Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Alex Salinas’

La Iglesia no le deja ser hermano mayor de su cofradía por ser gay

Martes, 6 de octubre de 2015

image_content_17312875_20151002205424Es sevillano de Villanueva del Río y Minas, se llama Antonio Jesús Gómez Chamizo, tiene 31 años, es gay, está casado con su pareja desde 2012 y quiere ser hermano mayor de una cofradía, pero la Iglesia no le deja. Además de hacerlo público en las redes sociales, le ha escrito al Papa Francisco para contarle su caso. De momento, no ha obtenido respuesta. El último caso en que la doctrina de la Iglesia se cruzó en el camino de un creyente de ‘vida irregular’ fue el del gaditano Álex Salinas, al que el Obispado le impidió ser padrino del bautizo de su sobrino por ser transexual.

En esta ocasión el joven sevillano ha denunciado la discriminación en su perfil de Facebook, según ha adelantado El Correo de Andalucía, que recuerda que Gómez Chamizo está muy vinculado a la Semana Santa de su pueblo: es costalero, músico de la banda y, de hecho, ya fue hermano mayor de la cofradía de su pueblo en el pasado.

Antonio Jesús ha desvelado que el delegado diocesano de Asuntos Jurídicos de la Archidiócesis de Sevilla, Antonio Vergara, le trasladó personalmente que no podía concurrir a la candidatura a hermano mayor de su cofradía. Ni ser siquiera miembro de su junta de gobierno. ¿La razón? Estar casado por lo civil con un hombre.

Según recoge el rotativo sevillano en una información firmada por José Gómez Palas, el joven de Villanueva del Río y Minas “lleva meses luchando para optar a ser candidato a hermano mayor de la única hermandad de penitencia de su pueblo, la Hermandad y Cofradía de Nazarenos del Santísimo Cristo de la Buena Muerte y María Santísima de los Dolores, corporación de la que fue hermano mayor durante cuatro años cuando contaba tan solo con 22, convirtiéndose en el hermano mayor más joven que ha tenido la cofradía”. ¿Y por qué lo que era posible hace nueve años no lo es ahora? “Porque por entonces no estaba casado con ningún hombre”, denuncia.

Antonio Jesús recuerda que le escribió una carta al Papa Francisco contándole su caso y los detalles de su trayectoria en la hermandad, “pero no he recibido respuesta”. De quien sí la ha recibido es del párroco de su pueblo y del Arzobispado de Sevilla: un rotundo no en ambos casos.

Tras reconocer que personalmente había sido muy bien tratado, así resumía su visita, este viernes, al Palacio Arzobispal de Sevilla: “Ahora se escudan en que mi matrimonio es por lo civil, pero es que la Iglesia no consiente el matrimonio canónico entre dos hombres. Dicen que si yo hubiese estado casado por lo civil con una mujer el resultado hubiese sido el mismo, pero ¿qué hago si no me dejan casarme por la Iglesia?”.

Fuente Agencias

 

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , ,

“Luchar desde dentro de la Iglesia es legítimo, siempre que no te dejes someter por el pensamiento único dominante”

Miércoles, 23 de septiembre de 2015

JoséMantero-168x300Recogemos esta entrevista que publica Dosmanzanas. José Mantero fue el creador del blog La Casulla de San Ildefonso y el Foro Cristianos Gays del que es sucesor el actual Cristianos Gays:

La cruzada de la Iglesia contra las personas LGTB no da tregua, a la luz de los últimos acontecimientos. Sobre todo después de que el obispo de Cádiz-Ceuta, Rafael Zornoza, asegurase en una entrevista que el “comportamiento transexual es inmoral“. Dosmanzanas ha charlado sobre esa manía persecutoria con José Mantero, que en 2002 sorprendió a propios y extraños al convertirse en el primer sacerdote español en salir públicamente del armario.

Lo cierto es que el debate sigue abierto: ¿resulta incoherente o no el hecho de que una persona gay profese una religión que le considera un pecador o, incluso, un enfermo? Mantero cuenta que, en su caso particular, salió del armario para, “en clave absolutamente cristiana”, anunciar una buena noticia: “que Dios nos ha creado gays y nos quiere gays, que nuestra manera de ser fieles a Dios es siendo fieles a nuestro ser gay”.

En dosmanzanas hemos contado la historia de Álex Salinas, un hombre transexual y católico al que la Iglesia negó la posibilidad de ser el padrino del bautizo de su sobrino por su condición. Al igual que él, Mantero decidió “luchar desde dentro” por el cambio, algo que le parece una opción legítima, “siempre que no te dejes someter por el pensamiento único dominante”.

Pienso que él [Álex Salinas] intenta el cambio desde dentro, y me parece legítimo. Pero no podemos dar coces contra el aguijón: está claro que la Iglesia no quiere a los transexuales, como no quiere a los gays o lesbianas”, apunta el ex sacerdote. “¿Cuál es la actitud correcta: seguir luchando por ser padrino o decir ‘me voy y que os preñen’? Es difícil. En cualquier caso, es su decisión y, sea la que sea, la hemos de respetar”, sostiene.

Cabe recordar que, finalmente, Álex no podrá ser el padrino del bautizo de su sobrino. Así lo concluyó el obispado de Cádiz, para quien Álex no cumplía el requisito de llevar una vida “congruente con la fe” que marca el Derecho Canónico y que, supuestamente, se exige a todos los padrinos y madrinas de bautizos católicos. Y todo ello pese a que este chico es católico practicante. Además, la Congregación de la Doctrina de la Fue corroboró su negativa a la petición de Álex, por su condición de hombre transexual, “contraria a la naturaleza del hombre”.

Es una indignación legítima. La Iglesia es el reino y reinado de la doble moral, de la falsedad y la hipocresía. Se basan en un axioma para ellos sagrado: no es pecado mientras no se sepa. Por eso digo que mi actitud es diferente de la de este chico”, apostilla Mantero. Asegura que “Jesús les llamó ‘camada de víboras, sepulcros blanqueados, tumbas sin señal’ en el santo Evangelio. Hemos de recuperar el discurso de la indignación, que es un discurso crístico y cristiano”.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , ,

La revista Vida Nueva da voz a Álex Salinas mientras en el mismo reportaje su obispo dice que el “comportamiento transexual” es inmoral

Miércoles, 16 de septiembre de 2015

Alex-SalinasUn reportaje de la revista católica Vida Nueva que completa lo que ya publicábamos hace unos días, y para el que se nos pidió opinión, aunque poco se refleje de lo que se les envió, se ocupa del papel de las personas trans en la Iglesia católica. Junto a una entrevista con Álex Salinas y otras declaraciones que hablan a favor de la inclusión, si por algo ha llamado la atención el reportaje es por las palabras del obispo de Cádiz-Ceuta, Rafael Zornoza, triste muestra de la transfobia más descarnada.

La discriminación sufrida por Álex Salinas al impedírsele ser padrino del bautizo de su sobrino sigue dando de qué hablar. Vida Nueva ha querido ocuparse con detalle del caso. La mejor parte del reportaje es sin duda la entrevista con Salinas, en la que el joven se expresa con sinceridad. “Estoy mal porque es volver a sentir el rechazo que he experimentado en tantos momentos de mi vida; ese rechazo es el que me plantea llegar a apostatar, sabiendo que esa opción es muy fuerte para un cristiano como yo. ¿Por qué voy a estar en la Iglesia, si no me aceptan ni me acogen con los brazos abiertos, como predican?”, asegura. Álex explica además que no ha obtenido respuesta acerca de los encuentros que se le prometieron, ni por parte del obispo ni del sacerdote de su parroquia.

No es Álex la única persona trans que tiene voz en la revista. También hablan Antonio Gallego, que explica que “no somos un término medio; ser transexual es algo que te sucede y con lo que naces” y Rodrigo Alonso, quien señala que “vivimos atrapados en un cuerpo biológico que no nos corresponde”. Este último habla con claridad sobre lo que busca en su iglesia: “queremos que se nos permita ser cristianos y ejercer dignamente como tales, que deje ya de estigmatizarnos y discriminarnos, porque Cristo no lo hace”. Julio Prieto, presidente de CRISMHOM (colectivo de cristianos LGTB radicado en Madrid) recuerda por su parte que la transexualidad no es una elección.

A la vista de todos estos testimonios, el redactor de la crónica en Vida Nueva establece la conclusión de que “a partir de los testimonios recogidos para este artículo, las respuestas que la Iglesia ofrece no responden a las demandas de transexuales, asociaciones y profesionales”. En su editorial, la revista expresa una postura típica de un catolicismo “abierto”: sin pronunciarse abiertamente sobre la decisión de discriminar a Álex, reconoce que “más allá del sí o del no” afrontar la realidad de las personas trans en la iglesia “no es cuestión baladí”.

La otra cara, la de la inmisericordia cruel: Zornoza se reafirma

Sin embargo, el reportaje tiene otra cara. Es la que representa, en primer lugar, Ignacio Serrada, profesor de Teología Moral en la Facultad eclesiástica de San Dámaso (Madrid). Con un lenguaje académico, Serrada reafirma la posición oficial de la Iglesia: “la moral cristiana trata de profundizar en la diferenciación sexual y como esta, a la luz de la Revelación, subraya el carácter positivo de esta diferenciación para el bien de la persona”.

Pero lo que sin duda impacta más es la entrevista con el obispo de Cádiz-Ceuta, Rafael Zornoza, que asegura haber vivido “con tranquilidad” el proceso de consulta a Roma sobre la materia para decir a continuación que “lo que es inmoral es el comportamiento transexual, por lo que es incoherente con la fe de la Iglesia. Así no se puede apadrinar a nadie”. El obispo llega cuestionar las motivaciones de Álex y su presencia en los medios. “Cuando llegó [la respuesta de Roma], confirmaba lo que resultaba ya evidente después de tantas declaraciones y manifestaciones muy reveladoras de unos propósitos y conductas que nada tenían que ver con la vida cristiana, el sacramento del bautismo ni la transmisión de la fe”. Parece que Zornoza hubiera preferido que Álex hubiera llevado el ser discriminado con una mayor “discreción”. En este sentido, es significativa la comparación que el obispo establece con Diego Neria, hombre transexual que en su momento fue recibido por el papa, al apreciar “actitudes muy diferentes en cada uno de los casos”.

Zornoza se ocupa también de precisar en qué consiste, según él, la “misericordia” de la que habla Francisco. Según su interpretación, la acogida se limita a recibir con afecto, pero sin cambiar la doctrina ni alterar el juicio sobre la persona: “mostrar afecto en vez de rechazo es un signo precioso de la cercanía de la Iglesia para cada persona. Francisco lo hace de maravilla y sus gestos conmueven al mundo. Pero no dice que da por bueno todo, ni renuncia a los presupuestos doctrinales o morales de la Iglesia, ni rebaja sus exigencias, ni les otorga derechos… Hay muchos ejemplos recientes de esta interpretación equívoca, que confunde las cosas”.

En definitiva, no solo se impide a Álex ser padrino después de transmitirle mensajes contradictorios, sino que se califica su “comportamiento” como inmoral. En paralelo esta realidad indiscutible, algunos dentro de la Iglesia parecen querer todavía dar voz a las personas transexuales. Desde el punto de vista de quien escribe esta noticia, uno se pregunta si de verdad alguien les puede pedir legítimamente que participen en debates sobre lo que sencillamente es su vida o reclamarles aún más paciencia de la que ya han tenido. También es muy significativo que haya molestado tanto la actitud activista de Álex. En nuestra opinión, este puede sentirse orgulloso: todos los activistas por la justicia siempre han sido atacados por ello y cuestionados en sus intenciones.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Crueldad excesiva, ensañamiento inmoral: el obispo de Cádiz Rafael Zornoza afirma que “El comportamiento transexual es inmoral. Así no se puede apadrinar”

Sábado, 12 de septiembre de 2015

Mons_Rafael_Zornoza_BoyQue tenga la poca vergüenza de criticar él que ha cambiado dos veces de opinión

Critica a Álex por “pasar de una vida cumplidora a promover la apostasía

El joven demostró “propósitos y conductas que nada tenían que ver con la vida cristiana”

(José Beltrán, en Vida Nueva).- Ha permanecido en un segundo plano desde que saltó a los medios a finales de julio la negativa a que Álex Salinas, un transexual de Cádiz, fuera padrino de bautismo. El asunto se convirtió en una serpiente informativa de verano. Rafael Zornoza prefirió no manifestarse al respecto hasta que hace una semana le reiterara la decisión tras llevar el asunto a Roma. Ahora, con la polémica zanjada, rompe su silencio y responde las preguntas de Vida Nueva.

– Aunque las directrices de Doctrina de la Fe sean más o menos explícitas, como pastor no habrá sido fácil pronunciarse. ¿Le ha quitado el sueño la polémica?

– Me ha preocupado, sí, pero he tenido en todo momento mucha paz, y el deseo de buscar solamente el bien y la gloria de Dios. La respuesta de Roma ha sido muy concreta y bien argumentada, sin márgenes a la interpretación. Por tanto: un gran descanso. Y muy centrada en la cuestión de fondo. Cuando llegó, confirmaba lo que resultaba ya evidente después de tantas declaraciones y manifestaciones muy reveladoras de unos propósitos y conductas que nada tenían que ver con la vida cristiana, el sacramento del bautismo ni la transmisión de la fe. He recordado de nuevo que la Iglesia está llamada a ser como “un hospital de campaña” que sale al encuentro de todos; que debemos situarnos en un “cambio de época”, como recoge Evangelii gaudium, con grandes retos, y que hemos de afrontar nuevas situaciones con magnanimidad, prudencia pastoral y decisión.

P.- Si el caso se hubiera llevado con discreción fuera de los focos de los medios, ¿el final habría sido otro?

R.- Si en tal caso hipotético se hubiera resuelto bien, la respuesta sería la que ha sido, con fotógrafos o sin ellos. Lo que es inmoral es el comportamiento transexual, por lo que es incoherente con la fe de la Iglesia. Así no se puede apadrinar a nadie.

P.- Hay quien podría pensar que se actúa con doble rasero: el Papa recibe a un transexual de Plasencia y a otro se le niega ser padrino en Cádiz…

R.- Aprecio actitudes muy diferentes en cada uno de los casos. Pero, además, mostrar afecto en vez de rechazo es un signo precioso de la cercanía de la Iglesia para cada persona. Francisco lo hace de maravilla y sus gestos conmueven al mundo. Pero no dice que da por bueno todo, ni renuncia a los presupuestos doctrinales o morales de la Iglesia, ni rebaja sus exigencias, ni les otorga derechos… Hay muchos ejemplos recientes de esta interpretación equívoca, que confunde las cosas. Mi consejo es no quedarse en los titulares de la noticia, sino leer las catequesis del Santo Padre hasta el final, enteritas. No deja lugar a dudas.

Para leer la entrevista completa, pincha aquí:

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , ,

#YoApostato, ‘trending topic’ en apoyo al joven trans discriminado por la Iglesia

Miércoles, 9 de septiembre de 2015

M_images.2015_2.yoapostatonsp-523Álex Salinas, el chico transexual al que el obispado de Cádiz y Ceuta ha impedido que ejerza de padrino en el bautizo de su sobrino, ha lanzado un vídeo y una campaña en Twitter con la que ha animado a una “apostasía masiva”.

Después de que en un primer momento el obispo de Cádiz y Ceuta, monseñor Rafael Zornoza Boy, se negara a permitir que Álex fuera el padrino de su sobrino, que luego rectificara, y hace una semana volviera a impedirle ejercer como tal en el bautizo, manifestando “pública y definitivamente” que esta solicitud “no puede ser aceptada” porque es “evidente” que “no posee el requisito de llevar una vida conforme a la fe y al cargo de padrino”, el joven hizo pública su decisión de apostatar.

En forma de protesta y con el fin de recabar apoyos contra este caso de transfobia, se ha puesto en marcha, con el apoyo de la organización Lambda de San Fernando, Izquierda Unida, Podemos y varias ONG, la campaña #YoApostato, que seguirá activa hasta el 14 de septiembre.

En el vídeo, el propio Álex denuncia que su caso “es una discriminación muy clara hacia los transexuales”, y añade que “yo voy a apostatar porque lo tengo muy claro, pero queremos conseguir una apostasía masiva para demostrar que la transexualidad no es mala y que tenemos un apoyo grande, no solo del colectivo LGTB, sino también de los heterosexuales”.

Después de lanzarse el hashtag en Twitter, miles de personas se han sumado a la campaña y #YoApostato se ha convertido en trending topic en cuestión de minutos.

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , ,

Crueldad vaticana: El obispo de Cádiz vuelve a prohibir al joven transexual ser padrino de bautizo de sus sobrinos

Jueves, 3 de septiembre de 2015

bergoglio-upset_med-3Mons_Rafael_Zornoza_Boy

trans_270x250Tras consultar con Doctrina de la Fe, Zornoza ve “evidente” que “no lleva una vida conforme a la fe”

El 6 de agosto, la diócesis había dado marcha atrás, permitiendo a Salinas participar en el acto

La negativa vaticana a que Álex Salinas sea padrino de su sobrino confirma la transfobia de la iglesia de Francisco

El transexual al que se le niega finalmente ser padrino ha decidido apostatar

Alex Salinas afirma que su hermana ha decidido no bautizar a su niño y educarle “en la fe cristina” pero al margen de la Iglesia Católica.

Carla Antonelli se declara también “profundamente defraudada con el papa Francisco”.

Esperpéntico… y asco, mucho asco el que sentimos ante tamaña muestra de crueldad: el obispo de Cádiz y Ceuta, Rafael Zornoza Boy, ha dado una nueva y al parecer definitiva vuelta de tuerca al caso de Álex Salinas, el joven transexual de San Fernando que pidió ser padrino de bautismo de su sobrino. En un comunicado emitido anoche (justo después de que Salinas tratara, sin éxito, de poner fecha a la celebración), Zornoza asegura que la petición “no puede ser aceptada” porque es “evidente” que “no posee el requisito de llevar una vida conforme a la fe y al cargo de padrino”, recogido en el Código de Derecho Canónico (CIC). El obispo asegura haber consultado a la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Hartazgo, asco, repugnancia. Es lo que nos produce el juego hipócrita de la jerarquía católica, que ahora vuelve a denegar a Álex Salinas la posibilidad de ser padrino del bautizo de su sobrino por su condición de hombre transexual, “contraria a la naturaleza del hombre”. La decisión adoptada por la Congregación de la Doctrina de la Fe ha sido hecha pública en un comunicado por el obispado de Cádiz, que además refuerza la argumentación aludiendo a la reciente encíclica “ecologista” del papa Francisco en la que este cargaba contra la transexualidad.

Recordamos la historia: solo seis meses después de que –haciendo gala de su magistral habilidad para los gestos mediáticos– el papa Francisco recibiera en Roma a Diego Neria, hombre transexual y católico practicante, el obispado de Cádiz negaba a Álex Salinas, otro hombre transexual y también católico practicante, ser el padrino del bautizo de su sobrino, tal y como deseaba su hermana, madre del niño. El revuelo mediático y social generado propició la aparente marcha atrás del obispado, decisión tras la cual el propio Salinas, en entrevista a dosmanzanas, reconoció sentirse muy emocionado. “No empecé a ser consciente hasta que empezaron a llamarme familias con niños pequeños trans para darme las gracias… ¡es muy emocionante!”, nos contaba el joven de San Fernando. “Incluso muchas madres de niños trans han definido lo sucedido como la ‘transrevolución’”, añadía. En términos parecidos se expresaba en otra entrevista en Cáscara amarga.

Pero el asunto no quedaba cerrado, lamentablemente. Lo explica el propio obispo de Cádiz en el referido comunicado: “por la complejidad y relevancia mediática alcanzada por este asunto, teniendo en cuenta las posibles consecuencias pastorales de cualquier decisión al respecto, he elevado una consulta formal ante la Congregación para la Doctrina de la Fe”.

La respuesta de la institución vaticana, heredera directa del desaparecido Santo Oficio, no admite dudas:

Sobre este particular le comunico la imposibilidad de que se le admita. El mismo comportamiento transexual revela de manera pública una actitud opuesta a la exigencia moral de resolver el propio problema de identidad sexual según la verdad del propio sexo. Por tanto resulta evidente que esta persona no posee el requisito de llevar una vida conforme a la fe y al cargo de padrino, no pudiendo por tanto ser admitido al cargo ni de madrina ni de padrino (CIC can 874 §3). No se ve en ello una discriminación, sino solamente el reconocimiento de una objetiva falta de los requisitos que por su naturaleza son necesarios para asumir la responsabilidad eclesial de ser padrino.

El obispado de Cádiz, para reforzar la negativa, alude también a la reciente encíclica Laudato si’ (“Alabado seas”) de Francisco:

En efecto, el Papa Francisco ha afirmado en varias ocasiones, en continuidad con el Magisterio de la Iglesia, que esta conducta es contraria a la naturaleza del hombre. En su última encíclica acaba de escribir: “La ecología humana implica también algo muy hondo: la necesaria relación de la vida del ser humano con la ley moral escrita en su propia naturaleza, necesaria para poder crear un ambiente más digno. Decía Benedicto XVI que existe una «ecología del hombre» porque «también el hombre posee una naturaleza que él debe respetar y que no puede manipular a su antojo». En esta línea, cabe reconocer que nuestro propio cuerpo nos sitúa en una relación directa con el ambiente y con los demás seres vivientes. La aceptación del propio cuerpo como don de Dios es necesaria para acoger y aceptar el mundo entero como regalo del Padre y casa común, mientras una lógica de dominio sobre el propio cuerpo se transforma en una lógica a veces sutil de dominio sobre la creación. Aprender a recibir el propio cuerpo, a cuidarlo y a respetar sus significados, es esencial para una verdadera ecología humana. También la valoración del propio cuerpo en su femineidad o masculinidad es necesaria para reconocerse a sí mismo en el encuentro con el diferente. De este modo es posible aceptar gozosamente el don específico del otro o de la otra, obra del Dios creador, y enriquecerse recíprocamente. Por lo tanto, no es sana una actitud que pretenda «cancelar la diferencia sexual porque ya no sabe confrontarse con la misma»” (Laudato si, n.155).

Por estas razones, se ha hecho saber a los interesados que no puede aceptarse su solicitud.

Ya lo confirmamos. La encíclica de Francisco sobre el medio ambiente (que tantas alabanzas recibió…) contiene un claro mensaje de LGTBfobia, muy especialmente dirigido en este caso contra las personas transexuales. Es, en concreto, en el punto 155 de la encíclica, donde el papa aprovecha para considerar que el respeto a la ecología incluye “la aceptación del propio cuerpo como don de Dios” y su “valoración en su femineidad o masculinidad” para “reconocerse a sí mismo en el encuentro con el diferente”. Según el argentino, ”cancelar la diferencia sexual” no es una actitud sana.

“Me siento utilizado y engañado por mi propia Iglesia (…) Mi hermana ya me ha dicho que como esto sea verdad no bautizará a su hija”, ha declarado Álex Salinas al diario El Mundo tras conocer la noticia. “Me están alejando de la Iglesia, ya no me espero nada de ellos”, añade.

“Mi sobrino ya no se bautiza”, subrayó esta misma mañana, en una entrevista en la cadena Ser, Álex Salinas. La familia ha tomado la decisión después de que el obispo de Cádiz le haya comunicado personalmente a Álex por teléfono que no podrá ser el padrino de su sobrino “por su condición de transexual”.

“Me dijo que lo importante es que fuera un buen cristiano. ¿Cómo me pueden decir eso si ellos no son ni buenos cristianos ni buenas personas“. Salinas dice que no quiere saber a partir de ahora nada de la Iglesia y que va a apostatar. Finalmente, Alex Salinas, ha decidido apostatar porque “la Iglesia católica me ha demostrado que no me quiere”. Yo la fe la voy a seguir aparte, tal y como se debe, amando a las personas y tal como son, no prohibiéndoles estar en una iglesia porque sean gays, lesbianas o transexuales”, concluye. El joven transexual ha explicado también que su hermana, madre del niño del que él quería apadrinar, también ha decidido no seguir adelante con su intención de bautizar a su niño y educarle “en la fe cristiana” pero al margen de la Iglesia Católica.

Carla Antonelli: “absolutamente perverso”

“Te quedas sin palabras de como se puede ser tan inmisericorde y trilero, jugando con los sentimientos de Álex Salinas, le dicen que sí generándole la ilusión de ser el padrino y ahora le comunican que la Congregación de la Doctrina de la Fe (Antigua Inquisición -literal-) y el mismísimo papa ha dicho que no puede serlo porque su propia existencia va en contra de ser cristiano”, expresaba en un breve comunicado, nada más conocer la noticia, la diputada socialista en la Asamblea de Madrid y activista Carla Antonelli.

“Ante tanta crueldad solo te queda pensar que la verdadera incongruencia es de quienes dicen ser los representantes de la doctrina que predica respeto y amor al prójimo pero que la aplican para dar rienda suelta a los odios, fobias y machacar al semejante; en una palabra, indignos representantes del dogma en origen. Profundamente defraudada con el papa Francisco y los cantos de sirena que te arrojan sobre Escila y Caribdis. Absolutamente perverso”, añade.

La Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera (ATA-Sylvia Rivera) exige la retirada del concordato con la iglesia católica

La Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera (ATA-Sylvia Rivera) denuncia la postura del Obispado de Cádiz, que califica de transfobia, al denegar a un joven transexual poder ser padrino en el bautizo de su sobrino.

Esta asociación ha declarado a través de un comunicado que no pide caridad ni compasión para “lavar la cara” a una institución que se destaca por su misoginia y lgtbifobia, aludiendo a la iglesia católica, exigiendo el cumplimiento y respeto a las leyes civiles y constitucionales.

Ante las declaraciones hechas en el día de ayer por el Obispo de Cádiz y Ceuta donde de nuevo, bajo pretexto de un dogma moral, justifica la negación de ser padrino a Alex Salinas, declaraciones publicadas en la web de la diócesis de Cádiz y Ceuta, esta asociación exige la retirada del concordato con la iglesia católica, para poner fin al privilegio fiscal e impunidad ante reiteradas actuaciones y declaraciones que incitan al odio y menoscaban los derechos civiles.

Asimismo, le recuerdan a la Fiscalía de Igualdad y contra delitos de odio de Cádiz la petición realizada por esta entidad con fecha 31 de julio para que interviniera en este caso por si fuera constitutivo de delito, ya que consideran que es un acto de transfobia.

“La libertad religiosa no puede entrar en conflicto con los Derechos Humanos”, declara Mar Cambrolle, Presidenta de la Asociación de Transexuales de Andalucía, quien añade “La Iglesia debe ser responsable de sus reiteradas prácticas lgtbfóbicas que incitan al odio y al menoscabo de derechos y por tanto, el Estado de Derecho debe proteger a las personas que son victimas de estas prácticas”.

Ante el aumento de delitos y violencia hacia las personas lesbianas, gays, bisexuales y transexuales, ATA-Sylvia Rivera insiste en la necesidad de una ley autonómica como la Catalana y la Extremeña, que proteja y sancione los delitos de odio, así como una ley estatal de transexualidad que unifique criterios y garantice derechos por igual a todas las personas transexuales del Estado Español, teniendo como referente la Ley Trans de Andalucía.

La obsesión de la Iglesia católica con la transexualidad

Lo sucedido con Álex Salinas refuerza la idea a la que ya hemos hecho mención en anteriores entradas: a la enfermiza fijación contra las relaciones entre personas del mismo sexo, la jerarquía católica añade ahora la condena a las personas trans, tradicionalmente ignoradas por la institución. En España tenemos el ejemplo del obispo de Alcalá de Henares, Juan Antonio Reig Pla, que no ha dudado en incluirlas en sus diversas diatribas. La última de la que nos hicimos eco ocurrió en diciembre, cuando incluyó a la “despatologización de la así llamada transexualidad” en la lista de supuestos objetivos de una perversa agenda LGTB.

Otro ejemplo es el del obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, que en enero de 2013 difundía su mensaje tránsfobo en una carta pastoral en la que criticaba la “ideología de género” que “rompe todo lazo del hombre con Dios a través de su propia naturaleza” y “sitúa al hombre por encima de Dios” “La ideología de género es una filosofía, según la cual el sexo ya no es un dato originario de la naturaleza, que el hombre debe aceptar y llenar personalmente de sentido, sino un papel social del que se decide autónomamente”, añadía.  “Ya no valdrían las ecografías que detectan el sexo de la persona antes de nacer. Esperamos un bebé. ¿Es niño o niña? La ecografía nos dice claramente que es niña. No. Lo que vale es lo que el sujeto decida. Si quiere ser varón, puede serlo, aunque haya nacido mujer. Y si quiere ser mujer puede serlo, aunque haya nacido varón. No se nace, se hace. Al servicio de esta ideología existen una serie de programas formativos, médicos, escolares, etc. que tratan de hacer ‘tragar’ esta ideología a todo el mundo, haciendo un daño tremendo en la conciencia de los niños, adolescentes y jóvenes”, aseguraba el obispo de Córdoba.

De hecho, en noviembre de 2006, Fernández ya había publicado otra carta titulada “Dios ama también a los homosexuales” (sic) en la que calificaba a la ley de identidad de género, que permite a las personas transexuales modificar su identidad registral sin necesidad de proceso judicial, como “contraria a la verdad del hombre” y “extorsión del plan de Dios”.

“Pensemos en las armas nucleares, en su capacidad de aniquilar en unos pocos instantes un alto número de vidas humanas. Pensemos en la manipulación genética, en la manipulación de la vida, o en la teoría de género, que no reconocen el orden de la creación. Con esta actitud, el hombre comete un nuevo pecado contra Dios el Creador”, expresaba por su parte el papa Francisco solo unos meses antes de su última encíclica.

Comunicado del obispo de Cádiz

En relación con las declaraciones aparecidas en diferentes medios en referencia a la denegación o aceptación como padrino de bautismo de una persona que se presenta como transexual, tengo el deber pastoral de manifestar pública y definitivamente lo siguiente:

En relación con las declaraciones aparecidas en diferentes medios en referencia a la denegación o aceptación como padrino de bautismo de una persona que se presenta como transexual, tengo el deber pastoral de manifestar pública y definitivamente lo siguiente:

Los padrinos del Sacramento del Bautismo asumen, ante Dios y su Iglesia y en relación con el bautizado, el deber de cooperar con los padres en su formación cristiana, procurando que lleve una vida congruente con la fe bautismal y cumpla fielmente las obligaciones inherentes. En vista de esa responsabilidad, el Catecismo de la Iglesia Católica pide que los padrinos sean “creyentes sólidos, capaces y prestos a ayudar al nuevo bautizado … en su camino de la vida cristiana”(CEC, n. 1255). Por todo ello, al ser una función eclesial la ley de la Iglesia exige, entre otras condiciones, que sólo sea admitido como padrino o madrina quien tenga capacidad para asumir seriamente estas responsabilidades y lleve un comportamiento congruente con ellas (cf.CIC, can. 874 §1, 3). Si no fuera posible hallar una persona que reúna las cualidades necesarias, el párroco puede conferir el Bautismo sin padrinos, que no son necesarios para celebrar este Sacramento.

Ante la confusión provocada entre algunos fieles al haberme sido atribuidas palabras que no he pronunciado, y por la complejidad y relevancia mediática alcanzada por este asunto, teniendo en cuenta las posibles consecuencias pastorales de cualquier decisión al respecto, he elevado una consulta formal ante la Congregación para la Doctrina de la Fe, cuya respuesta ha sido: “Sobre este particular le comunico la imposibilidad de que se le admita. El mismo comportamiento transexual revela de manera pública una actitud opuesta a la exigencia moral de resolver el propio problema de identidad sexual según la verdad del propio sexo. Por tanto resulta evidente que esta persona no posee el requisito de llevar una vida conforme a la fe y al cargo de padrino (CIC can 874 §3), no pudiendo por tanto ser admitido al cargo ni de madrina ni de padrino. No se ve en ello una discriminación, sino solamente el reconocimiento de una objetiva falta de los requisitos que por su naturaleza son necesarios para asumir la responsabilidad eclesial de ser padrino”.

En efecto, el Papa Francisco ha afirmado en varias ocasiones, en continuidad con el Magisterio de la Iglesia, que esta conducta es contraria a la naturaleza del hombre. En su última encíclica acaba de escribir: “La ecología humana implica también algo muy hondo: la necesaria relación de la vida del ser humano con la ley moral escrita en su propia naturaleza, necesaria para poder crear un ambiente más digno. Decía Benedicto XVI que existe una «ecología del hombre» porque «también el hombre posee una naturaleza que él debe respetar y que no puede manipular a su antojo». En esta línea, cabe reconocer que nuestro propio cuerpo nos sitúa en una relación directa con el ambiente y con los demás seres vivientes. La aceptación del propio cuerpo como don de Dios es necesaria para acoger y aceptar el mundo entero como regalo del Padre y casa común, mientras una lógica de dominio sobre el propio cuerpo se transforma en una lógica a veces sutil de dominio sobre la creación. Aprender a recibir el propio cuerpo, a cuidarlo y a respetar sus significados, es esencial para una verdadera ecología humana. También la valoración del propio cuerpo en su femineidad o masculinidad es necesaria para reconocerse a sí mismo en el encuentro con el diferente. De este modo es posible aceptar gozosamente el don específico del otro o de la otra, obra del Dios creador, y enriquecerse recíprocamente. Por lo tanto, no es sana una actitud que pretenda «cancelar la diferencia sexual porque ya no sabe confrontarse con la misma»” (Laudato si, n.155).

Por estas razones,se ha hecho saber a los interesados que no puede aceptarse su solicitud.

La Iglesia acoge a todas las personas con caridad queriendo ayudar a cada uno en su situación con entrañas de misericordia, pero sin negar la verdad que predica, que a todos propone como un camino de fe para ser libremente acogida.

Fuente Dosmanzanas, Cáscara Amarga y Religión Digital

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , ,

Carlos Osoro: “No hay discípulos de primera, de segunda o de tercera” y aboga por no juzgar a homosexuales, divorciados o transexuales

Domingo, 16 de agosto de 2015

matrimonio_gay DOCU_LP

El arzobispo de Madrid aboga por no juzgar a homosexuales, divorciados o transexuales “Un cristiano no puede mirar a nadie por las ideas que tenga o por lo que haya hecho”

El arzobispo de Madrid y vicepresidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Carlos Osoro, ha abogado este jueves por no juzgar y no condenar a divorciados que se vuelven a casar, a los homosexuales ni a los transexuales porque “Dios ha querido que el ser humano sea imagen y semejanza” suya.

Así ha contestado preguntado por las palabras del Papa Francisco, que la semana pasada dijo que los divorciados que se han vuelto a casar no están excomulgados y no deben ser tratados como tales, y por las del obispo de Bilbao, Mario Iceta, quien ha calificado de “reto pastoral de primera magnitud” acompañar a los homosexuales en la Iglesia, así como por Álex Salinas, un transexual al que finalmente se le permite ser padrino en el bautizo de un sobrino suyo en San Fernando (Cádiz).

En declaraciones a los medios antes de intervenir en el ciclo ‘Conocimiento y Valores’, en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP), Osoro ha reivindicado que la Iglesia “da siempre y da el amor del Señor”, lo que significa que “se sitúa al lado de todos los heridos y de todas las situaciones en las que estén los hombres, sean las que fueren“, incluidos divorciados, homosexuales y transexuales.

De esta forma, ha asegurado que lo que el Pontífice quiere, en el Año de la Misericordia, es que “el ser humano viva y pase por cuatro estaciones que necesariamente hay que pasar: no juzgar, perdonarse, no condenar y dar. En este sentido, ha defendido que lo que da la Iglesia es “lo máximo que se da, el gran y amor y cariño” que, según ha añadido, es lo que cada persona recibe de sus padres.

Asimismo, ha recordado las palabras de Jesucristo, quiencuando vino a este mundo, dijo ‘He venido a salvar a los hombres, no a condenarlos‘”. “Porque en definitiva, lo que tiene que hacer (la Iglesia) es lo mismo que él (Jesucristo): ‘He venido a salvaros'”, ha proclamado Osoro, quien ha asegurado que el “problema real” no es permitir que los divorciados vuelvan a comulgar -aspecto que se está debatiendo de cara al Sínodo de Obispos del próximo mes de octubre-, sino que “estemos al lado de todos los seres humanos, estén en la situación que estén”.

De esta forma, ha dado más importancia a que “todos los que son creyentes y por diversas circunstancias tuvieron que tomar una decisión en la vida, que sepan que son miembros de la Iglesia y que la Iglesia también les necesita.

“Eso es lo que ha dicho el Papa y lo que seguirá diciendo la Iglesia a través de todos los tiempos. Son discípulos de Cristo. No hay de primera, de segunda y de tercera, somos discípulos de Cristo todos aquellos que hemos sido bautizados y tenemos la vida del Señor en nuestra vida”, ha manifestado. Así, ha dicho que él ve a todos los seres humanos “como imágenes de Dios que son”.

“Esto es lo más sencillo y lo más maravilloso de un cristiano y es que no puede mirar a nadie por las ideas que tenga o por lo que haya hecho. Les tiene que mirar como les mira Dios, ha incidido Osoro. En este sentido, ha subrayado que Dios “ha querido que el ser humano sea imagen y semejanza” suya, al tiempo que ha señalado que él mismo no ve a las demás personas “como un enemigo”, sino alguien “ante el cual me tengo que arrodillar, nada más, porque sé que eres imagen de Dios”. “Y ojalá lo supiera hacer con todos. Yo ya sé que tengo mis deficiencias y no lo sé hacer con todos”, ha concluido.

(RD/Ep)

General, Iglesia Católica , , , , , , , , ,

El obispo suizo Victus Huonder, cita la condena a muerte en el Levítico como autoridad para opinar sobre homosexualidad e Iglesia católica

Viernes, 14 de agosto de 2015

Mgr-Vitus-HuonderUn obispo, Victus Huonder, de Chur (Suiza), crea una fuerte polémica en el espacio de lengua alemana por citar como autoridad un texto que llama a condenar a muerte a los homosexuales. Se trata de los pasajes del libro del Levítico, en la Biblia, que se utilizan habitualmente para respaldar la condena eclesiástica de la homosexualidad. Según este obispo, estos deberían bastar para concluir el debate. En palabras de Huonder, “solo hablar de ello es ya un ataque al Creador”.

La condena de la homosexualidad en el libro del Levítico debería bastar para cerrar el debate en la iglesia Católica. Esta, al menos, parece ser la opinión del obispo de Chur (Suiza), Victus Huonder, según lo que dijo en un encuentro titulado ‘La alegría de creer’ en la ciudad alemana de Fulda, y que fue recibido con aplausos.

Tras citar los dos textos del Levítico, habitualmente utilizados para condenar la homosexualidad, afirmaba que “ambos pasajes deberían bastar por sí solos para encarrilar correctamente la cuestión de la homosexualidad desde el punto de vista de la fe“. Asimismo, y como era de esperar, se pronunció en contra de las familias LGTB: “No existe la variedad de modelos de matrimonio y familia (…), solo hablar de ello es ya un ataque al Creador“.

Evidentemente, las reacciones y la polémica no se han hecho esperar, especialmente en Suiza y en el espacio de lengua alemana. Así, la organización LGTB suiza, Pink Cross, ha afirmado encontrarse “escandalizada y enfadada” ante estas declaraciones y ha exigido una disculpa. En este sentido, la entidad ha anunciado que esta semana interpondrá una denuncia contra el obispo. “Sí, para nosotros la libertad de opinión y religión son un bien superior. Toda persona puede legítimamente tener su opinión y expresarla. Lo que no está protegido, sin embargo, es cualquier opinión que llame al odio y el crimen (…). No todas las iglesias son homófobas y la mayor parte de los representantes y miembros no lo son en absoluto. Nuestra denuncia se dirige directamente al obispo de Chur. Agradecemos todas las voces que también dentro de la iglesia e iglesias a favor de los derechos e igualdad LGBT”, han aclarado.

Por otro lado, ha habido también reacciones desde la misma jerarquía. Obviamente, no se trata de una crítica abierta sino que toma más bien el aspecto de una matización. En efecto, Markus Büchel, obispo de St. Gallen (Suiza) ha dado a entender que el asunto es más complejo. En una carta dirigida a los fieles de su diócesis, Büchel señala que respetar la dignidad humana de una persona conlleva no reducirla a su sexualidad. Una correcta interpretación debe hacerse desde el punto de vista del amor al prójimo, además, señaló que “nuestro saber actual sobre la homosexualidad como una disposición y como una orientación sexual no elegida era desconocido en tiempos bíblicos.

Ante ello, y como suele ocurrir, el obispo Huonder ha afirmado que se trata de un malentendido. Según él, nunca habría querido rechazar a las personas homosexuales y se remite a la doctrina recogida en el Catecismo de la Iglesia Católica (en concreto, los párrafos 2357-2358). En todo caso, por más que se le pueda conceder que no interpretaba el pasaje literalmente, no deja de llamar la atención que, a estas alturas, alguien pueda afirmar que una cita del Levítico puede zanjar la cuestión de las relaciones afectivas y sexuales entre personas del mismo sexo en el seno de la Iglesia católica.

Por otro lado, las declaraciones de este obispo no resultan nuevas en él. En otras ocasiones ya había manifestado una postura radicalmente contraria al reconocimiento de los derechos de las personas LGTB. A principios de este año, se enfrentó a uno de sus párrocos, Wendelin Bucheli von Buerglen, porque este había bendecido a una pareja de mujeres, lo que se resolvió con el traslado de dicho párroco a la diócesis de Lausana. Parece claro, pues, que Huonder pertenece al ala más conservadora de la jerarquía católica.

Por lo demás, sus declaraciones pueden tomarse como ilustración de las tensiones que parecen habitar la iglesia Católica: quienes plantean algún gesto de apertura y quienes defienden una estricta reafirmación doctrinal. El tema más candente es el de la comunión de las personas divorciadas que han vuelto a contraer matrimonio por vía civil. Pero sin duda, la realidad LGTB es otro de los temas ‘candentes’. Así pues, pocas cosas pueden atestiguar mejor estas tensiones que el cambio de postura del obispado de Cádiz sobre la autorización a Álex Salinas para que sea padrino de bautismo de su sobrino. Si estas diferencias son las propias de un cambio general en el futuro, o si serán barridas por una nueva reafirmación conservadora, solo el tiempo lo podrá resolver.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , ,

Álex Salinas: “Soy el primer padrino trans reconocido y voy a poder cambiar mi nombre en la partida de bautismo”

Lunes, 10 de agosto de 2015

alexsalinas_copyEl joven transexual de 21 años, oriundo de San Fernando (Cádiz), ha logrado una importante victoria en el seno de la iglesia católica: finalmente, podrá ser el padrino de su sobrino. El obispado de Cádiz se retracta y sí permitirá a Álex Salinas ser el padrino titular del bautismo. Recordemos que le habían ofrecido ser el ‘padrino espiritual’; eso sí, sin que figurara su nombre en ningún documento (un extremo que Salinas rechazó por considerarlo discriminatorio). En un primer momento, el obispado alegó que Salinas no cumplía con los preceptos del Derecho Canónico, concretamente, el de llevar “una vida congruente con la fe”. Volvemos a hablar con Álex Salinas y nos explica que “me llamó el párroco para quedar y me explicó que el propio obispo había investigado sobre la transexualidad y que sí podría ser el padrino de mi sobrino”.

“Gracias al apoyo de los colectivos LGTB y de muchas personas desde dentro de la iglesia lo hemos conseguido”, explica emocionado Álex Salinas. El joven gaditano prosigue: “soy el primer padrino transexual reconocido e incluso voy a poder cambiar mi nombre en la partida de bautismo”. Como ya contamos el lunes, uno de los principales respaldos con los que ha contado Salinas es el de Carla Antonelli, activista y diputada socialista en la Asamblea de Madrid. “Me alegro profundamente de que rectifiquen”, declara Antonelli a dosmanzanas. La diputada añade que “el odio, la discriminación y la segregación acaban cayendo por su propio peso”. La importancia del reconocimiento eclesiástico de Álex Salinas supera sus propias expectativas e intereses personales y abre la puerta para evitar la discriminación de otras personas transexuales católicas, en una situación similar, en adelante.

En este sentido, Carla Antonelli considera que “Álex ha sido muy valiente y hay que reconocerle que no ha luchado solo por él sino por todos los que puedan venir”. No obstante, la activa diputada socialista advierte que “estaremos vigilantes para que nadie vuelva a negar los derechos de las personas transexuales en la iglesia”, ya que “aunque yo no soy creyente, me parece tremendamente injusto que se discrimine a personas que sí profesan la fe por su identidad de género.

El éxito de Salinas, además de por el apoyo público de Antonelli, ha sido posible por la visibilidad de la reivindicación de otros colectivos LGTB como la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB), la Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera (ATA) o el Observatorio Español contra la LGBTfobia (StopLGTBfobia). Por ejemplo, ATA-Sylvia Rivera llegó a trasladar el caso a la Fiscalía de Igualdad y contra los delitos de odio de Cádiz.

No menos relevante ha sido la campaña a través de la plataforma Change.org, que sumó más de 35.000 firmas en unos pocos días. Álex Salinas lanza un mensaje para navegantes: “queda mucho por hacer, puesto que muchas personas siguen sin entender lo que es la transexualidad y, desde el desconocimiento, la confunden con la homosexualidad”. De hecho, aunque los medios de comunicación jugamos un papel fundamental para dar a conocer los casos de discriminación, todavía encontramos en algunos medios generalistas (no LGTB) expresiones erróneas y un lenguaje que no siempre es el más apropiado para el fomento de la inclusión y de la divulgación de la auténtica realidad de las personas transexuales. Por ejemplo, si bien Álex Salinas es un hombre trans, en realidad es heterosexual y no homosexual.

La ‘transrevolución’ de Álex

Pletórico y satisfecho por haber logrado su objetivo, así se manifiesta Álex Salinas. “No empecé a ser consciente hasta que empezaron a llamarme familias con niños pequeños trans para darme las gracias… ¡es muy emocionante!”, confiesa el joven de San Fernando. Y no solo eso sino que, como nos relata Salinas, “incluso muchas madres de niños trans han definido lo sucedido como la ‘transrevolución’”.

Rafael Zornoza Boy, obispo de Cádiz, que anunció que se reuniría a partir de septiembre con Salinas para tratar su caso ha sido el que ha tenido la última palabra en su aceptación como padrino del bautizo de su sobrino. Álex Salinas, mantiene su intención de citarse con el obispo porque “todo lo que hemos hablado ha sido por intermediarios y me gustaría ayudarle a resolver sus dudas sobre la transexualidad y que tengamos la oportunidad de conocernos y charlar tranquilamente”.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTBI, Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , ,

Alejandro Salinas: “A pesar de las leyes a nuestro favor, sigue existiendo transfobia”

Sábado, 8 de agosto de 2015

alexsalinas_copyInteresante entrevista que publica Cáscara Amarga y que, por su contenido, y a pesar de la retractación del obispo de Cádiz, publicamos:

 “La gente mata a transexuales por ignorancia al tema”.
Alejandro Salinas es un chico transexual de 21 años, gaditano, que hace poco sufrió un episodio de discriminación por parte del Obispado al denegarle la posibilidad de ser el padrino del bautizo de su sobrino por el mero hecho de su transexualidad. Salinas, ha indicado que “estoy contentísimo con los apoyos recibidos pues pensé que recibiría el respaldo de los míos y de mis vecinos y estoy encontrando el de toda España”, ha valorado Salinas, quien ha agradecido especialmente la difusión que de su causa han hecho personalidades como la diputada socialista Carla Antonelli.

Cáscara amarga ha entrevistado a este joven y confiesa que se siente muy dolido y expresa todo lo que considera que debe cambiar dentro de la Iglesia y de la legislación española en favor de los transexuales.

Tú eres un hombre de manera legal desde que se te concedió el cambio de sexo, así lo garantiza tu DNI. Sin embargo, el Obispado de Cádiz no ha considerado que esto sea un motivo suficiente, negándote ser el padrino del bautizo de tu sobrino. ¿Qué motivos por su parte has recibido para ser discriminado?

Ellos hacen alarde de tener un derecho canónico que me prohíbe ser el padrino de mis sobrinos, y se acogen al simple hecho de que no llevo una vida congruente con la fe.

En las situaciones discriminatorias, los sentimientos es lo primero que se hiere, ¿cómo has afrontado tú y tu gente cercana la reciente noticia?

Lo hemos recibido bastante mal, nuestra familia ha crecido en la fe cristiana y siempre nos hemos sentido acogidos por algún que otro párroco de nuestra iglesia. Pero después de esto estamos desbastados, no solo me han herido a mi, también a toda mi familia.

El Obispo de Cádiz te ha garantizado que no se trata de una discriminación, sino de una ley del Derecho Canónico. ¿Piensas que está adaptado al siglo XXI?

Obviamente no, no está adaptado a este siglo y lo que es peor aún, ellos dicen que en ese derecho lo que me impide ser padrino es no llevar una vida congruente con la fe, o inadecuada. Mi pregunta es, ¿quiénes son congruentes con la fe? ¿Cuántos párrocos, curas y obispos llevan una vida adecuada?…

Tú te has referido a ti mismo ante otros medios de comunicación como una persona creyente y practicante. ¿Ha supuesto esto un distanciamiento de la Iglesia por tu parte?

Sí, bastante, ya no veo a la iglesia como la veía antes. Puedo decir que seguiré siendo creyente, y a mis sobrinos los llevaré por el camino de la fe, pero si tengo oportunidad no los acercaré a la iglesia porque es un sitio donde a su tío lo discriminan simplemente por ser hombre transexual. Seguiré luchando por ser el padrino y lo haré hasta que no tenga más fuerzas, pero ya no es un tema personal, es un tema global. Quiero que nadie como yo pase por esto, porque todos somos personas y da igual como hayamos nacido.

¿Consideras esta la discriminación más dolorosa que has sufrido por tu condición de transexual?

La considero la más injusta. Nunca me habían discriminado por ser lo que soy.

parroquia_cadizParroquia de San José Artesano de San Fernando (Cádiz), donde estaba previsto el bautizo. Al más puro estilo Neocatecumenal

¿La ley española valora y protege a los transexuales lo suficiente?

No. Porque a pesar de todas las leyes a nuestro favor, sigue existiendo transfobia. La gente mata a transexuales por ignorancia al tema. Incluso en muchos medios he visto la palabra “travesti” cuando realmente se referian a una mujer transexual.

A mí me conocen como “El transexual”, no como Alex Salinas. Esto no me importa, porque no me da miedo lo que soy, ni me dan miedo los demás.

Ya no sirve aquella frase de “con la Iglesia hemos topado”. La iglesia, por muy privada que sea, recoge dinero del Estado, y al obtenerlo, pertenece a éste. Por lo cual no debería de haber normas dentro de esta privacidad, en la que en algunas comunidades se nos discrimina y en otras se nos ama, dependiendo del corazón del párroco.

¿Y el sector laboral español? ¿Está preparado en su mayoría para aceptar la contratación de transexuales? ¿O piensas que existe aún una clara desventaja?

Existe una clara desventaja. Hay trabajos en los que, por desgracia, si se enteran de que eres transexual te echan. Yo no he tenido esa mala suerte, puesto que en mi trabajo hay personas maravillosas que me han acogido con los brazos abiertos. La gente debería concienciarse más sobre este tema y entender que no estamos enfermos ni “pegamos” nada.

¿Cuál sería tu mensaje para las personas transexuales discriminadas?

Luchad, todos y cada uno de vosotros. No os dejéis pisotear, porque todos y cada uno de vosotros valéis millones. Somos personas fuertes y pasamos por situaciones que podrían destrozarnos el alma. Sin embargo, nos levantamos, con manos que nos ayuden o sin ellas. Resucitamos siempre de nuestras propias cenizas y sabemos lanzar una sonrisa a aquellos que no nos quieren.

Quiero deciros también que no estáis solos, somos muchos en España y en el mundo entero. Uníos, luchad por nuestros derechos. Porque por cada lucha, por cada afectado, hay una traba menos para el siguiente que venga. Luchemos entonces por todos los que vendrán en un futuro. No os voy a decir que seáis fuertes, porque sé perfectamente que lo sois desde el primer momento en el que nacisteis. Os quiere, otro luchador.

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , ,

Obispo de Cádiz dispuesto a reunirse con transexual al que negó ser padrino de bautismo

Domingo, 2 de agosto de 2015

Mons_Rafael_Zornoza_Boynoticias_file_foto_1020895_1438083238

El Obispo de Cádiz y Ceuta, Rafael Zornoza, está dispuesto a reunirse con el joven transexual de San Fernando (Cádiz) al que impide ser padrino del bautizo de su sobrino y con los representantes de asociaciones que han criticado esta decisión y la han considerado una actitud discriminatoria de la Iglesia.

La reunión se celebraría en septiembre, según han señalado a EFE, fuentes del obispado, ya que Rafael Zorzona esta actualmente fuera de la ciudad.

Alex Salinas, el joven transexual, se ha mostrado, en declaraciones a EFE, satisfecho de que el obispo esté abierto a abrir un diálogo con él. “Espero que sea para llegar a un acuerdo”, ha apuntado.

El encuentro se produciría tras la polémica que se ha suscitado después de que este transexual y creyente de 21 años haya denunciado públicamente que, por indicación del Obispado, varias parroquias de su localidad le han negado poder ser el padrino de bautizo de su sobrino.

Entre las reacciones que se han suscitado la Asociación de Transexuales de Andalucía (ATA) ha anunciado que pondrá en conocimiento de la Fiscalía el caso por si constituye delito; el presidente de la Asociación de Transexualidad Clínica de España, Andrés Portilla, ha dirigido un tuit al papa Francisco, y entidades como el Observatorio Español contra la LGBTfobia o la asociación Arco Iris han lamentado una decisión que consideran injusta.

Por su parte, el Obispado de Cádiz y Ceuta ha negado que sea una “discriminación” impedir que un transexual ejerza como padrino de bautismo de su sobrino y ha asegurado que “con frecuencia” hay personas que “no son admitidas” para apadrinar “por su estilo de vida, criterios o incongruencia con la vida cristiana”.

Fuente Religión Digital/Agencias

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , ,

Artículo de denuncia contra la discriminación de la Iglesia a un joven trans

Viernes, 31 de julio de 2015
bandera+transEl Obispado de Cádiz y Ceuta negó a un joven transexual ser el padrino de bautizo de su sobrino

A Alex le ha tocado esta vez sufrir la afrenta de la Institución Eclesiástica contra nuestro colectivo transexual, asumida esta vez por el obispado de Cádiz.

De nuevo dicha Institución se muestra como lo que es: un lobo con piel de cordero.

Un lobo porque a través de la calumnia y la difamación manifiesta que las personas transexuales somos unas personas no llevamos una vida moralmente correcta.

Y con la hipocresía que le caracteriza muestra su piel de cordero al proponerle a Alex que sea padrino espiritual de su ahijado.

Las personas transexuales demandamos la inclusión plena en todos los ámbitos de la sociedad.

Y así las personas transexuales “creyentes” deberían tener los mismos derechos que cualquier católico.

Esto no es posible dentro de la Iglesia Católica, ya que esta no merece ser considerada como una Institución donde se respetan los derechos humanos.

Con su manifestación pública el arzobispado de Cádiz siguiendo la línea del propio papa Francisco no ha hecho sino confirmar lo que ya presentíamos: el ataque sistemático a las personas transexuales.

Bajo el paraguas de la supuesta ideología de género formulada por las personas transexuales somos para la Iglesia una bomba atómica que atenta contra el supuesto orden de la creación.

Estas palabras del papa Francisco corroborada de algún modo por las del obispo de Cádiz no son sino calumnias que si no constituyen un delito de odio, están muy cerca de serlo.

Ya está bien de que la Institución Eclesiástica salga impune de tanta transfobia como demuestra continuamente.

Además pregunto en voz alta: ¿Por qué la Iglesia incumple la ley? ¿Es que acaso Alex no tiene rectificado registralmente el nombre y sexo? ¿Por qué dicha Institución puede tener en la documentación de Alex un nombre y un sexo que no son legales?

Ya es hora que el colectivo LGTB deje únicamente de defenderse de los ataques de la jerarquía eclesiástica y de parte del clero y pasemos a una acción contundente de denuncia social de una Institución que tanto daño nos provoca, instigando y promoviendo delitos de odio.

Esta crítica no se puede quedar sólo en la Jerarquía Católica. Todos los que están dentro de la Iglesia son cómplices por callar y no denunciar públicamente a unos “pastores” que llevan a sus ovejas hacia un precipicio.

Por último expresar nuestra solidaridad con Alex, que en su buena fe ha creído que la supuesta Iglesia renovada de Francisco nos abría una puerta, que para personas como las que escribe este artículo queda definitivamente cerrada.

Josefa Suárez
Coordinadora del Área Trans de DeFrente

Fuente FELGTB

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , ,

Carla Antonelli: ‘Con el nuevo Codigo Penal el Obispado de Cadiz incurre en un delito de odio que conlleva penas de prisión’

Jueves, 30 de julio de 2015

noticias_file_foto_1020895_1438083238Alex Salinas

Tal y como os contábamos ayer, Alex Salinas, un chico transexual de 21 años, católico practicante ha visto como el Obispado de Cádiz le negaba que pueda ejercer como padrino en la ceremonia de bautizo de su sobrino en una parroquia de San Fernando (Cádiz). Un tema que ha causado un gran revuelo mediático. La FELGTB, el Observatorio contra la LGBTFobia y la Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera, han elaborado sendos comunicados manifestando su repulsa y condena ante la actitud de la institución religiosa.

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) condena la discriminación tránsfoba a Alexander Salinas, un hombre transexual, al impedirle ser el padrino de bautizo de su sobrino por no cumplir el requisito de una vida “congruente con la fe”, en referencia a su identidad de género.

El Obispado de Cádiz y Ceuta negó a Alexander su derecho a ser padrino de bautizo al considerar que es una mujer y que su reasignación es incompatible con una vida congruente con la fe cristiana. Con ello, la Iglesia Católica incumple las leyes al negar la identidad de hombre que el Estado le otorgó de forma legal, tal y como consta en su DNI.

Asimismo, la Federación quiere recordar al Obispado de Cádiz y Ceuta las palabras del pontífice Francisco quien, además de recibir en Audiencia a un hombre transexual el pasado mes de enero, aseguró que “todos somos hijos de Dios”, y abogó por la no discriminación de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales por parte de la Iglesia.

La FELGTB denuncia la doble moralidad de la Iglesia Católica y exige a la Fiscalía antidiscriminación que actúe por el trato vejatorio y discriminatorio del Obispado de Cádiz y Ceuta contra el joven transexual.

“Desde el Observatorio Español contra la LGBTfobia consideramos que aunque legalmente no puede ser denunciado como un hecho discriminatorio al regularse por la normativa interna de la Iglesia Católica, si nos parece que es éticamente reprobable desde todo punto de vista”, ha declarado Paco Ramírez, director del Observatorio.

“Consideramos muy incongruente con los últimos posicionamientos del Papa Francisco respecto a la la homosexualidad, dónde proclamaba la acogida de las personas homosexuales en el seno de la Iglesia Católica, e incluso recientemente consideraba que un transexual es ‘hijo de la Iglesia’. Se trata sin duda de una situación degradante y humillante para una persona que legalmente es hombre ante la sociedad, además de ser católico practicante, por lo parece molestar es sencilla y llenamente por ser una persona transexual”, continúa Ramírez.

“Ya en su última Encíclica, el Papa Francisco parece entrever un ataque reiterado contra la transexualidad diferenciándola de la homosexualidad, y hablaba de ‘la aceptación del propio cuerpo como don de Dios’, y que ‘cancelar la diferencia sexual’ no es una ‘actitud sana’ ”, ha aseverado Paco Ramírez.

“Desde el Observatorio contra la LGBTfobia invitamos al Obispo de Cádiz y a la Conferencia Episcopal de España a que reconsideren esta injusta prohibición, y nos mostramos dispuestos a reunirnos con ellos a dialogar en este sentido, y que triunfe la apertura y la inclusión en el verdadero Mensaje del Evangelio en vez de una prohibición discriminatoria y caduca”, continúa Ramírez.

“Andalucía Diversidad LGBT condena sin paliativos esta discriminación por motivos de identidad sexual, y quiere mostrar todo su apoyo a Alex Salinas y a todas las personas víctimas de la injusticia, la desidia y la discriminación. Aunque esta discriminación no pueda ser condenada por la legislación española, sin duda tiene la condena sin paliaivos de toda la sociedad española y andaluza”, afirma Antonio Ferre, presidente de la Federación Andaluza Andalucía Diversidad LGBT.

Por otra parte, la Asociación de Transexuales de Andalucía-Sylvia Rivera condena este nuevo caso de transfobia en la Iglesia. ‘Los derechos de los ciudadanos y ciudadanas y las Leyes que les ampara no son los mismos para las personas transexuales como así lo evidencia la actitud de la Iglesia en este caso. Es un atentado contra los derechos fundamentales al excluir a una persona por su identidad sexual y de género. Cuando una persona realiza la rectificación registral de su nombre y sexo, esto no supone una perdida de derechos como así lo indica la propia Ley Ley 3/2007, de 15 de marzo, reguladora de la rectificación registral de la mención relativa al sexo de las personas que en su art. 5.2 La rectificación registral permitirá a la persona ejercer todos los derechos inherentes a su nueva condición’, explica Mar Cambrollé, presidenta de ATA.

En este sentido, la asociación valora que ‘el hecho de ofrecer a Alexander la opción de ser su padrino espiritual nos parece el colmo de la hipocresía dado que, no es considerado idóneo para apadrinar a su sobrino formalmente pero se acepta que lo haga desde la invisibilidad‘.

Por ello, ATA considera que La Iglesia se aleja de la realidad y vulnera derechos fundamentales a personas que pertenecen a colectivos vulnerables como son las personas transexuales. Claramente es un acto de transfobia y de vulneración de derechos fundamentales. La Fiscalía de Igualdad y contra los delitos de odio de Cádiz tendrá que tomar partido en este caso‘.

Según Mar Cambrolle, “Las Leyes de la Iglesia no pueden vulnerar una norma de rango estatal superior como es la C.E. o la anteriormente citada, máxime cuando se nutre económicamente de dinero público” y añade; Si la Iglesia quiere imponer su moral deben mirar hacia dentro e impedir que sacerdotes acusados de pederastia, sigan dando la comunión y ejerciendo sus funciones. Esto si que es inmoral”.

A estas críticas también se suma Carla Antonelli, activista transexual y Diputada del Partido Socialista en la Asamblea de Madrid quien recuerda que con la reforma del nuevo Código Penal en la mano el Obispado de Cádiz ha incurrido en un delito de odio, que conlleva penas de prisión de hasta dos años, tipificado en el artículo 510, donde por primera vez se especifica la identidad sexual y no solo la orientación de la víctima, quedando del siguiente modo en el punto 2-a:

2. Serán castigados con la pena de prisión de seis meses a dos años y multa de seis a doce meses:

a) Quienes lesionen la dignidad de las personas mediante acciones que entrañen humillación, menosprecio o descrédito de alguno de los grupos a que se refiere el apartado anterior, o de una parte de los mismos, o de cualquier persona determinada por razón de su pertenencia a ellos por motivos racistas, antisemitas u otros referentes a la ideología, religión o creencias, situación familiar, la pertenencia de sus miembros a una etnia, raza o nación, su origen nacional, su sexo, orientación o identidad sexual, por razones de género, enfermedad o discapacidad…

Es por lo que, en opinión de Antonelli,la Fiscalía debe de actuar de oficio contra el Obispado de Cádiz, ante la humillación y menosprecio a la dignidad de Alex Salinas, hombre transexual, al que le han impedido ser el padrino del bautismo de su sobrino, solo por el hecho de ser transexual. El artículo 510 del Código Penal no puede recoger de forma más clara y tácita que el Obispado ha incurrido en dicho delito‘.

Como explica la Dipuatada socialista,No existe dogma divino ni humano, ni derecho canónico que esté por encima del imperio de la Ley y el Estado Constitucional de Derecho, aunque una Jerarquía Católica, anclada en el Medievo aun así lo siga creyendo en España. El daño, humillación y escarnio gratuito que se le ha producido a Alex es un hecho punible donde la Fiscalía tiene que dar ejemplo y actuar de oficio, haciendo cumplir la Ley vigente 1/2015 del 30 de marzo que entró en vigor el pasado día 1 de julio, y tal como reza en la misma con la firma del Presidente del Gobierno y el Rey de España: “Mando a todos los españoles, particulares y autoridades, que guarden y hagan guardar esta ley orgánica”. Que así sea‘, concluye Carla Antonelli.

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El Obispado de Cádiz impide a un transexual ser padrino de bautizo de su sobrino alegando que no cumple el requisito de una vida “congruente con la fe”

Miércoles, 29 de julio de 2015

Mons_Rafael_Zornoza_BoyP.LazaroEl obispo Rafael Zornoza Boy que manda y ordena y el párroco Lázaro Albar Marín, que se ha doblegado. Siguen el Código de Derecho Canónico pero no el Evangelio… Tendrán que rendir cuentas ante Dios de su inmisericordia.

Después de que el papa dijese a un hombre transexual “¡claro que eres hijo de la Iglesia!”, le niegan a otro ser padrino en un bautizo

Alex Salinas prevé demandar al Obispado ante la Justicia civil

Obispado de Cádiz niega que prohibir a un transexual ser padrino de un niño sea discriminación

“Con frecuencia” hay personas que “no son admitidas” para apadrinar “por estilo de vida”

Seis meses después de que el papa Francisco recibiera en su residencia vaticana de Santa Marta a Diego Neria, un hombre transexual natural de Plasencia y católico practicante, el obispado de Cádiz niega a Álex Salinas, otro hombre transexual y también católico practicante, ser el padrino del bautizo de su sobrino, tal y como deseaba su hermana, madre del niño. Un nuevo ejemplo de la hipocresía de la jerarquía católica y de su política de desprecio hacia la realidad de las personas LGTB.

El Obispado de Cádiz y Ceuta ha impedido a Alex Salinas, un transexual de 21 años, ser el padrino de bautizo de su sobrino en una parroquia de San Fernando, un hecho que la Iglesia explica porque, por su condición, no cumple con el requisito de llevar “una vida congruente con la fe”, según fuentes del Obispado. Para el obispado de Cádiz, Álex, de 21 años, no cumple el requisito de llevar “una vida congruente con la fe” que marca el Derecho Canónico (Canon 874) y que supuestamente se exige a todos los padrinos y madrinas de bautizos católicos, y ello pese a que el joven es católico practicante. El motivo de la negativa es, simplemente, su condición de persona transexual. De hecho, el párroco de la iglesia en la que el niño iba a ser bautizado, la parroquia de San José Artesano de San Fernando, no puso inicialmente objeciones. Fue tras solicitar la documentación de su bautismo cuando surgió el problema.

En su partida de nacimiento pone el nombre de Alexandra, pero, desde febrero de 2014, en su DNI se lee Alexander Salinas. Es un hombre y así está reconocido en las leyes. Su hermana deseaba que él, a sus 21 años, fuese el padrino de bautizo de su bebé de cinco meses, pero la Iglesia le ha impedido que pueda ostentar este cargo de tutor en la fe. “A los ojos de la Iglesia sigo siendo una mujer. Y me da tristeza, porque soy creyente y pienso que la Iglesia, si cambiara, podría hacer mucho por los transexuales, porque necesitamos mucho apoyo”, resume con rabia Salinas, que estudia demandar al Obispado de Cádiz por negarle lo que considera un derecho. “Para la Iglesia, yo sigo siendo una mujer, aunque tenga mi DNI cambiado”, ha explicado Alex Salinas, que quiere interponer un recurso para que el Obispado reconsidere una decisión que a él le ha sentado “como una patada en el estómago” porque “yo soy muy creyente”.

Él,  que desde febrero del año pasado tiene DNI como hombre y está en lista de espera para una operación de cambio de sexo, no entiende la negativa de la Iglesia a que él sea el padrino del bautismo del hijo de su hermana. En declaraciones a Efe, este joven que se define como católico y que acudía a misa hasta que dejó de hacerlo por sus jornadas de trabajo en un restaurante de comida rápida, ha explicado que en un principio el párroco de San José Artesano de San Fernando no puso pegas a que fuera el padrino en la ceremonia religiosa. Sin embargo, al solicitar al Obispado la documentación de su bautismo el párroco le comunicó que no podría ejercer como tal.

Salinas acudió a la Parroquia de San José Artesano, de la localidad gaditana de San Fernando, para gestionar el apadrinamiento, pero el párroco asegura que le advirtió de que no sería posible que fuese padrino. “Está muy lejos de mí rechazar a alguien así, todo lo contrario, ha sufrido muchísimo y necesita ser ayudado, pero no puedo cambiar 2.000 años de Historia de la Iglesia”, declara el párroco del templo, Lázaro Albar, que insiste en que encontró en Salinas a una persona “encantadora” y que le ofreció ser guía en la fe de su sobrino, pero sin documentos. “El cambio de sexo no está permitido en la moral cristiana”, añade Albar.

El joven acudió entonces a otras parroquias de la localidad, pero en todas ellas recibió la misma respuesta. Así, según cuenta, fue al Obispado para conocer las razones. Para ellos soy insano, por así decirlo”, manifiesta este joven, que lamenta que algunos con quienes ha hablado le han ofrecido “darme el perdón, como si yo hubiera estado pecando”.

Según afirma la agencia EFE y reproducen diversos medios, la iglesia habría ofrecido a Álex la posibilidad de ser “padrino espiritual” de su sobrino, es decir, no figurar oficialmente en los papeles –en los que sí figurará el padrino real– pero ayudar a su ahijado a llevar una vida cristiana. Nosotros no hemos encontrado, sin embargo, referencia a tal figura en el Derecho Canónico. La Iglesia, que establece los requisitos para ser padrino de un bautismo en el capítulo 4 del Código de Derecho Canónico sobre los sacramentos, ofrece a Alex Salinas la posibilidad de ser “padrino espiritual” de su sobrino, según han explicado a Efe fuentes del Obispado de Cádiz y Ceuta. Es una opción que da a personas que, como entiende en este caso, no cumplen con alguno de los requisitos establecidos para ser padrino de un bautismo católico, una vez que se ha comprobado que detrás de la solicitud hay “una buena intención”. Ambos, el padrino “real” y el “espiritual”, tienen la misma misión, la de ayudar a crecer al niño en la fe católica, aunque sólo el nombre del primero de ellos aparece recogido en los papeles de la Iglesia sobre el sacramento.

Alexander, que se muestra agradecido con el párroco, asegura que el Obispado de Cádiz y Ceuta ha sido quien ha impedido definitivamente que él pueda ser padrino de bautizo. Según ha avanzado la agencia Efe, el Obispado le ha ofrecido a Salinas la posibilidad de ser padrino espiritual, pero no real, una opción que el Código de Derecho Canónico ofrece a los que no cumplen los requisitos para ser padrino de un bautismo católico. Un hecho que la Iglesia explica porque, por su condición, no cumple con el requisito de llevar “una vida congruente con la fe”, dicen fuentes del Obispado recogidas por Efe. No obstante, la primera y única diputada transexual en el Congreso, la socialista Carla Antonelli, asegura que el Obispado no le ha ofrecido a la familia la opción de que el chico sea padrino espiritual. “La respuesta del Obispado ha sido que la situación planteada por Alexander era una aberración, lo que es del todo humillante”, declara Antonelli.

Mientras el papa Francisco recibe a transexuales en el Vaticano, la Iglesia Católica Española aún vive en el medievo, ha asegurado a Efe Carla Antonelli, la única diputada transexual en España. En opinión de la diputada por el PSOE en la Asamblea de Madrid, la explicación de la Iglesia es “una falsedad” porque no hay ningún Código de Derecho Canónico que tenga escrito que un transexual no puede ser padrino de un bautismo” y además una “falta de respeto absoluta” hacia Alex. Para Carla Antonelli, lo peor de esta situación es “el daño gratuito” que se hace a Alex, y la “carga psicológica” que supone para él que le hagan sentir “que no tiene espacio en la vida”.

Situaciones como esta hacen pensar a la diputada que la jerarquía eclesiástica española “no es digna de representar la fe que dice defender” porque utilizan la religión como arma para sus propias fobias personales“. “Tendrían que hacer caso al papa Francisco. Que asuman lo que dicen las altas instancias o, si no, que se retiren, afirma la diputada tras recordar que el pontífice se ha preguntado en público, en referencia al colectivo de homosexuales, ‘¿quien soy yo para juzgarlos?'”. Antonelli asegura que estudiará si esta postura de la Iglesia podría ser tipificada como un “delito de odio” de la nueva reforma del Código Penal.

La diputada, que ha estado en contacto con el chico durante la gestión del apadrinamiento, considera que la posición de la Iglesia vulnera sus derechos e insta al Obispado a ampararse bajo las palabras del Papa Francisco, que en sus últimos discursos se ha mostrado más abierto en cuestiones de sexualidad dentro de la Iglesia. “La situación de la Iglesia en España es retrógrada”, considera Antonelli. También Mar Cambrollé, presidenta de la Asociación de Transexuales de Andalucía, ha calificado el hecho de excluyente y considera que se incumplen todos los derechos del hombre. “Me sorprende sobremanera esta cuestión. Como una institución que promueve querer a todo el mundo por igual actúa de una manera tan antagónica”, declara Cambrollé, que apunta a que la Iglesia vulnera de esta manera la ley registral de 2007.Alexander quiere seguir con su lucha. “Si no lo consigo yo, que lo consigan los que vengan detrás de mí. Yo no he pecado. Siempre he sido cristiano y quiero luchar para cambiar las cosas”, declara el chico, que rememora que hizo la comunión vestido de niña a pesar de no sentirse identificado con ese género como una forma de demostrar su fe.

En definitiva, una situación degradante para un hombre que, además de católico, ya ha procedido a la modificación legal de sus datos registrales (figura como varón en su DNI desde el año pasado) y que ve como el deseo de su familia de que asuma el padrinazgo de su sobrino se convierte finalmente en un acto de humillación. Y solo seis meses después de que el papa recibiera toda clase de parabienes por haber recibido a otro hombre transexual, el placentino Diego Neria, que hizo el esfuerzo de intentar hacerle llegar una carta contándole su historia (incluso con la mediación del obispo de Plasencia). La carta llegó finalmente a su destino y Francisco, tras leerla, llamó por teléfono a Diego y mantuvo una breve conversación con él. Días más tarde le volvió a llamar y le propuso acudir al Vaticano junto a su novia para conocerlo. Finalmente el encuentro se produjo el 24 de enero. Diego le preguntó al papa si todavía “hay algún rincón en la casa de Dios” para él, y Francisco le abrazó y le respondió “¡claro que eres hijo de la Iglesia!”

La reciente obsesión de la Iglesia católica con la transexualidad

Lo cierto es que pese a que la enfermiza fijación de la jerarquía católica con las relaciones homosexuales, en los últimos años se viene observando una intensificación de la condena a las personas trans, tradicionalmente ignoradas por la institución. En España tenemos el ejemplo del obispo de Alcalá de Henares, Juan Antonio Reig Pla, que no ha dudado en incluirlas en sus diversas diatribas. La última de ellas de la que nos hicimos eco ocurrió en diciembre, cuando incluyó a la “despatologización de la así llamada transexualidad” en la lista de supuestos objetivos de una perversa agenda LGTB.

Otro ejemplo es el del obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, que en enero de 2013 difundía su mensaje tránsfobo en una carta pastoral en la que criticaba la “ideología de género” que “rompe todo lazo del hombre con Dios a través de su propia naturaleza” y “sitúa al hombre por encima de Dios” “La ideología de género es una filosofía, según la cual el sexo ya no es un dato originario de la naturaleza, que el hombre debe aceptar y llenar personalmente de sentido, sino un papel social del que se decide autónomamente”, añadía.

“Ya no valdrían las ecografías que detectan el sexo de la persona antes de nacer. Esperamos un bebé. ¿Es niño o niña? La ecografía nos dice claramente que es niña. No. Lo que vale es lo que el sujeto decida. Si quiere ser varón, puede serlo, aunque haya nacido mujer. Y si quiere ser mujer puede serlo, aunque haya nacido varón. No se nace, se hace. Al servicio de esta ideología existen una serie de programas formativos, médicos, escolares, etc. que tratan de hacer ‘tragar’ esta ideología a todo el mundo, haciendo un daño tremendo en la conciencia de los niños, adolescentes y jóvenes”, aseguraba el obispo de Córdoba. De hecho, en noviembre de 2006, Fernández publicaba otra carta titulada “Dios ama también a los homosexuales” (sic) en la que calificaba a la ley de identidad de género como “contraria a la verdad del hombre”“Es una extorsión del plan de Dios, no ayuda a las personas con dificultad en este campo y siembra la confusión en el ambiente social donde vivimos”, escribía entonces, en referencia a la ley que en España permite a las personas transexuales modificar su identidad registral sin necesidad de proceso judicial.

El propio papa Francisco aprovechaba su última encíclica “ecologista” para colar otro ataque a las personas transexuales. En concreto, en el punto 155 de la encíclica, donde Bergoglio considera que el respeto a la ecología incluye “la aceptación del propio cuerpo como don de Dios” y su “valoración en su femineidad o masculinidad” para “reconocerse a sí mismo en el encuentro con el diferente”. “Cancelar la diferencia sexual” no es una “actitud sana”, según el mismo texto.

Palabras coherentes con las que ya el papa había pronunciado unos meses antes“Pensemos en las armas nucleares, en su capacidad de aniquilar en unos pocos instantes un alto número de vidas humanas. Pensemos en la manipulación genética, en la manipulación de la vida, o en la teoría de género, que no reconocen el orden de la creación. Con esta actitud, el hombre comete un nuevo pecado contra Dios el Creador”, expresaba entonces.

transexual-cadiz-720_560x280Alex Salinas

Para rematar el tema, el Obispado de Cádiz y Ceuta ha negado este lunes que sea “discriminación” impedir que un transexual ejerza como padrino de bautismo de su sobrino y ha asegurado que “con frecuencia” hay personas que “no son admitidas” para apadrinar “por su estilo de vida, criterios o incongruencia con la vida cristiana”. El Obispado sale así al paso del caso de Alex Salinas, un transexual de 21 años al que la Iglesia gaditana impide ejercer de padrino de bautizo de su sobrino en una parroquia de San Fernando, ateniéndose al Código de Derecho Canónico.

Según dicho Código, señala el Obispado en una nota de prensa, es el párroco quien debe “incluso disuadir a quienes a su parecer no cumplen” los requisitos establecidos por la Iglesia católica para ser padrinos en un bautismo “por el propio bien del bautizado”. El padrino ha de velar por el crecimiento en la fe del bautizado y acompañarle para que aprenda de su mano los fundamentos doctrinales y morales de la fe cristiana”, asegura el Obispado en su nota y añade que el párroco de San Fernando se lo explicó así a Alex Salinas y le animó a “participar de algún modo como padrino espiritual” de su sobrino para ayudarle “en la vida de fe”.

En relación con este asunto, la Federación Andaluza de la asociación Arco Iris ha solicitado una entrevista con el obispo de Cádiz y Ceuta para “hacerle entender la discriminación que están cometiendo” y pedirle que “de marcha atrás” y permita a Alex Salinas ser padrino de bautismo de su sobrino. Según explica en un comunicado Gonzalo Serrano, presidente de esta organización que lucha por los derechos de lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales, este hecho es un claro ejemplo de transfobia, de “miedo, incomodidad y rechazo irracionales hacia las personas transexuales basados en la ignorancia”. “Seguramente desde el obispado confunden la transexualidad y la homosexualidad”, añade el presidente de Arco Iris, “al igual que le ocurre a muchas otras personas en nuestra sociedad”. Para Arco Iris “no tiene sentido que la Iglesia prohíba a un joven creyente y practicante el ser padrino de bautizo”, cuando aseguran que el único dato que se ha tenido en cuenta es que en su partida de bautismo aparece como mujer y actualmente en su DNI su identidad es la de un hombre.

Por su parte, Alex Salinas, el joven transexual de San Fernando (Cádiz) al que el Obispado de Cádiz y Ceuta ha impedido ser padrino de bautizo de su sobrino, prevé presentar una demanda ante los tribunales porque no considera “justo” que la Iglesia le trate “como alguien diferente”. En declaraciones a la cadena Ser, recogidas por Europa Press, Salinas ha explicado que recurrirá a instancias eclesiásticas superiores al Obispado y también a la Justicia para evitar lo que considera una “discriminación”.

El joven ha señalado que en su parroquia habitual no pusieron “problemas” para que fuera el padrino de su sobrino, pero que fue el Obispado el que dio “una negativa”, en un primer momento “sin razones”, y que, además, advirtió a otra parroquia de que si acudía a ella también se le dijera que no. Salinas y su familia acudieron posteriormente al Obispado, donde se les comunicó que para la Iglesia sigue siendo mujer, pese a que en su DNI figura como varón. El joven ha reconocido que esta situación le aleja “bastante” de la Iglesia pese a que ha sido “muy cristiano” y practicante durante toda su vida, y ha añadido que cuenta con el apoyo de su familia.

Preguntado por el motivo por el que quiere participar de un sacramento en una Iglesia que le rechaza, Salinas ha explicado que quiere que su sobrino “crezca en la fe” como ha crecido él.

Fuente: Religión Digital y Agencias

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.