Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Pepsi’

“Hay cosas más importantes que un espectáculo de rock”: Bruce Springsteen cancela un concierto en Carolina del Norte por su ley antiLGTB

Martes, 12 de abril de 2016

bruce-springsteen_416x416Una vez más, por encima de preferencias musicales, Bruce Springsteen muestra su inmensa calidad humana. Mediante un comunicado hecho público en su página web, el boss ha anunciado la cancelación del concierto que este domingo tenía previsto dar en Carolina del Norte como protesta por la ley antiLGTB que acaba de aprobar ese estado: 

Como sabéis mis seguidores, este domingo toco en un concierto en Greensboro, Carolina del Norte. Como también sabéis, Carolina del Norte acaba de aprobar la HB2, conocida en los medios como ley “de los cuartos de baño”. La HBs, oficialmente Ley  de Seguridad y Privacidad en las Instalaciones Públicas, dicta cuáles son los baños que a las personas transgénero se les permite usar. Tan importante como eso, la ley ataca el derecho de los ciudadanos LGTB a denunciar cuando ven violados sus derechos humanos en sus lugares de trabajo. No existe ningún otro grupo de ciudadanos de Carolina del Norte que tenga que soportar esta carga. Desde mi punto de vista, se trata de un intento de las personas que no soportan el progreso que nuestro país ha hecho reconociendo los derechos humanos de todos los ciudadanos de revertir ese progreso. En este preciso momento hay muchos grupos, empresas y personas individuales en Carolina del Norte trabajando activamente para darle la vuelta a esta situación tan negativa. Teniendo esto en cuenta, siento que es el momento de que yo y mi grupo mostremos solidaridad con estos luchadores por la libertad. Por ello, y con las más absolutas disculpas a nuestros seguidores de Greensboro, hemos cancelado el concierto previsto este domingo, 10 de abril. Hay cosas que son más importantes que un espectáculo de rock, y la lucha contra el odio y los prejuicios, que está teniendo lugar mientras escribo, es una de ellas. Es lo máximo que ahora puedo hacer para dejar oír mi voz en contra de los que siguen empujandonos hacia detrás, en lugar de hacia delante.

Pat-McCrory-gobernador-de-Carolina-del-Norte-300x239La ley a la que hace referencia Springsteen, fue promulgada la pasada semana por el gobernador de Carolina del Norte, el republicano Pat McCrory, después de que las cámaras legislativas del estado, controladas por los republicanos, la aprobaran con carácter de urgencia y sin apenas discusión previa en un proceso que ha sido ampliamente criticado. La ley prohíbe a los ayuntamientos y condados del estado establecer medidas de protección contra la discriminación de las personas LGTB y deroga las ya existentes. En realidad, la ley perseguía acabar con la norma que antes había aprobado Charlotte, la ciudad más poblada del estado, y que precisamente amparaba a lesbianas, gais, bisexuales y transexuales ante cualquier tipo de discriminación de que fueran objeto en lugares donde se ofrecen servicios, como comercios, restaurantes, hoteles o taxis. Entre esas medidas se hallaba la de permitir a las personas transexuales que dispusieran de los aseos correspondientes a su identidad de género real en cualquier centro público, incluidos los escolares.

Esta última medida fue la que se tomó como excusa para organizar con carácter de urgencia plenos en ambas cámaras del estado para aprobar la ley a rebufo de la ola de histeria que los grupos más conservadores buscan provocar alrededor del “pánico transexual en los baños”, a semejanza de lo que ocurrió hace unos meses en Houston (Texas), donde la campaña contra el uso de los baños femeninos por las mujeres transexuales fue feroz y vergonzosa. Una urgencia que impidió además el debate sobre el alcance de las medidas antidiscriminatorias, aprobadas en dos sesiones vertiginosas en la Cámara de Representantes y el Senado estatales. En este último, los senadores del Partido Demócrata, en minoría, abandonaron la sesión como protesta. En ambas cámaras el resultado fue abrumadoramente mayoritario. El gobernador firmó inmediatamente la ley, con lo que las normativas antidiscriminatorias para las personas LGTB existentes en los distintos municipios y condados de Carolina del Norte quedaron derogadas. Muchas de ellas llevaban años en vigor, sin que se haya producido ningún ataque a ningún menor en los baños de los centros escolares por “depredadores disfrazados de mujer”. Sin embargo, para el gobernador, “la expectativa básica de intimidad en el más personal de los lugares, un baño o un vestuario para cada género, ha sido violada por la extralimitación del gobierno y la intrusión del alcalde y el consejo de la ciudad de Charlotte”. Esa fue es la única y mendaz razón dada para no solo derogar una normativa antidiscriminatoria para todo el colectivo LGTB, sino además para impedir que puedan establecerse medidas semejantes en el futuro.

La ACLU, la más importante organización de defensa de los derechos civiles del país, consideró de hecho la ley de Carolina del Norte la más regresiva de todas las aprobadas contra las personas LGTB, denunciando además que la norma ponía en peligro los más de 4.500 millones de dólares de fondos federales que Carolina del Norte recibe para subvencionar centros escolares, y que están condicionados a que en los mismos no exista discriminación por razón, entre otras, de la orientación sexual o identidad de género. El fiscal general de Carolina del Norte, el demócrata Roy Cooper, dejó claro por su parte que no tiene la menor intención de defender ante los tribunales la constitucionalidad de la ley si esta es denunciada.

PayPal cancela una inversión millonaria

paypalYa desde un principio expresaron  su repulsa a la ley la Liga de Municipios de Carolina del Norte y empresas como Red Hat, Dow Chemical, Apple, Siemens, Microsoft o AT&T. Pepsi Cola, compañía que precisamente nació en Carolina del Norte, ha pedido también la derogación de la ley. Wells Fargo, importante empresa de servicios financieros, expresaba también su opinión contraria de una forma especialmente original: adornando su rascacielos de Charlotte con los colores de la bandera trans coincidiendo con el Día Internacional de la Visibilidad Trans.

Una primera consecuencia negativa para la economía de Carolina del Norte ha sido de hecho la decisión de PayPal de cancelar la inversión de 3,6 millones de dólares para desarrollar un nuevo centro global de operaciones en Charlotte que hubiera supuesto la creación de hasta 400 puestos de trabajo. La compañía de pagos online buscará una localización alternativa. Por otra parte, diversas administraciones públicas de otros lugares de Estados Unidos ya han anunciado que, salvo necesidad insalvable, dejaran de sufragar gastos de viaje a sus empleados para cualquier acto que tenga lugar en Carolina del Norte.

El temor a este tipo de repercusiones económicas ha sido lo que de hecho ha conseguido el veto de otros gobernadores a legislaciones parecidas en estados como Indiana, Dakota del Sur, Georgia o Virginia. No ha sido posible sin embargo en Mississippi, cuyo gobernador sancionaba su propia ley LGTBfoba esta misma semana. Veremos lo que sucede con los proyectos en marcha en muchos otros estados.

Fuente Dosmanzanas

Homofobia/ Transfobia., Música , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

La ultraderecha homófoba ataca la campaña de Doritos que apoya a los jóvenes LGTB que sufren discriminación en Estados Unidos

Martes, 29 de septiembre de 2015

DoritosAmpliamos la noticia que ya habíamos publicado:

Ningún país, por ‘avanzado’ que pueda considerarse, se libra de lacra que suponen los grupos retrógrados, moralistas y reaccionarios. En su agenda siempre hay un sitio especial para la discriminación y el fomento del odio, especialmente articulado cuando se trata de luchar contra la visibilidad y los derechos del colectivo LGTB. Esto es lo que ha ocurrido en los Estados Unidos estos días. La marca de aperitivos Doritos lanzaba una bolsa con la bandera del arcoíris sobre fondo blanco, en apoyo de It Gets Better. Se trata de un proyecto que combate la discriminación contra los jóvenes LGTB, les ayuda cuando se convierten en víctimas del odio y previene tentativas de suicidio. Sin embargo, correveidiles de la extrema derecha estadounidense se han dedicado a verter toda clase de soflamas antiLGTB y se han organizado en Twitter entorno al hashtag #boycottdoritos.

Magnífica campaña la de los nachos Doritos (una marca perteneciente al grupo PepsiCo) en respaldo a los jóvenes LGTB. Mediante la donación de 10 dólares a la plataforma It Gets Better, los ciudadanos estadounidenses han tenido la oportunidad de adquirir una bolsa con un diseño exclusivo: un gran arcoíris sobre fondo blanco. De hecho, esta ha sido la única manera de conseguir una de estas bolsas de ‘Doritos Rainbows’. El éxito ha sido tan abrumador que en apenas unos días se ha agotado todo el lote. Sin embargo, los usuarios que así lo deseen pueden introducir su dirección de correo electrónico en la página de la organización para recibir noticias sobre la campaña o incluso ser avisados si vuelven a estar disponibles las bolsas de Doritos proLGTB. Malas noticias para los residentes fuera de los EEUU: los envíos solo se realizaban en territorio estadounidense (al menos en la primera tirada).

Afortunadamente, se han vendido todas las bolsas de Doritos e It Gets Better, la organización que trabaja en contra de la discriminación de los menores LGTB ha visto superados sus objetivos de recaudación económica y de visibilidad social del problema. Decimos ‘afortunadamente’ porque una intensa contracampaña de los sectores retrógradas estadounidenses han llamado desde varios frentes al boicot. En Twitter se ha hecho una execrable demostración de las miserias LGTBfóbicas a través de #boycottdoritos. De hecho, la cuenta de Doritos estadounidense en esta red social ha cerrado el acceso a sus tuits para sus usuarios confirmados.

La triste y a la vez cómica postura de los conservadores

“¿Le gustaría conocer a qué sabe lo gay? Pruebe Doritos Rainbows”, esta es la sarcástica llamada del escritor Ed Straker a través de la página American Thinker, por ejemplo. En el infame artículo de Straker se asegura, además, que “Doritos es un producto dirigido a los niños, por lo que hacen que la merienda se convierta en la puerta de entrada perfecta para introducirlos en los placeres de la homosexualidad”. Una afirmación carente de todo sentido y lógica, que esconde la verdadera motivación de Doritos: ayudar a los muchachos LGTB a superar la discriminación de la que son víctimas por el odio homófobo. Straker acusa a la izquierda de “sexualizar la comida”, y dice que no consumirá más productos de Pepsi por “promover la propaganda gay entre nuestros hijos”. Este personaje deja claro que lo que en realidad le gusta comer a él son salchichas y perritos calientes. Su gran propuesta es que un fabricante de salchichas y otro de panecillos promuevan conjuntamente las relaciones heterosexuales (desde luego, su ejemplo sería digno de una gran variedad de memes).

Otro columnista, el igualmente poco afortunado John Nolte, también llamaba al boicot contra Pepsi y lo hacía de una manera burda pero hilarante: “chúpamela”, le pedía a Dan Savage (promotor de It Gets Better). Queriendo expresar todo su odio contra Savage, al que califica de “anticristiano y fanático”, Nolte quizá confiesa sus más profundos deseos. No lo sabemos, según él lo hace porque Savage se lo había espetado previamente al candidato republicano a la presidencia Ben Carson.

La publicidad LGTB gana terreno

Sin salir de Estados Unidos, dosmanzanas se hacía eco en febrero del caso del modelo gay que fue utilizado en una campaña de publicidad antigay sin su consentimiento y que acabó protagonizando una contracampaña para apoyar la diversidad sexual. El el sudafricano Kyle Roux, sin quererlo, protagonizó la campaña de una asociación de padres de pretendidos ‘ex-gais’, que duplicó su imagen en una valla publicitaria de una carretera de Virginia, dando a entender que se trataba de gemelos idénticos, uno de los cuales era gay y el otro no. Además del uso de la imagen de este modelo sin su aprobación, la asociación se inventó al inexistente gemelo de Roux. Como respuesta, este mismo modelo realizó una campaña mediante un cartel similar al anterior. Su imagen aparecía también dos veces pero dejando claro que era una misma persona. En el cartel se leía: “¿Gemelos idénticos? No. Soy gay. Con independencia de lo que ustedes crean, nací gay. Y estoy orgulloso de quien soy”.

En España, hace solo unas semanas recogíamos el lanzamiento en televisión del spot inclusivo del friegasuelos Asevi Mío, enmarcado en una campaña que rompe con la tendencia sexista de la publicidad de productos de limpieza (y que se ha convertido en uno de los patrocinadores de la edición 16 de Gran Hermano). Una publicidad que se sumaba a la previamente realizada por la multinacional Coca-Cola el pasado mes de abril (que fue boicoteada por la organización ultraconservadora HazteOír). Por cierto, con la campaña de Doritos, de Pepsi, las dos principales marcas de refrescos dejan clara su postura partidaria de la igualdad LGTB.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes, fotografías y artículos presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.