Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Estambul’

Un tribunal turco anula una primera prohibición de eventos LGTB en Ankara, la capital del país

Martes, 23 de abril de 2019

banlgbti(1)(1)(1)(1)(1)(1)Una buena noticia nos llega desde Turquía. Según ha anunciado el colectivo Kaos GL, un tribunal administrativo regional ha puesto por fin punto final a la prohibición de celebrar actos relacionados con la realidad LGTB impuesta a finales de 2017 por el gobernador de Ankara, la capital turca, en base al estado de emergencia declarado en esa fecha. Queda pendiente de decisión una segunda prohibición, emitida en octubre de 2018, pero el maltratado activismo LGTB turco puede al menos celebrar una primera (y significativa) victoria.

Como recogimos en su momento, el entonces gobernador de Ankara, Ercan Topaca, emitía un comunicado en noviembre de 2017 prohibiendo por tiempo indefinido todas las expresiones culturales de la comunidad LGTB en la capital turca. La prohibición, cuyo antecedente había sido el veto, pocos días antes, a la celebración de un Festival de Cine LGTBI Alemán (organizado entre otros por la embajada germana) se fundamentaba en una declaración de estado de emergencia por parte del Gobierno turco. Las organizaciones Kaos GL y Pembe Hayat (o Pink Life) apelaron la decisión, pero la justicia rechazó en un primer momento la apelación. Ahora, sin embargo, el 12º tribunal administrativo de Ankara ha estimado sus argumentos al considerar que la prohibición era «indefinida y ambigua». «Debe garantizarse la seguridad de los eventos, en lugar de prohibirlos», ha argumentado además el tribunal.

La decisión ha sido saludada tanto por los colectivos demandantes como por ILGA Europa, organización que en su momento criticó con dureza la decisión de las autoridades turcas. Sin embargo, como la propia Kaos GL explica en su página web, queda pendiente todavía el recurso por una segunda prohibición de eventos de temática LGTB emitida por el gobernador de Ankara en octubre de 2018, con posterioridad al estado de emergencia decretado por el Gobierno turco (que finalizó en julio). Una segunda prohibición, por cierto, que el pasado mes de febrero un grupo de diputados pertenecientes al Intergrupo LGTB del Parlamento Europeo solicitaron por carta al gobernador de Ankara que derogase. Entre ellos los eurodiputados españoles Izaskun Bilbao (PNV), Ana Miranda (BNG), Javi López (PSC) y Jordi Solé (ERC).

ce1390ef2744b52ff9b342be7846f902Confiemos en que la justicia ponga también punto final a esta segunda prohibición, uno más en una larga serie de episodios de discriminación contra el colectivo LGTB turco, ejemplarizados por ejemplo en la reciente prohibición del Orgullo LGTB de Estambul, la principal ciudad turca. En 2013 nos hacíamos eco del éxito de dicha celebración, en la que participaron más de 15.000 personas (siendo la más multitudinaria hasta la fecha). Pero las ediciones de 2015 y 2016, en cambio, fueron reprimidas violentamente por las autoridades. En 2015 la marcha fue prohibida de repente por la oficina del gobernador a causa del mes de Ramadán (circunstancia que, siendo exactamente igual, no impidió la manifestación de 2014). En 2016 la Policía turca disolvía violentamente la Marcha del Orgullo Trans de Estambul, también prohibida por el gobernador, que justificaba su decisión por «la seguridad de nuestros ciudadanos, en primer lugar, de los propios participantes». Desde el activismo LGTB, sin embargo, la prohibición se contempló como una claudicación ante las amenazas de grupos de extrema derecha nacionalista e islamistas. Una semana después, el Orgullo LGTB corría la misma suerte. En agosto de ese mismo año, además, la activista trans Hande Kader era brutalmente vejada y asesinada, después de haberse posicionado en primera fila durante el reprimido Orgullo Trans.

La situación se repetía en 2017, cuando tras las amenazas de un grupo ultranacionalista, y lejos de asegurar el ejercicio del derecho de manifestación del colectivo LGTB, el gobernador de Estambul volvió a prohibir la manifestación del Orgullo cediendo al chantaje de los extremistas. Cientos de valientes activistas desafiaron la prohibición y salieron a las calles, pero fueron duramente reprimidos. Y lo mismo sucedió en 2018, cuando un millar de activistas desafiaron la prohibición y la policía les lanza gas lacrimógeno y pelotas de goma para dispersarlos.

La complicada situación política 

erdoganDesde el fallido intento de golpe de estado en Turquía, en julio de 2016, el presidente del país, Recep Tayyip Erdoğan, lo ha utilizado para acallar cualquier voz crítica que le resulte molesta. Ha despedido a miles de funcionarios públicos, acusándolos de golpistas, ha perseguido a periodistas y medios de comunicación críticos con el Gobierno y a políticos de la oposición y se ha detenido a activistas LGTB como Levent Pişkin o Uğur Büber. Solo en 2016, se imputaron cargos por «terrorismo» a 47.000 personas.

Como culminación del proceso de concentración de poder, en abril de 2017 Turquía aprobaba en referéndum convertirse en un estado presidencialista por un 51,41% de los votos. Erdoğan concentraba así toda la capacidad ejecutiva, junto a la potestad de elegir jueces de los tribunales superiores y disolver el Parlamento. Con los dos mandatos de cinco años, aprobados como el plazo máximo que un presidente tendrá posibilidad de ejercer el cargo bajo la nueva Constitución, Erdoğan podría mantener su poder hasta 2029 (las próximas elecciones presidenciales no tienen lugar hasta 2019). Una situación altamente preocupante para el respeto de los derechos humanos y del colectivo LGTB en Turquía, a la que pese a todo trata de resistir una parte importante de la sociedad turca. Un dato esperanzador ha sido, en este sentido, el reciente resultado de las elecciones municipales, donde la oposición del Partido Republicano del Pueblo (actualmente un partido secular de centro-izquierda) ha conseguido arrebatar a los islamistas de Erdoğan las alcaldías de Ankara y Estambul (en este último caso por un margen muy ajustado).

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Más de 1000 activistas desafían la prohibición del Orgullo LGTB de Estambul y la policía les lanza gas lacrimógeno y pelotas de goma para dispersarlos

Lunes, 9 de julio de 2018

orgullo_estambul_2018-300x150orgullo_estambulNuevamente, las autoridades prohibían la normal celebración de la manifestación del Orgullo LGTB de Estambul. Este hecho ha provocado la crítica de varias organizaciones internacionales. Por su parte, Human Rights Watch ha dejado muy claro que «Turquía tiene la obligación de garantizar que las personas LGTBI puedan disfrutar plenamente de sus derechos a la libertad de expresión, asociación y reunión pacífica sin discriminación» y que, en este sentido, «las autoridades encargadas de mantener el orden público deberían recordar que están allí para proteger a los que participan en la marcha». Desgraciadamente, como viene ocurriendo en todas las ediciones del Orgullo desde 2015, la policía al servicio del régimen autocrático de Recep Tayyip Erdoğan (reelegido y con el doble de poder que en la anterior legislatura), lejos de proteger a los activistas, utilizó la fuerza para dispersarlos. Los agentes lanzaron gas lacrimógeno y pelotas de goma contra los manifestantes y practicaron, al menos, once detenciones.

El gobernador de Estambul prohibía la manifestación del Orgullo por cuarto año consecutivo. En las pasadas ediciones, la oficina del gobernador tomó como excusas el mes de Ramadán o las amenazas de grupos ultra contra la comunidad. Sin embargo, este año el Orgullo ni ha coincidido con el mes de Ramadán ni se han recibido amenazas de consideración. Los activistas negociaron con la policía y se les permitió usar una calle en Taksim, cerrando otras áreas cercanas antes de que comenzara la manifestación. Sin embargo, tras la lectura del manifiesto, los agentes utilizaron gas lacrimógeno, pelotas de goma y otros métodos violentos de fuerza (como los porrazos) para dispersar a la multitud.

La semana pasada, Efe Songun, activista LGTB de Estambul y colaborador de Human Rights Campaign, escribía que «se esperaba la prohibición de este año, considerando las prohibiciones sobre otras actividades LGBTQ anunciadas bajo el estado de emergencia a principios de este año en Ankara. Aunque ahora se ha prohibido la marcha, los activistas LGBTQ continuarán con las actividades que rodean la Semana del Orgullo, y se realizará un esfuerzo para montar una manifestación pacífica para aumentar la visibilidad LGBTQ». Songun también aseguraba que «la cancelación de Orgullo se produce cuando el autoritario presidente turco Recep Tayyip Erdogan continúa ejerciendo su poder en el país».

Los organizadores del Orgullo de Estambul, Istanbul LGBT Pride Week, horas antes de la manifestación, publicaban un comunicado en su página de Facebook en el que se recoge que «estas prohibiciones no están en contra de las acciones, sino en contra de las formas de existir. La decisión del gobernador es parte del odio existente y es ilegítima. Esta es la razón por la cual las marchas del Orgullo son importantes y deberían tener lugar. Los LGBTI + estamos aquí con nuestro Orgullo a pesar de todos los vanos intentos de evitarnos y no reconocemos esta prohibición».

Para Human Rights Watch, «las restricciones a las libertades de expresión, reunión y asociación para las personas LGTBI en Turquía no solo violan esos derechos humanos fundamentales, sino que colocan a Turquía en una violación de sus obligaciones internacionales». Recordemos que las ediciones de 2015, 2016 y 2017 del Orgullo de Estambul también fueron reprimidas con el uso de la fuerza como este año.

Erdoğan asienta su régimen autocrático

Desde el fallido intento de golpe de estado en Turquía, en julio de 2016, el recién reelegido presidente del país, Recep Tayyip Erdoğan, lo ha utilizado para acallar cualquier voz crítica que le resulte molesta. Ha despedido a más de 100.000 funcionarios públicos, acusándolos de golpistas, según denunciaba la organización Human Rights Watch. También se ha perseguido a periodistas y medios de comunicación críticos con el Gobierno, a políticos de la oposición y se ha detenido a activistas LGTB como Levent Pişkin o Uğur Büber. Solo en 2016, se le imputaban cargos por «terrorismo» a 47.000 personas.

En de abril de 2017 Turquía aprobaba en referéndum convertirse en un estado presidencialista. Además de eliminar el cargo de primer ministro y concentrar poderes en su persona, de un modo autocrático, Erdoğan podrá nombrar ministros del gabinete, uno o varios vicepresidentes, emitir decretos, elegir jueces de los tribunales superiores y disolver el Parlamento. Con los dos mandatos de cinco años, aprobados como el plazo máximo que un presidente tendrá posibilidad de ejercer el cargo, Erdoğan podría mantener su poder casi absoluto hasta 2029. Sin duda, una noticia muy preocupante para el respeto de los derechos humanos y del colectivo LGTB en Turquía.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Un hombre abiertamente gay y seropositivo aspira a hacer historia en la política de Turquía

Jueves, 31 de mayo de 2018

640x0-noticias-perfil-de-twitter-hasanatik04Perfil de Twitter @HasanAtik04 | Foto: Uso Permitido

El activista LGTB Hasan Atik se postula para diputado en las elecciones de Turquía de junio con intención de combatir la represión de Erdoğan. Hasan Andreas Atik es un activista por los derechos de las personas LGBTI y con VIH, candidato para ocupar un puesto en el Parlamento turco en las elecciones del 24 de junio.

El próximo 24 de junio Turquía elegirá la composición de la Asamblea Nacional para la siguiente legislatura, así como al nuevo presidente de la república que, tras el referéndum constitucional de 2017, también ejercerá de primer ministro. En este sentido, se ha confirmado que Hasan Atik, abiertamente gay y VIH positivo, aspira a obtener uno de los escaños de la provincia noroccidental de Edirne en el parlamento unicameral turco por el Partido Democrático de los Pueblos (HDP). No es la primera vez que la Asamblea Nacional de Turquía cuenta con diputados LGTB fuera del armario. Sin embargo, dada la creciente LGTBfobia de Estado, auspiciada por el propio Recep Tayyip Erdoğan, la posible elección de diputados activistas y combativos despierta esperanzas de cambio para el denostado y discriminado colectivo LGTB turco.

Cristianos Gays viene recogiendo desde hace ya tiempo la deriva autocrática de Turquía y la indisimulada LGTBfobia de Estado ejercida por el presidente Erdoğan y otros líderes afines a este. El 24 de junio el país renueva sus representantes en las principales instituciones nacionales, tras el adelanto electoral anunciado por el presidente el pasado mes de abril (en un principio, la cita con las urnas se había previsto para 2019).

a2-1-1000x500A pesar de la represión de Turquía contra las personas LGBTI+, el activista Hasan Atik, quien no oculta su condición de hombre homosexual y seropositivo, aspira conquistar un escaño en el Parlamento de su país como miembro del Partido Democrático Popular de Izquierda (HDP), en las elecciones anticipadas del 24 de junio.

Así pues, se ha hecho público que el activista Hasan Atik optará a ocupar uno de los escaños de la Asamblea Nacional. Atik ha desarrollado su campaña hablando sobre los estigmas que rodean el VIH-Sida en su país. “La situación, donde ya somos un monstruo ante los ojos del público, empeora”, ha dicho en entrevistas. Hasan ha luchado desde hace muchos años por los derechos de las personas LGBTI y pacientes con VIH.

Atik, en referencia a las personas LGTB, dice que «el derecho a la vida es nuestra solicitud más urgente», por lo que«lucharemos contra cuestiones como el estigma y la discriminación, que están desencadenándose fuertemente en Turquía». El valiente candidato alega que le preocupan conceptos como «ciudadanía, libertad, matrimonio, empleo, etc» y «ser iguales en estos campos se encuentra entre nuestras demandas. Lucharé por la identificación e implementación de crímenes de odio. Expresaré nuestro más fuerte deseo de vivir una vida basada en la ciudadanía igualitaria, no en la discriminación positiva».

hasan-atik-1-1El activista, que forma parte de una formación de izquierdas (el HDP) que defiende la inclusión de la comunidad LGTB y que suele ser muy crítica con el erdoğanismo, agrega que «lucharemos por el plan de estudios de educación sobre salud sexual en las escuelas. Entonces educaremos a la sociedad contra la fobia al VIH. Luchamos contra cuestiones como el estigma y la discriminación, que están teniendo lugar en gran medida en Turquía».

En el principal partido de la oposición, el Partido Republicano del Pueblo (CHP), también pueden llegar a optar al escaño dos mujeres trans. En noviembre, precisamente, Erdoğan cargaba contra el CHP por establecer, supuestamente, una «cuota para homosexuales». «El partido que se hace llamar el principal de la oposición se ha alejado tanto de la nación que ahora en las elecciones a comités locales del CHP están poniendo una cuota de homosexuales, en proporción de uno de cada cinco», dijo entonces el presidente. El LGTBfóbico dirigente turco también añadió lo siguiente: «¡Que venga Dios y lo vea! No está claro cómo los distribuirán. Que sigan así. Nosotros somos los que defendemos la moral. ¡La moral es tan importante!».

En todo caso, «en nuestros comités desde luego integramos a todos, mujeres, hombres, transexuales, y nuestras políticas se ocupan de los derechos de los homosexuales. Es algo natural para nosotros, pero no existe una cuota», contestaron los socialdemócratas del CHP. Asimismo, denunciaron que «estas palabras del presidente reflejan un discurso de odio y discriminación».

También informó que está “obligado” a decirle a las personas que vive con el VIH. “En Turquía, debido a que no hay leyes sobre el VIH, existen sanciones severas. Me veo obligado a contarle a la gente sobre mi condición “, dijo a la publicación. “En la Constitución, tengo el derecho garantizado de no compartir mi información médica si no quiero. Sin embargo, las leyes, al impedirme usar mis derechos constitucionales, me obligan a contar mi historial médico”, expresó.

Sobre la situación que viven las personas con VIH en Turquía comentó en una entrevista en el año 2014 lo siguiente: “Estás expuesto a todo tipo de discriminación, incluso la más simple de las cosas. Por ejemplo, hace unos días fui al dentista para quitarme las muelas del juicio. No me quitaron los dientes y me contaron un montón de mentiras. Los doctores hablaban constantemente de mí el uno con el otro. Ni siquiera querían tomar una radiografía. Mientras esperaba en la sala de espera, oí que las enfermeras hablaban de mí. Hablaban en voz alta para que yo escuchara y me fuera. En términos de servicios de salud y comunicación personal, estamos expuestos a una gran cantidad de discriminación”. “El VIH es una enfermedad atribuida erróneamente solo a personas homosexuales. Me entristece ser la persona que confirma esto (estereotipo)”, dijo.

Atik se postula por un asiento en la provincia noroccidental de Edirme. Entretanto, el partido que lo respalda, el HDP, es conocido por su apoyo a los grupos minoritarios y desfavorecidos en las políticas públicas gubernamentales.

En el 2015 esta agrupación se convirtió en el primer partido político en seleccionar a una persona abiertamente homosexual para postularse a un escaño al Parlamento, se trató de Baris Sulu. Ese mismo año, el principal partido opositor de Turquía, el Partido Republicano del Pueblo, postuló a dos mujeres trans en las elecciones.

Aunque en Turquía la homosexualidad fue despenalizada bajo el Imperio Otomano en el año 1858, y se convirtió en el segundo gobierno de mayoría musulmana en crear leyes que amparan al colectivo LGBTI. En la actualidad, la situación va en detrimento de la igualdad y según OutRight Action International, se ha ido “deteriorando”.

“La persecución de los LGBTIQ y todos los defensores de los derechos humanos turcos debe detenerse ahora”, dijo en el mes de febrero Jessica Stern, directora ejecutiva de OutRight Action International. Recientemente, las autoridades detuvieron sin ninguna explicación al líder de la principal organización LGBTIQ de Turquía, Kaos GL.

Erdoğan y la Turquía de la represión, el silencio y la LGTBfobia

orgullo-estambul-2017-300x150En Cristianos Gays hemos informado de la involución de derechos y de visibilidad pública del colectivo LGTB en Turquía. En 2013 nos hacíamos eco de la histórica manifestación del Orgullo de Estambul, en la que participaron más de 15.000 personas (siendo la más multitudinaria hasta la fecha). Pero las ediciones de 2015 y 2016, en cambio, eran reprimidas violentamente por las autoridades. En 2015, según los organizadores del Orgullo, la marcha fue «prohibida de repente por la oficina del Gobernador de Estambul, a causa del mes de Ramadán, sin ningún aviso».

Una circunstancia que, siendo exactamente igual, no impidió la manifestación en 2014 (un año en el que el Tribunal Constitucional de Turquía reconocía por primera vez que llamar “pervertidos” a las personas LGTB es lenguaje de odio). En 2016 la Policía turca disolvía violentamente la Marcha del Orgullo Trans de Estambul. Fue prohibida por el gobernador, que justificaba su decisión por “la seguridad de nuestros ciudadanos, en primer lugar, de los propios participantes”, pero desde el activismo LGTB se contempló como una claudicación ante las amenazas de grupos de extrema derecha nacionalista e islamistas. Una semana después, el Orgullo LGTB de Estambul correría la misma suerte. En agosto de 2016, la activista trans Hande Kader era brutalmente vejada y asesinada, después de haberse posicionado en primera fila durante el reprimido Orgullo Trans.

Una situación que se repetía en 2017, cuando tras las amenazas de un grupo ultranacionalista, y lejos de asegurar el ejercicio del derecho de manifestación del colectivo LGTB, el gobernador de Estambul prohibía la manifestación del Orgullo cediendo al chantaje de los extremistas. Cientos de valientes activistas desafiaron la prohibición y salieron a las calles, pero fueron duramente reprimidos.

En febrero de este mismo año publicábamos que los tribunales administrativos 4º y 13º de Ankara, respectivamente, rechazaban los recursos de apelación de las organizaciones igualitarias Kaos GL y Pink Life (o Pembe Hayat), que pretendían acabar con la prohibición de celebrar actos LGTB, impuesta por el gobernador de Ankara, Ercan Topaca. Para la justicia, que se posicionaba a favor de la oficina del gobernador, «la prohibición no causará resultados irrecuperables», dictaminando que tal decisión «no es ilegal».

erdoganDesde el fallido intento de golpe de estado en Turquía, en julio de 2016, el presidente del país, Recep Tayyip Erdoğan, lo ha utilizado para acallar cualquier voz crítica que le resulte molesta. Ha despedido a miles de funcionarios públicos, acusándolos de golpistas, ha perseguido a periodistas y medios de comunicación críticos con el Gobierno y a políticos de la oposición y se ha detenido a activistas LGTB como Levent Pişkin o Uğur Büber. Solo en 2016, se imputaron cargos por “terrorismo” a 47.000 personas.

Como culminación del proceso de concentración de poder, el pasado abril Turquía aprobaba en referéndum convertirse en un estado presidencialista por un 51,41% de los votos. Erdoğan concentraba así toda la capacidad ejecutiva, junto a la potestad de elegir jueces de los tribunales superiores y disolver el Parlamento.

Con los dos mandatos de cinco años, aprobados como el plazo máximo que un presidente tendrá posibilidad de ejercer el cargo bajo la nueva Constitución, Erdoğan podría mantener su poder casi absoluto hasta 2029 (las próximas elecciones presidenciales no tienen lugar hasta 2019). Una situación altamente preocupante para el respeto de los derechos humanos y del colectivo LGTB en Turquía.

Fuente Universogay/Dosmanzanas/Cristianos Gays

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Turquía: la justicia considera legal la prohibición de actos LGTB impuesta por el gobernador de Ankara

Martes, 27 de febrero de 2018

gobernador-ankara-ercan-topaca-300x300Ercan Topaca

Los tribunales administrativos 4º y 13º de Ankara, respectivamente, han rechazado los recursos de apelación de las organizaciones igualitarias Kaos GL y Pink Life (o Pembe Hayat), que pretendían acabar con la prohibición de celebrar actos LGTB, impuesta por el gobernador de Ankara, Ercan Topaca. Para la justicia, que se posiciona a favor de la oficina del gobernador, “la prohibición no causará resultados irrecuperables” y dictamina que tal decisión “no es ilegal”. En cambio, según argumenta el director de programas de ILGA-Europa, Björn van Roozendaal, “la prohibición general es indiscriminada, vaga, indefinida y una clara violación de las convenciones fundamentales de derechos humanos que Turquía ha suscrito voluntariamente”. El gobernador, alineado con la represión de estado LGTBfóbica del presidente Erdoğan, alega que, ante situaciones de “emergencia”, la Constitución de Turquía contempla “detener el uso de los derechos y libertades fundamentales”.

Como recogíamos, el gobernador de Ankara, Ercan Topaca, emitía un comunicado a finales de noviembre prohibiendo por tiempo indefinido todas las expresiones culturales de la comunidad LGTB en la capital turca. El antecedente había sido el veto a la celebración del Festival de Cine LGTBI Alemán, organizado entre otros por la embajada germana. Para la oficina del gobernador, los actos LGTB pueden generar “resentimiento y odio contra una parte de la sociedad”.

Frente tal situación, Kaos GL y Pink Life presentaban sendas apelaciones ante los tribunales, que finalmente han sido rechazadas al considerar que la prohibición “no es ilegal”. Para Björn van Roozendaal, director de programas de ILGA-Europa, “legitimar el odio hacia las personas LGTBI a través de una medida como esta es inaceptable. Debe transmitirse el mensaje de que esto no está bien, la comunidad turca LGTBI no está sola y que sus amigos en otros países de Europa continúan apoyándolos en su lucha legal”.

Y aunque la justicia cree que “la prohibición no causará resultados irrecuperables”, lo cierto es que está influyendo en la escalada LGTBfóbica del resto de Turquía, más allá de los límites de la capital, Ankara, donde la medida es de aplicación. El activismo igualitario turco denuncia que un Festival Queer fue prohibido en Beyoğlu, que la policía irrumpió en una proyección de película LGTB en Bursa y que la administración universitaria de la Universidad Técnica de Medio Oriente evitó dos proyecciones de películas con trasfondo igualitario, entre otras acciones discriminatorias.

ce1390ef2744b52ff9b342be7846f902Hemos informado de la involución de derechos y de visibilidad pública del colectivo LGTB en Turquía. En 2013 nos hacíamos eco de la histórica manifestación del Orgullo de Estambul, en la que participaron más de 15.000 personas (siendo la más multitudinaria hasta la fecha). Pero las ediciones de 2015 y 2016, en cambio, eran reprimidas violentamente por las autoridades. En 2015, según los organizadores del Orgullo, la marcha fue “prohibida de repente por la oficina del Gobernador de Estambul, a causa del mes de Ramadán, sin ningún aviso”.

Una circunstancia que, siendo exactamente igual, no impidió la manifestación en 2014 (un año en el que el Tribunal Constitucional de Turquía reconocía por primera vez que llamar “pervertidos” a las personas LGTB es lenguaje de odio). En 2016 la Policía turca disolvía violentamente la Marcha del Orgullo Trans de Estambul. Fue prohibida por el gobernador, que justificaba su decisión por “la seguridad de nuestros ciudadanos, en primer lugar, de los propios participantes”, pero desde el activismo LGTB se contempló como una claudicación ante las amenazas de grupos de extrema derecha nacionalista e islamistas. Una semana después, el Orgullo LGTB de Estambul correría la misma suerte. En agosto de 2016, la activista trans Hande Kader era brutalmente vejada y asesinada, después de haberse posicionado en primera fila durante el reprimido Orgullo Trans.

Una situación que se repetía en 2017, cuando tras las amenazas de un grupo ultranacionalista, y lejos de asegurar el ejercicio del derecho de manifestación del colectivo LGTB, el gobernador de Estambul prohibía la manifestación del Orgullo cediendo al chantaje de los extremistas. Cientos de valientes activistas desafiaron la prohibición y salieron a las calles, pero fueron duramente reprimidos.

El deterioro democrático y LGTBfóbico de Turquía

erdoganRecep Tayyip Erdoğan

Desde el fallido intento de golpe de estado en Turquía, en julio de 2016, el presidente del país, Recep Tayyip Erdoğan, lo ha utilizado para acallar cualquier voz crítica que le resulte molesta. Ha despedido a miles de funcionarios públicos, acusándolos de golpistas, ha perseguido a periodistas y medios de comunicación críticos con el Gobierno y a políticos de la oposición y se ha detenido a activistas LGTB como Levent Pişkin o Uğur Büber. Solo en 2016, se imputaron cargos por “terrorismo” a 47.000 personas.

Como culminación del proceso de concentración de poder, el pasado abril Turquía aprobaba en referéndum convertirse en un estado presidencialista por un 51,41% de los votos. Erdoğan concentraba así toda la capacidad ejecutiva, junto a la potestad de elegir jueces de los tribunales superiores y disolver el Parlamento.

Con los dos mandatos de cinco años, aprobados como el plazo máximo que un presidente tendrá posibilidad de ejercer el cargo bajo la nueva Constitución, Erdoğan podría mantener su poder casi absoluto hasta 2029 (las próximas elecciones presidenciales no tienen lugar hasta 2019). Una situación altamente preocupante para el respeto de los derechos humanos y del colectivo LGTB en Turquía.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Turquía prohíbe unas jornadas de cine LGTB para “evitar provocaciones”

Miércoles, 22 de noviembre de 2017

erdoganLas autoridades justifican la decisión advirtiendo de que existe “un peligro claro e inminente” de que se “incite a la hostilidad y la enemistad”

La Turquía de Erdoğan vuelve a mostrar su cara más hostil con sus ciudadanos LGTB. El gobernador de Ankara emitió un comunicado este domingo prohibiendo por tiempo indefinido todas las expresiones culturales de la comunidad LGTB en la capital turca. El antecedente había sido el veto a la celebración del Festival de Cine LGTBI Alemán, organizado entre otros por la embajada germana. En el evento, cancelado el miércoles pasado con apenas 24 horas de antelación, se iban a proyectar cuatro películas. Las autoridades locales han justificado su decisión por el riesgo de ataques motivados por el contenido “provocativo” de este tipo de actos.

El gobernador de Ankara ha prohibido hoy unas jornadas de cine alemán de temática LGTB, que estaban programadas para esta semana en la capital turca.  Importante salto cualitativo en el desprecio y la censura hacia la realidad LGTB en Turquía. El gobernador de Ankara (cargo dependiente del Gobierno central turco) anunció este domingo la suspensión de todas las expresiones culturales relacionadas con el mundo LGTB. La decisión afecta a proyecciones de cine, obras de teatro o exposiciones de arte entre otros. Se producía apenas unos días después de la cancelación de un festival de cine alemán que iba a celebrarse por primera vez entre el jueves y el viernes pasado. Estaba prevista la proyección de cuatro películas, entre ellas Romeos, un film del año 2011 sobre un joven transexual y gay que tuvo una acogida favorable en otros festivales.

La oficina del gobernador Ercan Topaca ha emitido un comunicado justificando su decisión por la posibilidad de que se produjeran ataques contra este tipo de actos. La exhibición de producciones artísticas con temática LGTB podría generar “resentimiento y odio contra una parte de la sociedad”, según su argumentación. La prensa alemana cita también el riesgo de atentados terroristas como otro de los motivos utilizados para la cancelación del festival, por el carácter “provocativo” que las autoridades turcas achacan al evento.

La decisión se toma acorde al estado de emergencia vigente para “proteger la tranquilidad y seguridad”, asevera en un comunicado difundido hoy en la web de la institución gubernamental. Además, “grupos con una visión contraria” podrían “reaccionar contra la proyección de las películas”, por lo que podrían ocurrir “provocaciones”, asegura.

El Gobierno alemán ha expresado su malestar por la decisión de las autoridades turcas. Cuando la prohibición solo afectaba todavía al festival de cine, el secretario de Estado para Europa, Michael Roth, afirmó en un tuit que “la libertad del arte y los derechos de las minorías son inviolables. ¡Eso tiene que valer también en Turquía!”. Roth acompañó su mensaje con una foto de la embajada de Alemania en Ankara, donde se había desplegado una bandera arco iris en solidaridad con la comunidad LGTB. La delegación alemana en la capital turca era uno de los organizadores del festival.

En el plano político, el mandato de la administración turca se produce en un momento delicado de sus relaciones con Alemania, tras la detención de varios ciudadanos alemanes en Turquía durante los últimos meses. Mientras que en el ámbito LGTB, esta decisión se suma a una ya larga lista de agravios, con frecuencia en forma de represión violenta. Con excusas similares a las esgrimidas en esta ocasión, los gobernadores de Ankara y otras provincias han prohibido en los últimos años numerosos actos para conmemorar el Orgullo LGTB o el día internacional contra la LGTBfobia.

El veto utiliza un razonamiento similar al que ha servido en los últimos tres años para prohibir la tradicional marcha del Orgullo  en Estambul. Una actitud que, a pesar de todo, no es nueva o excepcional: el pasado 19 de junio de 2016 la Policía turca cargaba con violencia contra los activistas LGTB que decidieron manifestarse en la plaza Taksim de Estambul este para reivindicar el Orgullo Trans. El gobernador había prohibido las distintas celebraciones del Orgullo, aduciendo problemas de “seguridad”.

A pesar de la prohibición del gobernador, la plaza fue ocupada pacíficamente por valientes activistas LGTB, encabezados por mujeres y hombres transexuales que no querían renunciar a expresar sus reivindicaciones. Precisamente, la Marcha del Orgullo Trans debía ser la que diese inicio a los actos que tendrían lugar del 19 al 26.

Una semana más tarde, la Policía ejercía una nueva demostración de fuerza contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la mencionada prohibición. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes). Y si esto ocurría antes del fracasado golpe de estado, ahora el Gobierno erdoganista tiene la excusa para justificar sus posturas LGTBfóbicas y para silenciar a colectivos incómodos o críticos (por más que no tengan ninguna vinculación con el golpe). Pero no todo vale, ni todo es justificable.

La homosexualidad es legal en Turquía desde mediados del siglo XIX, si bien en grandes partes de Anatolia está aún sujeta a un enorme tabú social. Sin embargo, en Ankara y Estambul existe una activa comunidad gay con vida cultural y nocturna, actividades reivindicativas y, hasta ahora, también con frecuencia jornadas o festivales de cine.

Erdoğan, más autoritarismo y menos democracia

Como recogíamos en un amplio reportaje, tras la intentona golpista del pasado 15 de julio, son decenas de miles de personas las que se ven amenazadas por el auge del autoritarismo presidencial de Erdoğan.

Desde el fallido intento de golpe de estado en Turquía, en julio de 2016, el presidente del país, Recep Tayyip Erdoğan, lo ha utilizado para acallar cualquier voz crítica que le resulte molesta. Hasta el momento, ha despedido a más de 100.000 funcionarios públicos, acusándolos de golpistas, según denuncia la organización Human Rights Watch. También se ha perseguido a periodistas y medios de comunicación críticos con el Gobierno, a políticos de la oposición y se ha detenido a activistas LGTB como Levent Pişkin o Uğur Büber. Solo en 2016, se le han imputado cargos por “terrorismo” a 47.000 personas.

El pasado mes de abril de 2017, Turquía aprobaba en referéndum convertirse en un estado presidencialista. Además de eliminar el cargo de primer ministro y concentrar poderes en su persona, de un modo autocrático, Erdoğan podrá nombrar ministros del gabinete, uno o varios vicepresidentes, emitir decretos, elegir jueces de los tribunales superiores y disolver el Parlamento. Con los dos mandatos de cinco años, aprobados como el plazo máximo que un presidente tendrá posibilidad de ejercer el cargo, Erdoğan podría mantener su poder casi absoluto hasta 2029. Sin duda, una noticia muy preocupante para el respeto de los derechos humanos y del colectivo LGTB en Turquía.

Fuente Agencias, vía Cáscara Amarga/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , ,

La Turquía de Erdoğan desprecia al colectivo LGTB: la Policía vuelve a impedir el Orgullo de Estambul con el uso de la fuerza

Martes, 27 de junio de 2017

ce1390ef2744b52ff9b342be7846f902

Los agentes obligaron a los detenidos a escuchar versículos del Corán en los coches patrulla

Los colectivos LGBT de Estambul deciden desafiar la prohibición de las autoridades para celebrar la marcha del Orgullo en Estambul, este domingo, 25 de junio, manteniendo la convocatoria para las 14 horas en la calle Istihlal, corazón comercial de la ciudad y tradicional punto de encuentro de este desfile que se celebra desde 2003 en la ciudad del Bósforo.

La deriva autocrática de Turquía se está volviendo incompatible con los derechos humanos, en general, y con los de la comunidad LGTB, en particular. El pasado sñabado nos hacíamos eco de las amenazas de un grupo ultranacionalista turco al Orgullo de Estambul. “No les permitiremos marchar”, decían. Lejos de blindar la seguridad para permitir el libre ejercicio del derecho de manifestación del colectivo LGTB, el gobernador de Estambul prohibía el sábado la manifestación del Orgullo (convocada para el domingo 25 de junio), cediendo al chantaje de los extremistas LGTBfóbicos. A pesar de todo, cientos de valientes activistas han salido a la calle con sus pancartas y banderas arcoíris para reclamar los derechos igualitarios, incluso se han leído manifiestos. Como en años anteriores, la Policía ha impedido la normal celebración de la marcha: han bloqueado los accesos a Taksim, han usado la fuerza y han practicado detenciones. Incluso han hecho desvestirse a personas que llevaban ropa multicolor o con mensajes reivindicativos.

orgullo-estambul-2017-300x150A través de su cuenta de Twitter, el gobernador de Estambul, Vasip Şahin, compartía el sábado la decisión de la oficina que dirige: se prohibía el Orgullo LGTB. Esta institución gubernamental anunciaba su decisión justificándose en las “graves reacciones de diferentes sectores de la sociedad en contra de esta llamada”. Las autoridades alegan su incapacidad de “salvaguardar el orden público” y, por consiguiente, “no se permitirá la realización de reuniones y manifestaciones” del activismo LGTB y de los partidarios de la igualdad de derechos en Turquía. Las administraciones del país, controlado con mano férrea por el presidente Recep Tayyip Erdoğan, no permiten la celebración del Orgullo desde 2014. Las ediciones de 2015 y 2016, igual como la de este año (convocada para ayer), han sido reprimidas por la Policía mediante el uso de la fuerza.

A finales de la semana pasada publicábamos que The Alperen Hearths, una organización vinculada al extraparlamentario Partido de la Gran Unidad (BBP) amenazaba al Orgullo LGTB de Estambul diciendo que “bajo ninguna circunstancia les permitiremos marchar”, porque “necesitamos prevenir esta inmoralidad”. Poco más ha necesitado el Gobernador de Estambul para vetar la manifestación del Orgullo.

Eso sí, ninguno de los grupos o representantes de los mismos que han hostigado públicamente al colectivo LGTB ha sufrido la más mínima consecuencia, amonestación o represalia legal. Por ejemplo, Kürşat Mican, líder provincial de The Alperen Hearths, apareció en KRT TV ofreciendo un discurso de odio y exclusión. Además de salirle gratis, a Mican le ha servido para visibilizarse (a él y a su organización) y, encima, recibe la razón del gobernador en forma de prohibición del Orgullo. En cambio, el activismo igualitario, víctima de las amenazas y de la violencia verbal, ha sufrido las consecuencias del veto gubernamental al Orgullo de Estambul, por tercer año consecutivo.

La Policía, mano ejecutora de la represión LGTBfóbica de Estado

Los organizadores del Orgullo de Estambul 2017 se comprometieron a manifestarse el 25 de junio en la plaza central de Taksim, usando un hashtag turco para “marchar” (#Yürüyoruz), a pesar de la prohibición del gobernador. Pero la Policía establecía puntos de control de acceso en las inmediaciones, lo que ha impedido que los activistas entraran en la zona en grupo. Desde el mediodía, la policía acordona los numerosos accesos al punto de encuentro registrando a los transeúntes en busca de banderas arco iris y vetando a quienes visten con ropa llamativa. “La marcha es imposible, no hemos podido ni pasar a la calle Istiklal, por nuestro aspecto (…). Las autoridades dicen que han prohibido la marcha por nuestra seguridad, vistas las amenazas de sectores ultranacionalistas, pero creemos que es un pretexto (…). No solo se prohíbe la marcha gay: desde hace un par de años, y especialmente desde la proclamación del estado de emergencia en julio pasado, no se puede hacer ninguna manifestación, sea del signo que sea, salvo si la convoca el propio gobierno“, declara una activista.

Ante la imposibilidad de reunirse en el lugar previsto, al menos un centenar de manifestantes conseguían congregarse en el barrio adyacente de Cihangir, frecuentado por un público más liberal y abierto, donde despliegan sus pancartas y no dudan en agitar sus banderas, tocando tambores, coreando consignas igualitarias e incluso leyendo un manifiesto. Entre otras, estos defensores de los derechos LGTB portaban una pancarta que decía: “Acostúmbrate, estamos aquí”, es uno de los lemas vitoreados por los asistentes que no dudan en escenificar escenas de cariño entre personas del mismo sexo. Sin embargo, la celebración es también coartada por una unidad policial que se adentra en la zona lanzando de nuevo algunos botes de gas lacrimógeno.

“No han usado cañones de agua, porque los grandes vehículos blindados no pueden entrar en estas calles”, señala un activista. Portavoces de los colectivos LGBT han asegurado que al menos hay una decena de personas detenidas, entre ellas una extranjera, aunque no tienen todavía cifras definitivas. “Pese a la prohibición hemos conseguido realizar nuestra marcha anual; la policía nos dispersa, pero aquí estamos (…). Por una parte hemos acudido cada vez más gente: se nos ve mucho más que antes, hemos crecido, y por eso damos más miedo al gobierno, y por otra parte cada vez hay más represión política en todos los aspectos (…). Pero hemos estado antes, estamos ahora y estaremos en el futuro”, declara un participante anónimo de la marcha.

La Policía ha hecho uso de gases lacrimógenos para dispersar a las multitudes y algunos activistas han subido a redes el lanzamiento de agua a presión contra manifestantes, así como el disparo de bolas de goma y la utilización de botes de humo por parte de los agentes.

La agencia de noticias Anadolu de Turquía habla del arresto de “unas 20 personas”, que supuestamente habrían ignorado las advertencias policiales de dispersarse porque “la marcha no tiene permiso”. Andrew Gardner, investigador y activista de Amnistía Internacional en Turquía, ha fotografiado y compartido en su cuenta de Twitter algunas de las detenciones, de las que ha sido testigo, y que asevera que se han producido “al azar”:

Varios activistas, que gritaron lemas a favor de los derechos de los homosexuales, fueron detenidos en la calle peatonal Istiklal. Según el comité organizador de la Semana del Orgullo Gay de Estambul, los arrestados fueron obligados a escuchar rezos del Corán en los coches policiales. Uno de los detenidos ha sido Bram Janssen, periodista de Associated Press, quien se encontraba cubriendo el Orgullo LGTB de Estambul. La agencia para la que trabaja está tratando de esclarecer los motivos por los que ha sido arrestado por la Policía. Lucas Waagmeester, corresponsal en Turquía de los Países Bajos, ha grabado el momento de su detención y lo ha colgado en Twitter:

Pero la actuación policial ha superado el absurdo cuando ha obligado a algunos asistentes a quitarse su camiseta por llevar la palabra “Orgullo” con los colores del arcoíris:

El activismo LGTB turco no se rinde

“Hacer declaraciones de prensa es un derecho, protestar es un derecho, organizarse, objetar y resistir son derechos; No pueden ser objeto de permiso”. Es una de las más claras declaraciones que ha realizado el activismo LGTB de Turquía tras el veto oficial al Orgullo de Estambul. A través de una nota de prensa, el 25º Comité de la Semana LGBTI + Orgullo de Estambul así lo ha dicho y, además, se ha quejado de la decisión gubernamental. Especialmente, después de solicitar una reunión “hace 20 días” con Vasip Şahin y no haber recibido ninguna respuesta.

ERD03 Istanbul Turkey 25 06 2017 - A participant is arrested by Turkish police during the Istanbul LGTB Pride Parade which was cancelled due to security concerns by the governor of Istanbul in Istanbul Turkey 25 June 2017 Transgenders people and supporters try to march in central Istanbul as part of the Trans Pride Week 2017 which is organized by Istanbul s Lesbians Gays Bisexuals Transvestites and Transsexuals LGBT solidarity organization Estanbul Turquia EFE EPA ERDEM SAHIN Una de las detenidas por participar en la Marcha del Orgullo Gay en Estambul.

A la justificación de “salvaguardar el orden público” y mantener la seguridad de todos que ha hecho el gobernador, los organizadores del Orgullo le han recriminado que “nuestra seguridad será proporcionada reconociéndonos en la Constitución, garantizando la justicia, la igualdad y la libertad. Nuestra seguridad será proporcionada en un país donde podemos tener una manifestación del Orgullo LGBTI”.

Los colectivos igualitarios han insistido en que “no tenemos miedo” y lanzan el siguiente mensaje a los que aplican políticas cobardes contra el activismo: “nosotros somos los que declaramos la revolución del amor y la identidad de género. Somos los que somos excluidos, ignorados, pero resistentes. No estamos solos, no estamos equivocados, y no renunciaremos de ninguna manera. Gobernadores, gobiernos o estados cambian, nosotros nos quedamos. ¡Estas amenazas, prohibiciones, presiones no nos detendrán! Echamos de menos nuestra marcha, no renunciamos a nuestra marcha. Estamos celebrando el 25 aniversario de la Semana LGBTI + Orgullo de Estambul, y estamos orgullosos. ¡Estad furiosos vosotros!”.

Erdoğan, más autoritarismo y menos democracia

erdoganDesde el fallido intento de golpe de estado en Turquía, en julio de 2016, el presidente del país, Recep Tayyip Erdoğan, lo ha utilizado para acallar cualquier voz crítica que le resulte molesta. Hasta el momento, ha despedido a más de 100.000 funcionarios públicos, acusándolos de golpistas, según denuncia la organización Human Rights Watch. También se ha perseguido a periodistas y medios de comunicación críticos con el Gobierno, a políticos de la oposición y se ha detenido a activistas LGTB como Levent Pişkin o Uğur Büber. Solo en 2016, se le han imputado cargos por “terrorismo” a 47.000 personas.

El pasado mes de abril de 2017, Turquía aprobaba en referéndum convertirse en un estado presidencialista. Además de eliminar el cargo de primer ministro y concentrar poderes en su persona, de un modo autocrático, Erdoğan podrá nombrar ministros del gabinete, uno o varios vicepresidentes, emitir decretos, elegir jueces de los tribunales superiores y disolver el Parlamento. Con los dos mandatos de cinco años, aprobados como el plazo máximo que un presidente tendrá posibilidad de ejercer el cargo, Erdoğan podría mantener su poder casi absoluto hasta 2029. Sin duda, una noticia muy preocupante para el respeto de los derechos humanos y del colectivo LGTB en Turquía.

Fuente Dosmanzanas/Universogay

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Ultranacionalistas turcos tratan de impedir el Orgullo LGTB de Estambul: “bajo ninguna circunstancia les permitiremos marchar”

Sábado, 24 de junio de 2017

A participant in the Gay Pride event in support of Lesbian, Gay, Bisexual and Transsexual (LGBT) rights reacts as others flee after Turkish police use a water canon to disperse them in Istanbul, Turkey, Sunday, June 28, 2015. Turkish police have used water cannons and tear gas to clear gay pride demonstrators from Istanbul's central square. Between 100 and 200 protestors were chased away from Taksim Square on Sunday after a police vehicle fired several jets of water to disperse the crowd. It wasn't immediately clear why the police intervened to push the peaceful if noisy protest away from the area. (AP Photo/Emrah Gurel) The Alperen Hearths, una organización vinculada al Partido de la Gran Unidad (con las siglas BBP, del turco “Büyük Birlik Partisi”) amenaza con dinamitar el Orgullo LGTB de Estambul, cuya manifestación está convocada para el 25 de junio en la plaza Taksim. En declaraciones a una televisión local, Kürşat Mican, líder provincial de la citada agrupación ultranacionalista, advertía de que el colectivo LGTB “ha comenzado a organizarse en cada barrio” y eso, en su opinión, “destruye la unidad de la familia”. Por este motivo alegan que “necesitamos prevenir esta inmoralidad”, bajo la amenaza clara de que “no les permitiremos caminar. Dondequiera que marchen, también iremos. Cerramos esa calle y no podrán ir allí. Si queremos, nuestros números pueden llegar a 200.000”. En caso de que las autoridades decidan suspender el Orgullo, sería el tercer año consecutivo, tras las violentas represiones de 2015 y 2016.

El BBP es un partido que carece de representación parlamentaria y solo cuenta con una discreta presencia municipal en Turquía. Sin embargo, sus organizaciones afines presumen de disponer de hasta 200.000 personas para bloquear la celebración del Orgullo LGTB en Estambul, cuya manifestación está prevista para el próximo domingo. En este sentido, desde la ultranacionalista entidad afín The Alperen Hearths han aseverado que “bajo ninguna circunstancia les permitiremos marchar”. En la cadena de televisión local KRT TV, el líder provincial de la mencionada organización, Kürşat Mican, decía que “necesitamos prevenir esta inmoralidad o se expandirá muy seriamente”.

Micam explicaba, en referencia a la comunidad LGTB, que “su proyecto es crear una estructura en cada barrio. Estamos advirtiendo a nuestras agencias de inteligencia. Esto es parte de un proyecto de las potencias capitalistas, comunistas e imperialistas”. Los miembros de The Alperen Hearths consideran que “al popularizar la homosexualidad, quieren destruir la unidad de la familia, detener la reproducción, poner fin a las relaciones entre las esposas y los esposos y evitar que los niños nacidos en esas relaciones crezcan para ser propicias a su tierra y país”.

Desconocemos el poder de convocatoria real de estas agrupaciones LGTBfóbicas, de cara a reventar la manifestación del Orgullo en Estambul. No obstante, a pesar de la escasa representación institucional del BBP, sí que es cierto que juegan con el extendido sentimiento social contrario a la diversidad sexual y de género en Turquía. El colectivo LGTB turco, de hecho, se enfrenta al autoritarismo creciente de Recep Tayyip Erdoğan, materializado por ejemplo en detenciones como las que recientemente han sufrido los activistas Levent Pişkin o Uğur Büber.

Venimos recogiendo la involución de derechos y de visibilidad pública del colectivo LGTB en Turquía. En 2013 nos hacíamos eco de la histórica manifestación del Orgullo de Estambul, en la que participaron más de 15.000 personas (siendo la más multitudinaria hasta la fecha). Pero las ediciones de 2015 y 2016, en cambio, eran reprimidas violentamente por las autoridades.

En 2015, según los organizadores del Orgullo, la marcha fue “prohibida de repente por la oficina del Gobernador de Estambul, a causa del mes de Ramadán, sin ningún aviso”. Una circunstancia que, siendo exactamente igual, no impidió la manifestación en 2014 (un año en el que el Tribunal Constitucional de Turquía reconocía por primera vez que llamar “pervertidos” a las personas LGTB es lenguaje de odio).

Justo hace un año, la Policía turca disolvía violentamente la Marcha del Orgullo Trans de Estambul. Fue prohibida por el gobernador, que justificaba su decisión por “la seguridad de nuestros ciudadanos, en primer lugar, de los propios participantes”, pero desde el activismo LGTB se contempló como una claudicación ante las amenazas de grupos de extrema derecha nacionalista e islamistas. Una semana después, el Orgullo LGTB de Estambul correría la misma suerte. En agosto de 2016, la activista trans Hande Kader era brutalmente vejada y asesinada, después de haberse posicionado en primera fila durante el reprimido Orgullo Trans.

Bandera arcoíris en la embajada de los EEUU

Como hiciera el año pasado, el embajador de los Estados Unidos en Turquía ha vuelto a colgar en la embajada la bandera arcoíris (emblema internacional de la comunidad LGTB). John Bass, a través de Instagram, ha dicho que “durante la Semana del Orgullo de este año, me siento honrado de nuevo en levantar esta bandera en nuestra residencia en Ankara, así como en la Embajada. Los colores nos recuerdan que hay fuerza en la diversidad y que los derechos humanos son derechos universales para todos”.

Menos afortunada ha sido la decisión del alcalde del distrito de Beşiktaş de Estambul, Murat Hazinedar. El primer regidor se disculpaba por un tuit colgado en la cuenta oficial del ayuntamiento, por parte de algún miembro del equipo de comunicación, en el que se podía leer (en turco): “somos soldados de Freddie Mercury”. Hazinedar explicaba que “el tuit no representa al municipio de Beşiktaş ni a mí mismo y fue borrado”. El alcalde también añadía que “nuestra actitud no puede ser fomentar la homosexualidad. Nuestras creencias y perspectivas hacia la vida social son un obstáculo para ello”.

 

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , ,

El caso de Jimena y Shaza, ya de vuelta en España, pone de manifiesto la vulnerabilidad de las personas LGTB en lugares como Dubái o Turquía

Martes, 2 de mayo de 2017

desaparecidasJimena Rico y su pareja, la egipcia Shaza Ismail, ya descansan en España, después de haber sido retenidas en Turquía y escapar de la trampa que les había preparado el padre de Shaza en Dubái. Su historia ha tenido un final feliz, pero lo sucedido pone una vez más en evidencia la vulnerabilidad de las personas LGTB en aquellos países en los que no gozan de ninguna protección frente a la discriminación de sus propias familias.

Jimena y Shaza se conocieron en Dubái, en los Emiratos Árabes Unidos. Jimena, que trabaja para una empresa londinense, se encontraba allí por motivos de trabajo. Shaza, miembro de una familia adinerada instalada en Dubái, marchó a Londres a hacer un curso y allí la pareja pudo por fin afianzar su relación. Fue desde la capital inglesa, ya segura de sí misma y con la salvaguarda que le daba la distancia, desde donde Shaza reveló por fin a sus padres que se había enamorado de otra mujer.

Sobre el papel, la familia de Shaza acepto su relación, pero lo cierto es que su padre acabó por tender a su hija una trampa. Le dijo que su madre había enfermado gravemente, y que quería verla. Shaza aceptó entonces volver a Dubái, pero Jimena, desconfiada, quiso acompañarla, y ello pese a que Emiratos Árabes Unidos castiga las relaciones homosexuales con penas de cárcel. Al llegar a Dubái sus temores se confirmaron. El padre de Shaza intentó retener a su hija en la casa familiar y ofreció a Jimena volver a Londres sola, a lo que ella se negó.

La pareja, ante la amenaza de acabar ante la justicia, consiguió finalmente escapar en un vuelo a Georgia, donde se refugiaron durante tres días en casa de unos amigos mientras consigue vuelo de regreso a Londres, pero el padre de Shaza acabó por interceptarlas en el mismo aeropuerto de Tiflis, la capital georgiana, donde les rompió incluso sus pasaportes. Tanto la pareja como el padre de Shaza, de hecho, fueron detenidos. Tras ser liberadas, las dos chicas se vieron obligadas entonces a escapar en autobús con destino a Estambul, en Turquía. Fue al llegar a la ciudad turca cuando el calvario de la pareja llega a su punto culminante: allí fueron detenidas e incomunicadas durante casi tres días en un centro de detención de mujeres. La familia y amigas de Jimena, de hecho, acabaron por denunciar públicamente su desaparición, angustiados por la posibilidad de que su vida corriese peligro.

Cuando por fin Jimena pudo contactar telefónicamente con su familia, esta le pidió que regresara a España aunque fuera sola, pero ella se negó a abandonar Turquía sin su novia. Finalmente, gracias a la presión de la propia Jimena (y seguramente también al revuelo mediático), el cónsul de España logró la deportación de las dos mujeres.

Ya en Torrox (Málaga), donde reside su familia, Jimena ha querido enviar un mensaje a través de Facebook a todas las personas que se han solidarizado con ellas, en el que agradece muy especialmente los esfuerzos de su amiga Tamara Romero, una de las que más activamente se movilizaron para conseguir su liberación. En el mensaje se puede comprobar que las dos chicas ya se encuentran bien, rodeadas de familia y amigos:

La historia de Jimena y Shaza ha tenido un final feliz, de lo que nos felicitamos. Ojalá se recuperen pronto del infierno que han vivido. Pero lo que les ha pasado no es más que una muestra más de la situación de extrema vulnerabilidad de las personas LGTB en países como Dubái (que diversos episodios que hemos recogido en el pasado en estas mismas páginas atestiguan) o Turquía, un país este en el que además se está produciendo un acelerado deterioro de la situación. El colectivo LGTB turco se enfrenta al autoritarismo creciente de Recep Tayyip Erdoğan, materializado por ejemplo en detenciones como las que recientemente han sufrido los activistas Levent Pişkin o Uğur Büber.

Países, además, en los que las personas LGTB no gozan de ninguna protección frente a la discriminación que sufren a manos de sus propias familias, como le ha sucedido a Shaza. Y es que, a diferencia de lo que sucede en otros colectivos minoritarios que son objeto de discriminación por razones étnicas o religiosas, los miembros del colectivo LGTB no pueden ni mucho menos dar por descontado el apoyo de sus familias, que muchas veces se convierten en sus principales enemigos.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , ,

Una turba violenta lincha al diseñador gay Barbaros Şansal después de publicar un vídeo crítico con las políticas de Erdoğan

Martes, 10 de enero de 2017

barbaros_sansal_turquia-300x150Apenas unos días después de la detención del activista LGTB Uğur Büber, Turquía se cobra otra víctima por criticar las políticas oscuras del presidente Recep Tayyip Erdoğan y su Gobierno. Ahora le ha tocado al prominente diseñador Barbaros Şansal. A su llegada al aeropuerto de Estambul, nada más tocar las escaleras del avión, empezó a recibir insultos y los agresores tardaron pocos segundos en pasar de la violencia verbal a la física. Según publica el diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung, la agencia nacional de noticias turca Anadolu (de carácter público y controlada por el Gobierno) publicó una nota con la hora y el vuelo de llegada de Şansal, lo que pudo ayudar a que se organizara el ataque, que ha sido recogido en vídeo y compartido miles de veces en las redes sociales.

“¿Todavía estás celebrando el año nuevo mientras tantos periodistas están bajo arresto, tantos niños están siendo acosados o violados?”, decía en un vídeo Barbaros Şansal. Y añadía que “la corrupción y el soborno están por encima y los fanáticos comparten la mierda en las calles junto con los radicales religiosos. Ahórrate esa basura, Turquía”. Esas palabras, grabadas desde Chipre, provocaban su orden de detención, con la consecuente repatriación desde la isla a su país de origen. De hecho, la policía lo custodió durante el vuelo hasta Estambul. Por si no fuera suficientemente injustificado su arresto, a su llegada al aeropuerto fue atacado por una turba de partidarios del presidente Recep Tayyip Erdoğan, como puede verse en el vídeo que adjuntamos bajo de estas líneas. Desgraciadamente, no es la primera vez que Barbaros Şansal es víctima de una agresión. Dosmanzanas, en 2013, se hacía eco del ataque que sufrió en aquella ocasión, en plena calle, debido a las declaraciones que había efectuado al diario Sözcü en las que defendía los derechos LGTB.

Resulta sorprendente la poca protección que recibió el diseñador, así como la impunidad en la que han quedado los agresores (al menos, hasta lo que conocemos en el momento de publicar este post), mientras que Barbaros Şansal sigue a disposición judicial. El diario alemán Frankfurter Allgemeine Zeitung ha asegurado que la agencia nacional de noticias turca Anadolu (controlada por el Gobierno) publicó una nota con los datos del vuelo y la hora de llegada de Şansal, lo que podría haber permitido la organización del ataque. Dosmanzanas, en todo caso, no ha logrado localizar dicha nota en la web de la agencia (que, por otra parte, podría haber sido borrada u ocultada para evitar las críticas).

Efkan Bolac, abogado de Şansal, ha declarado que “estamos a la espera de la liberación después de la objeción a la detención” que ha sido presentada. La pena a la que se enfrenta el diseñador, en caso de que así lo decida el juez, es de hasta 3 años de prisión. A Barbaros Şansal se le acusa de “incitar al odio y a la hostilidad o la humillación” en relación con “la nación turca, la República de Turquía, las instituciones del Estado y desacato a la autoridad”. Por su parte, en un comunicado emitido por el propio Şansal, justifica que “he compartido el vídeo como una sátira contra la discriminación”.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , ,

Detenido otro activista LGTB en Turquía por su posición crítica con las políticas de Erdoğan

Miércoles, 4 de enero de 2017

u6tp50fpNuevo arresto de un activista de los derechos humanos y de la igualdad LGTB en Turquía. En esta ocasión, con la sombra del reciente atentado en una discoteca de Estambul en una fiesta de nochevieja (que ha dejado 39 fallecidos y 70 heridos), se produce una nueva oleada de detenciones, algunas de las cuales no tienen un vínculo claro con los hechos. Expresar posiciones contrarias a las mantenidas por el presidente Recep Tayyip Erdoğan, así como pertenecer a partidos políticos de la oposición o grupos que defienden causas no compartidas por el Gobierno (como el activismo LGTB) son motivos suficientes para ser privado de un empleo público o incluso de la libertad en la deterioradísima democracia turca. Uğur Büber compartió unas reflexiones con sus amigos personales de Facebook y ha sido detenido, acusado de “propaganda de organización terrorista”.

Como informábamos el pasado mes de noviembre, la comunidad LGTB de Turquía denunciaba la detención ilegal del activista y abogado Levent Pişkin. El activismo igualitario criticó entonces “una caza de brujas contra todos los grupos de oposición”, con el pretexto de tomar medidas contra el “terrorismo”. Ahora le ha tocado a Uğur Büber, otro activista igualitario y estudiante de Lengua y Literatura Turca.

Al parecer, según recogen varios medios turcos, Büber compartió con sus amigos de Facebook varios posts críticos con las políticas de Erdoğan el 19 de diciembre y en nochevieja se encontraba en las inmediaciones de la discoteca de Estambul en la que se cometió el atentado terrorista que ha reivindicado ISIS. Por ello, y aun sin tener relación con los hechos, el joven de 24 años ha sido detenido y acusado de “propaganda de organización terrorista”, según han confirmado las autoridades policiales.

Amigos del activista LGTB Uğur Büber han expresado que sus palabras “deben considerarse dentro del alcance de la libertad de expresión en su totalidad. Además de esto, la detención preventiva viola su derecho a la educación, ya que tiene lugar en el período en que Ugur se prepara para la graduación, lo que le puede causar daños irreversibles. Pedimos libertad para expresar ideas acerca de los acontecimientos en el país, incluyendo críticas a la política del Gobierno”.

Erdoğan conduce a Turquía al abismo autoritario

erdoganComo recogíamos en un amplio reportaje, tras la intentona golpista del pasado 15 de julio, son decenas de miles de personas las que se ven amenazadas por el auge del autoritarismo presidencial de Erdoğan. Una actitud que, a pesar de todo, no es nueva o excepcional: el pasado 19 de junio la Policía turca cargaba con violencia contra los activistas LGTB que decidieron manifestarse en la plaza Taksim de Estambul este para reivindicar el Orgullo Trans. El gobernador había prohibido las distintas celebraciones del Orgullo, aduciendo problemas de “seguridad”.

A pesar de la prohibición del gobernador, la plaza fue ocupada pacíficamente por valientes activistas LGTB, encabezados por mujeres y hombres transexuales que no querían renunciar a expresar sus reivindicaciones. Precisamente, la Marcha del Orgullo Trans debía ser la que diese inicio a los actos que tendrían lugar del 19 al 26.

Una semana más tarde, la Policía ejercía una nueva demostración de fuerza contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la mencionada prohibición. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes). Y si esto ocurría antes del fracasado golpe de estado, ahora el Gobierno erdoganista tiene la excusa para justificar sus posturas LGTBfóbicas y para silenciar a colectivos incómodos o críticos (por más que no tengan ninguna vinculación con el golpe). Pero no todo vale, ni todo es justificable.

Fuente Dosmanzanas

General, Islam , , , , , , , , , , , ,

Estrasburgo falla a favor de una asociación LGTB a la que la justicia turca confiscó una revista por “obscenidad”

Jueves, 1 de diciembre de 2016

Tribunal-de-EstrasburgoEl Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) con sede en Estrasburgo falló el martes pasado en contra de la justicia turca, a la que acusa de haber impedido la libertad de expresión de la asociación LGTB KAOS GL. En 2006, un tribunal de Ankara ordenó confiscar 375 ejemplares de la revista emitida por el grupo, por considerar que atentaba contra la “moral pública”. Diez años después, la justicia europea considera que la decisión no estaba debidamente justificada.

El pleito se remonta a julio de 2006. El tribunal penal de Ankara detenía la difusión del número 28 de la revista de KAOS GL y se requisaba de 378 ejemplares, aduciendo que contenía imágenes sexuales explícitas que constituían un ataque contra la “moral pública”. El número en cuestión, que iba a ser distribuido a suscriptores, trataba sobre la pornografía como tema principal.

KAOS GL recurrió la decisión, pero el recurso fue rechazado, con lo que la asociación recurrió a la justicia europea en enero de 2007. Mientras tanto, el fiscal jefe de Anlara ordenó la apertura de un procedimiento penal contra Umut Güner, presidente de la asociación, por la publicación de “imágenes obscenas” en un medio de comunicación. Un delito que le podía haber acarreado una pena de hasta tres años de cárcel. El tribunal penal liberó a Güner de todos los cargos, considerando que no había delito toda vez que la revista no llegó a ser difundida. Ordenó también que los ejemplares requisados se devolvieran a los editores, una vez que la sentencia fuera firme. Una condición que no se cumplió hasta cinco años después, en 2012, cuando la corte de casación ratificó el fallo.

Cuatro años después, el TEDH se ha pronunciado sobre el asunto. Los jueces de Estrasburgo acordaron que el secuestro de la publicación y su custodia durante cinco años constituyeron “una interferencia desproporcionada en el ejercicio, por parte de la asociación demandante, del derecho a la libertad de expresión”, por lo que se ha producido una violación del artículo 10 de la Convención Europea de Derechos Humanos, que trata precisamente sobre este derecho. Consideran que se debieron tomar otras medidas para prevenir el acceso de menores a la revista, antes de proceder a la confiscación. Por ejemplo, identificarla claramente como contenido para mayores de 18 años. La decisión de la justicia turca, por tanto, no fue “necesaria en una sociedad democrática” y no estuvo suficientemente justificada con argumentos. Como KAOS GL no solicitó ninguna compensación cuando presentó su denuncia ante el TEDH, el veredicto no tendrá ninguna otra consecuencia.

Pequeñas victorias judiciales en un entorno represivo

La sentencia del martes pasado se suma a otras emitidas por Estrasburgo sobre los derechos LGTB en Turquía. En marzo de 2015, el tribunal europeo dictaminaba que el requisito de infertilidad permanente vinculado a la cirugía de reasignación de género es una violación del derecho a la intimidad. Y en julio de 2014 era el propio Tribunal Constitucional turco el que reconocía por primera vez que llamar “pervertidos” a las personas LGTB constituye una forma de lenguaje de odio.

Pero la situación en Turquía sigue siendo muy difícil para la comunidad LGTB. Como recogíamos en un reportaje, tras la intentona golpista del pasado 15 de julio, son decenas de miles de personas las que se ven amenazadas por el auge del autoritarismo presidencial de Erdoğan. Una actitud que, a pesar de todo, no es nueva o excepcional: el pasado 19 de junio la Policía turca cargaba con violencia contra los activistas LGTB que decidieron manifestarse en la plaza Taksim de Estambul este para reivindicar el Orgullo Trans. El gobernador había prohibido las distintas celebraciones del Orgullo, aduciendo problemas de “seguridad”.

A pesar de la prohibición del gobernador, la plaza fue ocupada pacíficamente por valientes activistas LGTB, encabezados por mujeres y hombres transexuales que no querían renunciar a expresar sus reivindicaciones. Una semana más tarde, la Policía ejercía una nueva demostración de fuerza contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la mencionada prohibición. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes).

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , ,

La comunidad LGTB de Turquía denuncia la detención ilegal del activista y abogado Levent Pişkin

Miércoles, 16 de noviembre de 2016

piskin_640x345_acf_cropped-1La pérdida de la calidad democrática del Gobierno de Turquía y de sus instituciones es cada vez más flagrante. La última y preocupante noticia que nos llega desde este país es la detención del abogado y activista igualitario Levent Pişkin, a las 5 de la madrugada de este lunes, durante una redada en su domicilio. Tras la frustrada intentona de golpe de estado del pasado mes de julio, se constata la persecución ideológica contra los adversarios políticos de Recep Tayyip Erdoğan. Así se han expresado desde Istanbul LGBT Pride Week, una organización de la que el propio Pişkin es voluntario. Desde esta entidad califican su arresto de “ilegal” y denuncian que se está realizando “una caza de brujas contra todos los grupos de oposición”, con el pretexto de tomar medidas contra el “terrorismo” y contra los golpistas.

Nueva vuelta de tuerca antidemocrática del Gobierno de Recep Tayyip Erdoğan. La injustificada redada en la vivienda de Levent Pişkin ha concluido con la incautación de “propaganda” y el arresto del propio abogado. Le acusan de hablar en nombre de líderes del partido pro-kurdo, detenidos por motivos ideológicos hace unos días. El colectivo LGTB de Turquía ha manifestado que ante la “deliberada violación del derecho a la defensa y a un juicio justo” de Pişkin es necesaria la unidad de los demócratas y han dejado claro que el activista “no está solo”.

levonAdemás de voluntario del Orgullo LGTB de Estambul, Levent Pişkin es letrado y miembro de la Asociación de Abogados por la Libertad de Turquía (Özgürlükçü Hukukçular Dernegi). Desde Istanbul LGBT Pride Week se insta al pueblo turco a unir su voz para luchar contra las injusticias que están cometiendo los partidarios de Erdoğan. Concretamente, ponen de relieve el cierre de 370 asociaciones con presuntos vínculos con “grupos terroristas”, entre ellas entidades que luchan por los derechos de las mujeres, los niños y el colectivo LGTB. La asociación de “terrorismo” con organizaciones que trabajan por los derechos humanos es (a parte de vergonzante) una solución recurrente para acallar a los sectores críticos con el Gobierno, con independencia de cuáles sean su actividad o sus fines.

Por lo que respecta al Halkların Demokratik Partisi (Partido Democrático del Pueblo o HDP), de orientación pro-kurda, cabe destacar que es el único de todo el país con políticas abiertamente favorables para la comunidad LGTB. En abril de 2015, el HDP se comprometió a “poner fin a la discriminación contra las personas LGBT”. Asimismo, la formación también dijo que abordaría la transfobia y la homofobia en Turquía, donde las personas LGBT a menudo se enfrentan a la discriminación y a la violencia verbal y física.

No hay que olvidar, por otra parte, que el HDP presentó el primer aspirante públicamente gay a diputado, Baris Sulu, en las elecciones celebradas a principios de noviembre de 2015. Y aunque, lamentablemente, Sulu no obtuvo el acta, su candidatura sirvió para visibilizar una minoría estigmatizada por las propias instituciones del estado.

Erdoğan conduce a Turquía al abismo autoritario

erdoganComo recogíamos en un amplio reportaje, tras la intentona golpista del pasado 15 de julio, son decenas de miles de personas las que se ven amenazadas por el auge del autoritarismo presidencial de Erdoğan. Una actitud que, a pesar de todo, no es nueva o excepcional: el pasado 19 de junio la Policía turca cargaba con violencia contra los activistas LGTB que decidieron manifestarse en la plaza Taksim de Estambul este para reivindicar el Orgullo Trans. El gobernador había prohibido las distintas celebraciones del Orgullo, aduciendo problemas de “seguridad”.

A pesar de la prohibición del gobernador, la plaza fue ocupada pacíficamente por valientes activistas LGTB, encabezados por mujeres y hombres transexuales que no querían renunciar a expresar sus reivindicaciones. Precisamente, la Marcha del Orgullo Trans debía ser la que diese inicio a los actos que tendrían lugar del 19 al 26.

Una semana más tarde, la Policía ejercía una nueva demostración de fuerza contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la mencionada prohibición. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes). Y si esto ocurría antes del fracasado golpe de estado, ahora el Gobierno erdoganista tiene la excusa para justificar sus posturas LGTBfóbicas y para silenciar a colectivos incómodos o críticos (por más que no tengan ninguna vinculación con el golpe). Pero no todo vale, ni todo es justificable.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , ,

Tras numerosas vicisitudes, una pareja de refugiados gais sirios consigue reunirse en Noruega

Miércoles, 21 de septiembre de 2016

nader-y-omar-refugiados-sirios-300x159Recogemos hoy una historia que en esta ocasión ha tenido final feliz, pero que sirve de muestra del horror al que se tienen que enfrentar los refugiados LGTB en numerosos países del mundo. Es la historia de Nader y de se pareja, dos refugiados sirios que se conocieron en Estambul, donde iniciaron una relación. Nader llegó a convertirse en un ilusionado activista LGTB, pero el grave deterioro de la situación en Turquía le llevó finalmente a Noruega, donde fue acogido. Ahora, meses después, tras grandes dificultades, Nader y Omar han podido reunirse por fin en el país nórdico, donde tienen por delante toda una vida.

La trayectoria de Nader es representativa de la de muchos otros refugiados LGTB. Es originario de Homs, una ciudad en la que desde 2011 se ha librado un largo enfrentamiento entre las fuerzas gubernamentales de Bashar al-Asad y los rebeldes suníes que han acabado por reducirla prácticamente a cenizas. Nader, de hecho, es suní, pero contemplar el horror que su propia gente estaba causando a la comunidad alauí (una minoría chiita) le hizo huir de Homs en agosto de 2011, poco después de iniciarse el conflicto, temeroso de que le obligaran a formar parte de las milicias o de que su homosexualidad, que hasta entonces no le había causado problema alguno, le condujese a él mismo a convertirse en víctima de los que hasta entonces habían sido sus amigos.

Nader huyó a la capital, Damasco, pero conforme las fuerzas rebeldes se acercaron a la ciudad, y sabedor de que su condición de gay ya había sido denunciada al imán de su comunidad y este le había condenado a muerte, decidió escapar del país. Su primer destino fue El Cairo, donde estuvo un año. Allí fue testigo de lo difícil que lo tiene hoy día la comunidad LGTB en Egipto, y de hecho él mismo sufrió un par de agresiones. Por eso voló a Ammán, en Jordania, un sitio que consideraba más seguro. Pero allí lo que encontró es que la capital jordana se había convertido precisamente en tierra de asilo para refugiados sirios que huían precisamente de al-Asad, entre los cuales había muchos de Homs que le conocían. Uno de ellos, de hecho, intentó matarlo al grito, entre otras lindezas, de “tú eres el maricón”.

Finalmente Nader huyó a Estambul, en Turquía, país musulmán pero no árabe, donde llegó en junio de 2014. Una gran ciudad, no olvidemos, que durante años ha sido refugio y tierra de relativo bienestar para la comunidad LGTB musulmana. Allí pudo comenzar a rehacer su vida. Conoció a su pareja, Omar, otro refugiado sirio, en una discoteca de ambiente, y comenzaron a vivir juntos. Y allí comenzó también una trayectoria como activista: fundó un grupo de autoayuda para refugiados LGTB de lengua árabe, “Tea and Talk” (con gente procedente de todo el mundo árabe, desde Marruecos hasta Irak) y llegó a organizar a un grupo de ellos para participar en las marchas del Orgullo LGTB de Estambul del año 2015. Marchas que, como bien sabemos, fueron duramente reprimidas por la policía turca. Y es que el régimen de Recep Tayyip Erdoğan había iniciado ya su preocupante deriva, mucho antes del fallido golpe de estado que ha acabado por precipitar a Turquía hacia el régimen autoritario que de facto es hoy, en el que los derechos de las personas LGTB corren grave peligro. “Pensaba que estaba a salvo, pero la policía nos atacaba, y la gente se limitaba a mirar. Aquello fue la puntilla a mis planes de quedarme”, ha contado.

Meses después Nader pudo ver reconocido, no sin dificultades, su estatus de refugiado por ACNUR (el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados), lo que le llevó finalmente a obtener asilo en Noruega. Pero se veía obligado a dejar en Estambul a Omar, su novio, al que ningún papel le vinculaba como familiar. Ello supuso un auténtico desgarro para la pareja, que se planteó diversas opciones: desde intentar volar a Brasil, donde alguien les había dicho que sería fácil para ellos casarse y poder optar a un visado conjunto, hasta planear que Omar se embarcase en un bote junto a otros refugiados e intentase llegar a Noruega por sus propios medios… En octubre de 2015, BuzzFeed dedicó un artículo a la pareja (del que de hecho hemos extraído la historia de Nader) mostrando lo dificultoso de la situación.

Afortunadamente, casi un año después la historia ha tenido un final feliz. Nader se instaló en Bergen (Noruega), donde ha iniciado su nueva vida. Y Omar ha podido por fin ver reconocida también su condición de refugiado y reunirse con su chico en el país nórdico (la pareja, en todo este tiempo, ha mantenido el contacto gracias a las nuevas tecnologías). El siguiente montaje de BuzzFeed, que cuenta la historia de Nader en imágenes, recoge algunas instantáneas del reencuentro:

En definitiva, una historia que en esta ocasión ha tenido final feliz, pero que ilustra las dificultades a las que los refugiados LGTB tienen que enfrentarse: no solo se ven obligados a escapar de la guerra, sino que en muchos casos se ven a su vez despreciados y acosados por sus propios compatriotas que huyen también del horror. Por no hablar del trato que reciben en muchos de los lugares a los que consiguen huir.

Y que muestra a su vez lo complicado del conflicto sirio, donde el espanto del Estado Islámico (que con frecuencia hemos denunciado) es solo un elemento más de una partida compleja, en la que las personas LGTB cuentan, en todos los casos, con muy malas cartas (en el caso de Nader, como hemos visto, la principal amenaza partió de los rebeldes antigubernamentales, que cuentan con las simpatías de muchos gobiernos occidentales).

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

La activista trans Hande Kader, brutalmente vejada, mutilada y quemada en Turquía

Sábado, 20 de agosto de 2016

Hande-KaderTriste noticia la que nos llega desde Turquía. La activista trans Hande Kader ha sido asesinada con una violencia extrema y con saña. Su cadáver se ha encontrado quemado y mutilado. La imagen de Kader se hizo mundialmente conocida tras hacer frente a la represión policial durante el Orgullo LGTB de 2015.

Seguramente has visto las imágenes. Un grupo de personas protesta en Estambul en favor de los derechos del colectivo LGTB. Dos chicas se sientan frente a un camión de los antidisturbios. La policía trata de echarlas y dispersar al resto utilizando cañones de agua pero como no funciona acaban tirándoles gas lacrimógeno y pelotas de goma. Entonces, una de las activistas lanzó su tacón contra un camión de policía en respuesta a la execrable y desmesurada violencia que esta ejercía contra los pacíficos manifestantes LGTB. Esa chica era Hande Kader, una mujer transexual de 22 años que se convirtió en imagen de la lucha del colectivo en un país, Turquía, que a pesar de estar considerado un estado “moderno” tiene a un 80% de la población que cree que la homosexualidad es un acto deplorable y en el que son constantes las represiones al colectivo y a las marchas LGTB.

Los delitos de odio por razón de la orientación sexual o la identidad de género están aumentando exponencialmente en Turquía, a lo que en nada ayuda la deriva autoritaria del presidente Recep Tayyip Erdoğan y el nulo interés que está demostrando el Gobierno en proteger al colectivo. Este terrible crimen llega poco después de que un refugiado sirio gay fuera cruelmente asesinado a escasos kilómetros de donde se han encontrado los restos de Hande Kader.

 En el siguiente vídeo, de la prohibida y reprimida manifestación del Orgullo LGTB de Estambul de 2015, aparece Kader luchando por la libertad y los derechos de toda la comunidad LGTB.

El cuerpo de la activista transgénero Hande Kader ha sido hallado mutilado y con quemaduras en las calles de Estambul. La joven activista y trabajadora sexual había desaparecido la semana pasada, habiendo sido vista por última vez entrando en el coche de un cliente. Al no aparecer, sus compañeras dieron la voz de alarma y pasó al archivo de personas desaparecidas.

Hande Kader solo tenía 23 años y su vida no había sido fácil (tuvo que ejercer la prostitución para poder sobrevivir). La incomprensión y el odio exacerbado de su asesino (se desconoce si fue una o más personas) puso punto y final a una corta vida de lucha por el derecho a decir quién quería ser y, por extensión, por los derechos del colectivo LGTB de su país.

A pesar de su corta edad, Hande Kader era una persona muy políticamente activa, dando la cara en las primeras filas de numerosas manifestaciones y protestas en favor de los derechos LGBT en Turquía, llevándole incluso a ser detenida en una ocasión. Pero, aún con el dolor de su muerte golpeando, el activismo turco no quiere dejar amedrentarse y ha convocado una concentración en su memoria para mañana por la tarde en Estambul. El entorno de Kader se está mostrando muy activo en la redes sociales mediante mensajes y hashtags como #HandeKadereSesVer para dar a la tragedia el reconocimiento y difusión que merece, en un país en el que, como decíamos más arriba, a pesar de pertenecer a la moderna Europa, el 80 % de la población considera que la homosexualidad es moralmente inaceptable.

En palabras del Comité de la Semana del Orgullo LGTBI+ de Estambul, “repetimos, una vez más, que la única manera de detener los crímenes de odio es elevar nuestra voz juntos contra dichos crímenes y el odio”. Además, los activistas pretenden exigir justicia para víctimas como Münevver , Özgecan , Wisam o Hande. En definitiva, “para todos los que han perdido la vida por ser una mujer, una persona trans o un gay”.

Desgraciadamente, los ataques salvajes y asesinatos contra hombres homosexuales y mujeres trans en Turquía no cesan y vienen de lejos. Hemos recogido muchos de ellos. Sirva de ejemplo el fallecimiento de una mujer trans en Estambul tras ser brutalmente agredida por la policía en 2013. El absoluto desinterés de las fuerzas de seguridad por la protección de la comunidad LGTB se une al de la administración encabezada por Erdoğan. El presidente parece estar perdiendo el norte y poco a poco deja aflorar su vena más autoritaria. Recientemente, después del fallido intento de golpe de estado, publicábamos un extenso reportaje en el que analizábamos este y otros factores de actualidad en Turquía (en relación a las personas LGTB).

Deseamos que algún día, más pronto que tarde, se haga justicia y que los criminales responsables de estos abominables delitos acaben entre rejas. Hande Kader, descansa en paz.

Fuente: AmbienteG/Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Secuetran, violan y decapitan a un refugiado sirio homosexual en Estambul

Viernes, 5 de agosto de 2016

14702489896037Sencillamente atroz. Y dicen que Turquía es un país seguro para los refugiados…

El cuerpo de un joven desaparecido desde el 23 de julio ha sido encontrado “salvajemente cortado” y con el “cuerpo irreconocible”

Muhammed Wisam Sankari desapareció el 23 de julio, tras salir de su casa en el distrito conservador de Fatih. Su cuerpo fue encontrado en un barrio de Estambul, mutilado y decapitado, dos días después de desaparecer en el centro de la ciudad, según ha dado a conocer la organización LGTB turca Kaos Gay and Lesbian Cultural Research and Solidarity Association.

El suceso retrae la peligrosa situación, que ya publicamos, en que viven los refugiados sirios LGBT, maltratados y ninguneados por las ONG dentro y fuera de su país.

Según cuentan sus amigos, Wisam salió pero no volvió. “No vino en toda la noche. Fue al día siguiente cuando entramos en pánico al ver que no podíamos contactar con él. Fuimos a la Asociación de Solidaridad con refugiados y migrantes (SGDD-ASAM) – a la que ACNUR delega el registro de peticiones de asilo-. Ellos nos redirigieron al cuartel de policía de Fatih. Pero, ¿cómo íbamos a ir?, ¿qué les íbamos a decir?, ¿qué íbamos a saber?”, lamenta Görken, reproduciendo la tradicional desconfianza de los refugiados hacia los agentes turcos.

El cadáver mutilado de Muhammed fue descubierto el 25 de julio, pudiendo solo ser identificado por la ropa que vestía. Había recibido tal cantidad de puñaladas que solo era reconocible por sus pantalones, explicó Gorkem, uno de los amigos que fue a identificar el cuerpo

La organización LGTB añadió que el joven, que había llegado a Estambul hacía un año tras huir de la guerra en su país, ya había sufrido otro secuestro y también fue violado por un grupo de hombres en Estambul hace 5 meses, por lo que estaba tratando de irse de Turquía a otro país al considerar que su vida estaba en peligro.

Se lo llevaron en un coche a un bosque donde lo golpearon y lo violaron”, explicó su compañero Rayan. “Iban a matarle, pero salvó su vida tirándose del coche en marcha. Lo denunciamos a la policía, pero no hicieron nada”, agregó.

Este brutal crimen ha sacudido a la perseguida comunidad LGBT turca, privada desde el año pasado por el gobierno islamista del AKP de celebrar el Orgullo Gay y, en demasiadas ocasiones, víctima de crímenes de odio. El caso de Wisam Sankari, denuncian en su círculo, era la crónica de una muerte anunciada. “Últimamente se sentía inseguro, hablaba poco”, recuerda Rayan, quien dice que el mismo Sankari le había reconocido haber recibido amenazas en Aksaray de un grupo de hombres armados.

Rayan y Wisam, según explica Kaos GL, ya habían tenido que mudarse en el pasado por problemas con los vecinos. “Nos miraban mal. ¿Qué habíamos hecho?”, llora, y critica duramente a ASAM y a ACNUR, quienes “solamente hablan y hablan” y “no les interesamos nada”. Rayan declara que fue brevemente retenido dos veces, y que al acudir a ACNUR a identificarse “ni me respondieron”. “Tengo mucho miedo. Siento que por la calle me mira todo el mundo”, cuenta.

Fuente Agencias/Cáscara Amarga

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , ,

Turquía y su colectivo LGTB se enfrentan al autoritarismo de Erdoğan tras el intento fallido de golpe de Estado

Sábado, 23 de julio de 2016

erdoganEl viernes 15 de julio un grupo de militares iniciaba un frustrado golpe de Estado en Turquía. Como resultado del mismo fallecían unas 300 personas, en su mayoría civiles, y otras 1.400 sufrían heridas de distinta consideración. La comunidad internacional, de forma prácticamente unánime, condenaba estos hechos y defendía la legitimidad democrática turca. Sin embargo, en estos momentos crece la preocupación indisimulada por las medidas autoritarias que pueda establecer la administración que encabeza el presidente Erdogan. El colectivo LGTB, estigmatizado y ninguneado por el Gobierno durante los últimos años (cuando no directamente perseguido), se enfrenta en adelante a un todavía peor escenario.

Los que pensaban que las aguas volverían a la calma relativa tras la intentona golpista en Turquía se equivocaban. La “limpieza” de Recep Tayyip Erdoğan no puede darse por concluida. A los 29 coroneles y 5 generales que han sido destituidos (hasta aquí, lo que se podría considerar razonable en relación a los hechos) se han sumado, entre otros, cerca de 3.000 jueces. También hay 36.000 profesores, fiscales, más de 1.500 decanos de facultad, otros 1.500 funcionarios del Ministerio de Finanzas, una veintena de medios prohibidos… Cuesta determinar la relación de estos funcionarios con el fallido golpe de estado, por lo que ser apartados de sus cargos, justo después, parece un pretexto para ejecutar un plan trazado con anterioridad…

Son decenas de miles de personas las que se ven amenazadas por el auge del autoritarismo presidencial. Se acaba de declarar el “estado de emergencia” en Turquía durante 3 meses y miles de personas están siendo arrestadas. Una actitud que, a pesar de todo, no es nueva o excepcional: el pasado 19 de junio la Policía turca cargaba con violencia contra los activistas LGTB que decidieron manifestarse en la plaza Taksim de Estambul este para reivindicar el Orgullo Trans. El gobernador había prohibido las distintas celebraciones del Orgullo, aduciendo problemas de “seguridad”.

A pesar de la prohibición del gobernador, la plaza fue ocupada pacíficamente por valientes activistas LGTB, encabezados por mujeres y hombres transexuales que no querían renunciar a expresar sus reivindicaciones. Precisamente, la Marcha del Orgullo Trans debía ser la que diese inicio a los actos que tendrían lugar del 19 al 26.

Una semana más tarde, la Policía ejercía una nueva demostración de fuerza contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la mencionada prohibición. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes). Y si esto ocurría antes del fracasado golpe de estado, ahora el Gobierno erdoganista tiene la excusa para justificar sus posturas LGTBfóbicas y para silenciar a colectivos incómodos o críticos (por más que no tengan ninguna vinculación con el golpe). Pero no todo vale, ni todo es justificable.

Apoyo a la diversidad turca desde la FELGTB

Hemos querido recoger el mensaje de solidaridad de la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) con el activismo y la comunidad LGTB turca. En declaraciones a dosmanzanas, el presidente de la organización igualitaria más importante de España, Jesús Generelo, se ha lamentado de que “las minorías LGTB siempre son especialmente vulnerables cuando se produce una situación de crisis como la de Turquía”.

Asimismo, Generelo ha dejado claro que “desde España vamos a instar a la diplomacia española para que la libertad de orientación sexual e identidad de género sean una prioridad en cualquier debate o discusión relacionados con los derechos humanos”. La FELGTB, en este sentido, se mantendrá “alerta” para apoyar cualquier iniciativa que fortalezca y defienda los derechos de la comunidad LGTB turca.

Finalmente, el activismo LGTB español confía en que la Unión Europea “incluya la perspectiva LGTBI a la hora de abordar diplomáticamente los derechos humanos en Turquía”. Sobre todo, teniendo en cuenta que “Turquía está haciendo el trabajo sucio para Europa en cuestiones relacionadas con los refugiados”.

Turquía: puente entre Europa y Oriente Medio, salvoconducto de refugiados y personas LGTB

Los países de Oriente Medio vecinos de Turquía, como Siria, Irán o Irak, viven una situación de LGTBfobia absolutamente insoportable. Hace un mes publicábamos la historia del mulá gay Taha. Peligrando su integridad física, e incluso su vida, Taha se veía obligado a abandonar Irán. En un primer momento se refugió en Estambul, una ciudad en la que buscan refugio muchas personas LGTB que consiguen escapar de países de cultura islámica con sociedades más intransigentes. Sin embargo, el objetivo último de Taha es conseguir el asilo en Canadá.

No obstante, aunque la realidad de esos países sea aún más dramática que la de Turquía, no es motivo suficiente para permanecer impasibles (especialmente teniendo en cuenta que Turquía es candidata a la adhesión a la Unión Europea). En 2015, el programa para refugiados de Iranian Queer Organization (IRQO), grupo iraní de defensa de los derechos LGTB radicado en Canadá, denunciaba el incremento de las agresiones que sufren los refugiados LGTB iraníes en Turquía. Muestra de ello es la que padecieron dos hombres gais por parte de un oficial de policía en enero de ese año, por el simple hecho de dar a conocer su condición de pareja.

IRQO apuntaba también que la confusa nueva Ley de Extranjería y Protección Internacional turca, que entró en vigor en 2013, está aumentando la inseguridad y la violencia contra los refugiados LGTB. La situación adquiere mayor gravedad al ser Turquía el destino preferente de los cada vez más numerosos refugiados LGTB iraníes que sufren en su país una represión política y social creciente.

LGTBfobia social y política en Turquía

La violenta represión del Orgullo Trans y el Orgullo LGTB de Estambul este año, desgraciadamente, no es la única. En 2015, por ejemplo, se volvieron a repetir las lamentables escenas de violencia policial exagerada contra los manifestantes, así como detenciones arbitrarias y difícilmente justificables. Según los organizadores del Orgullo, la marcha fue “prohibida de repente por la oficina del Gobernador de Estambul a causa del mes de Ramadán sin ningún aviso”. Pero este deterioro de las libertades sociales del colectivo LGTB se ha intensificado en los últimos años.

Otra de las extrañas coincidencias es que las prohibiciones, las dificultades y la represión contra la comunidad LGTB se hiciera más evidente tras la exitosa manifestación del Orgullo de Estambul de 2013, en la que participaron unas 15.000 personas. Ese año, la marcha del Orgullo LGTB de la metrópoli turca coincidía con las grandes movilizaciones populares contra el Gobierno de Recep Tayyip Erdoğan, en las que el colectivo LGTB jugó un papel relevante.

Pero el ninguneo político de los afines de Erdogan viene de antes. En 2012 se oponían a la inclusión de una mención explícita en la nueva Constitución de Turquía a la orientación sexual y a la identidad de género en el artículo referido a la igualdad. Así lo habían solicitado dos partidos de la oposición, el Partido de la Paz y de la Democracia (BDP) y el Partido Republicano del Pueblo (CHP). Un diputado del partido de Erdogan dijo entonces que “no consideramos correcto incluir una mención expresa a los homosexuales en ninguna parte de la Constitución”.

En 2011 Amnistía Internacional hizo público un informe en el que acusaba a las autoridades turcas de no actuar contra el acoso, la violencia y la discriminación de las personas LGTB. Todo ello por no hablar de los asesinatos y los delitos de odio LGTBfóbico, a menudo ignorados o minimizados por el Gobierno y por la policía. Sirva de ejemplo el fallecimiento de una mujer trans en Estambul, tras ser brutalmente agredida por la policía en 2013.

Pero esas mismas autoridades también han tenido que asumir políticas igualitarias en materias que se negaban a implementar. En marzo de 2015, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) dictaminó que el requisito de infertilidad permanente vinculado a una cirugía de reasignación de género, que pretendía imponer Turquía, es una “violación del derecho a la intimidad”, garantizado por el artículo 8 de la Convención Europea de Derechos Humanos.

La relación de Erdoğan con la justicia

La relación de Erdoğan con la justicia no siempre ha sido muy buena que digamos y, como dice el refranero popular, “donde las dan, las toman”. El actual presidente turco, que lleva más de dos décadas en la primera línea política, fue condenado a prisión por “intolerancia religiosa”, después de pronunciar una conferencia en la ciudad anatolia de Siirt. Corría 1998 y se le acusó de violar el artículo 312/2 del Código Penal, que castiga la “incitación a la enemistad por razón de clase, raza, religión, sexo o diferencias regionales”.

Erdoğan leyó un “poema” de carácter islamista y nacionalista de Ziya Goekalp en el que se asegura que “la democracia es solo el tren sobre el que subimos para alcanzar el objetivo. Las mezquitas son nuestros cuarteles, los minaretes son nuestras bayonetas, las cúpulas nuestros cascos, los creyentes nuestros soldados”. Entonces se encontraba al frente de la alcaldía de Estambul (un cargo que ostentó entre 1994 y 1998) y se le prohibió ocupar cualquier puesto en la administración pública durante varios años.

Algunos dieron por concluida su carrera política, pero esta no había hecho nada más que comenzar. Más tarde, otros se preguntarían si un islamista es la persona más adecuada para liderar la modernización del país. En 2001 fundó el partido “Justicia y Desarrollo” (AKP), con el que llegó a primer ministro en 2002. Un aspirante a futbolista se convertía en presidente del Gobierno. No obstante, debido a la condena que pesaba sobre él, tuvo que esperar varios meses para poder acceder de forma efectiva al cargo, ya en 2003. Y en él se mantuvo hasta 2014, para “asumir” la presidencia de la República de Turquía.

El islamista que “escondía” a su propia familia

Turquía es una república con una trayectoria laica que se remonta a principios del siglo XX, a pesar de que la mayoría de la población profesa la fe musulmana (concretamente el 90 %, del cual el 75 % se adscribe a la rama sunita). Curiosamente, al ejército se le ha considerado garante de la secularidad del estado turco. Y, con todo, el intento golpista del pasado 15 de julio no es el primero al que se ha enfrentado el país (ya lo hizo antes en 1960, en 1971, en 1980 y en 1997).

Como Erdoğan ha sido un defensor tradicional del uso del pañuelo por las mujeres y su propia esposa e hijas, que lo vienen utilizando, han tenido que lidiar con la prohibición de acceder con esta prenda a los edificios públicos de Turquía. Por ello, en la medida de lo posible, Erdoğan solo aceptaba su participación en recepciones de estado en las que no se exigiera la asistencia de su familia. Del mismo modo, sus hijas estudiaron en los Estados Unidos para evitar el dilema del pañuelo.

Pero en 2013 Erdoğan aprovechó una visita a España para anunciar el “acuerdo” mediante el que se ponía fin a la prohibición del velo islámico (se empezó por las universidades). Por supuesto, no sin el enfado de los laicos turcos, que salieron a la calle para protestar.

El machismo y otras “lindezas” de Erdoğan

Tan solo hay que remontarse al mes de junio para recuperar las declaraciones machistas del presidente turco, en las que calificaba a las mujeres sin hijos como “deficientes” e “incompletas”. En palabras del presidente turco, “rechazar la maternidad significa renunciar a la humanidad”. Asimismo, considera que la legitimidad de la mujer para desarrollar sus propias carreras no debería ser un “obstáculo” para tener hijos. “Al menos tres”, añadió.

No menos llamativas fueron sus palabras del pasado mes de marzo sobre el uso del preservativo: “nadie puede interferir en la obra de Dios. El primer deber aquí pertenece a las madres”. Ninguna familia musulmana, siguiendo su discurso, debería someterse a la planificación familiar. Anteriormente ya había espetado que el condón es una “traición” a la Patria y al Islam. La lista completa de exabruptos y salidas de tono excede las posibilidades de este artículo.

Casualidad o no, únicamente una mujer se encuentra al frente de un ministerio actualmente en Turquía: Fatma Betül Sayan Kaya. Su cartera es la de Familia y Políticas Sociales.

Las dos caras de la Unión Europea

Turquía, tras años de acuerdos económicos con las instituciones de Europa, solicitó su adhesión a la Unión Europea en 2005. Pero, a pesar de que el ingreso turco en la Europa comunitaria es uno de los objetivos programáticos del presidente desde hace más de una década, mientras estuvo al frente de la alcaldía de Estambul defendió lo contrario, definiéndola como “la unión de cristianos, en la que Turquía no debe buscar nada”.

Ahora, los Gobiernos se atropellan al exigirle a Erdogan que no utilice el golpe de estado como arma arrojadiza para una criba que menoscabe la integridad democrática de Turquía, el estado de derecho y las libertades civiles. Por su parte, el ministro de Exteriores francés, Jean-Marc Ayrault, le ha advertido de que la reacción al fallido golpe “no puede ser un cheque en blanco”. A los líderes europeos les preocupa que Erdogan cumpla su anuncio de reinstaurar la pena de muerte. Incluso la propia canciller alemana, Angela Merkel, llamaba el lunes al presidente turco para dejarle claro que esta medida es incompatible con la entrada en la UE.

Pero resulta difícil olvidar, por otro lado, el acuerdo del pasado mes de marzo entre los 28 y Turquía por el que se calificaba de “irregulares” a los solicitantes de asilo sirios. Según dicho acuerdo, se permitía devolver a Turquía a las miles de personas llegadas masivamente a Grecia a partir de ese momento. A cambio, la UE prometía acelerar la liberalización del visado para los nacionales turcos e impulsar el apoyo financiero para la población de refugiados de Turquía. Un caramelo envenenado que, para muchos críticos, supuso la ruptura de la Unión Europea con sus propios estándares humanitarios y con las políticas sobre personas refugiadas, que venía exportando por todo el mundo.

Y no son las únicas nubes que amenazan los derechos humanos en el país. Turquía volvía a bombardear objetivos kurdos por primera vez tras el golpe. Un grupo de aviones F-16 de las Fuerzas Armadas ha abierto fuego en Hakurk, al norte de Irak y en medio del Kurdistán, una región que abarca territorios de Irán, Irak, Siria, Armenia y Turquía, cuyo objetivo es la independencia.

Reacciones políticas desde España

Lo que escribía Mariano Rajoy:

Desde Jueces para la Democracia han exigido al presidente en funciones a intervenir ante los intentos de Erdogan de comprometer la independencia de la justicia. “Con posterioridad al intento de golpe de estado ocurrido en Turquía, hemos recibido noticias sobrecogedoras de nuestros colegas jueces/as y fiscales, incluidos los miembros de la asociación profesional YARSAV”, aseveran en una carta los responsables de esta asociación de jueces progresistas.     Así se expresaba el secretario general de los socialistas, Pedro Sánchez:  

  Pablo Iglesias, secretario general de Podemos, lanzaba el siguiente mensaje:  

Finalmente, recogemos un tuit de Albert Rivera, líder de Ciudadanos:  

 

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Los obispos franceses y el El KAICIID condenan la violencia y exhortan a mantener el diálogo tras los ataques de Niza

Domingo, 17 de julio de 2016

monsnor-marceau-nizaObispos franceses: “Cualquiera que sea la razón, esta barbarie es inaceptable e intolerable”

“Más que nunca la solidaridad nacional debe ser más fuerte que el terrorismo”

“En medio del dolor debemos tener la certeza de que la unión es superior a la división”

(Aica).- La Conferencia Episcopal de Francia hizo un llamamiento a la unidad y solidaridad tras el atentado terrorista perpetrado ayer en Niza, donde murieron al menos 84 personas y otras 100 resultaron heridas, y advirtieron que “cualquiera que sea la razón, esta barbarie es inaceptable e intolerable”.

Los obispos convocaron a los franceses a unirse en oración por las víctimas en las misas del próximo domingo 17 de julio.

“Nuestro país fue golpeado mientras vivía un momento de unidad nacional. Ahora más que nunca la solidaridad nacional debe ser más fuerte que el terrorismo. En medio del dolor debemos tener la certeza de que la unión es superior a la división”, subrayaron en un comunicado.

“Esta tragedia se añade a la triste lista de actos terroristas que entristecen nuestro país y a otros países del mundo luego de varios meses. Sea cual fuere el motivo, esta barbarie es inaceptable, intolerable, sostuvieron.

En tanto, el obispo de Niza, monseñor André Marceau, dirigió un mensaje de consuelo a los ciudadanos y les recordó que “no están solos”.

“Es necesario guardar el mensaje de paz y de consuelo en nuestro corazón. Les digo a los nizardos que no están solos“, dijo a través de Radio Chrétienne Francophone (RCF).

Monseñor Marceau indicó que “muchas personas han quedado profundamente afectadas, traumatizadas” y en la ciudad “es el horror el que prevalece, lo irracional, la violencia. Es terrible“.

Asimismo, pidió “ser solidarios entre nosotrosy que “más allá de lo que nos hace sufrir hoy, no nos dejemos afectar”.

vela-niza-720_560x280

El KAICIID condena la violencia y exhorta a mantener el diálogo tras los ataques de Niza

“El respeto, defensa más firme contra el extremismo violento”

“El objetivo de este ataque es el de polarizar y alimentar el odio entre las personas”

(Kaiciid).- La Junta Directiva del KAICIID, compuesta por representantes de cinco religiones -budismo, cristianismo, hinduismo, islam y judaísmo- expresa su más sentido pésame a las víctimas y familiares de los ataques acontecidos ayer en Niza, Francia. Los ataques, que tuvieron lugar el Día de la Bastilla, un día de celebración nacional en Francia, se han cobrado 84 víctimas hasta el momento. La Junta emitió hoy el pronunciamiento siguiente:

“El Día de la Bastilla es una celebración de la libertad y de la identidad nacional de Francia. El objetivo de este ataque, en un día de unidad nacional y de celebración, es el de polarizar y alimentar el odio entre las personas. Instamos a todas las personas de buena voluntad a reconocer a sus vecinos y conciudadanos como hermanas y hermanos. La unidad y el respeto a los demás es la defensa más firme contra el extremismo violento, especialmente en estos tiempos difíciles. Esta defensa únicamente se puede construir y fortalecer mediante el diálogo. Nos unimos al pueblo de Francia en este momento de dolor, y a las víctimas del extremismo violento en cualquier parte del mundo.

Nos horroriza y nos entristece profundamente la violencia masiva perpetrada por terroristas que han provocado horribles matanzas en Turquía, Irak, Arabia Saudí, Líbano y muchos otros lugares tan solo en las últimas semanas. Condenamos de la manera más enérgica posible todo tipo de violencia en nombre de la religión, y a todos aquellos que pretenden llevarla a cabo”.

Sobre la Junta Directiva

junta-directiva-del-kaiciid_560x280

El KAICIID es la única organización intergubernamental con una Junta Directiva formada por representantes de grandes religiones del mundo.

La Junta Directiva incluye a representantes de alto nivel de las principales culturas y religiones del mundo (budismo, cristianismo, hinduismo,  islam y judaísmo). En orden alfabético, los miembros de la Junta Directiva son: Swami Agnivesh, Dr. Hamad Al-Majed, Su Excelencia el Obispo Miguel Ayuso, Su Eminencia Metropolitana Emmanuel, Dr. Sayyed Ataollah Mohajerani, Reverenda Kosho Niwano, Reverendo Mark Poulson, Gran Rabino David Rosen y Dr. Mohammad Sammak.

Fuente Religión Digital

General, Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

KAICIID condena los ataques terroristas de Medina, Bagdad, Dacca y Estambul

Domingo, 10 de julio de 2016

junta-directiva-del-kaiciid_560x280“Hacen mal uso de la religión”

“Si permanecemos unidos, la violencia y el terror nunca lograrán alejarnos del camino hacia la paz”

“Seguimos totalmente decididos a confiar en el diálogo como medio para alcanzar la reconciliación”

(KAICIID).- La Junta Directiva del KAICIID, formada por representantes de cinco religiones (budismo, cristianismo, hinduismo, islam y judaísmo), ha presentado unánimemente su más sentido pésame a las familias y víctimas de los ataques de los últimos días en Medina, Bagdad, Dacca y Estambul, entre otros, y ha emitido hoy el comunicado siguiente:

Ofrecemos nuestras condolencias y lamentamos las muertes y lesiones causadas por los intolerantes y despiadados actos de terrorismo cometidos en Medina, Bagdad, Dacca y Estambul.

En los últimos días nos ha conmocionado la violencia perpetrada por quienes hacen mal uso de la religión para justificar lo injustificable: la violencia contra los otros y contra sus sagrados lugares de culto.

Frente a esta violencia, instamos a todas las personas de buena voluntad a rechazar juntos toda forma de prejuicio contra las personas de culturas y creencias religiosas diferentes.

Si permanecemos unidos, la violencia y el terror nunca lograrán alejarnos del camino hacia la paz entre todos los pueblos y las culturas. Seguimos totalmente decididos a confiar en el diálogo como medio para alcanzar la reconciliación.

Acerca de la Junta Directiva

El KAICIID es la única organización intergubernamental cuya Junta Directiva está compuesta por representantes de cinco grandes religiones del mundo.

La Junta Directiva está formada por destacados representantes de cinco grandes religiones y culturas del mundo (budismo, cristianismo, hinduismo, islam y judaísmo).

Sus miembros son, en orden alfabético, los siguientes: Swami Agnivesh, el Dr. Hamad Al-Majed, Su Excelencia Monseñor Miguel Ayuso, Su Eminencia Metropolitana Emmanuel, el Dr. Sayyed Ataollah Mohajerani, la Reverenda Kosho Niwano, el Reverendo Mark Poulson, el Gran Rabino David Rosen y el Dr. Mohammad Sammak.

Fuente Religión Digital

Budismo, Cristianismo (Iglesias), Hinduísmo, Islam, Judaísmo , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El Orgullo LGTB de Estambul, reprimido violentamente por la Policía turca como una semana antes lo había sido el Orgullo Trans

Jueves, 30 de junio de 2016

la-policia-turca-vuelve-a-reprimir-el-orgullo-gay-en-estambulNueva demostración de fuerza de la Policía turca contra los activistas que intentaban celebrar el Orgullo LGTB en Estambul, pese a la prohibición vigente. Al menos 19 personas fueron detenidas (entre ellas varios políticos alemanes, miembros de Los Verdes), aunque fueron liberadas poco después. La actuación policial contra el Orgullo LGTB tenía lugar justo una semana después de que fuera también violentamente reprimida la marcha del Orgullo Trans.

Después de la represión sufrida en 2015 a manos de la Policía turca, los organizadores del Orgullo de Estambul esperaban que este año recuperase el ambiente exitoso de pasadas convocatorias, y que siguiera siendo el más multitudinario de los países con mayoría de población musulmana. Sin embargo, como informamos hace poco más de una semana, el gobernador de Estambul anunciaba finalmente la prohibición de todos los actos. El argumento oficial fue el temor a ataques tanto de fanáticos islamistas como de la extrema derecha turca, que habían amenazado con contramanifestaciones violentas, furiosos entre otras cosas por el hecho de que este año 2016 el Orgullo se celebre también en pleno mes del Ramadán. A todo ello se unía el temor de que la masacre de Orlando alentara a los extremistas homófobos.

Dicho y hecho. El pasado 19 de junio la Policía turca reprimía con dureza la marcha del Orgullo Trans, que abría los actos, utilizando gases lacrimógenos y balas de goma para dispersar a los activistas que pese a la prohibición quisieron congregarse en la acordonada plaza Taksim. Represión que volvía a repetirse este domingo 26 de junio, cuando los activistas LGTB quisieron concentrarse simplemente para dar lectura a un manifiesto de protesta contra la prohibición.

No pudieron completar la lectura. Al menos 19 personas fueron detenidas, entre ellas Volker Beck, diputado verde alemán y una de las caras más reconocibles del activismo LGTB en su país, y Terry Reintke, eurodiputada del mismo partido, si bien ellos dos fueron inmediatamente liberados. Los que permanecieron más tiempo detenidos fueron Max Lucks y Felix Banaszak, miembros de la rama juvenil de Die Grünen, aunque también fueron puestos en libertad, junto al resto de detenidos, según hacía saber por Twitter la propia eurodiputada Reintke:

Sutil apoyo diplomático al Orgullo Escasas protestas se han escuchado por parte de gobiernos occidentales contra la represión policial al Orgullo de Estambul. Parece claro que no se quiere enfurecer demasiado al Gobierno de Recep Tayyip Erdoğan, que pese a sus inclinaciones autoritarias sigue siendo un “firme aliado”. Son de agradecer, en cualquier caso, algunos signos de apoyo a los activistas turcos en territorio consular o en zonas “seguras”. El Consulado de Suecia, por ejemplo, ha organizado una recepción en sus instalaciones:     El Consulado de Noruega, por su parte, organizó una celebración a bordo de un barco que surcó el Bósforo:    

Mientras que el embajador de los Estados Unidos, por su parte, ordenaba izar la bandera del arcoíris en su residencia de Estambul durante toda la semana y colgaba una foto en su perfil de Instagram:

“Durante la semana del Orgullo, estoy orgulloso de izar esta bandera en nuestra residencia de Ankara. Ella nos recuerda que los derechos humanos son derechos universales y pertenecen a todas las personas, sin importan a quiénes amen”, reza el texto que acompaña a la foto.

En cualquier caso, gestos simbólicos aparte estamos ante una muy mala noticia. La represión del Orgullo de Estambul durante estos dos últimos años impide celebrar (no sabemos si de forma definitiva) la que era la mayor manifestación LGTB de los países de mayoría musulmana, que en 2003 reunió a apenas treinta personas y que diez años concentraba a más de 15.000 (en aquella exitosa ocasión, la celebración del Orgullo también coincidió con el mes del Ramadán, sin que se produjera ningún altercado).

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , ,

La Policía turca disuelve violentamente la Marcha del Orgullo Trans de Estambul, prohibida por el gobernador ante las amenazas por parte de fundamentalistas islámicos

Miércoles, 22 de junio de 2016

orgullo_gay_estambulCelebración del Orgullo de 2015, que rápidamente fue disuelto por la Policía de Estambul

La Policía turca ha cargado violentamente contra los activistas LGTB que decidieron manifestarse en la plaza Tarik de Estambul este domingo 19 de junio. El gobernador había prohibido las distintas celebraciones del Orgullo por, según sus palabras, “la seguridad de nuestros ciudadanos, en primer lugar, de los propios participantes”, pero desde el activismo LGTB se contempló como una claudicación ante las amenazas de grupos de extrema derecha nacionalista e islamistas. La concentración disuelta por la Policía ha estado protagonizada en gran medida por el colectivo transexual, cuya Marcha del Orgullo Trans estaba prevista para este domingo.

La plaza Tarik fue ocupada pacíficamente este domingo 19 de junio por valientes activistas LGTB, encabezados por mujeres y hombres transexuales que no querían renunciar a expresar sus reivindicaciones, a pesar de la prohibición del gobernador. Precisamente la Marcha del Orgullo Trans debía ser la que diese inicio a los actos que tendrían lugar del 19 al 26.

Los congregados también han querido rendir homenaje con sus reivindicaciones a las víctimas de la masacre de Orlando, en la mente de todos los miembros del colectivo LGTB en todas las partes del mundo.

Como parte de ese homenaje y recuerdo, la manifestación pública del afecto entre hombres en forma de besos, que se ha demostrado ser algo intolerable para los más encarnizados homófobos, entre ellos el propio asesino de Florida.

Pero la respuesta a la pacífica, festiva y también emotiva concentración ha sido una serie de fuertes cargas de la Policía antidisturbios, que ha utilizado gases lacrimógenos y balas de goma para dispersar a los participantes. En el recuerdo, la violencia de la actuación policial el pasado 2015, tan desproporcionada y abusiva como en el presente año. Del ambiente pacífico de la concentración y de la posterior y desproporcionada actuación policial tenéis constancia en los siguientes vídeos:

Sin embargo, las amenazas incendiarias de los enemigos de los derechos LGTB, en su mayoría provenientes del fundamentalismo islámico, no han tenido respuesta alguna por parte de esa misma Policía. Un grupo denominado Jóvenes Musulmanes de Anatolia, ofendido por la coincidencia de las celebraciones del Orgullo con el mes del Ramadán, comunicaba que “no vamos a consentir esta desgracia. Si no hay una explosión, nos encontraremos [con los manifestantes LGTB] en la plaza”. Kursat Mican, líder del grupo ultraderechista Corazones de Alperen, amenazaba en una conferencia de prensa que tuvo lugar el martes 14 con “hacer todo lo posible” por impedir la Marcha del Orgullo. Dirigiéndose a las fuerzas policiales, les pedía: “Estimados funcionarios estatales, no hagáis que nos enfrentemos a esto. O hacéis lo necesario o lo haremos nosotros. Estamos dispuestos a correr riesgos; vamos a evitar directamente que esa marcha tenga lugar”.

La única respuesta a esas invectivas fue la prohibición de los derechos constitucionales de reunión, manifestación y expresión a los activistas LGTB por parte del gobernador de Estambul. El pasado viernes 17, a dos días del comienzo de las celebraciones del Orgullo, su oficina emitía el siguiente comunicado:

Se ha tenido conocimiento de que, desde  algunos medios de comunicación, sitios web y redes sociales, miembros del colectivo LGBT están organizando una marcha entre el 19 y el 26 de junio de 2016 en la plaza Taksim. Desde Gobernación no se permitirá la organización de mítines y marchas en las fechas mencionadas, por la seguridad de nuestros ciudadanos, en primer lugar de los propios participantes, y por el mantenimiento del orden público. Legalmente, los lugares donde tienen lugar estos eventos deben ser previamente anunciados. Pedimos a los valiosos residentes de Estambul que no presten atención a tales convocatorias y colaboren con las fuerzas de seguridad, siguiendo sus advertencias.

Ebru Kırancı, portavoz de Lambdaistanbul, hacía patente su indignación con la prohibición y la actuación policial en los siguientes términos: “Los aficionados al fútbol pueden reunirse en este país cuando lo deseen. Íbamos a realizar una actividad pacífica. El mes sagrado del Ramadán es una excusa. Si van a respetar el Ramadán, que nos respeten también a nosotros. Los heterosexuales piensan que tan solo dos horas en los 365 días del año ya es demasiado para nosotros”.

Con la represión del Orgullo de Estambul, se termina con la que era la mayor manifestación LGTB de los países de mayoría musulmana. Lleva celebrándose desde que en 2003 reunió a treinta personas. La cifra fue incrementándose hasta que en 2013 se llegaron a concentrar más de 15.000. En aquella exitosa ocasión, la celebración del Orgullo también coincidió con el mes del Ramadán, sin que se produjera ningún altercado. Leer más…

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.