Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Fine Gael’

Irlanda: El Fine Gael escoge a Leo Varadkar, abiertamente homosexual, para suceder a Enda Kenny

Lunes, 5 de junio de 2017

Leo-Varadkar-390x285Como ya anunciábamos hace unos días, el partido que gobierna en la República de Irlanda, el Fine Gael, ha escogido a Leo Varadkar, un político abiertamente homosexual y de ascendencia hindú, para suceder a Enda Kenny como lider del partido y al frente del gobierno.

Leo Varadkar, actual ministro de Protección Social en el Gobierno conservador de Enda Kenny, se ha convertido en el próximo primer ministro de Irlanda. tras medir sus fuerzas con el titular de Vivienda, Simon Coveney, en la elección interna de la que ha salido el sucesor de Kenny como líder del gobernante Fine Gael. Siigue así el camino de la islandesa Jóhanna Sigurðardóttir, el belga Elio Di Rupo y el luxemburgués Xavier Bettel, que lo precedieron como jefes de Gobierno abiertamente homosexuales. Varadkar sería el primero que, además, pertenece a un partido conservador.

El que fuera primer ministro de Irlanda en admitir abiertamente su homosexualidad, Leo Varadkar, de 38 años de edad, hasta ahora ministro de Protección Social y progresista en cuestiones relacionadas con los grupos minoritarios y los sectores más desfavorecidos, aunque definido por algunos como ultraconservador en materia económica, ha derrotado a su oponente, Simon Coveney, ministro de Vivienda, en la carrera por suceder a Enda Kenny al frente del Fine Gael. Dado que es el partido con más diputados del Parlamento, todo parece indicar que será designado el próximo en puesto de Taoiseach, el jefe de gobierno de Irlanda, un país fuertemente católico que estará liderado por el hijo de un inmigrante hindú y madre irlandesa, el nuevo “Taoiseach” (primer ministro) representa a los inmigrantes que han llegado en los últimos años a este país, que tradicionalmente ha sufrido el efecto contrario con la emigración de miles de jóvenes durante gran parte de su historia.y abiertamente homosexual, siendo persona más joven en ocupar este cargo.

Nacido en Dublín hace 38 años, Varadkar es médico como su padre y diputado del Fine Gael desde 2007 en el Dáil Éireann, la cámara baja del Parlamento irlandés. Desde que Enda Kenny asumió en 2011 el puesto de primer ministro (Taoiseach), Varadkar se ha hecho cargo sucesivamente de las carteras de Transporte, Turismo y Deporte, Sanidad, y Protección Social. Desde de las elecciones de 2016, el Fine Gael gobierna en minoría y empezaron a surgir voces pidiendo la dimisión de Kenny como líder del partido y, por tanto, primer ministro. Cuando esta finalmente se produjo el pasado día 17, se postularon para sucederlo dos de sus ministros: Varadkar y el titular de Vivienda Simon Coveney. El que se alce con la victoria se convertirá a continuación en el próximo Taoiseach.

El proceso interno para elegir al líder del Fine Gael concluye con una votación en la que los parlamentarios del partido tienen un peso del 65% del total, frente al 25% de los afiliados y el 10% de los miembros de corporaciones locales. Por el momento, Varadkar lleva una clara ventaja entre los cargos electos, con un 45% del total frente al 20% de su rival Coveney. La decisión del partido se conoció el pasado 2 de junio. Kenny dejará su cargo de primer ministro, que asumirá el nuevo líder de la formación conservadora.

Varadkar ha derrotado a su oponente con el respaldo del 70 % de sus compañeros de partido en el Parlamento de Dublín y en el europeo y el 55 % de los dirigentes locales, aunque sólo ha obtenido el 35 % del respaldo de la militancia, que se decantó mayoritariamente por Coveney. En cualquier caso, el sistema del Fine Gael para elegir a su líder establece que los vovots del grupo parlamentario representan el 65 % del resultado final, frente al 25 % de los representantes locales y el 10 % de los afiliados.

«La gran prioridad es mantener el continuo progreso de nuestro país con un Gobierno liderado por el Fine Gael. Sé que Leo tiene la capacidad de liderazgo necesaria para lograrlo», declara Edna Kenny, quien ha felicitado a Varadkar «de todo corazón» por su victoria y le ha ofrecido su «apoyo total» para «el trabajo que tiene por delante». La sesión de investidura está prevista para el próximo 13 de junio.

Como anunciaban todos los pronósticos, Varadkar se convertirá en el cuarto jefe de Gobierno abiertamente homosexual del mundo. Antes dirigieron sus países la islandesa Jóhanna Sigurðardóttir (entre 2009 y 2013), el belga Elio Di Rupo (entre 2011 y 2014) y el luxemburgués Xavier Bettel, el único que sigue ostentando el cargo en la actualidad (desde 2013). Mientras que Jóhanna y Di Rupo pertenecen a partidos socialdemócratas y Bettel, a uno liberal, Varadkar es miembro de una formación conservadora.

El próximo Taoiseach es, además, un ejemplo de visibilidad y compromiso con los derechos LGTB. Hizo pública su orientación sexual durante una entrevista radiofónica en 2015, cuando era ministro de Sanidad: «Soy gay, no es un secreto pero tampoco algo que todo el mundo sabía, y nunca había hablado públicamente de ello antes (…). No es algo que me defina: no soy un político medio indio, ni un político médico, ni un político gay. Es simplemente parte de mí, no es lo que me define. Supongo que es parte de mi carácter», declaraba Varadkar tras aprobarse el matrimonio igualitario, en 2015, poco antes de un referéndum que convertía a Irlanda en el primer país del mundo que aprobaba la unión entre personas del mismo sexo por decisión popular.  Se convirtió así en el primer ministro abiertamente gay de Irlanda. Asimismo, ha mostrado en público a su pareja, el también médico Matt Barrett desde hace dos años, aunque no espera que le acompañe en compromisos sociales.

Varadkar también se significó por su intensa participación en la campaña por el “sí” en el referéndum constitucional que instauró el matrimonio igualitario hace dos años. El ministro pronunció un elocuente y conmovedor discurso ante el Dáil, en el que equiparó la lucha por la igualdad LGTB a la emancipación de las mujeres y afirmó que la medida fortalecería a toda la sociedad. “Este no es un proyecto de matrimonio gay, es un proyecto de matrimonio igualitario. No se trata de debilitar una de las instituciones más fuertes de la sociedad, sino de fortalecerla haciéndola inclusiva para todos”, afirmó entonces. Estaremos pendientes de la decisión final del Fine Gael. «Para mí, esto es como un movimiento social o una revolución social», declara el propio Varadkar sobre el resultado de una consulta que ha servido para constatar definitivamente la merma del poder de influencia de la iglesia en la sociedad irlandesa después de sucesivos casos de abusos a menores cometidos por religiosos.

Sus seguidores ya lo han comparado con el canadiense Justin Trudeau y el recientemente electo presidente francés Emmanuel Macron, con esperanzas de que una persona con una visión más joven logre sacar del pozo a una de las naciones más golpeadas por la crisis financiera que estalló a nivel mundial a fines de 2008.

Fuente Universogay/Cristianos Gays

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , ,

Irlanda podría tener próximamente el cuarto jefe de Gobierno abiertamente homosexual del mundo

Sábado, 27 de mayo de 2017

Leo-Varadkar-390x285Leo Varadkar, actual ministro de Protección Social en el Gobierno conservador de Enda Kenny, tiene muchas probabilidades de convertirse en el próximo primer ministro de Irlanda. En junio medirá sus fuerzas con el titular de Vivienda, Simon Coveney, en la elección interna de la que saldrá el sucesor de Kenny como líder del gobernante Fine Gael. Si resulta vencedor, seguirá el camino de la islandesa Jóhanna Sigurðardóttir, el belga Elio Di Rupo y el luxemburgués Xavier Bettel, que lo precedieron como jefes de Gobierno abiertamente homosexuales. Varadkar sería el primero que, además, pertenece a un partido conservador.

Nacido en Dublín hace 38 años, Varadkar es médico y diputado del Fine Gael desde 2007 en el Dáil Éireann, la cámara baja del Parlamento irlandés. Desde que Enda Kenny asumió en 2011 el puesto de primer ministro (Taoiseach), Varadkar se ha hecho cargo sucesivamente de las carteras de Transporte, Turismo y Deporte, Sanidad, y Protección Social. Desde de las elecciones de 2016, el Fine Gael gobierna en minoría y empezaron a surgir voces pidiendo la dimisión de Kenny como líder del partido y, por tanto, primer ministro. Cuando esta finalmente se produjo el pasado día 17, se postularon para sucederlo dos de sus ministros: Varadkar y el titular de Vivienda Simon Coveney. El que se alce con la victoria se convertirá a continuación en el próximo Taoiseach.

El proceso interno para elegir al líder del Fine Gael concluye con una votación en la que los parlamentarios del partido tienen un peso del 65% del total, frente al 25% de los afiliados y el 10% de los miembros de corporaciones locales. Por el momento, Varadkar lleva una clara ventaja entre los cargos electos, con un 45% del total frente al 20% de su rival Coveney. La decisión del partido se conocerá el próximo 2 de junio. Será entonces cuando Kenny dejará su cargo de primer ministro, que asumirá el nuevo líder de la formación conservadora.

Si se cumplen los pronósticos, Varadkar se convertirá en el cuarto jefe de Gobierno abiertamente homosexual del mundo. Antes dirigieron sus países la islandesa Jóhanna Sigurðardóttir (entre 2009 y 2013), el belga Elio Di Rupo (entre 2011 y 2014) y el luxemburgués Xavier Bettel, el único que sigue ostentando el cargo en la actualidad (desde 2013). Mientras que Jóhanna y Di Rupo pertenecen a partidos socialdemócratas y Bettel, a uno liberal, Varadkar es miembro de una formación conservadora.

El posible próximo Taoiseach es, además, un ejemplo de visibilidad y compromiso con los derechos LGTB. Hizo pública su orientación sexual durante una entrevista radiofónica en 2015, cuando era ministro de Sanidad: “soy un hombre gay, no es un secreto pero no es algo que sepa todo el mundo, porque no es algo de lo que necesariamente haya hablado en público antes”. Se convirtió así en el primer ministro abiertamente gay de Irlanda. Asimismo, ha mostrado en público a su pareja, el también médico Matt Barrett.

Varadkar también se significó por su intensa participación en la campaña por el “sí” en el referéndum constitucional que instauró el matrimonio igualitario hace dos años. El ministro pronunció un elocuente y conmovedor discurso ante el Dáil, en el que equiparó la lucha por la igualdad LGTB a la emancipación de las mujeres y afirmó que la medida fortalecería a toda la sociedad. “Este no es un proyecto de matrimonio gay, es un proyecto de matrimonio igualitario. No se trata de debilitar una de las instituciones más fuertes de la sociedad, sino de fortalecerla haciéndola inclusiva para todos”, afirmó entonces. Estaremos pendientes de la decisión final del Fine Gael.

Fuente Dosmanzanas

 

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , ,

Irlanda avanza hacia la eliminación de los cargos de aquellos condenados por ser homosexuales

Jueves, 9 de febrero de 2017

gednashministerforbusinessemploymentjan16_largeIrlanda ordenará en los próximos meses, con toda probabilidad, el indulto de las personas condenadas por la legislación que penalizaba hasta 1993 las relaciones consentidas entre hombres. El país sigue así los pasos de sus vecinos británicos: el martes pasado entró en vigor una ley para resarcir a los que fueron perseguidos en Inglaterra y Gales por los mismos motivos.

El Gobierno de la República de Irlanda ha decidido no oponerse a un proyecto de ley para indultar y pedir perdón a las víctimas de la legislación homófoba que hasta 1993 criminalizaba el sexo homosexual. El Ejecutivo, dirigido por el conservador Enda Kenny, apoyará la iniciativa del partido laborista con algunas condiciones.

El gobierno irlandés continúa adelante con sus intenciones de condonar los cargos de miles de hombres condenados en el pasado en el país europeo en base a las relaciones homosexuales que mantuvieron. El proyecto de ley en el Senado irlandés pretende condonar los cargos existentes en el historial de aproximadamente 2.000 hombres irlandeses que fueron condenados por los tribunales del país europeo por ser homosexuales cuando dicha identidad era un delito. Irlanda, desde 1993, derogó la legislación que permitía tales condenas.

La República de Irlanda despenalizó la homosexualidad en 1993, once años después de Irlanda del Norte y con posterioridad también a la derogación de las leyes condenatorias en las naciones de Gran Bretaña. Se calcula que el indulto afectará a unas 2.000 personas que sufrieron la aplicación de la ley contra la actividad sexual entre hombres aprobada por Westminster en 1885, antes de la independencia irlandesa.

El proyecto de ley que presentaron los laboristas y ya ha superado su segundo trámite en el Senado y habiendo recibido el apoyo por parte de varios departamentos del gobierno, va más allá del simple indulto y prevé pedir perdón a los afectados por el trato injusto al que fueron sometidos. Difiere en ello del texto aprobado en el Parlamento británico, que algunos critican por excluir precisamente la petición de disculpas públicas para las víctimas de la homofobia de Estado.

El proyecto de ley en cuestión, llamado ‘Ley de condenas por ciertas ofensas sexuales (apología y exoneración)´, establece que las condenas por mantener relaciones homosexuales que se produjeron en el pasado fueron “discriminatorias” para el colectivo LGTB.

El texto de la ‘Ley de condenas por ciertas ofensas sexuales’ también defiende que todas las penas por cargos de homosexualidad representaron una “violación de la intimidad y la autonomía personal” de los ciudadanos, algo “contrario a la dignidad” de los mismos.

Ged Nash, portavoz de Igualdad en el Senado irlandés, ha manifestado a la prensa que considera el proyecto de ley “un importante paso adelante. Es un necesario parcheo de nuestro pasado, a pesar de que no podamos deshacer la crueldad que sufrieron grandes figuras de nuestra sociedad desde la fundación del Estado, como resultado de leyes muy draconianas que el Estado impuso tras heredarlas de Gran Bretaña“. “Creemos que este es un paso importante en términos de juzgar nuestro pasado y seguir adelante. No va a deshacer ese daño, pero creo que es un paso muy importante que el Partido Laborista hará en nombre del Estado“, indicó Nash en el Senado para conseguir que sus compañeros se sumaran al apoyo que está recibiendo la medida, la cual se prevé que salga adelante tras la aprobación por parte de Reino Unido de un proyecto similar.

Pese a que el gobierno del país europeo se ha comprometido a apoyar la medida si la misma cuenta con los apoyos necesarios en las instituciones del país, el ministro de Justicia, David Stanton, se ha mostrado preocupado por la posibilidad de que una interpretación muy amplia del proyecto de ley lleve a pedir disculpas y exonerar a quienes fueron condenados por cargos sexuales ajenos a la homosexualidad.

La futura ley calificará las condenas por homosexualidad como “discriminatorias, contrarias a la dignidad y vulneradoras de la privacidad y la autonomía personales”. El senador Ged Nash (en la imagen superior) aseguró que el texto “no anulará la crueldad que se infligió en amplios grupos de nuestra sociedad” a causa de las leyes “heredadas de Gran Bretaña”, pero “es un paso adelante muy importante para reconciliarnos con nuestro pasado y avanzar” hacia la reparación de estas injusticias.

El ministro de Justicia David Stanton ha puesto como condición para apoyar la propuesta laborista que las actividades que hoy siguen siendo constitutivas de delito, como las relaciones no consentidas, queden excluidas. Stanton también expresó su preocupación por el “problema de teoría legal” que podría surgir al revisar las condenas que tuvieron lugar antes de la creación del Estado Libre Irlandés en 1922. Seguiremos con atención el trámite legislativo de esta iniciativa.

 Fuente Towleroad, vía Universogay/Dosmanzanas

General, Historia LGTBI, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , ,

Katherine Zappone, activista por el matrimonio igualitario, primera ministra abiertamente lesbiana de un Gobierno irlandés

Sábado, 14 de mayo de 2016

p0.thejournal.ieEl pasado viernes culminó un largo proceso de formación de Gobierno en Irlanda tras las elecciones del pasado mes de febrero. La nueva administración ha llegado con la agradable sorpresa de la designación de Katherine Zappone como ministra de Infancia y Juventud. Zappone, activista feminista e impulsora del matrimonio igualitario, es la primera ministra abiertamente lesbiana de un Gobierno irlandés.

Las elecciones de febrero dejaron un Parlamento (Dáil) muy fragmentado y sin mayorías claras. El conservador Fine Gael y, sobre todo, sus socios laboristas sufrieron importantes pérdidas que les impidieron renovar su coalición. Pero tampoco el Fianna Fáil, el otro gran partido tradicional de Irlanda, se encontró en condiciones de liderar una mayoría alternativa. Al final, los 18 diputados independientes se revelaron claves para conseguir un acuerdo que ha pasado por la abstención del Fianna Fáil para facilitar la reelección como primer ministro de Enda Kenny.

Uno de esos diputados independientes es la activista feminista y LGTB Katherine Zappone. Nacida en Estados Unidos, esta teóloga fundó junto con su esposa Ann Louise Gilligan la organización An Cosán, dedicada a la formación de niños y adultos de zonas deprimidas. Pero si por algo la conocemos es por llevar a los tribunales en 2012 la legislación que impedía a las parejas del mismo sexo en Irlanda contraer matrimonio. Zappone y Gilligan, que se casaron en Canadá en 2003, daban así uno de los primeros pasos que culminaron en la aprobación en referéndum del matrimonio igualitario en mayo del año pasado.

Picture: Maura Hickey. 12.05.15 LtoR: Katherine Zappone and Ann Louise Gilligan with their dog August.

El pasado mes de octubre, la entonces senadora independiente veía por fin cumplida su reivindicación de ver reconocido su enlace en Irlanda. La pareja renovó sus votos matrimoniales en una ceremonia en Dublín el pasado mes de enero, a la que asistieron el viceprimer ministro y el presidente de la República. Zappone fue elegida como diputada independiente en las elecciones de febrero y ha participado en las negociaciones de formación de Gobierno que culminaron el pasado viernes. Un Gobierno en el que la teóloga y activista ocupará la cartera de Infancia y Juventud como la primera ministra abiertamente lesbiana de Irlanda.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , ,

Irlanda reconoce la autodeterminación de género: las personas trans no tendrán que justificar la modificación legal de su identidad

Martes, 21 de julio de 2015

Irish-Gay-Pride-Ireland-Irlanda-LGTB-Sarah-Abilleira-Ponte-en-mi-PielBuenas noticias las que nos llegan desde Irlanda, cuyo Parlamento ha aprobado sin controversia una ley que recoge el principio de autodeterminación de género y que permitirá a las personas transexuales ver reconocida su identidad mediante un sencillo trámite sin necesidad de justificación médica o psicológica alguna. Irlanda se une así al selecto grupo de países que ya han dado un paso adelante en este sentido y deja cada vez en mayor evidencia a legislaciones como la española, que en solo unos pocos años han quedado obsoletas.

Irlanda está dando toda una lección al resto del mundo en el campo de los derechos LGTB. Tras la consecución del matrimonio igualitario mediante referéndum, llegaba la hora de proporcionar un marco jurídico digno a las personas transexuales. La primera propuesta legislativa, sin embargo, contó con el rechazo del colectivo trans. Sin embargo, el gobierno irlandés (una coalición entre el centroderechista Fine Gael y el Partido Laborista) daba una vez más muestra de su madurez y decidía tramitar un texto más progresista e inclusivo, alineado con el principio de libre determinación del género mediante autodeclaración de la persona por medio de una declaración jurada. También se eliminaba la controvertida cláusula de divorcio forzado (la versión anterior exigía que las personas solicitantes estuvieran legalmente solteras). Un giro que era aplaudido por Transgender Equality Network (TENI), la principal organización irlandesa en favor de los derechos de las personas trans.

Este 15 de julio la tramitación parlamentaria del proyecto llegaba a su fin. Ya con el visto bueno de las dos cámaras del Oireachtas (Parlamento de Irlanda), solo resta la sanción oficial del presidente de la República, Michael D. Higgins, que se producirá en próximos días, para que el texto sea ley. Culmina así una larga lucha que inició hace ya más de veinte años Lydia Foy, primera mujer trans que acudió a los tribunales irlandeses para ver reconocida su identidad de género en todos los documentos oficiales y que no ha cejado en su empeño de conseguir que Irlanda reconociese sin cortapisas este derecho.

Para TENI, la nueva ley supone un hito para la comunidad trans irlandesa. “Nuestra comunidad por fin sale de las sombras”, ha manifestado Broden Giambrone, su presidente ejecutivo. Una organización que de todas formas ya ha expresado su voluntad de seguir luchando para avanzar en un aspecto que lamentablemente deja fuera la nueva ley: el reconocimiento jurídico de la identidad de los menores trans. Y es que el principio de autodeterminación de género se contempla solo para los mayores de 18 años. Los menores de 16 a 18 años podrán modificar legalmente su identidad, pero mediante un procedimiento complejo (que sí exige valoración médica, consentimiento parental y autorización judicial) mientras que a los menores de esa edad no les quedará más remedio que esperar.

España ya se ha quedado retrasada

Con la aprobación de su nueva ley, Irlanda ha recorrido una senda que antes han transitado países como ArgentinaDinamarca Malta. Este último país, de hecho, está considerado por las organizaciones trans el más aventajado por lo que al tratamiento del “sexo registral” de los menores se refiere, al no establecer límite de edad inferior para proceder a la modificación. La ley maltesa, además, prohíbe cualquier procedimiento quirúrgico innecesario en las características sexuales de una persona sin su consentimiento, siendo la primera del mundo en promulgar una disposición de este tipo (tan demandada por los colectivos de personas intersexuales). Malta, precisamente, acaba de dar a conocer sus nuevas directrices en materia educativa para combatir la discriminación de las personas trans e intersexuales en las aulas (puedes descargar aquí el documento).

Pero no parece que estos países vayan a ser los únicos. En estas últimas semanas, de hecho, hemos visto como Chile prepara una reforma legal sobre la materia, como el gobierno de Colombia acaba de emitir un decreto en el mismo sentido y como Noruega planea un cambio similar que sería además extensivo a menores, con ciertas limitaciones.

Avances que colocan a todos estos países por delante de España, que aunque dio un gran paso en 2007 al suprimir el proceso judicial -lo que la coloca por delante de numerosos países europeos-, ha quedado “congelado” en el tiempo y mantiene como requisito para que las personas trans puedan acceder a la modificación registral del sexo un diagnóstico de “disforia de género” y exige (con algunas excepciones) dos años de tratamiento hormonal. Y aunque otras leyes posteriores, como la ley integral de transexualidad de Andalucía o las más recientes leyes contra la homofobia, la bifobia y la transfobia aprobadas en Cataluña Extremadura sí incorporan ya el principio de la despatologización, no dejan de ser normas de ámbito autonómico que no permiten modificar algunos de los documentos oficiales más importantes. Cada vez resulta más imperiosa la necesidad de actualizar una legislación que en solo unos años ha quedado obsoleta.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Irlanda puede pasar de estar a la cola en derechos de las personas trans a tener una de las legislaciones más avanzadas del mundo

Jueves, 11 de junio de 2015

Irish-Gay-Pride-Ireland-Irlanda-LGTB-Sarah-Abilleira-Ponte-en-mi-PielTras sorprender al mundo con el voto a favor de legalizar el matrimonio gay en un referéndum hace unas semanas, Irlanda vuelve a colocarse a la cabeza de los países con mayores derechos LGBT tras aprobar una ley trans que permite la libre determinación del género. Gracias a esta nueva ley, los ciudadanos transexuales irlandeses lo tendrán mucho más fácil, ya que no tendrán que depender del testimonio de los psiquiatras o de los endocrinólogos para que las autoridades del país reconozcan su género. De esta manera, la persona trans tendrá simplemente que realizar una declaración como garantía de su género para sacarse documentos fundamentales en la vida de cualquier ciudadanos, como por ejemplo el pasaporte o el carné de conducir.

Joan Burton, la vice primera ministra irlandesa, ha anunciado que la nueva ley entrará en vigor en breve, asegurando que el Estado irlandés reconocerá el género de las personas trans en cualquier aspecto de su vida cotidiana, desde el derecho a casarse o conseguir un nuevo certificado de nacimiento. Sin duda, una ley que hará feliz a muchas personas trans, y que nos provoca una inmensa alegría por ver cómo uno de los países más conservadores de Europa ha dado en poco tiempo varios pasos de gigante para situarse a la cabeza del mundo en materia de derechos LGBT.

Cuando todavía resuenan los ecos por la consecución del matrimonio igualitario en Irlanda, mediante referéndum, este país puede volver a ser noticia internacional de aprobarse el nuevo proyecto de ley sobre identidad de género que su gobierno tiene sobre la mesa. Hace solo unos días, recogíamos las reivindicaciones del colectivo LGTB, encaminadas a transformar la anterior propuesta legislativa con la que trabajaba el ejecutivo irlandés. Desde la asociación Transgender Equality Network (TENI), unas semanas atrás, aseguraban que “vamos a utilizar este impresionante impulso que se ha construido para lograr derechos para todos los miembros de la comunidad LGBT en Irlanda”. Parece que el efecto positivo, de hecho, sí que ha contribuido. Ahora, “el Gobierno ha demostrado una gran visión y convicción para garantizar los derechos de las personas trans”, defienden desde TENI.

La coalición de partidos que conforma el gobierno de Irlanda, el centroderechista Fine Gael y el Partido Laborista, está dando toda una lección, en el campo de los derechos LGTB, a otras naciones europeas como Alemania (con una composición del ejecutivo de similares características). Y es que, en lugar de mantener el anterior texto legislativo sobre identidad de género (que no contaba con el consenso de las entidades LGTB, ni de organizaciones internacionales como Amnistía Internacional), la nueva ley propuesta “mejorará significativamente las realidades vividas por las personas trans en Irlanda”. Así lo reconocen los responsables de TENI.

El proyecto previo de ley para el reconocimiento de género que estudiaba el gobierno irlandés desde el año pasado no protegía adecuadamente “la privacidad, la dignidad o los derechos de las personas transexuales”, tal y como denunciaba TENI. Una activista trans expresaba con disgusto que se sentía “muy en desacuerdo” con que las propias personas a las que el proyecto iba destinado no fueran escuchadas. Sin embargo, el gobierno finalmente ha decidido apostar por el consenso y tramitar un nuevo texto más progresista e inclusivo, que puede colocar a Irlanda entre los países más avanzados del mundo en este campo al alinearse con el principio de libre determinación del género. El reconocimiento oficial de este se basará en la autodeclaración de la persona por medio de una declaración jurada, y se eliminará además la controvertida cláusula de divorcio forzado (en la versión anterior se exigía que las personas solicitantes estuvieran legalmente solteras).

El presidente ejectutivo de TENI, Broden Giambrone, justifica que “la libre determinación es fundamental para las personas trans. Tenemos que ser capaces de afirmar nuestra identidad y nuestros derechos reivindicados”. De cara a la nueva redacción de la ley, y a diferencia de la anterior, sí se ha contado con la opinión del colectivo trans, a través de testimonios individuales y de las entidades LGTB. No obstante, sigue habiendo un escollo remarcable: la ley solo será aplicable de forma íntegra para los mayores de 18 años. Como explica Giambrone “los jóvenes trans siguen siendo vulnerables”, por lo que “trabajaremos estrechamente con el Gobierno para garantizar que estén protegidos”. Los solicitantes menores de edad sí deberán someterse a exámenes y valoraciones médicas (de mantenerse la actual redacción). Con todo, aún podría mejorarse este punto antes de que el texto llegue a la correspondiente comisión parlamentaria, el próximo 17 de junio.

España empieza a quedar retrasada…

Irlanda se situaría así en el grupo de países más avanzado en esta materia, junto a Argentina, Dinamarca o Malta, que no abordan el cambio de identidad de género como una patología.

Avances que colocan a estos países por delante de España, que aunque dio un paso de gigante en 2007, todavía mantiene como requisito para que las personas trans puedan acceder a la rectificación registral del sexo un diagnóstico de “disforia de género” y exige (con algunas excepciones) dos años de tratamiento hormonal previo. Leyes posteriores, como la ley integral de transexualidad de Andalucía o las más recientes leyes contra la homofobia, la bifobia y la transfobia aprobadas en Cataluña y en Extremadura, sí incorporan ya el principio de la despatologización, pero no dejan de ser normas de ámbito autonómico. Urge ya una actualización de la norma estatal.

Fuente Dosmanzanas y AmbienteG

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

La comunidad LGTB de Irlanda reclama los derechos de las personas transexuales tras la consecución del matrimonio igualitario

Lunes, 1 de junio de 2015

luna_bannerLa aprobación del matrimonio entre personas del mismo sexo en Irlanda, mediante un referéndum celebrado el pasado domingo 23 de mayo, es un hito incontestable en la agenda LGTB. Sin embargo, no es ni mucho menos el fin último y, con su consecución, no cesan las reivindicaciones por una sociedad irlandesa plenamente igualitaria. Uno de los siguientes objetivos es mejorar la realidad de las personas trans en este país, con una de las peores situaciones legislativas en el ámbito de la Unión Europea. Las personas trans aún se enfrentan a altos niveles de discriminación y marginación. Todavía no tenemos el reconocimiento legal de género”, reivindican desde la organización Transgender Equality Network de Irlanda en su cuenta de Facebook.

Nadie cuestiona, al menos desde el colectivo LGTB, la importancia de la aprobación del matrimonio igualitario en Irlanda. Como recogía dosmanzanas, el referéndum finalizaba con un 62,07 % de votos a favor de la reforma constitucional frente a un 37,93 % en contra. 42 de los 43 distritos electorales en los que se divide el territorio irlandés se situaban en la órbita del ‘sí’. Pero, sin dejar de reconocer y agradecer este avance hacia una sociedad más justa, el acceso al matrimonio entre personas del mismo sexo no supone el fin del camino. Así lo reivindica el activismo LGTB: “vamos a utilizar este impresionante impulso que se ha construido para lograr derechos para todos los miembros de la comunidad LGBT en Irlanda”, aseveran los integrantes de Transgender Equality Network (TENI).

“Irlanda es el único país de la Unión Europea que no ha proveído un reconocimiento legal de género”. Con este contundente mensaje comienza un vídeo, realizado por Invisible Thread Films para TENI y que podéis ver a continuación:

https://www.youtube.com/watch?v=PK00GSTYhSQ

La exigencia de normalidad e igualdad legislativa de colectivo trans, con toda seguridad, formará parte de la semana del Orgullo Trans de Dublín, que tendrá lugar del 11 al 14 de junio. El festival TRANS-FUSION ofrecerá la posibilidad de disfrutar de esculturas, fotografías, pinturas, dibujos, instalaciones de arte y de video, literatura o teatro, entre otras disciplinas y modalidades artísticas, en un marco que (como ocurre en el Orgullo LGTB) combina exitosamente reivindicación, ocio y cultura para trasladar al conjunto de la sociedad los mensajes igualitarios y concienciar de la realidad a la que se enfrentan a diario, en este caso, las personas transexuales.

 “Que nos escuchen a nosotros”

“El reconocimiento de género dará a todo el mundo la oportunidad de ser ellos mismos”, dice una de las mujeres trans en el vídeo antes citado. Otro activista explica la “destructiva” situación a la que se ven sometidas las personas trans de Irlanda a diario, al no ver su realidad de género reconocida en sus documentos de identidad. Acciones cotidianas para el resto de la ciudadanía como pagar con tarjeta de crédito y tener que enseñar el DNI o verse en la necesidad de identificarse para realizar cualquier gestión administrativa, por ejemplo, suponen un verdadero suplicio para la población transexual irlandesa. Estas personas se ven obligadas a tener que estar dando explicaciones continuamente, con la estigmatización que ello supone.

El proyecto de ley para el reconocimiento de género que estudia el Gobierno de Irlanda desde el año pasado “no protege adecuadamente la privacidad, la dignidad o los derechos de las personas transexuales”. “Estoy muy en desacuerdo de que no nos escuchen a nosotros”, añade una activista. Es este último reclamo, quizá, el que mejor define la situación: no se puede pretender legislar a favor de un colectivo sin contar con él como, al parecer, está ocurriendo en Irlanda con las personas trans. Esta postura recuerda a las proclamas del despotismo ilustrado (“Todo para el pueblo, pero sin el pueblo”), contestadas posteriormente durante la Revolución Francesa.

El texto legislativo propuesto no contempla ninguna disposición para los jóvenes trans, ya que las personas menores de 16 años no han sido incluidas. Asimismo, los mayores de 18 años requieren una evaluación médica antes de poder iniciar la transición y obliga a elegir, en algunos casos, entre la familia y el reconocimiento de la propia identidad. Esto ocurre porque, de no modificarse, la ley exigiría que las personas que se sometan a un cambio de identidad de género legalmente estén solteras. La europarlamentaria Lynn Boylan, perteneciente al partido irlandés Sinn Féin, considera que todo esto es, simplemente, “vergonzoso”.

Amnistía Internacional también denuncia el proyecto y critica la forma de proceder del ejecutivo (formado por una coalición entre el centroderechista Fine Gael y el Partido Laborista). “En lugar de hacérselo más fácil posible a todas las personas transgénero para obtener el reconocimiento legal de su identidad, hay diversos grupos que se verán defraudados por el proyecto de ley, en particular los que están casados o en uniones civiles, los menores de edad y los que no desean someterse a tratamiento médico”, argumenta Denis Krivosheev en nombre de la organización.

“Este proyecto de ley requiere cambios sustanciales si se trata de abordar el grave problema de la discriminación contra las personas transgénero”, añade Krivosheev. Desde dosmanzanas apoyamos la campaña para el reconocimiento de los derechos de las personas transexuales en Irlanda e invitamos a los legisladores a atender a la realidad de este colectivo para que no se de la paradoja, como decíamos, de hacer una ley para ellas, sin contar con ellas.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Ya son 20 países: Irlanda aprueba legalizar el matrimonio igualitario en referéndum

Sábado, 23 de mayo de 2015

14323736076193Un mural a favor del ‘sí’ en el centro de Dublín.DARREN STAPLES REUTERS

ACTUALIZADO 24/05/205

El pueblo de Irlanda ha votado mayoritariamente a favor de que en su Constitución se recoja el derecho al matrimonio entre personas del mismo sexo. Un proceso que se inició en 2013, y que poco a poco ha ido convenciendo tanto a la mayoría de los miembros del espectro político como a la ciudadanía. Un hecho de importancia histórica, por ser la primera vez que los ciudadanos de un país aprueban el matrimonio igualitario en referéndum. Ni siquiera la feroz y mendaz campaña realizada en contra, con la jerarquía de la Iglesia católica a la cabeza, ha servido para impedir que la igualdad LGTB quede reflejada definitivamente en la Carta Magna irlandesa. ¡Enhorabuena, Irlanda!

Los ciudadanos irlandeses han decidido este 22 de mayo de 2015 que debe añadirse a la Constitución de Irlanda una 34ª Enmieda con el siguiente texto: “el matrimonio podrá ser contraído por dos personas, conforme a la ley, sin distinción de su sexo”. Y lo han hecho con contundencia, con una alta participación del 60,52 %. El resultado final de la consulta ha sido de un 62,07 % de votos a favor de la reforma constitucional y un 37,93 % en contra. De los 43 distritos electorales en que se divide el territorio irlandés, 42 han votado a favor y tan solo 1 en contra. Estas son las cifras:

  • 3.221.681 irlandeses mayores de edad se registraron para votar en el referéndum.
  • 1.949.725 de ellos han ejercido el derecho al voto. Un 60,52 % del total.
  • 1.201.607 han votado a favor del matrimonio igualitario, lo que representa el 62,07 % de los votantes.
  • 734.300 han votado en contra, el 37,93 % de los votantes.
  • 13.818 papeletas fueron anuladas.
  • Dublín Sudeste ha sido el distrito electoral con un mayor porcentaje de votos favorables, el 74,91 %.
  • Roscommon-Sur Leitrim es la única circunscripción donde los votos contrarios han sido mayoritarios, alcanzando el 51,42 %.

La movilización de la población ha sido, sin duda, la causante de que se refleje en el resultado final el apoyo social incontestable que avanzaban las encuestas de los últimos años. El temor de que una minoría desfavorable muy implicada superara a una mayoría favorable pero desmotivada ha resultado definitivamente infundado. Los analistas, aunque los datos merecerán análisis más detallados, estiman que la gran implicación de los más jóvenes y residentes en áreas urbanas ha sido decisiva. Para encontrar una participación tan alta tenemos que remitirnos a 1995, año en que se celebró el referéndum por el que se estableció el derecho al divorcio con un 62.2 % de participantes. Desde de esa fecha se han celebrado 14 consultas populares más para decidir reformas constitucionales, sin que en ningún caso se haya superado la cifra de participación de este referéndum sobre el matrimonio giualitario.

Una vez aprobada la enmienda constitucional, el ejecutivo tiene que desarrollar la legislación para hacerla efectiva, que implicará la reforma del Código Civil de 2004, que en la actualidad únicamente permite el matrimonio a las parejas heterosexuales. Según informaciones, el proceso empezará este mismo lunes, y se espera que la reforma se pueda promulgar dentro de seis semanas, aunque aún es pronto para aventurar una fecha de entrada en vigor.

***

Aunque aún los datos son confusos y no ha habido pronunciamiento oficial del gobierno irlandés, centenares de miles de personas celebran en Irlanda, especialmente su capital, Dublín, la aprobación en referéndum del matrimonio homosexual. Se estima que en torno a un 60 por ciento de los electores han dado el ‘sí’, con lo que Irlanda se convierte el vigésimo país del mundo en reconocer estos legítimos derechos. Los partidarios del no, incluso desde primera hora de la mañana, cuando comenzaba este interminable recuento, reconocían su derrota y felicitaban de antemano a su adversario. El primer ministro, Enda Kenny, a favor de la consulta y del derecho LGBT, anunciaba oficiosamente la victoria. Su apoyo ha sido clave y da una lección al mundo conservador, ya que ideológicamente se sitúa en la derecha conservadora y cristiana europea. Un avance histórico en un país donde hace poco más de 20 años ser homosexual era un delito de cárcel. A estas horas la multicolor ondea en las plazas y calles de las principales ciudades irlandesas. Muchos son emigrantes que por la crisis han tenido que salir de su país, aunque no han dudado el volver para votar por sus derechos. También ha causado sensación la alta tasa de participación, con la que se ha superado la cifra de tres millones de personas.

Aún faltan conocer los datos finales definitivos, pero los primeros datos provisionales inclinan la balanza a favor del “Sí” en el referendum que preguntaba a los irlandeses si querían o no permitir el matrimonio igualitario. Lo ha dicho Aodhan O’Riordain, ministro de Igualdad, desde el centro de recogida de votos de Dublín: “Creo que ha ganado. He podido ver algunos resultados iniciales en algunas zonas del país no necesariamente liberales y por lo que parece el “sí” ha ganado de manera aplastante”. Parece que además el triunfo ha sido rotundo, porque según los primeros datos escrutados, hay zonas en las que el apoyo llega al 70%, algo que he llenado de orgullo al ministro y por supuesto a los colectivos LGBT. Por contra, las organizaciones católicas se han mostrado decepcionadas con el resultado. La comunidad GLTB tiene preparada ya varias fiestas en todo el país para celebrar el triunfo del sí, aunque tendrán que aguardar hasta la tarde, cuando se haga oficial el resultado final.

El recuento provisional del referéndum celebrado este viernes en Irlanda para decidir sobre la legalización del matrimonio entre parejas del mismo sexo apunta a una victoria del “sí”, informó este sábado la cadena pública RTE.

Apenas una hora después del comienzo del cómputo de los sufragios, las primeras proyecciones indicaron ya que el apoyo al matrimonio homosexual se imponía en casi todas las circunscripciones de Dublín y en las de las zonas rurales.

Según la RTE, en la capital del país el apoyo al matrimonio homosexual podría situarse cerca del 60 %, frente al 40 del ‘no’, mientras que en los distritos electorales de las zonas rurales esa distancia podría ser menor.

Cuando se hagan oficiales estos datos provisionales, Irlanda se convertirá en el primer país del mundo que reconoce en referéndum el matrimonio entre parejas del mismo sexo.

La Comisión del referéndum informó de que el resultado final podría anunciarse en el Castillo de Dublín entre las 15.00 y las 17.00 horas GMT de este sábado, siempre y cuando no se soliciten recuentos.

Incluso el ‘Iona Institute’, un influyente ‘think-tank’ católico que hizo campaña por el ‘no’, reconoció en su cuenta de Twitter que el electorado irlandés, de poco más de tres millones, ha apoyado mayoritariamente la propuesta del Gobierno de Dublín, de coalición entre conservadores y laboristas. “Felicitaciones al bando del Sí. Bien hecho. #MarRef”, escribió en la red social el director del Iona Institute, David Quinn.

Al cierre en la noche de este viernes de los colegios electorales a las 21.00 horas GMT —las 23.00 hora peninsular española—, la RTE estimó que la participación del electorado podría situarse entre el 50 y el 60 %, un índice mucho más alto que el registrado en anteriores plebiscitos, lo que da una idea del interés que ha despertado esta consulta.

Cuando se confirme la victoria del ‘sí‘, el matrimonio entre parejas del mismo sexo será reconocido por el artículo 41 de la Carta Magna, lo que le concederá protección constitucional y le equiparará al matrimonio contraído entre dos personas de distinto sexo.

Los detractores, entre los que figuran grupos antiabortistas, ultraconservadores y la Iglesia católica, sostienen que estas uniones atentan contra los valores de la familia tradicional y que modificarán radicalmente los procesos de adopción y de maternidad subrogada, al tiempo que erosionarán los derechos del menor.

La República de Irlanda ya promulgó en 2010 la ley de Relaciones Civiles que, por primera vez en este país, concedía reconocimiento legal a las parejas de hecho del mismo sexo, pero eludía calificar a esas uniones de “matrimonio“.

La enmienda constitucional que votaron los irlandeses y que reconoce como tal el matrimonio entre dos personas “sin distinción de género” fue impulsada por la coalición de Gobierno entre los cristiano-demócratas de Fine Gael y los Laboristas. El primer ministro Enda Kenny dio su apoyo total a la medida “en el nombre de la igualdad”.

Aunque en más de veinte países son ya legales las bodas gays, la decisión de Irlanda es decididamente histórica. Hace tan sólo 23 años, la homosexualidad estaba considerada como delito en el país de Oscar Wilde, que fue también uno de los últimos en aprobar un ley del divorcio y sigue teniendo la ley del aborto más restrictiva de Europa.

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , ,

Irlanda: un 58% aprueba el matrimonio igualitario

Miércoles, 20 de mayo de 2015

Irish-Gay-Pride-Ireland-Irlanda-LGTB-Sarah-Abilleira-Ponte-en-mi-PielLa mayoría del electorado de Irlanda votará “sí” a la legalización del matrimonio igualitario en el referéndum del 22 de mayo, si bien sus detractores han recortado distancias y crece el número de indecisos, según ha indicado este sábado una encuesta.

Irlanda está próxima a decidir en referéndum si legaliza el matrimonio igualitario en el país. Y las perspectivas, al menos por el momento, son buenas para las miles de parejas gays y lesbianas que esperan ver reconocida su relación por parte del estado. Según las encuestas, seis de cada diez irlandeses aseguran que votarán a favor del matrimonio homosexual. La votación está prevista para el 22 de mayo y en caso de salir ‘Sí’, permitirá modificar la Constitución y permitir el matrimonio entre personas del mismo sexo.

La aceptación de la homosexualidad no ha hecho más que aumentar en el país en los últimos años, a pesar de la influencia de la Iglesia Católica y del clima conservador que predomina en el país. Un sondeo efectuado por la firma Ipsos MRBI para el diario The Irish Times durante el pasado martes y miércoles entre 1.200 personas reveló que el 58 % respaldará la propuesta del Gobierno de Dublín, de coalición entre conservadores y laboristas.

El apoyo de los partidarios del “sí” ha caído un 6 % respecto a una encuesta similar efectuada el pasado marzo, mientras el bloque del “no” al matrimonio entre parejas del mismo sexo ha avanzado dos puntos porcentuales desde entonces, hasta el 25 %. Asimismo, un 17 % del electorado irlandés se declara ahora indeciso, frente al 12% en marzo. Sin tener en cuenta a los indecisos, el sondeo destaca que el 70 % votará “sí“, cuatro puntos menos, mientras que el “no” avanza cuatro puntos y obtiene un 30 % de los votos.

Según ‘The Guardian’, el cambio constitucional se aprobaría con un 50,3 por ciento de votos a favor,

El proyecto para legalizar el mtrimonio igualitario cuenta con el apoyo del propio primer ministro, Enda Kenny, que ha pedido en varias ocasiones a la población que vote a favor de esta medida y ha sido elogiado por participar hace un año en un evento del colectivo homosexual de su formación política, el Fine Gael en un conocido bar gay. “Se trata del derecho a decir dos pequeñas palabras… Sí, quiero”, afirmó Kenny en febrero durante su intervención en el Congreso Nacional de su partido, en el que animó a los irlandeses a votar con el objetivo de “una nación justa, compasiva y tolerante“.

Por su parte, los partidarios del ‘no’, entre los que destaca la prominente Iglesia católica, han advertido de que la aprobación del matrimonio homosexual podría derivar en un aumento de las adopciones y las madres de alquiler. Desde la Iglesia católica, que lidera la oposición al matrimonio igualitario, ya se ha advertido que su campaña ante el referédum se centrará en el peligro de “la redefinición de la familia” y en los “intereses de los niños”. El arzobispo Eamon Martin declaraba que “dejamos clara nuestra postura no solo desde un punto de vista la fe, sino también porque creemos que es bueno para los niños, es bueno para la familia y es bueno para la sociedad preservar la singularidad del matrimonio como tradicionalmente lo hemos entendido”.  Varios obispos católicos han publicado cartas este sábado en las que advierten a sus feligreses de que este referéndum podría cambiar de forma profunda el concepto del matrimonio, la familia y la paternidad en el país.

Preocupación en la comunidad LGTB

La anterior encuesta publicada el pasado mes de diciembre por el diario The Irish Times, ofrecía un 71 % de partidarios del matrimonio igualitario, frente a un 17 % de contrarios y un 9 % de indecisos. Sin embargo, los partidarios de la igualdad se siguen mostrando preocupados, incluso alguna fuente indica que “nuestras investigaciones muestran que el apoyo es muy, muy leve y que comenzará a desmoronarse muy rápidamente”.

Brian Sheehan, de Gay and Lesbian Equality Network (GLEN), estima que “este será un referéndum muy apretado. Creo que los irlandeses se toman los cambios constitucionales muy en serio. Lo sabemos por otros referéndums. A pesar del fuerte apoyo en las encuestas, sabemos que necesitaremos cada voto que sea posible para ganar el referéndum”.

En la mente de los activistas LGTB está la consulta sobre los derechos del menor celebrada en 2012, que contaba con un fuerte apoyo de las principales fuerzas políticas. Se trataba de una enmienda que incluía en la Constitución varios artículos destinados a incrementar la protección de los menores. Las encuestas ofrecían una mayoría abrumadora de un 80 % de partidarios de la reforma. El día del referéndum, sin embargo, esos partidarios no se movilizaron, la participación alcanzaba un exiguo 33,5 % y el resultado fue de un apretado 58 % de votos favorables contra un 42 % de votos contrarios.

Quizás por ello, las asociaciones LGTB han solicitado el apoyo de la abultada comunidad estadounidense de origen irlandés, que mayoritariamente radica en los estados que conforman la región histórica de Nueva Inglaterra y en Nueva York, donde el matrimonio igualitario es legal. Los activistas esperan alcanzar acuerdos con la comunidad LGTB de la diáspora irlandesa y recaudar fondos para su campaña previa al referéndum.

La otra consulta

El día del referéndum también se preguntará a los poco más de tres millones de personas con derecho a voto en Irlanda, un país mayoritariamente católico, si se rebaja desde los 35 hasta los 21 años la edad mínima para ser presidente de la República, un cargo principalmente representativo.

A este respecto, la encuesta de The Irish Times ha señalado este sábado que un 73 % del electorado rechaza rebajar la edad mínima, frente a un 27 % que lo apoya.

La República de Irlanda ratificó en julio de 2010 la ley de Relaciones Civiles que, por primera vez en este país, concedía reconocimiento legal a las parejas de hecho del mismo sexo, pero eludía calificar a esas uniones de “matrimonio”.

Dado que Irlanda no permite aún los matrimonios entre homosexuales, esa legislación se redactó con el objetivo de reconocer ciertos derechos a las parejas de gais y lesbianas, pero el objetivo ahora es que estas uniones estén amparadas por la Constitución nacional, para lo cual es necesario convocar un referéndum.

General, Historia LGTBI , , , , , , ,

Conmovedor discurso del ministro de Sanidad de Irlanda, abiertamente gay, a favor del matrimonio igualitario

Viernes, 13 de marzo de 2015

Leo-Varadkar-390x285A escasas semanas del referéndum sobre el matrimonio igualitario en Irlanda, se suceden las noticias sobre el proceso. Desde el sector contrario a la igualdad de derechos de las personas LGTB, con la jerarquía de la Iglesia católica a la cabeza, llegan las acostumbradas diatribas y ofensas contra la mera existencia de la homosexualidad. Pero también los defensores de los derechos LGTB tienen su espacio para expresarse, y en este caso ha sido la Dáil o cámara baja del Parlamento irlandés. El ponente ha sido el ministro de Sanidad, que salió del armario como homosexual a principios de este año. En su calidad de miembro del Gobierno que ha promovido el proyecto de ley de matrimonio igualitario, ha querido defenderlo con un discurso elocuente y conmovedor.

Leo Varadkar es ministro de Sanidad de Irlanda desde julio de 2014, aunque en 2011 ya había ostentado el cargo de ministro de Transportes, Turismo y Deportes.  Pertenece al conservador Fine Gael, de inspiración democristiana e integrado en el Partido Popular Europeo, que en la actualidad gobierna en coalición con los socialdemócratas del Partido Laborista. Fruto de esta coalición de gobierno es el proceso de reforma constitucional en el que se encuadra el referéndum sobre el matrimonio igualitario que tendrá lugar el próximo 22 de mayo.

Varadkar salió públicamente del armario el pasado mes de enero en una entrevista radiofónica, convirtiéndose en el primer ministro abiertamente gay de la historia de Irlanda. También aprovechó para abogar por el voto favorable a los derechos LGTB en la consulta popular. Lo mismo ha hecho el pasado día 10, en un discurso que tuvo lugar en la cámara baja (o Dáil) del Parlamento irlandés. Allí defendió el voto favorable al matrimonio entre personas del mismo sexo, como parte de un cambio social equiparable al que han experimentado los derechos de las mujeres. Cambio que, como aquel, fortalecerá a la sociedad que lo impulse. Reproducimos sus palabras:

A lo largo de la historia son numerosos los ejemplos de buenas personas que han estado en el lado equivocado de la historia. Somos reacios al cambio, así que suele ser más fácil aceptar que las cosas sean como siempre han sido.

¿Por qué arriesgarnos a lo que el cambio podría acarrear? Hace cincuenta años, las mujeres no podían servir como jurados en este país y tenían que renunciar a la función pública cuando se casaban. Ambas cosas nos parecen increíbles hoy, pero fueron apoyadas en su momento por muchas personas buenas y honorables, que no pudieron ver el daño que estas políticas estaban causando, o la validez de los argumentos de la otra parte, que a menudo se veían como radicales, en vez de modernos.

Este es un proyecto de ley que nos pide que actuemos como legisladores para todo el país, para las generaciones futuras, y que hagamos algo que beneficie a largo plazo a toda la sociedad.

Este no es un proyecto de ley sobre el “matrimonio gay”, sino sobre el “matrimonio igualitario”. No se trata de debilitar una de las instituciones más fuertes de la sociedad, se trata de fortalecer su peso, hacerla inclusiva y para todos.

Se trata de eliminar la sensación de vergüenza, aislamiento y humillación de muchos, que se sienten excluidos. Se les hace saber que Irlanda es un país que cree en la igualdad ante la ley de todos sus ciudadanos.

Este proyecto de ley permite que los hombres y mujeres homosexuales sean, por primera vez, ciudadanos iguales en su propio país. No hay excepciones; no hay advertencias; no hay condiciones; exactamente iguales. Esto no es un acto de generosidad hacia una minoría, es un acto de liderazgo de una mayoría.

Es el reconocimiento de que la mayoría no alcanza su superioridad haciendo que otro grupo se sienta inferior. Reconoce que las relaciones homosexuales son iguales a las relaciones entre personas de distinto sexo, y al hacerlo, todos experimentan una mejoría sin verse disminuidos.

En esta Cámara hemos escuchado fuertes apoyos a la igualdad ante el matrimonio desde todos los lados, pero no debemos permitir que se convierta en una campaña en la que hablamos a los que ya están convencidos.

Hay personas buenas y honorables en este país que no están seguras sobre el matrimonio igualitario. No tienen prejuicios. Tan solo tienen preocupaciones. No debemos descartar o ignorar sus preocupaciones, sino que debemos tratar de darles respuesta, guiarlos y aliviarlos.

Nos corresponde a nosotros convencerlos de que este cambio es para mejor.

Quizás una forma de hacerlo es pedir a todos que piensen en el mejor matrimonio que conozcan, el más amoroso, el más estable e inspirador, y que luego se hagan a sí mismos algunas sencillas preguntas:

¿Ese matrimonio tendrá más probabilidades de separarse porque se casen dos hombres o dos mujeres? ¿La introducción del divorcio socavó realmente esas relaciones conyugales, o han sobrevivido intactas?

¿El fin de la exclusión del matrimonio socavará el matrimonio o la institución sobrevivirá intacta?

Los que hablan más alto en contra del matrimonio igualitario proclaman que el matrimonio es un componente fundamental de la base de nuestra sociedad, pero sin embargo, parecen pensar que es una institución tan frágil que necesita ser envuelta entre algodones, congelada en el tiempo, y negada a aquellos en quien no confían o entienden.

En lugar de ser los verdaderos adalides del matrimonio, casi le tienen miedo, porque no creen que sea lo suficientemente robusto como para resistir el cambio, la evolución y la modernidad.

Nosotros sí creemos en el matrimonio como institución, y por ello también creemos que el matrimonio igualitario lo fortalecerá y también fortalecerá a la sociedad.

General, Historia LGTBI, Iglesia Católica , , , , , , ,

El primer ministro de Irlanda pide el “Sí” en el referéndum para legalizar el matrimonio igualitario

Lunes, 23 de febrero de 2015

_Enda-Kenny_1960207cIrlanda da un paso más en la equiparación legal de la población LGBT. El primer ministro, Enda Kenny, ha pedido a los votantes el “Sí” en el referéndum previsto para el 22 de mayo para modificar la Constitución y que se pueda legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo.

“Hablamos del derecho a decir dos pequeñas palabras… Sí, quiero”, apunta Kenny en el Congreso Nacional de su partido, Fine Gael, celebrado este sábado en la ciudad de Castlebar, y recogida por el diario The Irish Times.

Kenny relaciona el referéndum con el centenario de la rebelión de 1916 que propició la independencia de Irlanda. “Nos acercamos al centenario del Alzamiento y un ‘Sí’, creo yo, sería un potente mensaje a nivel internacional sobre lo que ha evolucionado Irlanda para convertirse en una nación justa, compasiva y tolerante”, señala.

El Gobierno de Irlanda, de coalición entre el Fine Gael y el Partido Laborista, acordó  la celebración de una consulta sobre las bodas gays en el primer semestre de 2015, en el marco de una serie de reformas constitucionales.

Las encuestas muestran un creciente apoyo social a la legalización del matrimonio homosexual. Excluyendo a los votantes indecisos, un 81% votaría ahora a favor, una subida desde el 76% detectado en octubre y el 64% de noviembre de 2012.

El Partido Laborista ha sido el principal impulsor de esta iniciativa y este respaldo se hace también palpable entre sus votantes, ya que un 80% está a favor de la legalización. Entre los simpatizantes del Fianna Fáil, el 60% también votaría a favor.

General, Historia LGTBI , , , , , ,

El ministro de Sanidad de Irlanda sale del armario como gay

Jueves, 22 de enero de 2015

transport-minister-leo-varadkar-390x285Leo Varadkar, ministro de Sanidad irlandés, ha salido públicamente del armario como homosexual. En una entrevista radiofónica realizada el pasado domingo 18, declaraba en referencia al referéndum sobre el matrimonio igualitario que tendrá lugar en Irlanda el próximo mes de mayo: “lo que realmente quiero decir es que me gustaría que el referéndum se aprobase, porque me gustaría ser un ciudadano igual que lo demás en mi propio país, el país del que da la casualidad que soy un miembro del Gobierno, porque en este momento no lo soy”.

Leo Varadkar es ministro de Sanidad de Irlanda desde julio de 2014, aunque en 2011 ya había ostentado el cargo de ministro de Transportes, Turismo y Deportes.  Pertenece al conservador Fine Gael, de inspiración democristiana e integrado en el Partido Popular Europeo, que en la actualidad gobierna en coalición con los socialdemócratas del Partido Laborista. Fruto de esta coalición de gobierno es el proceso de reforma constitucional en el que se encuadra el referéndum sobre el matrimonio igualitario que tendrá lugar el próximo mes de mayo.

Interrogado el pasado domingo 18 sobre este asunto, en una entrevista radiofónica en la cadena RTÉ Radio 1, Varadkar aprovechó la ocasión para declarar: “soy un hombre gay, no es un secreto pero no es algo que sepa todo el mundo, porque no es algo de lo que necesariamente haya hablado en público antes”. Esta declaración le convertía en el primer ministro abiertamente gay de la historia de Irlanda.

Leo Varadkar revelaba que había confiado al líder de su partido y taoiseach (primer ministro de Irlanda), Enda Kenny, su intención de salir públicamente del armario. Según explicaba, Kenny le contestó que se trataba de un asunto privado y que no le preocupaba en absoluto, que nada iba a ser diferente en el futuro. Al parecer, el primer ministro también le preguntó si había estado alguna vez en el Pantibar, un bar de ambiente al que Enda Kenny acudió recientemente como gesto de apoyo a la comunidad LGTB. El ministro de Sanidad le confesó que no lo había hecho nunca, a lo que Kenny respondió: “tienes que ir, Varadkar, ya te llevo la delantera”.

Ha sido la proximidad del referéndum sobre el matrimonio igualitario lo que ha empujado a Leo Varadkar a dar este paso. “Hay un referéndum sobre la igualdad ante el matrimonio, y quiero ser honesto con la gente”, afirmaba. Más tarde, expresaba el conflicto que esto le había supuesto: “he estado pensando en qué argumentos podía ofrecer, y en que todos los argumentos que ofreciera fueran independientes. Lo que realmente quiero decir es que me gustaría que el referéndum se aprobase, porque me gustaría ser un ciudadano igual que los demás en mi propio país, el país del que da la casualidad que soy un miembro del Gobierno, porque en este momento no lo soy”.

Varadkar, que el día de la entrevista cumplía 36 años, confesaba que en la decisión de salir del armario también habían influido “razones personales”, porque ahora ya se sentía cómodo hablando de su orientación sexual, pero no siempre” se había sentido así. “Ya no es un problema para mí, y espero que no sea un problema para los demás, no lo debe ser”, declaraba.

El ministro de Sanidad no negaba que pudiera haber miembros de su partido que pudieran juzgarle, aunque expresaba su esperanza de que su decisión sirviera de precedente para el futuro. “Me gustaría estar presente cuando la nueva generación de políticos no tenga que hacer una entrevista como esta”, declaraba esperanzado, “que esto no sea una gran cosa, que sea como tener el pelo rubio o moreno, y no necesariamente algo que suponga un gran problema”.

Un referéndum prometedor con la oposición de la Iglesia católica

Hasta el momento, las encuestas revelan que una mayoría de irlandeses (de hasta el 76 %) es partidaria del “sí” en el referéndum de mayo. Ello no significa que esté ganado: una minoría homófoba muy motivada y alentada por la jerarquía católica bien podría llegar superar a una mayoría que, aunque amplia, no considere el asunto “propio” y se abstenga de ir a votar. Hace pocas semanas, los obispos católicos de Irlanda daban a conocer un documento de 16 páginas con el objetivo de dar a conocer a toda la población su posición contraria (el documento cuenta incluso con una versión en polaco, dado el alto número de residentes de ese origen en el país).

Habrá que ver qué sucede finalmente. Pese a ser un país de fuerte tradición católica, debe tenerse en cuenta que en los últimos años el peso de la Iglesia católica en Irlanda se ha reducido de modo considerable, en buena parte debido al conocimiento de los abusos cometidos durante décadas sobre niños y adolescentes. Un proceso que ha debilitado su capacidad de influencia y que permitió por ejemplo que en 2010 el Parlamento aprobara una ley de uniones civiles entre personas del mismo sexo por práctica unanimidad de las fuerzas políticas, pese a la declarada oposición de la iglesia católica.

Pero ello no significó que la lucha a favor del matrimonio igualitario se detuviera, y de hecho las muestras de apoyo han ido acumulándose durante todo este tiempo. Al margen de las ya mencionadas, una muy relevante que recogimos en su momento fue el respaldo de la corporación municipal de Dublín por una mayoría de 38 votos a favor frente a solo cuatro en contra. Y la expresidenta Mary McAleese, una figura muy respetada en el país, se pronunciaba hace dos años a favor. Otro pronunciamiento destacado han sido, por ejemplo, el del actor Colin Farrell, que consideró “demencial“ que su propio hermano gay tuviera que abandonar Irlanda para poder casarse.

El propio taoiseach Enda Kenny, se ha comprometido recientemente a hacer campaña activa en favor del “sí” en el referéndum. Como comentábamos anteriormente, días antes sorprendía con un pequeño gesto sin precedentes: acudir a un bar de ambiente gay para tomar una copa.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , ,

El sacerdote irlandés Martin Dolan, ovacionado al revelar su homosexualidad en misa.

Domingo, 11 de enero de 2015

B6xJTsdIAAIJ5IR.jpg largeMartin Dolan, de Dublín

El 76% de los irlandeses a favor del matrimonio gay

Olé por él…

Un sacerdote católico de Dublín, el Padre Martín Dolan, recibió una ovación de pie de parte de los miembros de su iglesia, después de tomar la inusual decisión de revelar su homosexualidad y salir en apoyo del matrimonio gay en las misas del sábado y del domingo, según el diario The Telegraph. El padre es párroco de la Iglesia de San Nicolás de Myra, en Francis Street, en el centro de la ciudad durante los últimos 15 años. Dolan es el único sacerdote en la parroquia. Ocurrió hace ahora una semana.  Lo maravilloso es que sus feligreses acogieron la  sorprendente noticia con una calurosa ovación de pie. Por el momento no hay una reacción oficial del arzobispado dublinés.

Pidiendo a su congregación de Dublín apoyar el matrimonio del mismo sexo en el próximo referéndum irlandés, fijado para fines de mayo, Dolan dijo “Yo mismo soy gay.”

La declaración de Dolan en la Misa el sábado fue recibido por aplausos y la ovación de sus “orgullosos”  feligreses . Martin Dolan, único sacerdote de la parroquia, es al parecer especialmente querido por sus feligreses. “Estamos muy orgullosos del padre Martin. El que haya admitido que es gay no cambia la persona que era antes de que lo dijera”, declaraba después de conocer la noticia Liz O’Connor, trabajadora comunitaria juvenil, y una de las habituales de la parroquia. O’Connor advertía además de que una posible suspensión del padre Dolan tras su salida del armario provocaría una reacción de indignación de sus feligreses. “No me gustaría ver  que se le trasladase por la declaración que hizo. Eso sería terrible. Él debe ser apoyado. Él no ha hecho nada malo. Si él fuera trasladado, habría un gran revuelo en esta parroquia. Sigue siendo el mismo hombre de hoy. “El padre Martin siempre ha sido un defensor de los derechos de las personas, que ha alzado su voz en contra del abuso de niños en la Iglesia [un tema particularmente sensible en Irlanda]. Hace bien en defender los derechos gays. La jerarquía de la Iglesia no puede condenarlo, deberían apoyarlo”, añadía O’Connor.

O’Connor se hizo eco de los sentimientos de la congregación diciendo que ella no querría ver Dolan dejar su parroquia después de 15 años. “Hay una gran cantidad de sacerdotes homosexuales pero nadie se atreve realmente a levantarse y decirlo, porque tienen miedo de los obispos y eso, pero Martin es un hombre libre. Eso es lo que cree. Él es un hombre de gran convicción  y que no da marcha atrás. P. Martin siempre ha sido un defensor de los derechos de las personas. Él dice lo que piensa. Tiene razón al defender los derechos de los homosexuales. La Iglesia debería respaldar el sacerdote.

La arquidiócesis de Dublín no quiso hacer comentarios hasta que hubieran hablado directamente con Dolan, pero una fuente interna de la Iglesia Católica dijo al Sun: “Fue muy valiente. Él dijo que era gay. Eso fue todo no le des más vueltas . Y  continuó: Él tenía ya planeado el descanso  antes de todo esto y salió en el caso de que la gente  piense que se echa al monte. Desde luego, no es una ruptura planeda. Él sólo estaba haciendo su servicio, que era parte de su homilía, y eso es todo. Si cree firmemente en algo, Martin lo dice. “Él está feliz consigo mismo. No hay temor de que huya, él no sería una de esas personas.”

…Pero la  jerarquía de la Iglesia irlandesa es una activa defensora del “no” en el referéndum

Recordemos que en mayo de 2015 Irlanda celebrará un histórico referéndum sobre el matrimonio igualitario. Hasta el momento, las encuestas revelan que una gran mayoría de irlandeses (de hasta el 76 %) es partidaria del “sí”. Ello no significa que esté ganado y los activistas admiten que no hay lugar para la complacencia durante el período previo a la votación ya que una minoría homófoba muy motivada y alentada por la jerarquía católica que se opone ferozmente a los matrimonios del mismo sexo y se ha comprometido a oponerse a cualquier cambio en la ley, bien podría llegar superar a una mayoría que, aunque amplia, no considere el asunto “propio” y se abstenga de ir a votar. Hace pocas semanas, los obispos católicos de Irlanda daban a conocer un documento de 16 páginas con el objetivo de dar a conocer a toda la población su posición contraria (el documento cuenta incluso con una versión en polaco, dado el alto número de residentes de ese origen en el país).

La jerarquía de la Iglesia Católica en Irlanda ya mostró su desprecio por el referéndum en diciembre de 2014. El Obispo de Elphin, Kevin Doran  dijo que la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo cambiaría el significado del matrimonio mismo. “En una cultura del vive y deja vivir puede haber una tendencia a decir, ¿qué daño va a hacer el que dos hombres o dos mujeres se amen? ” Y planteó la pregunta:  ¿Cuál es, en último análisis la diferencia entre una amistad sexual (en los que el Estado no tiene interés) y un matrimonio?”

Habrá que ver qué sucede finalmente. Pese a ser un país de fuerte tradición católica, debe tenerse en cuenta que en los últimos años el peso de la Iglesia católica en Irlanda se ha reducido de modo considerable, en buena parte debido al conocimiento de los abusos cometidos durante décadas sobre niños y adolescentes. Un proceso que ha debilitado su capacidad de influencia y que permitió por ejemplo que en 2010 el Parlamento aprobara una ley de uniones civiles entre personas del mismo sexo por práctica unanimidad de las fuerzas políticas, pese a la declarada oposición de la iglesia católica.

Pero ello no significó que la lucha a favor del matrimonio igualitario se detuviera, y de hecho las muestras de apoyo han ido acumulándose durante todo este tiempo. Al margen de las ya mencionadas, una muy relevante que recogimos en su momento fue el respaldo de la corporación municipal de Dublín por una mayoría de 38 votos a favor frente a solo cuatro en contra. Y la expresidenta Mary McAleese, una figura muy respetada en el país, se pronunciaba hace dos años a favor. Otro pronunciamiento destacado han sido, por ejemplo, el del actor Colin Farrell, que consideró “demencial“ que su propio hermano gay tuviera que abandonar Irlanda para poder casarse.

El gobierno irlandés está promoviendo el Sí”  en el referendum. El propio taoiseach o primer ministro de Irlanda, Enda Kenny, se ha comprometido recientemente a hacer campaña activa en favor del “sí” en el referéndum: Estoy a favor de ello y voy a sondear por ello.” Días antes sorprendía con un pequeño gesto sin precedentes: acudir a un bar de ambiente gay para tomar una copa. Kenny pertenece, por cierto, al conservador Fine Gael, de inspiración democristiana e integrado en el Partido Popular Europeo.

A principios de este año la lider del Partido Laborista y viceprimer ministro (an Tanaiste) Joan Burton dijo: “El hecho de que este referéndum vaya ahora a tener lugar es una señal de los avances que ha tenido lugar en este país en los últimos años y décadas, e indica el nivel en que las actitudes para lesbianas y los gays han cambiado “.

 

General, Historia LGTBI, Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , ,

El primer ministro de Irlanda visita un bar LGTB, un gesto sin precedentes en el país

Miércoles, 10 de diciembre de 2014

edna_kennyEnda Kenny, en el cargo de taoiseach o primer ministro de Irlanda, ha hecho historia con un pequeño gesto: acudir a un bar de ambiente para tomar una copa. Kenny pertenece al partido conservador Fine Gael (Familia de los Irlandeses), de inspiración democristiana e integrado en el Partido Popular Europeo. El pasado martes por la noche, el cabeza de gobierno irlandés se presentó a la reunión prenavideña del grupo LGTB de su propia formación política. El acto tuvo lugar en el local Pantibar, ubicado en la calle Capel de Dublín. Además, este hecho cobra especial relevancia teniendo en cuenta que en mayo de 2015 se celebrará un referéndum para decidir sobre la legalización del matrimonio igualitario.

¿Alguien se imagina a Mariano Rajoy o a José María Aznar en un bar LGTB de España? Aunque sea anecdótica, la aparición del primer ministro irlandés en un pub de ambiente de Dublín es histórica por ser la primera y por la cercanía del referéndum que, de resultar favorable, supondrá la aprobación del matrimonio igualitario.

La asistencia de Enda Kenny al encuentro prenavideño del grupo LGTB de Fine Gael, el partido al que pertenece y que apoya al Gobierno, ha sido considerada por algunos como electoralista u oportunista. Sin embargo, desde el local publicaban un post en Facebook en el que aseguraban que la presencia por vez primer de un taoiseach “demuestra cuánto han cambiado los tiempos”. Asimismo, señalaban que “si Michael Martin, o Joan Burton, o Gerry Adams o cualquier otro representante electo viene le serviremos también. Eso es lo que hacemos en los bares públicos”.

Por otra parte, cabe señalar que, a pesar de que la formación Fine Gael es de tinte conservador y forma parte del Partido Popular Europeo, gobierna en coalición con el Partido Laborista. Kenny prefiere como socios de gobierno a los progresistas que a otras fuerzas de derecha e insiste en remarcar su centralidad política.

La Iglesia católica, un escollo que pierde fuelle

Hasta el momento, las encuestas revelan que una abrumadora mayoría de irlandeses, concretamente un 76 %, es partidaria al matrimonio entre personas del mismo sexo. Incluso rostros conocidos como el actor Colin Farrell han pedido públicamente el voto favorable. Farrell se mostraba indignado de que su propio hermano gay, y el resto de la comunidad LGTB por extensión, no tenga los mismos derechos que las personas heterosexuales: “El hecho de que mi hermano tuviera que abandonar Irlanda para que se cumpliera su sueño de casarse es demencial”.

Sin embargo, eso no significa que el referéndum del próximo mes de mayo de 2015, en el que se votará sobre la legalización del matrimonio igualitario, tenga ya un resultado claro. Una minoría homófoba muy motivada y alentada por la jerarquía católica puede llegar superar a una mayoría que, aunque amplia, no se movilice. Esta misma semana los obispos católicos de Irlanda daban a conocer un documento de 16 páginas en el sintetizan su oposición al matrimonio entre personas del mismo sexo y que será distribuido por todo el país (el documento cuenta incluso con una versión en polaco, dado el alto número de residentes de ese origen en Irlanda).

Habrá que ver qué sucede finalmente. Pese a ser un país de fuerte tradición católica, debe tenerse en cuenta que en los últimos años el peso de la Iglesia católica en Irlanda se ha reducido de modo considerable, en buena parte debido al conocimiento de los abusos cometidos durante décadas sobre niños y adolescentes. Un proceso que ha debilitado su capacidad de influencia y que permitió por ejemplo que en 2010 el Parlamento aprobara una ley de uniones civiles entre personas del mismo sexo por práctica unanimidad de las fuerzas políticas, pese a la declarada oposición de la iglesia católica.

Pero ello no significó que la lucha a favor del matrimonio igualitario se detuviera, y de hecho las muestras de apoyo han ido acumulándose durante todo este tiempo. Al margen de las ya mencionadas, una muy relevante que recogimos en su momento fue el respaldo de la corporación municipal de Dublín por una mayoría de 38 votos a favor frente a solo cuatro en contra. Y la expresidenta Mary McAleese, una figura especialmente respetada en el país, se pronunciaba hace dos años a favor.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , ,

Irlanda votará en referéndum el matrimonio igualitario en la primavera de 2015

Viernes, 4 de julio de 2014

_Enda-Kenny_1960207cComienza oficialmente la cuenta atrás para la más que probable apertura del matrimonio a las parejas del mismo sexo en la República de Irlanda. El primer ministro Enda Kenny, del conservador Fine Gael, ha confirmado este miércoles que el asunto será sometido a referéndum en los primeros meses del año próximo. Las encuestas muestran un apoyo ampliamente mayoritario a la igualdad LGTB.

En respuesta a una interpelación del líder del Sinn Féin Gerry Adams, Kenny ha admitido que, si bien no tienen todavía una fecha decidida, la anunciada reforma constitucional para introducir el matrimonio igualitario será sometida a referéndum en la primavera de 2015. “Hay una serie de otros asuntos legales de los que tenemos que ocuparnos”, incluidos los relacionados con la adopción, según el mandatario irlandés, que ha reafirmado su compromiso con el que fue uno de los puntos del acuerdo de Gobierno entre los conservadores del Fine Gael y los laboristas e incluso ha mostrado su intención de hacer campaña a favor de la igualdad matrimonial.

coca-cola-censura--boda-gayEl entonces ministro de Justicia Alan Shatter ya adelantó en enero que la estrategia del Ejecutivo sería equiparar en primer lugar todos los derechos de familia y adopción, entre otros, para las parejas del mismo sexo, para dejar estos asuntos fuera del debate sobre el matrimonio igualitario y que la formulación del referéndum se centre en “un solo asunto: ¿cree usted que las personas deberían poder celebrar matrimonios del mismo sexo o deberíamos discriminar a la gente a causa de su orientación sexual y negárselo? ”, en palabras de Shatter. “No se discutirá ningún otro asunto”, aseguró.

El anuncio de Kenny en realidad es solo una confirmación del calendario que ya se empezó a esbozar a finales del año pasado. La modificación de la carta magna del país para autorizar de forma expresa el matrimonio entre personas del mismo sexo fue una de las propuestas de la Convención Constitucional, formada por un presidente nombrado por el Gobierno, 29 miembros del Parlamento irlandés (elegidos de forma proporcional), 4 representantes de los partidos políticos de Irlanda del Norte (territorio irlandés bajo soberanía británica) y 66 ciudadanos elegidos al azar de forma ponderada a la edad, origen geográfico y sexo de la población irlandesa. La propuesta fue remitida oficialmente al Gobierno a principios del mes de julio de 2013, abriendo un plazo de cuatro meses tras los cuales el Ejecutivo decidió darle su apoyo de forma contundente.

Una clima social cada vez más favorable

Belfast-Gay-Pride-Ireland-Irlanda-LGTB-Sarah-Abilleira-Ponte-en-mi-PielPese a ser un país de fuerte tradición católica, en los últimos años el peso de la iglesia irlandesa se ha reducido considerablemente, en buena parte debido al conocimiento de los abusos cometidos durante décadas sobre niños y adolescentes. Un proceso que ha debilitado su capacidad de influencia y que permitió por ejemplo que en 2010 el Parlamento aprobara una ley de uniones civiles entre personas del mismo sexo por práctica unanimidad de las fuerzas políticas pese a la declarada oposición de la iglesia católica.

Pero ello no significó que la lucha a favor del matrimonio igualitario se detuviera, y de hecho las muestras de apoyo han ido acumulándose durante todo este tiempo. Al margen de las ya mencionadas, una muy relevante que recogimos en su momento fue el respaldo de la corporación municipal de Dublín por una mayoría de 38 votos a favor frente a solo cuatro en contra. Y la expresidenta Mary McAleese, una figura especialmente respetada en el país, se pronunciaba hace dos años a favor.

Pero quizá lo más significativo es el apoyo que las encuestas de opinión vienen detectando ya desde hace años. En 2008 ascendía al 68%, en 2012 alcanzaba el 73%, a principios de 2013 rompía la barrera del 75% y en febrero de este año llegaba al 76%. Un apoyo social que permite albergar serias esperanzas de que el referéndum de 2015 arroje un resultado favorable al matrimonio igualitario.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.