Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Refugiado’

Dos periodistas sauditas retenidos en un centro de asilo después de ser descubiertos como homosexuales por el gobierno por contacto con medios extranjeros

Sábado, 23 de noviembre de 2019

Tareq Sayed Rajab (28)Dos periodistas homosexuales de Arabia Saudita están detenidos en un centro de asilo en Australia luego de que el gobierno los delatara en su país de origen y los obligaran a huir. Los hombres, que no han sido nombrados, creen que fueron descubiertos por la seguridad del estado saudita y que su relación romántica fue revelada a la familia por contacto con medios extranjeros.

Como la homosexualidad es ilegal en Arabia Saudita, los hombres huyeron de su país de origen y buscaron asilo en Australia, pero desde entonces se encuentran recluidos en un centro de detención, informa Reuters. Uno de los hombres, que trabajó con CNN, la BBC y el ministerio de medios sauditas, dijo al medio de noticias que fueron descubiertos como homosexuales para la familia de su pareja en septiembre.

Los periodistas homosexuales se encuentran en “una situación imposible”, como se detalla en el centro de asilo australiano. La abogada de los hombres, Alison Battisson, dijo que pasaron por el control de pasaportes en Australia cuando llegaron a Australia hace más de un mes. Fueron llevados al centro de detención después de que dijeron que tenían la intención de buscar asilo.

Battison dijo que los hombres podrían haber vivido y trabajado normalmente mientras se procesaba su solicitud de asilo si se les hubiera permitido presentar una solicitud de protección. “Todas las cosas, excepto la muerte y la tortura, que temían en Arabia Saudita se hicieron realidad en Australia”, dijo Battison. “Están en una situación imposible”. Uno de los hombres se encuentra actualmente en el centro y el otro está en el hospital bajo vigilancia, donde está siendo tratado por tuberculosis.

saudiprotest3La salida de los hombres aparentemente estuvo relacionada con la llegada de dos reporteros de la cadena pública canadiense CBC a Arabia Saudita. Uno de los hombres detenidos facilitó sus visas de entrada y les programó entrevistas. Luego se encontraron con dos disidentes sauditas que fueron arrestados en una etapa posterior.

Uno de los hombres dijo que fue interrogado por la Presidencia de Seguridad del Estado en septiembre del año pasado por la visita de los dos periodistas canadienses. Según los informes, se le preguntó sobre su relación con su pareja en ese momento y se le dijo que su “secreto” se revelaría si no dejaba de trabajar con los medios extranjeros.

Los hombres creen que la seguridad del estado le contó a la familia de su pareja sobre su sexualidad y la naturaleza de su relación en septiembre de este año. Dijeron que involucrarían a la policía y a los líderes tribales, lo que alentó a los hombres a huir. El hombre dijo que los habían puesto en una situación en la que “tuvieron que irse porque se volvió demasiado peligroso“.

Una monarquía teocrática implacable con el colectivo LGTB

Hay que tener en cuenta que, en Arabia Saudí, una monarquía absoluta y teocrática, no existe un Código Penal propiamente dicho, sino que la justicia se aplica en base a la interpretación que los jueces islámicos hacen de la sharía, que puede variar enormemente (entre otros factores, según la clase social y la nacionalidad del «culpable»: normalmente los castigos son mucho más duros para trabajadores inmigrantes de origen no occidental que para los miembros de las clases altas del país).

Por lo que se refiere a la esfera LGTB, las penas más elevadas, incluyendo la muerte —pero también la cárcel o castigos físicos, como los latigazos públicos— corresponden al mantenimiento de relaciones homosexuales. En caso de reincidencia la pena de muerte es aún más probable. Otro tipo de «ofensas» son castigadas de modo diverso.

screen-shot-2017-07-16-at-4-09-13-pmNos hemos hecho eco de algunos casos: en marzo de 2017, por ejemplo, informábamos de la detención de 35 ciudadanos paquistaníes por participar en una «fiesta para homosexuales». También dimos cuenta de la tortura y asesinado de dos mujeres transexuales por parte de la Policía de la Moral. En noviembre de 2014, recogíamos cómo un hombre era condenado a tres años de cárcel por publicar en redes sociales fotografías de sí mismo desnudo y su ofrecimiento para mantener relaciones con otros hombres. Meses antes, otro hombre era condenado también a tres años de cárcel y 450 latigazos por buscar contactos con otros hombres a través de Twitter. Meses antes, otro hombre era condenado también a tres años de cárcel y 450 latigazos por buscar contactos con otros hombres a través de Twitter. En junio de 2013, cinco hombres eran detenidos por participar supuestamente en una boda homosexual. En enero de 2012, en otro caso parecido, un hombre era arrestado por usar Facebook para establecer contacto. En octubre de 2011 eran detenidos 20 hombres durante una celebración. Un año antes era un ciudadano británico el que resultaba agredido y amenazado por la policía religiosa por su condición de gay.

Más allá de las condenas y arrestos, también nos hemos hecho eco de iniciativas que muestran la homofobia de estado en el país saudí: desde la intención de las autoridades de expulsar del sistema educativo a homosexuales y chicas de aspecto masculino hasta la oposición del gobierno al uso del dominio .gay en Internet, o, aún más grave, la iniciativa para castigar con la pena de muerte a quienes hagan pública su orientación sexual en redes sociales y medios.

Fuente Pink News/Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , ,

Testimonio del primer homosexual que obtiene asilo en Francia después de huir de Chechenia

Lunes, 5 de junio de 2017

780x580-youtube-qrg1qet8pak-testimonio-del-primer-homosexual-huido-de-chechenia-que-obtiene-asilo-en-franciaA sus 26 años de edad, Azmad es el primer gay que ha obtenido asilo en Francia después de huir de la purga de homosexuales en Chechenia, pero sigue viviendo con el miedo en el cuerpo y no mantiene ningún contacto con sus amigos y familiares.

Gracias a la intervención de la asociación SOS Homofobia, Azmad, de 26 años de edad, obtiene un «visado humanitario de urgencia» que le ha permitido convertirse en el primer refugiado procedente que ha sido acogido en Francia huyendo de la purga de homosexuales en Chechenia, por mediación de la asociación Urgencia Chechenia y que ahora aspira a «vivir una vida normal».

«Siempre me he preguntado qué se siente al ser feliz (…). En mí país no sabía lo que era la quietud, la tranquilidad», declara Azmad, que, como tantos otros, no ha querido dar a conocer su rostro para no sufrir las represalias de otros chechenos residentes en París ni para perjudicar a sus familiares o conocidos, motivo por el que tampoco ha dado su verdadero nombre a pesar de que ni su propia madre sabe las razones de su partida ni dónde se encuentra. Según explica, los miembros del colectivo LGBT están obligado a vivir en la clandestinidad en Grozni, como una «subcultura cerrada» en la que impera la paranoia en la que un nuevo amigo supone un peligro, una amenaza, por lo que debe ser validado por otras personas. « Si la gente lo sabe, tanto tú como tus familiares corren peligro. Allí, matan a gente por simples rumores», explica Azmad.

La fuerte homofobia que asola el país gobernado por Ramzan Kadyrov adquiere un cariz más peligroso cuando se descubre el cuerpo «desnudo y atado» de una persona homosexual a quien habían «violado y asesinado». A partir de ese momento las personas homosexuales empiezan a desaparecer de manera sistemática, una persecución que el gobierno de Chechenia niega sistemáticamente. Según el relato del propio Azmad, la policía buscaba fotografías en los móviles y los ordenadores de los sospechosos para localizar a otras posibles víctimas de una persecución que termina siendo denunciada por Novaya Gazeta. Así es como detienen a Azmad, a pesar de que mantenía un «perfil bajo» y no solía verse con otros compañeros para mantener la discreción, pero encontraron una fotografía suya en un teléfono y le detuvieron. Aunque no sufre ninguna agresión física, le obligan a desbloquear su propio teléfono en busca de otros sospechosos.

«Huí porque entendí que no lograría salvarme. (…) Se iban a dar cuenta de quién soy», explica Azmad, que prefirió pasar como sospechosos de terrorismo cuando se refugió en casa de un conocido antes de dejarle pensar que le perseguían por ser homosexual, quien le llevó hasta una provincia cercana, desde donde coge un autobús hasta Moscú. Allí permanece escondido durante dos meses hasta que consigue llegar a Francia.

Fuente Universogay

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , ,

Abdul y los trece encarcelados

Jueves, 8 de diciembre de 2016

abdul-jose-manuel-pardo-y-halil_560x280

Abdul, José Manuel Pardo y Halil

José Manuel, su profesor: “Lo que te da libertad es la formación”

Halil, su hermano: “Isis come la cabeza con un Corán que no existe”

“¿Mis sueños? Lo primero, una vida con mi familia. Después, como trabajo, actor. Los sueños”

(Lucía López Alonso).- Intentar un retrato de Abdul es quedarse tartamuda. Nacido en Kobani, el pueblo del niño Aylan, Abdul pasó meses encarcelado por el Isis en un colegio, junto a otros adolescentes que, como él, ese día sólo habían ido a hacer un examen. Dice que ellos sólo necesitan 72 horas para convencer a un niño de que se ponga una bomba. Pero leerlo no explica nada de lo que se sabe cuando una se enfrenta a la mirada de Abdul.

Una mirada en la que hay de todo. Dudas, dolor, dulzura. Prometo hacerle preguntas constructivas. Ya demasiados periódicos le han preguntado, en el último mes, por la cárcel y las torturas. Desde el día en que Abdul fue a contar su experiencia a la radio, acompañado por el Padre Ángel. Ese día en que su ONG, Mensajeros de la Paz, y el Tribunal Supremo consiguieron que se le concediera el estatuto de refugiado. El trámite apremiaba: sin ese carnet, en menos de tres meses Abdul se convertiría en mayor de edad. Y su situación sería aún más compleja que la de ahora.

Abdul está esperando que se tramite con éxito su solicitud de reagrupación familiar. Sus padres continúan en Turquía. Siria, su patria, ha desaparecido hasta la mitad.

Desde que llegó a España hace más de un año, ha habido dos personas que le han acompañado en este proceso de ir desde el horror de haber sido des-existenciado a la normalidad de vivir con su hermano y estudiar en el instituto. Halil, su hermano, y José Manuel Pardo, su profesor de teatro. Voy a hablar con los tres, que funcionan como un equipo. En una de las salas de la iglesia de San Antón, de nuevo al amparo del Padre Ángel, están contentos y sobre todo tranquilos.

Abdul, ¿qué esperas del futuro? ¿Qué quieres ser de mayor y dónde te gustaría serlo?

Desde siempre, creo, que ser actor. Pero lo primero, una vida con mi familia. Después, como trabajo, actor. Los sueños.

¿Es un sueño?

Son dos. Y están cerca.

Mirando al pasado, por hacer lo contrario, de todas tus experiencias desde que eras ese chico de 15 años, ¿cuál es la que no borrarías?

Cuando salí de la cárcel, y la vi por primera vez. A mi madre. No lo olvido.

José Manuel: Abdul ha sido protagonista, en tu clase de teatro, de la obra Los Miserables. Es casi una ironía, protagonista de Los Miserables… ¿Qué papel le deseas a partir de ahora en la vida?

Es verdad, fue el protagonista… Le deseo el que está por escribir. Hay una historia muy grande por escribir, a partir de aquí. Me gustaría que en la película de Abdul todo fuera felicidad. Siempre lo decimos: la realidad supera a la ficción y ahora su felicidad nos importa a muchos. Que empiece a escribir un guión bello con su vida; que efectivamente pueda conseguir que su familia esté aquí. Que, si él quiere ser actor, se forme. Él sabe que me tiene a su lado pero que no voy a permitirle intrusismo. Que no voy a permitir que no sea un buen actor. Porque eso, además, dura muy poco tiempo. A través de la fama no siempre se consigue respeto. Lo que te da libertad es la formación.

Apoyaré la decisión de Abdul siempre, pero nada será gratuito. Tendrá que trabajar. Tendrá que estudiar como hemos hecho todos, los años que corresponde. En una profesión como ésta, no se regala absolutamente nada, como en ninguna.

padre-angel-y-abdulPero Abdul no ha sido de esos a los que les tenemos rabia por haber tenido siempre tanta suerte. Sabe lo que es luchar. Su profesor no tiene de qué preocuparse.

José Manuel: El guión, en este momento, está por escribir. Pero yo creo que es un guión que se escribe día a día y que se está escribiendo bonito, después de todo. Y, además, hay muchos guionistas escribiendo a la vez. Cada llamada que nos hacen desde Mensajeros es una continuación. Recordamos la primera conversación por teléfono con alguien de Mensajeros. Hay mucha gente implicada en estos guiones, entonces… ya buscaremos el título de la película, pero lo estamos escribiendo.

José Manuel, ¿qué te ha enseñado Abdul mientras tú le enseñabas teatro?

Uf… Me ha enseñado demasiado. Fue muy curioso y pienso en ello a menudo. Yo no sé lo que sucedió, pero yo a Abdul lo reconocí. Lo reconocí como una misión que Dios me ponía en mi camino. Hace tiempo que yo iba buscando a quién ayudar. Estuve, de hecho, yendo a un comedor de Mensajeros. Por eso luego llamaría, al conocer a Abdul. Pero no encontraba mi sitio. Fui voluntario en otra asociación, durante un tiempo. Pero había algo de servicio que el corazón me pedía más y más. Y entonces Abdul apareció en mi vida. Yo le miré a los ojos y lo reconocí.

No sabía cuál era mi misión con él. No lo supe hasta pasados unos meses. Empezamos el curso en octubre y, más o menos en Navidad, yo me iba a casa todos los miércoles dándole vueltas. Ya entonces tenía que salirme de clase a llorar. Porque era muy duro.

Ahora ya hablamos desde la felicidad. Desde todo lo que estamos consiguiendo. Pero el proceso ha sido muy lento. Muy triste y duro. Yo le miraba a los ojos y de verdad pensaba que no podía ser que hubiera sufrido tanto. Que por qué se permite esto. No puede ser que este chaval que ahora sigue teniendo sólo 17 años haya vivido las barbaridades que ha tenido que vivir. El drama de un inocente. ¡Con catorce años lo arrancaron de sus padres!

Y la tragedia empezó.

Yo me ponía en sus zapatos y me iba a lo que eran mis padres para mí cuando yo tenía 14 años. Qué horror. Si ahora siguen siendo importantes… El otro día se lo decía, porque está muy preocupado. Le dije que, aunque nos hagamos mayores, siempre vamos a sentir la ausencia de nuestros padres. Pero que él va a poder seguir hablando con los suyos. Que incluso ahora puede hacerlo, aunque estén separados por el momento. Y que hay que agradecerlo. Cada conversación. Yo daría lo que fuera por hablar con los míos cinco minutos. Decirles que entiendo todo lo que me enseñaron. Que me siento orgulloso de lo que estoy haciendo, porque es lo que hubieran hecho ellos.

Mis padres eran así. Recuerdo que tuvimos a un exiliado chileno en casa, escondido durante un tiempo. Mi padre le protegía. Y el primer profesor de inglés que mis hermanos y yo tuvimos en casa, era negro. Teníamos 14 años y en España había muy pocos negros. Pero uno de ellos venía a nuestra casa porque mis padres querían que nos acostumbráramos a relacionarnos con personas de distintas razas.

Y este camino de Abdul que estamos viviendo, cada día estoy más convencido de que es cosa de mis padres. Que le han puesto en mi camino para que le mire y le ayude. Por eso fue una elección instantánea. Como el amor. En la vida nos movemos por dos motores: o amor o miedo. El miedo nos paraliza, nos hace caer en frecuencias bajas. Del miedo salen las traiciones. En definitiva, el miedo es una parte del ego. Pero el amor, o es amor o no es amor. La compasión es no poner control. El amor es no poner resistencia. Ayudar a quien te está necesitando en ese momento, aunque no le conozcas. Quien ama funciona bajo esas premisas. Aunque el amor nos hace, también, estar eligiendo. Es lo de poner la otra mejilla: no es fácil elegir poner la otra mejilla cuando la vida te da una hostia que duele.

Abdul me ha enseñado a ser fuerte y yo quiero enseñarle a estar tranquilo. No le va a faltar nada, si está en mi mano. Indudablemente, un piso no le puedo comprar, porque no me lo puedo comprar ni a mí. Pero el cariño y la protección de los que le queremos, los va a tener.

Halil: “Eso es muy importante”.

Y José Manuel reconoce que, cuando en un futuro que desean próximo estén en España los padres de Abdul, el profesor de teatro también tendrá una nueva familia. “Y eso me da mucha seguridad”.

abdul-en-el-tribunal-supremoAbdul en el Tribunal Supremo

Cuando era pequeña, veía muchas veces la película que se llama Aladín y los cuarenta ladrones. Pensé en ella al conocer la historia de Abdul. Tu historia podría ser la de Abdul y los trece encarcelados. La cifra es real: fuiste el líder de una huida que no te liberó sólo a ti, sino que hizo escapar a todos esos otros chavales secuestrados.

(Halil) ¡Es verdad! Y suena de película. Pero no fue tan fácil. Eso no fue saltar una valla e irnos. Y después, aquí, tampoco lo ha sido. La primera vez que fuimos al colegio de Santa Bárbara, todo lo que Lina, la tutora, nos dijo, fue que al día siguiente teníamos que llevar más papeles. Papeles de mi hermano. Que si teníamos que pagar 185 euros para ese año… Vale, vale, no pasa nada. Y luego “también 50 euros para comprar ropa de chandal”. Y todo así. Muchas cosas en una semana. Y después, me llamó Lina y me dijo que no hacía falta nada.

(Abdul) Había sido duro, pero los profesores me entendieron y me hicieron el favor. No me rechazarían de más colegios. “Este niño necesita estudiar”, decían. No es por nada, pero necesitaba olvidar y empezar a vivir aquí. Ella me cogió en clase, y empecé otra vez.

A la directora del instituto le pasó como al juez, aquella mañana en el Supremo. De entrada, no pudo asegurar a Abdul que aceptarle en el colegio fuera a ser fácil. Pero después, fue casi un milagro.

(Abdul) Sí, Sí. No en dos horas, en dos semanas. Cambió totalmente. No me pidió más papeles. Estaban preocupados y me llamaron. Yo no tenía ni tarjeta del médico y me llevaron a que lo hiciera. Me llevaron a CEAR y preguntaron todo. Y después me ofrecieron las clases de teatro y conocí a José Manuel.

(Halil) Yo no le conocí hasta el día de la obra. Fui a verla y José Manuel me dijo que iba a llevarse unos días a Abdul de vacaciones. Me dijo en el colegio que iban a Almería y que ya había hablado con Mensajeros de la Paz, para que nos ayudaran. En ese momento, yo no creía nada. Como el resto de gente: hablan y hablan. Y ahora, a veces estoy pensando en todo lo que hemos vivido hasta ahora. ¡Y madre mía! Ha sido real. Pero no ha sido nada, nada fácil.

(José Manuel) Halil lo sabe, que en este tiempo alguna vez también he tenido que llamar al orden a Abdul. Hemos hablado de que ahora tiene que disfrutar, pero siendo responsable. No quiero verle con un porro o haciendo alguna tontería de adolescentes. Él vale mucho y yo tengo claro que soy un educador, aunque es cierto que la educación viene de familia. Estoy acostumbrado a estar pendiente, porque los adolescentes a veces se equivocan con las amistades y ese tipo de cosas. Pero Abdul es un gran tipo, la verdad…

¿También vuestros padres os educaron con esos gestos de apertura y exclusión que ha explicado José Manuel que tenía su padre?

(Halil) Nuestra familia es muy abierta. A mi padre le gustaba, cuando éramos niños, que aprendiéramos la historia de todas las religiones, aunque creyéramos en el Corán. Mi mujer ahora está unos días en Turquía, en la boda de un pariente nuestro. Yo no puedo ir por el trabajo. Ella es venezolana, no entiende ni una palabra de lo que habla mi familia, pero ha ido porque la quieren. Dejar a mi madre contigo significa que te va hablar aunque no la entiendas. Y sobre todo va a cuidarte. Entiendo lo que quieres. Nuestra familia siempre fue así, y hemos conocido mucha gente distinta.

abdul-en-la-copeDesde vuestra experiencia, ¿qué le diríais a las organizaciones de ayuda al refugiado? Y, sobre todo, ¿qué tenéis ganas de decirles a los políticos europeos?

(Halil) Puf, ¡muchas cosas! Que ayuden a estos refugiados. De verdad. Que no sólo prometan, sino que cumplan. Os juro que yo nunca habría pensado que mi hermano iba a ser un refugiado ni que íbamos a necesitar ayuda. Mi hermano vivía muy muy bien en Siria. No faltaba nada en casa. Teníamos chalet, casa, dos coches, negocio… No faltaba nada. Y un día, se fue lo de todos. La casa, el coche, el negocio, que era un bar.

Nos quedamos con dos habitaciones en la casa del pueblo, Kobani, porque el chalet de Aleppo se lo tragó la guerra. Los locales se quemaron. Los coches se quemaron. Es verdad que, teniendo dinero, íbamos y veníamos. Pero, cuando le pasó esto a mi hermano, mi padre lo dijo: “Cambio todo. Hasta mi vida. Pero que me devuelvan a mi hijo”. Nadie esperábamos lo que iba a pasar en nuestro pueblo, ni en Siria. Supimos que empezaba una guerra, pero a nuestro pueblo llegó después de dos años…

Nadie esperaba que los terroristas llegaran tan rápido a nuestro pueblo. Fueron tres o cuatro horas. Éramos 60.000 habitantes, y ahora todos están refugiados en Turquía. Nadie esperaba eso y por eso les diría a los políticos que nunca se sabe a quién le tocará ese día. Hoy me toca a mí. Pero no se sabe mañana a quién toca y dónde toca. Es necesario ayudar a los refugiados. No tienen nada y es muy duro. El que no lo vive, no lo sabe. Leer más…

Espiritualidad, General, Iglesia Católica, Islam , , , , , ,

Un estudiante malasio, gay y ateo es reconocido como refugiado en Canadá

Jueves, 14 de abril de 2016

Hazim-Ismail1Un estudiante de origen malasio de la Universidad de Winnipeg es reconocido como refugiado después de que su familia le retirara el apoyo económico tras enterarse de que es gay y ateo.

La división de la Junta de Inmigrantes y Refugiados de Canadá ha concedido el estatus de refugiado a Hazim Ismail, un estudiante de la Universidad de Winnipeg a quien su familia le ha retidao el apoyo económico al enterarse que es gay y ateo. Su abogado, Bashir Khan, declara que su cliente ha solicitado asilo como refugiado para tener las misma protección y derechos que cualquier otro ciudadano canadiense. «La evidencia es muy fuerte, mi cliente tiene mucha credibilidad y un gran apoyo público y todo eso se unió y ganó su demanda sin demasiada lucha», explica.

En la audiencia de 20 minutos para cotejar si le conceden el asilo, le hacen preguntas sobre su vida personal, como hombre ateo y homosexual, cuya repercusión le ha llevado a quedar al descubierto por miembros de su familia. En ese vídeo Ismail explica que en Malasia es ilegal ser homosexual y que su familia es musulmana y muy devota. «No se trata sólo de eso, simplemente leyendo comentarios de la gente como que quieren pisarme la cara o gente que quiere localizar a mi familia» explica Ismail, «es un miedo verdadero, tengo problemas para dormir por eso».
780x580-noticias-hazim-ismail-facebook 
Hazim Ismail, foto facebook
.

Desde que la entrevista se hizo pública, y viral en Malasia, su madre no le ha vuelto a enviar dinero y ha recibido amenazas de muerte de desconocidos. Por eso, cuando conoció el resultado de la decisión de la Junta, su pareja, sus colegas y amigos que le apoyaban no dudaron en abrazarle y llorar juntos mientras le vitoreaban.

«Francamente, ha cautivado a un gran número de personas en nuestra comunidad de maneras muy positivas, la oportunidad para él de quedarse le permite continuar ejerciendo ese efecto positivo», declara Jacqueline Pelland, una de sus amigas en Canadá, mientras que Alexa Potashnik, otra amiga, explica que «su historia me conmovió y nadie debería tener que enfrentarse a este tipo de situación por sí mismos. Así que estamos aquí simplemente como estudiantes para apoyarle».

Ismail explica que todavía está procesando los acontecimientos, que esta decisión llega después de meses de preocupación y ansiedad sobre la posibilidad de tener que volver a Malasia, donde la homosexualidad está penada por ley y el 60 % de la población es musulmana, pero ahora siente que no tendrá que volver a preocuparse. «Con suerte ahora puedo ir a la escuela y quejarme de los profesores otra vez. Sé que eso es lo que voy a hacer. Lo que no haré es preocuparme», explica Ismail.

Fuente Universogay

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , ,

‘El viaje de Carla’ representa al cine LGTB en el ciclo sobre derechos humanos de Fundación SGAE y Amnistía Internacional

Miércoles, 6 de abril de 2016

431x615xViajeCarla.jpg.pagespeed.ic.9cub2X2ERZLos organizadores pretenden mostrar las agresiones que sufren diariamente millones de personas.

 El viaje de Carla, el documental de Fernando Olmeda sobre la vida de la activista transexual y diputada Carla Antonelli, ha sido seleccionado para el ciclo de cine y derechos humanos de Fundación SGAE y que incluye películas recientes de directores españoles e iberoamericanos.

Los organizadores pretenden mostrar las agresiones que sufren diariamente millones de personas a las que se les niega el derecho a una vivienda digna (Cinco metros cuadrados, de Max Lemcke), a un espacio propio y a ejercer un oficio que nos inserta en el juego social (Techo y comida, de Juan Miguel del Castillo), a una vida sin la violencia ejercida por trastornos emocionales (Refugiado, de Diego Lerman), la libertad de elección y de identidad (El viaje de Carla, de Fernando Olmeda), el derecho a la ciudadanía y al tránsito (Nacido en Gaza, de Hernán Zin) o la libertad de ideas y de expresión (Ciutat Morta, de Xavier Artigas y Xapo Ortega).

Desde 1961, Amnistía Internacional trabaja a favor de personas y con personas de todo el mundo a fin de que toda la población pueda disfrutar de todo lo consagrado en la Declaración Universal de Derechos Humanos. Animados por esta visión, realiza labores de investigación y acción centradas en impedir y poner fin a los abusos graves contra los Derechos Humanos.

‘El viaje de Carla’ se proyectará el jueves 7 de abril a las 20:30 horas, y el domingo 10 de abril a las 18:30. Asistirá el director, Fernando Olmeda. Además de estas proyecciones, el documental será exhibido a lo largo del mes de abril en Logroño, Alcorcón, Badajoz y Gijón.

Fuente Cáscara amarga

Cine/TV/Videos, General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El gobierno argentino otorga refugio humanitario a joven gay ruso que escapó de su país

Miércoles, 22 de octubre de 2014

54464f389c5da_651x434Habló el joven gay ruso refugiado: “En Argentina hay libertad personal”

La Comisión Nacional para los Refugiados (CONARE), decidió otorgar el estatus de refugiado a un joven gay ruso que debió dejar su país a causa de la discriminación y violencia hacia las personas LGBT y había iniciado la sulicitud de refugio hace un año.

En su informe, la comisión reconoce la violencia y el hostigamiento sufridos por el joven, la grave situación que enfrenta el colectivo LGBT en Rusia y la falta de protección por parte del estado ruso.

La Federación Argentina de Lesbianas, Gays, Bisexuales y Trans (FALGBT) celebra la reciente decisión de la (CONARE) en el caso de un joven ruso gay de veintiocho años que había solicitado refugio en nuestro país hace un año. El joven había decidido dejar su país por el constante acoso, la violencia y la discriminación que recibía, y acudió a la FALGBT en busca de ayuda respecto de su situación migratoria. Tras evaluar su caso, la CONARE decidió reconocerle la “condición de refugiado” en los términos de la Ley 26.165 y la Convención sobre el Estatuto de los Refugiados.

Argentina es pionera en materia de reconocer la discriminación motivada en la orientación sexual o la identidad de género entre los criterios que habilitan el reconocimiento de la condición de refugiado o refugiada, en consonancia con las recomendaciones del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). En el informe de la secretaría ejecutiva de la CONARE se deja en claro que el motivo por el cual el nuevo refugiado debió dejar su país fueron la violencia, la discriminación y la inseguridad sufridas bajo pretexto de su orientación sexual.

Además, el informe destaca como puntos centrales que justifican la decisión el hecho de que en Rusia existe una situación generalizada de violencia contra personas LGBT –para lo cual se basa en documentación aportada por órganos de las Naciones Unidas y por diversas organizaciones internacionales de diversidad sexual y derechos humanos–, y especialmente en el hecho de que las prácticas de las fuerzas de seguridad es de, al menos, “tolerar” dicha violencia. En este sentido, cabe destacar que tanto el joven como otras personas que pidieron refugio en Argentina insisten en que la policía no toma las denuncias por violencia o amenazas a personas LGBT ni ofrece tampoco alguna forma de protección.

A todo eso, se suman la ley contra la “propaganda de las relaciones no tradicionales“, sancionada el año pasado por el parlamento ruso, y otras iniciativas legislativas que no sólo implican un riesgo cierto de sanción estatal para las personas LGBT, sino que también han incrementando notablemente el nivel de violencia y estigma en los discursos de funcionarias y funcionarios públicos y periodistas. Todas estas cuestiones fueron tenidas en cuenta en el informe de la Secretaría Ejecutiva de la CONARE y llevaron a la decisión de otorgar la condición de refugiado.

2737_derechos-humanos-1922100h430Al respecto Esteban Paulón, Presidente de la FALGBT expresó que “es una gran alegría y tranquilidad saber que la Argentina, coherente con sus políticas de promoción de los derechos del colectivo LGBT hacia el interior de su país y también en ámbitos internacionales, haya decidido otorgar el estatus de refugiado, que le permite continuar su vida en un país que eligió precisamente porque la sociedad acepta ampliamente la diversidad, y porque –aun cuando algunos sectores sigan discriminando y promoviendo el odio– el Estado está presente para proteger y hacer valer sus derechos en pie de igualdad”.

Asimismo agregó: “Está muy contento y aliviado con la resolución, y ya planea pedir la ciudadanía argentina cuando el plazo de dos años que establece la constitución esté cumplido. Sin dudas, la diferencia entre vivir en una sociedad que persigue a la diversidad sexual y un Estado que es cómplice y vivir en un país cada día más igualitario con un Estado que protege los derechos de todas y todos es decisiva a la hora de elegir el plan de vida. Mientras trabajamos para terminar con la discriminación y la violencia en todo el mundo, es importante que demos a todas las personas la posibilidad de disfrutar de sus derechos humanos hoy en nuestro país, y que sean muchos los países abiertos para quienes sufren discriminación por su orientación sexual o identidad de género“.

Para finalizar destacó que “desde la FALGBT queremos reconocer la tarea que realiza la CONARE y esperamos que este importante precedente permita también resolver rápidamente otros casos de personas LGBT de Rusia que esperan se les reconozca su condición de refugiadas. Hace poco más de un año nos reunimos con las autoridades de la CONARE para dar cuenta de lo que ocurría en Rusia y en otros países, por lo que celebramos que la Argentina aplique las normas del derecho internacional con un criterio amplio y favorable a la defensa de los derechos humanos de todas las personas. Seguiremos trabajando en el mismo sentido para proteger a quienes lo soliciten y para promover la igualdad en todo el mundo“.

Fuente FALGTB

General , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.