Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Volker Beck’

Una académica de Kuwait afirma que “los gusanos anales que comen semen causan homosexualidad”

Lunes, 29 de abril de 2019

D409yQqW4AAYkh9Una académica kuwaití ha afirmado que ha desarrollado una cura para la homosexualidad dirigida a los gusanos anales que comen semen. La Dra. Mariam Al-Sohel, que dice tener calificaciones en “Gestión del Sexo”, apareció en el canal kuwaití Scope TV para vender supositorios que ella dice que mata a los gusanos que hacen homosexuales a los hombres.

En un vídeo traducido por el Middle East Media Research Institute, Sohel afirma que ha “descubierto supositorios terapéuticos que frenan los impulsos sexuales” de los gays y lesbianas.

Sohel explica: “El impulso sexual se desarrolla cuando una persona es atacada sexualmente, y después persiste, porque hay un gusano anal que se alimenta del semen. Se alimenta de esperma. Así que lo que hice fue producir supositorios que deben ser usados por ciertas personas en un momento dado, y cura esos impulsos exterminando al gusano que se alimenta del esperma“. La académica añade: “Por cierto, todo esto es ciencia, así que no hay nada de qué avergonzarse. Por supuesto que no. Es medicina profética. Está todo en los libros“.

Sohel continúa afirmando que el tratamiento funciona tanto para hombres homosexuales como para lesbianas, aunque no está claro cómo sobrevivirían exactamente los gusanos anales que comen semen en la mayoría de las relaciones lésbicas. Añade que los tratamientos para hombres gays también incluyen una dieta equilibrada de alimentos “que aumentan su masculinidad y construyen músculo”. Sohel afirmaba: “Cualquier alimento que se entierra bajo tierra proporciona estabilidad al hombre, fortalece sus músculos y aumenta su masculinidad”.

Como era de esperar, los activistas LGBT+ no están convencidos de sus afirmaciones. El político gay alemán Volker Beck dijo al Jerusalem Post: “La cura para la homosexualidad es popular entre los fundamentalistas religiosos. Es charlatanería y charlatanería. Tales terapias y sus apologistas deben ser advertidos. Ya se trate de los supositorios de Sohel o de los médicos católicos en Alemania, es un engaño que revela mucho sobre el estado mental de estas personas“.

El activista británico Peter Tatchell añadió: “Esto lleva la terapia de conversión gay y la medicina curandera a nuevas cotas de absurdo. ¿Gusanos anales que se alimentan de esperma y hacen a los hombres gays? ¿Comidas que los hacen masculinos y heterosexuales? Esta es la tontería homofóbica más extraña que he oído en años. A un nivel siniestro, es otro intento escandaloso inspirado en el Islam para erradicar los deseos de las personas del mismo sexo. Esta académica está reflejando los intentos fallidos de los nazis de curar la homosexualidad”. Tatchell añadió que el vídeo “muestra cómo la religión dogmática es enemiga del conocimiento, la verdad y los derechos humanos”.

Fuente Agencias

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , ,

El activista gay Wolfgang Lauinger fallece a los 99 años sin ser compensado por Alemania como víctima del nazismo y de la posguerra

Jueves, 28 de diciembre de 2017

wolfgang-lauinger-1El 20 de diciembre fallecía en Frankfurt el activista homosexual Wolfgang Lauinger, a la edad de 99 años. Lauinger, que fue encarcelado tanto por el régimen nazi como por la Alemania de posguerra a causa de su orientación sexual, ha muerto sin haber sido rehabilitado por el Gobierno alemán, a pesar de su contribución para que saliera adelante, el pasado mes de junio, la ley que indemniza a los condenados por el infame artículo 175 del Código Penal, que durante décadas criminalizó las relaciones consentidas y en privado entre hombres. Incluso fue invitado a la primera audiencia de la nueva ley en el Bundestag. Sin embargo, paradójicamente, en octubre recibía una carta del ministro de Justicia alemán, Heiko Maas, en la que le comunicaba que “lamento no poder darle una respuesta favorable” a su solicitud de indemnización. Volker Beck, activista LGTB abiertamente gay y diputado en el Bundestag por Los Verdes desde 1994 hasta este mismo año, ha dicho que “el Gobierno tomó una decisión equivocada” con respecto a la petición de Lauinger.

El antiguo líder de Los Verdes en Alemania Volker Beck, que tuvo la oportunidad de conocer al desaparecido Wolfgang Lauinger y escuchar su historia en primera persona, ha lamentado que el casi centenario activista haya muerto sin recibir la rehabilitación oficial por ser perseguido tanto por la Alemania nazi como por la República Federal Alemana, debido a su orientación homosexual. “Él quería que su dignidad fuera reconocida por este estado y la ley de Heiko Maas, la CDU/CSU y el SPD lo rechazaron”, ha publicado Beck en su cuenta de Twitter.

queers-camps

Wolfgang Lauinger nació en Zúrich en 1918 como el segundo hijo del periodista judío Artur Lauinger y su esposa cristiana Mathilde. Su padre trabajó en el Consulado General de Alemania en Zúrich. En el invierno de 1918 la familia regresó a Frankfurt, ciudad en la que Wolfgang y su hermano mayor Herbert crecieron. En 1924, los progenitores se divorciaron y los hijos quedaron bajo el cuidado del padre. A finales de los años 30, Wolfgang Lauinger se quedó solo en Frankfurt, tras el exilio de su hermano a Argentina en 1937 y, posteriormente, el de su padre en 1939 (al lograr la liberación del campo de concentración de Buchenwald).

En 1940 Wolfgang Lauinger se unió al Harlem Club de Frankfurt, una asociación informal de “chicos de swing”. Debido, entre otras cosas, a la ropa que utilizaban (inusual entre los jóvenes alemanes de la época), al uso del pelo largo, a que hablaban en inglés entre ellos y a la propia afición por la música swing que compartían, el grupo se colocaría en el punto de mira de la Gestapo.

Franz Kremer fue el primer miembro del grupo en ser arrestado (ocurrió en 1941, cuando el detenido tenía 16 años). Tras un violento interrogatorio que se prolongaría un par de meses, Kremer se negó a admitir que el “medio judío” Wolfgang Lauinger era homosexual. Kremer no traicionó a su amigo. Después de la muerte de su abuelo, Franz Kremer sería puesto en libertad. En diciembre de 1941 otros jóvenes del Harlem Club fueron detenidos por la Gestapo, entre ellos Wolfgang Lauinger. Se les acusaba de escuchar “transmisiones enemigas” y de presentar “tendencias anglófilas”.

47-artc3adculo-175-la-infamia-del-siglo-kurt-hillerHasta marzo de 1942, cuando tuvo lugar el juicio, el aparato nazi mantuvo a Lauinger en régimen de aislamiento y le sometió a reiterados interrogatorios para intentar extraerle declaraciones que pudieran incriminarle. Al no obtener ninguna información por su parte y no encontrar pruebas de ningún tipo, en el juicio se le acabó acusando de robo. Fue liberado en junio de ese mismo año, pero hasta el fin de la Segunda Guerra Mundial siguió controlado por la Gestapo y sometido a nuevos interrogatorios y arrestos, como el de 1944.

No obstante, incluso acabada la contienda internacional, Wolfgang Lauinger siguió siendo víctima de la homofobia de Estado en la República Federal de Alemania. En 1950 se le detuvo como sospechoso de contravenir el infame artículo 175 del Código Penal, que durante décadas criminalizó las relaciones consentidas y en privado entre hombres. Se le mantuvo durante 6 meses incomunicado y no sería absuelto hasta la celebración del juicio, en febrero de 1951.

Wolfgang Lauinger, activista por la memoria histórica y contra la homofobia

Wolfgang Lauinger fue uno de los fundadores del programa de educación para jóvenes “Balduinstein”. Impartió conferencias y organizó numerosos eventos, especialmente con jóvenes, en los que compartió sus experiencias. Pero uno de sus principales luchas durante buena parte de su vida fue primero la derogación del artículo 175 del Código Penal y luego la exigencia de rehabilitación, que se materializaría este mismo año en la ley que indemniza a los condenados por la homofobia de Estado. Cerca de 50.000 hombres fueron a la prisión debido a esta legislación, que fue aprobada en el siglo XIX y fortalecida bajo los nazis.

A pesar de la contribución de Lauinger (incluso fue invitado a la primera audiencia de la nueva ley en el Bundestag), recibía en octubre una carta del ministro de Justicia alemán, Heiko Maas, en la que le comunicaba que “lamento no poder darle una respuesta favorable” a su solicitud de indemnización. Dicha solicitud fue denegada porque la víctima había estado bajo custodia “solo” durante meses, pero nunca había sido condenado. En una carta al Ministro de Justicia Heiko Maas (SPD), Lauinger preguntó: “¿es esto justicia?”.

Por su parte, el secretario de Estado contra la discriminación, Kai Klose, ha sido uno de los dirigentes que ha expresado su profundo pesar por la muerte de Lauinger. También el partido de Los Verdes decía públicamente que se “avergüenza de que el Estado de Derecho ha fracasado, a pesar de la ley definitivamente aprobada para rehabilitarlo antes de su muerte y para compensar su detención”. Desde las filas de esta formación también se ha asegurado que “el coraje personal de Lauinger, su capacidad de recuperación, su fino sentido del humor y su pronunciada filantropía hubieran impresionado a mucha gente”.

Hace más de seis años que falleció Rudolf Brazda

image-234316-860_panofree-lxie-234316La historia de Wolfgang Lauinger nos ha despertado el recuerdo de otro hombre, Rudolf Brazda, último superviviente conocido de los que fueron encerrados en los campos de concentración nazis por su homosexualidad y cuyo fallecimiento en agosto de 2011, a los 98 años de edad, también recogimos. Los restos de Brazda, que sobrevivió tres años al internamiento en Buchenwald, reposan junto a los del que fue su pareja durante más de cincuenta años. Poco antes de morir Brazda fue nombrado Caballero de la Legión de Honor, la más alta condecoración otorgada por la República Francesa.

Brazda contó por primera vez detalles de su historia en 2008, a raíz de la inauguración de un monumento en Berlín a los homosexuales asesinados por los nazis. En octubre de 2010 volvió a hablar con los medios de comunicación, y más tarde se publicó una biografía sobre su historia, titulada Das Glück kam immer zu mir. Rudolf Brazda: Das Überleben eines Homosexuellen im Dritten Reich (“La suerte siempre volvía a mí. Rudolf Brazda: la supervivencia de un homosexual en el Tercer Reich”).

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Karl y Bodo, primera pareja del mismo sexo que contrae matrimonio en Alemania después de 38 años de relación

Martes, 3 de octubre de 2017

afp-sz5xeEste primero de octubre se han celebrado las primeras bodas de parejas del mismo sexo en Alemania, una vez que la ley de matrimonio igualitario ha entrado plenamente en vigor. La primera boda ha sido la de Karl Kreile y Bodo Mende, de 59 y 60 años de edad, pareja desde hace 38 años. Ha sido en el Ayuntamiento de Schöneberg, distrito berlinés muy vinculado a la historia del colectivo LGTB alemán.

El mismo edificio desde cuyas escalinatas J.F. Kennedy se proclamó berlinés en 1963 ha acogido, a las nueve y media de la mañana de este domingo, la primera boda entre dos personas del mismo sexo en Alemania. Karl y Bodo, pareja desde hace 38 años, contrajeron matrimonio delante de un centenar de amigos y familiares. Se conocieron en una fiesta de cumpleaños el 14 de julio de 1979, y poco después se hicieron pareja. Han estado juntos desde entonces. En este periodo no han dejado de dar la batalla como activistas para conseguir su sueño de contraer matrimonio, y de hecho ya fueron de los primeros en registrarse como pareja en Berlín en 2002.

La ley de matrimonio igualitario fue rubricada el pasado 21 de julio por el presidente de la República Federal de Alemania, Frank-Walter Steinmeier. El 30 de junio había sido aprobada por el Bundestag, tras una larga espera: pese a existir mayoría parlamentaria favorable (SPD, la izquierda de Die Linke y los verdes reunían en la anterior legislatura más escaños que los democristianos de la CDU/CSU), tres proyectos de ley languidecieron durante años por la negativa de los socialdemócratas a respaldar su tramitación para no contrariar a sus socios de gobierno. Solo cuando la canciller Angela Merkel accedió a conceder libertad de voto a los diputados democristianos, el SPD reaccionó desatascando el proceso y la medida se aprobó en pocos días, con el apoyo de casi dos tercios de la cámara baja del Parlamento alemán. Una semana después era el Bundesrat o Consejo Federal (la institución que representa a los estados federados de Alemania y que actúa a modo de cámara alta) el que le dio su visto bueno sin necesidad de proceder a una votación. Un resultado que dejaba claro el deseo de la propia Merkel de dejar resuelto este tema antes de la que era ya inminente campaña electoral (lo explicamos con detalle entonces).

Hace ahora una semana tenían por fin lugar las elecciones, con el resultado ya conocido (en esta misma página hicimos un análisis en clave LGTB, no precisamente optimista). La ley de matrimonio igualitario, en cualquier caso, es ya una realidad y no es previsible marcha atrás. Por cierto que entre las parejas del mismo sexo que se han casado este domingo, además de Karl Kreile y Bodo Mende, se encuentran Volker Beck y Adrian Petkov. Beck, histórico diputado verde, es considerado unánimemente uno de los principales impulsores de los derechos LGTB en Alemania (incluyendo, como no podía ser de otra forma, el matrimonio igualitario). Diputado en el Bundestag desde 1994 hasta este mismo año (ya no se ha presentado a las elecciones del pasado domingo), es uno de los políticos abiertamente homosexuales más visibles de su país, así como el principal referente en asuntos LGTB de su partido. Su activismo se remonta a los años 80, cuando luchó contra la estigmatización de la población con VIH, y posteriormente entró a formar parte de la federación de gais y lesbianas de Alemania (LSVD). Como diputado ha sido uno de los principales valedores tanto de la antigua ley de uniones civiles como del matrimonio igualitario.

Fuente Dosmanzanas

Foto Berliner Zeitung

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Críticas al Oktoberfest por pedir “discreción” a los homosexuales

Martes, 26 de septiembre de 2017

IMG_6861Unos 7.000 chicos gais se dieron cita en el Oktoberfest, la Fiesta de la Cerveza de Múnich, el domingo.

“No todos los visitantes del Oktoberfest son tan tolerantes como para estar contentos con la presencia de parejas de hombres homosexuales”

Los homosexuales harían bien en ser discretos” es la frase que ha desatado la polémica al aparecer entre las recomendaciones sobre esta popular fiesta que arrancó el pasado fin de semana. “No todos los visitantes del Oktoberfest son tan tolerantes como para estar contentos con la presencia de parejas de hombres homosexuales”, señala. El portal no es un sitio oficial.

Volker Beck, diputado de Los Verdes y uno de los más conocidos activistas de los derechos de los homosexuales, y la presidenta de Los Verdes en el estado de Baviera, Gudrun Lux, enviaron una carta de protesta al alcalde de Múnich, Dieter Reiter. “No puede ser que los homosexuales y las lesbianas no puedan visitar la mayor fiesta popular alemana sin correr peligro”, han afirmado.

El domingo unos 7.000 homosexuales se dieron cita en el Oktoberfest. El primer domingo de la Fiesta de la Cerveza está dedicado a los gays y se celebra desde hace décadas con la asistencia de visitantes de toda Europa. Hasta el momento no se han denunciado ataques ni insultos contra homosexuales en la Fiesta de la Cerveza, según la Policía.

Hasta el 3 de octubre se espera la llegada de unos seis millones de visitantes a Múnich. El evento se celebra desde el año 1810 en Múnich. Surgió con motivo de la celebración del matrimonio del príncipe Luis I de Baviera con la princesa Teresa de Sajonia-Altenburgo. Desde entonces la fiesta se ha convertido en un símbolo de Múnich y de Alemania en todo el mundo.

munich

Fuente Cáscara Amarga

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , ,

¡Por fin! El Parlamento alemán aprueba el matrimonio igualitario por abrumadora mayoría… con el voto en contra de Angela Merkel

Sábado, 1 de julio de 2017

ddjdx8cxoaixj4tDía histórico para los derechos LGTB en Europa: el Bundestag de Alemania aprueba el matrimonio igualitario

En la mañana de ayer el Parlamento alemán ha aprobado la medida con 393 votos a favor y 226 en contra.

Alemania se convierte en el 14º país europeo en eliminar la discriminación de las parejas del mismo sexo en el acceso al matrimonio, tras una larga lucha y con un amplísimo respaldo social.

Después de muchas idas y venidas, se venían debatiendo y votando distintas propuestas desde el 2010, el Bundestag ha dicho sí. La propuesta partía del SPD, el partido socialdemócrata, que había amenazado a la Unión Cristianodemócrata que no habría coalición tras las elecciones si no se aprobaba el matrimonio.

Alemania celebrará elecciones en septiembre, y para evitar que este asunto se convirtiera en “tema electoral”, Merkel decidió dar libertad de voto a sus diputados, aunque ella votó en contra porque dice que “el matrimonio es la unión de un hombre y una mujer”. Eso sí, ahora dice que ha cambiado de idea respecto a la adopción y que en ese punto está a favor.

Parecía impensable hace tan solo una semana, y hoy es una realidad. El Bundestag alemán ha dado su visto bueno, por 393 votos a favor frente a 226 en contra, al proyecto de ley de matrimonio igualitario que aprobó el Bundesrat en septiembre de 2015. Respaldaron el proyecto los diputados del Partido Socialdemócrata (SPD), de La Izquierda y los Verdes, además de miembros de la Unión Cristianodemócrata que lidera Merkel, que dio libertad de voto para que se votara en conciencia.Los acontecimientos se han precipitado desde que Angela Merkel avanzara su intención de otorgar libertad de voto a sus diputados este lunes. En una jugada maestra de Martin Shulz, en apenas cuatro días, el levantamiento del bloqueo por parte de los socialdemócratas ha permitido la tramitación de la medida y ha hecho valer, en la recta final de la legislatura, la mayoría progresista de la cámara baja. Alemania deja de ser una excepción en Europa occidental y sienta un importante precedente para otros países de su órbita cultural y política. Ahora el texto debe ser ratificado de nuevo por la cámara alta y firmado por el presidente Frank-Walter Steinmeier, antes de entrar en vigor. Las primeras bodas se celebrarán previsiblemente en octubre.

alemania-matrimonio-igualitario-696x392La canciller fue una de las primeras en depositar su voto en la urna colocada en el centro del salón de plenos y eligió la tarjeta azul, que hoy representaba el “no” a la legalización del matrimonio homosexual.

El portavoz socialdemócrata, Thomas Oppermann, defendió el paso dado por su partido, que forzó que se debatiera la iniciativa antes de finalizar la legislativa rescatando un proyecto de ley de 2015 del estado federado de Renania-Palatinado que ya había pasado por el Bundesrat, la cámara alta, y que estaba aparcado en el Bundestag. “Esta decisión quizá no es buena para la coalición, pero es buena para las personas, y buena para el Parlamento”, manifestó Oppermann, quien rechazó que sea necesario reformar la Constitución. “Si el matrimonio para todos llega, se habrá dado algo a alguien, pero no se le habrá quitado nada a nadie“, subrayó intentando convencer a los diputados reticentes, a quienes mostró su respeto.

 En nombre de la Unión Cristianodemócrata (CDU), el líder del grupo parlamentario, Volker Kauder, se convirtió en portavoz de quienes defienden que “el matrimonio es la unión entre un hombre y una mujer”, aunque manifestó su respeto a sus compañeros con una opinión diferente. “Yo personalmente nunca pondré mi firma en algo que represente el matrimonio para todos, por motivos de conciencia”, declaró Kauder, quien expresó dudas sobre la constitucionalidad de la ley al entender que la concepción cristiana del matrimonio está protegida en la ley fundamental alemana.

Desde el mismo partido, el diputado Jan Marco Luczak defendió el “sí” al proyecto al recordar que el respeto, el amor y la convivencia son valores tradicionales que deben defender los conservadores y consideró que no se necesita ninguna reforma constitucional para abrir el matrimonio.

Desde La Izquierda y los Verdes se felicitaron por el logro “histórico” alcanzado y reivindicaron su lucha durante décadas por los derechos de los homosexuales, con numerosos activistas presentes hoy en la tribuna de invitados.

Merkel se ha mostrado a favor del derecho de adopción para las parejas homosexuales, pero justificó su “no” al proyecto para legalizar el matrimonio homosexual al señalar que, para ella, el matrimonio según la Constitución es la unión de un hombre y una mujer. Merkel argumentó su voto en una breve comparecencia ante los medios después de que el pleno del Bundestag (cámara baja) aprobara la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo, con los votos de los diputados socialdemócratas, de La Izquierda y de los Verdes y también de parlamentarios conservadores, que tuvieron libertad de voto. La canciller recordó que en los últimos años se habían eliminado “paso a paso” todas las discriminaciones para las parejas homosexuales y faltaba el derecho a adoptar niños. Tras reflexionar mucho sobre el bienestar de los menores, dijo , llegó a la conclusión de que “la adopción también debería ser posible” para las parejas homosexuales.

Sin embargo, a su juicio, el artículo 6 de la Constitución alemana, cuando señala que “el matrimonio y la familia se encuentran bajo la protección especial del orden estatal”, está hablando del matrimonio entre un hombre y una mujer. Merkel, consciente de las diferentes opiniones en su partido, decidió que los diputados del grupo parlamentario conservador votaran en conciencia. Calificó el debate que ha derivado en la aprobación del matrimonio homosexual de “emocional”, también para ella, y confió en que ahora no se pierda el respeto y que, con la votación, se haya generado paz social y cohesión.

123103_688elconstitucionalalemandaluzverdealmatrimoniogay_principalLa lucha por la igualdad de todas las parejas en el acceso al matrimonio en Alemania se remonta muchos años atrás. Desde que el Gobierno de Gerhard Schröder, de coalición entre socialdemócratas y verdes, aprobó una ley de uniones civiles en 2001, los activistas LGTB reivindican su derecho a no ser tratados como ciudadanos de segunda. Su incansable trabajo y la aprobación de leyes de matrimonio igualitario en otros países europeos y del resto del mundo acabaron por convencer a las principales formaciones políticas del centro y la izquierda. Pero la posición dominante de los democristianos de la CDU/CSU de Angela Merkel desde 2005, impidió a sus socios de coalición (fueran el SPD o el FDP) hasta ahora los intentos de aprobar la medida.

Durante la legislatura 2009-2013, en la que la canciller se apoyó en los liberales del abiertamente gay Guido Westerwelle para gobernar, la igualdad matrimonial llegó a la primera línea política. En septiembre de 2010, el Bundesrat (cámara de representación de los estados federados) rechazaba una propuesta presentada por el estado de Berlín. En junio de 2012 era el Bundestag el que votaba contra un proyecto de ley de Los Verdes. Solo unos meses antes, el SPD, entonces en la oposición, había decidido incluir la defensa del matrimonio igualitario y la adopción homoparental a su ideario. Unos meses más tarde hacía lo propio el FDP, si bien su posicionamiento no se materializó en un apoyo a las iniciativas que iban llegando al Parlamento. A pesar de ello, el Bundesrat aprobaba en 2013 una propuesta de matrimonio igualitario, que no llegó al Bundestag y entró en vía muerta con las elecciones de septiembre de ese año.

El resultado de esos comicios animaba a un moderado optimismo: la salida de los liberales dejaba una mayoría progresista de partidos favorables a la igualdad matrimonial en el Bundestag. Ya durante las negociaciones para formar Gobierno, sin embargo, el panorama se ensombrecía. Y efectivamente, la decepción se instaló al constatar que el acuerdo de gran coalición entre la CDU/CSU y el SPD carecía prácticamente de compromisos concretos en el ámbito LGTB. Todos los focos se dirigieron desde entonces a los socialdemócratas, de cuyo apoyo dependía cualquier avance. Pero la la obstinación de la CDU/CSU en el acuerdo de Gobierno impidió cumplir su compromiso electoral de “igualdad al 100%”.

Quedó bloqueada durante toda la legislatura la tramitación de tres proyectos de ley de matrimonio igualitario. El primero lo presentó La Izquierda (Die Linke) ya en octubre de 2013. El segundo lo introdujo el grupo de Los Verdes en junio de 2015. Y el tercero lo aprobó el Bundesrat en septiembre de ese mismo año y es el que casi dos años después ha votado por fin el Bundestag. Durante meses, que se convirtieron en años, las tres iniciativas languidecieron en la comisión de Asuntos Jurídicos de la cámara baja. Mientras tanto, el Tribunal Constitucional eliminaba importantes discriminaciones de las parejas en una unión civil con respecto a las casadas.

El impasse se mantuvo durante la mayor parte de la legislatura. Hasta en treinta ocasiones, los socialdemócratas unieron sus votos a los democristianos para impedir que el Bundestag debatiera y votara los proyectos de ley de matrimonio igualitario. La nominación de Martin Schulz, en enero de este año, como candidato a canciller por el SPD despertaba nuevas esperanzas, pero tampoco consiguió doblegar a Merkel.

martin-schulz-devrait-etre-designer-candidat-du-spdEn abril, sin embargo, se produjo un movimiento que se reveló posteriormente como decisivo, al iniciar la reacción en cadena que ha desembocado en la votación de hoy. Los Verdes establecían la apertura del matrimonio como línea roja en una futura negociación de Gobierno. Fue decisiva la insistencia de Volker Beck, incansable defensor de la igualdad. Un mes después, los socialdemócratas sugerían que adoptarían la misma posición. También el líder del FDP, partido al que todas las encuestas auguran la reentrada en el Bundestag, se comprometía a defender la medida. El SPD esperaría a la convención de su partido, el domingo pasado, para hacer un pronunciamiento más rotundo.

Excluida la extrema derecha de la AfD y la izquierda de Die Linke, la probable cuarta victoria consecutiva de Merkel se tendrá que apoyar en el FDP, el SPD o Los Verdes para llegar a la mayoría absoluta en un Parlamento fragmentado. Con los tres partidos firmemente instalados en el compromiso irrenunciable con la igualdad matrimonial, la canciller debió de pensar que era mejor ceder a tiempo. Este lunes por la noche, calificó la discusión del matrimonio igualitario como una “cuestión de conciencia. Unas palabras que hacían pensar en el levantamiento de la disciplina de voto de su grupo parlamentario.

9495067403_dcff1d3bb7_o-696x391Aprovechando el momento, el SPD reaccionaba el martes por la mañana anunciando que impulsaría una votación en el Bundestag esta semana. Los socialdemócratas vieron una ventana de oportunidad ante el cambio de posición de Merkel y decidieron utilizarla para levantar el bloqueo en la tramitación del proyecto de ley de matrimonio igualitario que aprobó el Bundesrat en septiembre de 2015. El órdago del SPD provocaba un revuelo político en sus socios de coalición, pero apenas unas horas después, se imponía la visión de la canciller. La CDU y sus aliados bávaros de la CSU anunciaban que sus diputados tendrían libertad de voto sobre la igualdad matrimonial. Finalmente, 75 (sobre un total de 309) de ellos han votado a favor. Entre ellos Jan-Marco Luczak, que defendió lo que considera un valor “conservador y cristiano“.

Una ley con un sencillo articulado

La comisión de Asuntos Jurídicos daba vía libre este miércoles a la votación en el pleno del Bundestag, con el apoyo de SPD, Verdes y Linke y la oposición de la CDU/CSU. Esa misma tarde se anunciaba el orden del día de la sesión plenaria de este viernes, cuyo primer punto era la discusión y votación del “Proyecto de ley para la introducción del derecho al matrimonio para las personas del mismo sexo”. Un texto muy parecido a la ley española de 2005, y en cuyo primer artículo se modifica el Código Civil con la frase:

El matrimonio se contrae por dos personas de distinto o del mismo sexo para toda la vida.

La ley también prevé la conversión de las uniones civiles a matrimonios, como han hecho otros países. El debate parlamentario del viernes por la mañana lo abrió Thomas Oppermann, del SPD, que defendió la ley como una medida que “dará mucho a algunos sin quitarle nada a nadie“. A favor de la medida hablaron también los portavoces de Linke, Dietmar Bartsch, y Los Verdes, Katrin Göring-Eckardt, quien agradeció el trabajo de su compañero Volker Beck, que también tomó la palabra. En contra se manifestó el líder del grupo de la CDU/CSU Volker Kauder, convencido oponente de los derechos LGTB. El histórico resultado final, 393 votos a favor frente a 226 en contra… incluido el de la propia canciller.

La aprobación de la medida podría ejercer una influencia en Austria, cuyo canciller, el socialdemócrata Christian Kern, ha prometido impulsar el matrimonio igualitario antes de que termine la legislatura. La votación de hoy en Alemania, el país más poblado y locomotora económica de la Unión Europea, puede de hecho sentar un importante precedente en otros Estados de su órbita cultural y económica. No olvidemos que en el país viven comunidades numerosas de ciudadanos procedentes de Turquía, Oriente Próximo y Europa oriental y meridional entre otros.

Sobre las consecuencias internas, en pleno periodo preelectoral, se harán muchos análisis. Parece claro que, a pesar de la rabia de los sectores más reaccionarios de la CDU/CSU, la canciller se quita de encima un asunto polémico que podía complicar las negociaciones de Gobierno tras las elecciones de septiembre. El SPD, por su parte, lo utilizará sin duda para intentar marcar distancia con los democristianos y remontar en las encuestas. El miedo de la formación de Merkel a perder electores conservadores contrasta con el amplísimo respaldo social a la igualdad matrimonial, que alcanza el 83% de la población, de acuerdo con una encuesta del pasado mes de enero.

Evelyne Paradis, directora ejecutiva de ILGA, ha declarado que “Después de años de espera y esperanzas, las familias arcoíris en Alemania recibirán ahora el mismo reconocimiento ante la ley. Este es un hito histórico que inspirará aún más cambios para las personas LGTB+”.

La de hoy es sin duda una jornada histórica para los derechos LGTB, un sentimiento incrementado si cabe por lo inesperado de la noticia hasta hace escasos días. El matrimonio para todos (Ehe für alle) es ya una realidad en Alemania. Glückwunsch! Nosotros nos alegramos mucho pero el matrimonio es solo un paso más. Queda mucho por hacer.

Por su parte, la Iglesia Evangélica Alemana (39% población de Alemania) celebra que el Parlamento apruebe el matrimonio homosexual

Y es que varias Iglesias evangélicas de diferentes regiones alemanas han equiparado este año la alianza entre dos mujeres o dos hombres. Ya sea con inscripción en los registros parroquiales, una simple bendición o aún algo inoficial: el camino al altar será más fácil para las parejas homosexuales alemanas. Varias Iglesias evangélicas de diferentes regiones alemanas han equiparado este año la alianza entre dos mujeres o dos hombres. Y a pesar de que en la Iglesia católica la bendición de estas parejas solo sucede en secreto, cada vez se elevan más voces pidiendo una regulación oficial, y no sólo en las bases. El hecho de que el papa haya cambiado totalmente el tono respecto al tema de la homosexualidad, es para muchos una señal de esperanza… Sin embargo, los obispos alemanes han afirmado ante los matrimonios homosexuales que  “No es discriminatorio que se llamen de otra manera”…

Fuentes | El País y El Mundo, vía EstoyBailando, Dosmanzanas, Universogay, AmbienteG

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El Constitucional alemán avala el bloqueo impuesto por la gran coalición a la tramitación del matrimonio igualitario

Sábado, 24 de junio de 2017

123103_688elconstitucionalalemandaluzverdealmatrimoniogay_principalSe cierra una nueva puerta al matrimonio igualitario en Alemania. El Tribunal Constitucional de ese país ha desestimado el recurso presentado por Los Verdes contra el bloqueo parlamentario de democristianos y socialdemócratas a tres proyectos de ley para la apertura del matrimonio a las parejas del mismo sexo. La gran coalición tiene vía libre para seguir posponiendo una votación sobre el tema en el Bundestag hasta después de las elecciones de septiembre y, de hecho, es lo que volvió a hacer este miércoles. El SPD, además, mantiene las dudas sobre su compromiso con la igualdad matrimonial como condición irrenunciable para entrar en una nueva coalición de Gobierno.

Pocas novedades y mucha frustración en Alemania. Los últimos movimientos políticos y judiciales no son muy halagüeños para la igualdad LGTB. El martes pasado, el Tribunal Constitucional hacía pública su decisión de desestimar el recurso presentado hace un mes por el diputado Volker Beck, incansable promotor de la equiparación de derechos. El político verde pretendía obligar a los partidos del Gobierno, por la vía judicial, a desbloquear la tramitación parlamentaria de los proyectos de ley sobre matrimonio igualitario que llevan gran parte de la legislatura encallados por decisión de democristianos y socialdemócratas.

Concretamente son tres. El primero lo presentó La Izquierda (Die Linke) justo después de las elecciones de 2013, que resultaron en el acuerdo de gran coalición CDU/CSU – SPD. El segundo lo introdujo el grupo de Los Verdes en junio de 2015. Y el tercero lo aprobó el Bundesrat, la cámara alta del Parlamento donde están representados los estados federados, en septiembre de ese mismo año. Los partidos del Gobierno han sacado sistemáticamente del orden del día la discusión en el Pleno de los tres proyectos de ley, que languidecen en la comisión correspondiente del Bundestag.

El inmovilismo es una táctica que les conviene a ambos. A la CDU/CSU de Angela Merkel, por su posición contraria y para evitar la posibilidad de que aparezcan diputados “rebeldes” en sus filas, que voten favorablemente a la igualdad matrimonial. Y al SPD, para no tener que escoger entre rechazar la medida, contraviniendo su programa y sus promesas electorales, o votar a favor, provocando una posible crisis con sus socios de Gobierno. La perdedora de este juego de táctica partidista es la comunidad LGTB y la sociedad alemana en general, donde la igualdad de derechos goza de un apoyo ampliamente mayoritario.

Si los democristianos son coherentes con su posición oficial contraria a la equiparación, los socialdemócratas siguen jugando a la indefinición. En mayo, el ministro de Justicia Heiko Maas anunciaba lo que parecía un compromiso, y así lo recogimos, con la igualdad matrimonial como condición irrenunciable para entrar en una nueva coalición de Gobierno: “No me puedo imaginar que el SPD firme un acuerdo de coalición en el que el matrimonio para todos no esté incluido. Es una cuestión de justicia”. Pues bien, la dirección del partido ha decidido no incluir una propuesta de SPDqueer, el grupo LGTB del SPD, para fijar sobre papel precisamente la posición innegociable del partido sobre la igualdad matrimonial. La iniciativa se habría discutido en la convención de la que saldrá el programa electoral de los socialdemócratas y que tendrá lugar el próximo fin de semana.

El otro gran partido de centroizquierda, Los Verdes, sí que ha reafirmado su compromiso con el matrimonio igualitario en su programa electoral: “Con nosotros no habrá ningún acuerdo de coalición sin matrimonio igualitario”. Los democristianos de la CDU, por su parte, no descartan un acuerdo a nivel federal con la formación ecologista, con la que ya gobiernan en los Länder de Baden-Wurtemberg y Hesse. En ese caso, las posiciones inmovilistas de la CDU podrían flexibilizarse, según admite (a su pesar) el portavoz de política interior de la formación democristiana. En definitiva, todo dependerá de la correlación de fuerzas que salga de las elecciones de septiembre, para la que las últimas encuestas auguran de nuevo un claro triunfo de la formación de Merkel y la entrada de los liberales del FDP y la extrema derecha de AfD.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Los socialdemócratas alemanes prometen que el matrimonio igualitario será condición para entrar en una coalición de Gobierno

Miércoles, 24 de mayo de 2017

123103_688elconstitucionalalemandaluzverdealmatrimoniogay_principal220px-Maas_HeikoHeiko Maas, ministro de Justicia

Tras meses de presión, el Partido Socialdemócrata de Alemania (SPD) anuncia por fin lo que parece un compromiso: el matrimonio igualitario será una condición necesaria para entrar en una coalición de Gobierno tras las elecciones federales del próximo septiembre. Así lo afirmaba el ministro de Justicia, Heiko Maas, con motivo del Día Internacional contra la Homofobia, la Transfobia y la Bifobia el pasado miércoles. Los Verdes, mientras tanto, acuden al Tribunal Constitucional para denunciar la reiterada negativa de la gran coalición a discutir en el Parlamento los proyectos de ley que ya se han presentado sobre el asunto.

Era el movimiento decisivo, toda vez que está ya prácticamente descartada una votación favorable sobre el matrimonio igualitario en lo que queda de legislatura. La pregunta clave, que el SPD se resistía a contestar, era si la medida iba a ser irrenunciable a la hora de negociar un pacto de Gobierno tras las elecciones de septiembre. El ministro de Justicia, Heiko Maas, ha dado una respuesta: “no me puedo imaginar que el SPD firmara un acuerdo de coalición en el que el matrimonio para todos no esté incluido. Es una cuestión de justicia”. El posicionamiento, sin ser taxativo, es el más claro que ha emitido un político socialdemócrata sobre la cuestión hasta la fecha.

La cuestión es fundamental después de que, el pasado mes de abril, la CDU de la canciller Angela Merkel rechazara el intento del SPD de introducir la cuestión de la equiparación de derechos en la reunión de seguimiento del pacto de Gobierno. A dicha reunión asistía por primera vez el candidato socialdemócrata Martin Schulz, que tras esquivar el tema en las primeras semanas tras su designación, había expresado su posición “inequívoca a favor del matrimonio igualitario y a la adopción homoparental.

La posición inflexible de los democristianos hacía desvanecer las posibilidades de que la medida sea una realidad antes de las próximas elecciones. Unos comicios en los que el SPD, sin miedo a la incoherencia, volverá a enarbolar la bandera de la igualdad matrimonial, como ya hizo en 2013 sin que luego haya sido capaz de llevar esta promesa a la práctica. Veremos ahora si llevan su compromiso hasta el final.

Los Verdes acuden al Constitucional

Los que se han posicionado más claramente sobre el asunto son Los Verdes, quienes por boca de su líder Cem Özdemir fijaban el matrimonio igualitario como línea roja para firmar un acuerdo de coalición. El diputado Volker Beck, incansable promotor de la equiparación de derechos, acudió el jueves al Tribunal Constitucional con sede en Karlsruhe. Bajo el brazo, un recurso contra el bloqueo al someten los partidos de la gran coalición a las iniciativas para aprobar el matrimonio igualitario cuya tramitación aún está pendiente.

El último aplazamiento del debate había tenido lugar el día anterior, cuando los grupos de la CDU/CSU y SPD rechazaron la tramitación de los tres proyectos de ley que se encuentran pendientes de votación en el Bundestag, algunos desde hace años: el de La Izquierda (Die Linke), el de los propios Verdes y el que aprobó el Bundesrat, la cámara alta. El objetivo del diputado verde es que sea el Constitucional el que obligue a los partidos que sostienen el Gobierno de Merkel a retratarse con una votación parlamentaria sobre la igualdad matrimonial.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , ,

El Gobierno alemán aprueba la rehabilitación de las víctimas del homófobo artículo 175

Viernes, 31 de marzo de 2017

Bandera-Alemania-CE-Comprar-BanderasEl Gobierno alemán aprobó la semana pasada un proyecto de ley para indemnizar a los condenados por el infame artículo 175 del Código Penal, que durante décadas criminalizó las relaciones consentidas y en privado entre hombres. La iniciativa del ministro de Justicia, el socialdemócrata Heiko Maas, ha logrado el respaldo de los socios democristianos de la CDU/CSU. Ahora debe ratificarla el Bundestag, donde se espera unanimidad.

Ya el pasado mes de mayo informábamos de la iniciativa de Maas de dar los pasos necesarios para resarcir a los procesados por las sentencias basadas en el artículo 175. La decisión se producía después de que la directora de la Oficina Federal Antidiscriminación presentara un extenso informe en el que se analizaba el alcance de la persecución a los hombres homosexuales durante el más de un siglo de vigencia de la legislación homófoba. Las conclusiones del documento eran claras: la criminalización de una parte de la población atentó contra los derechos fundamentales de los ciudadanos y el Estado tiene ahora la obligación de eliminar los antecedentes penales que aún pesan sobre los que fueron objeto de esas injustas sentencias y de resarcirlos.

Más de cinco meses después, el ministro de Justicia presentó por fin un proyecto de ley con medidas concretas para materializar la reparación de las víctimas del §175. Cada condenado recibirá 3.000 euros por sentencia y 1.500 euros más por cada año que haya comenzado en prisión o en reclusión forzosa en establecimientos psiquiátricos. El ministerio espera unas 5.000 solicitudes y un coste máximo de unos treinta millones de euros. El procedimiento prevé que los afectados o sus familiares puedan presentar una solicitud de rehabilitación ante la fiscalía y la eliminación de sus antecedentes en el registro penal. Las víctimas de la legislación pueden solicitar las indemnizaciones económicas, pero no sus allegados en el caso de que los condenados hayan fallecido ya.

680x382Desde el SPD, el candidato a canciller Martin Schulz ha publicado un tuit de apoyo a la iniciativa. “Los hombres que aman a hombres eran enviados a prisión en nuestro país. Nadie se ha disculpado hasta ahora. ¡Gracias por cambiarlo, Heiko Maas!”. También la CDU de la canciller Merkel ha mostrado su adhesión al texto, reprochando eso sí al ministro de Justicia el retraso en su aprobación. Los democristianos exigían incluir en el proyecto de ley que no se otorgará ninguna rehabilitación de condenas por actos que siguen siendo ilegales hoy en día.

Los partidos de la oposición, Los Verdes y La Izquierda, han saludado la medida pero piden más avances. El diputado verde Volker Beck pidió que se amplíe el proyecto para incluir no solo a los condenados en sentencias firmes, sino a todos aquellos contra los que se inició un procedimiento legal. El portavoz de La Izquierda hizo hincapié en la necesidad de una indemnización colectiva que, de manera simbólica, sirva de resarcimiento para los que han fallecido esperando su rehabilitación.

La concesión de un indulto general a los condenados por homosexualidad en Inglaterra y Gales parece haber servido de acicate para otros países. En febrero era el Gobierno irlandés el que daba su visto bueno a una iniciativa similar, pero que además contemplaba la petición de disculpas para los afectados. Solo unos días después, la ministra de Justicia de Nueva Zelanda anunciaba ante el Parlamento un proyecto en la mismo dirección.

Artículo 175: más de cien años de infamia

47-artc3adculo-175-la-infamia-del-siglo-kurt-hillerLa criminalización de las relaciones sexuales consentidas entre hombres llegó a Alemania en 1871, año en que se ilegalizaron “los actos contra natura entre personas del sexo masculino o entre personas y animales”. La pena alcanzaba entonces los seis meses de prisión. La situación empeoró considerablemente bajo el régimen nazi, cuando toda forma de afecto entre hombres fue castigada con cinco años de prisión; miles de homosexuales o sospechosos de serlo fueron enviados a los campos de concentración, donde la mayoría de ellos murieron a causa de los malos tratos y los trabajos forzados.

Pero mientras que las demás víctimas del Holocausto fueron debidamente compensadas y reconocidas tras la Segunda Guerra Mundial, y las leyes contra ellas derogadas, el artículo 175 mantuvo su vigencia y las personas LGTB siguieron siendo perseguidas; a veces, incluso, con pruebas recogidas durante los años del nazismo. La evolución fue diferente en la República Federal (RFA) y la República Democrática (RDA): el Gobierno comunista de la RDA dejó de perseguir a homosexuales a partir de finales de los años 50, reformó la legislación para permitir las relaciones consentidas entre varones adultos en 1968 y equiparó la edad de consentimiento con la del sexo heterosexual en 1988. Sin embargo, la RFA castigó las relaciones entre varones hasta 1973 y no eliminó por completo el vergonzante artículo 175 hasta 1994, ya después de la reunificación.

Con posterioridad a la derogación, los colectivos LGTB se centraron en conseguir la anulación de las sentencias por homosexualidad y la reparación de sus víctimas. Por sorprendente que parezca, hasta 2002 no se consiguió la nulidad de las condenas dictadas durante el régimen nazi, y ello todavía contra el criterio de los democristianos de la CDU/CSU y de los liberales del FDP. Las sentencias posteriores a 1945, a pesar de basarse en la versión agravada del artículo 175 aprobada por los nazis, siguen siendo consideradas como válidas. Según la CDU, “las decisiones de un Estado de derecho y sus tribunales no pueden ser consideradas de manera global como injustas”. Una posición que condena a cientos de homosexuales a vivir con el estigma de tener antecedentes penales por el mero hecho de serlo.

Fuente Agencias/Dosmanzanas/Cristianos Gays

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , ,

Alemania: los Verdes proponen ampliar el concepto de parentalidad para dar seguridad jurídica a las nuevas realidades familiares

Jueves, 8 de septiembre de 2016

BeckDoerner-300x194Los diputados verdes en el Bundestag alemán Volker Beck y Katja Dörner han presentado un documento de trabajo para el reconocimiento legal de lo que denominan “progenitores sociales”. Se trata de una propuesta para mejorar la seguridad jurídica de realidades como las familias reconstituidas o las formadas por parejas del mismo sexo con hijos.

El proyecto de los diputados verdes, que salió a la luz el pasado fin de semana, lleva por título “Libertad de elección e igualdad de trato”. La idea es abrir la posibilidad de registrar, además de uno o dos progenitores biológicos del hijo (como hasta ahora), uno o dos progenitores “sociales” adicionales, que compartirían la responsabilidad sobre las decisiones que afecten al menor.

La medida sería aplicable a familias reconstituidas, en las que uno de los progenitores contrae un segundo matrimonio tras divorciarse, o a parejas del mismo sexo que recurren a un conocido para tener un hijo. Beck y Dörner reconocen que algunas de las situaciones que se enfrentan a inseguridad jurídica en la actualidad podrían resolverse con la introducción del matrimonio igualitario, que sigue siendo una reivindicación prioritaria del partido verde. Por ejemplo, en parejas de lesbianas, la madre no biológica carece del derecho a tomar decisiones sobre el hijo común, a no ser que lo adopte. Es un caso de progenitor social que sería automáticamente reconocido con una ley igualitaria de matrimonio.

Pero hay otras realidades familiares cuya seguridad jurídica mejoraría con la regulación propuesta. Es el caso de las lesbianas que recurren a una pareja gay para tener hijos. La medida permitiría el reconocimiento de los padres no biológicos como progenitores sociales que participan con responsabilidad compartida en asuntos como la educación y el cuidado del menor, tratamientos médicos o excursiones escolares. Dicha figura legal podría registrarse antes del nacimiento del hijo y daría también acceso a las prestaciones sociales por paternidad y maternidad establecidas. La principal condición sería el acuerdo entre todas las partes sin recurrir a ningún litigio legal.

Los autores del documento, en cualquier caso, quieren evitar lo que denominan “regulación forzosa” de las relaciones familiares y de pareja. El cambio legal “no debe ignorar la decisión libre de las personas” de no “pasar por la notaría”. En cualquier caso, la proposición debe todavía ser aprobada como parte del programa de Los Verdes antes de que llegue eventualmente al Bundestag. El debate, eso sí, ya está abierto.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , ,

El Orgullo LGTB de Estambul, reprimido violentamente por la Policía turca como una semana antes lo había sido el Orgullo Trans

Jueves, 30 de junio de 2016

la-policia-turca-vuelve-a-reprimir-el-orgullo-gay-en-estambulNueva demostración de fuerza de la Policía turca contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la prohibición vigente. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes), aunque fueron liberadas poco después. La actuación policial contra el Orgullo LGTB tenía lugar justo una semana después de que fuera también violentamente reprimida la marcha del Orgullo Trans.

Después de la represión sufrida en 2015 a manos de la Policía turca, los organizadores del Orgullo de Estambul esperaban que este año recuperase el ambiente exitoso de pasadas convocatorias, y que siguiera siendo el más multitudinario de los países con mayoría de población musulmana. Sin embargo, como informamos hace poco más de una semana, el gobernador de Estambul anunciaba finalmente la prohibición de todos los actos. El argumento oficial fue el temor a ataques tanto de fanáticos islamistas como de la extrema derecha turca, que habían amenazado con contramanifestaciones violentas, furiosos entre otras cosas por el hecho de que este año 2016 el Orgullo se celebre también en pleno mes del Ramadán. A todo ello se unía el temor de que la masacre de Orlando alentara a los extremistas homófobos.

Dicho y hecho. El pasado 19 de junio la Policía turca reprimía con dureza la marcha del Orgullo Trans, que abría los actos, utilizando gases lacrimógenos y balas de goma para dispersar a los activistas que pese a la prohibición quisieron congregarse en la acordonada plaza Taksim. Represión que volvía a repetirse este domingo 26 de junio, cuando los activistas LGTB quisieron concentrarse simplemente para dar lectura a un manifiesto de protesta contra la prohibición.

No pudieron completar la lectura. Al menos 19 personas fueron detenidas, entre ellas Volker Beck, diputado verde alemán y una de las caras más reconocibles del activismo LGTB en su país, y Terry Reintke, eurodiputada del mismo partido, si bien ellos dos fueron inmediatamente liberados. Los que permanecieron más tiempo detenidos fueron Max Lucks y Felix Banaszak, miembros de la rama juvenil de Die Grünen, aunque también fueron puestos en libertad, junto al resto de detenidos, según hacía saber por Twitter la propia eurodiputada Reintke:

Sutil apoyo diplomático al Orgullo Escasas protestas se han escuchado por parte de gobiernos occidentales contra la represión policial al Orgullo de Estambul. Parece claro que no se quiere enfurecer demasiado al Gobierno de Recep Tayyip Erdoğan, que pese a sus inclinaciones autoritarias sigue siendo un “firme aliado”. Son de agradecer, en cualquier caso, algunos signos de apoyo a los activistas turcos en territorio consular o en zonas “seguras”. El Consulado de Suecia, por ejemplo, ha organizado una recepción en sus instalaciones:     El Consulado de Noruega, por su parte, organizó una celebración a bordo de un barco que surcó el Bósforo:    

Mientras que el embajador de los Estados Unidos, por su parte, ordenaba izar la bandera del arcoíris en su residencia de Estambul durante toda la semana y colgaba una foto en su perfil de Instagram:

“Durante la semana del Orgullo, estoy orgulloso de izar esta bandera en nuestra residencia de Ankara. Ella nos recuerda que los derechos humanos son derechos universales y pertenecen a todas las personas, sin importan a quiénes amen”, reza el texto que acompaña a la foto.

En cualquier caso, gestos simbólicos aparte estamos ante una muy mala noticia. La represión del Orgullo de Estambul durante estos dos últimos años impide celebrar (no sabemos si de forma definitiva) la que era la mayor manifestación LGTB de los países de mayoría musulmana, que en 2003 reunió a apenas treinta personas y que diez años concentraba a más de 15.000 (en aquella exitosa ocasión, la celebración del Orgullo también coincidió con el mes del Ramadán, sin que se produjera ningún altercado).

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Alemania: la “gran coalición” CDU-SPD amplía los derechos de las uniones civiles pero sigue rechazando el matrimonio igualitario

Miércoles, 21 de octubre de 2015

merkel-gabriel-koalition-2-540x304La cámara baja del Parlamento alemán aprobó el pasado jueves una nueva ley de ampliación de derechos de las parejas del mismo sexo en tres ámbitos concretos. La gran coalición de Gobierno entre democristianos y socialdemócratas rechazó, sin embargo, una propuesta que incluyera la adopción conjunta y dos mociones de apoyo al matrimonio igualitario presentadas por la oposición.

Lo adelantábamos el pasado mes de mayo: presionado por el debate generado a raíz de la aprobación en referéndum del matrimonio igualitario en Irlanda, el SPD anunciaba entonces un proyecto de ley para equiparar los derechos de las parejas casadas con los de las uniones civiles en una serie de disposiciones legales. Un procedimiento de “parcheado” al que ya nos tienen acostumbrados y que la oposición tacha de incompleto y chapucero, pero que parece ser el único con el que los democristianos transigen.

La nueva ley, aprobada el jueves en última lectura con los votos de la CDU/CSU y SPD, contempla la modificación de unas doce regulaciones que afectan a las causas civiles, las ejecuciones judiciales y el derecho de arrendamiento. Los partidos gobernantes, no obstante, votaron en contra de una propuesta de Los Verdes (Die Grünen) para conseguir una equiparación más completa de las uniones civiles y los matrimonios (que incluyera por ejemplo la adopción conjunta). También rechazaron sendas mociones de Los Verdes y La Izquierda (Die Linke) de apoyo al matrimonio igualitario.

Durante el debate parlamentario se escucharon en el Bundestag argumentos contra la apertura del matrimonio a las parejas del mismo sexo que fueron superados hace tiempo en la gran mayoría de los países de Europa occidental. Así, la diputada de la CDU Sabine Sütterlin-Waack volvió a insistir en que la medida requeriría una reforma constitucional; la ley fundamental alemana establece simplemente la “protección especial del matrimonio y la familia”. Los socialcristianos bávaros de la CSU viajaron más atrás aún en el pasado al reivindicar la familia tradicional como “origen de la vida” para oponerse a la igualdad LGTB.

Los socialdemócratas continúan en la indefinición

La posición más comprometida es sin duda la de los socialdemócratas del SPD, partidarios en teoría del matrimonio igualitario pero incapaces de superar sus ataduras con la formación de Merkel y apoyar decididamente en el Parlamento esa postura. Sus portavoces en el Bundestag intentaron de nuevo desviar la responsabilidad hacia la CDU/CSU e incluso llegaron a expresar el deseo (que suena casi cínico…) de que la próxima vez que se debata sobre la igualdad matrimonial en la cámara sea para su aprobación definitiva.

Precisamente contra el partido del vicecanciller Sigmar Gabriel se dirigieron las críticas más airadas de la oposición. El portavoz verde Volker Beck calificó de “disparate” y propio “de los años cincuenta” apelar a la Constitución alemana para rechazar los derechos LGTB. Desde La Izquierda también tacharon de “vergonzoso” el seguidismo socialdemócrata de los planteamientos discriminatorios de la CDU/CSU.

En cualquier caso, no pasará mucho tiempo sin que el tema vuelva a discutirse en el Bundestag: hace menos de un mes, el Bundesrat aprobaba una proposición de ley de matrimonio igualitario. Se trata de la segunda vez en dos años que la cámara alta muestra su apoyo mayoritario a la medida, pero en esta ocasión, hay tiempo suficiente hasta las próximas elecciones para que la propuesta llegue a la cámara baja, donde la gran coalición tendrá que retratarse de nuevo.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , ,

En Alemania, los neonazis hostigan a gays en una zona de “cruising” y los graban en vídeo

Sábado, 29 de agosto de 2015

NeonazisLV_BrandenburgPreocupante noticia procedente de Alemania. “Protección Urbana”, un grupo patrocinado por el partido neonazi La Derecha (Die Rechte), ha subido a la red social YouTube un vídeo en el que se los puede ver adentrándose en una zona de cruising cercana a la ciudad de Dortmund para amedrentar a los allí presentes. Por el momento no se tiene noticia de agresiones físicas, si bien el modo de actuar recuerda peligrosamente al de la violenta banda rusa Occupy Pedofilyaj.

El vídeo en cuestión, con el título de “La “Protección Urbana” de La Derecha pone en el punto de mira un aparcamiento gay”  fue colgado de manera anónima en Internet hace dos semanas. En la grabación se observa a unos cinco hombres vestidos con camisetas amarillas con el logotipo de La Derecha, un pequeño partido de ideología neonazi con presencia en el ayuntamiento de Dortmund. El concejal Michael Brück, único representante municipal de esta formación, participa en la “patrulla” y explica a la cámara su intención de acabar con los “contactos entre personas del mismo sexo” en lugares públicos, un “delito” contra el que la policía “no se siente obligada a actuar”.

La banda, que se hace llamar “Protección Urbana” (“Stadtschutz”) llega al atardecer a un aparcamiento junto a la autopista limítrofe con un bosque, en el que se internan y se dirigen a los hombres que están allí, con la intención de intimidarlos. “¿Es usted tal vez homosexual y tiene relaciones sexuales prohibidas en este lugar de vez en cuando?”, le preguntan a uno de ellos, por ejemplo. Los homófobos “aleccionan” a sus víctimas sobre la supuesta ilegalidad de sus acciones, y no renuncian a dejar de grabar a pesar de la petición expresa de algunos de los participantes involuntarios en el vídeo.

Lejos de distanciarse de los hechos que se muestran en la grabación, La Derecha defiende su incursión homófoba con el objetivo declarado de “causar inquietud entre la comunidad” y avisan de nuevas acciones en el mismo lugar “hasta que quede claro que el tiempo de la despreocupada impudicia homosexual se ha acabado”. El partido ya estaba siendo investigado por su radicalismo de extrema derecha y ha sido protagonista de otras provocaciones racistas, antisemitas y serófobas. Su afán de notoriedad les llevó a conseguir la condena unánime de la clase política de Dortmund cuando solicitaron la identificación de las zonas habitadas por judíos o de las personas con VIH en la ciudad. Sus posiciones virulentamente homófobas también quedaron de manifiesto con csd-dortmund-2014-nazi-demo-plakat-470-la convocatoria de una manifestación coincidente con el Orgullo LGTB para pedir la reinstauración del infame Artículo 175, que criminalizaba la homosexualidad en Alemania.

Las reacciones no se han hecho esperar. El ministro del Interior de Renania del Norte-Westfalia, donde se encuentra Dortmund, declaró que “si los neonazis patrullan por la noche e intimidan a la población, hay que hacer algo”. Y el portavoz de los Verdes y abiertamente gay Volker Becker instó a “pararles los pies de manera decidida” a un partido que tiene como objetivo “en especial a los judíos, los gays y los refugiados”.

La comunidad LGTB contraataca con un vídeo satírico

Apenas diez días después de producirse estos hechos, un grupo denominado “Vögelschutz” (juego de palabras de difícil traducción con el nombre de la banda neonazi y el verbo vögeln, palabra coloquial para mantener relaciones sexuales) ha grabado un vídeo en el mismo aparcamiento que los homófobos, para ridiculizar a estos.

Con el título “¿Es el amarillo el nuevo marrón?”, en referencia a los colores asociados respectivamente a La Derecha y al también neonazi NPD, los activistas se hacen eco del “rumor” sobre la presencia de “salchichitas marrones voyeuristas que intentan martirizar a ciudadanos inocentes”. “Según hemos oído, estos autodenominados sheriffs molestan a los hombres que disfrutan aquí de la naturaleza”, afirman los anónimos creadores de la grabación satírica, con la que pretenden plantar cara a las amenazas de los extremistas.

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , ,

Aumenta la presión sobre Merkel para equiparar uniones homosexuales con matrimonio

Viernes, 29 de mayo de 2015

ob_c3a76298917833a63bfb3b92dde4d1fa_angela-merkel123103_688elconstitucionalalemandaluzverdealmatrimoniogay_principal

El Gobierno alemán aprobó un grupo de leyes destinado a combatir la discriminación de los homosexuales, aunque descartó de nuevo abrir en la actual legislatura la posibilidad del matrimonio para personas del mismo sexo.

El proyecto, y el paso dado por Irlanda, han reavivado el debate en Alemania, donde la oposición parlamentaria exige la homologación total de derechos.

“El derecho para gais y lesbianas de casarse forma parte de los derechos humanos y no tiene cabida en la política de partidos”

Tras la aprobación en referéndum del matrimonio igualitario en Irlanda, y en Groenlandia, parece que algo se mueve en Alemania. Los activistas LGTB empiezan a perder la paciencia ante el inmovilismo del Gobierno de gran coalición, donde la intransigencia de la CDU/CSU de Angela Merkel mantiene a la principal potencia económica de Europa en una situación cada vez más desfasada con respecto a los países de su entorno y aumenta la presión sobre el Gobierno de la canciller Angela Merkel, que el miércoles tenía previsto debatir un proyecto de ley para ampliar los derechos de las uniones de hecho, pero sin abordar la plena equiparación con el matrimonio.

“Extenderemos a las parejas de hecho la regulación relativa al matrimonio en 23 leyes y decretos. Esto supone un paso más hacia una amplia equiparación”, explicó el ministro alemán de Justicia, el socialdemócrata Heiko Maas, ante la reunión del Consejo de Ministros.

El objetivo de la gran coalición que lidera la canciller, Angela Merkel, es “avanzar hacia la plena equiparación de derechos, fiscales y de otra índole” de las parejas de hecho homosexuales, indicó el portavoz del Gobierno, Steffen Seibert. En ese capítulo no entra, sin embargo, la posibilidad del matrimonio civil entre personas del mismo sexo, añadió el portavoz, que se remitió al compromiso incluido en el pacto de coalición entre conservadores y socialdemócratas de “dirimir las diferencias discriminatorias entre homosexuales y heterosexuales”. Seibert insistió, asimismo, en que el caso de Irlanda, donde unos días atrás se aprobó en referéndum el matrimonio homosexual, no afectará los planes de la gran coalición alemana. El portavoz destacó que Merkel estaba “satisfecha” con las medidas introducidas “paso a paso” para la equiparación de los derechos de los homosexuales bajo su mandato y dijo que ésa será la dinámica a seguir en lo que resta de mandato.

Entre las medidas aprobadas hoy en Consejo de ministros se encuentran una serie de regulaciones, fiscales, jurídicas y administrativas para evitar tratos discriminatorios a ese colectivo.

La declaración del portavoz se produjo en pleno debate en el país tras el paso dado por Irlanda y mientras aumentan los pronunciamientos, incluso en las propias filas gubernamentales, a favor de la plena homologación de derechos.

Alemania aprobó bajo el Gobierno de coalición socialdemócrata-verde que lideró Gerhard Schröder, de 1998 a 2005, la fórmula de la pareja de hecho entre homosexuales, considerado en ese momento un hito para ese colectivo. Desde entonces ha ido avanzando hacia la plena equiparación con las parejas heterosexuales, en muchos casos a instancias del Tribunal Constitucional, que ha dictado sucesivas sentencias a favor de los colectivos homosexuales en materia de derecho hereditario o fiscal.

Sigue descartada la adopción de hijos por parejas homosexuales -aunque sí existe la posibilidad de que uno de sus miembros adopte en solitario-. La adopción está restringida en Alemania a solteros o a matrimonios, pero no a las parejas de hecho, única fórmula de unión hasta ahora posible para los homosexuales.

El proyecto, y el paso dado por Irlanda, han reavivado el debate en Alemania, donde la oposición parlamentaria exige la homologación total de derechos y han surgido voces a favor también en el seno de las filas conservadoras. No obstante, el portavoz del Ejecutivo, Steffen Seibert, subrayó la semana pasada que “el acuerdo de coalición no contempla la equiparación completa de matrimonio y unión de hecho, por lo que tampoco habrá un proyecto del Gobierno al respecto en esta legislatura“.

En su página en la red social Facebook, Maas se había mostrado convencido de que para abrir la opción del matrimonio a las parejas de hecho homosexuales no era imprescindible una reforma de la Constitución, aunque admitía que el objetivo era “lamentablemente poco viable” en la actual coalición con la Unión Cristianodemócrata (CDU) de Merkel y los conservadores bávaros de la CSU. Con su opinión coincidió su compañera de partido y titular de Familia, Manuela Schwesig, quien, en ese contexto, aplaudió el proyecto de ley de Maas como un “paso importante” hacia el objetivo de la equiparación.

Mientras, en unas declaraciones a la edición digital del semanario “Der Spiegel”, el presidente de la Federación de Gais y Lesbianas en la Unión, el cristianodemócrata Alexander Vogt, expresó su esperanza de que la canciller “deje de hacer caso de una vez por todas a los que bloquean”. “El claro ‘sí’ en Irlanda es una señal. En Alemania y precisamente también en nuestro partido debe ocurrir algo ahora”, exigió el político cristianodemócrata, que llamó a la canciller a actuar y “subirse al carro”, Según Vogt, “que países tan marcadamente católicos como Irlanda y España se hayan abierto al matrimonio es una muestra del gran giro que ha dado la sociedad”.

Desde la CSU, el diputado Berndt Fabritius abogó en unas declaraciones al “Munchner Merkur” por dar nuevos pasos hacia la homologación de derechos y apostó por dejar a los parlamentarios libertad de voto para aclarar la posición de la mayoría “mejor hoy que mañana”.

La primera voz en alzarse el lunes pasado, tras conocerse el contundente resultado del referéndum irlandés, fue la de Christine Lüders, directora de la Oficina Federal Antidiscriminación (un organismo independiente que tiene como misión asegurar el cumplimiento de las leyes al respecto). Lüders recordó que la mayoría de los Estados de Europa occidental ya cuentan con leyes igualitarias de matrimonio y se mostró convencida de que la “gran mayoría” de los diputados en el Bundestag son favorables a la medida; por lo que pidió una iniciativa multipartita sobre el asunto en la cámara baja que se someta a votación sin disciplina de partido para todos los representantes. Christine Lüders, calificó de “insuficiente” los cambios en materia de derecho civil y procesal que contempla el proyecto de ley y estimó que “no hay razones objetivas para negar a las parejas del mismo sexo el libre acceso al matrimonio”. “El derecho para gais y lesbianas de casarse forma parte de los derechos humanos y no tiene cabida en la política de partidos“, aseguró la comisionada, favorable también a que no haya disciplina de voto cuando se debata la cuestión en el Bundestag.

La oposición parlamentaria, formada por La Izquierda y Los Verdes, se ha sumado a este llamamiento. Pero la respuesta del Gobierno, como viene siendo habitual, se ha quedado bastante por debajo de las expectativas. El ministerio de Justicia, con el socialdemócrata Heiko Maas a la cabeza, presentó este miércoles un proyecto de ley para equiparar los derechos de las parejas casadas con los de las uniones civiles en 23 disposiciones legales. Un procedimiento de “parcheado” al que ya nos tienen acostumbrados y que la oposición tacha de incompleto y chapucero, pero que parece ser el único con el que los democristianos transigen. La presidenta del grupo de Los Verdes, Katrin Göring-Eckardt, consideró en unas declaraciones a “Die Welt” que “la Unión de Merkel no podrá dejar pasar como si nada el debate en torno al matrimonio para todos”. Recordó que Alemania fue precursor de la equiparación con su ley de uniones de hecho para parejas homosexuales de 2001 y lamentó que, entre tanto, “hasta Irlanda” la haya adelantado. En la misma línea, el portavoz de Asuntos de Política Interior de Los Verdes, Volker Beck, recordó que “unas 150 normas en 54 leyes y decretos hacen todavía una diferenciación entre el matrimonio y las parejas de hecho”.

La CDU/CSU está convencida de que la igualdad LGTB es un tema que no va con ellos y sigue defendiendo una discriminación cada vez más injustificable con la excusa de salvaguardar los “principios tradicionales, culturales y religiosos de Alemania. Tan solo voces aisladas como la del diputado abiertamente gay Jens Spahn se atreven a afirmar que lo que pueden hacer los católicos irlandeses, podemos hacerlo nosotros también.

Lo cierto es que uno de los principales motivos para este inmovilismo podría ser de carácter más electoralista: la canciller Merkel mantiene una elevada popularidad tras cerca de diez años en el Gobierno y su partido sigue cómodamente por encima del 40% de intención de voto en las encuestas; por lo que no tendrían ninguna motivación para “abrir un melón” que podría costarle desafecciones hacia la derecha cada vez más radical y homófoba de Alternativa para Alemania (AfD).

Los activistas LGTB, sin embargo, no se resignan, y han puesto en marcha varias iniciativas para reavivar el debate entre la población y presionar al Gobierno y al Parlamento para que se produzcan ya avances reales. Dos peticiones en esta dirección se han puesto en marcha en change.org y en openPetition, recabando por el momento cerca de 30.000 firmas en conjunto. El asunto también se mueve en las redes sociales: en Twitter, la discusión se canaliza con el hashtag #ehefueralle (“matrimonio para todos”) y en Facebook, la página Enough is Enough ha creado un botón para mostrar el apoyo a la igualdad LGTB. También en esta página, una iniciativa espontánea para manifestarse el próximo sábado por las calles de Berlín en apoyo al matrimonio igualitario va ganando adeptos.

Vía Cáscara amarga y Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Los socialdemócratas alemanes reconocen que aprobar el matrimonio igualitario en la gran coalición con Merkel será “difícil”

Sábado, 23 de mayo de 2015

220px-Maas_HeikoPreocupante inconsistencia del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD), que gobierna en coalición con la CDU/CSU de Angela Merkel, en relación a la apertura del matrimonio a las parejas del mismo sexo. En tan solo dos días, el ministerio de Justicia –liderado por el socialdemócrata Heiko Maas– ha pasado de rechazar la medida por requerir, en su opinión, una reforma constitucional, a reafirmar el compromiso de su partido con la misma. El ministro avisa, eso sí, de que convencer a sus socios democristianos en el Gobierno se presenta muy difícil.

Todo comenzó con la pregunta escrita de Los Verdes al ministro de Justicia para saber el estado de tramitación de la proposición de ley de este grupo para equiparar los derechos y obligaciones de las uniones civiles y los matrimonios. El proyecto fue registrado el pasado día 5 de marzo y se requería una respuesta del ministerio antes del 8 de mayo. El departamento comandado por Maas contestó que quiere revisar el texto de Los Verdes por encontrarlo “confuso”, pero sorprendentemente fue incluso más allá del contenido de la pregunta al afirmar que el matrimonio igualitario requeriría una reforma constitucional.

Los socialdemócratas cambiaban completamente su postura “oficial” y secundaban con esta toma de posición el mismo argumento que los sectores más conservadores de la CDU/CSU y la propia canciller Merkel utilizan contra la igualdad LGTB: que el artículo de la Constitución alemana que consagra la “protección especial del matrimonio y la familia” debe ser interpretado para discriminar a las familias no tradicionales y a las parejas del mismo sexo. Esta inesperada respuesta provocó la reacción del portavoz de Interior de Los Verdes. Volker Beck, que es abiertamente gay, acusó a Maas de aliarse con “una minoría homófoba y anticuada” de la CDU/CSU para perpetuar la discriminación de las personas LGTB.

También el grupo LGTB del SPD, Schwusos, criticó el escrito del ministerio de Justicia y le “recordó” que el artículo de la Constitución que hace referencia al matrimonio ni establece ni prohíbe el matrimonio igualitario. Ante el revuelo generado, el propio Heiko Maas intentaba recomponer el daño con un post en Facebook, en el que achaca todo a un malentendido:

Como hoy ha habido “intentos de interpretación” sobre este tema, aclaro aquí de nuevo sin problemas: la apertura completa del matrimonio para parejas del mismo sexo es y sigue siendo nuestra posición. Para ello no es necesaria una reforma constitucional. Pero también es cierto que en la coalición con CDU/CSU, por desgracia, es difícil llevar a cabo una equiparación completa [de derechos]. Pero no debería haber ninguna duda: seguiremos luchando por ello.

Lo cierto es que, pese a la rectificación de Maas, la tramitación de la iniciativa de Los Verdes se retrasa, y con ello la igualdad legal de las personas LGTB en multitud de áreas. La política del Gobierno de gran coalición se limita por ahora a “parchear” las leyes que hacen referencia al matrimonio para incluir en ellas a las uniones civiles, a menudo únicamente por mandato del Tribunal Constitucional alemán; un procedimiento que Los Verdes han tachado de “chapucero e incompleto”.

El papel de los socialdemócratas, por mucho que aseguren lo contrario, es además bastante decepcionante: si ya en el acuerdo de coalición relegaban la igualdad LGTB de la lista de asuntos prioritarios, hace un año votaban disciplinadamente con sus socios contra la adopción homoparental y ahora se vuelven a escudar en la lealtad al partido de Merkel para excusar la falta de avances que probablemente se verá en esta legislatura.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , ,

Alemania: Los Verdes presentan un proyecto de ley para equiparar los derechos y obligaciones de las uniones civiles y los matrimonios

Jueves, 6 de noviembre de 2014

pab_volker-beck02Nuevo intento de la oposición alemana por introducir los derechos LGTB en la agenda del Gobierno de gran coalición entre los democristianos de la CDU/CSU y los socialdemócratas del SPD. Ante el obstinado rechazo del partido de la canciller Angela Merkel en abrir el matrimonio a las parejas del mismo sexo, el grupo parlamentario de Los Verdes ha preparado un proyecto de ley para, al menos, acabar con las discriminaciones que todavía sufren estas parejas frente a las heterosexuales.

Más de un año después de las elecciones que dieron su tercera victoria a la canciller alemana Angela Merkel y cimentaron la formación de la segunda gran coalición entre la CDU/CSU y el SPD bajo su mandato, los pronósticos que hacíamos entonces sobre las perspectivas para la igualdad LGTB se cumplen: el asunto sigue prácticamente ausente de la lista de prioridades del Gobierno. En este marco de inmovilismo, Los Verdes (Die Grünen) han realizado un trabajo de diagnóstico del marco legal alemán para identificar las leyes que todavía hoy, pese a las numerosas sentencias del Tribunal Constitucional, siguen discriminando a las parejas unidas civilmente (eingetragene Lebenspartnerschaft) frente a las casadas.

Los diputados verdes, a iniciativa del abiertamente gay Volker Beck, han localizado unas 150 disposiciones, en 54 leyes, que hacen referencia a los matrimonios pero obvian la existencia de las uniones civiles. Las desigualdades afectan a asuntos tan diversos como el derecho penal, la ley sobre refugiados y demandantes de asilo o la adopción conjunta. Los Verdes ya llevaron al Bundestag este último tema hace unos meses, pero su propuesta fue rechazada con los votos de la CDU/CSU y el SPD. Los partidos en el Gobierno sí aprobaron en marzo (obligados, eso sí, por un fallo del Constitucional) un procedimiento para que gays y lesbianas puedan adoptar a los hijos adoptados de sus parejas.

También por mandato del alto tribunal es como se ha producido el otro pequeño avance en lo que va de legislatura: en mayo de este año, el Ejecutivo de Merkel introducía un nuevo parche legal para equiparar una serie de derechos fiscales de las parejas del mismo y de distinto sexo. Este desesperante proceso de igualación por la vía de añadir la expresión “o compañero civil” (Lebenspartner) en las disposiciones legales donde aparezca el término “cónyuge” (Ehepartner) ha sido criticado por Los Verdes y La Izquierda (Die Linke) por “incompleto” y “chapucero”. Ambas formaciones han reclamado repetidamente la apertura del matrimonio a las parejas del mismo sexo, pero el grupo parlamentario verde ofrece ahora la opción de, por el momento, acabar con las discriminaciones más evidentes.

Mientras tanto, el Gobierno sigue sin mostrar ninguna prisa por legislar sobre el tema. Hace un mes, Beck preguntó en sede parlamentaria cuándo estaba previsto el cumplimiento del punto del acuerdo de legislatura que hacía referencia a “intentar acabar con las discriminaciones existentes” basadas en la orientación sexual. La respuesta del socialdemócrata Christian Lange fue que la decisión en el seno de la coalición sobre este asunto “todavía no está tomada”. Una indiferencia hacia los derechos de gays y lesbianas que parece confirmar, una vez más, que el SPD del vicecanciller Sigmar Gabriel no tiene ningún interés en hacer de la igualdad LGTB en Alemania un objetivo por el que luchar durante los próximos tres años.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , ,

Alemania aprueba un procedimiento de adopción conjunta “en dos pasos” para las parejas del mismo sexo.

Viernes, 14 de marzo de 2014

merkel-gabriel-koalition-2-540x304El Gobierno alemán de gran coalición entre los democristianos de la CDU/CSU y los socialdemócratas del SPD ha cumplido uno de sus muy escasos compromisos con los ciudadanos LGTB, que además era un mandato del Tribunal Constitucional del país, y ha presentado un proyecto de ley para que gays y lesbianas puedan adoptar también a los hijos adoptados de sus parejas.

Se trata de un procedimiento de adopción “en dos pasos” que el alto tribunal dictaminó en febrero del año pasado para que las personas que hayan contraído unión civil con una persona de su mismo sexo puedan adoptar a los hijos previamente adoptados por sus parejas, algo que solo estaba permitido en parejas heterosexuales; el plazo que daban los jueces del Constitucional para hacer efectivo el fallo concluía el 30 de junio de este año.

Democristianos y socialdemócratas incluyeron este punto entre sus mínimos compromisos con el colectivo LGTB, probablemente conscientes de que, en cualquier caso, estaban obligados a legislar en ese sentido. Bajo el epígrafe “Respetar la identidad sexual”, se anunciaba también la intención de “intentar acabar con las discriminaciones existentes” basadas en la orientación sexual y ampliar el Plan Federal contra el Racismo, la Xenofobia y el Antisemitismo para incluir la homofobia y la transfobia. También hacía mención, de forma vaga, a mejorar la situación de las personas intersexuales y transexuales.

En Alemania solo pueden adoptar las personas solteras y los matrimonios, por lo que están excluidas las uniones civiles entre personas del mismo sexo, en las que solo era posible la adopción del hijo biológico de la pareja. El ministro de Justicia, el socialdemócrata Heiko Maas, ha calificado la reforma presentada este miércoles como “un importante paso adelante en el camino hacia la igualdad legal completa de las parejas del mismo sexo”.

La iniciativa parece, sin embargo, un paso demasiado timorato en la equiparación de los derechos de parentalidad. El portavoz de Justicia de Los Verdes, Volker Beck, ha instado al SPD a “no dejar que los viejos homófobos de la Unión le dicten las políticas” y ha criticado que la coalición no haya abierto la adopción conjunta a las parejas del mismo sexo. La CDU/CSU de la canciller Angela Merkel se opone frontalmente a esta posibilidad, como se oponía también a la medida que ahora ha tenido que aprobar por imperativo legal.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.