Archivo

Archivo para Sábado, 17 de marzo de 2018

Merton: Su crítico más severo.

Sábado, 17 de marzo de 2018

Del blog Amigos de Thomas Merton:

Merton

Leyendo hoy el Diario de Merton, noto que esta fecha coincide con la de un párrafo que leo: un aniversario de su toma de hábito en 1942. Más de 20 años después, el 22 de febrero de 1964, Merton se examina sin ninguna complacencia. No hay autojustificaciones en esta dura y sincera introspección:

“22 de febrero de 1964. Hoy es el vigésimo segundo aniversario de mi toma de hábito. Con toda sencillez y sinceridad debo admitir que estos veintidós años no han sido muy bien aprovechados, al menos por lo que a mi aportación personal se refiere, aunque de parte de Dios todo ha sido gracia y misericordia. Más bien han sido veintidós años de relativa confusión, a menudo sembrados de dudas e infidelidades, aspiraciones angustiosas de “algo mejor”, actitud crítica hacia lo que tengo, indecible sufrimiento interior del que en gran parte yo mismo soy responsable, insuficientes esfuerzos por sobreponerme a mí mismo, incapacidad de encontrar mi camino, distrayéndome tal vez culpablemente en cosas que no son de mi incumbencia. En realidad se refleja aquí mi actitud de permanente desconcierto ante la situación, la ambigüedad en la cual me encuentro yo mismo. En lo profundo de mi corazón acepto convencido la Cruz de Cristo, pero temo expresarme con palabras sobre el tema y me pregunto si semejante falla no responderá a una falta de fe.

¡No lo sé, Señor, ten piedad de mí!

En cualquier caso, sé esto: que después del primer medio año o algo así, (¡consuelos del principiante!) viví años enteros de falso fervor, ascetismo, intransigencia e intolerancia; esta situación se prolongó más o menos hasta el momento de mi ordenación sacerdotal. Ahora estoy tratando de recuperar algo de aquel ascetismo (¡realmente nada del otro mundo!) sin la intolerancia y la falta de caridad de entonces. Sin embargo, todavía carezco de aquel espíritu tolerante y cálido que cabría esperar de un monje que lleva tanto tiempo en un monasterio. Todo ésto, lo sé, es pura charlatanería. Es preferible buscar refugio en los salmos, en el oficio cantado. La liturgia es algo profundo y real y yo he aprendido a confiar en ella, aunque sigo desconfiando de las cosas absurdas y ‘proyectos’ que siempre la rodean. “

*

Thomas Merton.
Diarios. (1939-1968).
Editorial Mensajero 2014

9788427136298

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , ,

Momentos histó(é)ricos para el movimiento LGTBI (y las iglesias evangélicas), por Carlos Osma

Sábado, 17 de marzo de 2018

histeriaDe su blog Homoprotestantes:

Creo que no exagero al decir que en el Estado Español volvemos a vivir unos momentos históricos ante la más que probable aprobación en el Congreso de los Diputados de una ley integral para la igualdad de las personas LGTBI y en contra de la discriminación por orientación sexual o identidad de género. En realidad, todavía existe la posibilidad de realizar enmiendas, y es probable que algún que otro punto sea retocado. Aunque esto sea así, y se tenga que continuar trabajando por leyes totalmente igualitarias, es evidente que la lucha del colectivo LGTBI ha conseguido sensibilizar a la sociedad española y ha logrado que sus demandas sean asumidas por la mayoría de la población. Por esa razón, más pronto que tarde, las leyes que protegen la diversidad de los mensajes de odio y las agresiones, acabarán por implementarse completamente.

Las personas LGTBI han sido uno de los colectivos que más han sufrido la discriminación, sobre todo durante la dictadura franquista. Sin embargo, cuando ésta acabó supieron integrarse o colaborar con aquellos otros movimientos que buscaban construir un país más libre. Otro de sus logros es haber sabido conjugar la diversidad y la unidad dentro de su colectivo. Diversidad yo diría que en la mayoría de aspectos, pero unidad a la hora de defender derechos que después cada cual puede utilizar como considere más oportuno. Y finalmente sus campañas para que la gente saliera del armario, han permitido visibilizar lo que la homofobia quería esconder: que hay muchas personas que no encajan dentro de los postulados heteronormativos, y que la homofobia es una fuente de sufrimiento. No era verdad que las personas LGTBI son un pequeño grupo que padece un trastorno y que puede llegar a ser peligroso. Sino que es un porcentaje significativo de la población al que puede pertenecer mi hija, mi mejor amigo, mi madre o mi compañero de trabajo.

Las iglesias evangélicas por su parte, más que un momento histórico, lo que están viviendo es un momento histérico. Para entender las razones que sorprendentemente les han traído hasta aquí, estaría bien intentar hacer un análisis partiendo de la evidencia de que también fueron un colectivo oprimido por la dictadura franquista; además la Jerarquía católica tuvo mucho que ver con toda aquella violencia que las personas y las iglesias evangélicas padecieron durante décadas. Sin embargo, salvo algunas excepciones, el movimiento evangélico en la transición no se situó del lado de quienes pretendían hacer del Estado Español un lugar más libre para todos y todas, sino que se centró únicamente en exigir y en alcanzar sus propios derechos legítimos. No supieron en aquel momento crear alianzas con otros colectivos, quizás por una visión demasiado espiritual de su fe, por no ser capaces de ver como prójimos a quienes no son evangélicos, o porqué los movimientos evangélicos que empezaron a aterrizar en aquel momento en el país, lo hacían con una intención únicamente proselitista.

El hecho es que la mayoría del movimiento evangélico creó un pedestal apilando sus biblias, y se subió a él para mirar al resto por encima del hombro. Quizás fue eso lo que les impidió estudiarla profundamente e introducir los debates teológicos que tenían lugar en otros lugares del mundo. Se situaron por encima del bien y del mal y se autodesignaron poseedores de la verdad. A partir de aquí fueron expulsando de sus iglesias a las personas que tenían otros puntos de vista, e impidieron por todos los medios cualquier debate que no fuera absolutamente inevitable (lugar de la mujer en la iglesia, divorcio, etc). En consecuencia, no solo quienes se situaron al frente de sus entidades fueron personas con un perfil conservador, sino que en muchos casos tampoco eran los más capacitados. La realidad es que la mayoría de iglesias se han ido vaciando, y su crecimiento exponencial en los últimos años, se debe exclusivamente a la población inmigrante que llega para buscar una vida mejor. Estos dos factores son clave para entender a día de hoy la desconexión entre la sociedad española y sus iglesias evangélicas. Parten de visiones del mundo y del ser humano diferentes, y no porque una sea cristiana y la otra no, sino porque la gran mayoría de iglesias evangélicas no están integradas en la sociedad, sino que viven de espaldas a ella. En unas ocasiones por que una iglesia de Madrid actúa como si estuviera en Carolina del Sur, y puede pasarse días lamentando la muerte de Billy Graham mientras que no sabría decir más de dos nombres de evangélicos españoles que lucharon contra la dictadura franquista; y en otras, porque una iglesia de Barcelona es idéntica a otra de Pekín y, a pesar de pertenecer al Consell Evangèlic de Catalunya, su interacción con la población autóctona es escasa. Sorprende ver que los dirigentes de las entidades más importantes del país, sean casi exclusivamente personas de origen español, cuando la composición de sus iglesias es otra.

Si unimos conservadurismo y procedencia de lugares con otras visiones de la sexualidad, la masculinidad o la familia, entendemos que las leyes LGTBI sean todo un problema para las iglesias evangélicas. Hay un choque real y frontal entre las dos visiones, una que basa su legitimidad en la voluntad divina que dicen conocer, y otra en el bienestar y los derechos de una parte de la población que está siendo discriminada. Pero las iglesias evangélicas como han hecho durante siglos en este país, se defienden sin entrar en diálogo y cerrándose sobre sus postulados, esperando resistir la embestida de millones de personas que luchan por sus derechos. Algo absurdo, pero que tiene su lado dramático, puesto que para resistir han decidido antes depurarse y expulsar de dentro de sus entidades a quienes consideran traidoras; en este caso a la  Iglesia Evangélica Española (IEE) por su posición inclusiva. Sin embargo es una medida sin duda triste para la historia de las iglesias evangélicas en España, que profundiza en su sectarismo, pero que no impedirá que éstas en algún momento acaben por sumarse a la defensa de los derechos de todas las personas, también las LGTBI. Para empezar porque no es cierto que solo la IEE está por una postura inclusiva, existe un porcentaje minoritario todavía, pero en ascenso en todas las iglesias, que están por la inclusión. Y en otra porque el cambio generacional es irremediable, y los jóvenes evangélicos de este país, no perciben las cosas de la misma manera.

La histeria actual dentro del movimiento evangélico español está sacando a la luz sus carencias, y estas están basadas en una falta de formación teológica, una falta de integración en la sociedad, y una alarmante falta de empatía con el prójimo discriminado. Por tanto puede ser una oportunidad inmejorable para ella para intentar suplir sus carencias. Es triste ver como en vez de alinearse con las entidades que trabajan por los derechos humanos, en este caso han acabado alineándose con una Jerarquía católica que no hace mucho tiempo atrás, colaboró en su discriminación. Han decidido tristemente, alinearse con el opresor, en vez de con los oprimidos. Estaría bien que más de uno y de una se parase a pensar porqué esto es así. Y como se ha perdido una oportunidad de oro para mostrar que los evangélicos y las evangélicas estamos por los derechos humanos, por hacer de nuestro entorno un lugar más justo. Se ha perdido la oportunidad de evangelizar, de dar buenas noticias. Pero no es tarde todavía.

Ahora se preparan para los envites que inevitablemente llegarán, porque cuando por fin se aprueben las leyes LGTBI, es lógico que las personas busquen defender sus derechos y el de sus hijos e hijas. Ojalá sea con Ley de igualdad LGTBI, pero si no es así, será en la próxima que no tardará en llegar, o en la siguiente, el final es inevitable. Es lógico que las familias LGTBI quieran que sus hijos e hijas reciban una educación inclusiva, también las familias que tienen hijos o hijas LGTBI… y así en todos los ámbitos de la sociedad. Es comprensible  que no se admitan discursos de odio, insultos, o todas aquellas acciones que hagan sufrir a una persona por ser LGTBI. Quienes promuevan el odio tendrán que asumir las consecuencias, como en cualquier otro aspecto que tiene que ver con la convivencia. No habrá vuelta atrás, el poder que tienen las iglesias evangélicas para presionar a los partidos políticos en otros países contra las leyes que protegen a las personas LGTBI, no es el mismo en España. Además nuestra sociedad está vacunada contra la injerencia de la religión en la política.

Las iglesias evangélicas pueden escoger volver a las catacumbas para resistir, pero en este caso les vendría mejor volver al evangelio, a ser portadoras de buenas noticias. Repensar sus postulados a la luz del mensaje de Jesús, valorar como han tratado dentro de ellas a las personas LGTBI y si ha sido un trato evangélico, sentarse con familias y entidades LGTBI para entender cuales son sus peticiones y porqué… y ponerse a estudiar la Biblia a fondo para buscar una respuesta diferente a la que han dado hasta hoy, dejándose guiar por el Espíritu y por el prójimo. Escuchar a las iglesias que ya han dado pasos en esta dirección. Quizás así, salen airosas en este momento para ellas histérico, pero que para nosotras, las personas LGTBI, es sin ninguna duda histórico.

Carlos Osma

Homofobia/ Transfobia., Iglesias Evangélicas ,

Balance: el segundo Gobierno de Bachelet y los derechos LGBTI

Sábado, 17 de marzo de 2018

michelle-bachelet-asume-su-segundo_655x438Querida Presidenta, te echaremos de menos… Al tiempo…

Con motivo del término de Gobierno de la mandataria, el Movilh lanza un balance de los últimos 4a años de gestión, calificándola como la más progresista conocida hasta ahora.

El segundo Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet (2014-2018) dio saltos significativos para la no discriminación, la inclusión y la igualdad de derechos de las personas lesbianas gays, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI), de las parejas del mismo sexo y de las familias homoparentales, transformándose en el más progresista en estas materias conocido hasta ahora en la historia del país.

Desde lo simbólico; aspecto relevante para el debate sociocultural y para la visibilidad; a lo concreto; que impacta directamente en la calidad de vida de las personas; la administración de Bachelet mejoró la situación LGBTI en políticas públicas, leyes y de derechos humanos, luciéndose sus gestiones para asegurar la permanencia de las transformaciones más allá de su gobierno y/o, si se quiere, para dificultar cualquier estancamiento o retroceso futuro.

Hubo altos y bajos, por cierto, y deudas no saldadas. También es efectivo que al momento de asumir Bachelet, las condiciones socioculturales estaban dadas para perfeccionar o ampliar los cambios que venían ocurriendo desde antes, lo cual es una realidad tanto local como internacional.

Sin embargo, hay elementos cruciales que explicitan, por si solos, la existencia de transformaciones selladas por la gestión de la mandataria y con impacto en la calidad para los derechos humanos LGBTI.

En primer lugar, y para comprender el proceso, debe recordarse que el gobierno previo de la mandataria (2006-2010) fue lamentable para la igualdad de derechos de las personas LGBTI, pues además de no cumplirse ninguna de las promesas electorales, obstaculizó las transformaciones que venían en ascenso desde 1991. Su segunda gestión, sin embargo, además de superar las deficiencias de la primera, avanzó más y mejor, pues en algunos casos rompió los límites de algunos de los grupos homo/transfóbicos de la época.

De la mano de lo anterior, viene el segundo punto. La mandataria pasó a ser la más criticada y rechazada por los sectores opositores a la igualdad, quienes con desesperación llegaron al extremo de ofenderla, agredirla y calumniarla con afirmaciones y calificativos tan deleznables como irracionales e inverosímiles.

presidenta-bachelet-1024x568El hecho más representativo de ello fue el Te Deum evangélico del 2017, donde la mandataria fue insultada (“vergüenza nacional”, “asesina”, “hija del demonio”) además de sufrir un montaje con fines político-electorales sin precedentes para perjudicar su gestión, sólo por su aporte a los derechos de las mujeres y de las personas LGBTI.

En otras palabras, la mandataria fue a todas luces víctima de la homofobia, de la transfobia y de la misoginia por liderar el avance de los derechos humanos para sectores históricamente postergados.

Más aún, la Presidenta y buena parte de sus ministros, ministras y otros servidores/as públicos/as efectivamente comprometidos/as con los derechos LGBTI, debieron sortear los rechazos u obstáculos a estos temas de figuras de su propio conglomerado, y por cierto, de aquella parte de la Oposición que tiene tintes abiertamente homo/transfóbicos.

La posibilidad de transformaciones chocó además con la baja de Bachelet en las encuestas luego de que en febrero del 2015 dos de sus parientes, su hijo Jorge Dávalos, y su nuera, Natalia Compagnon, fueran acusados de enriquecimiento ilícito o irregular, lo cual dinamitó la popularidad de la presidenta.

Pese a ello y a las variadas e injustas deslealtades que enfrentó en la arena política, Bachelet avanzó, lo que vuelve doblemente elogiable su aporte en temática LGBTI.

La administración de la Presidenta adquiere con propiedad el calificativo de progresista, cuando transformó a la prevención y erradicación de la homofobia y la transfobia en un compromiso de Estado que trasciende su gestión.

Tal aporte, el más significativo en materia LGBTI, ocurrió en 2016 cuando el Ejecutivo firmó con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) una solución amistosa donde el Estado se comprometió a impulsar todas y cada una de las demandas de la población de la diversidad sexual y de género, entre esas el matrimonio igualitario.

Fue en este contexto que en 2017 la presidenta Michelle Bachelet presentó el proyecto de Ley de Matrimonio Igualitario al Congreso Nacional y lanzó los primeros sitios web estatales sobre la plena igualdad para las parejas del mismo sexo y sobre la ley de identidad de género, previa realización de dos históricas ceremonias sobre la materia que encabezó en La Moneda.

c2s5ex3xcammfas

En paralelo, la mandataria ingresó al Parlamento un proyecto de ley que sanciona la incitación a la violencia física, incluyendo a la población LGBTI como sector protegido, y dio, también desde el 2017, un decidido impulso al proyecto de ley de identidad de género.

Además de presentarse proyectos, se promulgaron leyes. A tal punto que se pasó de una sola norma que mencionaba explícitamente a los derechos de las personas LGTI, la Ley Zamudio 20.609, a contar con cinco más que protegen las categorías de orientación sexual e identidad de género y/o a las parejas del mismo sexo.

Durante el mandato fueron promulgadas la Ley 20.750 que Permite la Introducción de la Televisión Digital Terrestre (2014), la Ley 20.830 que crea el Acuerdo de Unión Civil (2015), la Ley 20.968 que Tipifica los Delitos de Tortura y de Tratos Crueles, Inhumanos y Degradantes (2016), la Ley 20.940 que Moderniza el Sistema de Relaciones Laborales (2016) y la Ley 21.042 que extiende a los convivientes civiles los 5 días de permiso laboral de los casados (2017). A estas se suman la Ley que Crea la Subsecretaría de Derechos Humanos (2015), que si bien no menciona explícitamente a la diversidad sexual y de género, hace clara referencia a los principios antidiscriminatorios de la Ley 20.609.

En el campo de las políticas públicas la situación fue similar.

En el área educacional, la administración de Bachelet partió por desbloquear el acceso a sitios web de los grupos LGBTI desde establecimientos escolares (2014), por pedir a las escuelas que dejaran de recomendar el homofóbico libro “Juventud en Extasis II” (2014) y por patrocinar el primer libro infantil sobre diversidad familiar “Nicolás tiene dos papás” (2014).

Luego, el Mineduc lanzó la Política Nacional de Convivencia Escolar 2015-2018, donde garantiza la no discriminación a la diversidad sexual y de género (2015), e incorporó en las efemérides del Calendario Escolar el Día Internacional contra Homofobia y la Transfobia (2015-2016), mientras que en el marco del Acuerdo por la Igualdad la Superintendencia de Educación lanzó la circular “Derechos de niñas, niños y estudiantes trans en el ámbito de la Educación” (2017) y el el texto “Orientaciones para la inclusión de las personas LGBTI en el sistema educativo” (2017, actualizado el 2018). A estos se sumó la edición y distribución en colegios de todo el país de la más amplia documentación sobre derechos LGBTI, en el marco de la una nueva Política en Educación, Sexualidad, Afectividad y Género. Se trata de los textos Orientaciones para la participación de las comunidades educativas”,  “Orientaciones para promover espacios de participación y sana convivencia escolar”,  más dos polípticos sobre salud sexual y reprodutiva  y otro sobre prevención de la violencia.

maxresdefaultEn Salud, el Hospital San Juan de Dios de La Serena (2014), el Servicio de Salud de Reloncavi (2017) y el Hospital Sótero del Río (2018) se sumaron a los de Valparaíso y Talcahuano donde las personas trans pueden gestionar las cirugías de readecuación corporal, mientras que el Minsal lanzó una circular que impide someter a intervenciones a los recién nacidos intersex hasta que puedan decidir sobre sus propios cuerpos (2015), anuló una polémica y discriminatoria reforma que buscaba asociar a personas gays y trans con el Virus Papiloma Humano y la Hepatitis B (2016) y por primera vez rechazó las terapias reparativas de la homosexualidad, advertencia que replicó un año más tarde (2016-2017)

En el campo laboral, el Ministerio del Trabajo, Tricolor y el Movimiento LGBTI firmaron el primer convenio tripartito contra la homo/transfobia (2015); la Dirección del Trabajo emitió un dictamen que adecuó el principio de no discriminación a lo establecido en la Ley Zamudio (2014) y resolvió, antes de la existencia de una legislación, que los cinco días de permiso laboral para quienes contrajeran matrimonio también eran aplicables a los convivientes civiles del sector privado (2016). Por su lado, el Instituto Nacional de Estadísticas (INE) otorgó igual derecho a sus trabajadores/as (2015).

En el terreno de la estadísticas, la Encuesta de Caracterización Socioeconómica, Casen, impulsada por el Ministerio de Desarrollo Social, incluyó consultas sobre la diversidad sexual y de género (2015-2016), mientras que el Instituto Nacional de la Juventud (Injuv, perteneciente a esa cartera) se lució al dar las señales más progresistas de su historia para los derechos LGBTI: auspició eventos contra la homo/transfobia, fue el primer servicio en izar la bandera del arcoíris en todo el país, creó Comisiones Regionales de la Diversidad Sexual y de Género y distinguió a activistas mujeres que luchan contra la lesbofobia y transfobia (2014-2018).

En tanto, el Servicio Nacional de Menores (Sename) destacó al pronunciarse a favor de la adopción y filiación homoparental, llegando incluso a organizar un seminario sobre la materia, y al declarar idóneas para adoptar a parejas del mismo sexo (2015).

A la par, Bachelet lanzó en 2017 el Primer Plan Nacional de Derechos Humanos, incorporando las temáticas LGBTI.

En el terreno de los derechos humanos, la Subsecretaría de Prevención del Delito y el Movimiento de la Diversidad Sexual y de Género desarrollaron un programa para orientar y ayudar a las personas LGBTI víctimas de la violencia (2016-2018), mientras que el Ministerio de la Mujer y de la Equidad de Género consideró, al menos discursivamente, como femicidios los asesinatos de lesbianas o bisexuales en manos de sus parejas del mismo sexo (2016).

En el campo internacional el Ministerio de Relaciones Exteriores jugó un rol difícil de superar. Junto con gestionar que el Estado y el Movilh lograran finalmente en 2016 firmar el Acuerdo por la Igualdad ante la CIDH, la Cancillería apoyó todas las resoluciones sobre orientación sexual e identidad de género en órganos multilaterales y lideró y empujó varias iniciativas en el extranjero.

En efecto, en la ONU Chile dio su voto favorable a dos resoluciones sobre “Orientación Sexual e Identidad de Género” aprobadas por el Consejo de Derechos Humanos ( 2014-2016) y a una tercera que prohíbe la pena de muerte contra las personas que tienen relaciones sexuales con otras de su mismo sexo (2017). Además el Estado rechazó en la ONU una resolución que consideraba como válida sólo a la familia compuesta por una madre, un padre e hijos (2014), y junto a Estados Unidos consiguió que el Consejo de Seguridad abordara los derechos LGBTI (2015), lo cual nunca antes había ocurrido.

Más aún, en 2015 por primera vez en la historia una presidenta de Chile, Michelle Bachelet, se manifestó a favor de los derechos LGBTI en la Asamblea General de la ONU y, un año más tarde, la mandataria se refirió en el mismo lugar a los compromisos del Acuerdo por la Igualdad que firmó con el Movimiento LGBTI.

Con anterioridad, en 2014, Chile, Argentina, Brasil, Colombia, México y Uruguay habían leído en la ONU una declaración conjunta a favor de los derechos de la diversidad sexual y de género.

En la OEA, en tanto, el Estado chileno dio su voto favorable a dos resoluciones sobre “Promoción y Protección de los Derechos Humanos” que incluyen a la orientación sexual y la identidad de género como categorías protegidas (2016 y 2017) y a otra específica sobre derechos LGBTI (2014), además de suscribir la “Convención Interamericana contra Toda Forma de Discriminación e Intolerancia” (2015).

A la par, en 2017 Chile y Canadá asumieron la co-presidencia de la denominada Coalición por la Igualdad de Derechos de las Personas Lesbianas, Gays, Bisexuales, Transexuales e Intersexuales (LGBTI), una instancia lanzada en 2016, y junto a otros siete países nuestro Estado creó el Grupo de Trabajo LGBTI de la OEA (2016).

Además, Chile y otros 54 países lanzaron el “Llamamiento Ministerial a la acción para una Educación inclusiva y equitativa para todas y todos los educandos en un entorno exento de discriminación y violencia” (2016), mientras que la Cancillería chilena marcó distancia con Irán en materia de derechos humanos de la diversidad sexual y de género, en el marco de la visita a Santiago del ministro de Relaciones Exteriores, Mohammad Javad Zarif, un hecho inédito (2016).

Por último, el Departamento de Extranjería lanzó una circular que permite a los matrimonios igualitarios y uniones civiles contraídos en el extranjero optar a la residencia en Chile (2015) y, junto a otros Estados, nuestro país firmó en Washington una declaración contra la homofobia y la transfobia (2014).

El Ministerio Secretaría General de Gobierno hizo lo suyo al impulsar en el Parlamento y el mundo partidario la última tramitación del Acuerdo de Unión Civil y acelerar desde el 2017,  bajo la conducción de la ministra Paula Narváez, la tramitación del Proyecto de Ley de Identidad de Género, en medio de una oposición que en muchas ocasiones provenían de sectores de alianza oficialista.

En los ámbitos más simbólicos la Presidenta marcó hitos de carácter histórico: permitió iluminar La Moneda con los colores del arcoíris con motivo del Día Internacional contra la Homofobia y la Transfobia (2016-2017), dio un mensaje en el marco de tal fecha (2017), ambos hechos pioneros y conmemoró el Día Internacional de la Mujer Trabajadora en compañía de la actriz Daniela Vega (2018)

Como en todo, sin embargo, hubo puntos negativos bajo la administración de Bachelet: la presentación de la ley de matrimonio igualitario a sólo seis meses de terminar su mandato, la preocupación solo en el último año de Gobierno por la tramitación de la ley de identidad de género  y, muy lamentablemente, los atropellos a derechos humanos cometidos en determinados órganos públicos, lo cual se suma a la indiferencia de algunas carteras para impulsar transformaciones.

Son los casos del Ministerio de Defensa, que sólo dejó en el papel las políticas antidiscriminatorias sin contribuir a promover los derechos de los/as uniformados/as LGBTI que fueron denigrados/as por su orientación sexual, lo cual fue un retroceso, pues las FFAA venían por un excelente camino de apertura hasta el 2014.

En tanto, en 9 fallos distintos, dos de ellos de la Suprema, se demostró que Gendarmería tortura, agrede y/o discrimina a internos/as LGBTI, siendo incapaz el Ministerio de Justicia de resolver estos problemas pese a continuas peticiones del movimiento de la diversidad sexual y de género. Situaciones similares se vivieron en el Consejo Nacional de la Cultura y las Artes, cuya representación en el Maule fue sancionada por homofobia laboral, y en el Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género, que fue indiferente a la discriminación padecida por una madre bisexual en una Casa de Acogida, además de no implementar ninguna política focalizada en mujeres trans, ni formalizar los buenos discursos pro-igualdad a favor de lesbianas y bisexuales en alguna circular u instructivo.

En un ángulo parecido, el Ejecutivo se mantuvo al margen de los ataques verbales o físicos padecidos por defensores de DDHH LGBTI y en la casi totalidad de los abusos más públicos contra las personas en razón de su orientación sexual o identidad de género no fijó una condena pública, pese a ser necesaria tal gestión para aminorar la sensación de impunidad de que gozan los victimarios.

El Ministerio de Salud, en tanto, fue totalmente ineficiente en el combate del VIH/SIDA al punto de  convirtir al país en el que más aumentó casos en América Latina. El Minsal tampoco cumplió ni en lo básico algunos de los acuerdos pro derechos LGBTI asumidos por el Estado ante la CIDH, además de ser incapaz para regular formalmente los recursos que Fonasa otorga al proceso de readecuación corporal de las personas trans, pese a que tal demanda se formuló apenas asumió el Gobierno.

Finalmente, algunas autoridades oficialistas establecieron alianzas  con el movimiento social según simpatías o coincidencias políticas-ideológicas, en vez de garantizar un trato igualitario y justo a la sociedad civil (lo cual de paso afecta la labor del funcionario público), mientras que el Estado no derogó y/o reformó los artículos 365 y 373 del Código Penal, aún cuando lo primero es una exigencia formulada en 2007 por el Comité de los Derechos del Niño de las Naciones Unidas, y lo segundo fue pedido al país desde su Primer Examen Periódico Universal, en 2009.

En términos generales, sin embargo, el Gobierno de Bachelet resultó ser el más progresista conocido hasta ahora en materia de derechos humanos de las personas LGBTI, mereciendo por ello un gran reconocimiento de parte de la población LGBTI.

Fuente MOVILH

General, Historia LGTB , , , ,

Paquistán aprueba definitivamente la ley de Protección de Derechos de Personas Trans

Sábado, 17 de marzo de 2018

paquistan-aprueba-ley-trans-696x522El Senado de Paquistán aprueba de forma unánime la ley que protege a las personas trans frente a la discriminación y regula sus derechos.

Dada la peculiar cultura paquistaní, la ley también incluye duras penas para los que violen o ultrajen el pudor de una persona trans. 

En verano del año pasado se presentó en el senado de Paquistán la “Ley de Protección de Derechos de las Personas Transgénero” y hace menos de un mes un comité aprobó las enmiendas que se habían hecho a esa misma ley. Entre esas enmiendas, que contaban con el visto bueno del Consejo de Ideología Islámica, se reconocía el derecho a la autodeterminación del género de las personas trans que podrían solicitar sus nuevos documentos de identidad sin necesidad de acudir a un tribunal médico que lo autorice.

Finalmente el senado del país ha aprobado la mencionada ley en un movimiento histórico para los derechos del colectivo. Además de reconocer el derecho a la autodeterminación de género, la ley (aprobada de forma unánime) protege a las personas trans de la discriminación en el trabajo o a la hora de acceder a un servicio; se prohíbe el acoso a personas trans; se establece un régimen de ayudas y apoyo laboral a personas trans para que creen sus propios negocios y se les permitirá heredar. También se les protegerá frente a desahucios ilegales y se crearán espacios separados en las prisiones además de ofrecer cursos de sensibilización a las fuerzas del orden.

Hay otros aspectos de la ley que responden a la peculiar forma en que las personas trans son tratadas en la cultura paquistaní. Hace unos días el actor Riz Ahmed, de origen paquistaní, viajó al país y paso un tiempo con la comunidad trans y explicó en sus redes sociales lo que había aprendido de ellas: “La comunidad transgénero ha estado establecida como parte de la cultura del sur de Asia durante cientos de años. Ves muchas más personas trans caminando por Paquistán que en Nueva York o Londres. (…) A pesar del reconocimiento legal por parte del gobierno, siguen siendo marginados y en ocasiones se ganan la vida bailando, con trabajo sexual o pidiendo una especie de limosna espiritual. Se cree que sus oraciones y maldiciones tienen más peso, así que es mejor no enfadarlas y, en su lugar, aceptar sus bendiciones.

Ahmed también explicó que, en varios aspectos, la sociedad paquistaní es una cultura no binaria en términos de género, sexualidad y fe; explicando además que las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo son bastante habituales aunque no se piensa en ellas como una señal de homosexualidad.

Es por eso que la ley aprobada por el senado contempla penas de hasta 25 años de prisión o incluso de muerte para cualquier persona que viole a una persona transgénero. La ley también castigará a aquellos que prostituyan a personas trans con penas de hasta 10 años de prisión y una multa; y será ilegal “ultrajar el pudor” de las personas trans arrancándoles la ropa.

Ahora la Ley Trans ha de ser aprobada en la Asamblea Nacional y ser ratificada por el presidente para poder entrar en vigor. Pero por lo pronto la provincia de Khyber Pakhtunkhwa ha sido la primera en comenzar a emitir licencias de conducir a personas trans. La región ha comenzado un programa en el que se irá facilitando el acceso a los carnets a las personas trans, y de las 300 primeras solicitudes ya han recibido la suya 15 personas trans. “Habrá clases de conducción especiales para personas transgénero por parte de la policía de tráfico de KP. La tasa se reducirá al mínimo. Animamos a la comunidad transgénero a reclamar sus espacios en la sociedad“, ha explicado el Director General de Tráfico, Yasir Khan Afridi.

Hace unas semanas los Boy Scouts del país anunciaron que estaban colaborando con una asociación de derechos trans para, por primera vez en la historia, enviar personas trans como voluntarias durante la peregrinación anual a la Mecca.

Fuente | Gay Star News, vía EstoyBailando

General, Historia LGTB , , , , , , ,

Zulfikar Ali Bhutto, nieto del expresidente de Pakistán Bhutto y sobrino de la expresidenta Benazir Bhutto, sale del armario como gay

Sábado, 17 de marzo de 2018

maxresdefaultEl artista Zulfikar Ali Bhutto, nieto y homónimo del fundador del Partido Popular de Pakistán (P. P. P. P.), explora la intersección del Islam, la sexualidad y la masculinidad.

El video, subido a Internet el verano pasado, no tenía intención de ser la historia de Zulfikar Ali Bhutto para salir del clóset.

Se inicia con la voz de un hombre que narra irónicamente un encuentro ficticio en el que se le pide que baje de un avión por “hablar árabe”. Las palabras “musulmán queer orgulloso” aparecen en la pantalla, seguidas por una introducción al tema. Al tiempo que miembros del público en un club a media luz ovacionan, Bhutto aparece con un vestido de seda, bailando al ritmo del éxito “Disco Deewane” de los 80, de la cantante paquistaní Nazia Hassan. Mueve los hombros y se contonea, con un pañuelo rosa en el cabello y sombra de ojos azul claro que le llega hasta las cejas.

Los espectadores del sur de Asia podrían no haber reconocido el rostro de Bhutto, pero sin duda conocían su nombre. En su Pakistán natal, los medios noticiosos cubrieron el cortometraje con voracidad. La reacción se enfocó, de forma negativa, en que es un hombre musulmán homosexual.

“Quizá fui un poco ingenuo”, dijo Bhutto, de 27 años, quien vive en San Francisco. “Había pasado i­nad­vertido durante tanto tiempo, que no pensé que le importara tanto a la gente”.

Gran parte del trabajo de Bhutto como artista visual y de performance explora la intersección entre islam, sexualidad y masculinidad. Pero la razón por la que el video continúa despertando controversia es porque es el nieto homónimo de Zulfikar Ali Bhutto, fundador del Partido Popular de Pakistán, de izquierda, que ha estado de forma intermitente en el poder desde 1967.

Tras liderar al país durante gran parte de los 70, el primer Zulfikar Bhutto fue derrocado en un golpe militar y ejecutado en 1979. Tres de sus hijos que ingresaron a la política, principalmente la ex Primera Ministra Benazir Bhutto, posteriormente murieron de maneras igual de violentas.

Bhutto tenía 6 años cuando su padre, Murtaza, fue asesinado en un caótico tiroteo con la policía afuera de la casa familiar en Karachi. Aunque dijo que su familia nunca lo ha presionado para que ingrese a la política, es considerado por muchos paquistaníes como sucesor de la dinastía familiar. Dijo, sin embargo, que no está interesado en regresar al país.

En Pakistán, los actos sexuales entre personas del mismo género están prohibidos por la ley. No hay leyes antidiscriminación para proteger a ciudadanos gay y transgénero, aunque el Senado aprobó enmiendas hace poco a un proyecto de ley que permite que personas transgénero elijan su género sin necesidad de comparecer ante una junta médica.

Cuando Bhutto llegó a EE.UU. en 2014 para estudiar una maestría en Bellas Artes en el Instituto de Arte de San Francisco, quedó impactado por una serie de anuncios antimusulmanes en autobuses de la ciudad. Pero fue otro acto de odio lo que lo llevó a también hilar su identidad como persona gay en su arte.

El 12 de junio de 2016, Omar Mateen, un hombre musulmán estadounidense, asesinó a 49 personas en un club gay en Orlando, Florida. Rumores de que Mateen podría haber sido un hombre gay no asumido abrieron un discurso sobre la homosexualidad en el Islam.

Con el tiempo, Bhutto comenzó a desarrollar sus performances para abordar su religión y antecedentes culturales. “Hay algunas ideas erróneas sobre lo que representa el Islam y la amenaza que plantean los hombres musulmanes”, dijo.

Zulfikar Ali Bhutto explora la identidad islámica a través de una “lente gay”.

Su exhibición en el Centro Cultural SOMArts, en San Francisco, “El tercer musulmán: Narrativas musulmanas queer y trans de resistencia y tenacidad”, que organizó con la artista Yas Ahmed, “aborda la representación del Islam y los musulmanes en todo el mundo, pero a través de una lente gay”, dijo Bhutto.

Al menos en EE.UU., dijo Bhutto, “identificarse hoy como musulmán es más complicado que identificarse como queer, por chistoso que parezca”.

Fuente The New York Times

General, Historia LGTB, Islam , , , , , , ,

La despatologización de las identidades Trans*, más cerca que nunca

Sábado, 17 de marzo de 2018

dia-transAunque con retraso, queremos recordar que el pasado día 15  se celebró el Día de la Visibilidad Trans*

 FELGTB conmemora los 11 años de la aprobación de la ley que supuso el primer paso para el reconocimiento de la dignidad de las personas transexuales.

El Congreso de los Diputados está tramitando varias leyes que podrían suponer la despatologización de la transexualidad en 2018.

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) impulsa un año más las conmemoraciones con motivo del 15 de marzo, el Día de la Visibilidad Trans*, recordando que en 2018 se cumplen 11 de años de la aprobación de la Ley 3/2007, de 15 de marzo, reguladora de la rectificación registral de la mención relativa al sexo de las personas. En la actualidad, la Comisión de Justicia del Congreso de los Diputados está trabajando en una Proposición de Ley para modificarla. Tanto la aceptación de esta reforma como la aprobación de la Proposición de Ley de Igualdad LGTBI −ambas en periodo de enmiendas, pero dependiente esta última de la Comisión de Igualdad− supondrían, entre otros muchos aspectos, la despatalogización de la transexualidad.

“La despatologización de las identidades trans* es uno de los principales objetivos de nuestro actual año temático: ‘Liberación Trans. Por la autodeterminación del género’. Resulta imprescindible que nuestra legislación a nivel estatal deje de tratarnos como personas enfermas”, ha expresado Amanda Azañón, dinamizadora del Grupo de Políticas Transexuales de FELGTB. En el año 2018 podría vivirse un momento histórico para acabar con esta discriminación también a nivel global. La Organización Mundial de la Salud (OMS) debe revisar la Clasificación Estadística Internacional de Enfermedades y Problemas Relacionados (CIE). “En el año 1990 la OMS descatalogó la homosexualidad como una enfermedad, ahora tiene que ser el turno de las personas trans*, no podemos esperar más”, ha manifestado Mané Fernández, vocal de Igualdad y portavoz transexual de FELGTB.

La despatologización de la transexualidad ya es una realidad en algunos países y en algunas comunidades autónomas españolas, que han legislado para reconocer aspectos tales como que no sea necesario un diagnóstico médico para cambiar el género asignado al nacer en todos los registros, así como tampoco someterse a ningún tipo de tratamiento médico o cirugía de reasignación. “Algo que debería ser tan sencillo como reconocer que el género no depende de los genitales sino de de cómo cada persona se autodetermina, resulta rompedor para algunos sectores de la sociedad, pero debería ser cuestión de muy poco tiempo”, ha añadido Azañón.

 

Todo el colectivo LGTBI se moviliza por las personas trans*

“En FELGTB entendemos que 2018 debe ser un año en el que se dé un paso definitivo en materia de políticas LGTBI. Se trata de un momento histórico en el que debemos realizar un importante ejercicio de reflexión, debate y autocrítica; en el que debemos establecer alianzas para lograr avances legales y sociales que ayuden a visibilizar todas las identidades trans* y a acabar con la discriminación que sufrimos”, ha explicado Joana Cabrera, una de las coordinadoras del año temático por la ‘Liberación Trans’. “Se está gestando una revolución trans* y desde la FELGTB debemos sumarnos y trabajar conjuntamente para hacer comprender a la sociedad  que la autodeterminación del género es un derecho humano y no un permiso que se nos concede desde las distintas instituciones bajo argumentos falaces y esencialistas”, ha añadido.

La presentación del año temático tuvo lugar el pasado 28 de febrero en un acto celebrado en Madrid. A través de una mesa de testimonios de personas trans* se reivindicó la necesidad de contar con toda la complicidad del colectivo LGTBI, de visibilizar a las identidades no binarias −personas que no se identifican con los géneros de mujer y hombre−, de implantar medidas específicas hacia las personas trans* en situación de mayor vulnerabilidad –menores, mayores, migrantes, personas con diversidad funcional…− o, entre otros aspectos, la prohibición de las cirugías cosméticas que se aplican a las personas intersexuales durante sus primeros años de vida.

“Insistimos una y otra vez en la necesidad de que se apruebe con la mayor brevedad la Ley de Igualdad LGTBI para lograr o contribuir a conseguir esos objetivos”, ha recalcado Mané Fernández. “Las personas trans* iniciamos el movimiento de liberación del colectivo LGTBI, pero en demasiadas ocasiones hemos sido silenciadas y marginadas. Desde FELGTB, en alianza con los colectivos de toda España, lograremos que la dignidad de las personas trans* sea finalmente reconocida”, ha concluido.

Fuente FELGTB

General, Historia LGTB , , , , , , , ,

Un evangélico “ex-gay” dice que hay pobres y sin techo por culpa de la homosexualidad

Sábado, 17 de marzo de 2018

robert-oscar-lopez-620x330Si los cretinos volaran, viviríamos en plena oscuridad…

Según el líder de una organización evangélica (que dice que es “ex-gay”) en California hay pobreza y gente sin techo porque es el estado que más acepta a los homosexuales.

Robert Oscar López es líder de MassResistance, un grupo extremista cristiano evangélico que lucha contra la igualdad LGTB. Además, afirma que es “ex-gay”.

En una entrevista concedida hace poco dijo que la igualdad LGTB nos lleva a la desigualdad.

No hay nada realmente defendible en este movimiento ahora mismo. No solo el acto sexual es terrible por si mismo, sino que no hay sentido de caridad o tolerancia. Lo que tienes es una actitud dura e impacable.

Así se ha explicado Roberto Oscar y afirma que “Cuando empiezas a glorificar la homosexualidad, te vuelves como el estado de California“. “En California tienes personas sin techo que no paran de proliferar en las calles de San Francisco o Los Ángeles. Tienes la tasa de pobreza más alta de todo el país en ese estado, donde la aceptación de los gais es la más alta. Y tienen la mayor supresión de la libertad religiosa cristiana.

Afirma etes energúmeno que como en California aceptan mucho a los gais y también hay muchos pobres, pues eso tiene una relación. Y como está muy preocupado por lo que está pasando ha propuesto soluciones. Y una de ellas es prohibir las manifestaciones y desfiles del Orgullo:

No es justo que ellos tengan un desfile del orgullo gay en un espacio público y hagan que todo el que pase por la zona centro vea todo ese comportamiento sexualmente provocativo y altamente repulsivo.

No son personas que estén oprimidas o sean víctimas” añade “Están imponiendo su voluntad en otros y, si lo miras por ahí, realmente se parece más a Sodoma que a cualquier otra cosa. Es como un grupo de personas que están intentando forzar a los demás para que sean sus cómplices o formen parte activa.

No sabemos si lo de formar parte activa lo dice con segundas o no, porque este señor dice que es “ex-gay”

Fuente | Pink News, vía EstoyBailando

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesias Evangélicas , , , , ,

El activismo LGTB de Bermudas pide que no se boicotee a la isla por la derogación del matrimonio igualitario

Sábado, 17 de marzo de 2018

bm!mottoEl activismo LGTB de Bermudas prosigue su lucha para que la ley que derogó el matrimonio igualitario sea anulada por los tribunales. Ese mismo activismo, además, solicita a quienes defienden los derechos de las minorías sexuales que no utilicen el boicot como arma contra la intolerancia, pues esa medida solo afectaría a quienes «han soportado la discriminación durante suficientes décadas». Muy al contrario, piden que se visite la isla como muestra de solidaridad o que se apoye económicamente al equipo que trata de recurrir la nueva legislación ante la Corte Suprema.

Desde que la Asamblea de Bermudas, un territorio perteneciente a la corona británica, aprobó la ley que impide que las parejas del mismo sexo puedan contraer matrimonio, revirtiendo las decisiones de los tribunales, desde todas partes del mundo se han sucedido las muestras de apoyo a la comunidad LGTB isleña y la indignación por la conculcación torticera de sus derechos.

En las redes sociales saltó pronto la iniciativa para boicotear a la isla, muy dependiente económicamente del sector turístico. Se sucedían las voces que clamaban por esta medida, hasta que llegó a quienes tienen un gran poder de difusión. La conocida presentadora estadounidense Ellen DeGeneres, una de las más relevantes figuras de la visibilidad lésbica, comunicaba su intención de cancelar su viaje a Bermudas, e instaba a que los demás hicieran lo mismo.

A activistas como Same Love Bermuda, sin embargo, les preocupa mucho esta medida por la repercusión negativa para la propia comunidad LGTB de la isla, que podría verse especialmente afectada. Desde su sitio web han solicitado que no se lleve a cabo el boicot, y que se colabore apoyando económicamente al equipo legal que trata de que la ley discriminatoria sea derogada por los tribunales. Este es el texto:

La mejor manera de ayudar
El desafío legal es el canal apropiado para conseguir justicia e igualdad en Bermudas. Algunas personas han reaccionado a la ley de uniones civiles del Gobierno de Bermudas con llamadas a un boicot. Les pedimos a todos: «No boicoteen a Bermudas», eso solo perjudicará a las personas que ya han soportado la discriminación durante suficientes décadas. La forma de ayudar a Bermudas es visitarnos o apoyar nuestra apelación constitucional ante la Corte Suprema.

Efectivamente, el abogado y ex fiscal general de Bermudas Mark Pettingill, presentó en el mes de febrero una demanda ante la Corte Suprema contra la nueva ley de uniones civiles para las parejas del mismo sexo, en representación de Rod Ferguson, un ciudadano de Bermudas residente en Estados Unidos. Ferguson considera que negarle su derecho a contraer matrimonio es inconstitucional por suponer un «trato inhumano o degradante».

El demandante y su representante legal esperan conseguir la derogación de la ley de uniones civiles por vulnerar los derechos constitucionales de libertad de conciencia, expresión, asociación y credo y algunos relacionados con la propiedad. Pettingill cree que el caso podría llegar incluso a los tribunales europeos, por la singularidad de una situación en el que las parejas del mismo sexo pudieron contraer matrimonio durante un periodo de tiempo y después se las despojó de este derecho.

El matrimonio igualitario en Bermudas

La situación del matrimonio entre personas del mismo sexo en Bermudas era un tanto peculiar. En mayo de 2017, la magistrada de la Corte Suprema Charles-Etta Simmons sentenció a favor de dos hombres que habían reclamado ante los tribunales su derecho a casarse. La jueza consideró entonces que la legislación sobre matrimonio vigente en Bermudas era incompatible con los derechos humanos, ya que contenía una discriminación basada en la orientación sexual de los contrayentes. La sentencia tuvo efectos inmediatos y estableció recomendaciones para reformar la normativa, de manera que hiciera referencia a «dos personas» en lugar de a «hombre y mujer».

Sin embargo, el renuente Partido Laborista Progresista, actualmente en el poder, no obedeció esas recomendaciones, apoyado por una sociedad que solo unos meses antes, había rechazado en referéndum la posibilidad de reconocer jurídicamente las uniones entre personas del mismo sexo, ya fueran en forma de matrimonio o de unión civil. El referéndum, consultivo y no vinculante, no alcanzó, sin embargo, el quórum necesario para ser considerado válido.

Dispuesto a satisfacer a sus votantes más conservadores, el Gobierno de Bermudas no llevó a cabo ninguna de las recomendaciones establecidas en la sentencia de la Corte Suprema, por lo que dos personas del mismo sexo podían conseguir que su unión fuera llamada matrimonio, pero las diversas leyes y normativas que tuvieran que ver con el vínculo matrimonial seguían sin aplicárseles. Finalmente, como una forma de «cortocircuitar» a la Corte Suprema, la Asamblea de Bermudas aprobó un proyecto de ley que, en lugar del matrimonio igualitario, instituye la figura de las uniones civiles para las parejas del mismo sexo. La medida fue aprobada en diciembre por 24 votos a favor y 10 en contra. A principios de febrero, el gobernador John Rankin, en representación de la reina de Inglaterra, estampaba su firma en la ley, otorgándole plena validez.

Desde entonces, las parejas del mismo sexo no pueden contraer matrimonio, sino una unión civil que otorga derechos similares pero que es una institución diferenciada. Eso sí, para evitar problemas jurídicos la nueva figura legal no tiene efectos retroactivos, por lo que los matrimonios de parejas del mismo sexo que han tenido lugar desde la sentencia de la Corte Suprema hasta la entrada en vigor de la ley que eliminó esa posibilidad siguen vigentes. Se tiene constancia de diez enlaces en el territorio y cuatro más en barcos con bandera de Bermudas.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , ,

Destrozan un ninot de dos chicos besándose en un ataque homófobo

Sábado, 17 de marzo de 2018

ninots-homofobia-696x522El acto vandálico ocurrió en la madrugada del miércoles al jueves.

La falla mostraba a dos chicos besándose en la mejilla rodeados de corazones.

La Falla República Argentina – Dr. Pallares Iranzo apareció en la mañana de ayer sin la cabeza de uno de sus muñecos en lo que se ha calificado sin ningún género de dudas como “ataque homófobo”. Parte del cuerpo de la figura también sufrió daños y fue recuperado en una zona cercana.

La escena representaba a dos chicos que se daban un beso en la mejilla en medio de dos corazones fue asaltada por un grupo de personas sin identificar tras saltar una valla de dos metros, por lo que el presidente de la comisión fallera, Juan Rabadán, no ha dudado en calificar el ataque de premeditado y homófobo.

La falla se presentaba al Premio Arco Iris convocado por el Colectivo Lambda y que se otorga a la falla que mejo representan la diversidad afectivosexual. Dicho colectivo ha pedido en sus redes sociales unas fiestas más respetuosas con la diversidad.

Como ya es habitual, Lambda también se encuentra desarrollando su campaña Borinot el que no bote para evitar el uso homófobo de la palabra “maricón” que se suele emplear habitualmente.

Fuente | La Vanguardia, vía EstoyBailando

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , ,

Bulgaria rechaza ratificar el Convenio de Estambul por prejuicios LGTBfóbicos

Sábado, 17 de marzo de 2018

bulgaria_8m-300x150indiceTodavía resuenan los ecos de las gigantescas movilizaciones feministas en España y en cientos de países de todo el mundo. En Bulgaria, un país balcánico con un arraigado heteropatriarcado (todavía más profundo en las zonas rurales), las mujeres también salieron a las calles para reivindicar la plena igualdad de derechos y exigir el fin de la violencia machista. Pero con otra razón de peso: el gobierno retiró su proyecto para llevar al parlamento la ratificación del “Convenio del Consejo de Europa sobre prevención y lucha contra la violencia contra las mujeres” (popularmente conocido como “Convenio de Estambul”) y lo hizo, precisamente, en vísperas del 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer. Organizaciones religiosas y destacados líderes políticos de Bulgaria se muestran detractores por miedo a la transexualidad, el matrimonio igualitario y los refugiados.

A finales de enero en dosmanzanas nos hacíamos eco de la ola de discursos políticos LGTBfóbicos a cuenta del debate sobre la ratificación del Convenio de Estambul en Bulgaria. Y hasta estos días se ha mantenido el debate candente en este país. Hasta tal punto que el gobierno derechista del GERB o Ciudadanos por el Desarrollo Europeo de Bulgaria (adscrito al Partido Popular Europeo) ha retirado su proyecto de llevar dicha ratificación al parlamento nacional, debido a los ataques del Partido Socialista Búlgaro (principal partido de la oposición y miembro del Partido Socialista Europeo); las jerarquías religiosas y la amenaza de la perdida de estabilidad en el ejecutivo. El discurso común a los detractores del Convenio de Estambul es la supuesta introducción de la “ideología de género” en la sociedad búlgara.

El activista LGTB Marco Vidal, residente en Sofía (la capital búlgara), explica en declaraciones a dosmanzanas que “la presión que han ejercido a partes iguales la Iglesia Ortodoxa, los grupúsculos ultranacionalistas y el retrógrado Partido Socialista Búlgaro ha provocado que el gobierno conservador de Borisov haya decidido echar para atrás la ratificación del Convenio de Estambul”.

Este eslavista español  explica que la clave del revuelo ha sido “el concepto de género social, al hablar de los roles de géneros como construcciones sociales, de defender a las minorías sexuales, incluida las trans, y también por defender la educación escolar en la diversidad sexual y de género. Todo esto, alimentado por la transfobia propia que caracteriza a los defensores del modelo tradicional y patriarcal de la familia, así a los detractores de la supuesta ‘ideología de género’”.

Previamente a la retirada de la ratificación, el pequeño partido nacionalista VMRO del ministro de Defensa Krasimir Karakachanov, un socio menor de la coalición con el GERB, aseveraba (aunque sin ningún tipo de veracidad) que el Convenio de Estambul es una forma de “introducir programas escolares para estudiar la homosexualidad y el travestismo y crear oportunidades para sacar adelante los matrimonios entre personas del mismo sexo”.

Para Marco Vidal “es cuanto menos llamativo que todos los que critican cualquier avance en materia de derechos sociales y civiles respecto al colectivo LGTB utilicen esa misma nomenclatura, la de ‘ideología de género, cuando precisamente lo que se critican son los géneros impuestos socialmente, sus roles y sus consecuencias. En Bulgaria, por desgracia, no es la izquierda parlamentaria la que aborda este tema ni se posiciona a favor del colectivo, sino que han decidido darle la mano a la Iglesia y aumentar y alimentar el monstruo de la transfobia”.

Un instrumento para la protección de las mujeres

El Convenio del Consejo de Europa sobre prevención y lucha contra la violencia contra las mujeres es el primer instrumento jurídicamente vinculante que “crea un marco jurídico integral y un enfoque para combatir la violencia contra la mujer” y se centra en la prevención de la violencia machista, la protección de las víctimas y el enjuiciamiento de los acusados. El artículo 4 del mismo establece la necesidad de proteger a las víctimas sin discriminación, entre otras causas, por identidad de género u orientación sexual.

La convención se abrió en 2011 a la firma de los países en Estambul (por lo que también recibe el nombre de “Convenio de Estambul”) y entró en vigor en 2014. Hasta el momento, ha sido apoyado por 47 países (solo 18 de ellos lo han ratificado). España fue, en mayo de 2011, uno de los primeros países en firmarlo (todavía con el socialista José Luis Rodríguez Zapatero al frente del Gobierno), ratificándolo en 2014. El pasado 18 de enero, Armenia era uno de los últimos países en rubricarlo (y no destaca, precisamente, por sus políticas igualitarias en materia LGTB; en 2015, de hecho, prohibía en su Constitución el matrimonio entre personas del mismo sexo).

Según se desprende del Eurobarómetro de noviembre de 2017, Bulgaria es, con un 81%, el Estado miembro de la Unión Europea con un mayor porcentaje de ciudadanos que consideran que el rol más importante de las mujeres es cuidar de la casa y de la familia. Una cifra que contrasta con el 11% de Suecia, el 14% de Dinamarca, el 15% de los Países Bajos, el 27% de Francia, el 28% de Alemania o el 29% de España. Maya Manolova, Defensora del Pueblo búlgara, añade otro dato relevante para ponerse en contexto: “una de cada cuatro mujeres en Bulgaria ha sido víctima de violencia doméstica y así este fenómeno afecta a casi 1 millón de búlgaras”.

El propio Consejo de Europa manda un mensaje a Bulgaria

La ingente desinformación con la que distintos estamentos de poder (incluyendo políticos, religiosos y culturales) han sometido a la sociedad búlgara obligaron al Consejo de Europa a emitir un comunicado de prensa el 7 de marzo, en el que se criticaba que “en algunos países se están difundiendo ideas erróneas sobre el propósito” del Convenio de Estambul.

El Consejo de Europa alega que “con demasiada frecuencia” los roles asociados a mujeres y hombres “están definidos por estereotipos desactualizados y pueden hacer que la violencia contra las mujeres, la intimidación y el miedo sean más ‘aceptables’”. Asimismo, el Consejo explica que “algunos afirman que nuestra Convención promueve el matrimonio entre personas del mismo sexo, pero no hace referencia al reconocimiento legal de dicho matrimonio. Ciertamente, el Consejo de Europa apoya los derechos LGTBI y la Convención se opone a cualquier forma de discriminación. Pero el tema del matrimonio entre personas del mismo sexo está fuera del alcance de la Convención de Estambul”.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.