella trans de TikTok, Dylan Mulvaney, en una perorata en la que la llamó “artificial” y “sin vida”.

En respuesta a la reacción que siguió a su ataque, Walsh afirmó que tener un hijo trans es “un destino peor que la muerte”.

***

terapiasdeodioEn mayo de ese año, los obispos católicos de Minnesota, contra la ley que protege la atención médica de afirmación de género, en particular de los jóvenes trans y la prohibición de las terapias de conversión.

En enero de este año, el gobierno de Irlanda prometía promulgar una ley que prohíba las terapias de conversión antes de 2024.

En octubre del pasado año, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

Las propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación.

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

california-terapias-conversion-fraude-696x473
La comunidad médica mundial en su inmensa mayoría condena estas prácticas y lucha para que los gobiernos las prohíban. A nivel internacional, ya en marzo de 2016 tenía lugar un histórico pronunciamiento de la Asociación Mundial de Psiquiatría en contra de las terribles «terapias»reparadoras, intervenciones que no solo se han mostrado ineficaces para cambiar la orientación sexual de una persona, sino que resultan muy peligrosas (los riesgos incluyen depresión, ansiedad y comportamiento autodestructivo). Prácticas contra las que ya antes se habían pronunciado numerosas organizaciones profesionales. Otras organizaciones que han alertado contra los riesgos de estas intervenciones son la Asociación Médica Británica, las más importantes organizaciones de psicoterapeutas del Reino Unido o, en España, el Colegio de Psicólogos de Madrid. Los testimonios de algunas de las personas atrapadas por las redes que promueven este tipo de prácticas (“ex-gais”) y que años después han conseguido liberarse son un buen ejemplo del daño que pueden llegar a sufrir.

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente PinkNews/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia. , , , ,

Rusia: Mujer trans obligada a ingresar en un campo de terapia de conversión durante nueve meses “tuvo que castrar a un cerdo”

Jueves, 19 de octubre de 2023

IMG_0738Mientras Rusia continúa tomando medidas enérgicas contra las vidas LGBTQ+, una mujer transgénero le contó a PinkNews cómo la obligaron a someterse a una terapia de conversión, que implicó “entrenamiento de masculinidad”, y se le ordenó castrar un cerdo.

Antes de salir del armario, Ada Blakewell se inspiró en historias de personas trans que habían compartido su verdad con sus padres y encontraron aceptación.

Sin embargo, sus propios padres “profundamente religiosos” son miembros de la Iglesia Ortodoxa Rusa y hablar con ellos no salió según lo planeado. “Me dijeron que (ser trans) es un veneno del diablo, que la cultura occidental ha envenenado mi cerebro”, dice Ada.

Después de mudarse de la “intrusiva” casa familiar en 2018, volvió a visitarla un año después. Le dijeron a Ada que su madre necesitaba una cirugía cardíaca y quería que la acompañara al hospital.

Sin embargo, todo esto fue una artimaña. “Era como un teatro y yo era la espectadora”, dice Ada. “Cuando íbamos al centro de cardiología, de repente nos salimos de la carretera principal y seguimos por caminos rurales, de tierra y grava. De repente, simplemente nos detuvimos. Mi madre dejó el coche. Entonces vino un hombre realmente enorme, que parecía un bandido ruso de los años 90, y me dijo: ‘Bueno, ahora tienes que pagar por toda tu condición física’”.

El centro al que llevaron a Ada no era exclusivamente para personas LGBTQ+. También acogió a quienes luchan contra las adicciones a las drogas y el alcohol, así como a problemas de salud mental.

Le quitaron sus aparatos electrónicos y todos los medios de comunicación con el mundo exterior durante los nueve meses que estuvo en el centro.

Mientras estuvo allí, la insultaron y la obligaron a orar. “Era como un campamento semirreligioso donde teníamos que entregarle nuestra voluntad a Dios y orar para que nos ayudara a curar nuestras enfermedades incurables”, dice Ada.

También soportó un “entrenamiento de masculinidad” que incluía construcción y corte de madera. “Hicieron algunas cosas bastante raras”, continúa Ada. “Una vez me obligaron a castrar un cerdo ‘porque quería cambiar de sexo’. De hecho, no pude terminarlo porque tuve un ataque de pánico severo”.

Como resultado, Ada sufrió un trastorno de estrés postraumático.

Desde que dejó el centro de conversión, ha podido encontrar personas que la aman y la aceptan. Está “obsesionada” con programas de televisión queer como Detiene el corazón. A ella le encanta el “estado de ser poliamorosa” y se describe a sí misma como una pluviofílica: alguien que disfruta de la lluvia.

Pero su perspectiva optimista, ganada con tanto esfuerzo, se ha visto atenuada por el “conocimiento de una perdición inminente que (ella) no puede detener”, algo que ella cree que resultará en “apocalipsis” para la comunidad LGBTQ+ rusa.

Los activistas han advertido que en Rusia hay un número incalculable de clínicas que afirman poder cambiar la identidad de género y la orientación sexual de una persona mediante el uso de drogas, hipnosis, terapia ocupacional, cirugía, “violación correctiva” y tortura con descargas eléctricas. . Y es imposible saber el número real de rusos sometidos a terapia de conversión porque los sobrevivientes rara vez se sienten cómodos o seguros al hablar.

“Para ser honesto, no muchas personas que pasaron por una terapia de conversión son capaces de hablar”, dice Anna-Maria Tesfaye, cofundadora de Queer Svit, una organización sin fines de lucro que ayuda a las personas LGBTQ+ y a otras personas afectadas por La invasión rusa de Ucrania. “El problema es que normalmente cuando alguien somete a alguien a una terapia de conversión en Rusia, significa que no volverá y muchos de ellos están perdiendo la cabeza porque están siendo drogados durante años”.

Prohibición de amplio alcance que afecta los derechos de las personas trans

En junio, el Ministerio de Salud ruso ordenó a las clínicas que contrataran a los llamados sexólogos para ayudar a las personas a “superar” el hecho de ser parte de la comunidad LGBTQ+, informó Reuters.

La nueva directiva, que entró en vigor el 1 de julio, deshace efectivamente la eliminación de la homosexualidad de la lista de trastornos mentales en Rusia en 1999, que siguió a la despenalización en 1993.

Semanas después, el 24 de julio, el presidente Vladimir Putin promulgó una nueva ley que prohíbe las “intervenciones médicas” que ayuden a las personas trans, incluidas las cirugías de afirmación de género y la terapia hormonal.

La medida también prohíbe cambiar los marcadores de género en documentos oficiales como los pasaportes. Además, eliminó los derechos de matrimonio y adopción para las personas trans.

La directiva sobre terapia de conversión y la legislación anti-trans representan un paso más hacia la marginación y erradicación de las identidades LGBTQ+ en Rusia.

Como parte de la agenda conservadora del Kremlin, Rusia prohibió la “propaganda LGBTQ+ dirigida a menores” en 2013 antes de ampliar la legislación en diciembre para abarcar a todos los grupos de edad.

A principios de 2023, Ada acudió al parlamento ruso para confrontar a legisladores y expertos sobre cómo la ola de legislación anti-LGBTQ+ “literalmente mata”. Sus súplicas cayeron en oídos sordos.

“El otro día fui a ver al jefe del parlamento ruso (Vyacheslav Volodin) y fue una experiencia surrealista”, dice. “La forma en que hablo con esos políticos es acercándome a ellos y decirles: ‘Quieren matarme personalmente. Simplemente siento que, con esta ley específica, me estás matando”Lo siguiente que hace (Volodin) es simplemente pararse frente a mí y preguntar: ‘¿Quién te dejó entrar aquí?’ Para mí, fue darme cuenta de que simplemente no les importa. Haga lo que haga, vaya donde vaya, no importa. Seguiremos estando marginados. Seguiremos estando prohibidos sin importar mis acciones”.

Fuente PinkNews

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Ortodoxa , , , , , , ,

El nuevo podcast, “Dear Alana”, destaca los peligros de la terapia de conversión en el catolicismo

Martes, 17 de octubre de 2023

DBF082C9-F020-416B-AAF0-3822D7793CC6IMG_0699Alana Chen

En un nuevo podcast de ocho episodios, Dear Alana, Simon Kent Fung espera generar conciencia y responsabilidad sobre el peligro de la terapia de conversión en los espacios católicos.

Fung cuenta la historia de Alana Chen, una mujer de 24 años que se suicidó en 2019. Fung y Chen comparten historias similares: ambos fueron criados como católicos y consideraron unirse a la vida religiosa, pero tuvieron problemas con las enseñanzas de la iglesia sobre la homosexualidad. Ambos recibieron consejos de ministros pastorales para participar en una terapia centrada en ideas comúnmente practicadas en la terapia de conversión. Para Chen, esto resultó en un severo odio hacia sí misma y, en última instancia, la llevó a quitarse la vida.

Fung, profundamente identificada con la experiencia de Chen, ha tratado de compartir su historia con la esperanza de arrojar luz sobre el peligro que enfrentan muchos católicos cuando sus líderes y mentores respaldan y perpetúan actitudes y prácticas como las que encontró Chen.

La Iglesia Católica, que condena la actividad sexual, pero no la atracción sexual, entre personas del mismo sexo, no aprueba oficialmente la terapia de conversión, una práctica que busca “curar” a las personas de la llamada “atracción hacia el mismo sexo”. Sin embargo, Fung ha descubierto a través de la experiencia que las ideas y tácticas que se encuentran comúnmente en la terapia de conversión prevalecen en algunos espacios de la iglesia, incluidas las católicas.

“La terapia de conversión tal como se practica hoy en día se parece más a una terapia de conversación, uno a uno con un terapeuta que emplea muchas ideologías y narrativas de la terapia de conversión para ayudar a sus clientes a ‘curarse’ de su ‘identidad sexual desviada’“, dijo Fung. en una entrevista con America. Es posible que la marca oficial haya cambiado, pero el contenido y el impacto a menudo siguen siendo los mismos.

Fung, a través de conversaciones con la madre de Alana, Joyce Calvo, y el uso de los diarios de Chen, ha identificado las formas en que los sacerdotes y hermanas cercanos a Chen la entrenaron para ocultar y reprimir su sexualidad. P. David Nix, a quien Chen conoció mientras estaba en la Universidad de Colorado Boulder, se reunió regularmente con Chen y la animó a compartir con él detalles sobre sus sentimientos sexuales, reuniones que a Chen le dijeron que mantuviera en secreto de sus padres.

The Sisters of Life (Las Hermanas de la Vida), una comunidad de religiosas comprometidos que trabajan contra el derecho al aborto, recomendaron a Chen a un terapeuta que ofrece terapia de conversión y le reforzaron la idea de que podía “curarse”, aunque la madre de Chen le impidió participar. Después de escuchar los mensajes constantes de que estaba destrozada y que sus deseos eran vergonzosos, se aisló del apoyo de sus padres, se desesperó y finalmente se suicidó.

Fung y Calvo coinciden en que esta historia es increíblemente difícil de contar, pero es necesario hacerlo. Fung espera que esta historia llegue a personas que puedan verse a sí mismas en todos los aspectos de la historia: aquellos, como Fung, que se relacionan con las experiencias de Chen en su lucha con la identidad y la fe, así como aquellos que de otro modo no se habrían dado cuenta plenamente del daño potencial. de sus enseñanzas y prácticas anti-LGBTQ+. Calvo, que se ha dedicado a la incidencia política desde la muerte de su hija, enfatiza esta misión:

“La historia de Alana nos muestra cuánto trabajo profundo y difícil necesita hacer la Iglesia Católica para aprender a amar a sus miembros LGBTQ+ para que ningún padre se vea privado de sus hijos y ningún niño sea privado de la singularidad que Dios les ha dado. La iglesia debe dejar de rechazar a los niños LGBTQ+’”.

Dear Alana”, que alcanzó el número uno en Apple Podcasts, ya llegó a una amplia audiencia e impulsó a muchos escritores católicos a hacerse eco de la importancia de compartir este mensaje.

En un comentario sobre el podcast, Grace Doerfler, colaboradora de Bondings 2.0, enfatiza la importancia de crear conciencia y honrar las historias de los católicos LGBTQ+, especialmente aquellos que han pasado por una terapia de conversión. Mucha gente niega que todavía se lleve a cabo una terapia de conversión, especialmente dentro de las comunidades católicas, pero “Querida Alana” ofrece una dura prueba de la realidad. Los sacerdotes, catequistas, ministros y maestros, y todos los que ocupan posiciones de influencia, deben tener en cuenta cómo sus actitudes hacia las personas LGBTQ+ impactan a las personas a quienes ministran.

“Muchos otros jóvenes católicos tienen historias similares [a la de Chen]. Sus historias deben ser escuchadas por cualquiera que esté en condiciones de moldear su vida de fe. Para crear una iglesia donde ningún joven católico crea que está destrozado, historias como “Querida Alana” pueden ayudar a marcar la diferencia”, escribió Doerfler.

Heidi Schlumpf, corresponsal principal del National Catholic Reporter (NCR) que ha mantenido correspondencia con la madre de Chen, insiste en su comentario en el podcast que la conversación suscitada por la historia de Chen no es un simple debate sobre doctrina sino más bien una “cuestión de vida y muerte.”

Chris Damian, que también escribe en NCR se hace eco de este sentimiento:

 “Algunos podrían enterarse de la muerte de Alana e insistir en que no podemos saber con certeza por qué se quitó la vida. Pero el lanzamiento de “Dear Alana”, que aborda los diarios de Alana y los de sus familiares y amigos cercanos, hace que la continua ignorancia parezca cada vez más intencionada. Muchos católicos queer, incluyéndome a mí, le hemos estado diciendo a la iglesia: “¡Sé por qué muere gente como Alana! ¡Porque me he sentido así! ¡Casi lo he hecho!”

Según un artículo en Our Sunday Visitor, el Centro Católico Santo Tomás de Aquino de UC Boulder y la Arquidiócesis de Denver emitieron declaraciones negando que alguna vez se haya practicado alguna terapia de conversión y no asumen ninguna responsabilidad por ningún daño causado a Chen.

Siempre estamos llamados a ser una iglesia de compasión, humildad y transformación. No sólo debemos reconocer el sufrimiento de quienes están entre nosotros, sino también ser lo suficientemente humildes para reconocer el papel que desempeñamos en ese sufrimiento. Cuando se trata de católicos LGBTQ+ como Alana Chen, todos debemos responsabilizarnos por las formas en que nuestro lenguaje y nuestras prácticas han causado daños graves y estar abiertos a aquellas formas en que nuestros hermanos nos llaman a ser mejores, antes de que se produzcan más daños irreparables. hecho.

—Phoebe Carstens (ellos/ellos), 29 de septiembre de 2023

***

terapiasdeodioA comienzos del pasado mes de septiembre, en Chile, la Comisión de DDHH de la Cámara aprobó prohibir en la Ley Zamudio las «terapias reparativas» de la homo/transexualidad.

En mayo de 2023, los obispos católicos de Minnesota, se posicionaron contra la ley que protege la atención médica de afirmación de género, en particular de los jóvenes trans y la prohibición de las terapias de conversión.

En octubre de 2022, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

Las propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación.

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

california-terapias-conversion-fraude-696x473La comunidad médica mundial en su inmensa mayoría condena estas prácticas y lucha para que los gobiernos las prohíban. A nivel internacional, ya en marzo de 2016 tenía lugar un histórico pronunciamiento de la Asociación Mundial de Psiquiatría en contra de las terribles «terapias»reparadoras, intervenciones que no solo se han mostrado ineficaces para cambiar la orientación sexual de una persona, sino que resultan muy peligrosas (los riesgos incluyen depresión, ansiedad y comportamiento autodestructivo). Prácticas contra las que ya antes se habían pronunciado numerosas organizaciones profesionales. Otras organizaciones que han alertado contra los riesgos de estas intervenciones son la Asociación Médica Británica, las más importantes organizaciones de psicoterapeutas del Reino Unido o, en España, el Colegio de Psicólogos de Madrid. Los testimonios de algunas de las personas atrapadas por las redes que promueven este tipo de prácticas (“ex-gais”) y que años después han conseguido liberarse son un buen ejemplo del daño que pueden llegar a sufrir.

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente New Ways Ministry/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , ,

Chile: Comisión de DDHH de la Cámara prueba prohibir en la Ley Zamudio las «terapias reparativas» de la homo/transexualidad.

Martes, 5 de septiembre de 2023

terapiasdeodioSe sigue  así la línea de la Ley 21.331 que ya impide todo diagnóstico mental basado en la orientación sexual o la identidad de género. El Movilh, que desde el 2004 lucha por la erradicación de las terapias, festejó el avance.


La Comisión de Derechos Humanos y Pueblos Originarios de la Cámara de Diputadas y Diputados aprobó hoy por seis votos a favor y tres en contra una reforma a Ley Zamudio que prohíbe las terapias reparativas de la orientación sexual o identidad de género, siguiendo así la línea de la Ley 21.331 que ya impide todo diagnóstico en tal sentido, avance que fue festejado por el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh)

En concreto la reforma aprobada establece que “también se considerará discriminación arbitraria todo acto, práctica y/o tratamiento médico, psicológico o psiquiátrico de cualquier otra naturaleza que tenga como objetivo modificar la orientación sexual o la identidad o la expresión de género de una persona o grupo de personas”

Votaron en contra de dicha reforma los/as diputados/as republicanos Johannes Kaiser Barents-Von Hohenhagen y Cristián Araya y la RN Ximena Ossandón. En tanto, votaron a favor el presidente de la Comisión, Jaime Naranjo (PS) y los/as diputados/as Emilia Schneider (Convergencia Social), Lorena Pizarro (PC), Jorge Guzmán (Evópoli), Tomás Lagomarsino (IND) y Catalina Pérez (RD).

“Festejamos que las terapias reparativas también se prohíban expresamente en la Ley Zamudio, pues ello viene a reforzar lo señalado por la Ley 21.331, no dejando lugar a dudas de que este tipo de prácticas solo están motivadas por la homo/transfobia y, por tanto, violan derechos humanos y constituyen tortura”, señaló el dirigente del Movilh, Rolando Jiménez, tras asistir a la sesión parlamentaria.

El dirigente dijo, empero, que “pese al avances es muy violento que aún sigan existiendo sectores que validen este tipo de prácticas y lleven esta discusión al Congreso Nacional con discursos de odio, como ocurre en el caso de los republicanos, cuyas miradas hacen retroceder el debate sobre los derechos humanos en dos décadas”.

Fue en 2022 cuando tras propuestas del Movilh  la Ley 21.331 sobre  el Reconocimiento y Protección de los Derechos de las Personas en la Atención en Salud Mental,  prohibió las terapias  reparativas de la orientación sexual o la identidad de género al establecer que “el diagnóstico del estado de salud mental (…) No puede basarse en criterios relacionados (…) con la identidad u orientación sexual”.

Historia de una larga lucha

En 2004, tuvo lugar la primera denuncia pública en Chile contra un caso concreto de promoción de las «terapias de conversión» de la homosexualidad y la transexualidad, luego de que el Movilh repudiara la enseñanza de tales prácticas en la Universidad de Los Andes.

El mismo organismo LGBTIQA+ denunció y protestó luego contra conductas similares por la parte de la psicóloga Marcela Ferrer (2008), así como  en la Universidad Católica (2012), la Universidad San Sebastián (2014), el Colegio Cumbres (2014) y la Fundación Restauración (2017).

En 2008, y tras diversas críticas públicas del Movilh, el Colegio de Psicólogos se pronunció por primera vez contra las terapias reparativas. Sin embargo, al año siguiente el Colegio valoró que la Universidad de Los Andes enseñara y promoviera esos brutales procedimientos, aún cuando paradojalmente decía rechazarlos.

En medio de estas ambigüedades, el 26 de agosto del 2010 carreras de psicología de 8 universidades organizaron contra el Movilh una marcha hasta el Colegio de Psicólogos, el cual debió al final oponerse totalmente a las terapias.

Sin embargo, el Ministerio de Salud rechazó una y una vez rechazar públicamente las terapias, pese a las continuas peticiones del Movilh. En 2016, el Minsal finalmente cedió, prohibiendo las terapias reparativas y calificándolas de “una grave amenaza para la salud y el bienestar, inclusive la vida de las personas afectadas”.

Desde el 2016 en adelante las denuncias sobre las existencia y/o promoción de las terapias se redujeron casi a cero, conociéndose solo un caso en 2017 que tuvo una rápida reacción del Gobierno

Finalmente, en 2022 las terapias fueron prohibidas por ley y ya no solo por política pública, algo que ahora se  reforzará en la ley Zamudio en caso de ser aprobada la reforma.

Fuente MOVILH/Cristianos Gays

General, Historia LGTBI , , ,

Las instituciones y empresas detrás de los ECOSIG en México.

Lunes, 3 de julio de 2023

IMG_9950En México 1 de cada 10 personas LGBTTTIQ+ fueron obligadas por sus padres a acudir con un psicólogo o autoridad religiosa con el fin de “corregirle”. En números absolutos representa 318 mil 791 personas de la diversidad sexual fueron reprimidas de esta manera.

En medio de un salón de grandes dimensiones (capaz de albergar a más de 100 personas), cada uno de los asistentes que se encuentran incomunicados dan detalles de su vida sexual y otras intimidades frente a una multitud de perfectos desconocidos. Todo ocurre frente a una cruz de madera con un hombre colgando y con el rostro ensangrentado. Haciendo uso de una tachuela, colgaban sus “pecados” a los pies de la imagen religiosa.

Todos ahí, salvo unas pocas personas (dos, quizás tres), son menores de edad que fueron privados de su libertad con autorización por escrito de sus padres para ser expuestos a un sistema de tortura que, entre otras cosas, oscila entre las violaciones colectivas (o coito correctivo como ellos lo llaman), electrochoques en el área genital, culpa extrema por sus prácticas sodomitas bajo la supuesta responsabilidad de seres del inframundo por ese deseo carnal que los organizadores de este ritual tratan de exterminar.

El “acompañante”, un sujeto que porta una sotana, exclama fuertemente y en latín: “que baje el espíritu santo”. Y se dispone a leer el Ritual Romano, letanía utilizada por el rito católico para realizar exorcismos. Todo esto ocurre bajo el supuesto amparo de tratarse de una práctica científica, incluso, así lo publicitan.

Este testimonio fue seleccionado, dentro de otras más de cuatro horas de audios de entrevistas a personas sobrevivientes de lo que estos grupos conservadores denominan terapias reparativas’ (prácticas que parten de la idea falsa de que las orientaciones sexuales, identidades de género y características sexuales no hegemónicas pueden “curarse”) con el único objetivo de mostrar a la audiencia que lo que nombran como ‘terapia” son en realidad prácticas violatorias a los derechos humanos que buscan reprimir la orientación sexual, identidad y expresión de género y características sexuales de las personas LGBTTTIQ+.

Desde 2015 la Organización de Naciones Unidas (ONU) y asociaciones de psiquiatría alrededor del mundo han nombrado a estas prácticas como Esfuerzos para Corregir la Orientación Sexual y la Identidad de Género (ECOSIG), procedimientos que califican de fraudulentos, sin bases éticas ni científicas y equivalentes a la tortura.

Nada que corregir. Para el doctor en Derechos Humanos y Paz, Rodolfo Bañuelos de la universidad ITESO en Guadalajara, el conocer el trasfondo de estas organizaciones es el resultado del trabajo y años de investigación con la que intenta demostrar las implicaciones que tienen las Terapias de Conversión en la población LGBTTTIQ+, y a las que él llama: Intervenciones para Heteronormar la Identidad de Género y la Orientación Sexual (IHEGOS).

Es tortura, no terapia

La expresión “terapia de conversión” se utiliza como un término paraguas para referirse de manera genérica a los diversos métodos e intervenciones de caracter pseudo médico, pseudo psicoterapéutico y religioso que consideran que las orientaciones sexuales e identidades de género no normativas pueden “corregirse” o “curarse”. Y que en muchos casos los primeros en promoverlas son familiares o personas en una posición de autoridad.

No obstante, es importante subrayar que los ECOSIG no tienen que entenderse como sinónimo de “tratamiento” o “terapia” para curar ninguna enfermedad pues las orientaciones sexuales e identidades de género no normativas no son una patología. Por lo tanto no hay nada que corregir, nada que curar, nada que cambiar.

En 2012, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) determinó que las ‘terapias de conversión’ carecen de justificación médica y representan “una grave amenaza a la salud y los derechos humanos de las personas”. Para 2016 la Asociación Mundial de Psiquiatría señaló que no existe evidencia científica sólida que indique que la orientación sexual e identidad de género se puedan cambiar, y menciona que “cualquier intervención que pretenda tratar algo que no es un trastorno es totalmente poco ético”.

En 2020 el Grupo de Expertos Forenses Independientes (IFEG, por sus siglas en inglés) declaró que ofrecer una ‘terapia de conversión’, “es una forma de engaño, publicidad falsa y fraude”. Y de acuerdo al informe del Experto Independiente de la ONU sobre la protección contra la violencia y la discriminación por motivos de orientación sexual o identidad de género, Víctor Madrigal-Borloz, estas prácticas son “tratos crueles, inhumanos y pueden equivaler a la tortura”.

Dicho documento señala, además, que estas violaciones a derechos humanos suceden de manera “muy frecuente” en África y “bastante frecuente” en América Latina y el Caribe, y Asia.

En México 1 de cada 10 personas LGBTI+ obligadas a la tortura 

En México 1 de cada 10 personas LGBTTTIQ+ fueron obligadas por sus padres a acudir con un psicólogo o autoridad religiosa con el fin de “corregirle”. Esto representa 318 mil 791 personas de la diversidad sexual fueron reprimidas de esta manera, de acuerdo a la primera Encuesta Nacional sobre Diversidad Sexual y de Género (ENDISEG, 2021).

La maestra Lupita Torres, psicóloga con enfoque cognitivo conductual e integrante de la Asociación Mexicana de Psicología y Desarrollo Comunitario señaló a este medio que estas formas de tortura involucran daños “severos” en las personas que sobreviven estas prácticas.

“Hay un daño emocional, generando miedo, tensión, agotamiento, frustración. Tiene un impacto psicológico que puede manifestarse en depresión, tendencias suicidas, episodios psicóticos. Pero no sólo es lo mental, también se daña la parte espiritual, que es la pérdida de fé, la pérdida de un Dios. Y a nivel de las relaciones personales también hay daño con la familia. Así mismo, se generan daños sexuales y físicos, se pueden dar sintomatologías como trastornos psicosomáticos (cuando dolores físicos se ven agravados por factores mentales)”.

Además de los espacios religiosos y terapéuticos donde se practican los ECOSIG, en México se ha documentado por organizaciones como el Centro de Apoyo a las Identidades Trans, el Observatorio Nacional de Crímenes de Odio y recientemente por el Cómité de Desaparición Forzada de la ONU, que se utiliza el delito de desaparición para lograr la privación de la libertad y no localización de personas LGBTI+ con el fin de ser reprimidas por este tipo de mecanismos.

En la última visita a México del Comité contra la Desaparición Forzada de la ONU se informó sobre la desaparición de persona LGBTTTIQ+ y que éstas “habrían sido cometidas por fuerzas de seguridad, o por la delincuencia organizada con distintos niveles de connivencia de las autoridades, y en muchos casos con fines de ‘limpieza social’ o de explotación sexual, frecuentemente tras el internamiento en los llamados ‘centros de terapias de reconversión’”.

Es así como las prácticas para reprimir la orientación sexual e identidad de género de las personas también se cruzan en el contexto de violencia generalizada que comenzó en 2006 al implementarse la estrategia de seguridad militarizada y que hoy día mantiene al país sumido en una crisis de derechos humanos con más de 111 mil personas desaparecidas y al estado de Jalisco como uno de los territorios en donde más se desaparece a personas.

La creación de un delito, vacíos legales y multas que se pagan con tortura 

Agencia Presentes realizó un análisis a las iniciativas impulsadas por activistas que buscan prohibir y sancionar los ECOSIG. Revisamos cada uno de los Códigos Penales del país en donde ya se contempla a las “terapias de conversión” como un delito y los casos extraordinarios donde se reformó la Ley de Salud y se hace mención de estas prácticas en la Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación.

Encontramos que actualmente las ‘terapias de conversión’ están tipificadas como delito en 13 Códigos Penales del país a nivel local. Sin embargo, ninguna de estas reformas finca responsabilidades a los líderes religiosos.

Además, ninguna de estas leyes contempla a las víctimas y sobrevivientes; pues no se establecen medidas de reparación del daño, ni garantías de no repetición, y en ningúna se habla de prevención o de una ruta de atención a víctimas para el acceso a la justicia.

Mapa legislativo ECOSIG

Estos son los estados de México donde existen legislaciones que buscan sancionar las prácticas que reprimen la orientación sexual, la identidad y expresión de género de las personas

 Estado

Baja California

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: Sí

Observaciones: Sanciona con cárcel y trabajo comunitario. La ley contra la Disciminación es la única que hace mención de estas prácticas y a quien obligue a éstas a nivel médico, psiquiátrico, en centros de reclusión o detención y las promueva en medios de comunicación.

Baja California Sur

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: Sí

Observaciones: Sanciona con cárcel y multa económica. En su Ley contra la Discriminación se menciona explícitamente a las “terapias de conversión” como parte del delito de discriminación.

Ciudad de Mexico

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel y multa económica

Colima

Código Penal: Sí

Ley de Salud: Si

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: Si

Observaciones: Sanciona con cárcel y trabajo comunitario. En la Ley de Salud obliga a que profesionales de la salud mental no diagnostiquen con base en la orientación sexual e identidad de género. En la Ley Contra la Discriminación se menciona explícitamente que incurre en el delito de discriminación cualquier práctica que busque reprimir la orientación sexual e identidad de género

Edomex

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel, multa económica y trabajo comunitario

Hidalgo

Código Penal: Sí

Ley de Salud: Si

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel y trabajo comunitario. La ley de Salud prohíbe “promover, impartir, aplicar, obligar o financiar” estas violaciones a ddhh.

Jalisco

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Es la única reforma que en su CP no sanciona con cárcel sino con trabajo comunitario o multa económica. Además, se reformó la Ley de Ejercicio de Profesiones en donde se agregó que cuando se “ataquen los derechos humanos se impondrá una multa y se podrá suspender la actividad de tres meses a un año”

Nuevo León

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Esta reforma discrimina por edad. En el CP se menciona explícitamete, solo y únicamente “mayores de edad“, como si este delito no se ejerciera contra menores de edad.

Puebla

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel y multa económica

Sonora

Código Penal: Sí

Ley de Salud: Sí

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel, multa económica y trabajo comunitario. Es la única reforma que en el CP agrega la sensibilización sobre ddhh a personas agresoras sancionadas. Además, es el único estado que en su Ley de Salud habla de sanciones por ejercer “terapias de conversión”, que van de la suspensión de la actividad de 1 a 3 años a la cancelación de la cédula profesional.

Tlaxcala

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel

Yucatán

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: En la útima actualización del CP [21/04/23] no está publicada la reforma que sanciona este delito. Revisamos que dicho decreto no ha sido publicado en el Diario Oficial de Yucatán, por lo tanto es una ley aprobada en el Congreso del Estado pero que todavía no entra en vigor.

Zacatecas

Código Penal: Sí

Ley de Salud: No

Ley para Prevenir y Eliminar la Discriminación: No

Observaciones: Sanciona con cárcel, multa económica y trabajo comunitario

La sanción en cada una de estas reformas es un tiempo en prisión que va de uno a seis años o el pago de una multa económica a quien “imparta, promueva, ofrezca, financie, someta u obligue” a una persona a una ‘terapia de conversión’. Dicha multa está sujeta al valor diario de la Unidad de Medida y Actualización (UMA).

Por ejemplo, la ley aprobada en Jalisco no sanciona con cárcel sino con trabajo comunitario o una multa económica de 50 a 300 UMA a los profesionales de la salud que realicen terapias de conversión.

IMG_9952Actualmente, el valor diario de una UMA es de 103.74 pesos, lo que equivaldría a pagar una multa mínima de 5 mil pesos y máxima de 30 mil pesos. Una cuota que probablemente puede ser pagada con lo que se cobra por torturar.

Por otro lado, al menos tres estados (Hidalgo, Colima y Sonora) han reformado, además del Código Penal, también su Ley de Salud en donde estipulan sanciones como la suspensión de oficio hasta la cancelación de la cédula profesional a profesionales de la salud mental que diagnostiquen con base en la orientación sexual e identidad de género o ejerzan terapias de conversión.

A nivel federal, el 11 de octubre de 2022 se aprobó en el Senado de la República un proyecto de ley que prohíbe las terapias de conversión. La sanción es de uno a tres años de prisión y la suspensión de la actividad profesional de uno a tres años. Actualmente este proyecto está a la espera de ser votado en la Cámara de Diputados para que sea una realidad.

Pese a existir legislación en materia penal, el Estado mexicano, a nivel federal y local, tiene pendiente crear mecanismos que contemplen a las víctimas, prevenga este tipo de violaciones a los derechos humanos y sancione a líderes religiosos.

Servicios que se amparan en la clandestinidad 

IMG_9953Las terapias de conversión en México no se anuncian como tal, se camuflan en la clandestinidad sin auditoría de las autoridades sanitarias y de salud en centros de rehabilitación para la salud mental y uso de sustancias conocidos como “granjas o anexos”, y en lugares promovidos como “retiros” desde los púlpitos de templos religiosos católicos.

En México, uno de estos negocios que aseguran “revertir la homosexualidad” y “desarrollar la heterosexualidad” es la clínica VenSer, a cargo del psicólogo Everardo Martínez quien labora actualmente en Guadalajara con una cédula profesional federal, pese a que el Colegio de Psicólogos de Jalisco le había retirado su cédula profesional para ejercer en la entidad, de acuerdo al doctor Rodolfo Bañuelos.

A nivel internacional México es “capítulo” de Courage, una organización católica ultraconservadora que promueven las terapias de conversión en al menos 117 ciudades alrededor del mundo en donde enfocan su trabajo a personas que ellos nombran “con atracción por el mismo sexo” por medio de retiros individuales que promueven la castidad y “acompañamientos” a sus familiares.

Esta organización brinda “retiros” en al menos 17 ciudades de México; y de acuerdo a información de su página web, también tiene presencia en ocho países de América Latina, en Centroamérica se ubican cuatro sedes.

Bajo un panorama de servicios que se amparan en la irregularidad, Ninde MolRe, abogada de México Igualitario y Casa Frida, comentó en entrevista que es necesario empujar posturas que busquen la prevención de los ECOSIG y que el Estado mexicano aclare qué organismos se harán cargo de supervisar y auditar a las instituciones religiosas y médicas que ejerzan este tipo de violaciones a los derechos humanos.

“Me preocupa mucho el tema de los anexos porque cruza a otras problemáticas, como el tema de drogas, de uso de sustancias, de enfermedades mentales. Siento que en algún momento los activismos vamos a tener que sentarnos a platicar,  revisar de nuevo en cada estado qué es lo que tenemos que hacer para obligar a estas autoridades a que prohíban que existan estos centros porque, de nuevo, estos centros pueden ser religiosos y estar bajo las leyes de asociaciones religiosas o pueden ser médicos operando ilegalmente, ahí está la complejidad de todo este asunto, y que el Estado no está garantizando la seguridad de las personas ante un ECOSIG y mucho menos trabajando en la prevención”, agregó la abogada.

Las conversaciones que faltan en los activismos

La abogada Ninde MolRe teme que una vez que los ECOSIG se prohíban y sancionen a nivel federal se dé por hecho “que así termina un problema que se ha capitalizado con el dolor y los testimonios de las personas para crecer una agenda de un problema que es mucho más grande que solamente crear un delito”, enfatiza.

Y agrega que para ella es vital conversar con otros movimientos sociales; desde quienes piden un sistema nacional de cuidados, familiares que buscan a sus desaparecides, personas en situación de movilidad, adultes mayores LGBTTTIQ+, e incluso sumar a las personas LGBTTTIQ+ que sí practican alguna religión y están vinculadas con grupos religiosos.  

“Creo que sí tenemos que preguntarnos qué tanto está funcionando la creación de un delito. Necesitamos esos diálogos porque la realidad es que todo el sistema penal en México está en el hoyo. Y también nos hace falta mucha autocrítica al interior de los movimientos. Yo sí creo que necesitamos tener transparencia y rendición de cuentas de los fondos que recibimos por hacer una labor social y como tal dar cuentas de qué estamos haciendo y en qué lo estamos usando”, finalizó.

Las empresas del Ritual Romano

IMG_9954Han pasado ya más de catorce años desde que se denunció a estos grupos por realizar tortura, principalmente a menores de edad que se identifican como integrantes de la comunidad LGBTTTIQ+. Muchos de los cuales, se quitaron la vida luego de ser sometidos a estas prácticas.

Sin embargo, el apoyo político, financiero y religioso es tan perdurable, que aún hoy en día continúan con representatividad, por ejemplo en el estado de Jalisco y otras regiones del país.

Por ejemplo, para Juan Sandoval Iñiguez, Ex Cardenal de Jalisco, la homosexualidad es un enemigo moral de la iglesia que representa, incluso, en una carta dirigida al Vaticano, comenta que desde su punto de vista la comunidad de la diversidad sexual es inmadura, egocéntrica y narcisista, dicho lo cual, representa un obstáculo para los intereses de su congregación.

“Debemos advertir sobre la presencia, cada vez frecuente, del narcisismo, el cual junto con la homosexualidad, son las formas típicas de inmadurez afectiva y sexual (cf. OECS 21). El narcisismo contemporáneo, va de la mano con la aparición del individualismo de corte estético-emotivo, y quizá por ello se ha difundido más en la sociedad. Este narcisismo se caracteriza, además de un equivocado amor a sí mismo, por la ansiedad, pues se busca encontrar un sentido a la vida ya que se duda incluso de su propia identidad” (sic).

Las declaraciones del Cardenal, la polémica por el financiamiento desde el estado a estos grupos y la revelación de los casos de tortura, generaron una fuerte campaña de proteccionismo a esta comunidad vulnerable. Esto llevó al país entero a intentar legislar para que estos hechos fueran anulados del país. Sin embargo, gracias a las relaciones principalmente empresariales y políticas, estos grupos continúan operando.

IMG_9955Por ejemplo, la Universidad del Valle de Atemajac (UNIVA campus Guadalajara) le otorgó a Elvira Guadalupe Venegas, fundadora de la firma Valora Conciencia en los Medios, una de las ONG que se vieron beneficiadas con 1 millón 300 mil pesos de dinero público para “convertir personas homosexualesun diploma por acompañamiento y asesoría familiar. Es decir, academia y estado fomentando la proliferación de estas prácticas ya categorizadas como ilegales en varios estados del país.

El dato es relevante dado que de trata del mismo centro universitario donde, según comenta el investigador Rodolfo Bañuelos, se encontró por primera vez con el integrante de los IHEGOS a los que se sometió de manera voluntaria para comprobar los daños a la población sexodivergente consecuencia de estas prácticas. Hasta el cierre de está edición, la universidad no respondió a la solicitud de entrevista realizada por este medio de comunicación.

Del mismo modo que el Gobierno de Emilio González Marquéz le entregó dinero de los contribuyentes a este grupo religioso o la UNIVA certificó con diplomas, el actual Gobierno del Estado de Jalisco, liderado por Enrique Alfaro Ramírez del partido Movimiento Ciudadano, a través de la alcaldía de Zapopan, integró a la asociación civil encargada promover los valores católicos ultraconservadores al programa de Sumemos por Zapopan “A favor de las y los zapopanos”, aseguran en el sitio web de la municipalidad.

Finalmente, este medio de comunicación también pudo corroborar que el diputado federal, Xavier Azuara Zúñiga del Partido Acción Nacional (PAN) originario de San Luis Potosí, se asume a si mismo como miembro fundador de esta organización civil. Incluso, en los reportes de la oficina de Atención Ciudadana del Congreso de la Unión, se puede apreciar claramente que el asambleísta colocó dicha información como parte de su curricular.

Es decir, aquellos integrantes de los grupos religiosos ligados al ex cardenal y que en el pasado fueron señalados por presuntamente cometer delitos como tortura, continúan operando en total impunidad, ocupando cargos públicos o generando lazos con diversas universidades del país.

Empresas relacionadas a los IHEGOS y a Juan Sandoval Íñiguez, Ex cardenal de Jalisco: 

1.- Valora A.C. (Valora Radio)

2.- Courage International, Richard Cohen

3.- Courage Latino, Rubén García

4.- Clínica VenSer, Everardo Martínez

4.-Inmuebles SECON S.A. de C.V. (Después, el cardenal renuncia a la administración y entra J. Jesús Quiroz Romo)

*Este reportaje forma parte del proyecto: “Las empresas de la fe”, impulsado por las organizaciones y medios de comunicación PODER, Presentes y Altavoz LGBTTTIQ+. En esta investigación se pretende explicar el origen de las finanzas del denominado: “lobby conservador” en México.

24 de junio de 2023
Geo González
@georginagon
Ricardo Balderas
Fuente Agencia Presentes

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Islandia aprueba histórica prohibición de terapia de conversión y es trans-inclusiva

Viernes, 16 de junio de 2023

isAlthingi-300x226El parlamento islandés aprobó una ley que prohíbe la terapia de conversión sobre la base de la sexualidad, la expresión de género y la identidad de género. (Betty)

El parlamento islandés aprobó una ley que prohíbe las llamadas prácticas de terapia de conversión sobre la base de la orientación sexual, la expresión de género y la identidad de género en una mayoría aplastante.

El viernes (9 de junio), el país nórdico se unió a Canadá, Brasil, Ecuador, España, Alemania, Francia, Malta y Nueva Zelanda para prohibir las prácticas de conversión dañinas.

Ni un solo representante votó en contra del proyecto de ley, propuesto por la presidenta del partido parlamentario Viðreisnar y diputada del Partido Reformista, Hanna Katrín Friðriksson, con 53 votos a favor y tres abstenciones.

Friðriksson ha dicho anteriormente que las prácticas de conversión están “basadas puramente en la ignorancia y las ideas reaccionarias” y “no tienen cabida en nuestra sociedad”, según Reykjavik Grapevine.

Según Ugla Stefanía Kristjönudóttir Jónsdóttir, escritora y experta en temas LGBTQ+ en Islandia, la abrumadora mayoría que votó a favor de la prohibición en el Althingi (parlamento islandés) mostró que la legislación fue ampliamente apoyada, incluso después de los intentos transfóbicos de eliminarla.

“La legislación tuvo el apoyo de todos los partidos en el parlamento, a pesar de los intentos de conocidos grupos de odio anti-trans bajo la influencia inglesa de oponerse a ella, y alegando erróneamente que lograron ‘matar el proyecto de ley'”, informó en Twitter“Sus argumentos fueron descartados como retórica anticientífica y antitrans”.

Las publicaciones en el foro de mensajes para padres Mumsnet y en cuentas anti-trans con sede en el Reino Unido en Twitter han celebrado erróneamente la eliminación de la prohibición en días anteriores.

Islandia se convirtió en el primer país del mundo en tener un jefe de gobierno abiertamente homosexual en 2009, cuando Jóhanna Sigurðardóttir fue nombrada primera mujer primera ministra de Islandia.

La actual primera ministra de Islandia es la política del Movimiento Izquierda-Verde Katrín Jakobsdóttir.

La nación europea actualmente ocupa el puesto 90/100 en el índice global de derechos LGBTQ+ de Equaldex, una posición que probablemente mejorará aún más cuando se actualice para reflejar la prohibición integral de la terapia de conversión.

Islandia reconoce el matrimonio entre personas del mismo sexo, permite a los ciudadanos cambiar su género registrado sin intervenciones médicas y registrarse como un tercer género con el marcador de género ‘X’ en los documentos oficiales. Las parejas del mismo sexo pueden adoptar legalmente en Islandia, y la discriminación contra las personas LGBTQ+ es ilegal según la ley islandesa.

Islandia ocupa un lugar destacado en derechos LGBTQ+ en el índice global Equaldex.

A medida que el Reino Unido va a la zaga de otros países del mundo en la implementación de una prohibición completa, efectiva e inclusiva de las personas trans sobre las prácticas de conversión, las divisiones en el Partido Conservador bajo Rishi Sunak sobre los derechos de las personas trans se han vuelto cada vez más pronunciadas.

Jónsdóttir  comentó a PinkNews que la histórica votación demuestra que “la justicia prevalecerá sobre los prejuicios”.

“Esta prohibición de todas las prácticas de conversión es un recordatorio importante de que el progreso legal vital para todas las personas LGBT+ no es un tema controvertido para quienes centran la justicia y la compasión en sus políticas.

“Durante lo que solo puede describirse como una reacción violenta concentrada contra los derechos de las personas trans y LGBT+ en general, se envía un fuerte mensaje de que se puede lograr el progreso y que, al final, la justicia prevalecerá sobre los prejuicios”.

***

terapiasdeodioEn enero de este año, el  gobierno de Irlanda promete promulgar una ley que prohíba las terapias de conversión antes de 2024. Sin embargo, el pasado mes de mayo informábamos de que los obispos católicos de Minnesota se manifestaron  contra la ley que protege la atención médica de afirmación de género, en particular de los jóvenes trans y la prohibición de las terapias de conversión.

El pasado mes de octubre, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

Las propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación, siendo definitivamente aprobado.

Pero, ¡Ojo! El candidato a la Presidencia del Gobierno del Partido Popular,  Alberto Núñez Feijoo, ya anunció que la derogaría si gana las elecciones convocadas para este 23 de Julio, siguiendo los deseos del partido ultraderechista VOX. Nosotros sólo podemos decirle que nos encontrará de frente.

#VOTA DERECHOS, NO VOTES DERECHA

NI UN PASO ATRÁS

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

california-terapias-conversion-fraude-696x473La comunidad médica mundial en su inmensa mayoría condena estas prácticas y lucha para que los gobiernos las prohíban. A nivel internacional, ya en marzo de 2016 tenía lugar un histórico pronunciamiento de la Asociación Mundial de Psiquiatría en contra de las terribles «terapias»reparadoras, intervenciones que no solo se han mostrado ineficaces para cambiar la orientación sexual de una persona, sino que resultan muy peligrosas (los riesgos incluyen depresión, ansiedad y comportamiento autodestructivo). Prácticas contra las que ya antes se habían pronunciado numerosas organizaciones profesionales. Otras organizaciones que han alertado contra los riesgos de estas intervenciones son la Asociación Médica Británica, las más importantes organizaciones de psicoterapeutas del Reino Unido o, en España, el Colegio de Psicólogos de Madrid. Los testimonios de algunas de las personas atrapadas por las redes que promueven este tipo de prácticas (“ex-gais”) y que años después han conseguido liberarse son un buen ejemplo del daño que pueden llegar a sufrir.

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente PinkNews/Cristianos Gays

General, Historia LGTBI , , , , , , , ,

Monje budista trans sufrió una terapia de conversión durante cinco años: “Se supone que el hogar es seguro”

Viernes, 26 de mayo de 2023

TashiCUna historia de libertad, “queerness” y fe| Parte 1 | Parte 2

Cuando Tashi Choedup se declaró trans no binario, sus padres los llevaron a un líder espiritual y a un psicólogo en un intento desesperado por hacerlos cambiar.

Un monje budista de la India, Tashi desde entonces ha aceptado quién es, pero aún siente los efectos de la terapia de conversión, que le dejó deprimido y con intenciones suicidas.

Está compartiendo su historia en medio de un gran impulso para prohibir la terapia de conversión en India.

Tashi es una de las cinco personas que encabezan una campaña de los grupos de derechos ILGA Asia y All Out, instando a la gente a firmar una petición que se entregará al gobierno indio.

ILGA Asia y All Out también están pidiendo la prohibición de la terapia de conversión en Bangladesh, Indonesia y Sri Lanka, y harán campaña en otros países más adelante en el año.
Anuncio Quitar anuncios

Como tantas personas queer, Tashi fue acosado cuando era niño por la forma en que hablaban y se comportaban. “Tuve padres amorosos, afectuosos y amables y un hermano amoroso, pero para ellos todo esto es normal, ser intimidados por la forma en que soy normal. Soy yo quien se supone que debe cambiar”, le dice Tashi a PinkNews.

Cuando Tashi fue a la universidad, se dieron cuenta de que eran trans no binario. Con poco más de 20 años, regresó a la casa familiar y salió del armario. Los padres se sorprendieron y, desesperados por cambiar a su hijo, hicieron arreglos para que Tashi viera a un sanador espiritual.

Sin título1Tashi fotografiado en un video fijo para una campaña de ILGA Asia y All Out sobre terapia de conversión. (ILGA-Asia)

“No sé qué conversación hubo entre ellos, pero una vez que llegué allí, quedó claro que se trataba principalmente de mi sexualidad y mi identidad de género y que necesitaba curarme”, dice Tashi. “El religioso me preguntó algunas cosas y decidió hacer lo suyo de ponerme las manos en la cabeza, bendiciendo. Sabía lo que estaba pasando y era bastante incómodo. No estaba preparado y no estaba bien porque sabía que no me pasaba nada. Era intrusivo y no estaba de acuerdo con ello. No lo estaba buscando en ningún sentido”.

Cuando eso falló, llevaron a Tashi a un psicólogo clínico. “Más que mi padre creyendo en lo que creía, era más espantoso ver en qué podía creer una persona de ciencia”, dice Tashi.

La experiencia fue un doloroso recordatorio para Tashi de que el mundo piensa que hay “algo mal” con ellos. “He visto a muchos de mis amigos que han pasado por experiencias similares, por lo que no es raro, lo que lo hace más aterrador. Es tan común que lo aceptamos”. Tashi se imaginó hablando por un micrófono.

Sin título2Tashi se vio obligado a ver a un sanador espiritual y un psicólogo. (Suministrado)

Tashi consideró suicidarse después de la terrible experiencia de la terapia de conversión.

En total, Tashi pasó unos cinco años experimentando varios intentos de conversión. “Duró hasta que me fui de casa, después de convertirme en un monástico, después de que me ordenaron. Hasta entonces, siempre fue un sanador religioso o un psicólogo o las llamadas “intervenciones familiares”: todos te dicen que esto está mal, que no estás bien, que debes cambiar, avergonzándote, culpándote, chantaje emocional. Todo eso es parte de la llamada conversión, creo”.

Tashi continúa: “Estuve deprimido durante mucho tiempo. Hubo pensamientos de suicidarme, también hubo intentos. No se lo deseo a nadie. No creo que nadie deba pasar por eso en ningún sentido. Se supone que el hogar es seguro, pero desafortunadamente, como sabemos, para las personas trans queer, los hogares familiares natales en especial no lo son”.

Tashi finalmente se fue de casa después de que fuera ordenado. De su familia, dice: “Me aman, creo, a su manera retorcida… También he experimentado su amor, lo que significa que, de alguna manera, siento el [deber] de mantenerme en contacto con ellos”.

Ryan Ong, oficial de comunicaciones de ILGA Asia, le dice a PinkNews que los sobrevivientes de la terapia de conversión en los países asiáticos a menudo quedan con un trauma emocional y psicológico duradero. “Algunos defensores afirman que estas prácticas se llevan a cabo con consentimiento, pero a menudo existen leyes imperantes, discriminación, estigma y presión de la sociedad en estos contextos que hacen que las personas LGBTQIQ interioricen la idea de que están equivocadas, enfermas o pecadoras, y busquen terapia de conversión bajo presiones extremas”, dice Ong.

“Nuestra campaña está diseñada para aumentar la conciencia sobre la naturaleza dañina de la terapia de conversión y generar defensa para la protección de las personas LGBTIQ contra estas prácticas nocivas, que no tienen una base científica. Implicamos a los gobiernos y comunidades de Asia que tomen medidas para proteger los derechos humanos y la dignidad de todas las personas y que tomen medidas decisivas y concretas para poner fin a la terapia de conversión de forma permanente”.

Henry Koh, director ejecutivo de ILGA Asia, dice que la terapia de conversión “viola la dignidad inherente y los derechos humanos de las personas LGBTIQ”.  Y agrega: “Entendemos que puede haber factores culturales, religiosos u otros factores contextuales que contribuyan a la resistencia a nuestra campaña, pero instamos a todas las partes a abordar este tema con sensibilidad y empatía por las experiencias de las personas LGBTIQ que han sufrido graves daños emocionales. y daños psicológicos como resultado de estas prácticas”.

***

california-terapias-conversion-fraude-696x473Hace unos días conocíamos que los obispos católicos de Minnesota, se pronunciaban contra la ley que protege la atención médica de afirmación de género, en particular de los jóvenes trans y la prohibición de las terapias de conversión.

El pasado mes de octubre, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

Las propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación.

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

terapiasdeodioLa comunidad médica mundial en su inmensa mayoría condena estas prácticas y lucha para que los gobiernos las prohíban. A nivel internacional, ya en marzo de 2016 tenía lugar un histórico pronunciamiento de la Asociación Mundial de Psiquiatría en contra de las terribles «terapias»reparadoras, intervenciones que no solo se han mostrado ineficaces para cambiar la orientación sexual de una persona, sino que resultan muy peligrosas (los riesgos incluyen depresión, ansiedad y comportamiento autodestructivo). Prácticas contra las que ya antes se habían pronunciado numerosas organizaciones profesionales. Otras organizaciones que han alertado contra los riesgos de estas intervenciones son la Asociación Médica Británica, las más importantes organizaciones de psicoterapeutas del Reino Unido o, en España, el Colegio de Psicólogos de Madrid. Los testimonios de algunas de las personas atrapadas por las redes que promueven este tipo de prácticas (“ex-gais”) y que años después han conseguido liberarse son un buen ejemplo del daño que pueden llegar a sufrir.

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente PinkNews/Cristianos Gays

Budismo, General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , ,

Uganda no penalizará a los homosexuales que busquen ayuda para dejar de serlo

Sábado, 20 de mayo de 2023

uganda_gay_rightsEl Parlamento ugandés aprobó este mes su amplio proyecto de ley contra la sodomía tras añadir disposiciones que garantizan que no se penalice a las personas atraídas por personas del mismo sexo que busquen ayuda. El presidente del país africano ha declarado que firmará la medida una vez introducidos los cambios necesarios que aumenten los castigos y la represión a quien se niegue a “curarse”

 La nueva versión de la ley sigue siendo “una de las piezas más duras de la legislación anti-gay en el continente”, según la BBC.

El parlamento de Uganda aprobó una primera versión de la Ley contra la homosexualidad en marzo. Denostada por los defensores de la agenda LGBT, la medida prevé penas estrictas para el comportamiento homosexual, incluyendo la pena de muerte .

Estamos haciendo esta ley para nosotros mismos. Estamos haciendo esta ley por nuestros hijos“, declaró el mes pasado en el Parlamento el Ministro de Obras de Uganda, Ecweru Musa Francis. “Este país se mantendrá firme… los homosexuales no tienen espacio en Uganda”.

El mes pasado, el presidente ugandés, Yoweri Museveni, afirmó que firmaría el proyecto de ley después de que los legisladores introdujeran cambios que salvaguardaban a los homosexuales de ser castigados por revelar su condición si buscaban la rehabilitación.

Posteriormente, los legisladores enmendaron la medida, que seguirá estableciendo penas rigurosas para las personas que faciliten la actividad homosexual.

Según la ley, cualquiera que alquile a sabiendas a homosexuales podría ser encarcelado hasta siete años, señaló la BBC. Además, los ugandeses estarán obligados por ley a denunciar cualquier acto homosexual en el que participen menores de edad; no hacerlo podría acarrear cinco años entre rejas o fuertes multas equivalentes a más de 2.500 dólares.

Museveni, firme partidario de la familia, había prometido previamente firmar la medida tras las enmiendas sugeridas por él, y se ha manifestado enérgicamente contra lo que considera incursiones ideológicas occidentales en su nación mayoritariamente cristiana.

En las últimas semanas y meses, funcionarios estadounidenses y europeos han condenado duramente el proyecto de ley antihomosexualidad de Uganda.

La difícil situación de la comunidad LGTBI en Uganda   

Uganda-gay-person-burned-aliveUganda tiene uno de los índices de tolerancia más bajos hacia las personas LGBTQ+, y es común que las personas queer sean víctimas de brutales ataques violentos. Si bien el nuevo proyecto de ley criminaliza aún más a las personas LGBTQ+, las relaciones entre personas del mismo sexo ya estaban prohibidas y las personas queer son el objetivo habitual de los funcionarios. El matrimonio entre personas del mismo sexo, que nunca ha sido permitido, fue prohibido constitucionalmente en 2005.

La situación de las personas LGTBI en Uganda es muy complicada. El artículo 145 del Código Penal castiga con penas que pueden llegar hasta la cadena perpetua a aquellos que «tengan conocimiento carnal contra natura con otra persona». El mero intento de mantener relaciones homosexuales o lo que se denominan «prácticas indecentes» se castiga con hasta siete años de prisión. En 2017, el Orgullo LGTBI de Uganda tuvo que ser cancelado tras amenazar el Gobierno de este país africano con detenciones masivas. Unas amenazas que, unidas al antecedente de 2016 (cuando la policía ugandesa interrumpió la celebración y detuvo a varios activistas), llevaban a los activistas LGTBI ugandeses a dar prioridad a su seguridad.

Pero la durísima normativa no parece satisfacer a los LGTBIfobos. La presidenta del Parlamento, Rebecca Kadaga, insistía en 2016 en reintroducir un proyecto de ley que endurecía el trato penal a la homosexualidad, con la pretensión de establecer la pena de muerte en determinados casos, y a la cual ella misma llegó a llamar «un regalo de Navidad». El proyecto había sido aprobado por el Parlamento en diciembre de 2013, pero finalmente fue invalidado por el Tribunal Constitucional a causa de una falta de procedimiento: se había votado sin el quórum necesario. El nuevo Proyecto de Ley de Delitos Sexuales de 2021, pendiente de revisión por el Parlamento, trata de recuperar muchos de los aspectos del frustrado en 2016.

Lo que no dejan de sucederse son los ataques a la libertad de reunión y asociación. En 2015, de hecho, se aprobó una ley, y esa sí está en vigor, que permite al gobierno tener un control férreo sobre las ONG y asociaciones del país, pudiendo no autorizar sus actividades e incluso disolverlas si no se adecuan al «interés público» o si son «contrarias a la dignidad del pueblo de Uganda». Las asociaciones LGTBI ya avisaron de su peligro, ya que los activistas que trabajen en una organización que no cuente con el visto bueno del gobierno pueden llegar a ser encarcelados. Ello supone llevar la lucha por los derechos LGTBI a la ilegalidad.

Por fortuna, el Tribunal Constitucional de Uganda aliviaba un poco la presión a finales de 2016, al declarar contraria a derecho la normativa que impedía a determinados grupos, marcados en la ley como «inmorales o socialmente inaceptables», la posibilidad de reclamar ante la Comisión de Igualdad de Oportunidades en los casos de discriminación. Entre los colectivos señalados se encontraban el de las personas LGTBI (para quienes fue diseñada especialmente la norma), los trabajadores del sexo o las personas que viven con el VIH.

Pero conviene tener en cuenta que no todo depende del marco jurídico: la sociedad civil ugandesa también es fuente de ataques homófobos. Un ejemplo es el intento de linchamiento a un grupo de hombres homosexuales o los ataques que reciben los activistas que intentan llevar adelante la lucha. En octubre del año pasado recogíamos nuevos casos de violencia social y policial espoleada por las declaraciones de un ministro que animaban a reabrir el debate sobre la pena de muerte para las relaciones entre personas del mismo sexo.

En abril del pasado año, tras huir de Uganda, un refugiado gay se ahorcaba junto a la sede de la ACNUR en Nairobi (Kenia). Otro refugiado contaba: “Cuando eres gay en Uganda, no se te considera una persona”. Quedaba demostrado que el colectivo LGTB+ en Uganda sufre un aislamiento continuo…

En 2019, el ministro de seguridad de Uganda había llamado “terroristas” a las personas LGBT+en un visceral ataque contra un candidato presidencial y sus partidarios. Pero, en un paso màs de esta escalada homófoba, el gobierno de Uganda anuncio que las condenas con pena de muerte volverán a ser vigentes, cinco años después de que las anularan. Según fuentes, con esto quieren frenar el aumento de relaciones sexuales no naturales del país.

En agosto, una mujer LGTBI que buscó asilo en el Reino Unido y fue deportada a Uganda -donde el sexo gay es ilegal- ha contado cómo fue perseguida y violada en grupo a causa de su sexualidad. La mujer, conocida sólo como PN, regresó al Reino Unido el lunes 5 de agosto después de que el Tribunal Supremo dictaminara que la decisión de rechazar su solicitud de asilo era ilegal.

En agosto de 2022, el  Gobierno de Uganda suspendió las actividades de Sexual Minorities of Uganda (SMUG), la principal asociación LGTBI del país

La valiente e importantísima labor del activismo LGTB de este país se veía reconocida, en todo caso, a finales de 2017, cuando el Gobierno Vasco reconocía con el Premio René Cassin 2017 el activismo LGTB de la asociación africana Sexual Minorities Uganda.

En fin, si ponemos en el buscador el nombre de Uganda… el horror es cotidiano.

***

california-terapias-conversion-fraude-696x473En enero de este año, el gobierno de Irlanda promete promulgar una ley que prohíba las terapias de conversión antes de 2024. El pasado mes de octubre, el Senado de México votó para prohibir todas las terapias de conversión. En agosto, la ya dimitida primera ministra del Reino Unido Liz Truss,  se posicionaba en contra de prohibir las terapias de conversión. El Partido Conservador había estado prometiendo una prohibición de la terapia de conversión en el Reino Unido desde 2018, y el año pasado finalmente produjo un documento de consulta. Sin embargo, la consulta estuvo plagada de banderas rojas, comparando el tratamiento médico afirmativo para niños trans con la terapia de conversión, brindando exenciones religiosas e incluso afirmando que los adultos pueden dar su consentimiento libremente a la terapia de conversión.

Las propuestas de legislación del Reino Unido empeoraron este año cuando se anunció que la prohibición solo cubriría la orientación sexual y no la identidad de género. Por otro lado, Escocia se ha separado de la postura arcaica de los Tories, produciendo su propio informe de un grupo asesor de expertos del gobierno. El informe integral fue bien recibido por la comunidad LGBTQ+, centró a los sobrevivientes en todas las áreas y estableció principios clave para legislar en contra de la terapia de conversión.

Estos incluyeron una prohibición futura que debe cubrir cualquier tratamiento, práctica o esfuerzo que tenga como objetivo cambiar, suprimir o eliminar la orientación sexual, la expresión de la orientación sexual, la identidad de género o la expresión de género de una persona, y brindar orientación específica sobre las experiencias de las personas de color LGBTQ+. – y sobrevivientes de grupos religiosos étnicos minoritarios.

En mayo, los obispos y las obispas de la Iglesia Anglicana de Gales celebraban que el Gobierno galés prohíba las “terapias” de conversión antiLGTBI. El pasado febrero, Israel prohibía las terapias de conversión para miembros de la comunidad LGTBQ+. Al otro lado del Atlántico, la Cámara de los Comunes de Canadá le dio su visto bueno el pasado diciembre,  por unanimidad, a un proyecto de ley para prohibir las pseudoterapias de conversión, y definitivamente el pasado enero de este año. Se trata de un veto total, no solo en menores de edad, y contempla penas de hasta cinco años de cárcel para quien inflija estas prácticas y hasta dos para quien se beneficie económicamente de las mismas o las publicite. El Senado aprobó el texto en una tramitación exprés apenas seis días más tarde y, tras recibir la firma de la gobernadora general, entró en vigor el pasado 7 de enero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

Sin embargo, hace unos meses conocíamos que Boris Johnson cedía a la presión del lobby transexcluyente y dejará fuera de la prohibición de las «terapias» de conversión la identidad de género. Y más recientemente, el Consejo General del Poder Judicial español criticaba en su informe no preceptivo, la prohibición de las mal llamadas terapias, en el proyecto de la ley Trans española. A esto se sumaban las desafortunadas palabras de la Presidenta de la Comunidad de Madrid, gracias a los votos de la extrema derecha, Díaz Ayuso quien  no sancionará al obispo homófobo Reig Plá por las terapias para ‘curar’ la homosexualidad’.

La situación en otros países

Canadá y Francia se unieron al reducido grupo de países que han prohibido las pseudoterapias de conversión, ya sea de manera general o en menores de edad el pasado mes de enero. Le siguió Nueva Zelanda el pasado 15 de febrero, y el pasado marzo les seguía Chile que prohíbe por ley las “terapias reparativasde la homosexualidad o la transexualidad.

En EE.UU., California fue el primero en hacerlo en 2012, no sin controversia. Le siguieron el también estado de Nueva Jersey (varios meses después), Washington D.C. (cuyo Consejo legislativo aprobó la norma por unanimidad en 2014) y más tarde se sumaron los estados de  OregonIllinoisVermont,  Nuevo MéxicoRhode Island, Nevada, Connecticut, Washington,  Hawái, MarylandDelaware y New HampshireNueva York, Colorado y Massachusetts, cuyo texto entró en vigor en 2019 tras la firma del gobernador republicano Charlie Baker.

En abril del mismo año  también  se les unía Puerto Rico, estado asociado a los Estados Unidos, aunque en este caso lo hacía mediante una orden ejecutiva firmada por su gobernador, Ricardo Roselló, después de que la Cámara de Representantes puertorriqueña rechazara tramitar un proyecto de ley aprobado por el Senado. Y en mayo, la Cámara de Representantes de Maine aprobó el proyecto de ley 1025 por 91 votos a favor (de demócratas, independientes y cinco republicanos) frente a 46 en contra (todos ellos republicanos). Su tramitación continuó en el Senado, donde salió adelante el día 21 de mayo por 25 votos afirmativos (de los demócratas y cinco republicanos), frente a 9 contrarios (todos republicanos).

Hay además numerosos condados y ciudades que haciendo uso de sus competencias locales han promulgado normas similares. Denver, precisamente la capital de Colorado, lo hemos aprobó por ejemplo en enero de 2019  por decisión unánime de sus concejales, así como el estado de Utah.

Y en julio, era Ciudad de México quien prohibía las «terapias» de conversión de la orientación sexual y la identidad de género. Y en octubre de 2020, en el Estado de México. y en julio de 2021 el Estado de Yucatán.

En Europa la pionera fue Malta, que aprobó una ley en 2016. Irlanda y el Reino Unido también están dando pasos en esta dirección. La siguió Alemania el año pasado, aunque con un texto limitado a los menores de edad y con ciertas ambigüedades que el próximo Gobierno de Olaf Scholz se ha comprometido a revisar. El próximo país en sumarse será posiblemente Francia, cuya Asamblea Nacional aprobó en octubre, también por unanimidad, el veto a las pseudoterapias de conversión. Irlanda ha dado pasos en la misma dirección, antes de la disolución del Parlamento con la convocatoria de elecciones en 2020, y también se debate sobre el asunto en Austria. En mayo de este año, el Gobierno británico de Boris Johnson anunció un proyecto de ley, mientras que en Albania existe un veto de facto, toda vez que el colegio de Psicología prohíbe a sus miembros la práctica de cualquier procedimiento encaminado a intentar cambiar la orientación sexual o la identidad de género, ya sea en menores de edad o en adultos.

En España, mientras tanto, la prohibición de este tipo de intervenciones ha sido ya contemplada en varias normas autonómicas y era una de las disposiciones que preveía la prometida ley en favor de la igualdad y no discriminación de las personas LGTBI que se discutió en el Congreso de los Diputados (aunque el PP intentó «colar»una proposición alternativa, en forma de enmienda a la totalidad, que no contemplaba este aspecto).  Un proyecto que naufragó con la convocatoria de las elecciones de abril de 2019. Tras la repetición electoral, el acuerdo de Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos contempla «la aprobación de una Ley contra la Discriminación de las Personas LGTBI incluyendo la prohibición a nivel nacional de las llamadas terapias de reversión».

Y, por fin, El Gobierno de España presidido por Pedro Sánchez, presentó el pasado junio el proyecto de ley para la igualdad real y efectiva de las personas trans y para la garantía de los derechos LGTBI, que incluye la prohibición de las pseudoterapias de conversión  aprobado por el Consejo de Ministros, iniciando ya su trámite para su debate y aprobación en el Congreso de los Diputados que culminó el pasad9 22 de diciembre con su aprobación por mayoría en el Congreso de los Diputados (188 votos a favor, 150 en contra y 7 abstenciones), el pleno del Congreso Diputados  de España aprobó y que ha sido remitido al Senado para su ratificación.

En cualquier caso, conviene recordar que el Consejo General de la Psicología, órgano coordinador y representativo de los Colegios Oficiales de Psicólogos de toda España, emitió ya en 2017 un comunicado en el que recordaba que las intervenciones que prometen «curar» la homosexualidad carecen de fundamento. No es ninguna novedad, pero en estos momentos en los que la promoción de este tipo de intervenciones parece reverdecer en nuestro país (casos recientes como el de la “terapeuta” Elena Lorenzo o las charlas de Jokin de Irala o de Richard Cohen así parecen indicarlo) toda aclaración es bienvenida. Mientras, el año pasado sufrimos un seminario sobre ayudar a cambiar sentimientos homosexuales. En todos casos, nuestros amigos de HazteOir estuvieron ahí apoyando a los homófobos…

Mientras tanto, el Parlamento Europeo ha exigido la prohibición de estas terapias.

«No» rotundo de los especialistas a las pseudoterapias reparadoras

terapiasdeodioLa comunidad médica mundial en su inmensa mayoría condena estas prácticas y lucha para que los gobiernos las prohíban. A nivel internacional, ya en marzo de 2016 tenía lugar un histórico pronunciamiento de la Asociación Mundial de Psiquiatría en contra de las terribles «terapias»reparadoras, intervenciones que no solo se han mostrado ineficaces para cambiar la orientación sexual de una persona, sino que resultan muy peligrosas (los riesgos incluyen depresión, ansiedad y comportamiento autodestructivo). Prácticas contra las que ya antes se habían pronunciado numerosas organizaciones profesionales. Otras organizaciones que han alertado contra los riesgos de estas intervenciones son la Asociación Médica Británica, las más importantes organizaciones de psicoterapeutas del Reino Unido o, en España, el Colegio de Psicólogos de Madrid. Los testimonios de algunas de las personas atrapadas por las redes que promueven este tipo de prácticas (“ex-gais”) y que años después han conseguido liberarse son un buen ejemplo del daño que pueden llegar a sufrir.

En definitiva, la aplicación o recomendación de este tipo de prácticas van, hoy en día, en contra del conocimiento médico actual y de la lex artis que obliga a todo profesional sanitario.

Respecto al reto que suponen aquellas personas adultas que movidas por su fe religiosa conservadora acuden por voluntad propia a las consultas para cambiar su orientación sexual, ya desde hace años la Asociación Americana de Psicología recomienda ser “honestos” con ellos respecto a su eficacia, considerando que el objetivo en estos casos debe ser favorecer, sin imposiciones, la aceptación de la propia realidad. Posibles estrategias que sugería Judith Glasshold, la presidenta del comité que en 2009 revisó la evidencia disponible hasta esa fecha, eran insistir en determinados aspectos de la fe religiosa, como la esperanza y el perdón, frente a la condena de la homosexualidad, sugerir el acercamiento a confesiones religiosas que sí aceptan la realidad LGTB o, los casos más recalcitrantes, valorar la adopción del celibato como estilo de vida sin pretender cambiar la orientación.

De hecho, en julio de 2021, nos enterábamos de que el Vaticano frenaba las “terapias de conversión” e instruía a los obispos españoles a desautorizar a un grupo de ex-gays. Sin embargo, con la dimisión del obispo  Xavier Novell nos enterábamos de que éste, participó, y avaló, ‘terapias de conversión’ de homosexuales hasta que fue frenado por el Vaticano. otros prelados que avalaban dichas prácticas (según las víctimas) serían: José Ignacio Munilla, Javier Martínez, Arturo Ros y  Juan Antonio Reig  avalarían estas prácticas.

Hace unos días conocíamos que funcionarios de escuelas cristianas acusados de intentar ‘exorcizar’ a un adolescente gay para expulsar ‘demonios

***

La historia de “X. X.”, un eclesiástico homosexual que pasó por las ‘terapias de conversión’ y “pensó que no tenía más opción que suicidarse”

***

«Nada que Curar», la guía que ayuda a combatir con información científica las denominadas terapias de conversión

Fuente Agencias/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia. , , , ,

Caso Anatrella: “La institución sabía lo que tenía que hacer: bloquear una carta, desafiar a las víctimas, amenazar a los testigos”

Sábado, 4 de febrero de 2023

tony-anatrellaLos expertos consideran que este caso es “emblemático de muchas historias de abusos”

A sus 82 años, por fin le ha llegado la condena desde Doctrina de la Fe: se le ha prohibido ejercer cualquier tipo de actividad pastoral y terapéutica. Sin embargo, Tony Anatrella fue protegido durante décadas por sus superiores. Ahora, las víctimas, que consideran la pena demasiado leve, piden su expulsión del estado clerical

“No se trataba sólo de hacer la vista gorda, sino de organizar toda una maquinaria para evitar que se produjeran acusaciones“, dice el especialista en acompañamiento de víctimas, Philippe Lefebvre, en el diario La Croix

“Todo el mundo sabía lo que tenía que hacer: bloquear una carta, desafiar a las víctimas, amenazar a los testigos… La presión dentro de la institución y fuera de ella era tal que Tony Anatrella estaba literalmente protegido”

Desde hace ya más de un año, la Iglesia francesa vive prácticamente en estado de shock por el continuo goteo de escándalos de abusos sexuales. El último (aunque las denuncias vienen de lejos) tiene que ver con la condena del Vaticano al popular sacerdote y psicoterapeuta Tony Anatrella, a quien se le ha prohibido ejercer cualquier tipo de actividad pastoral y terapéutica.

Para el religioso dominico Philippe Lefebvre, que ha acompañado a varias víctimas de abusos, la sanción contra el conocido como ‘el psiquiatra de la Iglesia’, llega tarde, aunque, según señala en entrevista con La Croix, “es un punto de apoyo para denunciar los casos de agresiones sexuales en la Iglesia”.

¿Por qué se ha tardado tanto?”

“Podemos alegrarnos de que por fin se haya pronunciado una sanción, y por una alta autoridad de la Iglesia, el Dicasterio para la Doctrina de la Fe. Sin embargo, no creo que se haya acabado. Y podemos hacernos dos preguntas: ¿por qué se ha tardado tanto, cuando las declaraciones de las víctimas están incluidas en el expediente desde hace tiempo? Además, si los hechos son muy graves, como sugiere Roma, ¿por qué no se agrava la pena?”, se cuestiona el religioso, y no es el único en Francia que tiene la misma duda.

Para Lefebvre, este caso, que afecta a una persona de 82 años, “es emblemático de muchas historias de abusos que se vienen produciendo desde hace décadas. No se trataba sólo de hacer la vista gorda, sino de organizar toda una maquinaria para evitar que se produjeran acusaciones. Todo el mundo sabía lo que tenía que hacer: bloquear una carta, desafiar a las víctimas, amenazar a los testigos… La presión dentro de la institución y fuera de ella era tal que Tony Anatrella estaba literalmente protegido”, asegura.

Nadie verificó su formación como terapeuta

El religioso dominico muestra también su estupor por el hecho de que Anatrella pudiese seguir con su actividad de psicoterapeuta sin que nadie le cuestionase, es más, pasaba por una autoridad dentro de la institución eclesial y era invitado a participar en actos organizados por dicasterios vaticanos.

“No hubo ninguna reflexión en el momento de la formación, ni durante las promociones de las que Tony Anatrella pudo aprovecharse: ninguna verificación de competencias para ejercer oficialmente la actividad de terapeuta… Hasta tal punto que pudo pasar por ser la persona de referencia para tratar las cuestiones de homosexualidad y más ampliamente los problemas sexuales, frente a los cuales la institución es impotente”.

Por ello, considera que ahora, al menos, esta pena canónica -que las víctimas consideran leve y reclaman que sea expulsado del estado clerical- es “un ancla para continuar el trabajo y también para preguntarnos por qué no hicimos lo necesario a su debido tiempo”

Fuente Religión Digital

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes, fotografías y artículos presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.