Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Tokio’

Al menos 36 deportistas abiertamente LGTB participaron en los Juegos Paralímpicos de Tokio, logrando 25 medallas

Lunes, 20 de septiembre de 2021

2834E356-55AA-4D79-939A-D8CFD40DEE71-768x428Al menos 36 deportistas abiertamente LGTB han competido en los pasados Juegos Paralímpicos de Tokio, según el recuento de Outsports. Una cifra que triplica la de los Juegos de Río, en 2016. Y con gran éxito, por cierto: 19 de ellos (un 53%) han logrado una o más medallas. En total,  lo que podríamos llamar «equipo LGTB paralímpico» se ha hecho con 25 medallas.

En los Juegos Paralímpicos de Río, en 2016, participaron 12 deportistas abiertamente LGTB (de los cuales el 83% volvieron a casa con una medalla). La cifra se ha triplicado en Tokio. A ella contribuyen muy especialmente las once atletas que participaron en la competición de baloncesto en silla de ruedas femenino. Y es que, al igual que sucedió en los Juegos Olímpicos, la visibilidad LGTB en el deporte paralímpico es básicamente cosa de mujeres: solo hay 1 hombre en la lista, y 3 personas que se identifican como no binarias. Por equipos olímpicos nacionales, Estados Unidos y Reino Unido fueron los que más atletas abiertamente LGTB enviaron a Tokio (9 cada uno), seguido de Brasil (6), Canadá (3), Alemania, Australia y Países Bajos (2 cada uno) e Irlanda, Israel y México (1 cada uno).

Es importante precisar que esta lista no tiene por qué ser exhaustiva, y es muy posible que hay otros deportistas paralímpicos abiertamente LGTB que Outsports no haya conseguido localizar. De hecho, este medio dedicado al deporte LGTB invita a quien tenga conocimiento de que así es a ponerlo en conocimiento de su redacción para incorporar su nombre a la lista.

Por lo que se refiere a las medallas conseguidas, el «equipo LGTB» logró acumular, según Outsports, 25 medallas. Las enumeramos:

Medallas de oro (10)

  • Monique Matthews (Estados Unidos), medalla de oro en voleibol sentado femenino.
  • Bo Kramer (Paises Bajos), medalla de oro en baloncesto en silla de ruedas femenino.
  • Emma Wiggs (Reino Unido), medalla de oro en piragüismo femenino, categoría VL2.
  • Katie Dunlevy (Irlanda), ganadora de dos medallas de oro en ciclismo femenino, categoría B (en modalidad contrarreloj en ruta y en modalidad ruta).
  • Lee Pearson (Reino Unido), ganador de tres medallas de oro en hípica adaptada masculina (en dos de las modalidades individuales y una por equipos)
  • Alana Maldonado (Brasil), medalla de oro en judo femenino, categoría 70 kg.
  • Lauren Rowles (Reino Unido), medalla de oro en remo, modalidad PR2 mixta.

Medallas de plata (11)

  • Lucy Shuker (Reino Unido), medalla de plata en tenis en silla de ruedas, modalidad dobles femenino.
  • Débora Menezes (Brasil), medalla de plata en taekwondo femenino, categoría +58kg.
  • Emma Wiggs (Reino Unido), que además de su oro logró la plata en piragüismo femenino, categoría  KL2.
  • Asya Miller (Estados Unidos), medalla de plata en golbol femenino.
  • Crystal Lane-Wright (Reino Unido), ganadora de tres medallas de plata en ciclismo femenino, categorías C5 (contrarreloj en ruta y persecución en pista) y C4-C5 (ruta).
  • Moran Samuel (Israel), medalla de plata en remo femenino, categoría PR1.
  • Katie Dunlevy (Irlanda), que además de sus medallas de oro ganó la plata en ciclismo en categoría B (modalidad persecución en pista).
  • Hailey Danz (Estados Unidos), medalla de plata en triathlon femenino categoría PTS2.
  • Kate O’Brien (Canadá), medalla de plata en ciclismo femenino categoría C4-5 (modalidad 500 metros contrarreloj en pista).

Medallas de bronce (4)

  • Courtney Ryan y Kaitlyn Eaton, integrantes de la selección estadounidense de baloncesto en silla de ruedas femenino, que se hizo con el bronce.
  • Maz Strong (Australia), que aunque se identifica como persona no binaria compitió y logró la medalla de bronce en lanzamiento de peso femenino, categoría F33.
  • Mariana Gesteira (Brasil), medalla de bronce en natación femenina (modalidad 100 metros libres).
  • Robyn Lambird (Australia), medalla de bronce en 100 metros femeninos, categoría T34. Lambird ha sido, de hecho, la primera persona abiertamente no binaria en lograr una medalla en unos juegos paralímpicos.

 Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Al menos 185 deportistas abiertamente LGTB participaron en los Juegos de Tokio, cifra que supera la de todos los juegos anteriores juntos

Miércoles, 1 de septiembre de 2021

Tokyo-2020-logoAl menos 185 deportistas abiertamente LGTB compitieron en los pasados Juegos Olímpicos de Tokio, según el recuento de Outsports, medio dedicado al deporte LGTB. La cifra supera el total de deportistas abiertamente LGTB que habían participado en todos los anteriores juegos olímpicos. Un dato que demuestra el enorme salto en visibilidad que el mundo del deporte ha dado en los últimos años. 

En los juegos de Río, en 2016, participaron 55 deportistas abiertamente LGTB (de los cuales el 47% volvieron a casa con una medalla). En 2012, en Londres, fueron 20. Ahora, 185, una cifra muy superior. A ella contribuyen muy especialmente las 42 futbolistas que participaron en la competición de fútbol femenino, las 17 que lo hicieron en rugby y las 13 que lo hicieron en baloncesto. Y es que la visibilidad en el deporte olímpico sigue siendo cosa de mujeres, en una proporción de 9 a 1. Por equipos olímpicos nacionales, el de Estados Unidos fue el que más atletas abiertamente LGTB envió a Tokio (36), seguido de Brasil (18), Canadá (18), Países Bajos (17) y Reino Unido (16).

Por lo que se refiere a las medallas conseguidas, el «equipo LGTB» logró acumular, según el recuento de Outsports, 33 medallas. Las enumeramos:

Medallas de oro (11)

  • Alexandra Lacrabère y Amandine Leynaud, integrantes de la selección francesa de balonmano femenino, que se alzó con el oro.
  • Kellie Harrington (Irlanda), campeona olímpica de boxeo femenino, en la categoría de peso ligero.
  • Sue Bird, Chelsea Gray, Brittney Griner, Breanna Stewart y Dianna Taurasi, integrantes todas ellas de la selección estadounidense de baloncesto femenino que ganó el oro.
  • Quinn, Kadeisha Buchanan, Erin McLeod, Kailen Sheridan y Stephanie Labbe, jugadoras de la selección canadiense de fútbol femenino, ganadora de la competición.
  • Ana Marcela Cunha (Brasil), campeona olímpica de natación en la prueba de los 10 kilómetros en aguas abiertas.
  • Yulimar Rojas (Venezuela), campeona olímpica en triple salto (logró, además, batir el récord mundial).
  • Amandine Buchard (Francia), campeona olímpica de judo en la modalidad de equipo mixto.
  • Kelly Brazier, Gayle Broughton, Ruby Tui y Portia Woodman, integrantes de la selección neozelandesa de rugby femenino.
  • Emma Twigg (Nueva Zelanda), campeona olímpica de remo, en la modalidad de scull individual.
  • Stefanie Dolson, integrante de la selección estadounidense de baloncesto 3×3, que ganó el oro.
  • Tom Daley (Reino Unido), todo un icono de visibilidad, que se hizo con el oro olímpico en la modalidad de salto sincronizado desde plataforma de 10 metros.

Medallas de plata (13)

  • Sofía Maccari (Argentina), jugadora de la selección argentina de hockey sobre hierba.
  • Ana Carolina y Carol Gattaz (Brasil), jugadoras del equipo brasileño de voleibol femenino.
  • Ramsey Angela (Países Bajos), uno de los atletas integrantes del equipo holandés de 4×400.
  • Magdalena Eriksson, Lina Hurtig, Hedvig Lindahl y Caroline Seger, integrantes de la selección sueca de fútbol femenino.
  • Jolanta Ogar (Polonia), plata en vela clase 470.
  • Nesthy Petecio (Filipinas), plata en boxeo femenino, en la categoría de peso pluma.
  • Hannah Roberts (Estados Unidos), plata en ciclismo BMX estilo libre, prueba de parque.
  • Raven Saunders (Estados Unidos), plata en lanzamiento de peso femenino.
  • Astrid Guyart (Francia), plata en florete por equipos (esgrima).
  • Erica Sullivan (Estados Unidos), plata en natación, 1500 estilo libre femenino.
  • Katarzyna Zillmann (Polonia), plata en remo, modalidad de cuatro scull.
  • Amandine Buchard (Francia), que además de su oro en judo mixto sumó una plata en judo femenino, categoría 52 kg.
  • Ally Carda, Amanda Chidester y Haylie McCleney, integrantes de la selección estadounidense de sóftbol femenino.

Medallas de bronce (9)

  • Tom Daley, que además del oro antes mencionado consiguió un bronce en el salto desde plataforma de 10 metros individual masculino.
  • Susannah Townsend, Leah Wilkinson y Sarah Jones, integrantes de la selección británica de hockey sobre hierba femenino.
  • Megan Rapinoe, Tierna Davidson, Adrianna Franch Kelley O’Hara, integrantes de la selección estadounidense de fútbol femenino. Una nueva medalla para Rapinoe, otro icono global de visibilidad LGTB.
  • Jasmin Grabowski (Alemania), bronce en judo, modalidad de equipo mixto.
  • Raz Hershko (Israel), bronce en judo, modalidad de equipo mixto.
  • Lucilla Boari (Italia), bronce en tiro con arco femenino.
  • Sanne van Dijke (Países Bajos), bronce en judo femenino, categoría 70 kg.
  • Carl Hester (Reino Unido), bronce en hípica, modalidad de doma por equipos.
  • Larissa Franklin Joey Lye, integrantes de la selección canadiense de softbol femenino.

Quinn, primera persona trans no binaria en colgarse un oro olímpico

CE9CD929-6A59-4838-B327-B58075E898AEEntre las medallas de plata arriba mencionadas, se encuentra la de Quinn, integrante de la selección canadiense de fútbol femenino, que hizo historia al convertirse en la primera persona trans no binaria en colgarse una medalla de oro olímpica: Canadá derrotó a Suecia en la tanda de penaltis de la final.

Conviene precisar que en este caso Quinn participaba en la competición femenina en función del sexo que le fue asignado al nacimiento. De hecho, Quinn debutó con la selección canadiense de fútbol femenino en 2014, bajo el nombre de Rebecca Quinn, y ya ganó la medalla de bronce en los Juegos de Río, en 2016. Sin embargo, no fue hasta el pasado otoño cuando dio el paso de salir del armario y visibilizarse como persona trans no binaria, momento en el que comenzó a emplear pronombres neutrales en género. «Recibo mensajes de jóvenes que dicen que nunca antes habían visto a una persona trans en los deportes. El deporte es la parcela más emocionante de mi vida. Si consigo que los niños practiquen los deportes que aman, ese será mi legado, para eso estoy aquí», declaró Quinn tras batir a la selección estadounidense en la semifinal olímpica.

Asimismo, tras el partido que le dio el oro, Quinn afirmó sentir orgullo al ver su nombre en la alineación de Canadá, pero al mismo tiempo tristeza al pensar en todas aquellas personas que antes participaron en unos Juegos Olímpicos «que no fueron capaces de vivir su verdad». Quinn aseguró también ser consciente de la discriminación a la que aún hacen frente las personas trans.

Laurel Hubbard, primera mujer abiertamente trans en competir en unos Juegos

0C7B6989-10F6-450B-A223-908FBC1F3D08Por otra parte, si de personas trans hablamos, no podemos olvidar la gesta de Laurel Hubbard, primera mujer abiertamente trans en participar en unos Juegos Olímpicos en una categoría distinta a la del sexo que le fue asignado al nacimiento. Hubbard, que transicionó en 2012, comenzó a competir internacionalmente en 2017. Fue ese año cuando logró el que posiblemente es su mayor éxito deportivo hasta la fecha, una medalla de plata en los campeonatos mundiales. En Tokio, Hubbard debutó en halterofilia femenina, categoría +87 kg.

Laurel Hubbard falló sus tres intentos en la modalidad de arrancada, por lo que quedó fuera de la competición. En cualquier caso, ya había hecho historia.

España: Marc Tur sale del armario

Por lo que se refiere a la participación LGTB española en los Juegos de Tokio, dos son los nombres que aparecen en el listado de Outsports: la tenista Carla Suárez (que volvió a la competición tras su reciente recuperación de un linfoma de Hodgkin) y el marchador Marc Tur.

Marc Tur, que por cierto se quedó a las puertas de la medalla (fue cuarto en la competición de 50 km. marcha), se visibilizaba públicamente como gay coincidiendo con su participación en los Juegos Olímpicos. «Soy abiertamente gay, ni soy de los primeros Olímpicos homosexuales en reconocerlo, ni espero ser de los últimos por el hecho de darle más visibilidad al colectivo. Ellos me ayudaron a romper con mis inseguridades, mis miedos y me enseñaron a luchar por lo que quiero sin importar el resto. Aunque parezca mentira, esos sentimientos negativos que pude llegar a tener en su día los he transformado en algo por lo que luchar y me ayuda a sacar todas mis fuerzas cuando estoy compitiendo. En un mundo en el que todavía queda mucho por hacer, cada granito cuenta». tuiteaba el 13 de agosto, días después de concluir los Juegos.

2C63BE8B-4C3D-4649-A059-976DEDD951AD

Sin embargo, ya el pasado 28 de junio, Día del Orgullo LGTBI, Marc Tur se visibilizaba a través de su cuenta en Instagram con un mensaje realmente comprometido, que reproducimos:

Un día al año para recordarlo, 365 para aplicarlo. El 28 de junio de 1969 un grupo de jóvenes valientes hicieron historia sobre lo que en aquel momento era ilegal. Inciaron unas protestas en el Stonewall de Nueva York, marcarían un antes y un después en los derechos básicos del colectivo LGTBI. Menos mal que 50 años más tarde las cosas han cambiado: se ha despenalizado ser homosexual, no hay barreras para las personas trans, hay igualdad en todos los aspectos de la vida… ¿Pero, realmente es así? Si hablamos de aquellos países más desarrollados, así es (o por lo menos legalmente) pero en buena parte del mundo todavía está penalizado.

En nuestro país presumimos de ser pioneros en este tema, puedes ser quien quieras ser. Sin embargo, todavía quedan muchos «peros»:

  • Rara es la semana que no haya agresiones homófobas y tránsfobas.
  • El bullying entre los adolescentes puede llegar a acabar en suicidio por ser diferente al resto.
  • 8 de cada 10 personas trans no encuentran trabajo o la búsqueda se convierte en una auténtica pesadilla.

El simple hecho de que te insulten por la calle por besar o ir cogido de la de la mano de una persona del mismo sexo, como me ha ocurrido a mi, o como le ha ocurrido a gran parte del colectivo.Estas y muchísimas más razones son por las que tenemos que seguir celebrando y visualizando el orgullo LGTBIQ. Hemos avanzado mucho en estos 50 años, pero todavía ser homosexual sigue siendo ilegal en 70 países, en 9 de los cuales se castiga con pena de muerte. Se ha luchado mucho, pero aún queda mucho por conseguir.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El olímpico gay Tom Bosworth insta a los atletas LGTBI a que salgan del armario: “Los números no cuadran”

Sábado, 31 de julio de 2021

unnamedTom Bosworth.

El olímpico del equipo GB, Tom Bosworth, ha instado a los atletas LGBT + encerrados a salir del armario si es seguro para ellos hacerlo, prometiéndoles que “solo te beneficiará”.

El caminante de la carrera, que salió públicamente antes de los Juegos Olímpicos de Río en 2016, le dijo al Daily Mail que la pequeña cantidad de atletas abiertamente queer “no cuadra”.

Bosworth dijo que compartir su sexualidad públicamente no cambió su vida de manera significativa, ya que él ya había salido con su familia y su club; sin embargo, le hizo ver lo mal que se estaba quedando atrás el deporte.

“No puedo creer que haya tenido un impacto como el que tuve”, dijo. “Nos muestra cuán poca gente ha hecho lo que yo hice. En países donde se practica y se publicita mucho deporte, no tiene sentido. Soy consciente de que hay más atletas que ahora viven de manera bastante abierta, pero todavía hay muy pocos en el nivel más alto que representan a su país”.

Continuó: “Todavía se siente, no un tema tabú, sino simplemente alejado de él. Cuando tienes 11.000 atletas en los Juegos Olímpicos y solo 150 deportistas homosexuales, no cuadra “.

Sus palabras se hicieron eco de un discurso que pronunció después de ser homenajeado en los Premios PinkNews 2016, donde dijo: “Me di cuenta de que el deporte está detrás de todo lo demás … démosle una patada al deporte para que sea más inclusivo”.

Tom Bosworth dice que salir del armario puede mejorar el rendimiento de un atleta. En declaraciones al Mail, Tom Bosworth continuó sugiriendo que podría ser más fácil para los atletas de pista y campo salir del armario, ya que no reciben tanta publicidad o atención como los demás.

También piensa que declararse LGBT + puede mejorar el rendimiento general de un atleta y, al mismo tiempo, ayudar a otros a sentirse envalentonados para abrirse sobre sus identidades.

“Siempre digo que hoy en día todo se trata de ser visible”, dijo.

Si tienes la suerte de estar en una relación con una familia que te apoya, en un país o lugar donde vivir abiertamente es bastante seguro, realmente lo recomendaría porque solo te beneficiará a ti y a tu salud mental. Probablemente también tendrá un mejor desempeño porque no está preocupado por eso”.

En otra parte de la entrevista, Bosworth dijo que cree que habría un “efecto de bola de nieve” si incluso un futbolista de alto perfil en el Reino Unido se declarara LGBT +. “Todavía existen tantos prejuicios y hay idiotas en las redes sociales, por lo que para los futbolistas será muy difícil de manejar y podría ser un período de tiempo difícil”, dijo.

Fuente Pink News

General , , , ,

Tom Daley: “Estoy orgulloso de decir que soy gay y también campeón olímpico”

Viernes, 30 de julio de 2021

tom-daleyLos medallistas de oro, el británico Thomas Daley (izq.) Y el británico Matty Lee, posan con sus medallas después de ganar el evento final masculino de clavados sincronizados de 10 metros durante los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 en el Centro Acuático de Tokio en Tokio el 26 de julio de 2021 (Foto de Oli SCARFF / AFP) – Foto: AFPEl británico Thomas Daley ha conseguido la medalla de oro en el trampolín de 10 metros sincronizado

Por qué es tan importante el discurso de Tom Daley tras ganar el oro olímpico en Tokio

“No estás solo, puedes conseguir cualquier cosa”, fueron las palabras del campeón olímpico Tom Daley en apoyo a todos los jóvenes LGTBI tras ganar la medalla de oro junto con su compatriota, Matty Lee, en el trampolín de 10 metros sincronizado de los Juegos Olímpicos de Tokio.

En la rueda de prensa posterior a su victoria, Daley no solo ha querido reivindicar su situación, sino la de todo el colectivo al que ha brindado unas palabras de apoyo. “Me siento orgulloso de decir que soy un hombre gay y que también soy un campeón olímpico”, afirmaba el joven británico.

896aff20-2b0a-4592-bbc6-4268ee9f7b0b_16-9-aspect-ratio_50p_0“Cuando era más joven pensaba que nunca podría conseguir nada precisamente por ser quien yo era. Ser campeón olímpico ahora demuestra que puedes conseguir cualquier cosa”, decía Daley poniendo su propia historia como ejemplo. Los dos británicos consiguieron arrebatarle el oro a los que hasta ahora eran campeones del mundo, los chinos Cao Yuan y Chen Aisen.

 Tom quiso incidir en el tema y mostrar la importancia y el apoyo que merece, por lo que continuó explicando la evolución de su propia experiencia: “Por lo que se refiere a atletas, hay en estos Juegos más deportistas abiertamente homosexuales que en Juegos anteriores. Yo salí del armario en 2013 y cuando era más joven siempre me sentí solo, el diferente, el que no encajaba”, explicaba el joven campeón.

“Espero que cualquier joven LGTBI pueda ver que no importa lo solo que te sientas ahora, no lo estás. Puedes conseguir cualquier cosa”, añadió.

Tom Daley comparte su propia experiencia

No es la primera vez que el británico aprovecha para dar visibilidad al colectivo LGTBI. En 2013, decidió publicar un vídeo en YouTube con el título ‘Algo que quiero decir’. “Mi vida ha cambiado al conocer a alguien que me hacía feliz y ese alguien, es un hombre”, explicaba en el vídeo como modo de respuesta a los rumores sobre su orientación sexual.

5efa4b50f3020e180f46d7779b462a48Tom junto con su pareja, el estadounidense Dustin Lance Black, contrajeron matrimonio en 2017 en el catillo de Bovey, condado de Devon, luhar de origen del deportista. Más tarde fueron padres del pequeño Robie, quien lleva el nombre del padre de Tom, fallecido en 2011 por cáncer. La pareja atrajo la atención de los medios y ellos mismos fueron compartiendo diversos aspectos de su vida cotidiana a través de redes sociales.

“Me siento muy afortunado por poder ser quien soy abiertamente y sin preocupaciones. Espero que algún día todos los deportistas de los países de las Commonwealth puedan ser libres para competir también siendo abiertamente las personas que son”, compartió el deportista británico en su cuenta personal de Twitter.

Alba Carvajal

Fuente Cadena SER

General, Historia LGTBI , , , , , , ,

Histórico número de atletas abiertamente LGTB en los Juegos Olímpicos de Tokio

Martes, 20 de julio de 2021

Tokio-2021

Los Juegos Olímpicos de Tokio darán la bienvenida a un número récord de atletas LGBT +, más que todos los demás Juegos Olímpicos combinados

 Un número récord de atletas LGBT + está programado para competir en los Juegos Olímpicos de Tokio este verano, y Estados Unidos envía más atletas queer que cualquier otro país.

Al menos 131 atletas abiertamente homosexuales, lesbianas, bisexuales, trans, queer y no binarios llegarán a Tokio para los juegos, según un análisis de Outsports.

El número de atletas LGBT + que compiten en los Juegos Olímpicos de 2021 en Tokio es el doble del número que participó en el evento de 2016 en Río, cuando participaron 56 personas abiertamente queer.

En particular, hay más atletas LGBT + que participan este año de los que han participado en todos los Juegos Olímpicos de verano anteriores combinados, según Outsports.

Veinticinco países están enviando atletas abiertamente LGBT + para participar en los Juegos Olímpicos de 2021, y Estados Unidos encabeza las listas con más de 30 atletas queer.

El equipo de EE. UU. Es seguido en el ranking por Gran Bretaña, que está enviando a 15 atletas LGBT + a Tokio. A Gran Bretaña le siguen los Países Bajos (12), Canadá (11), Nueva Zelanda (9), Australia (9) y Brasil (7).

Outsports ha incluido en su ranking a atletas de reserva que están practicando con sus equipos y viajando a Tokio para los Juegos.

El medio deportivo incluyó a atletas en su lista que han salido a través de los medios de comunicación o están viviendo sus vidas abiertamente en las redes sociales.

Las mujeres LGBT + superarán en número a los hombres por un gran margen en los Juegos Olímpicos de Tokio

En total, hay más de 30 jugadores de fútbol abiertamente LGBT +, 13 jugadores de baloncesto queer y nueve jugadores de rugby que participan en los Juegos Olímpicos.

Los atletas LGBT + participarán en una serie de deportes, que incluyen patineta, boxeo, ciclismo, buceo, ecuestre, esgrima, hockey sobre césped, golf, balonmano, judo, maratón, remo, vela, natación y muchos más.

Las mujeres abiertamente LGBT + superan en número a los hombres por 7 a 1 en los Juegos Olímpicos de este año, descubrió Outsports, una tendencia que está ligeramente sesgada por la gran cantidad de jugadoras de fútbol abiertamente queer.

lgbt-olympicsDutee Chand, Laurel Hubbard y Tom Daley (Getty)

Tom Daley, Carl Hester, Susannah Townsend, Mel Reid, Sarah Jones, Leah Wilkinson, Megan Jones, Rachel Daly y Fran Kirby se encuentran entre los atletas abiertamente LGBT + que representan a Gran Bretaña en los Juegos Olímpicos.

Laurel Hubbard, una levantadora de pesas de Nueva Zelanda, está lista para hacer historia como la primera atleta abiertamente trans en competir en los Juegos Olímpicos.

Ha habido una celebración generalizada entre las personas LGBT + por la gran cantidad de atletas queer que viajarán a Tokio este verano.

La noticia también fue celebrada por Athlete Ally, una organización deportiva LGBT +.

“Cada atleta que se siente orgulloso y orgulloso es un faro para otros que aún no han salido del armario o que no están seguros de si pueden ser ellos mismos y practicar el deporte que aman”, dijo a  TIME Joanna Hoffman, directora de comunicaciones.

Fuente Pink News

General , , , , , , , , , , , , , , ,

La prohibición de los matrimonios entre personas del mismo sexo en Japón es ‘inconstitucional’, dictamina la corte

Lunes, 22 de marzo de 2021

en-una-sentencia-historica-un-tribunal-japones-dice-que-no-permitir-el-matrimonio-entre-personas-del-mismo-sexo-es-inconstitucionalAbogados de los demandantes y simpatizantes muestran una pancarta en la que se lee “Decisión inconstitucional” después de que un tribunal de distrito dictaminara la legalidad de los matrimonios entre personas del mismo sexo a las puertas del tribunal de distrito de Sapporo, en Sapporo, Hokkaido, norte de Japón el 17 de marzo de 2021, en esta foto tomada por Kyodo. Crédito obligatorio Kyodo/vía REUTERS

Un tribunal de primera instancia de Sapporo ha dictaminado que la prohibición del matrimonio entre personas del mismo sexo es contraria a la Constitución de Japón. Aunque la sentencia no tendrá efectos sobre la situación legal de las parejas demandantes, puede suponer un importante impulso para el objetivo de la legalización del matrimonio igualitario. Se espera que las sentencias que deben dictar los tribunales de Tokio, Osaka y Nagoya tengan un sentido igualmente favorable. Japón es el único de los siete países más industrializados del mundo que no ha establecido la igualdad legal para las parejas del mismo sexo, si bien en el continente asiático eso solo sucede en la isla de Taiwán.

Un tribunal de distrito de Japón dictaminó el miércoles, en una victoria histórica para la comunidad LGBT + del país, que no permitir que las parejas del mismo sexo se casen es “inconstitucional”, sentando un precedente en la única nación del G7 que no reconoce plenamente las parejas del mismo sexo.

Aunque la constitución del país actualmente define el matrimonio como basado en “el consentimiento mutuo de ambos sexos”, el tribunal del distrito de Sapporo en Japón se puso del lado de los demandantes, que se encontraban entre las 13 parejas del mismo sexo que entablaron demandas contra el gobierno japonés el día de San Valentín de 2019. Las parejas presentaron demandas, reclamando daños y perjuicios por la falta de reconocimiento de la igualdad en el matrimonio, en cuatro tribunales de distrito: la capital Tokio, Sapporo en la isla norteña de Hokkaido y Nagoya y Osaka en el centro de Japón. Sapporo es el primer distrito en dar un veredicto, más de dos años después.

En el mes de febrero de 2019, trece parejas del mismo sexo de diferentes ciudades de Japón decidieron demandar al Estado por la imposibilidad de contraer matrimonio legalmente. Cada una de las parejas (ocho de hombres y cinco de mujeres) reclamó una indemnización de un millón de yenes (unos 8000 euros) por los daños psicológicos causados por la prohibición, si bien el objetivo final de las demandas era impulsar el cambio legislativo que permita que la institución matrimonial ampare también a las parejas del mismo sexo.

Tres de estas parejas presentaron sus demandas ante el tribunal de primera instancia de Sapporo, que ha sido el primero en dictar sentencia. La jueza Tomoko Takebe ha fallado a su favor, dictaminando que «los beneficios legales derivados de los matrimonios deben beneficiar por igual a homosexuales y heterosexuales», según consta en el resumen de la sentencia que ha sido publicado. La jueza también ha establecido que el hecho de que el matrimonio entre personas del mismo sexo no esté permitido viola el artículo 14 de la Constitución japonesa, que prohíbe la discriminación «por razón de raza, credo, sexo, posición social u origen familiar». Sin embargo, ha denegado la indemnización solicitada por los demandantes.

Los abogados de los demandantes argumentaron que la redacción de la constitución era para prevenir el matrimonio forzado y, por lo tanto, no debería usarse para evitar que las parejas del mismo sexo se casen.

Aunque el tribunal de distrito de Sapporo no otorgó la indemnización por sufrimiento mental, dictaminó que impedir que las parejas del mismo sexo tuvieran igualdad de acceso al matrimonio era “inconstitucional”, lo que podría sentar un precedente para las sentencias de los otros tribunales de distrito.

Esta declaración de inconstitucionalidad, de ser firme en una instancia superior, es la que puede poner fin a la diatriba sobre la interpretación del artículo 24 de la Constitución japonesa, que regula el matrimonio, en el que tan solo se hace referencia al «consentimiento mutuo entre los dos sexos». Mientras que el primer ministro Shinzō Abe siempre se ha escudado en esta redacción para rechazar la constitucionalidad del matrimonio igualitario, los defensores de los derechos LGTBI arguyen un fallo del Tribunal Supremo del año 2015, que interpretó el artículo en el sentido de que el matrimonio se debe basar en una decisión libre entre iguales, sin aludir al sexo de los contrayentes. Según este criterio, la Constitución no prohíbe casarse a las parejas del mismo sexo, sino que consagra la libertad en el acceso al matrimonio.

Según Reuters, el fallo declaró: “La orientación sexual no se puede cambiar o seleccionar por voluntad de una persona. Es un trato discriminatorio … que no puedan recibir ni siquiera algunos de los beneficios legales que reciben los heterosexuales”. Un demandante le dijo a la BBC: “Este es un gran paso adelante en Japón … Nos estamos acercando a hacer realidad nuestro sueño”.

El fallo histórico es una gran victoria para la comunidad LGBT + japonesa, pero incluso si los cuatro tribunales fallaron a favor de las parejas, no garantiza que todo el país legalice el matrimonio igualitario. Por eso, los demandantes han recibido con satisfacción la sentencia de la jueza Takebe en lo que puede suponer un primer paso para terminar con la discriminación. Uno de los demandantes declaraba emocionado que no podía dejar de llorar al ver que «el tribunal nos ha tomado en serio». Otra de ellas esperaba que este fuera «un primer paso para que Japón cambie». Sin embargo, los representantes legales de los demandantes mostraban en un comunicado su intención de apelar la sentencia en cuanto a la denegación de la indemnización por daños, pues «tenemos que dejar claro que el parlamento ha hecho dejación de sus funciones respecto a una situación inconstitucional al abandonar sus obligaciones legislativas, y así conseguir que tomen medidas rápidamente».

Aunque será necesaria una nueva ley antes de que puedan celebrarse realmente los matrimonios entre personas del mismo sexo -lo que podría llevar algún tiempo en un Japón socialmente conservador-, los activistas del colectivo LGBT celebraron la sentencia y dijeron que tenía el potencial de cambiar sus vidas. “Estoy muy contento. Hasta que se anunció la sentencia, no sabíamos que esto era lo que íbamos a conseguir y estoy muy contento”, dijo Gon Matsunaka, de 44 años, director del grupo activista Marriage for All Japan y representante en Pride House Tokyo. “Su valor es absolutamente inconmensurable”.

Por su parte, el secretario jefe del Consejo de Ministros, Katsunobu Kato, declaró a la prensa que el Gobierno no estaba de acuerdo con esta sentencia. Afirmó, no obstante, que el Ejecutivo busca lograr una sociedad más tolerante con la diversidad, aunque no aclaró cómo respondería a la sentencia, excepto que observará los casos judiciales pendientes. Se espera que las demandas presentadas por el resto de parejas en Tokio, Osaka y Nagoya se resuelvan próximamente.

El Tribunal de Distrito de Sapporo desestimó la demanda de indemnización por daños y perjuicios de los seis demandantes – dos parejas de hombres y una de mujeres – que habían solicitado que el gobierno japonés pagara 1 millón de yenes (9.168,42 dólares) a cada uno en reconocimiento del dolor que sufrieron al no poder casarse legalmente. Pero la sentencia de “inconstitucionalidad” fue la victoria que los demandantes, sus abogados y activistas esperaban como un paso clave y que sienta un importante precedente.

En la actualidad se están tramitando casos similares en otros cuatro tribunales de Japón y esta sentencia puede influir indirectamente en el resultado de los mismos al cambiar la opinión pública, añadió Matsunaka.

Aunque la legislación japonesa es relativamente liberal para los estándares asiáticos, las actitudes sociales han mantenido a la comunidad LGBT en gran medida invisible en la tercera economía del mundo. Con la normativa actual, las parejas del mismo sexo no pueden casarse, no pueden heredar los bienes de su pareja -como la casa que hayan podido compartir- y tampoco tienen derechos parentales sobre los hijos de su pareja.

Aunque muchas áreas en Japón ofrecen certificados a parejas del mismo sexo que les permiten algunos beneficios legales disponibles para parejas del sexo opuesto, por ejemplo, el derecho a alquilar una casa juntos y los derechos de visita al hospital, sin matrimonio entre personas del mismo sexo no pueden heredar de su pareja y no tienen derechos parentales sobre los hijos de sus parejas.

En comparación con muchos otros países asiáticos, Japón es relativamente progresista en lo que respecta a los derechos LGBT +, pero ser LGTBI sigue siendo un tabú en la sociedad japonesa y los prejuicios anti-LGBT + todavía abundan.

Sin embargo, Japón es el único país del G-7 (compuesto además por Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia y el Reino Unido) en el que no está permitido el matrimonio entre personas del mismo sexo. Sin embargo, en su entorno geográfico únicamente se permite en Taiwán, que se convirtió en la primera nación de Asia en legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo en 2019.

Derechos LGTBI+ en Japón

Aunque las relaciones sexuales homosexuales son legales en Japón desde 1880, el estigma social hace que muchos no salgan del armario ni siquiera ante sus familias.

Algunos miembros del mundo empresarial afirman que las normas japonesas que no permiten el matrimonio entre personas del mismo sexo perjudican la ventaja competitiva del país, al dificultar que las empresas, especialmente las extranjeras, atraigan y conserven mano de obra altamente cualificada en una economía cada vez más internacional.

Varias empresas han tomado sus propias medidas para sortear la situación, tanto las internacionales como las japonesas, como Panasonic. Pero hay límites. “Para las cosas que forman parte del sistema nacional, como las pensiones, no hay nada que puedan hacer”, dijo Masa Yanagisawa, jefe de Servicios Primarios de Goldman Sachs Japón y miembro de la junta directiva de Matrimonio para Todos Japón. “Todos los demás países avanzados lo tienen, por lo que Japón saldrá perdiendo competitivamente. Además, está el hecho de que la gente no puede ser quien es. Se convierte en algo bastante crítico para el negocio”.

Aunque Japón carece de matrimonio igualitario, varias ciudades han aprobado la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de uniones de hecho. La primera administración japonesa lo hizo fue el distrito tokiota de Shibuya, seguido del de Setagaya. Posteriormente se les unieron las ciudades de Iga, en la prefectura de Mie, y Takarazuka, en Hyogo. En febrero de 2017 y en abril de 2018, respectivamente, Sapporo y Fukuoka se convertían en las primeras grandes ciudades en aprobar las uniones de hecho para las parejas del mismo sexo.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el ministerio de Trabajo incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual. Estaremos pendientes sobre cualquier movimiento que suponga un avance hacia la igualdad en el acceso al matrimonio.

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de uniones de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba el pasado mes de junio la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el Ministerio de Trabajo de Japón incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual.

A principios de este año, la ciudad japonesa de Chiba otorgó reconocimiento oficial a las parejas del mismo sexo. La ciudad emitió certificados a cuatro parejas del mismo sexo en enero, según el periódico japonés The Mainichi. Los documentos permitirán a las parejas acceder a muchos de los derechos de que disfrutan las personas casadas, como poder solicitar una vivienda pública como pareja y visitar a sus seres queridos en el hospital. La ceremonia en Chiba fue organizada por el alcalde Toshihito Kumagai, quien les dijo a las parejas: “Les deseo la felicidad de convertirse en mejores socios.” Chiba es la última gran ciudad del país en reconocer a los parejas queer, después de que Fukuoka instituyera el reconocimiento legal el año pasado.

Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. Japón y Taiwán furon pioneros en experimentar avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo (aunque Taiwán está tomando la delantera, a pesar del escoyo de los grupos religiosos). Sin embargo, en algunos como MalasiaBrunéi o la India, , entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, además de Taiwán y Japón, otros países como Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

Fuente Reuters/BBC/Cristianos Gays

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Las personas LGBT + en Japón temen ser expulsadas contra su voluntad si contraen coronavirus

Viernes, 24 de abril de 2020

GettyImages-1209023167-1024x683Carl Court / Getty

 

Con las autoridades de salud en Japón investigando las rutas de infección por coronavirus, muchas personas LGBT + temen que puedan ser expulsadas contra su voluntad si se enferman con el virus.

Al igual que Corea del Sur, las autoridades de salud en Japón han comenzado a buscar pacientes con coronavirus para averiguar cómo se infectaron y detener la propagación del virus.

La política actual permite a los gobernadores organizar el interrogatorio de los pacientes y autorizar una investigación de sus contactos y los lugares que han visitado. Esto significa que las personas LGBT + que aún no están fuera podrían identificarse a través de las personas con las que se han reunido o de los bares y clubes que han estado visitando.

Las preocupaciones fueron reveladas en una encuesta de 180 personas LGBT + realizada por Marriage for All Japan, un grupo de defensa que lucha por la igualdad en el matrimonio.

Se enteraron de un hombre de 34 años que vive con su pareja del mismo sexo en Fukuoka, suroeste de Japón, y ha optado por no ser abierto sobre su orientación sexual en su oficina. Le preocupa que pueda verse obligado a salir del armario si contrae el coronavirus, ya que tendría que contarle a un centro de salud pública sobre su pareja cuando se le preguntara sobre las personas con las que ha tenido contacto cercano.

Las familias LGBT + temen no ser reconocidas. La encuesta también encontró que las personas LGBT + están preocupadas acerca de si ellos o su pareja podrán recibir información médica si son hospitalizados con coronavirus, o si su pareja será consultada en decisiones médicas importantes.

Entre los interesados está Kohei Inagaki, de 28 años, cuya unión es reconocida por la ciudad de Saitama como equivalente a un matrimonio legal, pero aún no es suficiente estar con su pareja si está gravemente herido o enfermo. “Es posible que no se me notifique el estado de salud de mi pareja y que no pueda participar en la toma de decisiones sobre el tratamiento”, dijo.

Quizás debido a esta inconsistencia, la encuesta también reveló un malentendido entre algunas parejas LGBT + de que no son elegibles para la compensación del gobierno por el cuidado de niños, ya que las escuelas están cerradas. Haru Ono, quien está criando a tres niños junto con su pareja, dijo que el gobierno no ha aclarado que el programa está dirigido a todas las personas con niños. “Hay muchas personas [LGBT +] que han renunciado a solicitarlo sin saber [que también se aplica a ellos]”, dijo. “Quiero que digan que las parejas del mismo sexo también están cubiertas”.

Gon Matsunaka, quien encabeza una organización LGBT + sin fines de lucro, advirtió a Kyodo News que las minorías podrían soportar la peor parte de la crisis e instó al gobierno a brindar un mayor apoyo. “Entendemos que la principal prioridad del gobierno es proteger las vidas de las personas, pero queremos que eche un vistazo a las personas LGBT + y otras personas que tienen problemas graves con respecto a la privacidad y tome medidas para que no caigan en la red de seguridad,” afirmó Matsunaka.

Fuente Pink News

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , ,

Tokio inaugura el primer refugio para personas LGTB de Japón

Miércoles, 20 de febrero de 2019

BCBF2437-3941-46E0-B809-4BEE699957B0Tokio, Japón, acaba de inaugurar la primera casa dirigida a brindar asilo a las personas LGTB que, por asuntos de discriminación y homofobia, hayan sido expulsadas de sus hogares.

El recinto fue abierto gracias a una recaudación económica colectiva de 14.000 dólares bajo el nombre de Nijiro House. Además, cuenta con inversión privada que le permite pagar servicios y poder contratar a los 12 trabajadores que hacen que el centro funcione.

La homosexualidad en Japón no está penalizada; sin embargo, en el país se vive un ambiente de homofobia generalizado debido a las tradiciones conservadoras.

Según afirmó Yuta Onaga, activista y una de las personas fundadoras del espacio: “Estas personas se enfrentan al desempleo, problemas financieros graves, problemas de salud mental, violencia física o verbal por parte de la pareja y la familia, y problemas relacionados con el VIH.”

El primer residente del refugio es un hombre que perdió su empleo después de que en su trabajo se enterasen de que era homosexual. Al quedarse sin empleo, no pudo pagar el alquiler de su casa y se quedó en la calle.

“Tengo una brecha en mi carrera y me siento muy desesperado”, dijo el hombre al incorporarse en la casa.

El gobierno en Japón no cuenta con leyes que reconozcan el matrimonio entre personas del mismo sexo, lo cual ha llevado a las administraciones locales a implementar estrategias para reconocer las uniones civiles de este tipo y garantizar el acceso a beneficios que solo tienen las parejas heterosexuales.

En enero de este año, diez parejas del mismo sexo presentaron una demanda en contra del gobierno japonés por no reconocer el matrimonio igualitario, señalando que dicha prohibición contraviene a la constitución del país.

Fuente Oveja Rosa

General, Hinduísmo , , , ,

Trece parejas del mismo sexo demandan al Estado japonés por impedirles contraer matrimonio

Martes, 19 de febrero de 2019

la-ciudad-japonesa-de-un-millon-de-personas-reconoce-legalmente-a-las-parejas-del-mismo-sexo-0Trece parejas del mismo sexo de diferentes ciudades de Japón presentaron el pasado jueves sendas demandas al Estado por la imposibilidad de contraer matrimonio legalmente. Cada una reclama un millón de yenes (unos 8.000 euros) como reparación del daño psicológico que les supone la situación de discriminación en la que se encuentran. El objetivo final de esta acción conjunta, sin embargo, es conseguir la apertura del matrimonio para todas las parejas al amparo de la Constitución japonesa, que consagra la igualdad de todas las personas ante la ley y prohíbe la discriminación.

El proceso comenzó a gestarse en noviembre del año pasado, cuando varias parejas se pusieron de acuerdo para demandar al Estado por impedirles el derecho a casarse legalmente. Argumentan que el artículo 24 de la Constitución japonesa, por el que se regula el matrimonio, no excluye a las parejas del mismo sexo cuando hace referencia al «consentimiento mutuo entre los dos sexos». El primer ministro Shinzō Abe se había escudado en esta redacción para rechazar la constitucionalidad del matrimonio entre personas del mismo sexo.

Los demandantes, sin embargo, aluden a un fallo del Tribunal Supremo del año 2015, que interpretó el artículo en el sentido de que el matrimonio se debe basar en una decisión libre entre iguales, sin aludir al sexo de los contrayentes. Defienden, por tanto, que la Constitución no prohíbe casarse a las parejas del mismo sexo, sino que consagra la libertad en el acceso al matrimonio. De hecho, opinan que la propia Carta Magna los ampara al consagrar la igualdad de todas las personas ante la ley en su artículo 14. La apertura del matrimonio a las parejas del mismo sexo en la mayoría de los países desarrollados es otro de los argumentos del que pretenden hacer uso.

Las trece parejas, ocho de hombres y cinco de mujeres, aprovecharon el pasado 14 de febrero, día de San Valentín, para presentar sus demandas ante sendos juzgados de Tokio, Osaka, Sapporo y Nagoya. Se trata de la primera acción conjunta sobre el asunto en Japón. Reclaman una compensación por el sufrimiento psicológico que les produce la situación de inseguridad legal que supone carecer del acceso a herencias, decisiones médicas, visitas hospitalarias o visados de matrimonio. Este último derecho es especialmente relevante para la pareja formada por una ciudadana japonesa y una alemana legalmente casadas en Alemania y cuyo matrimonio no reconoce la Administración nipona.

Cada uno de los demandantes reclama al Estado japonés la suma de un millón de yenes (unos 8.000 euros) en concepto de daños y perjuicios. Pero la reparación económica no es la última meta de las demandas. Como explica uno de los abogados que asesora a las parejas, el objetivo final es una sentencia judicial que reconozca la inconstitucionalidad de la situación actual.

Pequeños avances a nivel local

Aunque Japón carece de matrimonio igualitario, varias ciudades han aprobado la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de uniones de hecho. La primera administración japonesa lo hizo fue el distrito tokiota de Shibuya, seguido del de Setagaya. Posteriormente se les unieron las ciudades de Iga, en la prefectura de Mie, y Takarazuka, en Hyogo. En febrero de 2017 y en abril de 2018, respectivamente, Sapporo y Fukuoka se convertían en las primeras grandes ciudades en aprobar las uniones de hecho para las parejas del mismo sexo.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el ministerio de Trabajo incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual. Estaremos pendientes sobre cualquier movimiento que suponga un avance hacia la igualdad en el acceso al matrimonio.

Fuente Dosmanzanas

General , , , , , , , , , , , , , , ,

Una diputada del partido en el Gobierno de Japón considera que las personas LGTBI no merecen ninguna protección porque «no tienen hijos y son improductivas»

Sábado, 4 de agosto de 2018

n-sugita-a-20180725La diputada japonesa Mio Sugita, perteneciente al gubernamental Partido Liberal Democrático, ha realizado unas declaraciones de contenido fuertemente LGTBfobo que han causado gran indignación. Según la representante política, las parejas del mismo sexo son «improductivas»al no tener la capacidad de procrear, por lo que cualquier gasto público en programas contra la discriminación es un dispendio. Asimismo, afirma que la aceptación social de las relaciones entre personas del mismo sexo «incrementará el número de personas infelices» en el conjunto de la población. Miles de manifestantes se han congregado en Osaka y Tokio para reclamar la dimisión de la diputada, mientras que la directiva de su partido elude cualquier crítica y defiende su derecho a expresar sus propias opiniones.

Mio Sugita, de 51 años, es una diputada de la cámara baja del Parlamento japonés, en representación del conservador Partido Liberal Democrático, actualmente en el Gobierno. El pasado 18 de julio se publicó un artículo firmado por ella en la revista Shincho 45en el que criticaba la reciente actitud de la prensa japonesa de apoyo a los derechos de los ciudadanos LGBTI.

Según Sugita, este respaldo de los medios al respeto a la diversidad «podría hacer que personas capaces de disfrutar de un enamoramiento normal y casarse se crean que tienen la opción de volverse homosexuales, y como resultado, aumentará el riesgo de que haya más personas infelices». También criticaba cualquier gasto público en programas contra la discriminación de las personas LGTBI, porque «estos hombres y mujeres no tienen hijos, es decir, son improductivos».

La diputada concluía su artículo afirmando que «una sociedad privada de ‘sentido común’ y ‘normalidad’ está destinada a perder ‘orden’ y finalmente a colapsar. No quiero que Japón sea una sociedad así». Las críticas arreciaron en las redes sociales nada más publicarse la revista, pero Sugita se defendió de las críticas, asegurando que incluso un alto cargo de su partido le había enviado un mensaje en el que le indicaba que «debía mantener la cabeza muy alta porque no había dicho nada que estuviera mal».

La persistencia de Sugita en sus declaraciones provocó que se convocaran manifestaciones en Osaka y Tokio, en las que miles de ciudadanos japoneses exigieron la dimisión de la diputada. También hubo reacciones entre el resto de las formaciones políticas, e incluso dentro de su mismo partido.

Taiga Ishikawa, uno de los primeros políticos japoneses abiertamente gay, replicaba a la diputada sosteniendo que «la homosexualidad no es sinónimo de infelicidad. Son los comentarios discriminatorios como los de Sugita los que nos hacen infelices». Ishikawa también consideraba que, dado que la diputada es miembro del partido gobernante, sus declaraciones «dañan significativamente la reputación de Japón de cara a la celebración de los Juegos Olímpicos de Tokio de 2020».

El diputado Shunsuke Takei, antiguo miembro del Ministerio de Exteriores, afirmaba en las redes sociales que el artículo de Sugita «no es política, sino que se trata simplemente de un discurso de odio». Por su parte, la activista lesbiana Hiroko Masuhara ligaba las palabras de la representante con la idea de eugenesia, comparándolas con las proposiciones que condujeron al asesinato de homosexuales en la Alemania nazi.

Desde su propio partido, el diputado Gaku Hashimoto, que encabeza la comisión de Salud, Trabajo y Bienestar, opinaba que las ideas de Sagita «se puede decir que contravienen toda la política gubernamental sobre bienestar social». Sin embargo, el secretario general de Partido Liberal Democrático, Toshihiro Nikai, prefería mantenerse al margen y eludía cualquier crítica, declarando al respecto que «diferentes personas tienen diferentes puntos de vista, y, por supuesto sus propias posiciones políticas».

Fuente Dosmanzanas

Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , ,

Universidad femenina de Tokio aceptará estudiantes transexuales desde 2020

Martes, 10 de julio de 2018

image_l-1La medida significa un ligero avance, en un país que registra un lento proceso en el reconocimiento de los derechos de las personas de sexo-género diversas.

Es una decisión sin precedentes en un país que no reconoce legalmente ningún derecho a la comunidad LGTBI.

El 53,2 % de los nipones no apoyaría a un amigo si descubrieran que es gay.

Una universidad tokiota aceptará por primera vez en Japón a estudiantes transexuales a partir del curso 2020-2021, ha confirmado hoy una portavoz del centro, una decisión pionera en un país que no reconoce legalmente ningún derecho a la comunidad LGBT.

La Universidad de Ochanomizu es la primera institución educativa japonesa que va a permitir la inscripción a personas con identidad sexual distinta a la de su nacimiento, según corroboró una portavoz del Ministerio de Educación del país. “Es conveniente que varias universidades tomen disposiciones hacia una mejor comprensión de las necesidades de las minorías sexuales, aunque una decisión así depende de cada universidad”, explicó un representante del Ministerio a la AFP. En este sentido el Ministerio de Educación de Japón ha indicado que esta decisión “no tiene probablemente precedentes”. Por su parte, el ministro de Educación Yoshimasa Hayashi, afirmó en una conferencia de prensa que este tipo de acciones contribuyen a que exista una sociedad más tolerante e inclusiva. “Es importante crear un entorno donde el conjunto de la sociedad acepte la diversidad y se muestre comprensiva hacia las personas transgénero”, recalcó el funcionario.

Fundada en 1875, la de Ochanomizu fue también la primera institución educativa de educación superior para mujeres de Japón.

Los centros educativos femeninos del país asiático sólo permiten actualmente solicitar plaza a aquellas personas inscritas como mujeres en el sistema de registro familiar, aunque algunos, como la Universidad de Tsuda y la Universidad para Mujeres de Japón, ambas en Tokio, están considerando modificar sus reglas, según medios locales.

Las universidades japonesas querrían así seguir los pasos de centros estadounidenses femeninos como el Mills College en Oakland (California), que en 2014 se convirtió en el primero en aceptar estudiantes transexuales en el país norteamericano.

Aunque la legislación nipona no concede ningún reconocimiento a la comunidad LGBTI (lesbianas, gais, bisexuales, transexual e intersexuales), iniciativas de instituciones educativas, otras instituciones o administraciones locales han empezado a cambiar esta tendencia. Varios colegios de secundaria han introducido uniformes unisex o códigos de vestimenta más flexibles para apoyar a estos estudiantes.

Una encuesta nacional realizada para medir por primera vez el grado de aceptación de estas relaciones reveló que el 53,2 % de los nipones no apoyarían a un amigo si descubrieran que es gay (un 50,4 % si fuese una mujer lesbiana), y que más del 70 % de los varones de 40 años no aprobaría que un compañero de trabajo fuera homosexual.

Según varios sondeos, se estima que la comunidad LGBTI de Japón supone entre el 5 % y el 8 % de la población.

Avances en Japón

El Gobierno japonés anunció recientemente que otorgará apoyo económico para que las personas trans y no binarias puedan realizarse la operación de reasignación sexual. Sin embargo, las personas solicitantes deben ser soltera y sin hijos menores de 20 años, someterse a una evaluación psiquiátrica para recibir un diagnóstico de “Desorden de identidad de género” (GID), de al menos, dos médicos. A esto hay que sumarle que la persona trans debe someterse a un proceso de esterilización obligatorio si aspira a su reconocimiento de género. Hecho que ha sido fuertemente criticado por las organizaciones pro derechos humanos.

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de uniones de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba el pasado mes de junio la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales.

Las parejas del mismo sexo de Fukuoka (una ciudad de un millón y medio de habitantes al norte de la isla japonesa de Kyushu) ya pueden registrar sus uniones de hecho ante la administración. Fue el pasado mes de febrero cuando se aprobó la nueva legislación local, pero el inició de su aplicación se estableció para el presente mes de abril. En septiembre de 2017 el alcalde de Fukuaka, Soichiro Takashima, se mostraba partidario de seguir los pasos Sapporo (la primera gran ciudad de Japón en aprobar una ley de uniones de hecho). “Consideraré la introducción de un marco de apoyo para las minorías sexuales que incluya las uniones de hecho, con la intención de crear una sociedad más inclusiva que reconozca la diversidad”, declaraba Takashima.

En septiembre de 2017 el alcalde de Fukuaka, Soichiro Takashima, se mostraba partidario de seguir los pasos de Sapporo (la primera gran ciudad de Japón en aprobar una ley de uniones de hecho). “Consideraré la introducción de un marco de apoyo para las minorías sexuales que incluya las uniones de hecho, con la intención de crear una sociedad más inclusiva que reconozca la diversidad”, declaraba Takashima.

La última noticia que publicamos el pasado mes de abril informaba de que la ciudad de Fukuoka (una ciudad de un millón y medio de habitantes al norte de la isla japonesa de Kyushu) se convertía en la segunda gran ciudad de Japón con una ley de uniones de hecho para parejas del mismo sexo. , con lo que las parejas del mismo sexo ya pueden registrar sus uniones de hecho ante la administración. Fue el pasado mes de febrero cuando se aprobó la nueva legislación local, pero el inició de su aplicación se estableció para el pasado mes de abril.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el Ministerio de Trabajo de Japón incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual.

Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. Japón y Taiwán furon pioneros en experimentar avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo (aunque Taiwán está tomando la delantera, a pesar del escoyo de los grupos religiosos). Sin embargo, en algunos como MalasiaBrunéi o la India, , entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, además de Taiwán y Japón, otros países como Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

Fuente Universogay/Cáscara Amarga/Cristianos Gays

General, Historia LGTBI , , , ,

«Quiero quitarme este peso de encima»: el nadador olímpico Carlos Peralta, récord de España en 200 metros mariposa, sale públicamente del armario

Martes, 26 de junio de 2018

peralta_xoptimizadax-490x578El nadador Carlos Peralta, plusmarquista nacional de los 200 metros mariposa, ha decidido visibilizarse públicamente como gay en una entrevista concedida al diario El Mundo. Peralta quiere contribuir con su gesto a mejorar la situación de los deportistas LGTB en el que es uno de los entornos más hostiles a la visibilidad. «Hay mucho armario y la gente tiene miedo a insinuarlo», explica.

Además de estudiante de Medicina, el malagueño Carlos Peralta es uno de los mejores nadadores españoles. Ha sido 21 veces campeón de España en la modalidad de 200 metros mariposa, de la que posee la plusmarca nacional. Participó en los Juegos de Río, aunque no consiguió clasificarse para disputar la opción a medalla. Y su nombre tampoco formó parte de la lista de 44 deportistas abiertamente LGTB que compitieron en Brasil. Ojalá sí que esté en la lista de los que competirán en 2020 en los Juegos de Tokio, para los que ya se prepara y en los que espera hacer un mejor papel.

«La gente no entiende lo que puede sufrir uno cuando empieza a autoaceptarse. Yo no me he sentido muy comprendido por entrenadores o compañeros. En mi caso, que tengo buena posición deportiva, encontrarme fue muy difícil», cuenta Peralta a Antonio Diéguez, el periodista que le entrevista para El Mundo«Tras los Juegos de Río empecé a pensar en mí como persona. Pero tuve una desmotivación deportiva, una especie de depresión postolímpica, y se me atacó con eso, que me parece bastante ruin», añade.

Peralta, de hecho, solo había mantenido relaciones con un hombre antes de participar en los Juegos. «Pero no me aceptaba entonces y no fue una experiencia agradable», relata. Las primeras personas de su entorno a las que reveló su condición de gay fueron su hermano y una amiga, y su reacción fue muy positiva. A partir de ahí comenzó a visibilizarse en su círculo cercano de familia y amigos, pero en su entorno profesional prefería no comentar el tema. «No es miedo, porque tengo una buena posición en la piscina, pero sigue habiendo tabú. También he escuchado cómo se me llamaba ‘maricón’ estando yo tres duchas más para allá. Como en el pasado tuve novia, me han llegado comentarios tipo ‘maricón de mierda en el armario’… He escuchado muchos comentarios a mis espaldas». 

Peralta, de hecho, ha atravesado momentos difíciles. Una bajada de nivel relativa (a pesar de quedar de nuevo campeón de España y haberse mantenido como plusmarquista nacional) desató las críticas. «Cuando he pasado un mal momento, nadie se ha preocupado y lo han achacado a que yo solo quería fiesta, desparrame… Los típicos mitos del colectivo. El año pasado, quedando campeón de España y haciendo la carrera de Medicina, se me dijo que me había pasado el año de fiesta», se lamenta. Le redujeron incluso el 45% del sueldo y quedó fuera del Campeonato Mundial por decisión de la Federación Española de Natación, una decisión que sigue considerando injusta.

El nadador, sin embargo, ha decidido pasar página y abrir un nuevo periodo en el que visibilizarse públicamente es uno de los elementos del cambio, algo que para él no es fácil. «Me da miedo. Para mí esto no es guay, pero quiero quitarme este peso de encima. Hay gente que va a achacar que lo estoy contando porque no estoy en mi mejor momento. Pero acabo de terminar mis exámenes de Medicina y ahora me voy a preparar a fondo para los Juegos de 2020», explica.

Uno de los ejemplos inspiradores para Peralta ha sido el del waterpolista Víctor Gutiérrez, que salió del armario en mayo de 2016 y con el que ha compartido club (el madrileño Canoe). «Ver a gente como Víctor que se atreve a decirlo, te quita dudas», confiesa. Pero Peralta cree que hay muchos más nadadores gais: «A patadas. Estoy convencido. Hay mucho, mucho armario. Dentro del deporte de competición, la gente tiene miedo a insinuarlo por el rechazo». También a nivel internacional: «Me han contado que hay un francés y un italiano, pero públicamente no lo han dicho. Pero sí he escuchado comentarios homófobos de entrenadores de la selección: ‘Mira, éste es el francés maricón’. Otro entrenador, que no sabía que yo lo era, me ha llegado a decir que lo peor que le podía pasar en la vida es que su hijo fuese gay».

Ahora que ha dado el paso Peralta anima a otras personas a hacer lo mismo: «Yo animo a que la gente no tenga miedo, que luche y nadie la menosprecie. En las redes recibo muchos mensajes de niños de pueblos o ciudades pequeñas que sí sufren bullying. Por eso, salir del armario públicamente es una forma de ayudarles».

Tras dedicar unos meses a finalizar sus estudios de Medicina (la preparación del MIR la deja para más adelante) Carlos Peralta quiere ahora concentrarse en la preparación de los Juegos. «Me va a costar recuperar mi nivel, pero por primera vez voy a dedicarme ciento por ciento a la natación»ha asegurado al diario Marca, que también ha entrevistado al nadador. Y el hecho de estar por fin fuera del armario contribuirá sin duda a ello: «Yo ahora tengo una posición en la que ya no se atreverán a decir nada de mí por la espalda, pero sigue habiendo mucho acoso en el deporte (…) Soltarlo es como empezar de cero. No lo estaba buscando, pero ahora estoy sereno», añade.

Desde dosmanzanas trasladamos todo nuestro cariño a Carlos Peralta. Para el colectivo LGTB contar con un referente más en un mundo tan escaso de ellos como es el deporte es una gran noticia. Pero al margen de lo que suponga para los demás, sabemos que a partir de ahora todo le irá mejor, como él mismo reconocía hoy en Instagram: «Feliz por la noticia de ayer, donde hice pública mi condición como deportista olímpico gay. Gracias a todas las personas que me han escrito y apoyado, sin duda ayer fue un día de muchísima emoción y liberación. Muchísimo ánimo a todos aquellos que me escribisteis contando vuestra historia, espero que encontréis esa fuerza y la valentía para poder hacer de este mundo algo mejor»:

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , ,

Fukuoka se convierte en la segunda gran ciudad de Japón con una ley de uniones de hecho para parejas del mismo sexo

Lunes, 9 de abril de 2018

miho-yamashita-anri-ishizakiJapón se encuentra entre los países con mayor índice de desarrollo humano del mundo y, sin embargo, es aquel (entre dicho grupo) que cuenta con menos legislación en materia de protección y reconocimiento de derechos LGTB. De hecho, ante la falta de políticas nacionales japonesas en este sentido, son las administraciones locales las que están dando pequeños pasos. Por ejemplo, con la aprobación de leyes de uniones de hecho para parejas del mismo sexo. Estas uniones no solapan el objetivo del activismo de luchar por el matrimonio igualitario, pero son un primer paso ante la inexistencia de cualquier otro reconocimiento hasta su aprobación. Fukuoka se acaba de convertir en la segunda gran ciudad de Japón en aplicar una ley de uniones de hecho, después de que el año pasado lo hiciera Sapporo.  

Las parejas del mismo sexo de Fukuoka (una ciudad de un millón y medio de habitantes al norte de la isla japonesa de Kyushu) ya pueden registrar sus uniones de hecho ante la administración. Fue el pasado mes de febrero cuando se aprobó la nueva legislación local, pero el inició de su aplicación se estableció para el presente mes de abril. En septiembre de 2017 el alcalde de Fukuaka, Soichiro Takashima, se mostraba partidario de seguir los pasos Sapporo (la primera gran ciudad de Japón en aprobar una ley de uniones de hecho). “Consideraré la introducción de un marco de apoyo para las minorías sexuales que incluya las uniones de hecho, con la intención de crear una sociedad más inclusiva que reconozca la diversidad”, declaraba Takashima.

Aunque estas uniones no son equivalentes a la figura del matrimonio plenamente igualitario (que sigue siendo objeto de reivindicación por parte del activismo LGTB japonés) reconocen derechos relativos a la vivienda, la posibilidad de beneficiarse de los seguros de la pareja o permitir las visitas hospitalarias, entre otras cuestiones.

El alcalde Takashima entregó el primer certificado de uniones de hecho a la pareja de formada por Miho Yamashita, de 27 años, y Anri Ishizaki, de 33. Ishizaki, que es activista trans y LGTB en Fukuoka Rainbow Educational Networks, aseguraba a los medios de comunicación tras el enlace que “ya hemos pasado nuestras vidas juntas como familia, pero estamos contentas porque sentimos que recibimos felicitaciones de la sociedad”.

En el siguiente vídeo se recogen algunos momentos de la unión de hecho entre esta primera pareja LGTB:

Los primeros antecedentes en Japón

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de uniones de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba el pasado mes de junio la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el Ministerio de Trabajo de Japón incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual.

Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. Japón y Taiwán furon pioneros en experimentar avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo (aunque Taiwán está tomando la delantera, a pesar del escoyo de los grupos religiosos). Sin embargo, en algunos como MalasiaBrunéi o la India, , entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, además de Taiwán y Japón, otros países como Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Las autoridades japonesas recuerdan a los establecimientos hoteleros la prohibición de discriminar a las parejas del mismo sexo

Jueves, 15 de febrero de 2018

585-love-hotelEl ministerio de Sanidad de Japón emitió a finales de enero un decreto dirigido a los responsables de las empresas hoteleras, donde se especifica que denegarles la entrada a las parejas del mismo sexo constituye una discriminación prohibida por la ley. La medida es el resultado de las denuncias presentadas por dos parejas de hombres a las que impidieron la estancia en sendos love hotels (establecimientos de habitaciones por horas), y entrará en vigor en junio.

Los love hotels son un tipo de establecimiento hotelero popular en Japón pensado para encuentros sexuales, en el que se puede hacer uso de una habitación por un periodo de tiempo a partir de una hora. Las demandas presentadas por dos parejas de hombres, que fueron conminadas a abandonar las instalaciones de sendos love hotels en Tokio y Osaka, han sacado a la luz la discriminación a la que se enfrentan las personas LGTB en los establecimientos hoteleros en general. El Gobierno de Japón pretende poner fin a esta situación.

En octubre de 2016, un empleado de un love hotel de Osaka informó a hombre de 31 años y a su compañero, que pretendían hacer uso de sus instalaciones, de que el establecimiento no admitía a parejas gais. El afectado relató esa misma noche en su blog que tardó unas horas en ser consciente de la discriminación que había sufrido, y que se sentía “como si todo mi cuerpo estuviera pintado con tinta negra”.

Los comentarios que despertó su publicación lo animaron a denunciar el episodio ante las autoridades locales de Osaka, que llevaron a cabo una inspección del establecimiento. Los encargados sostuvieron que no habían prohibido el acceso a la pareja, sino que “simplemente” les habían pedido que utilizaran habitaciones separadas. Un caso similar ocurrió posteriormente en Tokio.

Expertos en la materia y responsables de cadenas hoteleras creen que las propias empresas que rechazan sistemáticamente a las parejas del mismo sexo no son conscientes de estar discriminando por orientación sexual, sino que se trata de un uso habitual con el que creen que se evitan problemas. La ley, sin embargo, ya es clara: solo se puede negar la entrada a personas con enfermedades infecciosas o que lleven a cabo actividades ilegales como apuestas de juego.

El asunto ha llegado al ministerio de Sanidad, Trabajo y Bienestar, que emitió un decreto el pasado 31 de enero para clarificar la situación. Ningún establecimiento puede “rechazar a clientes a causa de su orientación sexual o identidad de género” y además deben darle un servicio adecuado. Por ejemplo, facilitándoles una habitación con una cama de matrimonio a dos personas del mismo sexo si así lo solicitan. Las nuevas directrices, que ya han sido transmitidas a las autoridades locales, entrarán en vigor el próximo 15 de junio.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI, Homofobia/ Transfobia. , , , , ,

Tokio tratará de romper el tabú ‘gay’ en los Juegos Olímpicos

Sábado, 19 de agosto de 2017

tokyo_2020Una organización japonesa prevee instalar un pabellón ‘Pride House’ para la comunidad LGTB.

La cita olímpica de 2020 quiere ser el motor de cambio en un país que no reconoce el matrimonio igualitario.

Se cree que en Japón una de cada 13 personas es LGBT 

La iniciativa parte del grupo sin ánimo de lucro ‘Good aging yells‘,  que tiene como objetivo es la diversidad en los JJ.OO. y Paralímpicos de la capital nipona y “aumentar la conciencia de unidad en la diversidad entre los ciudadanos del mundo”, explicó el fundador de la agrupación, Gon Matsunaka. “Queremos dejar un legado abriendo el mundo de los deportes (a la diversidad) en las Olimpiadas de Tokio“, dijo el nipón, de 41 años.

Además de instalar el espacio, el grupo tokiota está considerando organizar charlas educativas y eventos deportivos para promover un mejor conocimiento del colectivo LGTB (lesbianas, gais, transexuales y bisexuales), y colaborar con la organización de Tokio 2020.

 Espacios similares han sido instalados en ciudades deportivas que albergan grandes eventos deportivos desde los Juegos Olímpicos de Invierno de Vancouver (Canadá) en 2010, pero sería la primera vez en Japón, un país que no reconoce el matrimonio entre personas del mismo sexo.

La discriminación por orientación sexual está prohibida por la Carta Olímpica del Comité Olímpico Internacional (CIO), que también ha estado promocionando los derechos de estos atletas.

Se cree que en Japón una de cada 13 personas es LGBT, según una encuesta realizada en 2015 por el gigante de la publicidad Dentsu, pero los atletas homosexuales reconocidos siguen siendo pocos en el país.

La Constitución nipona define el matrimonio como la “unión basada sólo en el consentimiento mutuo de personas de diferente sexo” y la legislación civil nacional no reconoce derecho alguno para las parejas homosexuales.

Algunas ciudades del país asiático, incluidos algunos barrios de Tokio, empezaron en 2015 a expedir certificados que, aunque no son legalmente vinculantes, reconocen la unión civil de parejas del mismo sexo y les otorga un estatus similar al de los matrimonios a la hora de acceder a beneficios fiscales, a servicios sociales o a contratos a título compartido en el municipio.

Varios municipios japoneses ya reconocen las parejas de hecho

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de parejas de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba en junio del año pasado la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales. En febrero de este año, publicábamos que Sapporo será la primera gran ciudad de Japón con una ley de uniones de hecho específica para parejas del mismo sexo

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el Ministerio de Trabajo de Japón incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual.

Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. Como viene recogiendo dosmanzanas, Japón y Taiwán están experimentando avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo. Sin embargo, en algunos como MalasiaBrunéi o la India, , entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, además de Taiwán y Japón, otros países como Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

Fuente Cáscara Amarga/Cristianos Gays

General, Historia LGTBI, Homofobia/ Transfobia. , , , , , ,

Sapporo será la primera gran ciudad de Japón con una ley de uniones de hecho específica para parejas del mismo sexo

Lunes, 6 de febrero de 2017

gay-marriage-is-openly-accepted-in-asian-societies-like-japan-1506831-20140612153652-inter1-2-500x281Ya lo habíamos anunciado en diciembre pasado… Sapporo tiene cerca de dos millones de habitantes y es la quinta ciudad más poblada del país nipón (por detrás de Tokio, Yokohama, Osaka y Nagoya). Sapporo se convierte en la primera gran urbe que reconocerá las uniones de hecho de parejas del mismo sexo en Japón, a partir del nuevo ejercicio fiscal que comienza en abril. Aunque varios distritos y pequeñas ciudades empezaron a reconocer desde 2015 las parejas de hecho, Sapporo es, hasta el momento, la administración territorial japonesa más grande en hacer lo propio. Asimismo, también será pionera en abrir estas uniones a parejas en las que alguno de sus miembros (o ambos) sea una persona trans.

A falta de una ley nacional que permita las uniones de hecho entre parejas del mismo sexo en todo el territorio japonés y, por supuesto, a la espera del matrimonio plenamente igualitario, las administraciones locales son las que están dando pequeños pasos en este sentido. Aunque Sapporo no es la primera ciudad nipona en reconocer a las parejas no exclusivamente heterosexuales, como decíamos, sí es la administración más importante de las que lo ha hecho hasta el momento.

Para poder acogerse a este tipo de enlaces, “uno o ambos miembros de la pareja deben pertenecer a minorías sexuales, reconociéndose como compañeros de vida y prometen cooperar económicamente, físicamente y mentalmente en su vida cotidiana”. Además, ambos tendrán que ser mayores de 20 años y estar empadronados en Sapporo. El consistorio está trabajando para ultimar la normativa municipal para que pueda ser de aplicación a partir del próximo periodo fiscal, que se inicia en abril.

Con estas uniones de hecho, el ayuntamiento expedirá un certificado a las parejas contrayentes y les facilitará una copia de sus “votos de asociación”. Asimismo, si bien la certificación no les proporciona los mismos derechos y obligaciones legales que a las parejas heterosexuales unidas en matrimonio, con esta ley las parejas del mismo sexo, entre otras cosas, podrán convertirse en destinatarios del dinero del seguro de vida o disfrutar de varios descuentos para los miembros de la familia, como los contratos de telefonía móvil.

Por otra parte, Sapporo es el primer territorio japonés que abre la posibilidad de unirse a parejas en la que alguno o ambos de sus miembros sea una persona trans. De entrada es una buena noticia, ya que concede un derecho hasta la fecha desconocido en Japón para la comunidad trans. La mayor pega es que, al menos en lo que ha trascendido a los medios de comunicación, se habla en términos de “trastorno” o “disforia” de género, unos conceptos que chocan con las reivindicaciones actuales de libre autodeterminación de género.

Varios municipios japoneses ya reconocen las parejas de hecho

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de parejas de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba el pasado mes de junio la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51% de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa. Otro importante reconocimiento llegaba en julio de 2016, cuando el Ministerio de Trabajo de Japón incluía la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual.

Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. Como viene recogiendo dosmanzanas, Japón y Taiwán están experimentando avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo. Sin embargo, en algunos como MalasiaBrunéi o la India, , entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, además de Taiwán y Japón, otros países como Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Los jesuitas “bendicen” la película de Scorsese sobre su persecución en Japón

Jueves, 12 de enero de 2017

silence-poster“Silencio” es una excelente película que no deja a nadie indiferente, según la Compañía

Varios religiosos asesoraron el rodaje del filme, que se estrenó este 6 de enero

Novela Silencio de Shūsaku Endō ( PDF)

Un total de 93 jesuitas dieron su vida por la fe; de ellos tres han sido canonizados (Pablo Miki, Juan de Goto y Diego Kisai), 37 beatificados y los demás tienen introducida la causa de beatificación

(Jesuitas).- La película Silencio se estrenó en España el pasado 6 de enero. Basada en la novela histórica del escritor japonés católico Shūsaku Endō, es un proyecto personal de Scorsese que ha tardado veinte años en materializar. Se enmarca en los duros años de persecución del cristianismo que llegó a Japón de la mano de San Francisco Javier y dos compañeros jesuitas en 1549. Considerada por muchos jesuitas y laicos ignacianos que ya la han visto una excelente película, cargada de espiritualidad y profundidad, a pesar de su crudeza, no deja indiferente.

Jay Cocks, guionista que ha colaborado con Scorsese en La edad de la inocencia y Gangs of New York, firma la adaptación de la novela a la gran pantalla, protagonizada por Liam Neeson (La Lista de Schindler), Andrew Garfield (La red social, Hasta el último hombre) y Adam Driver (Star Wars Episodio VII: El despertar de la fuerza, ‘Girls’), Tadanobu Asano (Thor, Ichi the killer) y Ciarán Hinds (Camino a la perdición).

La apasionante historia de sacrificio y fe que narra traslada al espectador a la segunda mitad del siglo XVII. Dos jóvenes jesuitas viajan a Japón en busca de un misionero, su mentor, que tras ser perseguido y torturado, ha renunciado a su fe. Ellos mismos vivirán el suplicio y la violencia que los japoneses ejercen sobre los cristianos. Como telón de fondo planea el silencio de Dios ante el martirio que pesa sobre uno de los protagonistas, silencio al que alude el título de la novela y la película.

Jesuitas en el rodaje

silencio-de-scorsesePara preparar mejor a los actores y hacer creíbles a los personajes, Scorsese pidió ayuda a los jesuitas. El estadounidense James Martin SJ fue asesor del director durante todo el rodaje. El jesuita español Alberto Núñez fue consultor técnico del set y su misión fue preparar a los actores sobre los modos de proceder jesuita y supervisar las escenas de carácter religioso. Por su parte, dos jesuitas de los Estudios Kuancgchi de Taipei, el americano Jerry Martinson y el italiano Emilio Zanetti, también estuvieron en el set, e incluso este último aparece de extra. Asimismo el actor Andrew Garfield hizo Ejercicios Espirituales para interiorizar mejor la espiritualidad ignaciana.

La novela

silencio-endoEl escritor japonés Shūsaku Endō (1923-1996) publicó la novela Silencio en 1966 y fue reconocida ese mismo año con el premio Tanizaki, uno de los más prestigiosos galardones literarios japoneses. Es el trabajo más conocido de su autor y suele citarse como su obra maestra. Shūsaku Endō es uno de los grandes escritores japoneses del siglo XX, con la particularidad de ser cristiano católico, en un país en el que la población cristiana no llega al 1%. La religión es un tema presente en varias de sus obras.

El personaje central de la novela está basado en la figura histórica de Cristóvão Ferreira, un misionero jesuita portugués de principios del siglo XVII que durante la época de las persecuciones contra los cristianos, tras sufrir terribles torturas, se convirtió en un apóstata.

La publicación del libro causó una gran conmoción en Japón, donde nunca hasta entonces se había tratado de modo tan la brutal la persecución sufrida por los cristianos.

La Compañía de Jesús en Japón

El cristianismo llegó a Japón de la mano del jesuita San Francisco Javier en 1549. Las conversiones fueron abundantes en esos primeros dos años que Javier permaneció en Japón, antes de partir hacia su ansiada China, a cuyas puertas moriría. En pocas décadas nació una Iglesia floreciente cuya labor se tornó cuando el 25 de julio de 1587 el gobernador Hideyoshi decretó el exilio de los jesuitas. A partir de 1600 pasó a ser una Iglesia clandestina, perseguida y plagada de mártires pero que logró mantenerse, oculta, durante 250 años.

fotograma-de-silencioEn 1590 la Compañía contaba en Japón con 140 jesuitas entre japoneses y extranjeros, que estaban ilegalmente en suelo japonés. A partir de 1600 y con una situación política crítica se empezaron a ejecutar a varios cristianos de relieve. La situación empeoró con la llegada de la administración Tokugawa en Edo (actualmente Tokio) en 1603, cuando la persecución a los cristianos se hizo mucho más severa. En aquel tiempo los católicos de Japón eran unos 400.000 y en los comienzos del periodo fueron martirizados varias decenas de miles. Un total de 93 jesuitas dieron su vida por la fe; de ellos tres han sido canonizados (Pablo Miki, Juan de Goto y Diego Kisai), 37 beatificados y los demás tienen introducida la causa de beatificación.

Durante 250 años 50.000 “católicos ocultos” de Nagasaki y Goyo en el norte de Kyshu, mantuvieron la fe en la clandestinidad y la sostuvieron de generación a generación. Los padres bautizaban a sus hijos y los educaban en la fe, enseñándoles la doctrina cristiana y las oraciones en latín, sin sacerdotes que les administraran los sacramentos, y con una transmisión oral de la Biblia. La pervivencia de la fe durante estos siglos es un milagro de la fidelidad de la Iglesia japonesa.

fotograma-de-silenceHasta 1908 no regresan los jesuitas a Japón. Lo hicieron tres religiosos procedentes de EE.UU., Alemania y China. La provincia jesuita de Alemania Oriental desde 1933 y la de Toledo (España) desde 1934 comenzaron a colaborar con la misión enviando jesuitas y otras ayudas. Años más tarde se incorporará otra provincia española, la Bética (Andalucía y Canarias).

Dos jesuitas españoles misioneros en Japón han sido Padres Generales de la Compañía de Jesús, el P. Arrupe (1965-1985) y el P. Adolfo Nicolás SJ (2008-2016).

Hoy residen en Japón unos 200 jesuitas, el 30% de ellos nativos. La educación es uno de los pilares de su trabajo. Cuentan con casas de ejercicios, centros de pastoral, parroquias, colegios y la Universidad Sophia. En Nagasaki, la Compañía cuenta con el Museo de los Mártires. Centrado en la historia cristiana de Japón, presenta el testimonio de sus mártires. En la colina en la que se levanta y sus alrededores murieron unos 600 cristianos, de muchas nacionalidades; de ellos, 45 eran jesuitas. Hace unos años fue elevado a santuario diocesano.

***

Fuente Religión Digital

Cine/TV/Videos, Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El Ministerio de Trabajo de Japón incluye la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual

Miércoles, 6 de julio de 2016

gay-marriage-is-openly-accepted-in-asian-societies-like-japan-1506831-20140612153652-inter1-2-500x281Japón sigue dando pequeños pasos a favor de la igualdad de la comunidad LGTB. El último lo ha protagonizado el Ministerio de Trabajo: los autores de actos de discriminación a personas LGTB en el ámbito laboral se enfrentarán a una acusación de “acoso sexual”. Ahora debe desarrollarse una normativa específica, que comenzará a ser de aplicación a principios de 2017. Por otra parte, 30 grandes empresas con sede en el país nipón (como IBM, Sony o Panasonic) trabajan en la elaboración de unas directrices igualitarias para los trabajadores LGTB.

Un comité del Consejo de Política Laboral del Ministerio de Trabajo de Japón ha llegado a un acuerdo para incluir a los empleados LGTB en las directrices contra la discriminación. Las nuevas reglas deberán ponerse en práctica a partir de enero. La regulación vigente, de conformidad con la Ley de Igualdad de Oportunidades, ya estipula que cualquier lenguaje o acciones de naturaleza sexual hacia empleados debe considerarse como “acoso sexual”. La novedad es que ahora se recogerá de forma específica la casuistica de la orientación homosexual y de la identidad de género.

Yasuhisa Shiozaki, ministro de Trabajo de Japón, ha puesto la primera piedra para atajar situaciones discriminatorias hacia los empleados LGTB en el ámbito laboral. Pero al mismo tiempo, 30 grandes corporaciones con sede en el país también trabajan en la elaboración de una guía que permita dotar de una serie de derechos igualitarios a sus trabajadores LGTB. Algunas de esas empresas son Sony, Panasonic o IBM.

Estas directrices de recursos humanos pretenden dotar de un reconocimiento inclusivo a los empleados LGTB, extender los beneficios conyugales a los trabajadores homosexuales y especificar las políticas apropiadas de utilización de los cuartos de baños por parte de los empleados trans.

Varios municipios japoneses reconocen las parejas de hecho

Como recogiendo, Japón y Taiwán están experimentando avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo. Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. En algunos como Malasia, Brunéi o la India, entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, Taiwán, Japón o Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de parejas de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba el pasado mes de junio la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51 % de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , ,

Miles de japoneses llenan las calles de diversidad en el Tokio Rainbow Pride 2016

Jueves, 12 de mayo de 2016

33912_tokio-rainbow-pride-parade-2016Una multitudinaria marcha ha puesto el broche de oro al Tokio Rainbow Pride 2016. Uno de los eventos LGTB más populares de Asia que en esta ocasión ha sacado a más de setenta mil personas a las calles de la capital japonesa para reclamar la legalización del matrimonio igualitario en el País del Sol Naciente.

El colectivo LGTB de Japón ha tenido que superar años muy duros. Las asfixiantes políticas gubernamentales terminaron por derrumbar los intentos de montar un Orgullo que tras años de celebración casi clandestina veía como en el año 2011 se suspendía tal evento.

En el 2012 se refundó el Pride japonés bajo el nombre de ‘Tokyo Rainbow Pride’. La primera edición resultó tan exitosa que supuso un punto de inflexión. Más de 5000 personas -2000 participantes y cerca de 3000 espectadorxs- disfrutaron de una fiesta por las principales calles de Tokio en los que el Manga se puso el traje más inclusivo.

Bajo la efervescencia de la celebración, los organizadores afirmaron que pretendían llegar a los 50.000 participantes, cifra que se ha superado con creces en la cuarta celebración del Tokyo Rainbow Pride.

De este modo, la celebración de la marcha con la que se cerró la edición de este año fue la más multitudinaria de la historia ya que más de 70.000 personas llenaron las principales calles de la ciudad con los colores del arcoíris.

Este año, las demandas del colectivo LGTB se centraron en una cuestión que lleva años debatiéndose en la isla del Pacífico: la aprobación del matrimonio igualitario. Una vez más, la celebración del Orgullo se convierte en el principal motor del cambio en una sociedad conservadora.  ¡Que siga la fiesta!

Vídeo: Tokio Rainbow Pride 2016

Fuente Redacción Chueca

General , ,

Un 51% de los japoneses verían con buenos ojos la aprobación del matrimonio igualitario

Sábado, 5 de diciembre de 2015

gay-marriage-is-openly-accepted-in-asian-societies-like-japan-1506831-20140612153652-inter1-2-500x281El 51,1% de los japoneses verían con buenos ojos la aprobación del matrimonio entre personas del mismo sexo, frente a un 41,3% que se opone. Es lo que arroja una encuesta puerta a puerta realizada en marzo. La encuesta, respondida por 1.259 adultos de entre 20 y 70 años, estaba subvencionada por el Ministerio japonés de Educación y Cultura y dirigida por Kazuya Kawaguchi, profesor de la Universidad de Hiroshima Shudo. Pese al buen dato, la encuesta sigue mostrando que una alta proporción de japoneses siguen mostrándose incómodos con la homosexualidad.

En concreto, el 51,7% de los encuestados reconocen sentirse incómodos con la idea de que dos hombres mantengan una relación amorosa, frente a un 43,8% que aseguran lo contrario. La aceptación es algo mayor (56%) cuando se considera la idea de que sean dos mujeres las protagonistas de la relación. En cualquier caso la aceptación baja, incluso entre los “tolerantes”, cuando en lugar de preguntarse por una relación amorosa se pregunta por la conducta sexual homosexual entre hombres. De hecho, un 30% de los tolerantes reconocen que pese a ello se sentirían incómodos si supiese que uno de sus amigos es gay.

En línea con lo que ya se ha percibido en encuestas similares realizadas en otros lugares, la encuesta muestra que las mujeres aceptan con mayor facilidad las relaciones homosexuales que los hombres (63,2% frente al 41,2%).

La encuesta también pregunta sobre la tolerancia respecto a las personas trans, que parece ser algo mayor. Un 60% de encuestados aseguran que no tendrían ningún problema si se tratase de vecinos o compañeros de trabajo, aunque como en el caso de las relaciones entre personas del mismo sexo el porcentaje baja cuando se pregunta por lo que sentirían si se tratase de una persona próxima, en concreto un familiar. En este caso, las cifras se invierten: hasta un 70% de los encuestados no lo vería con buenos ojos.

Como su director, Kazuya Kawaguchi, ha reconocido, la encuesta supone un punto de partida para abordar futuras discusiones sobre la realidad LGTB en Japón. Y es que hablamos de un país, no lo olvidemos, en el que estas cuestiones han sido consideradas hasta hace bien poco un tema tabú. Por ejemplo, no ha sido hasta este mismo año cuando se ha abierto tímidamente la posibilidad de ver reconocidas las parejas del mismo sexo, gracias a sendas decisiones de los distritos tokiotas de Shibuya y Segataya que les reconocen mínimos derechos a nivel local.  A este respecto, por ejemplo, un dato que nos parece llamativo de la encuesta ahora conocida es la relativa igualdad entre los porcentajes de aceptación de las relaciones homosexuales y de la idea de legalizar el matrimonio igualitario.

Un cambio social que en cualquier caso va en paralelo a una creciente visibilidad LGTB ejemplificada en algunos casos que hemos recogido en esta página, como los del activista y político Taiga Ishikawa, primer político japonés abiertamente gay elegido para un cargo público del que tuvimos conocimiento (fue elegido concejal en Toshima, otro distrito de Tokio, en 2011) o el adolescente que hace año y medio sorprendía al salir del armario con un emotivo discurso pronunciado con motivo de un concurso escolar.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.