Archivo

Entradas Etiquetadas ‘VIH/SIDA’

6 fotografías que retratan el dolor de quienes perdieron a sus parejas por el VIH

Martes, 31 de enero de 2023

VIH-epidemia-gay

Hay una serie de HBO que es una maravilla. No solo por la calidad de la interpretación, la fotografía y la ambientación. Sino que también porque acerca a las nuevas generaciones a una realidad brutal que golpeó especialmente a la comunidad LGTB, entre muchas otras personas, durante los 80 y lo 90. Una epidemia que se leyó en ese momento como un castigo divino por ser homosexual, drogadicto o prostituta.

La serie It´s a Sin, nos cuenta la historia de Ritchie, Colin y Roscoe, chicos de 18 años de edad que comienzan una nueva vida en el Londres de 1981. Pero la vida les presenta un desafío cuando un virus misterioso, el VIH, aparece. Es divertida, es dura, amena, dolorosa.

Como la vida misma.

El fotógrafo sudafricano, Gideon Mendel, puso rostro al dolor del VIH de esos años con su cámara, y nos dejó unas impactantes imágenes de varios jóvenes homosexuales en sus últimos días de vida, rodeados de su novios y familias.

El VIH y el estigma de padecerlo fue un dolor añadido para sus víctimas. Estas imágenes, el amor entre tanto dolor, deberían llegar a todos lados.

Enfermos-de-VIH-gay-2

Enfermos-de-VIH-gay

Enfermos-de-VIH-gay-3

Enfermos-de-VIH-gay-4

Enfermos-de-VIH-gay-6

Fuente Oveja Rosa

Biblioteca, General, Historia LGTBI , , , ,

Bernárd Lynch, sacerdote irlandés de Nueva York y activista contra el SIDA cede sus archivos personales al Estado de Irlanda

Miércoles, 28 de diciembre de 2022

136B4DD7-97E6-46B9-94EB-4B6555E52FC2Bernard Lynch y su esposo Billy Desmond

Los archivos de Bernárd Lynch, un exsacerdote gay conocido por su activismo contra el SIDA, fueron adquiridos por la Biblioteca Nacional de Irlanda. Según Irish Central, los archivos incluyen tanto cartas personales como artículos de su ministerio. Katherine McSharry, directora interina de la Biblioteca, dijo: “El archivo es un poderoso recordatorio de esos días y del impacto de la epidemia de VIH/SIDA en la comunidad LGBTI+ tanto en Nueva York como en Irlanda”.

La Colección del Padre Bernárd Lynch en la Biblioteca Nacional de Irlanda representa la vida personal y pública del ex sacerdote que fue activista contra el SIDA en la ciudad de Nueva York.

13 de diciembre de 2022

La Biblioteca Nacional de Irlanda ha adquirido los documentos personales del sacerdote irlandés Fr. Bernárd Lynch, un renombrado activista del VIH/SIDA en Nueva York.

Padre Bernárd Lynch nació en Ennis, Co Clare en 1947 y fue ordenado sacerdote en 1971. Dedicó su vida a defender a la comunidad LGBTQ+ en Nueva York y Londres.

Saltó a la fama durante la epidemia de SIDA en la década de 1980 y trabajó con las comunidades directamente afectadas por la crisis.

Lynch, que ahora tiene 75 años, también hizo campaña con éxito para la introducción de una legislación no discriminatoria en Nueva York tras el brote de la epidemia del SIDA.

La colección de documentos personales adquirida recientemente por la Biblioteca Nacional de Irlanda consta de cartas, postales, recortes de periódicos y testimonios legales que abarcan más de 50 años y que pintan un cuadro de la vida privada y pública de Lynch.

El archivo incluye varias cartas de personas en Irlanda que lucharon con su sexualidad durante la década de 1980, algunas de las cuales vivían con el VIH/SIDA.

También incluye transcripciones y una prueba del detector de mentiras del juicio de Lynch en Nueva York, cuando fue acusado falsamente de agresión sexual.

El archivo también incluye cartas personales de Lynch a su familia en Clare cuando se declaró homosexual a principios de la década de 1980.

Lynch se convirtió en el primer sacerdote católico del mundo en tener una unión civil en 2006. Más tarde se casó con su novio Billy Desmond en 2017 luego de la votación de Irlanda para legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo en 2015.

8CF8D9F9-4B36-443F-B285-3F416FB3A469

La Biblioteca Nacional de Irlanda, Kildare Street, Dublin. IMÁGENES FALSAS

Hablando en un evento para conmemorar la adquisición, la directora interina del NLI, Katherine McSharry, dijo:

Es un honor increíble para la Biblioteca Nacional de Irlanda recibir la Colección del Padre Bernárd Lynch, que nos ofrece una visión notable de una época, todo demasiado reciente, cuando la comunidad LGBTI+ fue marginada y discriminada.

“El archivo es un poderoso recordatorio de esos días y del impacto de la epidemia de VIH/SIDA en la comunidad LGBTI+ tanto en Nueva York como en Irlanda.

“Habiendo pasado la mayor parte de su vida adulta en Nueva York y Londres, el P. Bernárd Lynch ha dejado una huella indeleble en el mundo, al tiempo que mantiene sus conexiones irlandesas como miembro destacado de nuestra diáspora.

“La Biblioteca Nacional se compromete a recopilar y salvaguardar las muchas voces y experiencias diversas de Irlanda. Como guardianes de la memoria de Irlanda, nos enorgullece agregar este archivo a nuestras extensas colecciones LGBTI+, para que todos puedan compartir y estudiar estas historias”.

Lynch, quien viajó desde Londres para estar presente en el evento de adquisición de NLI en noviembre, dijo que espera que el archivo se convierta en un punto de referencia útil para los investigadores e inspire a las personas que buscan esperanza.

“Es un honor para mí traer mi archivo a Irlanda y no puedo estar más agradecido a la Biblioteca Nacional por su diligencia y compromiso para hacer que este registro sea accesible para las generaciones venideras”, dijo Lynch.

Fuente Irish Central,

General, Historia LGTBI, Iglesia Católica , , , ,

Roberto Jáuregui, primer activista VIH+ visible en Argentina

Miércoles, 7 de diciembre de 2022

142C0738-DA25-4C64-BEDE-BB8883E0376FRoberto Jáuregui fue activista, periodista, actor y la primera persona VIH+ en hacer visible su estado serológico en la Argentina. Conocelo en este cómic.

BUENOS AIRES, Argentina. Roberto Jáuregui fue activista, periodista, actor y la primera persona VIH+ en hacer visible su estado serológico en la Argentina. Nació el 12 de agosto de 1960 en la ciudad de La Plata (provincia de Buenos Aires). Por eso en esta fecha se conmemora el Día de la Visibilidad de los Derechos de las Personas VIH+.

A finales de los años ‘80, el precio de la medicación hacía prácticamente imposible acceder a ella. Roberto visitaba los estudios de distintos programas de televisión para expresar esta urgencia. Recién en 1990 fue sancionada la primera ley de sida, que contempla estos derechos en el país.

En 1988 reconocidos músicos de la época fallecieron -entre ellos Federico Moura y Miguel Abuelo– en un contexto de estigma y desconocimiento sobre cómo abordar el virus.

Vivir con VIH+ y ser visible en los medios

Al año siguiente, Roberto Jáuregui hizo público su estado serológico. 1989 también fue el año de la creación de Fundación Huésped. Allí se unió a trabajar de manera incansable, junto al doctor Pedro Cahn, como coordinador general.

En 1993 el prejuicio convivía con la falta de información sobre VIH y sida. Un abrazo no era un gesto menor, era una declaración política. Por eso fue tan importante cuando en horario central en el programa te televisión Hora Clave el periodista Mariano Grondona y Roberto se abrazaron. Eran tiempos donde se intentaba explicar que ni un abrazo o un beso transmitían el virus.

Durante años Roberto tuvo un rol central en marchas, acciones, charlas y entrevistas para exigir derechos humanos para las personas viviendo con el virus. Hasta actuó en la novela Celeste -protagonizada por Andrea del Boca- interpretándose a sí mismo durante una entrevista con Silvina Chediek para hablar sobre VIH y sida.

“La soledad, el miedo y la discriminación están presentes. Muchas veces hay gente que muere civilmente antes de morir clínicamente, explicaba. En las tantas entrevistas que dio contó que no le temía a la muerte, le parecía un descanso. Lo que le preocupaba era dejar solo a su pareja (recién en el año 2010 se aprobó la Ley de Matrimonio Igualitario que hizo efectivos los derechos para las uniones de personas LGBT+).

Día de la Visibilidad de Derechos de Personas VIH+

Junto a su hermano Carlos Jáuregui fueron dos grandes referentes de las luchas VIH y LGBT+ en Argentina. ‘Robi’, como le decían cariñosamente, falleció el 13 de enero de 1994. La Fundación Huésped creó el Hospital de Día Roberto Jáuregui en el Hospital General de Agudos Dr. Juan A. Fernández de Ciudad de Buenos Aires como un modo más de recordarlo y continuar su lucha.

En 2020, diversas organizaciones presentaron en el Congreso de la Nación de Argentina un proyecto que buscaba declarar el 12 de agosto como Día de la Visibilidad de los Derechos de las Personas VIH+ en su honor. Si bien el mismo no avanzó, la fecha quedó instalada.

12 de agosto de 2022
Lucas Gutiérrez
Patricio Oliver
 Edición: María Eugenia Ludueña

Fuente Agencia Presentes

General, Historia LGTBI , , , ,

In memoriam

Jueves, 1 de diciembre de 2022

En el Día Internacional de la lucha contra el VIH/SIDA, recordamos hoy a tantos hermanos y hermanas fallecidos por causa del VIH.

image_content_low_1258788_20131202172257

Recordar es facil para el que tiene memoria.

Olvidar es difícil para el que tiene corazón.

*

Gabriel García Márquez

***

Bendito eres Tú, oh Señor,
que enjugarás toda lágrima de nuestros rostros;
quien mira hacia Ti resplandecerá,
libre de sombras y preocupación en el rostro.
Tú, Eterno Dios, Has venido a habitar entre nosotros,
y te damos gracias.
Hecho semejante a los hombres, Tú sabes bien
cómo la enfermedad carcome el cuerpo,
y como la vergüenza roe el espíritu.
No podemos sanar el cuerpo,
pero danos, Señor, por favor,
la actitud y la palabra adecuadas
  que ayudan a nuestros hermanos y hermanas que viven con el VIH
a no vivir más en la vergüenza:
que nuestra mirada sea limpia,
y nuestra acogida discreta y modesta,
sin “¿por qué? “ ni  “¿cómo?“;
porque Tú no miras el pasado de las personas,
y no haces preguntas.
Enséñanos, si Tú quieres,
simplemente “estar con”
como Tú estás
con cada uno y cada una de nosotros.
Te damos gracias, y te decimos gracias,
porque estamos contigo,
hijo e hijas de un mismo Padre,
y Tú acoges nuestra oración.
Amén. Aleluya.

+

Hermano Manuel de la Communion Béthanie

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , ,

FELGTBI+ reivindica el acceso gratuito a los tratamientos para todas las personas migrantes con vih

Jueves, 1 de diciembre de 2022

D06600B6-E755-40E5-990D-0C31E01023FDDía por los Derechos de las Personas con vih (1 de diciembre)

Con motivo del Día por los Derechos de las Personas con vih, que se conmemora cada 1 de diciembre, la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans, Bisexuales, Intersexuales y más (FELGTBI+) reivindica el acceso gratuito a los tratamientos para el vih para todas las personas migrantes, independientemente de su situación administrativa.

En este sentido, el coordinador del Grupo de vih de FELGTBI+, Nahum Cabrera, denuncia que “actualmente, muchas comunidades autónomas imponen barreras administrativas para dispensar esta medicación que son imposibles de salvar para la población con estatus migratorio”. “Estas barreras atentan contra los derechos fundamentales y tienen un grave impacto en la salud pública”, alerta.

Así, explica que “se señala, por ejemplo, como requisito indispensable tener un certificado de empadronamiento desde hace meses, cuando muchas de estas personas residen en pisos de conocidos o habitaciones compartidas, no tienen nada a su nombre, por lo que no tienen esa posibilidad. Además, la medicación debe ser diaria y la adherencia es fundamental, por lo que los plazos que exige la burocracia y los que requiere el tratamiento son completamente diferentes”.

“La sanidad pública y universal  es un derecho fundamental que las administraciones están vulnerando”

En este sentido, recuerda que “el acceso a la sanidad pública y universal para todas las personas es un derecho fundamental y constitucional que las administraciones están vulnerando”. Por tanto, exige que “se garanticen los derechos de la población migrante LGTBI+ con vih en igualdad de condiciones a los del resto de la población”. Asimismo, señala que “se trata de una cuestión de salud pública puesto que, si hay personas sin tratamiento, el virus se puede seguir propagando”.

Por otra parte, recuerda que no se puede tratar a las personas migrantes LGTBI+ con vih como al resto de personas migrantes, ya que sufren varios factores de vulnerabilidad al ser migrantes, personas LGTBI+ y personas con vih, lo que hace que tengan que sobrevivir cada día soportando un estigma aún mayor.

Por este motivo, la FELGTBI+ reivindica que las administraciones trabajen de manera activa para erradicar la violencia institucional contra este segmento de población. También, exige la creación de recursos adaptados culturalmente para la población migrante LGTBI+ con vih, con personas expertas en mediación intercultural, y que se establezcan programas específicos para personas con vih según su identidad de género, orientación sexual y expresión de género.

Sentimientos de abandono y diferencia entre CCAA

Lisandro Enrique, migrante argentino que da soporte a personas con vih que llegan a España en situación irregular, explica que “se trata, en muchos casos, de personas que no tienen papeles, por tanto, no pueden buscar trabajo, no pueden alquilar y, como consecuencia, no tienen nada a su nombre, lo que les cierra automáticamente el acceso al tratamiento al no poderse empadronar”.

“Esto origina grandes sentimientos de estrés, desapego y abandono porque lo primero que piensan es que se van a morir sin el tratamiento. Muchas no tienen círculo cercano, ni un hogar fijo en el que quedarse y vienen sin apenas pastillas. Temen que en el aeropuerto se les pregunte por esa medicación y tengan que revelar su estado serológico y quedar expuestas al estigma”, relata. “No tienen analíticas y no saben si son indetectables o no. Desde el sistema sanitario se les podría dar, al menos, algún tipo de plazo para presentar documentación que acredite su situación pero no se hace. No hay ningún tipo de flexibilidad”, denuncia.

“Quienes no tienen información no lo dicen por miedo al estigma”

Por su parte, Alfredo Pazmiño, migrante peruano y coordinador de la Oficina Técnica de Altihay Fuerteventura, asegura que hay mucha diferencia entre comunidades. “Aquí en Canarias la situación no es tan dramática, donde peor están es en la Comunidad de Madrid. Allí todas las personas de origen migrante tienen que esperar meses hasta poder medicarse, cuando muchas han huido de sus países precisamente por no tener acceso a los tratamientos. Algunas han vendido todo lo que tenían y se han venido a España porque su vida depende de esa medicación”, alerta.

Así, añade que, con la guerra de Ucrania, por ejemplo, están llegando a la capital personas con vih que han visto suspendidos sus tratamientos por los cortes de suministros provocados por la guerra. “Se les pide una receta de su país de origen y si no está en castellano, ya empiezan los problemas”, explica.

“Luego está la falta de información. Quienes tienen más acceso a ella, se acercan a las entidades LGTBI+. Quienes no, no lo dicen por miedo al estigma, de hecho, no hay datos de población asiática o africana con vih. Otras personas se ponen a buscar trabajo hasta poder ahorrar lo suficiente como para poder pagar los medicamentos de su bolsillo. En cualquier caso, todas pasan meses sin tratamiento”, denuncia.

NOTA. Día Mundial de los derechos de las personas con vih

Fuente FELGTBI+

General , , , , , ,

FELGTBI+ resalta la importancia de la detección precoz del vih en la mejora de la salud individual y comunitaria

Lunes, 24 de octubre de 2022

D024FF0C-37A2-42C2-807E-6F107CF6C6C4Con motivo del Día Internacional de la Prueba de Vih, que se conmemora cada 20 de octubre, la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans, Bisexuales, Intersexuales y más (FELGTBI+), resalta la importancia del papel de las pruebas de vih en la prevención de esta enfermedad y en la mejora de la salud individual y comunitaria, puesto que posibilita la rápida adopción de medidas para el tratamiento y para evitar la transmisión a otras personas.

Esta herramienta de prevención, entronca con los objetivos de ONUSIDA para 2030, el reto “95-95-95”, que supone que el 95% de las personas con vih estén diagnosticadas, que el 95% de las mismas estén en tratamiento y que el 95% de las personas tratadas tengan carga viral indetectable. A este reto se suma un cuarto objetivo “95”, relacionado con la calidad de vida, y un objetivo “Cero”, que defiende la no discriminación y la eliminación del estigma de las personas que viven con vih.

Recomendaciones y reivindicaciones

Se recomienda que todas las personas entre 13 y 64 años se hagan la prueba del vih al menos una vez, como parte de la atención médica de rutina. Sin embargo, las personas que tienen una vida sexual más activa deben hacerse la prueba al menos una vez al año. El diagnóstico precoz mejora la respuesta al tratamiento, que es muy efectivo a día de hoy, y evita la transmisión del virus. En la actualidad, las personas que viven con vih “tenemos una buena calidad de vida, incluso, se ha observado que ha aumentado nuestra esperanza de vida respecto a la de las personas que no tienen la infección, ya que estamos sometidas a numerosos chequeos médicos” afirma Nahum Cabrera, coordinador del grupo de vih de FELGTBI+.

En el marco de este día, el grupo de vih de FELGTBI+ lanza una serie de reivindicaciones para proteger la salud pública, luchar contra el estigma y proteger a los colectivos más vulnerables:

  • Fomentar la responsabilidad de todos los agentes en la realización de pruebas de cribado de vih.
  • Sensibilización sobre la enfermedad y toma de conciencia sobre la intransmisibilidad del virus cuando la carga viral es indetectable.
  • Atención sanitaria universal para que las personas migrantes, con independencia de su situación administrativa, puedan acceder a tratamiento sin esperas.
  • Descentralización de la dispensación de antirretrovirales fuera de las farmacias hospitalarias y ampliación de la pauta temporal para reducir las visitas para la recogida de la medicación.
  • Extender la PreP de manera uniforme por todos los territorios.
  • Educación sexual y reparto gratuito de profilaxis entre colectivos de riesgo.

 

NdP.FELGTBI+ resalta la importancia de la detección precoz del vih en la mejora de la salud individual y comunitaria

 

Fuente FELGTBI+

Hinduísmo , , , , , ,

En París, representantes electos se movilizan contra la expulsión de una persona migrante VIH+

Sábado, 1 de octubre de 2022

capture_decran_2020-10-24_a_12.07.27indizeaGeneviève Garrigos y Gauthier Caron-Thibault,

“Enviarle de vuelta a Guinea significa enviarle a la muerte”. El viernes 16 de septiembre de 2022, Geneviève Garrigos y Gauthier Caron-Thibault, ambos concejales socialistas del Ayuntamiento de París, escribieron una carta al Ministro de Sanidad, François Braun. La situación de este joven guineano seropositivo detenido en el centro de detención administrativa (CRA) de Vincennes, con vistas a su deportación, fue considerada preocupante por los representantes elegidos.

Acceso limitado al tratamiento retroviral

El 14 de septiembre de 2022, el Comité para la Salud de los Exiliados (Comede) denunció la decisión del servicio médico de la Oficina Francesa de Inmigración e Integración (OFII) de validar la expulsión del guineano. El migrante seropositivo está recluido en el centro de detención de Vincennes desde el 17 de agosto de 2022.

Un eslogan del que se hicieron eco Geneviève Garrigos y Gauthier Caron-Thibault, señalando la falta de acceso al tratamiento retroviral en el país de origen del migrante, a pesar de “los progresos realizados en los últimos años en la lucha contra el VIH”. Y añadió: “Los datos de ONUSIDA también indican un nivel muy alto de hostilidad y rechazo hacia los seropositivos en este país, donde su mortalidad sigue siendo muy elevada.

Derechos humanos

Reclamando la “benévola atención” de la Ministra de Sanidad sobre esta cuestión, los diputados se basan en el artículo 3 del Convenio Europeo de Derechos Humanos que prohíbe los tratos inhumanos, según la interpretación de la jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos.

En una sentencia de Paposhvili contra Bélgica, de 13 de diciembre de 2016, el tribunal dictaminó que la amenaza de expulsión de una persona que padece enfermedades graves a su país de origen puede -en determinadas condiciones- contravenir el artículo 3 del CEDH. “Por lo tanto, consideramos que dicha expulsión sería inhumana”, dicen los dos representantes elegidos.

Fuente: Actu

General , , , , , , ,

La princesa Diana cambió la forma en que el mundo veía el VIH y el SIDA con un gesto simple pero profundo

Sábado, 10 de septiembre de 2022

Princess Diana visiting a patient at the London Lighthouse, a centre for people affected by HIV and AIDS, in London, October 1996. (Photo by Jayne Fincher/Getty Images)

La princesa Diana visitando a un paciente en el London Lighthouse, un centro para personas afectadas por el VIH y el sida, en 1996. (Jayne Fincher/Getty Images)

La princesa Diana es recordada por su amabilidad y generosidad, y 25 años después de su muerte, no hay mejor ejemplo que su visita a un grupo de pacientes con VIH/SIDA.

Hace veinticinco años, el 31 de agosto de 1997, Diana, princesa de Gales, murió en un accidente automovilístico.

Su muerte desencadenó una ola de ira y dolor públicos como ninguna otra en la memoria viva, y hasta el día de hoy sigue siendo una de las personas de las que más se habla en la tierra.

En los años transcurridos desde entonces, se ha hablado mucho de su legado: su papel en la familia real y la intrusión de la prensa que finalmente le quitó la vida. Pero quizás por encima de todo, Diana es recordada por su amabilidad, de la cual no hay mejor ejemplo que su visita a pacientes con VIH/SIDA en el London Middlesex Hospital.

Para muchos de ellos, el miedo y el temor eran de esperarse de los seres queridos que los visitaban, si es que venían, o incluso de los trabajadores de la salud que los apoyaban.

De hecho, la falta de comprensión, así como la información errónea sobre un virus astuto y devastador, ha provocado la muerte de innumerables personas LGBTQ+. Muchos temían que el VIH pudiera transmitirse de persona a persona a través del tacto.

Pero ver la mano desnuda y extendida de una Diana sonriente en 1987 fue un momento que les dio a ellos, y a muchos de los miles que viven con el VIH, esperanza. “No dudo que de haber vivido hubiera sido una poderosa aliada en la lucha contra el estigma del VIH”

Ninguno de los 12 pacientes de la primera unidad de VIH/SIDA construida especialmente en Gran Bretaña quería ver a la princesa Diana. Temían lo que les pasaría si se convirtieran en el tema de una prensa sumamente hostil a las personas que viven con el VIH.

Finalmente, un hombre, que no estaba lejos de la muerte, accedió a encontrarse con Diana. Frente a los medios de comunicación del mundo, Diana estrechó la mano de un hombre diagnosticado con la enfermedad.

LONDON - APRIL 9: Diana, Princess of Wales shakes hands with a Aids victim as she opens a new Aids ward at the Middlesex Hospital on April 9, 1987 in London, England. (Photo by Anwar Hussein/WireImage) Diana, princesa de Gales, estrecha la mano de un enfermo de SIDA, una imagen que vendría a simbolizar su bondad y activismo. (Anwar Hussein/WireImage)

Un acto simple y audaz que llegó a capturar cómo la princesa Diana sería recordada incluso ahora, como el comodín de una monarquía que la rechazó, y alguien tan dinámica como glamorosa.

Diana declaró a la prensa que jugaba a su alrededor: “se ha de saber que El VIH no hace que la gente sea peligrosa.

“Así que puedes darles la mano y darles un abrazo, Dios sabe que lo necesitan”.

Muchos de los principales grupos de VIH y líderes LGBTQ+ la recordaron como una pionera que rompió filas para estar ahí para uno de los grupos más vulnerables y marginados de la sociedad.

Matthew Hodson, director ejecutivo de NAM aidsmap, contó a PinkNews cómo, siendo un niño de los años ochenta, la princesa Diana era una parte “inevitable” de su vida.

Ella estaba allí todos los días, riendo o llorando en las portadas de los periódicos”, dijo. “Estrechar la mano de alguien con SIDA, en un momento en que no había un tratamiento efectivo, puede parecer pequeño ahora, pero en ese momento fue fundamental.

“No tengo ninguna duda de que, de haber vivido, habría sido una poderosa aliada en la lucha contra el estigma del VIH.

“Nadie esperaba que su historia terminara tan abruptamente. Me sorprendió mi dolor. Me uní a la multitud entre los palacios de Kensington y Buckingham para ver pasar el cortejo fúnebre.

“Los caballos que tiraban del ataúd levantaron polvo, que atrapó la luz del sol. Los dolientes que me rodeaban en esa sección de la ruta parecían ser principalmente hombres y mujeres negros, personas con discapacidades visibles y hombres homosexuales y lesbianas.

Diana, con todos sus privilegios de nacimiento, hablaba de sentirse una extraña. Creo que muchos de los que se sintieron marginados por la sociedad se relacionaron con ella y su muerte los golpeó particularmente. Todavía me entristece”.

Fraser Wilson de Terrence Higgins Trust, una organización benéfica de salud sexual, le dijo a PinkNews: “Con apretones de manos y abrazos, la princesa Diana ayudó a cambiar las percepciones sobre el VIH y calmó parte de la histeria que se desató durante los primeros días de la epidemia.

“A través de sus acciones, dejó en claro que no se puede contraer el VIH por contacto o contacto cercano. No se debe subestimar ni olvidar el impacto que tuvo la Princesa Diana poniendo el foco de atención que la siguió sobre las personas con VIH.

“Se la echa mucho de menos. El trabajo de la princesa Diana ahora está siendo honrado y desarrollado por su hijo, el príncipe Harry.

“Hemos recorrido un largo camino desde la década de 1980 en lo que respecta al estigma del VIH, pero aún queda un largo camino por recorrer”.

Princesa Diana: una realeza magnética cuyo amable legado incitó a sus hijos a recoger sulegado

Las fotografías de Diana visitando las salas de VIH en toda Gran Bretaña se convirtieron en sinónimo de su legado de bondad, ya que se convirtió en patrocinadora oficial del National AIDs Trust, una organización benéfica fundada para desacreditar muchos de los mitos tóxicos que ensombrecen la enfermedad.

En un discurso de 1993 que pronunció Diana en uno de los eventos de la organización, reflexionó sobre las formas en que el VIH debilita la vida de las madres y sus hijos, disipando aún más el mito de que el VIH era un problema solo para los hombres homosexuales.

“Para aquellas madres y niños que ya viven bajo la sombra del SIDA”, dijo, “necesitamos ayudarlos a regresar a la luz, tranquilizarlos y apoyar sus necesidades.

“Y tal vez aprendamos de ellos cómo vivir nuestras propias vidas de manera más plena, por mucho tiempo que sea”.

Por mucho que persistan y cuajen las actitudes negativas hacia el VIH, se ha aplaudido la forma en que Diana ofreció a la realeza, enamorada durante mucho tiempo de las viejas convenciones, una forma de modernizarse.

Sus dos hijos se han convertido en sus propias estrellas polares en la lucha contra los gruñidos estigmas del VIH/SIDA, encarnando una generación más joven de miembros de la realeza.

En 2015, el príncipe Harry, duque de Sussex, se puso una cinta roja del SIDA el lunes mientras visitaba Mildmay, un hospital benéfico para el VIH ubicado en el este de Londres.

886EC6C4-9ACF-4ED6-9BA5-76F2ED24339BEl príncipe Harry de Gran Bretaña pasa ante imágenes de su difunta madre, Dianna, princesa de Gales, durante su visita al hospital Mildmay HIV. (YUI MOK/AFP vía Getty Images)

Al reunirse con los pacientes y el personal, se hizo la prueba del VIH para mostrar lo fácil que es. Otro pequeño acto que tiene un peso inconmensurable.

“Cuando mi madre tomó la mano de un hombre que se estaba muriendo de SIDA”, dijo el príncipe, “nadie hubiera imaginado que poco más de un cuarto de siglo después existiría un tratamiento que podría hacer que las personas seropositivas vivan plenas, sanas y amorosas. vive.”

Agregó: “Si ella todavía estuviera aquí hoy, probablemente se haría la prueba todos los meses, solo para probar un punto”.

Mientras tanto, el príncipe William, duque de Cambridge, apareció en la portada de la revista gay británica Attitude para condenar el bullying homofóbico.

Diana, en los próximos años, seguirá siendo elogiada por su filantropía y calidez. Puede ser difícil resumir 36 años de la vida de una persona, pero una cita se acerca.

“Nada me da más felicidad que tratar de ayudar a las personas más vulnerables de la sociedad”, dijo Diana en una entrevista de 1995. “Es una meta y una parte esencial de mi vida, una especie de destino”.

Fuente Pink News

General , , , , , , ,

FELGTBI+ y MOVILH responden al Director General de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, por sus recomendaciones estigmatizadoras hacia el colectivo LGTBIQ+

Lunes, 1 de agosto de 2022

stopestigma_web

No podemos olvidarnos de que con el historial homófobo del sanguinario expresidente de Zimbabue, Robert Mugabe, el Director General de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, le concedió (y retira) el título de embajador de buena voluntad a Robert Mugabe, aunque tuvo que retirárselo debido a la crítica generalizada. Dijo que lo hacía porque desde hacía unos años Zimbabue había demostrado que está “comprometido con la salud pública” y aplaudió a Mugabe por dirigir un país “que sitúa la cobertura sanitaria universal y la promoción de la sanidad en el centro de sus políticas.”

***

FELGTBI+ pide a la OMS que evite señalamientos y se centre en trazar un plan de salud pública con los países afectados

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans, Bisexuales, Intersexuales y más (FELGTBI+), reclama a la Organización Mundial de la Salud (OMS), tras las recientes declaraciones de su Director General, Tedros Adhanom Ghebreyesus, que evite afirmaciones que puedan ser utilizadas para estigmatizar al colectivo LGTBI+. Ayer, la OMS solicitó al colectivo de hombres que practican sexo con hombres (HSH) que reduzcan la cantidad de parejas sexuales y que reconsideren tener nuevos contactos sexuales, a pesar de que la viruela del mono no es una Infección de Transmisión Sexual (ITS). Este hecho, señala y estigmatiza al colectivo, culpándole de la difusión de la enfermedad por ejercer su libertad sexual, sin proponer medidas efectivas para prevenir su difusión.

El 23 de julio, la OMS declaró la viruela del mono como emergencia sanitaria mundial tras el nuevo repunte de casos confirmados y la transmisión por más de 75 países. Tedros Adhanom comunicó en rueda de prensa que la viruela del mono es una amenaza para la salud pública de interés internacional, a pesar de que el grupo de expertos de la ONU, encargado de evaluar la crisis, aún no había llegado a un consenso al respecto.

La viruela del mono registra ya más de 18.000 casos en todo el mundo, el 70% en Europa, sin embargo, la OMS aún no ha expuesto un plan de salud pública que marque las directrices y los objetivos de los diferentes Estados Miembros, ni ha trazado un plan de vacunación y contención de la enfermedad que no sean los consejos paternalistas y estigmatizantes dirigidos al colectivo. Nahum Cabrera, coordinador de VIH de FELGTBI+ apunta que “se está repitiendo el fantasma del estigma del VIH, poniendo el foco sobre la población LGTBI+ nuevamente, como si fuéramos los precursores de la expansión de una enfermedad de contacto”.

Vacunación como prevención

Entre las recomendaciones realizadas a los países afectados se incluyen “cuidar y proteger a las comunidades afectadas; intensificar las medidas de salud y vigilancia; y controlar clínicas y hospitales”, a lo que se ha añadido “acelerar el uso de vacunas”. Se estima que la vacuna de la viruela produce inmunidad en el 80% de las personas vacunadas, mientras que el 20% restante solo manifiestan síntomas leves. La vacuna funciona como medida preexposición, es decir, previa al contacto directo con la persona infectada. En este punto, es importante señalar que el contagio se produce por contacto directo y cercano con una persona que tiene síntomas, en concreto, a través de las erupciones, fluidos corporales (fluidos, pus o sangre de lesiones en la piel) y las costras, que son especialmente infecciosas.

España, con más de 3.100 casos confirmados, es el país del mundo con más casos de viruela del mono, según las estadísticas que ha comenzado a actualizar diariamente la Organización Mundial de la Salud (OMS). A pesar de este dato, solo se dispone de 5300 vacunas para repartir entre todas las Comunidades Autónomas, lo que se considera claramente insuficiente para realizar una acción preventiva eficaz. Toni Martí, coordinador de Salud Integral de FELGTBI+, señala que “necesitamos que las autoridades sanitarias cumplan sus funciones y compren las vacunas lo antes posible, puesto que estas se están fabricando en función de la demanda y debemos adelantarnos sino queremos empeorar la situación. Está demostrado que la vacunación es la mejor opción y necesitamos estas dosis para realizar una campaña de prevención efectiva”.

Es necesario que el Gobierno compre un mayor número de dosis preexposición para empezar a vacunar a la población de alto riesgo de exposición al virus, que según la Comisión de Salud Pública incluye a personas que practican sexo con desconocidos y que han tenido múltiples parejas en el último año (independientemente del género y orientación sexual), pero también a los profesionales sanitarios o personas vulnerables, como personas inmunodeprimidas, embarazadas, etc.

Ndp-FELGTBI+ pide a la OMS que evite señalamientos y se centre en trazar un plan de salud pública con los países afectados

***

«Estigmatizantes e irresponsables» dichos de la OMS vinculan la propagación de la viruela del mono con la homo/bisexualidad

“En vez de llamar sin distinciones a todas las personas a evitar prácticas sexuales de riesgo, la OMS instó públicamente a  los hombres que tienen sexo con hombres a reducir sus parejas sexuales, con lo que automáticamente los calificó como un grupo de riesgo. No hay grupos de riesgo, solo prácticas de riesgo. La OMS ha estigmatizado una vez más a la población LGBTIQA+”, sostuvo el Movilh.

El Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) lamentó y repudió hoy que en una rueda de prensa celebrada ayer en Ginebra el director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, “emitiera declaraciones estigmatizantes contra los hombres que tienen sexo con hombres, levantándose la hipótesis de “grupos de riesgo” para el contagio de la viruela del mono, lo cual nos recuerda las épocas de más alta ignorancia y prejuicios que rodearon al VIH/SIDA, una expresión homofóbica que solo fue útil para una mayor propagación del virus”.

En efecto, Tedros sostuvo que la viruela del mono “es un brote que puede detenerse si los países, las comunidades y las personas se informan, se toman en serio el riesgo y adoptan las medidas necesarias para detener la transmisión y proteger a los grupos vulnerables. La mejor manera de hacerlo es reducir el riesgo de exposición. Eso significa tomar decisiones seguras para usted y para los demás”.

Acto seguido, Tedros solicitó solo a los hombres gays o bisexuales reducir sus parejas sexuales. “Para los hombres que tienen sexo con hombres, esto incluye, por el momento, reducir el número de parejas sexuales, reconsiderar el sexo con nuevas parejas e intercambiar detalles de contacto con cualquier nueva pareja para permitir el seguimiento si es necesario”, dijo.

“Olvida Tedros lo que tanto costó aprender con el VIH. No hay grupos de riesgo, solo prácticas de riesgo. Si bien hasta ahora, y como ocurre con el VIH, el mayor número de casos de viruela del mono corresponde a hombres que tienen sexo con hombres, ello no es es igual a decir que los “hombres que tienen sexo con hombre tienen más riesgo””, apuntó el Movilh.

“Personas que tienen prácticas sexuales  o sociales de riesgo, deben reducir esas conductas y sus parejas sexuales.  Ese es el mensaje adecuado. Además de estigmatizantes las declaraciones  de Tedros son irresponsables, en tanto, dan la señal de que las  prácticas heterosexuales de riesgo estarían libres de contagio, pues no son llamadas a reducir su número de parejas.  Esto impacta negativamente en la prevención de la viruela del mono”.

“En al menos en 64 países existen leyes homo/transfóbicas y unos 24 Estados castigan la homosexualidad con penas que van desde los 10 años, pasando por la cadena perpetua, hasta la pena de muerte. Son Estados ignorantes, que ven en declaraciones como las de Tedros la reafirmación de sus prejuicios y brutalidades”, apuntó el Movilh

El Movilh anunció, por último, que “ próximamente como organización de la sociedad civil nos sumaremos a las campañas libres de prejuicios que emprenda  el Ministerio de Salud para la prevención de la viruela de mono, tema que conversaremos en reuniones que ya tenemos agendadas con  autoridades”

La viruela del mono se propaga en contacto directo con alguna persona que tiene una erupción cutánea de viruela símica. El contacto puede ser  cara con cara, piel con piel, boca con boca o boca con piel. También se puede transmitir al tocar objetos como sábanas o toallas que pueden haber sido utilizadas por alguien con viruela del mono.

Los síntomas más comunes de la viruela del mono pueden durar de dos a tres semanas y corresponden a fiebre, cefalea, dolores musculares, dolor de espalda, falta de energía, ganglios linfáticos inflamados y una  o más erupciones en la cara, las palmas de las manos, las plantas de los pies, los ojos, la boca, el cuello, la ingle y las regiones genitales o anales del cuerpo.

Recientemente se aprobó una vacuna para prevenir la viruela símica y, por el momento, solo se está recomendando usarla en personas que han tenido contacto con alguien afectado con el virus, sea cual sea su orientación sexual o identidad de género.

 Fuente MOVILH

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , ,

Argentina aprobó nueva ley de VIH, Hepatitis, Tuberculosis e ITS

Miércoles, 13 de julio de 2022

CAF43C08-CB29-4D6B-9BC5-47966D29D0D3 Después de muchos años de lucha, se aprobó en el Senado de Argentina la nueva ley de VIH, Hepatitis, Tuberculosis e ITS. Por qué puede salvar muchas vidas.

 BUENOS AIRES, Argentina.  La nueva ley de VIH, Hepatitis, Tuberculosis e ITS se aprobó esta noche en el Senado por amplia mayoría, con 60 votos afirmativos y uno negativo. Su implementación tendrá un enorme impacto en la vida de muchas personas. José María Di Bello está convencide de que lo que acaba de suceder salvará vidas.

“Esta ley me va a cambiar la vida definitivamente. Me enteré de mi diagnóstico mediante un test preocupacional en una situación de intentar ingresar a un trabajo donde finalmente no ingresé. Sé que hay muchas personas a las que esto les sigue pasando. Y ahora vamos a tener un marco legal que nos ampare”, contó Manuel Ferreiro, coordinador provincial de CABA de la Red de Jóvenes y Adolescentes Positivos (RAJAP). Sabe de lo que habla.

¿Por qué esta ley salvará vidas?

José María Di Bello es presidente de la Fundación GEP, y una de las personas que ha estado durante ocho años luchando para que salga esta ley, armando y debatiendo los cinco proyectos que se presentaron desde 2016.

“El impacto más importante de esta ley es que va a salvar vidas. Todos los años fallecen 5 mil personas en Argentina por causas asociadas a VIH y a hepatitis virales crónicas. Muchas de esas muertes son evitables. Pero estas muertes no tienen que ver con que no haya tratamientos. Tampoco con que no esté disponible el acceder a un sistema de salud, aunque muchas veces por situaciones de vulnerabilidad se complica el acceso. Estas muertes están relacionadas con la vulnerabilidad social, pobreza y discriminación. Por eso esta ley va a salvar esas vidas”, insiste José María.

El enfoque en el que ponen énfasis las organizaciones que conforman el Frente Nacional por la Salud de la Personas con VIH es que esta nueva ley habla de los determinantes sociales.

“Porque plantea una respuesta de protección social. Crea las pensiones no contributivas para las personas con VIH y hepatitis virales crónicas para quienes no tengan trabajo registrado. Es fundamental para que las personas tengan algo en su estómago antes de tomarse la medicación todos los días, advierte le presidente de Fundación GEP.

9B6601D7-A7BC-44A8-9195-62062EED4F6CJosé María Di Bello, frente al Congreso de la Nación en Argentina. Archivo Fundación GEP

Años de lucha por la nueva ley

Argentina contaba hasta hoy con una ley que data de 1990. Y esta no es la primera vez que llegó un proyecto al Congreso para modificar ese escrito con 32 años de historias y luchas no contempladas. Este fue, de hecho, el tercer intento.

Las primeras dos veces (en 2016 y 2018) perdió estado parlamentario, es decir: pasó el tiempo estipulado desde que entra un proyecto hasta que se trata en la sesión. Y si pasó eso, explican las organizaciones, es porque había desinterés político.

“En 2018 agregamos los artículos previsionales, porque después de los primeros años del macrismo a las personas que habían accedido a pensiones no contributivas se las habían sacado. Esto no puede quedar a criterio del gobierno de turno. Por eso los agregamos”, relata José María.

Y sigue: “En el 2020 hicimos un proceso de revisión del proyecto de 2018. Nos juntamos todos los domingos 6 horas cada vez, por 5 meses, en el medio de la pandemia, para mejorar el proyecto en redacción en cuanto a técnica legislativa. Ahí se agregó la tuberculosis. Tuvimos en cuenta que son las enfermedades transmisibles con mayor prevalencia en Argentina y en el mundo, y además son coinfecciones comunes con el VIH”.

En esa nueva redacción también se le sumó el capítulo de mujeres y personas con capacidad de gestar. Se expuso el enfoque de género en la redacción, y se profundizó en algunos artículos.

“Nunca se había llegado tan lejos. Afortunadamente muchos legisladores y legisladoras han tomado y llevado al recinto el proyecto, se han puesto al hombro y militado el proyecto como propio: Carolina Gaillard (Frente de Todos), Maximiliano Ferraro (Coalición Cívica), Romina Del Plá (FIT – Unidad). Es transversal a las fuerzas políticas. Esto lo hemos aprendido del proyecto del aborto. Esto tiene que ser una demanda de toda la sociedad, no que se capitalice en un solo partido político”, explicó Manuel Ferreiro.

Una señal del sistema político

A2EBF3B2-202E-4922-868A-2FA331278314Para Leandro Cahn, director ejecutivo de Fundación Huésped, esta nueva ley tiene un mensaje importante: “Es una positiva señal del sistema político argentino de volver a poner en agenda un tema que debería seguir como es la respuesta al VIH, Hepatitis e ITS. Más allá de que la ley vigente garantiza derechos importantísimos como el acceso a la atención, prevención, cuidado y tratamiento, evidentemente necesitamos nuevas estrategias para torcer el curso de la epidemia”.

Con esta ley, las personas con hepatitis virales crónicas por primera vez tienen una garantía legislativa. Por primera vez los derechos de acceso al tratamiento y estudios de diagnósticos gratuitos estarán garantizados.

María Eugenia De Feo, de HCV Sin Fronteras, también cree que esta ley cambiará la vida de muchas personas. Hoy, explica, el 50% del trabajo de su ONG está dedicado a procurar el acceso al sistema de salud de las personas diagnosticadas y el otro 50% a trabajar en campañas de información y prevención destinadas a encontrar a más de 350 mil argentinos que hoy pueden tener hepatitis B o C y no lo saben.

“Habitualmente son enfermedades que no presentan síntomas hasta que el deterioro hepático es importante y la enfermedad se encuentra avanzada. Como redactora de la ley del capítulo sobre hepatitis virales, buscamos cambiar esta realidad por tal motivo el artículo sobre diagnóstico pide la obligatoriedad del médico de ofrecer el test diagnóstico en la consulta, cosa que hoy es muy eventual que se solicite”, indica María Eugenia.

Para el Boletín Epidemiológico de Hepatitis Virales del Ministerio de Salud de la Nación, publicado en diciembre de 2021, ella escribió: “En Argentina necesitamos que la respuesta integral para las hepatitis virales crónicas sea una política de Estado y que permanezca a pesar de los cambios gubernamentales.  Por tal motivo, desde la sociedad civil de hepatitis promovemos la necesidad de una legislación que ampare nuestros derechos; que en definitiva son derechos para todos las y los argentinos”.

Hoy, esa ley existe.

D2B1B1D8-081A-492E-B1C8-B7AC2AE33DC2

Contra el estigma y la discriminación

Según el Índice contra el estigma y discriminación hacia las personas con VIH en Argentina, realizado por RAJAP, a las personas con VIH les sigue resultando difícil hacer público su estado serológico.

“Se registra un retraso en el inicio del tratamiento (TARV) como consecuencia del estigma. Esto se extiende a todos los ámbitos, e incluso lleva a las personas a evitar dar cuenta de su estado serológico al momento de hacerse atender en centros de salud por cuestiones no relacionadas con el VIH. Las relaciones laborales siguen siendo una instancia de estigma para las personas con VIH. Un 35% de la muestra declaró no conocer las leyes que refieren al VIH o directamente consideraban que no existían”, explica el informe.

Para las personas con hepatitis virales el estigma y la discriminación también es un grave problema. Según María Eugenia De Feo, de HCV Sin Fronteras, esto “se sufre en silencio en distintos ámbitos de la vida diaria laboral y social. El prejuicio social asocia la hepatitis C con la drogadicción y la hepatitis B con la promiscuidad sexual”.

El impacto más importante de la sanción de la ley, considera Manuel Ferreiro, “está vinculado a incorporar los determinantes sociales a un cuadro que hoy en día permanece como una patología médica, pero no contempla que implica una situación social vivir con VIH en Argentina de ahora. En este sentido va a apuntar a lo que más nos afecta y se conforma como una amenaza a las personas que vivimos con el virus, que es el estigma y la discriminación”.

Cuáles son los puntos claves de la nueva ley

La organización RAJAP realizó este punteo de las principales medidas de la ley:

  • La prohibición de pruebas diagnósticas de ITS en los exámenes preocupacionales y los despidos asociado a estas patologías.
  • La jubilación anticipada para quienes sean diagnosticadxs con envejecimiento prematuro por causa de los tratamientos antirretrovirales o el VIH.
  • Las pensiones no contributivas para las personas con VIH y Hepatitis Virales en situación de vulnerabilidad social.
  • El derecho a la información sanitaria necesaria pre y post diagnóstico, pre y postparto.
  • El acceso gratuito a leche de fórmula para lxs hijxs de personas gestantes seropositivas, imposibilitadas de amamantar.
  • La obligación de informar a las personas gestantes sobre las opciones de parto y la prohibición de sugerir cesáreas innecesarias basándose en el estado serológico de la persona.
  • La formación y capacitación obligatoria para todos los equipos que trabajen con ITS, incluyendo poderes del Estado, trabajadorxs de la salud y comunicadorxs.
  • La creación de diversos organismos de gestión para fortalecer organizaciones trabajando sobre ITS, para disminuir el estigma y la discriminación y para crear políticas públicas que aborden la temática de forma efectiva.

Aún falta la reglamentación, pero este es un día de fiesta para las organizaciones. Un día que soñaron hace más de 8 años y hoy se convierte en realidad.

Fuente Agencia Presentes

General , , , , , , , , , , , , , ,

El Pentágono revoca la prohibición militar del VIH

Sábado, 25 de junio de 2022

3B0AFF4B-F5FE-4A0D-81EA-84DF057013A6Los valientes hombres y mujeres de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos han luchado por nuestros intereses nacionales en tierra, mar y aire.

Pero algunas guerras surgen desde dentro.

Nuestra familia LGBTQ+ ha pasado por el infierno y ha regresado. Hemos librado una batalla en varios frentes simultáneamente; hemos perdido a algunos de nuestros ángeles más preciados, hemos luchado contra la estigmatización y hemos clamado por la representación.

El 61% del personal militar respalda la prohibición de las tropas trans
El Pentágono pone fin a la prohibición trans en el ejército de EEUU
Pero, a diferencia de las guerras tradicionales, nuestros éxitos en la lucha contra el VIH/SIDA no fueron tan celebrados como deberían. De hecho, muchas personas que estaban dispuestas a sacrificar sus vidas en el servicio militar recibieron luego la máxima deshonra: se les restringió el despliegue y los ascensos debido a su condición de seropositivos.

Imagínate tratar a los héroes del ejército con un desprecio tan reprobable. Bueno, no hay necesidad de imaginarlo. Esa era la política oficial… hasta ahora.

El Departamento de Defensa ha cambiado recientemente sus políticas discriminatorias contra los miembros del servicio que viven con el VIH. Varios casos judiciales han puesto en tela de juicio la clasificación gubernamental de la afección como enfermedad crónica a la luz de los numerosos avances médicos que hemos realizado y seguimos realizando. La jueza de distrito Leonie Brinkema ha dictaminado que el Pentágono no puede dar de baja o degradar a personas seropositivas que sean asintomáticas.

Por fin, las altas esferas de las Fuerzas Armadas estadounidenses se están dando cuenta de lo que los gays sabemos desde hace años: indetectable significa intransmisible.

 

 

El Director de Asuntos Gubernamentales de la Campaña de Derechos Humanos, David Stacy, hizo una declaración al respecto que expresa lo lejos que hemos llegado, pero que presagia lo lejos que aún debemos marchar.

“Los miembros del servicio con VIH deberían poder permanecer en el ejército y disfrutar de todas las oportunidades de despliegue o ascenso como cualquier otro miembro del servicio… La investigación ha demostrado desde hace años que la terapia antirretroviral es muy eficaz para reducir el riesgo de transmisión del VIH a prácticamente cero. Mantener una política discriminatoria contra los miembros del servicio que viven con el VIH sin el respaldo de las pruebas médicas era insostenible, y nos alegra ver que nuestros líderes militares lo reconocen. Y seguiremos presionando para que se aplique la misma política a quienes quieran alistarse. El anuncio de esta semana ha sido un buen primer paso, pero mientras algunas personas sigan siendo discriminadas sin una buena razón, aún queda trabajo por hacer.”

 Esto  parece un trabajo para el escuadrón más valiente de la historia: los cadetes queer del ejército de los EE. UU. Gracias por tu servicio.

Fuente Metrosource

General , ,

Muere a los 89 años Luc Montagnier el científico que descubrió el VIH y cambió el curso de la crisis del sida

Miércoles, 16 de febrero de 2022

3740005001021Luc Montagnier, virólogo francés galardonado con el Premio Nobel por su participación en el descubrimiento del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), causante del sida, ha fallecido. Tenía 89 años.

Montagnier falleció en el barrio parisino de Neuilly-sur-Seine, según informó el jueves (10 de febrero) la agencia de noticias francesa AFP .

Compartió la mitad del Premio Nobel de Medicina de 2008 con la también científica francesa Françoise Barrée-Sinoussi por su papel en el descubrimiento del virus.

Pero, a pesar de la gloria que recibió por descubrir el VIH, su reputación cayó en picado en los últimos años, cuando empezó a chapotear en la ciencia basura y se puso en contra de la corriente principal de la comunidad santificada.

En sus últimos años, cada vez apoyó más creencias pseudocientíficas, como creer que el autismo podía curarse con antibióticos y oponerse a la vacuna contra el coronavirus.

Cómo el premio Nobel Luc Montagnier llegó a descubrir el VIH

En 1983, Luc Montagnier trabajaba como director de la Unidad de Oncología Viral del Instituto Pasteur. Su equipo recibió un ganglio linfático inflamado extirpado a un diseñador de moda de 33 años que presentaba los primeros síntomas del sida, una enfermedad que frustra el sistema inmunitario.

El sida, que en un principio se calificó de “plaga gay”, arrasó con la comunidad LGBT+ y se convirtió en una crisis de salud pública que Montagnier y su equipo lucharon para que el mundo se tomara en serio, incluidos los científicos.

Al fin y al cabo, era una época en la que el sida se definía por lo desconocido. Algunos expertos en salud habían especulado con que la enfermedad estaba causada por un agente infeccioso que contaminaba las células T, los guardaespaldas del sistema inmunitario.

Aparte de las corazonadas, los científicos no tenían nada. No se conocía la causa de la muerte de innumerables personas LGBT+, lo que despertaba la paranoia incluso entre los médicos y las enfermeras que los atendían. Sin pruebas ni tratamientos, el sida se consideraba una sentencia de muerte.

Pero al examinar la muestra de tejido, Montagnier y su equipo se sorprendieron de lo que vieron. Había un retrovirus alarmantemente potente que parecía haberse colado en los genes del interior de los glóbulos blancos antes de engañar a la maquinaria celular para que lo replicara.

Acababan de descubrir el VIH. Montagnier y Barrée-Sinoussi publicaron su hallazgo el 20 de mayo de 1983. Este descubrimiento abrió el camino a los análisis de sangre del VIH y a los avances médicos que ahora permiten a las personas con el virus vivir una vida larga y saludable.

Poco después, el investigador estadounidense Robert Gallo, del Instituto Nacional de Salud, publicaría un trabajo que relacionaba el VIH con el sida, trabajando con la misma muestra que tenía Montagnier.

Esto desencadenó una disputa pública que duró años, y que sólo se calmó cuando el presidente estadounidense Ronald Reagan y el primer ministro francés Jacques Chirac acordaron que compartieran los derechos de patente.

Sin embargo, el Comité del Premio Nobel de Fisiología o Medicina no lo vio así. El comité concedió el premio conjuntamente a Montagnier y Barrée-Sinoussi.

Montagnier pasaría a ser director de la Fundación Mundial para la Investigación y Prevención del Sida en París, aprovechando sus décadas de descubrimiento de virus y ayudando al mundo a entender cómo estos organismos hackean los genomas de las células.

Fuente Agencias

General , , , , ,

Un paciente VIH denunció por discriminación a un médico que cuestionó su homosexualidad

Miércoles, 2 de febrero de 2022

1544FE47-2C27-4807-A2D8-F3DE77903BC2Diego es activista y desde 2017 se atienda en el hospital de Melchor Romero.

Un médico llamó “impío” a un hombre VIH que acudió al hospital de Melchor Romero para el seguimiento de la infección. La institución anunció que mantendrá una charla con el profesional.

LA PLATA, Argentina. Diego de Jesús Arias es activista por los derechos del colectivo LGTBQ+ y presidente de la organización Mateadas por la diversidad. En la última semana, denunció por discriminación y homofobia ante el Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo a un médico del hospital Alejandro Korn, de la localidad platense de Melchor Romero, por haberle dicho que “Dios reprueba su homosexualidad y que por esta acción impía estaba viviendo esa situación de salud”.

En diálogo con Presentes, Diego contó que ya había vivido una situación similar con este médico hace cuatro años y que sintió como un deja vu.

“Para mí fue muy fuerte que nos dijera que él no estaba en contra de lo que nosotros hacíamos, pero que íbamos en contra del camino del señor y de lo que dictaba la biblia. En esa primera oportunidad nos levantamos y nos fuimos”, cuenta.

“Luego conocimos a su colega, que nos trata con otro valor humano y es con quien nos atendimos durante estos cuatro años. Por las vacaciones caímos nuevamente en este infectólogo, quien nos recibió y de golpe empezó a darnos una charla que nuevamente comenzó a ir hacia lo religioso”, detalla Diego.

“La charla podría haber seguido durante horas. La conclusión era que todos mis problemas eran porque yo no sigo el camino de dios porque soy homosexual. Después de esto no lo volvimos a ver”.

Para que no vuelva a suceder

Diego decidió hacer pública su denuncia ante el INADI porque considera que debe haber muchas personas que están pasando por lo mismo y no se dan cuenta.

“Estás yendo a una consulta médica por una patología que, si bien no es una enfermedad, es muy compleja y el médico tiene que acompañar. Este médico nos hizo sentir muy incómodos y no nos puede decir lo que nos dijo. No nos puede decir que todo lo que nos está pasando es porque somos homosexuales. Tal vez se lo dice a otra persona y esta baja la cabeza porque tiene miedo que la familia se entere o le tiene miedo al estigma del VIH”.

La respuesta del hospital

El domingo por la tarde, al enterarse por los medios, desde el Hospital Alejandro Korn se comunicaron con él para pedirle disculpas. Se comprometieron a hablar con el médico para ver qué determinaciones tomaban, ya que repudiaban su accionar.

En el comunicado que se emitió desde el hospital para los medios de comunicación, expresan que al enterarse de la situación de discriminación sufrida por Diego de Jesús se comunicaron con él.

“La Dirección de Salud Mental a cargo de la doctora Belén Maruelli se puso en contacto con él, se le ofreció un espacio de reunión con todo el equipo directivo para poder conversar y comenzar un proceso de reparación activa. De la misma forma nos pusimos en contacto con el profesional en cuestión, el cual en este momento se encuentra aislado con covid, para llegar a fondo y dar una solución a esta situación. Por otro lado, consideramos que es un tema institucional por eso nos comprometemos al debate para poder garantizar el acceso al derecho y a la no discriminación”.

Desde la Defensoría del Pueblo explicaron que un proceso de reparación activa implica que el profesional de la salud tenga que disculparse y capacitarse. De lo contrario, si no acepta el hecho de la reparación, va a tener que dejar su cargo. Esto es parte del monitoreo que la Defensoría ofreció como capacitación y concientización a los médicos cuando se pusieron a disposición del hospital ante esta situación.

Una falta profesional

El doctor Gustavo López, coordinador del Área Jurídica de NEXO AC y Asesor Legal de INADI, explica a Presentes que la mayoría de los infectólogos e infectólogas trabajan con VIH y hepatitis. Agrega que hay una gran cantidad de pacientes que son de la diversidad sexual, y que, en general, no hay tantas denuncias.

“En este caso, al ser Diego un activista, tenía los medios para denunciar. Me preocupa lo que pueda pasar por la cabeza de pibes y pibas que se infectaron con HIV, que van a hacer una consulta y se encuentran con una persona que le dice esas cosas”, explica López.

“Para nuestro derecho civil no hay una diferenciación por orientación sexual, sino que somos todas y todos iguales. Que venga un médico y te diga que lo que estás atravesando viene en función de tu homosexualidad me parece que no corresponde. Estás metiendo a la religión en el terreno de la ciencia. Pero, además, está exponiendo información falsa, que es lo realmente preocupante. El VIH se transmite más allá de la orientación sexual y de la identidad de género, es una cuestión de intercambio de fluidos, sangre o semen. Que un profesional médico diga esas cosas es grave”.

López considera que estos constituyen discursos de odio. “Hay un odio a la diversidad sexual particularizada hacia los hombres que tienen sexo con otros hombres. El odio es preocupante. Nosotros desde el INADI trabajamos la parte del estigma. ¿Cómo el estigma hizo creer que una persona por ser gay tiene VIH? Me preocupa la ignorancia de algunos médicos y médicas. Han llegado casos al INADI de personas que les daban el último turno en el dentista porque tenían VIH. Cuando llamábamos y preguntábamos por qué el último turno, nos decían que era para que el ambiente esté más desinfectado y esterilizado”.

Es urgente una nueva ley VIH

El martes 25 de enero el Proyecto de Ley Nacional de Respuesta Integral al VIH, Hepatitis Virales, Infecciones de Transmisión Sexual y Tuberculosis ingresó en quinto lugar en el temario para las sesiones extraordinarias del Congreso, que comenzarán a partir del 1 de febrero.

Este proyecto había quedado sin tratamiento en las sesiones ordinarias del 2021 y de no tratarse y lograr la media sanción perdería nuevamente estado parlamentario.

Son incontables los hechos de discriminación sufridos por quienes viven con HIV. Gustavo López explica que, si bien la ley de 1990 fue muy valiosa al tiempo de su sanción, es necesario adaptarse a los nuevos paradigmas de derechos humanos que se incorporaron a partir de la modificación de la Constitución Nacional en 1994, en el artículo 75 inciso 22, los Pactos Internacionales de Derechos Humanos.

https://twitter.com/presenteslgbt/status/1486149390775447552?s=21

Una ley para evitar la discriminación

El dictamen de las comisiones de Acción Social y Salud Pública y de Presupuesto y Hacienda de 2021 aconsejó la sanción del proyecto que en el capítulo II de Derechos y Garantías establece que toda persona con VIH, hepatitis virales, otras ITS y TBC deberán acceder al derecho a recibir asistencia integral; a recibir un trato digno y respetuoso, sin discriminación de ningún tipo, en todos los ámbitos; al resguardo de la confidencialidad, privacidad e intimidad, en acuerdo a la Ley de Protección de los Datos Personales N° 25326; a no declarar su diagnóstico y/o estadio de su infección; y a derechos laborales, educativos, asistenciales, de seguridad social, y de toda índole, sin ningún tipo de discriminación o demora para el acceso.

Si querés poner por delante la religión, hacelo en tu vida privada, familiar, pero no en el ámbito profesional”, dice Gustavo López. “Si el médico no quiere creer lo que la propia ciencia dice, al menos que cumpla con unas normativas del Ministerio de salud, del hospital y de lo que tiene que ver con el reconocimiento de los derechos humanos de las personas”, enfatiza.

“En este país hace muchos años que la homosexualidad dejó de considerarse una enfermedad. Vivís en un país donde no se puede hacer un señalamiento prejuicioso sobre las personas por su identidad sexual o por su identidad de género. Lo que estás haciendo es prejuzgar al decir ‘tenés HIV porque sos gay’».

Diego está seguro de que hay muchos casos. “No es algo que me pasó solo a mi junto con mi pareja. Lo sabemos porque es algo lógico. Es importante que estos casos salgan a la luz para que la gente denuncie estas cosas y que no sufran. Yo milito no solo por los derechos de nuestro colectivo sino también por los Derechos Humanos. Quiero que al médico lo eduquen, lo capaciten”.

Fuente Agencia Presentes

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Adventista del Séptimo Día , , , , , , , , , , , ,

“Vivo con VIH, soy capricorniano, puto y activista por la cura”: el joven que lucha contra el tabú del virus

Sábado, 29 de enero de 2022

 

1D017E17-083E-40DE-8273-61E9B091BCA3Lucas Fauno retratado por el fotógrafo @Pablogomezsamela

Lucas “Fauno” Gutiérrez tenía 27 años cuando recibió su diagnóstico positivo. En ese momento se dio cuenta de que no sabía nada del tema. Su único referente era Tom Hanks en la película “Philadelphia”, en la que “moría de sida”. Trece años más tarde, trabaja para desmitificar y lograr una nueva Ley de VIH

Por
Lara Lukaszewicz
15 de Enero de 2022

Activista, periodista, puto, marica, persona viviendo con VIH, capricorniano. Así se define Lucas “Fauno” Gutiérrez cuando le pido que se presente. Remarca que es periodista por accidente, casi sin darse cuenta. Si bien nunca estudió formalmente para ejercer la profesión, la vida (y el virus) lo obligaron a “ponerse el traje” de comunicador.

Autor junto con Jon Amarillo del cómic humorístico “El Bicho y Yo”, que ilustra la realidad del VIH y de quienes conviven con él, denuncia a través de su cuenta de Instagram -con más de 40 mil seguidores- y de la Agencia Presentes, los obstáculos para acceder a la medicación, las fallas del sistema de salud público y la demora del tratamiento del proyecto de Ley de VIH, Hepatitis, Tuberculosis e ITS; que si no es incluído por Alberto Fernández en las sesiones extraordinarias de enero y febrero perderá el estado parlamentario por tercera vez en seis años y deberá volver a presentarse en 2023.

“Lo primero que recuerdo sobre el VIH tiene que ver con una cultura del miedo, con unas publicidades de los años 90 que te asustaban. Era eso, miedo. Siempre era un castigo, siempre era de personas marginales”, cuenta. A pesar de los años, afrima, el paradigma no cambió demasiado desde esas publicidades-

“Se habla mucho de prevención, como en el sentido de ‘cuidate de esto’, pero poco sobre las personas que sí vivimos con el virus”, explica. “Obviamente, no está mal. Necesitamos mucha más comunicación de prevención, pero todo tiene que convivir con información que le hable a las personas que sí vivimos con el virus”.

Lucas es un libro abierto sobre las luchas de las personas VIH positivas. En una de las paredes de su casa tiene una bandera LGBT+ gigante, parte esencial de su identidad, y en su mano sostiene un papelito con estadísticas sobre ITS del Ministerio de Salud. Cada tanto se disculpa por ser, a su entender, “muy verborrágico”, aunque todo lo que explica es interesante.

En medio de su discurso, abre un paréntesis para aclarar algunos términos malentendidos por el común de las personas. Por ejemplo, el VIH no se contagia, se transmite. “Tampoco somos portadores, portar se portan armas”, afirma. También enfatiza que “indetectable es igual a intransmisible”.

“Una persona VIH positiva indetectable es una persona que está siguiendo su tratamiento antirretroviral y alcanza la indetectabilidad del virus en su cuerpo. Es decir, tenés tan pocas copias del virus en tu cuerpo que no lo detectan los exámenes. Entonces, no es que te curás, sino que si sostenés esa indetectabilidad, no transmitís el virus en un encuentro sexual”, desarrolla. Es un concepto muy simple, pero poco difundido.

-¿A qué prejuicios se enfrentan quienes son VIH positivos?

-El más común es que vivir con VIH solamente le puede suceder a determinadas personas. De repente le decís a una persona: ”Che, ¿vos te testeás regularmente?”. Y te contestan: “No, si yo no soy puto” o “no, si yo no me drogo con inyectables”. Además, seguimos pensando que el VIH reside en situaciones sociales, reside si es mi pareja o es un encuentro de una sola noche, en ese sentido digo social.

¿Cuáles son los mayores reclamos?

-Nosotros somos activistas por la cura. Yo lo que busco es la cura, lo que pasa es que para llegar a ella tenemos que llegar con vida. ¿Quién puede llegar con vida a la cura? No hay que olvidarse que para tomar la medicación tenés que tener un techo, tenés que tener un vaso de agua. Para levantarte todos los días también tenés que tener afecto y una familia, nuclear o elegida. Por eso es tan importante el proyecto de Ley de VIH, porque es un proyecto de calidad de vida. Me acuerdo que hace un tiempo una persona me escribió y me preguntó en qué ciudad cercana a la suya se podía hacer un testeo, porque si lo veían en su pueblo lo iban a discriminar. Imagínate que una persona llega a un diagnóstico de sida simplemente por no testearse para evitar que las personas del pueblo la bardeen. Si esa persona muere, ¿de qué muere? ¿De sida o de una sociedad odiante y retrógrada?

-¿Hay obstáculos a la hora de acceder a la medicación o a herramientas de prevención?

-El VIH es un virus que se ha objetificado. Hablamos de VIH y automáticamente pensamos en un preservativo y en una pastilla. Se le ha negado la dimensión humana. Las personas que están en una vida sexual activa, ¿tienen acceso al preservativo? ¿lo pueden comprar? ¿lo pueden retirar si está en un espacio público? ¿hay un factor que por ahí estás en una edad joven y te da vergüenza o no querés que te miren mal al ir a comprarlo? Pensar en el preservativo sin dialogar y sin accionar para las personas que lo usan, es el gran problema.

Con la medicación pasa los mismo…

-La medicación antirretroviral, ¿quien la puede ir a buscar al hospital? ¿quién tiene acceso a esa medicación? ¿qué tipo de medicación nos dan? ¿Nos dan la que mejor le hace a mi cuerpo o nos dan la más barata? Cuando hablamos de preservativos, cuando hablamos de medicación, también estamos hablando de factores económicos, de decisiones, de un sistema de salud. Jamás, cuando he hablado de VIH, he estado hablando del virus. Estoy hablando de un sistema de salud que, por algún motivo, no está funcionando. Entonces que caiga ahora el proyecto de Ley VIH me parece muy problemático. Necesitamos una ley de VIH para seguir avanzando hacia la cura.

-¿Podrías explicar las diferencias entre la actual ley de ITS y el nuevo proyecto de Ley?

-La ley actual de Argentina es una ley del año 1990, que en su momento fue una ley bastante innovadora, con un enfoque biomédico y bioético. La ley que estamos exigiendo ahora, que perdió estado parlamentario y lo va a terminar de perder si no entra a extraordinarias, habla de derechos humanos, de un enfoque de género, habla de calidad de vida. Uno de los ejemplos más claros es que en el año 1990 no se pensaba que las niñas, niños y niñes que nacían con el virus pudieran vivir mucho tiempo. Hoy en día esas infancias y adolescencias necesitan derechos, necesitan una medicación especial, necesitan que se contemple su derecho a la confidencialidad.

Es un proyecto que incluye nuevas realidades.

-Este proyecto de ley también contempla hepatitis y tuberculosis, habla y fomenta la producción nacional de medicación y de suministros, lo cual es importantísimo teniendo en cuenta que su precio varía todo el tiempo porque depende del dólar. También enfatiza en prohibir los exámenes preocupacionales, que es tan terrible para las personas que vivimos con VIH. Yo durante muchos años busqué solo trabajos no registrados porque me daba terror enfrentarme a un examen preocupacional y que me preguntaran si yo tomaba alguna medicación, o que el examen de VIH me diera positivo.

Hay un lema del activismo VIH positivo que dice “liberen las patentes”. ¿Lo podrías explicar?

-Las patentes determinan qué medicación se puede hacer y a qué costo. Eso hace que los estados puedan o no comprar tal medicamento. Los antirretrovirales no son una pastilla única que todos tomamos la misma, hay distintos. Con cada antirretroviral hay distintos esquemas, según los efectos secundarios y lo que vos necesites. Pero, ¿cuál me dan? ¿Me dan el más barato? Todo eso depende de las patentes. Hace años las personas que vivimos con VIH venimos hablando de los esquemas de patentes. Cuando llegó la pandemia por COVID-19 dijimos “de esto hablábamos”. Si hubiésemos llegado al principio de esta pandemia habiendo escuchado, no solo las personas VIH positivas, si no a las personas de un montón de situaciones de salud, hubiésemos encarado esta otra pandemia de una manera muy distinta.

-¿Hubo faltante de medicamentos al principio de la pandemia?

-Sí, no solo que hubo faltante de medicamentos, sino que se profundizó la dificultad de acceder a la medicación, de hacer los testeos, de los controles. Nosotros nos tenemos que hacer los controles de cómo está nuestra carga viral, cantidad de virus en sangre y defensas, cada cuatro o seis meses, dependiendo de la persona. Los sistemas de salud estaban desbordados. Se complicó, pero no fue exclusivo de las personas que vivimos con VIH. Todas las situaciones crónicas de salud se vieron completamente afectadas por esto.

¿Y actualmente?

-Sigue habiendo situación de faltantes. Un faltante no es solamente que no tengas la medicación en tu mano, es que no tengas la medicación que menos efectos secundarios te da, que no tengas en tu mano la mejor medicación para tu tratamiento. ¿Es lo mismo que otros años? No, pero tampoco estamos en una situación soñada. Sigue habiendo deudas pendientes para con las personas con VIH.

Cuando te diagnosticaron, ¿sabías lo que implicaba vivir con ese virus?

-Yo fui diagnosticado hace 13 años, en 2008. Si bien era una persona que se movía en ámbitos LGBT+ y culturales, cuando a mí me dieron el diagnóstico positivo, me di cuenta que no sabía nada, que no tenía a ninguna persona VIH positiva cerca, que no tenía a quién preguntarle, que no tenía más referentes que Tom Hanks en “Philadelphia”. Imaginate lo que es crecer en un mundo donde no te encontrás, donde no existís y solamente existís para morirte, para ser villano o para ser lo peor. Así llego yo a mi diagnóstico VIH positivo. Me acuerdo que en ese momento fue una inmensa soledad. Fue un tornado de soledad.

-¿Pudiste compartir tu diagnóstico con tu familia?

-No, y nunca sentí que hubo una comprensión como hubiese querido. Con los años aprendí a dialogar y abrazar la manera en la que mi familia nuclear lo pudo procesar. Está muy lejos de ser la manera en la que yo lo necesité en su momento y la manera que hoy quisiera. Asumo que también es difícil para madres, padres y tíos que se criaron en una comunicación donde era todo silencio y muerte. Lo que pasa es que en el momento en el que me diagnosticaron lo que necesitaba era una red. Hay 140 mil personas VIH positivas en Argentina. No es que no conozcas ninguna, solamente que no lo comparten. Pero, ¿por qué? Porque hay una sociedad odiante, morbosa, temerosa, que nos expulsa. Yo con el tiempo fui construyendo mis propias familias, mis espacios, mis otras maneras de construir una mesa navideña.

-¿Cómo son los vínculos románticos para una persona con VIH?

-En un momento me causaba mucha gracia, entre un millón de comillas, cuando en Grinder o aplicaciones de citas ponían “acá sano, ¿vos sos sano?”. ¿Cuál es tu concepto de sanidad? ¿Yo por vivir con VIH ya no soy sano? Y si no soy sano para tu idea de sanidad, ¿quedo expulsado? ¿ya mi capital erótico no se comercializa? Sería utópico decir que la vida sigue igual. Obviamente hay un cambio, pero por otro lado no quisiera que una persona VIH positiva que fue recientemente diagnosticada piense que terminó su vida sexoafectiva. No, tomá otros caminos, otras dificultades. A mí cuando me diagnosticaron VIH antes de pensar en si iba a vivir, si iba a morir, si me iban a contratar o no me iban a contratar, la primera pregunta fue ¿y ahora quién me ama? Yo no soy solamente un diagnóstico. Si alguien me dice “yo no quiero estar con vos porque tenes VIH”, me va a doler seguramente; pero, ¿yo quiero estar con una persona que solo ve en mí un diagnóstico?

-¿Vos le contás a las personas con las que salís que vivís con VIH?

-Siempre prefiero decirlo pero porque me da tranquilidad a mí, no porque considero que sea una obligación. Pero igual medio va en el pack de cosas que prefiero decir de antemano. Vivo con VIH, soy capricorniano, fan de Sailor Moon. Listo. Ya está, si me querés, quereme así. He tenido encuentros de todo tipo, hasta con personas que me dicen “no, mirá, no me animo a estar con una persona que vive con VIH”… y ahí es como “bueno, me parece que está bien, pero por otro lado te invito a informarte”.

-¿Tenés alguna anécdota de alguna persona que te haya agradecido tu activismo?

-Hace poco me escribió una persona que amo muchísimo y que hoy en día es mi amiga diciéndome: “Cuando yo estaba en el hospital internado por causas relacionadas al SIDA, lo que hacía era escuchar mucho tu charla TED”. Y lo que le dije fue: “Yo te lo tengo que agradecer a vos porque si no existiese este comentario yo no entendería para qué hago lo que hago”. Hago mi activismo y hago mi comunicación para encontrar interlocutores. Yo no quiero estar en un podio. Yo hago activismo para estar menos solo, y no es para encontrar a otras personas positivas, es para encontrar a otras personas que estén atravesadas por estos diálogos.

-¿Cómo cambió tu relación con el diagnóstico desde 2008 hasta ahora?

-Como comunicador y activista, mis últimos 13 años se basan mucho en temas relacionados al VIH. Entonces a mí también me cuesta a veces distanciarme del diagnóstico. Con los años, de a poco, creo que lo voy logrando. Se va volviendo más amable mi relación con el virus. Pasé de olvidarlo a tenerlo ya en una situación de “nos está tocando por este periodo de tiempo compartir un cuerpo”. Si yo lo niego y dejo la medicación, más adelante va a ser peor porque lo más probable es que mi defensas no puedan resistir y terminé avanzando en una situación de sida. Hoy en día mi relación es estable, nunca va a estar bien. Vivo con un virus y me sigue doliendo, pero a la vez también y sin romantizar, es una situación de salud que me construyó de una manera activista, que me acercó a muchas personas valiosísimas, que también hizo que muchas personas en mi vida reconstruyan visiones y se vuelvan más valiosas todavía.

-¿Podés explicar qué es el orgullo VIH?

-Mi orgullo no es vivir con VIH. Mi orgullo es cómo hemos vivido todo este diagnóstico a través de los años con todo mi grupo cercano, mi orgullo son los logros como sociedad, mi orgullo son los diálogos, mi orgullo son los encuentros, mi orgullo es encontrarnos o esto de esta persona diciéndome “che, vi la charla Ted”. Ese es mi orgullo bichoso. Muchas veces me putean y ponen: “¿Cómo alguien puede estar orgulloso de ser VIH positivo?”. Yo no estoy orgulloso de eso. No me hace feliz vivir con VIH, pero sí me da orgullo el recorrido que nos hizo tener hasta ahora a mí y a quienes me rodean.

Fuente Infobae

General , , , , ,

In memoriam

Miércoles, 1 de diciembre de 2021

En el Día Internacional de la lucha contra el SIDA, recordamos hoy a tantos hermanos y hermanas fallecidos por causa del VIH.

image_content_low_1258788_20131202172257

Recordar es facil para el que tiene memoria.

Olvidar es difícil para el que tiene corazón.

*

Gabriel García Márquez

***

Bendito eres Tú, oh Señor,
que enjugarás toda lágrima de nuestros rostros;
quien mira hacia Ti resplandecerá,
libre de sombras y preocupación en el rostro.
Tú, Eterno Dios, Has venido a habitar entre nosotros,
y te damos gracias.
Hecho semejante a los hombres, Tú sabes bien
cómo la enfermedad carcome el cuerpo,
y como la vergüenza roe el espíritu.
No podemos sanar el cuerpo,
pero danos, Señor, por favor,
la actitud y la palabra adecuadas
  que ayudan a nuestros hermanos y hermanas que viven con el VIH
a no vivir más en la vergüenza:
que nuestra mirada sea limpia,
y nuestra acogida discreta y modesta,
sin “¿por qué? “ ni  “¿cómo?“;
porque Tú no miras el pasado de las personas,
y no haces preguntas.
Enséñanos, si Tú quieres,
simplemente “estar con”
como Tú estás
con cada uno y cada una de nosotros.
Te damos gracias, y te decimos gracias,
porque estamos contigo,
hijo e hijas de un mismo Padre,
y Tú acoges nuestra oración.
Amén. Aleluya.

+

Hermano Manuel de la Communion Béthanie

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , ,

Córdoba (Argentina): condenaron a un joven acusado de transmitir el VIH a su pareja

Sábado, 16 de octubre de 2021

vih-imagenLo sentenciaron a tres años y medio de prisión efectiva por “lesiones gravísimas”. Rechazo de organizaciones especializadas en VIH-Sida.

Un joven de 22 años fue condenado ayer en Córdoba a tres años y seis meses de prisión, acusado de haber transmitido el virus de la inmunodeficiencia adquirido (VIH) a una ex pareja. El juez Enrique Buteler, de la Cámara Sexta del Crimen, basó la sentencia en la figura penal de “lesiones gravísimas”, a pesar de rechazar la imputación por “contagio de enfermedad venérea” –prevista en el artículo 18 de la ley de Profilaxis 12331– con que llegó a juicio.

La denunciante y el hoy condenado habían mantenido una relación entre 2018 y 2019. A mediados de 2018, ella quedó embarazada y los estudios prenatales detectaron que vivía con VIH, aunque luego los análisis realizados al bebé darían resultado negativo.

La fiscal Bettina Croppi del fuero de Violencia Familiar, quien tuvo a cargo la investigación y ordenó la detención del acusado, había solicitado en su alegato la pena de cuatro años y ocho meses de prisión. A su turno, la abogada defensora Susana Lucero pidió la absolución, por considerar que no se probó la transmisión del virus ni que el acusado supiera que vivía con VIH.

“No debió haber sido condenado”, manifestó la letrada a Presentes. “El supuesto contagio no se pudo comprobar. El propio perito médico especialista en infectología de Tribunales dijo que no es posible determinar quién trasmite a quién, en general y en este caso en particular”, señaló Lucero. Y explicó: “Su pareja se enteró de que era portadora de VIH el 29 de agosto de 2018 y él se hizo el análisis el 5 de septiembre, de modo que no podía saber que era portador. Esa es la única prueba fehaciente en esta causa”.

Su defendido tiene 22 años y podría recuperar la libertad en marzo o abril próximos, ya que desde septiembre de 2019 está alojado con prisión preventiva en el penal de Bouwer. Para Lucero, es “otra de las lamentables injusticias de esta causa. La prisión preventiva debe ser un recurso excepcional. Este muchacho es de condición muy humilde y mal podría entorpecer la investigación ni mucho menos fugarse. A dónde, si no tiene un peso partido por la mitad”.

Ante la consulta periodística, la fiscal Croppi se excusó de hacer declaraciones hasta que se den a conocer los fundamentos, el 28 de octubre próximo. Al iniciarse el juicio, en declaraciones a Radio Universidad y Cba 24N, manifestó que se trataba de una persona “acusada de vivir con una enfermedad venérea, como es el HIV, y haberla contagiado sabiendo que la tenía”.

Un retroceso de treinta años

Para el abogado Matías Muñoz, de la Asociación Ciclo Positivo, especializada en VIH-Sida, la sentencia “es un papelón, porque se condena por un delito de lesiones cuando al mismo tiempo se absuelve por el delito de la ley de profilaxis por insuficiencia de pruebas”.

“Qué significa esto: a una persona la absuelven de un delito por que no se pudo probar que lo cometió y sin embargo la condenan por un delito que es consecuencia del supuesto delito anterior. Ahí hay un disparate penal. Entendemos que el fallo responde a las presiones de la fiscalía y mediáticas y es un retroceso en el respeto a los derechos humanos y las garantías constitucionales”, cuestionó Muñoz.

El director del Programa Provincial de VIH/SIDA y ETS, Diosnel Bouchet, informó a Presentes que al enterarse del proceso penal se contactaron con los actores judiciales para que “pudieran tomar parte en el asunto con todos los elementos” y que aguardan una reunión con el Ministerio de Justicia para “tener más elementos y una opinión más clara” sobre la sentencia.

No obstante, manifestó: “La ley 23798 (Ley Nacional de Sida) establece que cada uno es libre de comunicar su diagnóstico a quien quiera. También se supone que la transmisión del VIH ocurre en relaciones consentidas entre adultos, donde ambas partes en ejercicio de las libertades individuales deben cuidarse. Pero parece que la condena fue por lesiones, no por la transmisión del VIH”.

“En términos generales, poner a la persona con VIH en un plano de criminal es un retroceso tremendo en la lucha por los derechos humanos, que nos retrotrae a principios de los 90. Por otro lado, el mensaje a la comunidad es que esto no genere más discriminación, fobia y enclaustramiento en relación al VIH-Sida, sino que aprovecho la oportunidad para que si alguien en la comunidad ha tenido una relación desprotegida se acerque, se testee, se asesore sobre salud sexual e inicie prácticas sexuales saludables”, añadió el funcionario.

Por su parte, Ignacio Maglio, coordinador del área de promoción de derechos de fundación Huésped y miembro del consejo directivo de la Red Bioética Unesco, manifestó: “En relación a la sentencia queremos aguardar los fundamentos para cuestionar bien. De todas maneras, la Ley de Profilaxis prácticamente quedó en desuetudo (caduca e inaplicable). Hablaba de enfermedades venéreas, una calificación biologicista y absolutamente machista, porque lo venéreo viene de la mujer, de Venus. Hoy se habla de enfermedades de transmisión sexual”.

Además, destacó que la Ley Nacional de Sida y su decreto reglamentario 1244/91 “muy sabiamente establecen que la confidencialidad, la privacidad y la protección de la intimidad de las personas con VIH son derechos esenciales que nunca deben ser puestos en duda. No hay ninguna previsión de que una persona esté obligada a revelar su estatus serológico a nadie, ni a su pareja, ni al dentista, ni a los médicos, porque las medidas de bioseguridad son universales y obligatorias”.

Un juicio gemelo

En julio de 2003, otro hombre fue condenado en Rosario a tres años de prisión en suspenso por una situación similar. El juez Ernesto Genesi consideró que al ocultar a su pareja que vivía con VIH y transmitirle el VIH incurría en el delito de “lesiones gravísimas” con “dolo eventual”, lo que suponía que el acusado había mantenido relaciones aun conociendo el riesgo que implicaba. La mujer también quedó embarazada y dio a luz un bebé, cuyos análisis dieron resultado negativo.

Fue el primer fallo que aplicó ese criterio en el país, cuestionado por especialistas y organizaciones con trabajo en VIH-Sida: se lo consideró discriminatorio hacia las personas con VIH y violatorio de su intimidad, al pretender que una persona que vive con el virus estaba obligada a comunicarlo.

Penalización: más daños que beneficios

En agosto de 2008, el Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/SIDA (ONUSIDA) declaró: “No hay datos que indiquen que por medio de la aplicación general de la legislación penal a la transmisión del VIH se consiga la justicia penal o se prevenga la transmisión del virus. Esta aplicación más bien corre el riesgo de socavar la salud pública y los derechos humanos”. Con ese fundamento, ONUSIDA instó a los gobiernos a “limitar la penalización a los casos de transmisión intencionada, por ej., cuando una persona conoce su estado serológico positivo con respecto al VIH, actúa con intención de transmitirlo o, efectivamente, lo transmite”. Además, recomendó adecuar la legislación penal relativa a la transmisión del VIH para que resulte “coherente con sus obligaciones internacionales en materia de derechos humanos”.

En el caso que finalizó ayer con una condena a prisión efectiva, la instrucción se basó en una norma que data de 1936, la ley de Profilaxis de las Enfermedades Venéreas 12331, que en su artículo 18 establece: “Será reprimido con la pena establecida en el artículo 202 del Código Penal, quien, sabiéndose afectado de una enfermedad venérea transmisible, la contagia a otra persona”. “Eso es lo que todo el tiempo se quiso probar con este chico, al pretender que por ser varón la contagió y la puso en riesgo –señala la abogada Lucero–. Yo quiero desentrañar la cuestión de la responsabilidad compartida. Cada persona adulta debe hacerse cargo de su propio cuerpo, y no se puede culpar a uno porque al tener relaciones no se hayan cuidado”.

El 13 de febrero de 2012, la Declaración de Oslo sobre la Criminalización del VIH señaló en su artículo 1 que “la criminalización de la no revelación del estatus VIH, de la exposición potencial y de la transmisión no intencional está generando más daños que beneficios en términos de impacto en la salud pública y en los derechos humanos”. El punto 8 es elocuente: “Las leyes penales no cambian el comportamiento enraizado en cuestiones sociales complejas, especialmente el comportamiento basado en el deseo y que sufre el impacto del estigma asociado al VIH. Ese comportamiento se cambia asesorando y apoyando a las personas que viven con VIH con el objetivo de lograr salud, dignidad y empoderamiento”.

Fuente Agencia Presentes

General , , , , , , , ,

La ONU advierte que el draconiano proyecto de ley sobre delitos sexuales de Uganda corre el riesgo de “alimentar aún más el VIH”

Viernes, 14 de mayo de 2021

Protesters-outside-Uganda-009-460x214Uganda es uno de los 70 países donde ser homosexual se castiga con la cárcel.

El parlamento de Uganda ha aprobado un proyecto de ley que prohíbe aún más las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo, el sexo anal y el trabajo sexual, duplicando así un código penal que ya considera ilegal ser LGBT+. El proyecto de ley pasó su tercera lectura en el parlamento el 3 de mayo. Ahora se debe a la firma del presidente Yoweri Museveni, después de lo cual se convierte en ley.

El Parlamento de Uganda confirmó el lunes (3 de mayo) en Twitter que el proyecto de ley sobre delitos sexuales había sido aprobado en tercera lectura, poniendo fin a su largo paso por la cámara. Gran parte de lo que el proyecto de ley de delitos sexuales penaliza ya es ilegal en Uganda. Las personas sorprendidas manteniendo relaciones con personas del mismo sexo ya se enfrentan a cadena perpetua, y parte de la redacción del proyecto de ley de delitos sexuales está extraída de la Ley del Código Penal de 1950. Una modificación del código en el año 2000 supuso la penalización de los actos sexuales entre mujeres, ya que el sexo oral y anal entre parejas del mismo sexo y mixtas se castigaba con una pena de siete años de prisión por “indecencia grave“.

Presentado por primera vez en 2015, el proyecto de ley de delitos sexuales se vendió como un esfuerzo de línea dura para acabar con la violencia sexual abordando los “defectos” del código penal. Sin embargo, al cubrir las lagunas del código penal, la ley también criminaliza aún más el hecho de ser LGBT+ y establece amplias restricciones a la vida sexual de los ugandeses. Según la cláusula 11, los “delitos contra natura” incluirán tanto la zoofilia como a quienes “realicen un acto sexual con otra persona en contra del orden de la naturaleza”.

El Comité de la Cámara en pleno, compuesto por todos los diputados en ejercicio, también añadió una “prohibición de los actos sexuales entre personas del mismo sexo”. Los legisladores también aprobaron las recomendaciones del comité de que, “para completar”, se añada a la lista de “delitos contra natura” el hecho de “penetrar el ano de otra persona con su órgano sexual o con cualquier objeto”.

La amplia ley incluye la introducción de un registro de delincuentes sexuales y la tipificación como delito del uso de drogas para la violación o la difusión de una cinta o grabación de un acto sexual sin el consentimiento de esa persona. Sin embargo, durante el examen en comisión, se eliminó una cláusula fundamental que habría permitido la retirada del consentimiento antes o durante los actos sexuales.

Otras nuevas medidas son el endurecimiento de las medidas de salvaguardia para proteger a los niños del acoso sexual en las escuelas. Los legisladores también ampliaron una cláusula para que no sólo se considere delito el trabajo sexual, sino que también se penalice a quienes pagan por sexo.

Si bien los legisladores estaban divididos en cuanto al género sobre algunas de las cláusulas del proyecto de ley, como la retirada del consentimiento, la Cámara estaba de acuerdo sobre las cláusulas que criminalizan la homosexualidad. Después de todo, el proyecto de ley llega más de un año después de que los legisladores dieran un brusco giro al llamado proyecto de ley “Matar a los Gays”, que pretendía introducir la pena de muerte para la “homosexualidad agravada”.

No era la primera vez que la tan temida legislación estuvo a punto de hacerse realidad. El Parlamento la aprobó por primera vez en 2014, pero el Tribunal Constitucional la rechazó en medio de una fuerte reacción internacional.

Las Naciones Unidas están pidiendo a Uganda que enmiende un proyecto de ley para prohibir las relaciones entre personas del mismo sexo que suscita “serias preocupaciones sobre los derechos humanos” y amenaza con socavar la salud pública.

Las relaciones sexuales entre hombres ya son ilegales en Uganda, pero el muy denostado proyecto de ley sobre delitos sexuales (Sexual Offences Bill ) va un paso más allá al clasificar todos los actos entre personas del mismo sexo como “delitos no naturales” junto con la bestialidad.

Otras disposiciones alarmantes incluyen la prohibición del trabajo sexual, el sexo oral y anal para todas las parejas, y la prueba del VIH obligatoria y forzada de los acusados de delitos.

Un portavoz del alto comisionado de la ONU, Rupert Colville, señala que el castigo del proyecto de ley para las relaciones consentidas entre personas del mismo sexo se ha reducido a 10 años de cárcel en lugar de cadena perpetua; sin embargo, representa una grave violación de los derechos humanos.

“El hecho es que esas relaciones todavía están criminalizadas”, dijo. “Esto, en un país donde el estigma, la discriminación y la violencia contra las personas por su orientación sexual e identidad de género están generalizados y a menudo se cometen con impunidad, dado que las víctimas suelen tener demasiado miedo para denunciar cualquier ataque en su contra”.

Los activistas han expresado especial preocupación por las pruebas de VIH forzadas en una región donde las tasas de infección y estigmatización son altas.

“Tales disposiciones no solo violan las obligaciones de Uganda en materia de derechos humanos y también corren el riesgo de socavar la salud pública, lo que hace que las personas tengan miedo de presentarse para las pruebas y el tratamiento esenciales, lo que afecta los esfuerzos críticos de prevención y tratamiento del VIH”, dijo Colville. “También corren el riesgo de alimentar aún más el VIH en Uganda y África subsahariana”.

Su alarma fue compartida por Winnie Byanyima, directora ejecutiva de ONUSIDA, quien instó a los legisladores a reconsiderar el proyecto de ley antes de que deshaga el progreso de Uganda en la reducción del impacto del VIH. “Estoy profundamente preocupada por la aprobación por parte del parlamento de Uganda de partes de este proyecto de ley que criminalizan y marginan aún más a los grupos vulnerables de conciudadanos y les niegan sus derechos humanos, incluido el derecho a la salud”, dijo en un comunicado. “Dirigirse a las personas que viven con el VIH, las comunidades de lesbianas, gays, bisexuales y transgénero y los trabajadores sexuales aumenta el estigma y la discriminación y socava la respuesta al VIH al impedir que las personas reciban el tratamiento, la prevención y los servicios de atención del VIH que necesitan con tanta urgencia”.

La ONU da la bienvenida a algunas partes de la ley de amplio alcance, que incluye la introducción de un registro de delincuentes sexuales y tipifica como delito el uso de drogas para violación durante una cita o la publicación de un video sexual sin el consentimiento de esa persona. Sin embargo, Colville insiste en que el proyecto de ley en su conjunto no cumple con el derecho y las normas internacionales y debe ser enmendado con urgencia.

La difícil situación del colectivo LGTB en Uganda

La homosexualidad ya es ilegal en Uganda. La situación de las personas LGTB en Uganda es muy complicada. El artículo 145 del Código Penal castiga con penas que pueden llegar hasta la cadena perpetua a aquellos que «tengan conocimiento carnal contra natura con otra persona». El mero intento de mantener relaciones homosexuales o lo que se denominan «prácticas indecentes» se castiga con hasta siete años de prisión.

En abril del pasado año, tras huir de Uganda, un refugiado gay se ahorcaba junto a la sede de la ACNUR en Nairobi (Kenia). Otro refugiado contaba: “Cuando eres gay en Uganda, no se te considera una persona”. Quedaba demostrado que el colectivo LGTB+ en Uganda sufre un aislamiento continuo…

En 2019, el ministro de seguridad de Uganda había llamado “terroristas” a las personas LGBT+ en un visceral ataque contra un candidato presidencial y sus partidarios. Pero, en un paso màs de esta escalada homófoba, el gobierno de Uganda anuncio que las condenas con pena de muerte volverán a ser vigentes, cinco años después de que las anularan. Según fuentes, con esto quieren frenar el aumento de relaciones sexuales no naturales del país.

En agosto, una mujer LGTBI que buscó asilo en el Reino Unido y fue deportada a Uganda -donde el sexo gay es ilegal- ha contado cómo fue perseguida y violada en grupo a causa de su sexualidad. La mujer, conocida sólo como PN, regresó al Reino Unido el lunes 5 de agosto después de que el Tribunal Supremo dictaminara que la decisión de rechazar su solicitud de asilo era ilegal.

El año pasado el Orgullo LGTB de Uganda tuvo que ser cancelado tras amenazar el Gobierno de este país africano con detenciones masivas. Unas amenazas que, unidas al antecedente de 2016 (cuando la policía ugandesa interrumpió la celebración y detuvo a varios activistas), llevaban a los activistas LGTB ugandeses a dar prioridad a su seguridad.

Pero esta durísima normativa no parece satisfacer a los LGTBfobos. La presidenta del Parlamento, Rebecca Kadaga, insistía también en reintroducir un proyecto de ley que endurecía el trato penal a la homosexualidad, con la pretensión de establecer la pena de muerte en determinados casos, y a la cual ella misma llegó a llamar «un regalo de Navidad». El proyecto fue aprobado por el Parlamento en diciembre de 2013, pero finalmente fue invalidado por el Tribunal Constitucional a causa de una falta de procedimiento: se había votado sin el quórum necesario.

Y aunque por el momento parece que este proyecto ha quedado aparcado, lo que no dejan de sucederse son los ataques a la libertad de reunión y asociación. En 2015, de hecho, se aprobó una ley, y esa sí está en vigor, que permite al gobierno tener un control férreo sobre las ONG y asociaciones del país, pudiendo no autorizar sus actividades e incluso disolverlas si no se adecuan al «interés público» o si son «contrarias a la dignidad del pueblo de Uganda». Las asociaciones LGTB ya avisaron de su peligro, ya que los activistas que trabajen en una organización que no cuente con el visto bueno del gobierno pueden llegar a ser encarcelados. Ello supone llevar la lucha por los derechos LGTB a la ilegalidad.

Por fortuna,  el Tribunal Constitucional de Uganda aliviaba un poco la presión a finales de 2016, al declarar contraria a derecho la normativa que impedía a determinados grupos, marcados en la ley como «inmorales o socialmente inaceptables», la posibilidad de reclamar ante la Comisión de Igualdad de Oportunidades en los casos de discriminación. Entre los colectivos señalados tan ignominiosamente se encontraban el de las personas LGTBI (para quienes fue diseñada especialmente la norma), los trabajadores del sexo o las personas que viven con el VIH. Pero conviene tener en cuenta que no todo depende del marco jurídico: la sociedad civil ugandesa también es fuente de ataques homófobos. Un ejemplo es el intento de linchamiento a un grupo de hombres homosexuales o los ataques que reciben los activistas que intentan llevar adelante la lucha.

La valiente e importantísima labor del activismo LGTB de este país se veía reconocida, en todo caso, a finales de 2017, cuando el Gobierno Vasco reconocía con el Premio René Cassin 2017 el activismo LGTB de la asociación africana Sexual Minorities Uganda.

En fin, si ponemos en el buscador el nombre de Uganda… el horror es cotidiano.

Fuente Pink News/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , ,

Londres inaugurará un monumento a las victimas del Sida

Miércoles, 21 de abril de 2021

Princess Diana visiting a patient at the London Lighthouse, a centre for people affected by HIV and AIDS, in London, October 1996. (Photo by Jayne Fincher/Getty Images) La princesa Diana visitando a un paciente en el London Lighthouse, un centro para personas afectadas por el VIH y el sida, en 1996 (Jayne Fincher / Getty Images).

Un monumento permanente para aquellos que perdieron la vida a causa de la crisis del VIH y el SIDA tendrá su hogar en Tottenham Court Road de Londres.

La escultura se ubicará en Tottenham Court Road, cerca del antiguo Hospital Middlesex, que fue donde la princesa Diana abrió la primera unidad de SIDA del Reino Unido en 1987.

El hospital fue el lugar donde, frente a los medios de comunicación del mundo, la princesa Diana estrechó la mano de un paciente con sida sin guantes. El momento desafió el miedo irracional de que el VIH y el SIDA pudieran transmitirse a través del contacto casual.

Se espera que el monumento se devele alrededor del Día Mundial del SIDA de 2021 en diciembre, 40 años desde que se informaron los primeros casos de SIDA, y será el primer monumento de este tipo en Londres.

El grupo de campaña AIDS Memory UK dijo que la obra de arte, que se llama “Árbol de la resiliencia, la resistencia y la resonancia”, se conectará con “varios monumentos conmemorativos existentes en el Reino Unido” para “crear un símbolo del recuerdo nacional”.

El activista Ash Kotak dijo a la BBC que será un recordatorio de que “la lucha para acabar con el sida en todo el mundo continúa”. Explicó: “El VIH es más que un virus porque la visión de la sociedad sobre las personas que viven con el VIH es muy negativa. Todavía hay mucho abuso hacia las personas que viven con el VIH, a pesar de que aquellos con medicamentos que funcionan de manera sostenida no pueden transmitir el virus a nadie más”.

En la página de GoFundMe del memorial, Kotak dijo que “perdió muchos amigos a causa del sida” y que “cada muerte fue una tragedia”. Continuó diciendo que la “resistencia y la lucha de sus amigos por vivir y encontrar sentido a sus vidas reducidas fue inspiradora”.

Kotak dijo: “Al crear un monumento, estamos celebrando su fuerza, su amor por la vida y la batalla que libraron contra el estigma, el abuso y la enfermedad más horrible. No se pueden olvidar. El VIH y el SIDA cambiaron el Reino Unido y el mundo y su lucha nos convirtió en una nación mejor y más inclusiva. Siempre debemos recordar eso “.

El fondo del monumento AIDS Memory UK ha recibido casi £ 5,500 de las £ 15,000 que el grupo dice que necesita para desarrollar la obra de arte para el monumento “emblemático”.

Fitzrovia News informó que el monumento estará cerca del University College Hospital, el sucesor del Middlesex Hospital, y de la Clínica Bloomsbury del Mortimer Market Centre, que es uno de los centros de tratamiento del VIH más concurridos del Reino Unido.

También se ubicará cerca de James Pringle House, una clínica para el tratamiento de enfermedades de transmisión sexual y que vio algunos de los primeros casos de VIH en Londres.

Fuente Pink News

General , , , , , ,

Fallece el Dr. Joseph Sonnabend, una de las figuras más importantes en la historia del SIDA

Viernes, 29 de enero de 2021

105578_Joeseph-Sonnabend.png_a231a25d-f11e-4b6f-a94d-aace581550bf_x2Joseph Sonnabend. (POZ/Scott Morgan )

El investigador pionero del SIDA, el Dr. Joseph Sonnabend, murió a la edad de 88 años, después de sufrir un ataque cardíaco a principios de este mes.

El Dr. Sonnabend fue uno de los primeros médicos en notar entre sus pacientes varones homosexuales la deficiencia inmunológica que luego se llamaría SIDA. Ha sido elogiado por su lealtad empática hacia sus clientes y su feroz crítica a las instituciones médicas que no responden a la epidemia del SIDA.

El activista del SIDA y amigo cercano David Kirschenbaum dijo: “Cuando se piensa en todos sus logros y contribuciones para salvar vidas durante la crisis del SIDA, uno no puede separar a Joe el científico / médico de Joe el hombre“.

“Su compasión por la humanidad fue la fuerza impulsora detrás de todo lo que pudo lograr en la investigación médica. Por eso evitó el centro de atención que con tanta razón se merece “.

En una publicación en Twitter, el periodista Patrick Strudwick recordó a Sonnabend en 2018, que fue una de las últimas entrevistas que dio. Describió el sábado como una persona “muy seria“, “intransigente” con un “amor por sus pacientes“, que incluso guardaba cintas de sus mensajes en su contestador automático de los años 80.

Escribió: “Era como si toda la pandemia estuviera enterrada en él, pesándolo, a menudo burbujeando. Pero sabía, porque era cierto, que hacía todo lo que podía. En esto, fue el mejor de nosotros. Descansa ahora, Joe. Te lo has ganado “.

El Dr. Sonnabend nació en Johannesburgo, Sudáfrica. Más tarde se formó en enfermedades infecciosas en la Universidad de Witwatersrand en Johannesburgo y en el Royal College of Physicians de Edimburgo.

En la década de 1960, trabajó con Alick Isaacs, el co-descubridor del interferón y uno de los principales virólogos de Gran Bretaña, en el Instituto Nacional de Investigación Médica de Londres. Los interferones son cualquiera de varias proteínas relacionadas que son producidas por las células del cuerpo como una respuesta defensiva a los virus, y fue uno de los primeros medicamentos probados para el tratamiento de afecciones relacionadas con el SIDA.

El Dr. Sonnabend se mudó a la ciudad de Nueva York a principios de los años 70 para continuar con la investigación del interferón.

En 1978, se ofreció como voluntario en el Proyecto de Salud de Hombres Gay en Sheridan Square, Greenwich Village, y abrió una clínica privada para tratar infecciones de transmisión sexual. Fue uno de los primeros médicos en reconocer la epidemia de SIDA emergente cuando los hombres homosexuales en su práctica se enfermaban con enfermedades raras inmunodeprimidas.

El Dr. Sonnabend planteó la hipótesis de que el SIDA fue causado por múltiples exposiciones del sistema inmunológico a un agente atacante. Estas múltiples exposiciones incluyeron compartir agujas infectadas y sexo sin protección.

En mayo de 1983, el Dr. Joseph Sonnabend, junto con dos hombres homosexuales que conocía, ayudaron a escribir el primer folleto sobre sexo más seguro en la era del SIDA Cómo tener relaciones sexuales en una epidemia. El consejo de salud pública original fue recomendar el uso de condones para ayudar a protegerse contra el virus.

También en 1983, ayudó a establecer la Fundación Médica del SIDA para ayudar a promover su investigación y la de otros científicos sobre el virus que plaga a la comunidad gay. Esta organización se convertiría más tarde en amfAR (La Fundación para la Investigación del SIDA) uno de los principales patrocinadores mundiales de la investigación, la prevención y la promoción del VIH / SIDA.

El Dr. Sonnabend también fue un pionero de la investigación basada en la comunidad en ausencia de esfuerzos gubernamentales efectivos para controlar la epidemia del SIDA. Ayudó a establecer la Iniciativa de Investigación Comunitaria sin fines de lucro en Nueva York en 1987, y se desempeñó como director médico de la organización hasta 1996.

En 1987, cofundó el PWA Health Group (ahora llamado People With AIDS Working for Health Inc), que fue la primera organización en traer medicamentos nuevos, pero aún no aprobados, para las personas con VIH / SIDA.

En 2000, amfAR lo reconoció como un premio inaugural de honor al coraje.

Se retiró de su práctica médica en Nueva York en 2005 y se mudó a Londres. En el Día Mundial del SIDA de 2005, recibió un premio Red Ribbon Leadership de la Asociación Nacional contra el VIH / SIDA.

En 2018, a los 85 años, debutó en público como compositor de música clásica. Participó en un concierto en la Capilla Fitzrovia de Londres como parte del Festival Cultural e Histórico del SIDA.

El Dr. Sonnabend falleció el domingo (24 de enero de 2021) en el Hospital Wellington de Londres, tras sufrir un infarto el 3 de enero. Le sobreviven amigos cercanos, antiguos colegas, varios de sus pacientes y dos hijos.

Fuente Pink News

General, Historia LGTBI ,

In memoriam

Martes, 1 de diciembre de 2020

En el Día Internacional de la lucha contra el SIDA, recordamos hoy a tantos hermanos y hermanas fallecidos por causa del VIH.

image_content_low_1258788_20131202172257

Recordar es facil para el que tiene memoria.

Olvidar es difícil para el que tiene corazón.

*

Gabriel García Márquez

***

Bendito eres Tú, oh Señor,
que enjugarás toda lágrima de nuestros rostros;
quien mira hacia Ti resplandecerá,
libre de sombras y preocupación en el rostro.
Tú, Eterno Dios, Has venido a habitar entre nosotros,
y te damos gracias.
Hecho semejante a los hombres, Tú sabes bien
cómo la enfermedad carcome el cuerpo,
y como la vergüenza roe el espíritu.
No podemos sanar el cuerpo,
pero danos, Señor, por favor,
la actitud y la palabra adecuadas
  que ayudan a nuestros hermanos y hermanas que viven con el VIH
a no vivir más en la vergüenza:
que nuestra mirada sea limpia,
y nuestra acogida discreta y modesta,
sin “¿por qué? “ ni  “¿cómo?“;
porque Tú no miras el pasado de las personas,
y no haces preguntas.
Enséñanos, si Tú quieres,
simplemente “estar con”
como Tú estás
con cada uno y cada una de nosotros.
Te damos gracias, y te decimos gracias,
porque estamos contigo,
hijo e hijas de un mismo Padre,
y Tú acoges nuestra oración.
Amén. Aleluya.

+

Hermano Manuel de la Communion Béthanie

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , ,

Recordatorio

Las imágenes, fotografías y artículos presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.