Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Madre’

La emocionante carta de una madre árabe arrepentida de rechazar a su hijo gay

Martes, 2 de junio de 2020

carta-de-una-madre-arrepentida-de-rechazar-a-su-hijo-gayNo es fácil aceptar el rechazo de una madre o un padre, el rechazo de un ser querido por algo tan simple como la orientación sexual.

Hay muchos padres que no entienden que sus hijos, cuando salen del armario, siguen siendo los mismos hijos que siempre han amado, que la única diferencia es que se enamoran de alguien de su mismo sexo.

Patrick Abboud es un periodista australiano y le dijo a news.com.au que le costó mucho crecer con una madre libanesa y un padre palestino.

VER: Ser musulmana en una familia árabe. Esta es mi historia

Patrick contó en la entrevista que salir del armario en la cultura árabe fue para él una cosa de vida o muerte. «En mi cultura, la familia lo es todo y sin mi familia me hubiera sentido muerto por dentro».

Cuando sus padres descubrieron que era gay lo pasó muy mal. Ellos comenzaron a hacer como que no existía, lo aislaron e ignoraron. “Si entraba a una habitación, mi papá se levantaba y salía.

Su madre, Marie Abboud, también lo tomó así de mal, llorando durante semanas.

Era tanta la presión familiar que incluso estuvo probando las terapias de conversión durante años.

“Se sentía como si me estuviera muriendo por dentro. Tenía que alejarme por su bien y el mío, así que me fui al extranjero por varios años. Fue un viaje agonizante para todos nosotros ”.

Durante años Patrick estuvo viviendo en Australia, su madre intentaba mantener el contacto, mantener a la familia unida a pesar de todo.

Para Patrick su madre es su heroína, porque a pesar del rechazo y el dolor, su amor de madre fue trascendiendo su propia homofobia, llegando a vencerla y ayudando al resto de la familia a dejarla de lado.

Esta fue la preciosa y emotiva carta que Patrick recibió de su madre:

«Mi querido bebé Pat,

Bueno, ya no eres un bebé, eres un hombre adulto hermoso (pero como el más joven de nuestra familia siempre serás mi bebé).

Cuando saliste del armario y me dijiste que eras gay, me puse histérica porque en ese momento no lo entendía, y pensé que era tu elección ser así, no me educaron, la gente dijo que era una pena en nuestra comunidad árabe y la sociedad no lo aceptó.

Luché por mucho tiempo adentro, pero comencé a buscar, aprender y hablar con gente profesional sobre eso hasta que entendí lo que necesitaba, que las personas homosexuales no tienen la opción de ser como son, son hermosas creaciones de Dios. y no debería haber ninguna discriminación contra ellos.

De hecho, después de conocer a tu hermosa pareja y algunos de tus amigos gays y lesbianas, descubrí que son más amorosos y se preocupan por los demás que la mayoría. Te amo a ti, a tu pareja, a tus amigos y a la forma en que siempre te cuidas. Eres como una familia y eso es todo para nosotros en nuestra cultura.

El Gobierno debe parar con su discriminación. Todos somos iguales y todos merecemos ser tratados por igual, pase lo que pase. Continuaré luchando por esto, para que tú  y tu encantadora pareja y vuestros maravillosos amigos sean tratados con el respeto y la dignidad que todos merecen.

Estoy muy orgullosa de ti. Estoy muy orgullosa de ver cómo has creado tu camino, tu autoestima y tu compasión por los demás. Cuidas a tantos otros y eres tan generoso. Todo lo que haces es con tanta compasión por los demás y realmente haces todo lo posible para que los demás vivan mejor. Eso me enorgullece. También estoy muy orgulloso de todo lo que continúas logrando. ¡Brillas con éxito en todo lo que haces y te ves muy guapo en la televisión!

Hijo, siempre tendré mi mente y mi corazón abiertos a todos los derechos que mereces como ser humano. Espero que sigamos trabajando juntos para mantener la paz y la justicia en el mundo.

Siempre te apoyaré en cualquier momento que necesites mi apoyo y siempre apoyaré a la comunidad LGBT.

El amor es el mayor poder de todos y, pase lo que pase, lo que digan, los quiero mucho. El amor es nuestro líder.

Mantente fuerte, sigue sonriendo y mantén la cabeza en alto.

Amor mamá»

Fuente Oveja Rosa

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , ,

Joy (de Jesse & Joy) se defiende de los trolls que critican que sea madre lesbiana

Lunes, 15 de julio de 2019

joy-madre-lesbiana-768x441Joy Huerta y su esposa han sido mamás. La cantante es inmensamente conocida en su país, México, por la banda que conforma con su hermano Jesse, y fue todo un hito su salida del armario meses atrás. Su grupo de música pop latino, pop rock y folk triunfa en todo el mercado de habla hispana, un terreno donde todavía falta mucha visibilidad LGTB y donde que no solo haya salido del armario, sino que afirme que va a ser mamá junto a su mujer, le ha traído crueles críticas por parte de esa comunidad de haters sin vida propia que ya todos conocemos.

Así es como visibilizó su amor, contando en sus redes que espera un precioso hijo mostrando una imagen de la ecografía del bebé.  Joy es uno de los primeros referentes en México de madre lesbiana. Admirable.

joy-huerta-responde-a-criticas-por-ser-lesbiana-y-mama-768x403“Quería compartirles esta noticia tan hermosa e importante en mi vida hasta el día que ese día llegara, pero hay quienes, por morbo, están desvirtuando la información. Desde pequeña he visto las preferencias sexuales más allá de blanco y negro: dos personas amándose con consentimiento para mí es amor sin importar el género. Y a pesar de que nunca pensé que el amor de mi vida sería una mujer, hace 7 años nos conocimos y el amor nos tomó a ambas por sorpresa. Al principio fue difícil para las dos aceptar que habíamos llegado a nuestro destino. Pero dejando a un lado el miedo y el qué dirán, abrí los brazos por completo a mi felicidad. Hoy mi esposa y yo estamos esperando a nuestro primer bebé, una nena hermosa que gracias a Dios viene llena de salud y vida”

Desde que Noah nació, la modelo y cantante no ha dudado en compartir instantáneas de su felicidad en su Instagram.

captura-joy-responde-a-criticas«No es tu hija, naturalmente eso no es posible», «Dios creó una sola pareja: hombre y mujer», «Qué desperdicio»…

En fin, no hace falta que os compartamos más frases torelantes, os las podéis imaginar.

Esta ha sido la respuesta de Joy, que desborda tanta felicidad que no tiene siquiera la necesidad de bajarse al tono despectivo de sus atacantes.

Un ejemplo de amor, tolerancia y libertad.

Una respuesta muy aplaudida por sus fans.

Fuente Oveja Rosa

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , ,

Colegios de Francia reemplazan los términos “madre” y “padre” por otros neutrales

Viernes, 22 de febrero de 2019

familia-homoparentalLas escuelas en Francia están dispuestas a reemplazar las palabras “madre” y “padre” por otros términos más neutros en cuanto al género. En español es complicado porque el término “parent”, que es el que se propone (‘parent1’ y ‘parent2’, en francés) viene a traducirse por padres.  Esta propuesta se llevará a cabo en los documentos oficiales en un intento de frenar la discriminación contra los padres y madres del mismo sexo.

La nueva medida se describe en una enmienda al proyecto de Ley de la Escuela de Confianza de Francia y fue aprobada en primera lectura por la Asamblea Nacional del país el 12 de febrero. Los partidarios de la enmienda argumentan que se necesita un cambio para reconocer la existencia de familias diversas.

Valérie Petit, diputada al partido REM, dijo que la enmienda apunta a “afianzar la diversidad familiar de los niños en los formularios administrativos presentados en la escuela. Tenemos familias que se encuentran frente a las casillas marcadas en modelos sociales y familiares bastante anticuados. Para nosotros, este artículo es una medida de la igualdad social.”

La enmienda dice: “Para evitar la discriminación, la inscripción en la escuela, los registros de clase, las autorizaciones de los padres y madres y demás formularios oficiales relacionados con los niños deben mencionar solo a los ‘parent 1 y 2′”.

La Asociación de Familias Homoparentales (AFDH) es más reservada. “Al principio, acogimos con satisfacción la enmienda porque, técnicamente, permite que nuestras familias se incluyan en formas que anteriormente no lo permitían”, dijo Alexandre Urwicz, Presidente de la AFDH. Pero dijo que temía que esta formulación creara una jerarquía parental. “¿Quién es parent número 1 y quién es parent número 2 “?”, preguntó. Se decantaron por las formas inclusivas: “padre”, “madre”, “representante legal” (por duplicado).

La enmienda se presentó por primera vez en 2013, cuando Francia legalizó el matrimonio entre personas del mismo sexo. El cambio en la Ley ahora tendrá que ser aprobado por el Senado de Francia, y luego volverá a la Asamblea Nacional para una lectura final. Esto ha provocado un debate en las redes sociales, y muchos argumentan a favor y en contra.

Funte Oveja Rosa

General , , , , , , , , ,

El gran momento donde madre e hija salen del armario a la vez

Jueves, 21 de febrero de 2019

madre-e-hija-salen-del-armario¿Te acuerdas de cuando saliste del armario? Yo sí, y aunque estaba bastante empoderada recuerdo que mi familia lo tomó muy mal. Hubo distintas reacciones, algunos dijeron cosas horribles (con el tiempo se disculparon), otros intentaron actuar normal pero experimentaron cierto rechazo (con el tiempo lo solucionaron) y otros hicieron como que no había ningún problema pero después de eso comenzaron a actuar diferente.

Y aunque a día de hoy todo es maravilloso, salvo por mi abuela que aún no lo lleva muy bien, mi lesbianismo está completamente normalizado e integrado por mi familia, cuando miro atrás y veo a esa niña saliendo del armario me enternece la soledad y la poca comprensión que encontró con la gente que más tenía que quererme.

De ahí en adelante he conocido infinidad de historias, todas muy diferentes, unas muy originales, otras muy terribles y otras simplemente geniales, como la de Maia, una chica belga de quince años que contó en redes sociales su experiencia como bisexual.

“Acababa de ver el último episodio de Skam France en el que Eliott se enamora de Lucas y el verlo tan valiente también me inspiró a ser valiente. Me hizo sentir increíblemente orgulloso de mi identidad. Le pregunté a mi mamá si podíamos salir a caminar y ella dijo que sí, y entonces caminamos alrededor de la manzana. Y luego le pregunté si quería escuchar algo de música conmigo y me dijo que sí”.

“Sabía por experiencias pasadas que salir del armario en persona es mucho más difícil que salir por mensaje, ya que hay mucho más conflictivo”.

Maia se preparó para salir mientras buscaba la canción perfecta.

‘Abrí mi aplicación de música y me desplacé hasta que encontré esta canción llamada Girls by Girl in Red . Mi pulgar se movió sobre el botón de reproducción durante un tiempo hasta que finalmente decidí dejarlo ir y ser yo y estar orgulloso de quién soy. Al principio, ni siquiera podía mirarla. Estaba tan confundida pensando en todas las cosas posibles que podrían suceder ahora. Y cuando me atreví a mirarla, no pude contener las lágrimas. Ella me abrazó hasta que mi respiración se tranquilizó y continuamos caminando. Ella me miró y me dijo: “No te miraré de manera diferente. Sigues siendo la misma persona. Es normal sentirse de esta manera. ¿Sabías que la primera persona que amé fue una chica que conocí en la escuela secundaria? ”

¡Qué bonito!

“Siempre supe que mi madre me apoyaba, pero nunca pensé que lo entendería”, dice Maia. ‘Ni siquiera puedo explicarlo. Después de caminar a casa, le dije que no quería entrar aún y que necesitaba estar sola por un segundo. Me di cuenta de que realmente lo hice: salí del armario con mi madre y estaba bien. Fue incluso mejor que bien! Ni siquiera sé realmente por qué lo puse en Twitter y ciertamente no esperaba que llegara a este tipo de audiencia o que recibiera tanta atención. Pero estoy feliz de que haya ayudado a la gente y les haya dado un sentido de esperanza. Todo es súper surrealista.

Sin duda una historia muy bonita, de amor y aceptación.

Fuente Oveja Rosa

General , ,

Una madre maravillosa: con esta sesión de fotos celebra la transición de género de su hijo

Miércoles, 13 de febrero de 2019

heather-green-portadaPor favor, más madres así. Más madres que tengan un corazón tan grande que acompañen a sus hijos en los procesos difíciles de su vida, como puede ser armarse de valor para decirle a la sociedad que uno no es la persona que todos creen, que el sexo biológico con el que nació no es el que realmente corresponde a la persona que uno es. Y algo tan sencillo como eso genera muchas veces rechazo, acoso y ataques.

Pero esta madre es muy grande, nos tiene encantados. Se llama Heather Green y vive en Kentucky. Hace un tiempo su hijo Adrian le comunicó que no era la chica que todos pensaban, sino que era un chico. Ella lo acogió, lo apoyó, y no solo en la intimidad de su hogar, también públicamente.

Publicó una divertida sesión en Facebook y escribió:

“Cuando tu hijo sale del armario como trans, lo mejor que hay que hacer es crear una sesión de fotos para celebrar el hecho de que él, silenciosamente y valientemente, salió de la carrera en la que nunca quiso estar, encontró su propio carril y procedió a ganar. Feliz cumpleaños 20, Adrian! Eres sin duda el humano más fascinante que conozco y siempre seré tu mayor fan! Te amo, honro quien eres y respeto tu coraje para ser sin tu!! Vamos a celebrar!!”.

La idea de la sesión era reescribir la historia, desde que Adrián nace.

heather-green-hijotrans

El post ha sido compartido más de 16.000 veces.

“Ahora, 23,000 personas lo han visto, así que 23,000 personas saben que soy trans, lo que da un poco de miedo pero es emocionante”, dijo Adrian a Good Morning America . “He hecho algunos amigos increíbles en el camino debido a este post”. “Fue un buen momento y me hizo sentir muy bien tener una familia tan increíble que me apoyaría así”, agregó.

Fuente Oveja Rosa

General , , , ,

¿Quiénes son mi madre y mis hermanos?

Domingo, 10 de junio de 2018

refugiados-1-900x438

Propósito

Por fin echaré a andar…
Sólo, por donde sea,
por donde quiera Dios y su momento
y mi sinceridad.

Ya me estaba cansando
de pisarme la vida tristemente.

¡Aire, cielo, aire, mar, cielo, mar, aire!

Sólo, o con vosotros, ¡con los hombres!
¡¡ pero fuera de mí !!

*

Pedro Casaldáliga

Palabra Ungida, 1955

***

163514-600-338
***

 

En aquel tiempo, Jesús fue a casa con sus discípulos y se juntó de nuevo tanta gente que no los dejaban ni comer. Al enterarse su familia, vinieron a llevárselo, porque decían que no estaba en sus cabales. También los escribas que habían bajado de Jerusalén decían: “Tiene dentro a Belzebú y expulsa a los demonios con el poder del jefe de los demonios.”

Él los invitó a acercarse y les puso estas parábolas:

“¿Cómo va a echar Satanás a Satanás? Un reino en guerra civil no puede subsistir; una familia dividida no puede subsistir. Si Satanás se rebela contra sí mismo, para hacerse la guerra, no puede subsistir, está perdido. Nadie puede meterse en casa de un hombre forzudo para arramblar con su ajuar, si primero no lo ata; entonces podrá arramblar con la casa. Creedme, todo se les podrá perdonar a los hombres: los pecados y cualquier blasfemia que digan; pero el que blasfeme contra el Espíritu Santo no tendrá perdón jamás, cargará con su pecado para siempre.

Se refería a los que decían que tenía dentro un espíritu inmundo.

Llegaron su madre y sus hermanos y, desde fuera, le mandaron llamar. La gente estaba sentada a su alrededor, y le dijeron:

-“¡Oye! Tu madre, tus hermanos y tus hermanas están fuera y te buscan.”

Jesús les respondió:

-“¿Quiénes son mi madre y mis hermanos?”

Y mirando entonces a los que estaban sentados a su alrededor, añadió:

-“Éstos son mi madre y mis hermanos. El que cumple la voluntad de Dios, ése es mi hermano, mi hermana y mi madre.”

*

Marcos 3, 20-35

***

terrassa-ofrece

*

El ser humano puede llegar a ser y se hace, de hecho, culpable. Esta es una convicción cristiana fundamental de fe. La encontramos expresada de manera clara o implícita en todos los escritos de la Biblia. «Si decimos que no tenemos pecado, nos engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros» (1 Jn 1,8). La convicción de la posibilidad de la realidad de la culpa humana no brota sólo de la revelación divina de la antigua y de la nueva alianza. Se basa asimismo en la experiencia humana cotidiana, en cuyo interior conocemos nuestro fracaso personal, la libertad, la responsabilidad y la culpa […].

        La libertad es una realidad que se nos da en virtud de que el hombre es persona, aunque no es plenamente comprensible de un modo analítico. La libertad podemos experimentarla, pero no comprenderla. De este carácter incomprensible participa asimismo la culpa, en cuanto abuso de la libertad. En el fondo, no es posible explicar ni las decisiones libres ni el fracaso culpable. Sólo es posible explicar los procesos que pueden estar motivados y pueden ser esclarecidos sobre la base de la regularidad, en cuanto desarrollos necesarios. La libertad o, mejor aún, la libertad de elección atestigua en realidad precisamente lo contrario de la regularidad y de la necesidad.

        En la esencial incapacidad en que nos encontramos de «llevar las bridas» de nuestras propias decisiones libres y de nuestra propia culpabilidad, de comprender del todo y de demostrarlas de una manera convincente, ahí precisamente, en esa incapacidad, es donde se fundamenta la posibilidad de negarlas. Si queremos escapar del peligro que supone semejante desconocimiento de nosotros mismos, debemos mantenernos abiertos al testimonio de la revelación y a la experiencia de nosotros mismos que aparece en la conciencia.

*

D- Grothues, Schuld und Vergebung, Munich 1972, pp. 7ss;
existe trad. italiana: Amare iI prossimo, Brescia 1991, pp. 139ss.

***

*

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , , ,

La otra madre

Martes, 5 de junio de 2018

madre-tierraJuan Zapatero Ballesteros
Sant Feliu de LLobregat (Barcelona).

ECLESALIA, 23/04/18.- Los medios de comunicación, pero especialmente la radio, vaya, el cuarto poder en general, ¡para qué andar con remilgos!, llevan bombardeándonos desde hace ya algunas semanas, concretamente desde el día 20 de marzo, con spots publicitarios en los que la madre ocupa de manera total y absoluta el protagonismo. He especificado el día en qué comenzó su campaña, porque hasta dos días antes habían hecho exactamente lo mismo con el padre. ¿Quién no se enternece ante una madre y sobre todo ante lo que este ser representa? Digo esto porque los señores y señoras que nos hablan a través de semejantes medios juegan con ventaja. Sea como fuere lo que pretenden estos comunicadores, no voy yo a dudar de sus intenciones, ¡solo faltaba!, pero especialmente de quienes les pagan, es conseguir que todo hijo o hija, que se den por bien nacidos, la muestren su afecto de manera especial en su día que, según marca el calendario, este año es el 6 de mayo. No cabe la menor duda que la intención es a todas luces buenísima. Ahora bien; no lo es tanto, sin embargo, cuando la manera de mostrar dicho afecto queda reducida a que los hijos e hijas obsequien con regalos de todo tipo a su progenitora. Como podéis ver una vez más estamos en lo de siempre: afecto y consumo ligados de manera estrecha. Podría seguir escribiendo sobre el tema, pero pienso que habéis intuido por dónde voy y, por ello, no voy a continuar por semejante derrotero, porque mi intención es otra en este caso.

Afortunadamente cada vez se habla más de otra madre que no es precisamente la que biológicamente no has transmitido la vida a los hijos e hijas. Me refiero a la Tierra, al planeta en donde habitamos. Bien es verdad que son sobre todo los países sudamericanos cuyos orígenes habría que fijarlos en las culturas incaicas, aztecas, mayas etc. quienes más arraigado tienen en su cultura el concepto “madre” aplicado a la Tierra. De ahí la expresión tan propia y tan típica de ellos a la hora de denominarla como “pacha mama”. Sí, la tierra también es nuestra madre; tuya y mía. De ella hemos salido, ella nos ofrece todo lo necesario para nuestro cuidado y alimento y, de una manera u otra, a ella volveremos un día. Tengo la impresión, sin embargo, que de esta madre nos recordamos muy poco. Baste traer a colación, pues creo que no está de más saberlo, que el día dedicado a conmemorar su efeméride no fue otro que ayer, 22 de abril, y que comenzó a celebrarse el año 1970 con el nombre, nada menos que, de “Día internacional de la Madre Tierra”. ¿Qué medios de comunicación lo han puesto en solfa? Creo que lo mejor es callar. Ya no hablo de regalos, por lo que a la “Madre Tierra” se refiere, sino de atropellos, a veces en grado demasiado extremo. ¿Qué hemos hecho de ella? Me parece que bien poca cosa puedo añadir a lo que tú ya no sepas. La hemos troceado en mil añicos, levantando fronteras por todas partes, con las consecuencias que todo esto ha llevado y continúa llevando por diferentes lugares del planeta. Los más poderosos han excluido a los más débiles, aduciendo cuestiones de raza, de cultura, de educación, de pensamiento, de religión, etc. Pero, no nos engañemos, en el fondo de semejante destrozo no existe ninguna otra razón que no sea la fuerza y el poder económico de los más poderosos y potentados. La estamos esquilmando sin piedad ni miramientos, intentando sacar de la misma todo lo que podemos y más, precisamente quienes más pueden para satisfacer sus intereses económicos, sin tener en cuenta para nada las nefastas consecuencias que por ello, con toda certeza, ya están padeciendo muchas personas y padecerán aún más las generaciones venideras. Mientras tanto, los mandatarios y gobernantes no están dispuestos a hacer el más mínimo esfuerzo, no ya para dejarla al menos como está en estos momentos, sino para no llegar más allá, si para ello tienen que renunciar a conseguir pingües ganancias o si ello les supone ser menos que otro país o que la potencia política frente a la cual rivalizan.

Seguramente estarás pensando y me puedes decir, con toda razón, que tú puedes hacer bien poco. Es posible; cada una, cada uno, lo sabrá según su propia conciencia. Yo solamente te sugiero una cosa: que comiences por respetarla desde tu vida diaria. Tú sabrás qué te implica poner en práctica dicho concepto. Pero pienso que es el mejor de los regalos que en estos momentos puedes hacer a la “Madre Tierra”. ¡Gracias!

(Eclesalia Informativo autoriza y recomienda la difusión de sus artículos, indicando su procedencia).

Espiritualidad , , , ,

Emocionante carta de un padre gay a su madre recientemente fallecida

Martes, 29 de mayo de 2018

manana-y-alonsoRealmente preciosa la reivindicación de las abuelas y abuelos en las familias LGTBI+.

Por Pedro Fuentes

23.30 horas. Mi madre ha muerto. Los años eran muchos, muchos. Sin embargo no han sido los años, ha sido el cáncer. Dos. El primero lo resolvió con entereza y sobrada dignidad. El segundo me la ha quitado. Nos la ha quitado. Ha muerto sedada y rodeada de los suyos. Como ella quería.

Tres noches antes de morir, cuando ya estaba casi apagada, mientras la tapaba con la sábana, me susurró: “Alonso“. Llamé a mi hijo. Vino corriendo y saltó sobre la cama para besar a su Manana. Su pequeña mano no dudó en acariciar su cara, sin miedos, pese a la imagen de dolor que ofrecía. Con amor. Ella lo adoraba. Él la sigue adorando.

Antes de sedarla se despidió de ella, pero no la lloró hasta dos días después de fallecer, hasta que no aceptó que era para siempre. Que su Manana no le hablaría nunca más. Se abrazó a mi marido y a mí y la pena salió. Limpia, pura. Como es la pena de los niños. Como debe de ser para que ellos guarden recuerdos y puedan, con todo, seguir jugando al futbol cada tarde.

Mi madre se ha ido con un deseo sin cumplir: decirle a ella, mirándose en sus ojos, cuán importante era en todos sus días.

Fueron muchas las veces que se me quejó de su mala salud, esa que no le permitía tomar un avión y volar a California. A conocer a Kara, la mujer que hizo posible que ella tuviese su último nieto. La mujer que, sin ser su madre, gestó a su niño. Se ha quedado con las ganas de poder besarla, abrazarla y decirle cuanto la quiere. Cuánto la quería.

Se han visto en fotos, eso sí. Han intercambiado frases a través de las redes sociales. Pero le faltó hacer algo que le gustaba mucho: besar. Mi madre besaba continuamente. Al levantarse, al acostarse, al salir, al entrar, al porque sí y al porque también, ella pedía y daba besos. Le parecía una de las mejores muestras de amor. No pudo dárselos a ella. Sí se lo dijo. Y Kara sabe que mi madre la respetaba y estimaba. Mucho.

Pensaba que yo reconstruiría mi vida con una mujer y tendría hijos. Pero me casé con un hombre y tuve un hijo. Creo que seguir caminos habituales no es lo mío. Y acabó por no ser lo suyo. Cuando ni podía imaginarlo, cuando era algo que no figuraba en su horizonte, de nuevo volvió a tener un nieto sentado en su regazo.

Con frecuencia, al hablar de familias lgtb+, olvidamos a unos protagonistas fundamentales en la vida de nuestros hijos. Las abuelas. Los abuelos. Esos que un día se levantaron asumiendo -de mejor o peor grado- que la vida es realmente de color arcoíris. Los que aceptaron que no jugarían con nietos porque su hija, su hijo, era gay o era transexual, o era… bueno, era cualquiera de las variantes no heteronormativas. Abuelas y abuelos a los que, tanto la tradición judeocristiana como la ortodoxia reaccionaria de izquierdas, les enseñaron que sus hijos e hijas no son iguales que los demás y, por tanto, no tienen iguales derechos. Como los reproductivos. Pero somos iguales y tenemos derechos. Mi hijo, vuestros hijos, vuestras hijas, son la prueba. Y hay que decirles a nuestras madres y padres que la infertilidad no es una de las facturas a pagar por ser diferente, que no tienen que renunciar a malcriar nietos por tener un hijo o una hija que se sale de lo normal, que sí, que se puede. Que serán abuelas y abuelos por una u otra vía porque, por suerte, hoy hay muchas. Sea por método ROPA, gestación subrogada, inseminación, adopción de embriones,… sea por uno u otro camino, es posible. Como posible es que puedan preguntar a sus hijos, como tantas otras familias, eso tan clásico de “¿cuándo nos vais a hacer abuelos?”. Lo que, bien mirado, es una señal de normalización de primera magnitud.

Mi madre se crió en una España católica, apostólica y romana, bajo la tutela de un padre conservador que no veía bien que su única hija se enamorase de quien luego fue mi padre, ese gran hombre al que mi abuelo acabó queriendo y convirtiendo en apoyo de su vejez.

Mi madre evolucionó -posiblemente a más velocidad de la que hubiese deseado- y pasó de no entender nada cuando le dije que era gay (“Pedro me ha dicho que es light“, le confesó a mi hermana horas después de mi salida del armario) a vestir sus mejores galas para mi boda; a caminar feliz del brazo de mi marido; a esperar emocionada y nerviosa, en el  aeropuerto de Barajas, la llegada del menor de sus nietos; a sacar las fotos de mi familia para enseñarlas, orgullosa, a sus amigas de rezos y comunión. Porque ella era muy de misa. Y allí, tras la oración, mi madre hizo escuela. De su grupo de amigas, otra acabó contando que su hija la haría pronto abuela. Como madre sola. Por elección. “Porque ella ha querido“. Y les explicó que se había ido a una clínica y le habían hecho “lo que fuese” y se embarazó y ella tendría una nieta. Y, como mi madre, se acostumbró a enseñar las fotos de su familia, de su niña, nacida gracias a la ciencia –y gracias a Dios– presumiendo de los nuevos tiempos.

espan%cc%83olas-an%cc%83os-40-600x423

No sé qué os parecerá, pero a mi imaginar a aquel grupo de mujeres casi ochentonas, saliendo de misa y sentándose en la valla de la plaza de mi pueblo, bajo la sombra centenaria de la Iglesia Parroquial de San Juan Evangelista, compartiendo fotos e historias sobre nuevos modelos familiares, me parece una visión hermosa, muy hermosa. Y me hace pensar que el futuro puede ser salvado. Por el amor. Un amor que hace que abuelas y abuelos eduquen al mundo más allá del qué dirán, de los prejuicios o las tradiciones, del miedo y la incomprensión.

Mamá, Alonso dice que nunca, nunca, se va olvidar de su Manana y que quiere una foto tuya en su habitación. “Pero no de ahora, de antes, de cuando estaba bien e iba al colegio a recogerme“. De cuando se sentaba tras de ti y te masajeaba la espalda y te decía “¿estás bien, Manana?“.

Mamá, no vas a morir en nuestra memoria. No te vamos a olvidar. Nadie. Tampoco Kara, a la que por fin podrás dar un beso liviano antes de dormir. Porque ahora puedes volar adonde quieras.

Buenas noches, mamá. Te quiero.

Te queremos.

Un beso.

No. Uno no. Muchos, muchísimos.

De parte de todos.

Fuente Oveja Rosa

General , , , , , , , , ,

Historia de Dios en la Biblia: Padre-madre, varón y mujer

Lunes, 5 de marzo de 2018

09788428830881Del blog de Xabier Pikaza:

Éste es un tema que sigue apasionando y dividiendo a estudiosos y gente de la calle, a clérigos y laicos, creyente sy no creyentes…

Si hay “algo” que se parece a Dios (que en cierto sentido “es” Dios) es el ser humano: Varón y mujer, madre y padre, hermana y hermano, amiga y amigo, adulto y niño etc. etc.

Así lo ha “sentido” y lo ha dicho la Biblia en un camino apasionante de experiencia y búsqueda que no ha terminado todavía.

Muchos han banalizado el tema, como si Dios fuera “espíritu puro” (sin rasgos de madre y de padre, sin cuerpo y sin “cristo”, sin pobres…”, creando así una religión desencarnada, contraria a la confesión de Jn 1, 14 y del mismo concilio de Calcedonia.

Otros muchos (y entre ellos cierta jerarquía de la Iglesia Católica) no se han querido enterar, y muestran bien que no han leído la Biblia (nos lo dijo de forma apasionada K. Rahner, nada sospechoso de anticatólico), por su forma de entender los ministerios masculinos (y negar los femeninos…).

Otros, en fin, siguen abiertos a las experiencias y preguntas abiertas por la historia de Dios en la Biblia, y entre ellos quiero contarme, y así lo he puesto de relieve en este libro.

La edición castellana apareció hace unos meses (primavera 2017, en PPC, Madrid: Imagen 2). Este mes se publica la edición italiana (imagen 1), con un título quizá más ajustado, en una prestigiosa editorial: Queriniana, de Brescia, en la colección GDT, Giornale di teologia 405.

Dios aparece en la portada como zarza ardiente, el Señor Yahvé, que no puede decirse ni nombrarse, pero que abre un camino de luz para la vida de los hombres y mujeres, como padre-madre, varón-mujer, comunión de vida.

Sigo poniendo en esta postal parte del prólogo de la edición castellana, con el texto de la contraportada y solapas de la edición italiana. Buen día a todos, con el Dios padre-madre.

Prólogo edición castellana

Los judíos dicen que es Yahvé (Soy-el-que-Soy), pero no se atreven a pronunciar su nombre. Los cristianos le llaman Abba (Padre), otros le ven como Señor, Gran Espíritu, Espíritu Absoluto… Yo quiero contar su historia en este libro, siguiendo el argumento de la Biblia, y presentarle como Abba-Imma (Padre-Madre), en el lenguaje de Jesús, que era arameo.

No es el nombre lo que más me importa, sino la historia de su Vida en nuestra vida. Con ese fin he debido recoger aportaciones fundamentales de la Biblia judía y cristiana, realizando una exégesis o lectura meditada y razonada de la Palabra de Dios, en perspectiva personal y social, cultural y religiosa. He llegado a la conclusión de que nosotros, cristianos del siglo XXI, seguimos formando parte de la historia de ese Dios de la Biblia, que es Padre-Madre, el Padre de Nuestro Señor Jesucristo, de forma que al hablar de Dios estamos hablando de nuestra propia vida.

El tema puede resultar complejo, no sólo porque se refiere a Dios, sino porque algunos de sus nombres (Yahvé, Elohim, Padre, Madre…) parecen hoy menos evidentes, y la historia de su revelación nos puede parecer lejana. Yahvé (el Señor), nombre clave del Dios israelita, resulta enigmático; y Padre, nombre central del Dios de Jesús, parece decirnos ya poco, pues se dice que la figura paterna ha perdido importancia en esta nueva sociedad que no quiere jerarquías patriarcales. Algunos añaden, de un modo simplista, que las dificultades de Dios se arreglarían volviendo a presentarle nuevamente como Madre, rechazando sus implicaciones patriarcales; pero el asunto de fondo (¡Dios!) es más complicado, y no todos concuerdan con la forma de actualizar su figura. Leer más…

Biblia, Espiritualidad , , , , ,

De madre a madre: Una historia para recordar con el corazón

Sábado, 24 de septiembre de 2016

34549_puri-pelaez-imagina-masLa ONG Imagina Más nos ofrece una historia de la que sólo se puede aprender. El testimonio de Puri Peláez es un regalo único. El camino de una madre con su hijo gay. Un viaje que nos ha hecho llorar, reír, soñar, sufrir y crecer. Y es que no hay nada más bello que el amor de una madre por su hijo.

Hoy me apetece explicar un poco de la historia de mi vida. Por si tengo la suerte de que alguien lo lea, deciros que aunque el escrito tenga este título no está en mi pensamiento el que solo sean madres quienes lo lean, si no todo lo contrario.

Me sentiría feliz de que lo leyeran todas las personas a las que les apetezca saber una parte de la vida de una persona con una vida insignificante como la de cualquier persona de a pie y desconocida para vosotros, aunque si lo leéis ya no seré tan desconocida.

Físicamente sí, claro está, porque nunca me habréis visto, pero cada vez que os acordéis de este escrito me sentiré un poco más conocida por vosotros. Con esto no quiero decir que todo el mundo esté de acuerdo con mis pensamientos y sentimientos, al revés, todo es respetable en el camino de la vida y además es algo enriquecedor. Conversar y escuchar, aunque no sean tus ideas, para mi es lección de aprendizaje, no sé puede olvidar que mientras hay vida estás aprendiendo, porque la universidad de la vida te enseña muchísimo. No sé si esto es suficiente como prólogo, espero que sí.

La pequeña historia que quiero contar hoy no es ficción, porque la verdad y la realidad superan a la ficción en todos los sentidos, en lo bueno y en lo malo. Y no es fantasía, ya no tenemos edad de fantasear, ya hemos perdido esa inocencia tan maravillosa de cuando eras pequeño y no sabías que los reyes eran los padres, bendita inocencia y bendita ignorancia cuando nos los creíamos todo.

De las pocas películas americanas que se podían ver en este país y en mis tiempos, joder, todas eran de color de rosa y tú soñabas despierta y pensabas que todas esas cosas maravillosas te iban a pasar a ti… Dios, que chasco cuando vas creciendo, madurando y ves que no solo existe el color rosa, que hay una gama de colores preciosos –y otros no tanto- y es entonces cuando empiezas a ser realista y a apoyar bien los pies en el suelo para no salir volando con tus sueños. Que bonitos los sueños ¿verdad? Pero a veces te despiertas y te das cuenta de que también hay pesadillas.

La vida, una lucha

Ahora me presento. Soy Puri, de Purificación, claro está, no podía ser de otra manera. El nombre de mi abuela materna. Tengo 57 años. He tenido una vida dura. He sido hija maltratada y mujer maltratada también, pero he luchado, he luchado mucho la verdad. Ya nací luchando. Mi madre en mi embarazo se puso muy enferma y le hicieron una cesárea cuando estaba de 8 meses porque yo podía morir. Nacía enferma, pero ya empecé a luchar ahí porque aquí estoy.

Me casé muy joven para poder salir de casa, pero lo hice enamorada, aunque en vez de llegar el amor que esperaba llegó el alcohol.

Tengo tres hijos maravillosos de esa borrachera continua de su padre. Tengo que decir que yo fui a buscar a mis hijos, nunca me quedé embarazada de rebote. La gente no entendía como tenía hijos con una situación como la que tenía en casa. Lo que no sabían es que quizás era egoísta, no lo sé, pero que los tenía porque ellos eran mi vida entera. Pero bueno, todas las demás cosas de mi vida las dejaremos para otro momento.

Mi testimonio hoy va a ser sobre otro tema. Mis tres hijos son varones y mi hijo mediano es homosexual y os quiero explicar todo mi proceso de sentimientos, tolerancia e ignorancia. Vaya por delante que quien lea esto y se sienta reflejado  y esté empezando a vivir esta experiencia o solo quiera hablar, yo estoy dispuesta a escuchar, porque nada se comprende tan bien como lo que vives en tu propia piel. Empatizas tanto cuando ves que otras personas viven o han vivido lo mismo que tú, que eso sí que es comprensión de verdad.

Ante todo decir que para mi los tres son iguales y mi amor es igual para cada uno de ellos, pero de los tres él siempre fue diferente. No mejor ni peor, diferente. Era más sensible, sus juguetes eran muñecas, no le gustaba nunca ir manchado… ¿Y cómo no? Siempre ha tenido amigas, muy buenas amigas. Eso cuando pasa el tiempo lo entiendes. Las chicas tienen tendencia a juntarse con ellos, porque tienen otra sensibilidad.

El camino de la verdad

Como madre, por decirlo de alguna manera, yo tenía la mosca detrás de la oreja y pensaba que podía ser gay, pero por otro lado pensaba también que no, que por qué iba a serlo. Es como correr un visillo delante de tus ojos para evitar tener problemas y así nos engañamos a nosotros mismos. Esa parte de cobardía del ser humano o el egoísmo de no querer sufrir.

No quiero decir que tener un hijo homosexual sea un problema, nada más lejos de mi intención, era la ignorancia que se tenía sobre ese tema y muchos otros. Hace tantos años. Yo lo que quería evitar era todo ese sufrimiento para mi hijo, porque cuando te das cuenta de que es verdad, piensas ”¿Qué le va a pasar a mi hijo? ¿Qué le harán en la calle?…” Eso duele mucho, el no saber, la incertidumbre….

Cuando tenía 12 años tuvo que cambiar de colegio y tuvo problemas con los demás chicos. Me llamó su tutor y me dijo lo que pasaba, que le insultaban, se metían con él… Yo le dije al tutor que tal vez sí que era homosexual y él me dijo que no, que los chicos estaban celosos porque las niñas se habían pegado a él como una lapa y claro, no le pueden decir feo, porque no lo es, ni gordo porque tampoco, ni tonto ni gafotas ni nada de todo eso y por eso de dicen maricón, pero según él no lo era.

Lloré. Lloré mucho por su sufrimiento y cuando llegó a casa se lo pregunté abiertamente – y me dijo – No, mama  -y yo le dije- cariño, si algún día crees que lo puede ser, que sepas que estoy aquí.

Luego viene la etapa en la que se encierran, la etapa tupperware como yo digo, porque era hermético. En esa etapa solo hablan con sus amigos, pero para mi era un sufrimiento, porque como era impenetrable no sabía como ayudarle. Estaba mal, callado, con mal humor -y yo le decía- ¿Qué te pasa? Para que pueda entenderte…

Un día con 14 años me dijo que esta vida era una mierda y que se quería morir. Dios, imaginaros… Que un hijo con 14 años te diga eso con toda la vida por delante… fue muy duro, muy duro. Además en plena adolescencia, que para mi es la peor etapa de la vida de un ser humano. No son hombres, no son niños, cambios físicos, cambios hormonales, cambios psicológicos, se ven feos, creen que lo saben todo y que nosotros, los padres, no sabemos nada y que lo mejor del mundo son sus amigos. Quién no se acuerda de esa etapa ¿verdad?

El dolor de una madre

Años más tarde me enteré de que tenía motivos más que suficientes para su sufrimiento por todas las perrerías que le hacían en el instituto. E incluso tuvo varios episodios de ausentismo escolar y él por no hacerme sufrir a mí no me contaba nada.

Como duele, como madre, pensar que ha llevado todo ese dolor solo. Duele mucho.

Tengo que decir que ha sido duro, muy duro y él ha luchado, porque tiene una fuerte personalidad y nunca ha sido hipócrita, siempre se mostró como era aunque eso le trajera problemas y quería que el que lo quisiera lo hiciera siendo como es. Hijo, que valiente has sido.

Con 15 años me lo confesó. Nunca se lo agradeceré lo bastante. Darme la oportunidad de no haberme perdido nada de su vida desde ese momento, porque es muy doloroso que encima tengan que llevar una doble vida (una en casa y otra en la calle) y se lo agradecí muchísimo. Leer más…

General , , ,

Nuestra tierna madre Jesús

Miércoles, 8 de junio de 2016

Del blog de la Comunidad de la Esperanza:

amado-mio-Mladinsko-Gledalisce

“Tan cierto como que Dios es nuestro Padre,
Dios es también nuestra Madre”.

“Así que Jesucristo, quien establece lo bueno contra lo malo, es nuestra madre real. Le debemos nuestro ser ¡y ésta es la esencia de la maternidad! Y toda la protección deliciosa y amorosa que siempre le sigue. Dios es realmente tanto nues tra Madre como nuestro Padre. Así que Jesús es nuestra verdadera Madre por naturaleza en nuestra primera creación, y es nuestra verdadera Madre por gracia al asumir nuestra n aturaleza creada.

“Una madre puede dar a su niño leche para succionar, pero nuestra querida madre Jesús puede alimentarnos consigo mismo, y lo hace cortés y tiernamente con el santo sacramento, que es el ali mento preciado de la vida misma … La madre puede sostener al niño tiernamente contra su pecho, pero nuestra tierna madre Jesús puede familiarmente llevarnos a su bendito seno a través de su dulce costado abierto…

*
Juliana de Norwich
“Revelaciones del Amor Divino”

vigilia_homo_juliana
***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , ,

Madre de un estudiante gay presenta una demanda por ‘intimidación y amenazas de muerte’ a su hijo

Martes, 2 de febrero de 2016

noticias_file_foto_1027006_1454073836Shawna Dicintio, la madre de un estudiante de la Escuela Secundaria Century, en Hillsboro, en Oregón, ha presentado una demanda federal contra el distrito escolar y contra cinco profesores después de que uno de ellos, Brett Trosclair, supuestamente amenazara con matar a su hijo gay y a otro estudiante arrojándoles por unas escaleras. Dicintio dijo que no fue un incidente aislado. La demanda alega que en mayo de 2014, la decana de estudiantes, supuestamente, se negó a ayudarle mientras estaba siendo agredido verbal y físicamente en el comedor. Según cuenta la madre al periódico The Oregonian, cuando el joven se quejó ante la decano de los estudiantes, ésta le dijo que “dejara de ser una diva y una miss priss (un término despectivo para designar a alguien remilgado, repelente o repipi)”.

El incidente de las escaleras sucedió el marzo de 2015 es ahora cuando ha llegado hasta los tribunales tras el escándalo social que el caso ha provocado. El joven, identificado como JD y su amigo, Kieshon Averette, contaron a una televisión el incidente el año pasado.

repositorio_obj_9348_1454073986El hijo de Shawna Dicintio le dijo a su amigo que pensaba que otro estudiante varón era muy guapo: “Un profesor se dio la vuelta y les dijo que se callaran y que les iba a matar tirándoles por un tramo de escaleras”, explica la madre del joven homosexual en el informe.”Mi hijo le contestó: ‘¿Va a tirarnos por un tramo de escaleras?’ y le respondió: ‘Dos veces’”, relata Dicintio.

Al profesor le abrieron un expediente durante la investigación pero algunos estudiantes le respaldaron alegando que era a menudo sarcástico pero que “sólo estaba bromeando. Algunos alumnos incluso protagonizaron una huelga y crearon una página de Facebook en apoyo del maestro. La madre de Dicintio dijo que recibió amenazas de muerte como resultado de la campaña para que al profesor se le reintegrara en su puesto.

Tras los comentarios homófobos, cuando la madre se quejó, el consejo escolar dijo que estaba revisando sus políticas contra la intimidación y al personal se le ofrecieron sesiones de capacitación sobre igualdad de género y respeto hacia el colectivo LGBTI de dos horas. Sin embargo, ella está preocupada porque aseguran no han hecho lo suficiente y dice que su hijo ha sido víctima de “angustia emocional, vergüenza, humillación, ansiedad, estrés y miedo”.

Dicintio quiere que el distrito escolar pague las facturas médicas de su hijo así como las pérdidas salariales que este caso le han provocado a su familia.

Fuente Ragap

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , ,

Dios será tu hijo y tú su madre

Sábado, 26 de diciembre de 2015

Luis-Morales-Virgen-nino_EDIIMA20140108_0110_5

“La humildad de María es tan apreciada por Dios
que él mismo se complace en ser su hijo.
Si tu eres humilde y puro como una virgen
muy pronto Dios será tu hijo y tú su madre.”

*
Angelus Silesius (1624-1677)

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , , , ,

Hombre transgénero y su madre en una campaña de Hallmark por el Día de la Madre

Martes, 28 de abril de 2015

750x409xhallmark-e1430038497845.jpg.pagespeed.ic.oiqzhh5ZtsEn vísperas de celebrar el Día de la Madre, Hallmark ha lanzado una campaña en la que pregunta a varios hijos sobre el sentimiento que tienen hacia sus madres.

Y la marca no se ha olvidado de esas madres de hijos transgéneros. Alex es un hombre transgénero que se emociona al hablar de su madre Pam, “la más fuerte y la más maravillosa persona” que conoce.

Alex explica que nunca se sintió cómodo en su cuerpo de niña, pero que le aterraba contarlo a su madre porque temía perder su amor. Pero no fue así. La madre le ha dado siempre a su hijo un amor incondicional y, dice, “me ha enseñado a ser una mejor persona”.

 

Fuente | Huffington Post; vía AmbienteG

Cine/TV/Videos, General, Historia LGTBI , , , , ,

A salvo

Martes, 9 de septiembre de 2014

Del blog de la Communion Béthanie:

2014 con Dios llama y Vivir por el Espíritu +

En 1932, dos mujeres entregan su existencia a Dios y reciben en su oración, día día, palabras de Vida. Dos libros van a nacer de este compañerismo con Cristo, que te proponemos descubrir a lo largo de este año.

foto161

” Siéntete en cada instante envuelto

por mi fuerza y  mi protección.

Como el niño en los brazos de su madre,

quédate a salvo y sosegado

cerca de Mí. “

*

El 3 de septiembre, Dios llama.

madre e hijo blanco y negro

***

 

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , , , ,

Emotiva carta de una madre a su hijo transexual

Viernes, 2 de mayo de 2014

transfobiaHoy, uno de nuestros lectores nos ha enviado una pista que me nos ha hecho echar la vista atrás, recordar y no olvidar el sufrimiento, lamentablemente, cotidiano de muchos y muchas transexuales o transgéneros. La historia de Aimar un joven que no consiguió vencer la depresión que se apoderó de él.

Muchos gays y lesbianas, en ese proceso de comprendernos a nosotros mismos, de romper barreras mentales, estereotipos sociales… pasamos épocas más flojas. Algunos salimos adelante más fuerte. El caso de los transexuales tienen que rompar más barreras y luchar más incluso. Es triste pensar que la historia de Aimar es la historia de muchos jóvenes trans. Aimar tenía el apoyo de su entorno, de su familia, del deporte… pero no fue suficiente.

Estamos más que acosumbrados a leer cartas en inglés, de padres a hijos, abuelos a nietos… hoy os recomiendo dedicar unos minutos a leer esta preciosa carta de una madre a su hijo, aunque tiene ya unos años. Una carta de despedida. Una carta para normalizar la situación de personas transgénero. Una carta para que no olvidemos las historias que no siempre tienen un final feliz.

AMAIA-AIMAR, VIVIRAS EN MI PARA SIEMPRE
IKUSTEZINA IKUSTEN IKASTEN, 2008-02-02 # AMAIA-AIMARREN AMA

Me han pedido que cuente brevemente el entorno en el que ha vivido Amaia-Aimar, mi hija, (o) mi hijo transexual, que se suicidó en el mes de abril de 2007.

Su gestación y nacimiento no fueron casuales, sino de verdad deseadas y queridas. En una familia en la que había ya dos chicos, fue una niña my bien recibida y celebrada. Creció alegre y feliz, tal y como escribe en sus diarios, hasta que le bajó la regla y ahí comenzaron sus problemas de identidad de género.

Yo ya sabía que mi niña era muy masculina en cuanto a gustos, pero era una peculiaridad que llevábamos bien. Le gustaba mucho el deporte, jugar a fútbol, judo, correr, escalar, deportes de riesgo… Nunca soñé que fuera mi princesita, pero esperaba que con el tiempo su aspecto ya cambiaría a un poco más femenino. Hasta que a la edad de 19 años me comunicó su condición de transexual. Es decir, era un chico en el cuerpo de una chica.

Hasta ese momento, por ignorancia, la transexualidad me sonaba a travestismo, a frivolidad, a farándula, a morbo… Era una cosa de películas, o muy lejana, no algo que se te va a presentar en tu propia casa.

Cuando me lo dijo, el primer momento fue duro. Me eché a llorar. Lloramos juntas. Se me vino a la cabeza la imagen de mi hija con barba. La mujer barbuda. No la veía como un hombre. Me fui de un salto al final del proceso, del cambio y me asusté.

Me asusté por ello, por todo lo que se le venía encima.

Lo siguiente que pensé fue que no me tenía que importar nada lo que dijera la gente. Ese mismo día se lo dijimos a su padre y sus dos hermanos. Todos lo encajamos con preocupación, pero sin dramatizar. Esto era lo que había. Ahora empezaba el aprendizaje, el estudio y comprensión de lo que le sucedía a nuestra hija.

Año y medio de consultas de psicológos nos pusieron a las puertas del cambio físico, es decir, del tratamiento hormonal y ahí le asaltaron los miedos y las dudas, complicadas con problemas personales que le surgieron en su mudanza a Bilbao, donde estudiaba ingeniería de Minas.

Pero también, y, como contrapunto a esto, tuvo experiencias positivas. Empezó a hacer judo en un gimnasio en el que se presentó como Aimar y donde pidió no compartir vestuario de las chicas, porque no era el suyo, ni el de los chicos, porque su físico aún no se lo permitía. Con toda naturalidad, le ofrecieron un cuartito para él, donde poderse cambiar. Este era un gimnasio normal, para gente muy normal y era uno de esos espacios en los que se aprende que en este mundo hay sitio para todos y que la aceptación de la diversidad nos enriquece a todos. Para mi fue un motivo de alegría lo muy a gusto que se sintió siempre allí. Era su deporte favorito y era gente que le aceptaba.

En esta etapa empieza a exigir en casa que le tratáramos como lo que era y que le llamáramos Aimar. Nos costaba mucho, pues a pesar de su aire andrógino (y aquí os diré que ya desde muy pequeño le encantaba que la tomaran por un chico), por encima de un aspecto a veces equívoco, para nosotros había sido Amaia durante casi veinte años. Entre sus amigas hacia tiempo que le llamaban Moio, haciendo el juego de masculinizar su nombre.

Fue toda esta lucha interior que desembocó en un estado depresivo, lo que hizo que se le fuera la vida de entre las manos. Se nos fue como un ángel, volando. Y nos dejó atónitos, consternados, apenados… No hay palabras para describir el dolor de esa herida que saber que podrá cicatrizar, pero que siempre va a estar ahí.

Doy gracias a la vida por haberla parido, criado y disfrutado y por todo lo que he aprendido con ellla y con él. Siempre reivindicaba su normalidad. Cuántas veces me decía “Ama, ni normala naiz”. Ya lo creo que si, era un ser lleno de dignidad, de sensibilidad y de valores, como bien vimos en sus 21 años de vida.

Nos ha enseñado tanto, nos ha dejado tanto… Le gustaba escribir y lo hacía habitualmente. Escribió desde los 12 años hasta sus últimos minutos. A las doce menos cuarto del mediodía estaba escribiendo en la roca desde la que se tiró a las doce en punto. Escribió para agradecer toda la ayuda que había recibido, y que, a pesar de todo, no le sirvió.

De lo mucho que nos enseñó, me quedo con su mensaje de normalidad. De ella, de él, aprendimos que la transexualidad no tiene nada que ver con el folklore, que solo es una variante más de la naturaleza, que no es una tara, ni un equívoco, ni una desviación. No es un fallo, pero conlleva un proceso interior difícil. La biología hace pruebas constantemente, y de esos intentos surgen los frutos más variados. Lo que si falla a veces, es la aceptación de lo que choca con las normas sociales impuestas desde mentalidades y moralidades estrechas, casi siempre interesadas en el dominio y el control de cualquiera que puede atacar lo establecido como “normal”.

Y qué más puedo decir yo de mi niña-niño. Que le quiero mucho, que estoy muy orgullosa de todo lo que fue y de lo que es aún para nosotros. Que nos ha dejado tanta huella y tantos recuerdos estupendos… Yo siempre le decía que el que siembra recoge. Pero, a veces, estando la cosecha ya a punto, viene un temporal o una granizada, y arrasa con todo. Y, entonces, vuelta a empezar.

Vivirá en mí para siempre, como el mejor regalo que me ha dado la vida, igual que mis otros dos hijos.

Amaia-Aimar gure bihotzean zaude, nere barruan beti-betirako, zure hasieran bezala laztana.
( Amaia-Aimar estas en nuestros corazones, en mi interior para siempre, como en tu comienzo, cariño ) “

Fuente Bollo con Leche: Carta de una madre a su hijo transexual muerto, vía AmbienteG

General , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.