Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Jalisco’

En Jalisco (México), abren primera Unidad Médica Sexual para personas trans

Sábado, 27 de julio de 2019

Unidad-Médica-Sexual-696x385 Imagen: Especial

Jalisco cuenta con la primera Unidad Médica Sexual para personas trans en todo México. Un paso más en materia de inclusión.

La Secretaría de Salud de Jalisco ha dado un gran paso en materia de inclusión para la comunidad trans del estado. Se abrió la primera Unidad Médica Sexual especializada en atención para la salud y derechos sexuales de las personas trans.

Según la propia Secretaría, la unidad está ubicada en el Hospital General de Occidente (OGH), y es la primera en su tipo a nivel nacional. De acuerdo con Raúl Villarroel Cruz, jefe de la Unidad Médica Sexual, en este lugar se brindará atención especializada en sexología, endocrinología, urología, ginecología y laboratorio:

«La Unidad se abrió y ya estamos atendiendo a las personas pertenecientes a este grupo que quieren hacer un cambio de asignación de su sexo. Vamos progresivamente porque tendremos que ir armando los equipos».

Unidad-Médica-Sexual-2-1024x640Hospital General de Occidente, en Jalisco. / Foto: El Occidental

Reconocimiento de los derechos trans

La apertura de esta nueva Unidad Médica Sexual traerá enormes beneficios para la comunidad trans. En entrevista exclusiva con Homosensual, Candy Chávez, activista en Derechos Humanos y asesora del área de Género e Identidades diversas del colectivo ‘Ser Mejor Ser’, aseguró que esta unidad es un ejemplo de apertura e inclusión para la comunidad LGBT+, especialmente para las personas trans. Recordemos que este sector de la población ha sido invisibilizado y discriminado en muchos aspectos, por ejemplo, en la atención médica.

«Por fin se hace la apertura para que las personas trans tengamos una inclusión adecuada a la salud. Hasta el día de hoy no existía una atención específica a personas trans que atendiera los problemas endocrinológicos, psicológicos, hormonales y otros».

Para la también integrante de la RedLactrans (Red Latinoamericana y del Caribe de Personas Trans), es simbólica la apertura de esta unidad médica en el estado de Jalisco. Aunque esta es una de las entidades que han aprobado el matrimonio igualitario, aún sigue siendo «muy conservador», especialmente en asuntos de interés para la población trans.

«Para Jalisco es importante por que es un estado muy conservador. Aún tenemos en espera una ley de identidad que se presentó desde el mes de diciembre y hasta el día de hoy no hay una resolución por parte del Congreso del Estado. Que el sector salud esté iniciando la inclusión para las personas trans es sumamente importante».

Atender a la población trans

Unidad-Médica-Sexual-3 Imagen: KienyKe

Con el objetivo de brindar la atención oportuna y de una forma correcta, los días 25 y 26 de julio de 2019 se realizará el Congreso Estatal sobre Género y Diversidad Sexo Genérica en la Ciencia Médica. En este evento se tomarán acciones de capacitación y de sensibilización al personal médico que atenderá a la comunidad trans.

De acuerdo con el coordinador estatal del Programa de Igualdad de Género en Salud, Luis Armando Castillo Barajas, este congreso busca garantizar una atención médica respetuosa para la comunidad LGBT+:

«[El Congreso busca] garantizar el acceso efectivo y sin discriminación a los servicios de salud de las personas lésbico, gay, bisexual, travesti, transexual, transgénero e intersexual, así como todos los que se integran a la diversidad y expresiones sexuales no normativas».

Finalmente, Candy Chávez celebra que la Unidad Médica Sexual no excluirá a la comunidad del resto de la población. Es decir, la atención se brindará en un hospital que recibe a todos los jalisciences, pero que contará con un área especializada en las necesidades de la población trans.

«Necesitábamos una clínica que atendiera nuestras necesidades sin excluirnos del resto social. Debemos entender que se atenderán a las personas trans según sus necesidades, sin ponernos alguna etiqueta ni excluirnos».

Agradecemos a Candy Chávez por la entrevista y celebramos la apertura de esta primera Unidad Médica Sexual para personas trans.

Con información de Reporte Índigo y El Sol de León, vía SoyHomosensual

General, Historia LGTB , , , , , , , , ,

Clínica cristiana asegura curar la homosexualidad

Lunes, 22 de julio de 2019

Clínica-cristiana-homosexualidad-3Everardo Martínez cree que la homosexualidad es producto de traumas. / Foto: El Informante

Una clínica cristiana de Jalisco asegura que puede curar la homosexualidad en poco tiempo. Sin embargo, esta orientación sexual no es ninguna enfermedad.

A pesar de que la homosexualidad ya no es considerada una enfermedad desde 1990 por la Organización Mundial de la Salud (OMS), diversas ‘organizaciones’ aún aseguran poder curar esta ‘enfermedad’. Los Ecosig, también conocidos como ‘terapias’ de conversión, prometen ‘curar’ a las personas de su homosexualidad. Esto lo hacen a través de la tortura psicológica —y a veces física—, pláticas terapéuticas, agresiones verbales, entre otras actividades.

Sin embargo, en el estado de Jalisco existe una clínica cristiana que asegura curar esta orientación sexual, a la que denomina ‘sentimiento’ de atracción homosexual. Uno de los colaboradores de la clínica ‘VenSer‘ es el psicólogo Everardo Martínez. Este hombre asegura ‘quitar’ la homosexualidad en muy poco tiempo y sin torturas a las personas que están dispuestas (no obligadas) a curarse.

Clínica-cristiana-homosexualidad-4-696x401

Esta clínica cristiana asegura que puede curar la homosexualidad. / Foto: PCUZ

Everardo Martínez afirma que la homosexualidad es un síntoma de haber sufrido abusos, traumas y carencias en la infancia. Estos factores provocan que la persona gay viva en sufrimiento y tristeza, por lo que las personas buscan un medio para curarse. Así lo aseguró para el portal local El Mañana:

«Las personas vienen diciendo: “Tengo este ‘sentimiento’, no lo quiero, sufro, ayúdenme a quitarme este sentimiento”. Nuestro trabajo es ayudar a esas personas a encontrar cuáles son lo factores que le producen el ‘sentimiento’ [homosexualidad], sanar los factores y entonces la atracción homosexual desaparece».

Los Ecosig provocan serios daños a las personas, orillándolos en muchos casos a la depresión, la ansiedad y a los intentos de suicidio. Sin embargo, los trabajadores cristianos de la clínica VenSer señalan que los homosexuales con depresión o pensamientos suicidas llegan a sus instalaciones solicitando ayuda.

Everardo Martínez asevera que los gays no son felices con su estilo de vida, por lo que tienen el derecho de acudir a la clínicas para solicitar ayuda y ‘curarse’. El psicólogo argumentó que así como la población LGBT+ exige respeto y libertad, los interesados en ‘curarse’ también tienen el derecho y libertad de acudir a estos lugares. «Si ellos defienden la libertad, deberían defender la libertad de alguien de quererse quitar un ‘sentimiento’».

Con información de El Mañana y SDP Noticias   , vía Soy Homosensual

Cristianismo (Iglesias), Iglesias Evangélicas , , , , , , ,

El productor de teatro Isaac Gutiérrez, fue atacado en Guadalajara, Jalisco por ser gay

Viernes, 5 de julio de 2019

47582971_237258533664853_9051165775667988132_nFoto Instagram

Isaac Gutiérrez, productor de teatro, fue atacado por ser gay en el centro de Guadalajara, Jalisco. La agresión le provocó varias heridas graves.

Hace casi un mes que el productor de teatro Isaac Gutiérrez fue atacado por ser gay. Los hechos se registraron en los alrededores del centro histórico de Guadalajara, Jalisco. En entrevista para la estación de radio Líder Informativo 91.9, narró los hechos que lo llevaron al hospital y a sufrir una serie de actos discriminatorios por ser gay.

De acuerdo con el testimonio, aproximadamente entre las 03:30 y 04:00 de la mañana Isaac se dirigía a su casa. Al pasar a un costado del Hospicio Cabañas, ubicado en la colonia Las Fresas, un sujeto se le acercó para pedirle un cigarro. Acto seguido, se le empezó a insinuar sexualmente, a lo que Isaac accedió. Sin embargo, el sujeto se aprovechó de la confianza de la víctima, agarró un tubo de metal y le empezó a pegar.

«Damos como tres pasos y ahí es donde agarra un palo y me empieza a decir: “Hijo de tu puta madre, pinche maricón”, y es cuando me empieza a golpear. Cuando intento recorrerme, tropiezo y caigo en la banqueta, y es cuando me empieza a agarrar a palazos […] me pega en los brazos porque es con lo que lo estaba deteniendo».

Después de que logró levantarse, Isaac intentó quitarle el palo, sin embargo siguió recibiendo varios golpes. En ese momento el agredido decidió huir hacia su casa. Por la gravedad de las heridas internas y la pérdida de sangre, Isaac empezó a sentirse mareado. Antes de llegar a su habitación, sufrió un golpe en la frente, provocándole una herida.

Isaac recordó que durante su trayecto a casa se culpó a sí mismo por el accidente. Un acto que no hubiera ocurrido de no haber aceptado la insinuación.

«De repente me sentía culpable y era como: “Claro, es que tú tuviste la culpa por acceder, por promiscuo y por caliente […] Cabe resaltar que yo no lo busqué y yo no me le ofrecí […] Incluso llegué a preguntarme cómo sería la vida si no fuera gay».

Como era evidente, su familia se dio cuenta de los golpes que Isaac había recibido. Sin embargo, él siempre les aseguró que había sido un accidente, pues le daba pena decir que había sido golpeado por el hecho de ser gay. Después de 15 días de no recibir el tratamiento adecuado, Isaac tuvo que ser llevado con un quiropráctico para ser atendido.

En ese momento tuvo que decir la verdad y confesar que todo se había tratado de un acto por homofobia. Los médicos detectaron que el radio (hueso del brazo) lo tenía fracturado, por lo que tuvieron que ‘acomodárselo‘. Pocos días tuvo que acudir al IMSS donde le realizarían una radiografía, pero el mal trato que recibió le provocó un nuevo accidente en el brazo.

«Para hacerme la radiografía el doctor me quitó la férula y me manda así a sacármela. Ahí me piden que baje el brazo, pero les dije que no podía porque me dolía […] y pues, doliéndome bajé el brazo y es cuando se vuelve a safar [el hueso]».

Para recibir un tratamiento adecuado, el productor de teatro acudió a una clínica del IMSS y permaneció algunos días ahí. Él nunca tuvo problema se expresar abiertamente su homosexualidad, aun cuando se encontraba en una habitación con puros hombres. Sin embargo, el día que fue dado de alta, una enfermera se le aproximó para preguntarle si tenía una infección, a lo que Isaac negó.

Luego de varias insistencias, entendió que personal médico daban por sentado que tenía VIH por el siempre hecho de ser gay. Desde su aparición, este virus se consideró una ‘enfermedad de los gays‘, creencia que aún perdura hoy en día.

«Le pregunté: “¿por qué lo dices?”. Y en susurro me dice: “Porque dicen que tienes una infección”. Yo le pregunté cual era y ella me dijo: “VIH”».

De acuerdo con Isaac, fueron los doctores quienes iniciaron los rumores de que tenía VIH por el hecho de ser LGBT+. Además, aseguro que los propios residentes del hospital fueron más éticos y profesionales que los doctores, pues los primeros siempre lo trataron de forma respetuosa.

La desagradable experiencia que vivió Isaac le ha enseñado a apreciar y a agradecer el apoyo y las muestras de afecto de sus familiares y amigos. Sin embargo, le abruma pensar en aquellas personas que no cuentan con el apoyo de sus conocidos y que han sido rechazados por su orientación sexual.

«Agradezco […] por tener una familia, amigos y un empleo donde me apoyan. Pero yo me preguntó qué hay de quienes no, a quienes cuya familia rechazan. Después de algo así se suicidan, y eso es cierto y existen casos».

Para Isaac estos actos violentos son producto de la ignorancia, de una sociedad conservadora y homofóbica. Luego de haber luchado por las causas de otras personas, ahora le tocó a él y comprende lo difícil que es pasar por este tipo de experiencias amargas.
Importante seguir levantando la voz

Para Isaac es importante seguir alzando la voz para lograr el reconocimiento de nuestros derechos y el respeto a la comunidad LGBT+. Además, menciona que es una muestra de apoyo a las personas que no tienen la oportunidad de exigir sus derechos.

Con información de Líder Informativo 91.9 , vía SoyHomosensual

General, Homofobia/ Transfobia. , , , ,

Marcha de Guadalajara Pride (México)

Martes, 11 de junio de 2019

Marcha-Guadalajara-Pride-7El pasado sábado 1 de junio se realizó la Marcha de Guadalajara Pride, en Jalisco. Este evento es considerado uno de los más grandes e importantes de toda la República. Con el lema «Stonewall Inn: 50 años amando, luchando, resistiendo» se recordaron los disturbios de dicha zona de Nueva York. Según Karina Velasco Michel, organizadora del evento:

«Este año se celebra el 50 aniversario de los disturbios de Stonewall Inn, el Stonewall Inn fueron unos disturbios que sucedieron en la ciudad de de Nueva York en 1969 donde la comunidad se alzó en contra de la opresión y de ahí nace lo que es el mes del orgullo gay; entonces nosotros comenzamos la lucha por la vida y la integridad de las personas que hace 50 años lucharon por los derechos de la comunidad».

Cabe mencionar que es la primera vez en la historia de esta marcha que la Secretaría de Turismo de Jalisco participa en este evento. Uno de los medios invitados por la dependencia gubernamental al Guadalajara Pride fue Homosensual. Y esto es lo mejor que vimos.

La marcha inició poco después de las 15:00 en la Glorieta de la Minerva, uno de los monumentos más emblemáticos de la capital del estado. Fue encabezado por una escolta que izaba las banderas de México y del Orgullo LGBT+ y miembros del gobierno estatal. Entre ellos, Andrés Treviño Luna, Director de Diversidad Sexual del Gobierno de Jalisco, Mónica Sánchez, Directora de Relaciones Internacionales de Jalisco, Bárbara Casillas, Coordinadora Estratégica de Desarrollo Social, Mario Silva, Director General del Instituto Metropolitano de Planeación del Área Metropolitana de Guadalajara y Gerardo Ballesteros, Subsecretario de Derechos Humanos en Jalisco. Además, estuvieron presentes varios medios de comunicación nacionales e internacionales.

El contingente, conformado por más de 126 000 personas (según el comité organizador) avanzó por la avenida Adolfo López Mateos. Continuó por Av. Hidalgo hasta llegar a la Plaza de la Liberación, ubicada en pleno Centro Histórico.

Personas de la comunidad LGBT+, amigos, familiares, aliados y curiosos se reunieron para celebrar la diversidad. Desde niños hasta adultos mayores manifestaron su apoyo. Todos los presentes se juntaron para formar parte de la marcha y de las expresiones artísticas que tuvieron lugar en la Plaza de la Liberación; la cual, terminó hasta la noche.

Los participantes en los carros alegóricos fueron quienes robaron las miradas de los asistentes: drags, charros, luchadores, hombres semidesnudos, imitadores de famosos y muchos más. El objetivo era formar parte de la verbena y darse un buen taco de ojo. Además, participaron más de 60 empresas y 30 organizaciones, entre ellos Scotiabank y Pride Connection México.

Fuente Soy Homosensual

General , ,

Un estudiante gay (en un posible crimen de odio) y una activista lesbiana asesinados en México, entre otros episodios de homofobia

Martes, 3 de abril de 2018

homofobiaTerribles noticias de asesinatos y violencia en México contra la comunidad LGTB. Isaac Luna García, un estudiante universitario de 19 años, fue asesinado el mes de febrero en ciudad de México, como ya informamosen lo que amigos y familiares están convencidos se trata de un crimen homófobo. Por otra parte, el cuerpo encontrado hace una semana, semienterrado y en avanzado estado de descomposición en Arroyo del Durazno (en el estado de Guanajuato), ha sido identificado como el de María Guadalupe Hernández Flores, de 37 años, activista feminista y lesbiana que se encontraba desaparecida desde el pasado 11 de marzo. Pero no son las únicas noticias tristes que nos llegan desde ese país.

Isaac Luna Garcia era estudiante de Arte y Patrimonio Cultural en la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM). Fue visto por última vez el 16 de febrero en un local de la “zona rosa”, el barrio de ambiente de la capital mexicana. Su cadáver fue encontrado al día siguiente en otra barriada de la capital.

Familiares y amigos creen que el asesinato de Isaac fue un crimen de odio por homofobia. También lo cree la propia UACM, que en un comunicado ha exigido “una investigación clara ante un crimen atroz e inaceptable, que se encuentre y procese a los culpables y que esto se realice con el cuidado de no revictimizar a Isaac, a su familia, amigos y comunidad”. La comunidad universitaria también solicita “establecer mecanismos de seguridad en la Zona Rosa para permitir el uso y disfrute de dicho espacio emblemático para la comunidad gay y LGBTTIQ de la capital mexicana”.

Por lo que se refiere a María Guadalupe Hernández Flores, era maestra, integrante de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y activista a favor de los derechos de las mujeres y de las personas LGTB. Conocida en el ámbito activista como Kleo, su cadáver,  identificado el pasado viernes, presentaba señales de tortura. Por el momento, las autoridades no han dado a conocer si disponen de información sobre este nuevo feminicidio, auténtica epidemia que asola México (entre 2015 y 2017 se registraron 1.640 asesinatos de mujeres).

Comentarios homófobos sobre un estudiante fallecido…

Como decíamos al principio, los asesinatos de Isaac y de María Guadalupe vienen acompañadas de otras malas noticias en el ámbito LGTB. La muerte de César Ulises Arellano, un joven estudiante de Medicina en la Universidad de Guadalajara (estado de Jalisco), al que las autoridades mexicanas llevaban días buscando y cuya desaparición había conmocionado el país, ha desencadenado toda una ola de comentarios homófobosen redes sociales tras hacerse público no solo que podría haberse quitado la vida (aunque persisten dudas sobre la versión oficial) sino que quizá era gay. Lo fuese o no, la homofobia desatada tras su muerte resulta profundamente despreciable.

Y agresión a una pareja de turistas estadounidenses por ir cogidos de la mano

Por último, recogemos la agresión a una pareja gay estadounidense en Puerto Vallarta, localidad costera del Pacífico frecuentada por turistas de ese país. Carl Blea y Marc Lange regresaban caminando cogidos de la mano al complejo en el que se alojaban tras disfrutar la velada en un club nocturno cuando un individuo que les vió les gritó algo que no comprendieron, sacó una pistola y disparó contra ellos. La bala hirió a Blea en la nalga derecha, aunque por fortuna su vida no corre peligro.

Por cómo se desarrollaron los hechos la pareja está convencida de que se trató de una agresión homófoba y no de un intento de robo, pese a que esta la versión que sostienen las fuerzas de seguridad locales.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Ajena a la tormenta homófoba, la Suprema Corte de Justicia de México reitera que prohibir el matrimonio igualitario es inconstitucional

Lunes, 3 de octubre de 2016

Pr‰sidentenpalast am Zocalo mit mexikanischer Flagge, Mexico City, MexikoLa Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) sigue dictando justicia de acuerdo a los principios constitucionales de igualdad y no discriminación, ajena a todo el revuelo homófobo que vive México. En un nuevo pronunciamiento, la Primera Sala de la Corte ha resuelto tres amparos en el mismo sentido que viene haciendo en los últimos tiempos: determinando que la prohibición del matrimonio entre personas del mismo sexo es inconstitucional, en este caso en los estados de Nuevo León, Chiapas e Hidalgo.

El fallo tiene como objeto principal el amparo en revisión 1266/2015, referido al estado de Nuevo León, y reitera de forma expresa la inconstitucionalidad de los artículos 147 y 291 Bis de su Código Civil, que circunscriben las instituciones del matrimonio y el concubinato a la unión de un hombre y una mujer. Según el comunicado hecho público por la propia Corte, “al considerar que no existe razón de índole constitucional para desconocer el matrimonio entre personas del mismo sexo”. “Y, por lo mismo, la ley de cualquier entidad federativa que limite el matrimonio a parejas de distinto sexo o considere que la finalidad de la institución del matrimonio es la procreación, resulta violatoria del derecho a la igualdad y no discriminación, así como del mandato de protección a todo tipo de familias, previstos en la Constitución Federal”, insiste el texto.

Al tratarse además de la segunda ocasión consecutiva en la que se determina la inconstitucionalidad del artículo 147 del Código Civil para el estado de Nuevo León, la Suprema Corte ordena que se informe al Congreso de dicho estado sobre la existencia de tales precedentes.

“Finalmente, es de mencionar que en el mismo sentido y sesión se resolvieron los amparos en revisión 207 y 582, ambos de 2016, en los cuales se determinó la inconstitucionalidad de los preceptos correspondientes de las legislaciones del Estado de Chiapas e Hidalgo, que circunscriben el matrimonio y concubinato a parejas de distinto sexo”, añade el comunicado.

Lo cierto es que la SCJN ya ha dejado clara su postura cada vez que este tema llega a sus manos. De hecho, en 2015 emitió una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que debe seguir cualquier tribunal ante un amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado cuyas leyes locales no contemplen el matrimonio igualitario. La tesis expresa que “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario y cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por sí una discriminación.

México: el matrimonio ya es una realidad 

No está de más precisar, para aquellos de nuestros lectores que no hayan seguido estrechamente la evolución del matrimonio igualitario en México pero que sí sepan de las recientes movilizaciones homófobas, que el matrimonio igualitario ya es una realidad en México desde hace años. El último estado en aprobarlo por vía legislativa, el pasado mayo, fue Colima, cuyo Congreso local respaldó por unanimidad una serie de reformas que adecuaban sus leyes a la jurisprudencia de la SCJN, que ya en 2014 había considerado inconstitucional prohibir el matrimonio en ese estado, y que un año después confirmó que la figura jurídica del “enlace conyugal”, que Colima había promovido para reconocer jurídicamente a las parejas del mismo sexo, era discriminatoria. La aprobación formal del matrimonio igualitario en Colima tuvo lugar apenas unos días después de que lo hicieran Michoacán y Morelos y solo un par de semanas después de de Campeche.

Antes de esta última oleada, otros tres territorios mexicanos habían aprobado el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos: el Distrito Federal (en 2009, y ya en 2010 la SCJN determinó que la validez de los matrimonios celebrados allí era extensiva a todo el país), el estado de Coahuila (2014) y el estado de Nayarit (2015). El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo, cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

La acción de los tribunales, clave

El pasado enero, por otra parte, la SCJN aprobó invalidar el artículo del Código Civil del estado de Jalisco que establecía que el matrimonio solo era válido si era contraído entre un hombre y una mujer, abriendo además la puerta a que estos matrimonios pudiesen celebrarse sin necesidad de un amparo judicial previo.

En la práctica totalidad de los estados mexicanos, de hecho, ya se han celebrado bodas entre personas del mismo sexo por decisión judicial. De especial importancia fue, en este sentido, una histórica sentencia que en 2012 emitió la SCJN, que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes fueron reproduciéndose después en numerosas sentencias.

En dos estados, Chihuahua y Guerrero, los propios gobiernos estatales decidieron hace meses, como consecuencia de estas sentencias, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general, pese a que formalmente no se haya aprobado una ley de matrimonio igualitario. Chihuahua y Guerrero, además del mencionado Jalisco, pueden considerarse de facto parte de la lista de territorios en los cuales ya es posible el matrimonio igualitario sin aparentes restricciones (en otro estado, Sonora, la directora del Registro Civil llegó a anunciar que las parejas del mismo sexo no tendrían ya que solicitar ningún amparo judicial para contraer matrimonio. Pero la gobernadora de Sonora la desautorizó después, confirmando que por el momento sí necesitarán la orden judicial en este estado).

El anuncio de Enrique Peña Nieto precipitó la reacción homófoba

Fue la decisión formal de plasmar en las leyes federales el matrimonio igualitario, tal y como hizo público en mayo pasado el presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, la que precipitó la reacción homófoba a la que hemos asistido estas semanas. Peña Nieto anunció que promovería la reforma tanto de la Constitución mexicana como del Código Civil federal para asegurar la plena vigencia del matrimonio igualitario en todo el país. El presidente mexicano también aseguró que se revisarían todas y cada una de las leyes federales mexicanas para eliminar todo atisbo de discriminación por orientación sexual e identidad de género y ajustarlas, de esta forma, a la jurisprudencia de la SCJN.

A ya partir de ahí, el lamentable espectáculo de odio homófobo promovido muy especialmente desde la Iglesia católica mexicana, con el cardenal primado Norberto Rivera a la cabeza, que ha cristalizado en las multitudinarias manifestaciones de este mes de septiembre y que ha recibido incluso el espaldarazo del papa Francisco. Veremos quién gana finalmente el pulso, si el estado de derecho o el sector más ultraconservador de la sociedad mexicana.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El estado mexicano de Colima aprueba por unanimidad de sus diputados el matrimonio igualitario

Martes, 31 de mayo de 2016

Congreso-de-ColimaOtro nuevo estado mexicano acaba de aprobar por unanimidad de sus diputados la reforma de su Código Civil para legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo. Se trata de Colima, en la costa del Pacífico. La aprobación ocurre pocos días después de que el presidente de México, Enrique Peña Nieto, anunciase su intención de promover la reforma tanto de la Constitución mexicana como del Código Civil federal para asegurar la plena vigencia del matrimonio igualitario en todo el territorio mexicano. Una reforma que pondrá punto final a la peculiar situación de México, país en el que conviven un Código Civil federal con los diferentes códigos civiles de los estados que lo forman, varios de los cuales ya disponen matrimonio igualitario. A este paso, habrá que ver si a este paso la reforma federal no se aprueba con matrimonio igualitario en todos los estados… 

Una tras otra, como fichas de dominó, las legislaciones de los estados mexicanos van cayendo del lado de la igualdad: a la lista de estados cuyas legislaciones ya son igualitarias se acaban de unir esta semana Colima, cuyo Congreso local ha aprobado por unanimidad una serie de reformas que adecuan sus leyes a la jurisprudencia de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), que ya en el año 2014 había considerado inconstitucional prohibir el matrimonio en ese estado, y que un año después confirmó que la figura jurídica del “enlace conyugal”, que Colima había promovido para reconocer jurídicamente a las parejas del mismo sexo, era discriminatoria.

Es por eso que el Congreso de Colima ha abordado las correspondientes reformas, tanto de la Constitución del estado, para eliminar de la definición de matrimonio el que este tenga que ser contraído “entre un hombre y una mujer” (reforma que fue votada a principios de mes), como del Código Civil, que a partir de ahora adopta un lenguaje neutro en su articulado. Esta última reforma fue aprobada el pasado miércoles, 25 de mayo, por 24 votos a favor y ningún voto en contra (un diputado estaba ausente).

La aprobación formal del matrimonio igualitario en Colima tiene lugar apenas unos días después de que hicieran lo propio los estados de Michoacán y de Morelos, y solo un par de semanas después de que lo hiciera el estado de Campeche. Antes de esta última oleada, otros tres territorios mexicanos habían aprobado el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos: el Distrito Federal (2009), el norteño el estado de Coahuila (2014) y el estado de Nayarit, en la costa oeste del país (2015). Y ya en 2010 la SCJN determinó que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal era extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo (vecino de Campeche, también en la península de Yucatán), cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

La acción de los tribunales, clave

El pasado enero, por otra parte, la SCJN aprobó invalidar el artículo del Código Civil del estado de Jalisco que establecía que el matrimonio solo era válido si era contraído entre un hombre y una mujer, abriendo además la puerta a que estos matrimonios pudiesen celebrarse sin necesidad de un amparo judicial previo.

En la práctica totalidad de los estados mexicanos, conviene precisar, ya se han celebrado bodas entre personas del mismo sexo por decisión judicial. De especial importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió la SCJN, que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes se reprodujeron en numerosas sentencias posteriores. En dos estados, Chihuahua y Guerrero, los propios gobiernos estatales decidieron hace meses, como consecuencia de estas sentencias, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general sin que formalmente se haya aprobado una ley de matrimonio igualitario. Un tercer estado, Sonora, acaba también de levantar las restricciones: hace unos días la directora de su Registro Civil anunciaba que las parejas del mismo sexo ya no tendrán que solicitar ningún amparo judicial para contraer matrimonio. Chihuahua, Guerrero y Sonora, además del mencionado Jalisco, pueden considerarse de facto parte de la lista de territorios en los cuales ya es posible el matrimonio igualitario sin aparentes restricciones.

Toda una cascada judicial que en 2015 recibió un espaldarazo con la decisión del más alto tribunal mexicano de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado cuyas leyes locales no contemplen el matrimonio igualitario. La tesis expresa que “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario y, lo que es quizá más importante, cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por sí una discriminación.

Acelerón de los estados tras el anunció de Peña Nieto

Faltaba sin embargo el empujón final: la decisión formal de plasmar en las leyes federales el matrimonio igualitario, tal y como anunciaba este mes de mayo Enrique Peña Nieto. El presidente mexicano también aseguraba que se revisarían todas y cada una de las leyes federales mexicanas para eliminar todo atisbo de discriminación por orientación sexual e identidad de género y ajustarlas, de esta forma, a la jurisprudencia de la SCJN.

En cualquier caso, la iniciativa presidencial debe ser todavía discutida y aprobada por el Congreso mexicano, lo que se demorará sin duda un tiempo. Es por eso que es buena noticia que los estados continúen actualizando por su cuenta sus legislaciones matrimoniales para acabar cuanto antes con la desigualdad jurídica. De hecho, tras Michoacán, Morelos y Colima se espera que a corto plazo hagan lo propio Chiapas y el estado de México.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

A la espera de que sea ley en todo el país, los estados mexicanos de Michoacán y Morelos aprueban ya el matrimonio igualitario

Miércoles, 25 de mayo de 2016

matrimonio_igualitario_mexico_copyHace pocos días recogíamos el anuncio del presidente de México, Enrique Peña Nieto, coincidente con la celebración del Día Internacional contra la LGTBfobia, de promover la reforma tanto de la Constitución mexicana como del Código Civil federal para asegurar la plena vigencia del matrimonio igualitario en todo el territorio mexicano. Una reforma que pondrá punto final a la peculiar situación que vive México, país en el que conviven un Código Civil federal con los diferentes códigos civiles de los estados que lo forman, varios de los cuales ya disponen matrimonio igualitario. Pues bien, a esa lista se han sumado esta semana dos nuevos estados: Michoacán y Morelos.

Una tras otra, como fichas de dominó, las legislaciones de los estados mexicanos van cayendo del lado de la igualdad: a la lista de estados cuyas legislaciones ya son igualitarias se acaban de unir esta misma semana Michoacán, en la costa oeste, por 27 votos a favor y 8 abstenciones, sin votos en contra (se abstuvieron los siete representantes del PAN y una sola diputada del PRI) y Morelos, en el centro del país, por 20 votos a favor y solo 6 en contra (PAN y Encuentro Social, una formación  democristiana).

Precisamente la semana pasada, días antes del anuncio presidencial, dábamos cuenta de la aprobación del matrimonio igualitario en el estado de Campeche (península de Yucatán). Antes de Campeche otros tres territorios mexicanos habían aprobado el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos: el Distrito Federal (2009), el norteño el estado de Coahuila (2014) y el estado de Nayarit, en la costa oeste del país (2015). Y ya en 2010 la SCJN determinó que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal era extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo (vecino de Campeche, también en la península de Yucatán), cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

El pasado enero, por otra parte, la SCJN aprobó invalidar el artículo del Código Civil del estado de Jalisco que establecía que el matrimonio solo era válido si era contraído entre un hombre y una mujer, abriendo además la puerta a que estos matrimonios pudiesen celebrarse sin necesidad de un amparo judicial previo.

La acción de los tribunales, clave

En la práctica totalidad de los estados mexicanos, conviene precisar, ya se han celebrado bodas entre personas del mismo sexo por decisión judicial. De especial importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió la SCJN, que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes se reprodujeron en numerosas sentencias posteriores. En dos estados, Chihuahua y Guerrero, los propios gobiernos estatales decidieron hace meses, como consecuencia de estas sentencias, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general sin que formalmente se haya aprobado una ley de matrimonio igualitario. Un tercer estado, Sonora, acaba también de levantar las restricciones: hace unos días la directora de su Registro Civil anunciaba que las parejas del mismo sexo ya no tendrán que solicitar ningún amparo judicial para contraer matrimonio. Chihuahua, Guerrero y Sonora, además del mencionado Jalisco, pueden considerarse de facto parte de la lista de territorios en los cuales ya es posible el matrimonio igualitario sin aparentes restricciones.

Toda una cascada judicial que en 2015 recibió un espaldarazo con la decisión del más alto tribunal mexicano de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado cuyas leyes locales no contemplen el matrimonio igualitario. La tesis expresa que “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario y, lo que es quizá más importante, cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por sí una discriminación.

Faltaba el empujón final: la decisión formal de plasmar en las leyes federales el matrimonio igualitario, tal y como anunciaba a principios de esta semana Enrique Peña Nieto. El presidente mexicano también aseguraba que se revisarían todas y cada una de las leyes federales mexicanas para eliminar todo atisbo de discriminación por orientación sexual e identidad de género y ajustarlas, de esta forma, a la jurisprudencia de la SCJN.

En cualquier caso, la iniciativa presidencial debe ser todavía discutida y aprobada por el Congreso mexicano, lo que se demorará sin duda un tiempo. Es por eso que es buena noticia que los estados continúen actualizando por su cuenta sus legislaciones matrimoniales para acabar cuanto antes con la desigualdad jurídica (la social es ya otro cantar…).

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Tras años de lucha: el presidente de México anuncia que el matrimonio igualitario será ley en todo el país

Jueves, 19 de mayo de 2016

-a6728052-lEl presidente de México, Enrique Peña Nieto, aprovechó la celebración del Día Internacional contra la LGTBfobia (oficialmente en México “Día Nacional contra la Homofobia”para anunciar sendas iniciativas de reforma tanto de la Constitución mexicana (en su artículo cuarto) como del Código Civil federal para asegurar la plena vigencia del matrimonio igualitario en todo el territorio mexicano. La reforma pondrá punto final a la peculiar situación que vivía México, país en el que conviven un Código Civil federal con los diferentes códigos civiles de los estados que lo forman, varios de los cuales ya disponían de hecho de matrimonio igualitario, y en el que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ya ha declarado la inconstitucionalidad de prohibirlo. De hecho, a día de hoy, incluso en los territorios mexicanos que no han aprobado una ley al respecto es posible la celebración de matrimonios tras recurrir a un amparo judicial.

El máximo mandatario del país azteca fue uno de los políticos más activos en esta señalada fecha y a lo largo del día realizó una valiosa campaña contra la LGTBfobia en sus perfiles personales de Twitter y Facebook.

El gobierno de Peña Nieto ya había lanzado un programa nacional por la igualdad y la no discriminación en el año 2014 y se ha comprometido a seguir combatiendo la discriminación con nuevas campañas informativas y revisando los contenidos anacrónicos de los planes educativos para adaptarlos a las nuevas realidades.  Lo mejor estaba por llegar. De este modo, Peña Nieto Enrique Peña Nieto, anunció una nueva iniciativa para tratar de modificar la Constitución y el Código Civil y que el matrimonio entre personas del mismo sexo pueda ser reconocido en todo el país.

El Gobierno de México anunció este martes una propuesta para reformar la Constitución con el fin de reconocer el matrimonio entre personas del mismo sexo. El presidente, Enrique Peña Nieto, firmó una iniciativa en este sentido en el Día Nacional de la Lucha contra la Homofobia que, dijo, servirá para consolidar el criterio emitido el pasado año por la Suprema Corte de Justicia, que consideró inconstitucionales las leyes estatales que prohíban el matrimonio homosexual.

Con una modificación del artículo 4 constitucional, se reconocerá como “un derecho humano que las personas puedan contraer matrimonio sin discriminación alguna”, dijo el gobernante, rodeado de miembros de ONG defensoras de la diversidad sexual. “Es decir, que los matrimonios se realicen sin discriminación por motivos de origen étnico, discapacidad, condición social, salud, religión, género o preferencias sexuales“, añadió el mandatario.

matrimonio_igualitario_mexico_copyDe esta forma, “quedaría implícito el matrimonio igualitario en nuestra Constitución” y se evitaría la diferencia entre estados existente hoy día, afirmó. Junto a este decreto, Peña Nieto presentó una segunda iniciativa para que en el Código Civil Federal se asegure el matrimonio entre personas del mismo sexo y se utilice un lenguaje que no sea discriminatorio.

En el marco de esta propuesta también se contempla que los cónsules, en calidad de jueces del registro civil, puedan expedir actas de nacimiento con una nueva identidad de género. También pidió a la Cancillería que en la emisión de pasaportes no se pongan trabas a la actas de nacimiento que presentan cambio de sexo.

El mandatario ordenó a la Consejería Jurídica revisar “los distintos ordenamientos” que contienen todavía lenguajes discriminatorios dentro de un paquete de reformas para fomentar la justicia cotidiana. Dijo que espera trabajar de la mano con las organizaciones civiles para crear “a la brevedad un paquete de reformas que modifique mucho el ámbito de la Justicia”.

Por último, abundó en el deseo de convertir a México en un “actor global” en la lucha por los derechos del colectivo LGBT, y dijo que la nación formará parte de un grupo de análisis sobre esta temática en las Naciones Unidas. El presidente se mostró confiado en que en México todos, “sin importar la condición sexual, étnica o preferencia sexual, tengan la oportunidad de realizarse plenamente y la oportunidad de ser feliz”.

Esta era la primera ocasión en que el mandatario se reúne con ONG y miembros de la sociedad civil para festejar este Día Nacional de Lucha Contra la Homofobia, que declaró en 2014. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) organizó un foro para evaluar la homofobia en el país, que según algunos informes se ubica en el segundo del mundo por número de crímenes de odio contra la comunidad de lesbianas, gais, bisexuales y transexuales (LGBT).

Según un reporte de la ONG Letra S basado en medios de comunicación, de 1995 a la fecha se han registrado 1.310 homicidios homófobos en México.

Hace solo unos días que informamos de la aprobación, por aplastante mayoría de su Congreso local, del matrimonio igualitario en el estado de Campeche (península de Yucatán). Se trataba del quinto territorio mexicano (noveno, de facto) con matrimonio igualitario. Antes de Campeche otros tres territorios mexicanos habían aprobado el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos: el Distrito Federal (2009), el norteño el estado de Coahuila (2014) y el estado de Nayarit, en la costa oeste del país (2015). Y ya en 2010 la SCJN determinó que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal era extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo (vecino de Campeche, también en la península de Yucatán), cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

El pasado enero, por otra parte, la SCJN aprobó invalidar el artículo del Código Civil del estado de Jalisco que establecía que el matrimonio solo era válido si era contraído entre un hombre y una mujer, abriendo además la puerta a que estos matrimonios pudiesen celebrarse sin necesidad de un amparo judicial previo.

La acción de la justicia, clave

enrique-peña-nieto-asume-presidencia-mexico-11-300x300-1En la práctica totalidad de los estados mexicanos, conviene precisar, ya se han celebrado bodas entre personas del mismo sexo por decisión judicial. De especial importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió la SCJN, que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes se reprodujeron en numerosas sentencias posteriores. En dos estados, Chihuahua y Guerrero, los propios gobiernos estatales decidieron hace meses, como consecuencia de estas sentencias, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general sin que formalmente se haya aprobado una ley de matrimonio igualitario. Un tercer estado, Sonora, acaba también de levantar las restricciones: hace unos días la directora de su Registro Civil anunciaba que las parejas del mismo sexo ya no tendrán que solicitar ningún amparo judicial para contraer matrimonio. Chihuahua, Guerrero y Sonora, además del mencionado Jalisco, pueden considerarse de facto parte de la lista de territorios en los cuales ya es posible el matrimonio igualitario sin aparentes restricciones.

Toda una cascada judicial que en 2015 recibió un espaldarazo con la decisión del más alto tribunal mexicano de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado cuyas leyes locales no contemplen el matrimonio igualitario. La tesis expresa que “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario y, lo que es quizá más importante, cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por sí una discriminación.

El broche final

Solo faltaba el empujón final, que ha acabado llegando como fruta madura: la decisión formal de plasmar en las leyes federales el matrimonio igualitario, tal y como acaba de anunciar Enrique Peña Nieto. El presidente mexicano también ha asegurado que se revisarán todas y cada una de las leyes federales mexicanas para eliminar todo atisbo de discriminación por orientación sexual e identidad de género y ajustarlas, de esta forma, a la jurisprudencia de la SCJN. Sin duda, una fantástica noticia.

Os dejamos con un breve reportaje de TV Azteca Puebla que incluye parte del discurso en el que Peña Nieto hizo el anuncio:

Fuente Agencias/Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El estado mexicano de Campeche aprueba el matrimonio igualitario con un solo voto en contra de su Congreso local

Lunes, 16 de mayo de 2016

congreso-sesion-campeche-144431El estado mexicano de Campeche ha aprobado, por aplastante mayoría de su Congreso local (34 votos a favor de 35 posibles, solo uno en contra) la reforma de su Código Civil para hacer posible el matrimonio entre personas del mismo sexo. Se trata del quinto territorio mexicano (noveno, de facto) con matrimonio igualitario, si bien por vía judicial las bodas son posibles ya en todo el país.

Votaron a favor del matrimonio igualitario (después de la correspondiente tramitación parlamentaria y a petición del gobernador Alejandro Moreno Cárdenas para armonizar el Código Civil local con la jurisprudencia federal) casi todos los diputados del Congreso de Campeche, incluyendo los representantes de los tres principales partidos mexicanos: el Partido Revolucionario Institucional (PRI), el Partido de Acción Nacional (PAN) y el Partido de la Revolución Democrática (PRD). También votaron a favor los diputados del Partido Verde Ecologista y del Partido Nueva Alianza. De los tres representantes del Movimiento Regeneración Nacional (MORENA), dos votaron a favor y solo una, Adriana Avilez, votó en contra, aduciendo principios morales personales. El suyo fue el único voto que impidió que la decisión fuera unánime.

Antes de Campeche, estado situado en la península de Yucatán, solo tres territorios mexicanos habían aprobado el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos: el Distrito Federal (desde 2009), el norteño el estado de Coahuila (desde septiembre de 2014) y el estado de Nayarit, en la costa oeste del país (en diciembre de 2015). Y ya en 2010 la Suprema Corte de Justicia determinó, por cierto, que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal era extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también era ya posible en el estado de Quintana Roo (vecino de Campeche, también en la península de Yucatán), cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

El pasado mes de enero, por otra parte, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) aprobó invalidar el artículo del Código Civil del estado de Jalisco que establecía que el matrimonio solo era válido si era contraído entre un hombre y una mujer, abriendo además la puerta a que estos matrimonios pudiesen celebrarse sin necesidad de un amparo judicial previo.

Un escenario judicial favorable

En Campeche, conviene precisar, ya se habían celebrado bodas entre personas del mismo sexo por decisión judicial, como por otra parte ya ha sucedido en la inmensa mayoría de los estados mexicanos. De especial importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió la SCJN que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes se han reproducido luego en amparos a parejas de numerosos estados. En dos de ellos, Chihuahua y Guerrero, los propios gobiernos estatales decidieron hace meses, como consecuencia de estas sentencias, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general sin que formalmente se haya aprobado una ley de matrimonio igualitario. Un tercer estado, Sonora, acaba también de levantar las restricciones: hace pocos días la directora de su Registro Civil anunciaba que las parejas del mismo sexo ya no tendrán que solicitar ningún amparo judicial para contraer matrimonio. Chihuahua, Guerrero y Sonora, además del mencionado Jalisco, pueden considerarse de facto parte de la lista de territorios en los cuales es posible el matrimonio igualitario sin aparentes restricciones.

Toda una cascada judicial que en 2015 recibió un espaldarazo con la decisión del más alto tribunal mexicano de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado cuyas leyes locales no contemplen el matrimonio igualitario. La tesis expresa que “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario y, lo que es quizá más importante, cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por sí una discriminación.

Oposición católica y evangélica

El avance del matrimonio igualitario en México no se está produciendo, precisamente, sin resistencias tanto de la Iglesia católica como de los grupos evangélicos, como demostraron las protestas que tuvieron lugar frente al Congreso de Campeche coincidiendo con la aprobación de su ley de matrimonio igualitario (“arderán en el infierno”, amenazaron los congregados a los diputados locales).

Afortunadamente, no son pocos los políticos mexicanos, incluso de ideas conservadoras, que se mantienen leales a una tradición laica que parece aguantar mejor en México que en otros lugares de América Latina en los que la frontera entre la política y las confesiones religiosas tiende a debilitarse (muy especialmente ante la pujanza que el movimiento evangélico está adquiriendo en la región).

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Crece la crueldad en ataques de odio contra las personas LGTBI en América según la CIDH

Miércoles, 16 de marzo de 2016

780x580-noticias-comision-interamericana-de-derechos-humanosLa Comisión Interamericana de Derechos Humanos alerta de que persisten las prácticas de discriminación contra la comunidad LGTB en toda América, aumentando la crueldad en los ataques de odio.

Realizado a petición de la CIDH, el informe Violencia contra personas LGTBI en América, concluye que, en un período de 15 meses analizado, 770 personas de la comunidad LGTB fueron agredidas en el continente americano, denunciando que los prejuicios de la sociedad y el gobierno han impedido investigaciones eficaces que culminaran con el castigo de los responsables de las agresiones, generando un clima de impunidad.

Asimismo, el informe advierte un incremento de la crueldad en los ataques, existiendo víctimas que fallecieron lapidadas, decapitadas, quemadas o hasta empaladas. Muchas víctimas fueron apuñaladas o golpeadas hasta la muerte con todo tipo de objetos contundentes, y en muchos casos fueron asesinadas después de haber estado sometidas a crueles actos de tortura y tratos inhumanos o degradantes.

Concluido en noviembre de 2015, el informe señala que la parcialidad de los gobiernos “envía un fuerte mensaje social de que la violencia es condonada y tolerada. Esto, a su vez, puede generar más violencia y conduce a las víctimas a desconfiar en el sistema de justicia”. Otro atenuante que construye este clima es la ausencia de estadísticas precisas sobre el número de víctimas y las características de sus ataques, como tampoco las hay sobre las tasas de condenas penales por asesinatos y otros actos de violencia.

Las 770 agresiones acreditadas tuvieron lugar en países como Cuba, Chile, Perú, Brasil, Haití, Belice, Barbados, Canadá, Ecuador, Guyana, México, Panamá, Uruguay, Jamaica, Venezuela, Colombia, Guatemala, Honduras, Uruguay, Paraguay, Argentina, El Salvador, República Dominicana y los Estados Unidos. Lo que no significa que no se hayan producido actos de violencia en otros países, o que no hayan sido más numerosos.

La CIDH condena que existan legislaciones que contribuyan a la discriminación y “la violencia contra las personas LGTB” donde “es tácitamente permitida o tolerada”. Países como Belice y Trinidad y Tobago disponen de leyes que prohíben la entrada de homosexuales en su territorio; en Chile, Canadá, Bahamas, Paraguay y Surinam se establecen diferentes edades de consentimiento para las relaciones sexuales entre personas heterosexuales y homosexuales; en Peru, Brasil y República Dominicana existen sanciones en códigos militares o policiales para las relaciones entre personas del mismo sexo; el Código Penal de Jalisco, en México, establece como exhibición obscena la mera presencia de una persona transexual; mientras que en Chile, Ecuador y El salvador se protegen “las buenas costumbres”.

Si a todo esto añadimos que que muchas víctimas temen revelar su orientación sexual por temor a represalias, así como la carencia de entretenimiento en técnicos y administrativos de justicia, se explican los motivos por los que CIDH considera que existe discriminación en muchos de los países de su ámbito, recomendando aumentar esfuerzos y asignar recursos suficientes para la compilación y análisis de datos estadísticos para prevenir los crímenes de naturaleza violenta y la discriminación por prejuicio a la comunidad LGTB.

Fuente CIDH

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Partidarios y detractores del matrimonio gay se enfrentan en México

Sábado, 27 de febrero de 2016

MEX014. GUADALAJARA (MÉXICO), 20/02/2016.- Un grupo de personas participa hoy, sábado 20 de febrero de 2016, en una marcha en favor de la aprobación, por parte de la Suprema Corte de Justicia de la Nación ( SCJN ), del matrimonio entre parejas del mismo sexo en el estado mexicano de Jalisco, hoy, en Guadalajara (México). El Código Civil del Estado de Jalisco señala que sólo un hombre y una mujer pueden contraer matrimonio. EFE/Ulises Ruiz Basurto Un grupo de personas participó el sábado 20 de febrero de 2016, en una marcha en favor de la aprobación por parte de la SCJN del matrimonio entre parejas del mismo sexo en el estado mexicano de Jalisco.

Colectivos de la comunidad homosexual y organizaciones civiles y católicas se enfrentaron este sábado en Guadalajara, capital del occidental estado mexicano de Jalisco, al manifestarse para expresar sus posturas ante el matrimonio entre personas del mismo sexo.

En las protestas ambos grupos mostraron sus posiciones en favor y en contra de que parejas del mismo sexo puedan casarse luego de que a finales de enero el Supremo mexicano declarara inconstitucional un artículo del Código Civil de Jalisco que limita el matrimonio a la unión entre un hombre y una mujer.

En medio de un operativo de seguridad de 350 policías que cercó la plaza Liberación, la más importante de la ciudad, miles de personas acudieron a la convocatoria de la coalición de organizaciones católicas y laicas denominada “Jalisco es uno por los niños”.

Entre música de mariachi y animadoras que constantemente hacían referencia a la “importancia de proteger a la familia”, los manifestantes abogaban por el “derecho a que los niños tengan mamá y papá”. “En una familia debe haber un hombre y una mujer para que pueda haber niños y podamos seguir asegurando la especie humana”, dijo a Efe María del Rosario Gómez quien aseguró que no desprecia a la comunidad homosexual sino que pide “respeto para las familias”.

Los manifestantes acudieron vestidos de blanco y con globos rosas y azules además de pancartas con frases como “Los niños tienen derecho a una familia” y “Sí al matrimonio entre un hombre y una mujer”. Con gritos como “tu familia, tu familia, vale más” y “aquí no”, exigieron a los diputados locales no hacer las reforma al artículo 258 del código civil para que el matrimonio sea posible entre dos personas sin especificar su sexo. “Es una canallada, un acto anárquico donde ellos deciden sin tomar en cuenta el sentir del pueblo”, dijo Fernando Parra, del movimiento “Empresarios católicos carismáticos”, respecto a la decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN).

Por otro lado, desde el inicio de la jornada un joven con la boca tapada con cinta y acompañado de su madre se colocó cerca de la puerta del palacio legislativo, junto a la plaza Liberación, para manifestar su apoyo a la comunidad homosexual. “Si realmente les preocupa la familia ¿por qué no hacen una marcha en contra del adulterio, el divorcio, el aborto?”, dijo Martha Núñez, madre del joven, quien pidió que se respete la resolución de la SCJN.

Durante la concentración, dos grupos de jóvenes se acercaron a las calles aledañas a la plaza con globos en forma de corazón y pancartas con frases que decían “Igualdad, igualdad” y “Ganó el amor”. A lo que los otros manifestantes respondieron “Aquí no, aquí no”.

Aunque la comunidad homosexual había convocado a un “besotón”, debido al dispositivo de seguridad solo dos parejas se animaron a darse un beso frente a los manifestantes.

Además de discutir con algunos de ellos, varias personas del grupo contrario al matrimonio igualitario rompieron de forma violenta los carteles que el grupo partidario portaba.

“Se logró la lucha. La Suprema Corte dijo que ya nos podemos casar y ese es un derecho que nosotros tenemos”, comentó Giovanni Manuel Román, presidente de la asociación “Gardenias tapatías”.

Otro grupo intentó cruzar varias veces el área donde se concentraban las entidades contrarias al matrimonio entre personas del mismo sexo con el argumento que se trataba de “una plaza pública”, pero fueron detenidos primero por los coordinadores de la manifestación y luego por agentes de la policía estatal. La discusión subió de tono por lo que tuvo que intervenir personal de interior de la Secretaría de Gobernación de Jalisco.

Pese a ser rodeados por policías, los representantes de la comunidad homosexual no abandonaron la zona y gritaron consignas como “Ni enfermos ni criminales, simplemente homosexuales” y “Nos vamos a casar y vamos a adoptar”.

Al final del acto no se registraron lesionados y ambos grupos se retiraron con tranquilidad.

Fuente Agencias

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , ,

Declarada inconstitucional la prohibición del matrimonio igualitario en Jalisco

Viernes, 29 de enero de 2016

matrimonio.jpgMagnífica noticia la que nos llega desde México. En una votación unánime, la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ha aprobado este martes invalidar el artículo 260 del Código Civil del estado de Jalisco, que establecía que el matrimonio solo era válido si era contraído entre un hombre y una mujer. La acción de inconstitucionalidad había sido promovida por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

Así lo ha hecho saber la SCJN en un comunicado oficial:

Al resolver la acción de inconstitucionalidad 28/2015, de manera unánime, el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) concluyó que una porción impugnada del artículo 260 del Código Civil del Estado de Jalisco era inconstitucional ya que atentaba contra la autodeterminación de las personas y contra el derecho al libre desarrollo de la personalidad de cada individuo y, de manera implícita generaba una violación al principio de igualdad, porque a partir de ese propósito se daba un trato diferenciado a parejas homoparentales respecto de las parejas heterosexuales, al excluir de la posibilidad de contraer matrimonio a personas del mismo sexo.

En esta ocasión, y a diferencia de otras que hemos recogido en el pasado, la sentencia de la SCJN supone que todas las parejas del mismo sexo que lo deseen podrán contraer matrimonio en Jalisco sin necesidad de recurrir ya a amparo alguno. Esto es así porque la SCJN se pronuncia en respuesta a una acción de inconstitucionalidad que ha sido promovida dentro del plazo legal tras un nuevo acto legislativo (en este caso, el artículo 260 del Código Civil fue reformado en marzo por el Congreso de Jalisco, reforma publicada en el Periódico Oficial de la entidad el 4 de abril de 2015). Y aunque la reforma no se refería expresamente a esta cuestión, sí permitía que se iniciase la acción de inconstitucionalidad.

En cambio, en las anteriores sentencias que han establecido la inconstitucionalidad de normas similares en otros estados la SCJN se ha pronunciado en respuesta a amparos presentados por particulares. Este mecanismo solo ampara a dichos particulares pero no supone, como tal, la invalidación de la norma.

Seis estados (más el Distrito Federal) con matrimonio igualitario sin trabas

Jalisco se convierte así en el sexto estado mexicano con matrimonio igualitario pleno (además del Distrito Federal, que no es propiamente un estado). Ello ha sido así por decisión de sus órganos legislativos en el Distrito Federal (desde 2009), en el norteño el estado de Coahuila (desde septiembre de 2014) y en el estado de Nayarit, en la costa del Pacífico (cuyo Congreso local lo aprobó por aplastante mayoría hace poco más de un mes). Y ya en 2010 la Suprema Corte de Justicia determinó, por cierto, que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal era extensiva a todo el país.

El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo (en la península de Yucatán), cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer. En otros dos estados, Chihuahua y Guerrero, los propios gobiernos estatales son los que han decidido, como consecuencia de las diversas sentencias judiciales, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general sin que formalmente se haya aprobado una ley de matrimonio igualitario, por lo que pueden considerarse de facto parte de la lista.

Y un escenario judicial favorable en el resto

En el resto de estados también se celebran bodas entre personas del mismo sexo, pero solo después de que las parejas reciban el correspondiente amparo judicial. De especial importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió la Suprema Corte y que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes se reprodujeron luego en múltiples amparos a particulares a lo largo y ancho del país, a los que tanto los jueces federales como la propia SCJN daban la razón (especialmente importante fue la sentencia emitida en abril de 2014 a favor de 39 personas homosexuales residentes en Oaxaca).

Un proceso que recibió en noviembre el espaldarazo definitivo con la decisión de la SCJN de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que se les presente sobre la materia. La tesis no solo expresa que “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario, sino que cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por sí una discriminación.

La Comisión Nacional de Derechos Humanos ya ha pedido la extensión a todo el país

Especialmente encomiable ha resultado en el caso del estado de Jalisco la actuación de la CNDH, una entidad gubernamental autónoma (que puede considerarse equivalente a las Defensorías del Pueblo de otros países) y que es una de las que cuenta con capacidad legal para promover acciones de inconstitucionalidad. Una actuación acorde con su función, la de defender los derechos humanos, que la ha llevado a defender de una forma clara y ejemplar el matrimonio igualitario.

Este pasado diciembre, de hecho, el organismo emitía una recomendación oficial a los titulares de los poderes ejecutivos y a los órganos legislativos de todos los estados del país para que adecuasen los correspondientes ordenamientos en materia civil y/o familiar. “Este Organismo Nacional enfatiza que la orientación sexual no puede ser un criterio relevante para diferenciar el acceso al disfrute del derecho de protección a la familia que se encuentra consagrado en nuestra Constitución, el cual puede ser el mismo, tanto para las parejas del mismo sexo como las heterosexuales. Solamente el Distrito Federal y Coahuila han modificado sus códigos civiles y/o familiares para permitir el matrimonio igualitario y, si bien es cierto que algunos gobiernos estatales han intentado regular el acceso a las parejas del mismo sexo a uniones civiles con la creación de figuras jurídicas diferenciadas del matrimonio, tales como ‘sociedad de convivencia’, ‘pacto civil de solidaridad’, ‘enlace conyugal’, resultan discriminatorias pues generan regímenes distintos de derecho para regular una situación equivalente”, expresaba entonces la CNDH.

Todo un ejemplo a seguir por organismos equivalentes de otros países…

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , ,

Asesinan con una brutal paliza a Miss Gay 2015 en Jalisco (México).

Martes, 12 de enero de 2016

miss-gay-1-copia-1024x768Una brutal paliza llevó a Miss Gay 2015 a la muerte.

La originaria de Ixtlán del Río, Nayarit, pudo llegar a su casa, y ahí falleció.

La ganadora del concurso Miss Gay 2015 fue asesinada tras ser brutalmente golpeada por un grupo de hombres en Etzatlán, Jalisco.

Versiones apuntan a que el zafarrancho ocurrió en un centro nocturno donde se hicieron de palabras y la terminaron golpeando, pero Mabel, quien se hacía llamar ‘Paloma’, pudo llegar a su casa, pese a las heridas.

Sin embargo, no quiso que su familia lo llevara a un hospital, por lo que las heridas internas terminaron con su vida.

De acuerdo con el sitio en línea de Nayarit, ninguno de los responsables fue identificado ni detenido, por lo que éste se convertiría en un crimen de homofobia más, sin culpables.

Apenas hace medio año, el 18 de julio de 2015, Mabel se coronó Miss Gay 2015 en un evento de Tepic, Nayarit, donde participó con otras 9 chicas.

Así se vivió la noche de su coronación:

Descanse en paz.

Fuente TVnotas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , ,

La Suprema Corte de Justicia de México declara inconstitucional el veto a la adopción homoparental en Campeche

Sábado, 15 de agosto de 2015

noticias_file_foto_1023518_1439452402Importante sentencia favorable a los derechos LGTB en México. El pleno de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN, el más alto tribunal del país) ha considerado contraria a la Constitución la prohibición de adoptar menores a las parejas unidas civilmente, incluyendo las del mismo sexo, en el estado sudoriental de Campeche.

La Ley Reguladora de Sociedades de Convivencia entró en vigor a finales de 2013 en este estado de la península de Yucatán. Las parejas del mismo o de distinto sexo pueden desde entonces hacer uso de la misma para formalizar su unión, pero este mecanismo excluía explícitamente algunos derechos sí reconocidos a los matrimonios. Las personas que se unen civilmente mediante este procedimiento perdían automáticamente la patria potestad de sus hijos y tenían vetado el acceso a la adopción. Es por ello que la Comisión de Derechos Humanos de Campeche remitió un recurso de anticonstitucionalidad contra el artículo de la norma que consagraba estas limitaciones de derechos.

Los demandantes explicaban que la exclusión viola los derechos a la no discriminación y a la protección de la organización y desarrollo de la familia que recoge la Constitución mexicana. La SCJN admitió a trámite el recurso y la magistrada Margarita Luna, a principios de este mes, propuso la anulación del artículo por discriminatorio. En el Pleno había una práctica unanimidad (solo uno de los once jueces estaba en contra) en declarar la inconstitucionalidad de la norma, pero existían discrepancias en la argumentación.

Así, un grupo de cinco magistrados quería destacar la discriminación por razón de orientación sexual, ya que las “sociedades de convivencia” son la única alternativa reconocida en la legislación para las parejas del mismo sexo. Sin embargo, otros cuatro preferían considerarla una discriminación de tipo genérico de las parejas unidas civilmente frente a las casadas. Finalmente, la sentencia establece que la exclusión es contraria al interés superior del niño y ha sido adoptada por nueve votos a favor frente a uno en contra: el del juez Eduardo Medina.

El avance de los derechos LGTB en México

En México hay que distinguir varias situaciones. Por un lado, hay dos territorios en los que ya es realidad el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos. Se trata del Distrito Federal (desde 2009) y del estado de Coahuila (desde septiembre de 2014). A este respecto, ya en 2010 la Suprema Corte de Justicia determinó que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal es extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo, cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

Pero es que además la inmensa mayoría del resto de estados mexicanos cuenta ya con sentencias favorables al matrimonio igualitario, haciendo posible que varias decenas de parejas del mismo sexo hayan conseguido ver reconocido su derecho a casarse. De gran importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió por unanimidad la Suprema Corte de Justicia de México y que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes a las que luego se han reproducido en amparos a parejas del mismo sexo residentes en los estados de Aguascalientes, Baja California, Baja California del Sur, Campeche, Chihuahua, Colima, DurangoGuanajuato, Jalisco, Michoacán, Morelos, Nayarit, Nuevo León, Querétaro, San Luis Potosí, Sinaloa, Sonora, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz o Yucatán. De hecho, el gobierno del estado de Chihuahua decidía esta misma semana, ante la acumulación de sentencias favorables y temeroso de una avalancha de peticiones de indemnización por parte de las parejas a las que se niegue su derecho a casarse, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general. Un proceso que se ha producido no sin resistencia: en el caso de Baja California, por ejemplo, una pareja que vio reconocido su derecho a contraer matrimonio tuvo que seguir litigando ante la negativa del Registro Civil de Mexicali de obedecer el mandato de la Suprema Corte hasta en cuatro ocasiones. No fue hasta mitad de enero que la pareja pudo por fin casarse. Un proceso que en junio de este año recibía un espaldarazo con la decisión del más alto tribunal mexicano de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado que no haya aprobado el matrimonio igualitario.

Dos estados, Chihuahua y Guerrero, pueden considerarse ya de hecho parte de la lista de territorios en los que es posible sin restricciones el matrimonio igualitario, al haber implementado sus respectivos gobiernos órdenes ejecutivas en ese sentido como consecuencia de todo este proceso.

Todas estas sentencias han sido emitidas por jueces federales como respuesta a amparos solicitados por parejas a las que las leyes locales no les permitían contraer matrimonio, en la mayoría de los casos confirmadas además por la Suprema Corte de Justicia. Pero también se han ido produciendo sentencias de calado más amplio, como la emitida en abril de 2014, cuando la Suprema Corte falló a favor de 39 personas homosexuales residentes en Oaxaca (otra vez un litigio iniciado por activistas de este estado marcaba la tendencia) que solicitaron amparo al considerar que el artículo del Código Civil de ese estado que define al matrimonio como un contrato entre “un solo hombre y una sola mujer” es inconstitucional. Una sentencia en la que el agravio estudiado no fue ya la negativa de una autoridad civil a una solicitud de matrimonio,“sino la discriminación en la enunciación de la norma y la afectación por su mera existencia”, según el comunicado de la propia Corte.

En cuanto a la adopción, las parejas casadas, sean del mismo o de diferente sexo, pueden acceder en igualdad de condiciones desde la sentencia de la Suprema Corte de 2010. El fallo de esta semana tiene un claro precedente en la emitida por el Tribunal Superior de Justicia de Coahuila en 2011, tres años antes de que este mismo estado aprobara el matrimonio igualitario. Pero que ahora haya sido el máximo tribunal del país el encargado de fallar en la misma dirección debería suponer un avance claro en la seguridad jurídica de las familias homoparentales en todo el país.

Fuente Dosmanzanas, Cristianos Gays

Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Comunidad homosexual demanda al cardenal Sandoval

Jueves, 2 de julio de 2015

juan-sandoval_560x280Por “incitar a la violencia”

El purpurado declaró que el matrimonio entre personas del mismo sexo es una “aberración”

“El cardenal considera que el matrimonio entre personas del mismo sexo no es cuestión de derechos humanos, pero los derechos humanos son para todos “

Organizaciones de la comunidad gay del estado mexicano de Jalisco denunciaron hoy penalmente al cardenal Juan Sandoval Íñiguez, a quien acusan de “discriminación e incitar a la violencia” por declarar que el matrimonio entre personas del mismo sexo es una “aberración“.

“Estamos pidiendo que se ajuste al Estado de derecho. Con sus declaraciones está fomentando la homofobia y la transfobia, dijo a Efe Carlos Becerra, miembro de Unión Diversa, una de las cuando menos 12 asociaciones que presentaron la demanda ante la Fiscalía General de Jalisco (oeste de México).

En un vídeo de casi seis minutos difundido en las redes sociales y en el canal católico María Visión, Sandoval Íñiguez afirmó que el matrimonio “según la revelación cristiana” es entre un hombre y una mujer, y que “lo demás es cosa desviada”. “Lo que se salga de esta institución divina atenta contra ella y es una aberración y no puede caber en la mente de un católico”, afirmó.

El arzobispo emérito de Guadalajara arremetió contra la decisión de la Suprema Corte de Justicia de la Nación de declarar inconstitucionales las legislaciones estatales que limitan el matrimonio a la unión entre hombre y mujer, y dijo que el máximo tribunal legisla “siempre en contra de la moral”.

Los organismos demandantes consideran que estas declaraciones no solo discriminan a la comunidad homosexual, sino que también violan la Constitución mexicana y la de Jalisco, así como la Ley para Prevenir y Erradicar la Discriminación, el Código Penal de Jalisco y la Ley de Asociaciones Religiosas y Culto Público.

El cardenal considera que el matrimonio entre personas del mismo sexo no es cuestión de derechos humanos, pero los derechos humanos son para todos, afirmó Becerra.

En el vídeo, el prelado afirmó que estas disposiciones se pueden revertir y llamó a los fieles a “organizar firmas” para oponerse al matrimonio homosexual ante la Suprema Corte, el Congreso de la Unión y los Congresos locales.

Becerra consideró que esto promueve valores antidemocráticos y abre la puerta a que la sociedad atente contra la comunidad lésbico-gay y transgénero como ocurrió en Chihuahua, norte del país.nEl pasado lunes una mujer transgénero fue encontrada muerta en la ciudad de Chihuahua, con señales de haber sido asfixiada y atada. Su cuerpo fue hallado envuelto con una bandera de México. “Estamos retomando esta vía jurídica de defensa de los derechos humanos y sentando precedente” para que se respete a esta comunidad, afirmó Becerra.

Las organizaciones interpusieron la misma denuncia ante la Fiscalía de Derechos Humanos de Jalisco. El martes presentaron también una queja ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos, la Comisión Nacional de Derechos Humanos y el Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación.

Aunque se retiró como titular de la Arquidiócesis de Guadalajara en 2011 tras 17 años de servicio, Sandoval Íñiguez no ha dejado de ser noticia al manifestar su férrea oposición a los matrimonios homosexuales y al aborto.

La semana pasada confirmó que realizó un “magno exorcismo”, junto con otros sacerdotes en la catedral del estado de San Luis Potosí para expulsar el mal que “entró a México” después de que fuera aprobada la despenalización del aborto en la Ciudad de México.

Cuando la Suprema Corte aprobó en 2010 las reformas al Código Civil del Distrito Federal que permiten a los matrimonios del mismo sexo adoptar niños, el arzobispo dijo que el entonces jefe de Gobierno de la capital, Marcelo Ebrard, maiceó (sobornó) a los ministros del tribunal.

Fuente: Religión Digital/Agencias

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , ,

Tribunal Supremo de México declara inconstitucionales todas las prohibiciones al matrimonio igualitario… y Chihuahua lo aprueba

Lunes, 15 de junio de 2015

matrimonio_igualitario_mexico_copyLa Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ha sentado jurisprudencia determinando que son inconstitucionales los Códigos Civiles de los estados que consideren únicamente al matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer cuyo fin último sea la procreación.

Paso de gigante en México, donde la Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación ha asentado la jurisprudencia favorable al matrimonio igualitario que a partir de ahora los tribunales mexicanos deberán seguir en aquellos amparos que les lleguen sobre la materia, con independencia de las leyes locales de cada estado. La decisión consolida de forma irreversible el lento pero imparable avance que se viene produciendo sentencia tras sentencia en ese país. Y es que, según el más alto tribunal mexicano, “no existe razón de índole constitucional para no reconocer” el matrimonio igualitario.

Leticia Bonifaz, directora general de Estudios, Promoción y Desarrollo de Derechos Humanos del máximo tribunal, indicó en una entrevista que el número de casos de matrimonios de un mismo sexo resueltos por la SCJN permitió que se estableciera una jurisprudencia.

De esta forma la jurisprudencia establece sobre el matrimonio que “la ley de cualquier entidad federativa que, por un lado, considere que la finalidad de aquel es la procreación y/o que lo defina como el que se celebra entre un hombre y una mujer, es inconstitucional”. Así, Bonifaz explicó que cualquier Código Civil que establezca que el matrimonio es sólo entre mujer y hombre, o que establezca que el fin de éste es la procreación, es inconstitucional, “porque hay otros propósitos del matrimonio, si sólo fuera la procreación no se podrían casar personas de cierta edad o personas que tienen alguna cuestión de salud”.

La nueva jurisprudencia destaca que considerar que la finalidad del matrimonio es la procreación, constituye una medida no idónea para cumplir con la única finalidad constitucional a la que puede obedecer la medida: la protección de la familia como realidad social.

“Pretender vincular los requisitos del matrimonio a las preferencias sexuales de quienes pueden acceder a la institución matrimonial con la procreación es discriminatorio, pues excluye injustificadamente del acceso al matrimonio a las parejas homosexuales que están situadas en condiciones similares a las parejas heterosexuales”, precisó, y añadió que “como la finalidad del matrimonio no es la procreación, no tiene razón justificada que la unión matrimonial sea heterosexual, ni que se enuncie como entre ‘un solo hombre y una sola mujer’”.

Por su brevedad y claridad, reproducimos literalmente la tesis jurisprudencial de la Suprema Corte de Justicia de México:

TESIS JURISPRUDENCIAL 46/2015

MATRIMONIO ENTRE PERSONAS DEL MISMO SEXO. NO EXISTE RAZÓN DE ÍNDOLE CONSTITUCIONAL PARA NO RECONOCERLO

Las relaciones que entablan las parejas del mismo sexo pueden adecuarse perfectamente a los fundamentos actuales de la institución matrimonial y más ampliamente a los de la familia. Para todos los efectos relevantes, las parejas homosexuales se encuentran en una situación equivalente a las parejas heterosexuales, de tal manera que es totalmente injustificada su exclusión del matrimonio. La razón por la cual las parejas del mismo sexo no han gozado de la misma protección que las parejas heterosexuales no es por descuido del órgano legislativo, sino por el legado de severos prejuicios que han existido tradicionalmente en su contra y por la discriminación histórica. El derecho a casarse no sólo comporta el derecho a tener acceso a los beneficios expresivos asociados al matrimonio, sino también el derecho a los beneficios materiales que las leyes adscriben a la institución.

En el orden jurídico mexicano existen una gran cantidad de beneficios económicos y no económicos asociados al matrimonio. Entre éstos destacan los siguientes: (1) beneficios fiscales; (2) beneficios de solidaridad; (3) beneficios por causa de muerte de uno de los cónyuges; (4) beneficios de propiedad; (5) beneficios en la toma subrogada de decisiones médicas; y (6) beneficios migratorios para los cónyuges extranjeros. En este sentido, negar a las parejas homosexuales los beneficios tangibles e intangibles que son accesibles a las personas heterosexuales a través del matrimonio implica tratar a los homosexuales como si fueran “ciudadanos de segunda clase”, lo cual esta Primera Sala no comparte. No existe ninguna justificación racional para reconocer a los homosexuales todos los derechos fundamentales que les corresponden como individuos y, al mismo tiempo, reconocerles un conjunto incompleto de derechos cuando se conducen siguiendo su orientación sexual y se vinculan en relaciones estables de pareja.

Los modelos para el reconocimiento de las parejas del mismo sexo, sin importar que su única diferencia con el matrimonio sea la denominación que se da a ambos tipos de instituciones, son inherentemente discriminatorios porque constituyen un régimen de “separados pero iguales”. La exclusión de las parejas del mismo sexo de la institución matrimonial perpetúa la noción de que las parejas del mismo sexo son menos merecedoras de reconocimiento que las heterosexuales, ofendiendo con ello su dignidad como personas y su integridad.

Una tesis que destaca por su sencillez (salvando las distancias, sorprende al compararla con la farragosa argumentación de la sentencia por la cual el Tribunal Constitucional de España dio validez a la ley española de matrimonio igualitario…). Y aunque la decisión, a día de hoy, no supone la extensión automática del matrimonio igualitario a todo el territorio mexicano de forma plena (las parejas a las que se deniegue su solicitud de matrimonio tendrán que acudir todavía a los tribunales, al menos mientras los estados no tomen decisiones como la que se acaba de adoptar en Chihuahua) supone desde luego un paso de gigante. Seguiremos atentos a la evolución del proceso.

Chihuahua acaba de convertirse en el cuarto estado de México en el que se aprueba el matrimonio igualitario.  El Gobernador César Duarte ha anunciado oficialmente que su administración “eliminará las trabas” a las parejas del mismo sexo que soliciten unirse en matrimonio. Se espera que las licencias comiencen a emitirse este viernes (12 de junio).

En 2013, a la pareja chihuahuense formada por Tony y Tómas se les permitió casarse por un juez de distrito en Ciudad Juárez después de haber sido rechazado inicialmente por el Registro Civil del Estado. Pero después de que la administración bloqueara su matrimonio, 26 parejas del mismo sexo acudieron a formalizar su petición de sus derechos a ser casadas. Todas estas parejas serán compensadas por los trámites legales. En febrero pasado ganaron el amparo después de que el Juzgado Octavo de Distrito declarase inconstitucional los artículos 134 y 135 del Código Civil del Estado de Chihuahua, porque impide los matrimonios igualitarios.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación estaba a punto de ordenar al Congreso local que legisle sobre los matrimonios igualitarios, y a las autoridades estatales a que indemnicen a las parejas a las que buscaron la protección de la justicia porque inicialmente se les negó el derecho a contraer nupcias. “Lo que menos quieren ya es que los amparos promovidos por los denunciantes lleguen hasta la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN)”, apunta Mario Trevizo, secretario general de Gobierno.

Las organizaciones Movimiento Integración de la Diversidad (Movid), Derechos Humanos Integrantes en Acción (DHIA) y el Centro Humanístico de Estudios Relacionados con la Orientación Sexual (CHEROS) anuncian en las redes sociales este gran avance, y manifiestan que lo celebrarán en la marcha del Orgullo LGBT del próximo 20 de junio.

Chihuahua se suma de esta forma a Coahuila, Quintana Roo y México, los estados que permiten el matrimonio igualitario en México.

En México hay que distinguir varias situaciones. Por un lado, hay dos territorios en los que ya es realidad el matrimonio igualitario por decisión de sus órganos legislativos. Se trata del Distrito Federal (desde 2009) y del estado de Coahuila (desde septiembre de 2014). A este respecto, ya en 2010 la Suprema Corte de Justicia determinó que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal es extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también es posible en el estado de Quintana Roo, cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio deba ser contraído necesariamente entre un hombre y una mujer.

Pero es que además la inmensa mayoría del resto de estados mexicanos cuenta ya con sentencias favorables al matrimonio igualitario, haciendo posible que varias decenas de parejas del mismo sexo hayan conseguido ver reconocido su derecho a casarse. De gran importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió por unanimidad la Suprema Corte de Justicia de México y que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentaciones equivalentes a las que luego se han reproducido en amparos a parejas del mismo sexo residentes en los estados de Aguascalientes, Baja California, Baja California del Sur, Campeche, Chihuahua, Colima, DurangoGuanajuato, Jalisco, Michoacán, Morelos, Nayarit, Nuevo León, Querétaro, San Luis Potosí, Sinaloa, Sonora, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz o Yucatán. De hecho, el gobierno del estado de Chihuahua decidía esta misma semana, ante la acumulación de sentencias favorables y temeroso de una avalancha de peticiones de indemnización por parte de las parejas a las que se niegue su derecho a casarse, dejar de poner trabas a la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo con carácter general. Un proceso que se ha producido no sin resistencia: en el caso de Baja California, por ejemplo, una pareja que vio reconocido su derecho a contraer matrimonio tuvo que seguir litigando ante la negativa del Registro Civil de Mexicali de obedecer el mandato de la Suprema Corte hasta en cuatro ocasiones. No fue hasta mitad de enero que la pareja pudo por fin casarse.

Todas estas sentencias han sido emitidas por jueces federales como respuesta a amparos solicitados por parejas a las que las leyes locales no les permitían contraer matrimonio, en la mayoría de los casos confirmadas además por la Suprema Corte de Justicia. Pero también se han ido produciendo sentencias de calado más amplio, como la emitida en abril de 2014, cuando la Suprema Corte falló a favor de 39 personas homosexuales residentes en Oaxaca (otra vez un litigio iniciado por activistas de este estado marcaba la tendencia) que solicitaron amparo al considerar que el artículo del Código Civil de ese estado que define al matrimonio como un contrato entre “un solo hombre y una sola mujer” es inconstitucional. Una sentencia en la que el agravio estudiado no fue ya la negativa de una autoridad civil a una solicitud de matrimonio,“sino la discriminación en la enunciación de la norma y la afectación por su mera existencia”, según el comunicado de la propia Corte.

Un proceso que ahora sufre un espaldarazo con la decisión del más alto tribunal mexicano de emitir una tesis jurisprudencial que marca de forma expresa el criterio que deben seguir los tribunales ante cualquier amparo que interponga una pareja del mismo sexo a la que no se le permita casarse por residir en un estado que no haya aprobado el matrimonio igualitario. La tesis, por otra parte, cierra definitivamente el camino a las legislaciones de “unión civil” similares en todo al matrimonio excepto por el nombre, al considerar que ello supone ya de por si una discriminación.

Fuente El Economista y Dosmanzanas

 

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Suprema Corte de México respalda el matrimonio homosexual

Lunes, 20 de abril de 2015

matrimonio_igualitario_mexico_copyLa Suprema Corte de Justicia de la Nación avaló las uniones entre personas del mismo sexo en el estado de Sinaloa al considerar discriminatorios los artículos 40 y 165 del Código Familiar de la entidad que restringen el matrimonio y el concubinato a la unión de un hombre con una mujer.

Por ese motivo la Primera Sala del máximo tribunal del país concedió el amparo a la pareja homosexual y se hizo un llamado a las autoridades de la entidad a no utilizar los artículos invalidados para negar beneficios a quienes promovieron dicho recurso jurídico.

Por otra parte, los ministros resolvieron reasumir su competencia para conocer un amparo en el que se cuestiona la constitucionalidad del Artículo 258 del Código Civil del estado de Jalisco, que define al matrimonio como la unión de un hombre con una mujer, excluyendo a las parejas del mismo sexo, lesionando así sus derechos esenciales.

La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia de México (SCJN) determinó que las normas que establecen el matrimonio y el concubinato como la unión entre un hombre y una mujer son discriminatorias, pues excluyen a parejas del mismo sexo.

Así, los ministros del alto tribunal declararon inconstitucionales las porciones normativas de los artículos 40 y 165 del Código Familiar del Estado de Sinaloa que regulan, respectivamente, el matrimonio y el concubinato como la unión de un hombre y una mujer.

Por mayoría de votos, los integrantes de la Sala estimaron que las normas impugnadas por una pareja “son claramente discriminatorias porque las relaciones que entablan las parejas homosexuales pueden adecuarse perfectamente a los fundamentos actuales del matrimonio y el concubinato y más ampliamente a los de la familia”.

Puntualizó que para todos los efectos relevantes, las parejas homosexuales se encuentran en una situación equivalente a las parejas heterosexuales, de tal manera que es totalmente injustificada su exclusión de ambas instituciones.

En su sesión de este miércoles, la Sala de la Corte amparó a dos personas que se ostentaron como homosexuales en un juicio de amparo, al estimar inconstitucionales los citados preceptos, ya que mediante su enunciación se excluye a las parejas del mismo sexo.

Los ministros subrayaron que “la razón por la cual las parejas del mismo sexo no han gozado de la misma protección que las parejas heterosexuales, no es por descuido del legislador, sino por el legado de severos prejuicios que han existido tradicionalmente en su contra”.

Agregó en su resolución que “la ausencia de los beneficios que el derecho asigna a la institución matrimonial es una consecuencia directa de la prolongada discriminación que ha existido hacia las parejas homosexuales por razón de su orientación sexual”.

En otro caso, la Sala reasumió su competencia para analizar la constitucionalidad del matrimonio en Jalisco, al no permitir la unión entre personas del mismo sexo.

A petición del ministro Arturo Zaldivar, la Sala del alto tribunal analizará la constitucionalidad del Código Civil estatal, bajo el principio de igualdad, el derecho a la identidad, al libre desarrollo de la personalidad y a la protección del desarrollo y organización de la familia.

Los ministros conocerán así de un amparo en revisión en el que dos personas impugnaron la constitucionalidad del Artículo 258 del citado Código, que regula el matrimonio como una institución por medio de la cual un hombre y una mujer deciden compartir un estado de vida.

Según los quejosos, esa disposición deja fuera a un determinado grupo de personas, como son los homosexuales, lo que lesiona sus derechos fundamentales, pues presentaron su solicitud de matrimonio ante la Oficialía del Registro Civil, que con fundamento en el artículo impugnado la consideró improcedente.

General, Historia LGTB , , , , ,

Sentencias favorables al matrimonio igualitario en la mayoría de los estados de México

Jueves, 5 de marzo de 2015

Pr‰sidentenpalast am Zocalo mit mexikanischer Flagge, Mexico City, MexikoAunque en los últimos meses los avances al norte del Río Grande han despertado mayor atención, lo cierto es que los Estados Unidos Mexicanos caminan a velocidad de crucero hacia el reconocimiento pleno del matrimonio igualitario. Este ya es realidad en el Distrito Federal (desde 2009) y en el estado de Coahuila (desde septiembre de 2014), aprobada por sus respectivos órganos legislativos. Es más, en 2010 la Suprema Corte de Justicia de México determinó que la validez de los matrimonios celebrados en el distrito federal es extensiva a todo el país. El matrimonio igualitario también es posible en Quintana Roo, cuyo Código Civil no especifica que el matrimonio solo pueda ser contraído entre un hombre y una mujer. Pero es que además la inmensa mayoría de estados mexicanos cuenta ya con sentencias favorables al matrimonio igualitario, la más reciente de ellas -esta pasada semana- referida al estado de México, y que además insta al Congreso de dicho estado a reformar su legislación matrimonial para acabar con la discriminación.

Sentencia tras sentencia y de forma sistemática los jueces mexicanos se han pronunciado a favor del matrimonio igualitario en la inmensa mayoría de los estados, en los que varias decenas de parejas del mismo sexo han conseguido ya ver reconocido su derecho a casarse. De gran importancia fue, en este sentido, la histórica sentencia que en 2012 emitió por unanimidad la Suprema Corte de Justicia de México y que amparó a tres parejas del estado de Oaxaca a las que no se les permitía contraer matrimonio por considerar que se violaba el principio de igualdad. Argumentación similar a las que luego se han reproducido en amparos a parejas del mismo sexo matrimonio_igualitario_mexico_copyresidentes en los estados de Aguascalientes, Baja California, Baja California del Sur, Campeche, Chihuahua, Colima, DurangoGuanajuato, Jalisco, Michoacán, Morelos, Nayarit, Nuevo León, Querétaro, San Luis Potosí, Sinaloa, Sonora, Tabasco, Tamaulipas, Veracruz o Yucatán.

Un proceso que se ha producido no sin resistencia: en el caso de Baja California, por ejemplo, una pareja que vio reconocido su derecho a contraer matrimonio tuvo que seguir litigando ante la negativa del Registro Civil de Mexicali de obedecer el mandato de la Suprema Corte hasta en cuatro ocasiones. No fue hasta mitad de enero que la pareja pudo por fin casarse.

En todos estos estados las sentencias favorables al matrimonio igualitario han sido emitidas por jueces federales como respuesta a amparos solicitados por parejas del mismo sexo a las que las leyes locales no les permitían contraer matrimonio, en la mayoría de los casos confirmadas además por la Suprema Corte de Justicia. Es el caso de la sentencia conocida esta semana pasada, en la que el más alto tribunal mexicano concedía amparo definitivo a cuatro parejas del Estado de México que llevan litigando desde febrero de 2013, y que además insta al Congreso del estado a reformar su legislación matrimonial para acabar con la discriminación.

Este mismo lunes podría conocerse también la decisión del Tribunal Constitucional de Yucatán, estado en el que ya ha habido varias bodas entre personas del mismo sexo  -como consecuencia de los amparos judiciales referidos- pero en el que sigue vigente una reforma homófoba aprobada por el Congreso del estado en 2009 que elevaba a rango constitucional la prohibición del matrimonio igualitario.

Dicha prohibición ha sido recurrida ante el Tribunal Constitucional del estado, que bien podría dar un vuelco a la situación legal y ordenar al legislativo terminar con la discriminación.

homosexualesLo cierto es que la acumulación de sentencias está generando una situación cada vez más favorable al matrimonio igualitario. A diferencia de lo que sucede en Estados Unidos, por el momento estas son solo son de obligada ejecución para las parejas recurrentes, pero ya son varios los estados en los que el número de sentencias está a punto de alcanzar el volumen suficiente para sentar jurisprudencia.

También empiezan a conocerse sentencias de calado más amplio, como la emitida en abril de 2014, cuando la Suprema Corte falló a favor de 39 personas homosexuales residentes en Oaxaca (otra vez este un litigio iniciado por activistas de este estado marcaba la tendencia) que solicitaron amparo al considerar que el artículo de Código Civil de ese estado que define al matrimonio como un contrato entre “un solo hombre y una sola mujer” es inconstitucional. Una sentencia en la que el agravio estudiado no fue ya la negativa de una autoridad civil para acceder a una solicitud de matrimonio, “sino la discriminación en la enunciación de la norma y la afectación por su mera existencia”, según el comunicado de la propia Corte.

Por último, son ya varias las iniciativas de aprobación del matrimonio igualitario en legislaturas estatales desencadenadas por la escalada judicial.

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Se celebra el primer matrimonio igualitario en el estado mexicano de Nayarit

Martes, 15 de julio de 2014

matrimonio_igualitario_mexicoEl juez que ofició el enlace aseguró considerar inconstitucional un artículo del código civil local que define como matrimonio el que se da entre un hombre y una mujer.

Carla Gómez. 13 Julio 2014

El titular del Juzgado Segundo de Distrito sobre amparos civiles emitió un fallo en el que se ordenó al Registro Civil local inscribir un matrimonio entre personas del mismo sexo. Las autoridades civiles locales se habían negado basándose en el artículo 135 del Código Civil, que define al matrimonio como “un contrato civil por el que un sólo hombre y una sola mujer se unen en sociedad para perpetuar la especie, con respeto entre ambos, igualdad y ayuda mutua“. Sin embargo, el juez determinó, basándose en los principios de igualdad y no discriminación, que ese artículo es anticonstitucional porque “transgrede los principios de igualdad y no discriminación” de los artículos 1 y 4 de la Constitución.

“Tal distinción es discriminatoria al privar injustificadamente a la parejas homosexuales de gozar de los beneficios que conlleva la institución legal del matrimonio, que incluye no solo el derecho a tener acceso a los beneficios asociados que dicha figura conlleva, sino también a los derechos y beneficios materiales que las leyes le describen“, aseguró el juez, determinando que no existe “razón fundada” que indique que una pareja del mismo sexo no tenga “una comunidad de vida a partir de lazos afectivos, sexuales y de solidaridad recíproca, con una vocación de estabilidad y de permanencia en el tiempo”.

La Suprema Corte de Justicia de la Nación ya había emitido una resolución similar en 2013, cuando concedió un amparo a una pareja del mismo sexo en Oaxaca para contraer matrimonio pese a que las leyes del estado no permiten expresamente que se celebren este tipo de uniones civiles. Si bien es cierto que la Constitución no contempla como un derecho el matrimonio igualitario, la Corte de Justicia explicó que “el derecho al libre desarrollo de la personalidad” no tiene distinción, por lo que también es un derecho para los homosexuales.

Además de Oaxaca, existen otros casos recientes en Jalisco, Michoacán y Baja California en los que se han dado casos de matrimonios entre personas del mismo sexo basados en una resolución judicial.

Fuente Cáscara Amarga

General, Historia LGTB , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.