Inicio > General, Homofobia/ Transfobia. > Un observatorio vigilará la violencia por identidad y orientación sexual

Un observatorio vigilará la violencia por identidad y orientación sexual

Sábado, 9 de mayo de 2015

thumbEl Observatorio destaca la escasez de denuncias de delitos odio motivados por la orientación sexual que llegan a las fuerzas de seguridad.

Los ministerios de Sanidad y de Interior de España han presentado el Observatorio contra los Delitos por Orientación en Identidad Sexual, ya rebautizado como contra la LGTB-Fobia. La institución -que no pertenece a la estructura de ningún organismo oficial; no es equiparable, por ejemplo, al Observatorio de Violencia contra la Mujer del Ministerio de Sanidad- es iniciativa del Colectivo de Lesbianas y Gais (Colegas) con la participación de instituciones públicas y privadas y financiación (14.000 euros) de las subvenciones del IRPF, según ha explicado su abogado.

Su objetivo es conocer al detalle una situación a la que el último informe sobre delitos de odio del Ministerio del Interior puso en cifras: de los 1.285 delitos de odio (ataques o agresiones por raza, identidad sexual, orientación sexual, sexo, país de origen, discapacidad), el 39,9% se cometieron por motivos de orientación (a gays, lesbianas y bisexuales) e identidad sexual (a transexuales). El 37% fue por racismo y xenofobia, el 15,5% contra discapacitados, el 4,9% contra creencias y prácticas religiosas, el 1,9% por antisemitismo, y el 0,9% por aporofobia (contra los pobres).

En el acto han participado el secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez; la secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Susana Camarero Benínez; el juez de la Audiencia Nacional, Fernando Grande-Marlaska; el presidente del Movimiento contra la Intolerancia, Esteban Ibarra, y otros representantes de diferentes asociaciones y colectivos.

Los colectivos están muy preocupados por el aumento de estos ataques que perciben y que, además, en muchos casos se producen a jóvenes. Estos muchas veces asumen la igualdad legal con la social, y resultan agredidos cuando se manifiestan. El último caso fue el ataque repetido a cuatro chicos en Madrid, la madrugada del 28 de abril.

Uno de los objetivos del observatorio es que los agredidos denuncien. Según los datos de los representantes de Interior y Sanidad, sólo acude a comisaría un 10% de los atacados.

Camarero ha avanzado que se está elaborando un “estudio sobre el acoso homofóbico en España” y que se está impulsando la formación del personal que atiende a víctimas potenciales.Iniciativas que se suman a las ya existentes como el primer protocolo para que las fuerzas de seguridad identifiquen mejor los delitos de odio, ha recordado Martínez antes de señalar que 20.000 policías y guardias civiles han recibido cursos para tratar a estas víctimas o cómo actuar de oficio ante un incidente que esconda una motivación de odio al diferente.

“Queda mucho por hacer, porque existe un buen número de personas que no denuncian”, ha destacado el número dos de Interior, que ha apelado a que “nadie tenga miedo ni se quede callado” porque piense que es “normal” lo que le ha sucedido. Solo una de cada diez víctimas de agresiones físicas o verbales motivadas por su orientación o identidad sexual o cualquier otro delito de odio se denuncia.

En esta misma línea, el presidente de Movimiento contra la Intolerancia, Esteban Ibarra, ha abogado por seguir el camino emprendido en la lucha contra la violencia machista para atajar también los delitos de odio. “Hay tajo para aburrir, pero estamos empezando”, ha defendido Ibarra, para quien las ONG deben dejar de hablar de representación para pasar a la intervención. Desde el terreno jurídico, el juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska ha subrayado que, si bien tenemos bastantes mecanismos legales y protocolos con las fuerzas de seguridad, el problema sigue siendo que existen pocas denuncias y que el principal obstáculo por superar sigue siendo la prevención. “El dar a conocer esta realidad, dar a conocer los delitos de odio y que se hable de ello ayuda a la gente y es construir sociedad”, ha dicho Grande-Marlaska. “Hago un llamamiento a que nadie se quede callado. Que todo el mundo denuncie porque eso es lo que necesitan las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado para actuar“, señaló el secretario de Estado de Seguridad. El observatorio contará con una web, stoplgtbfobia.org.

El anuncio del observatorio pilló fuera de juego a la principal federación LGTB de España, la FELGTB, que está fuera del observatorio, afirma su presidente, Jesús Generelo. La FELGTB no “entiende” a qué viene este anuncio, cuando ellos llevan un año trabajando precisamente con el Ministerio de Sanidad en un proyecto, Redes contra el Odio, que incluye otro observatorio.

Al margen de la precipitación o interés electoralista de este anuncio, y de su posible duplicidad, la inquietud por la homofobia es clave en los colectivos. Por ejemplo, estuvo muy presente en el debate que con representantes de los seis partidos políticos con mayores opciones de obtener representación en la Comunidad y la ciudad de Madrid (PP, PSOE, IU, UPyD, Ciudadanos y Podemos) organizó el Colectivo de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales de Madrid (Cogam) el pasado lunes.

De hecho, la reunión empezó con el mensaje de apoyo de Sofía Miranda (Ciudadanos) a los cuatro jóvenes agredidos. En él todos los representantes propusieron, al nivel de sus competencias, la elaboración de una ley contra la discriminación por orientación e identidad sexual, aunque esta “debería ser estatal”, dijo el representante de UPyD, Gabriel López, candidato a la Asamblea de Madrid.

Era la primera vez que a uno de estos debates —que Cogam intenta organizar periódicamente— acudía un representante del PP, Ángel Garrido, número dos en la lista para la Asamblea de Cristina Cifuentes. Garrido admitió que su partido “arrastra una losa de una actitud” respecto a los ciudadanos LGTB “que no ha sido la más adecuada”, e insistió en recalcar el perfil más abierto de Cifuentes y él. “Fue un error nuestro recurso al Constitucional” contra el matrimonio igualitario, dijo.

Ese tono llevó a los representantes del PSOE y de IU (Carla Antonelli y Julián Sánchez) a optar por “mirar el futuro” y no insistir en posturas del PP en el pasado, como su repetida oposición a que se elabore una ley integral para las personas transexuales, que incluya una discriminación laboral positiva, defendió Antonelli, y que el PP ha frenado en la Asamblea de Madrid esta legislatura varias veces.

Ninguno de los grupos apostó por un observatorio como el que se ha anunciado hoy, pero María Espinosa, de Podemos, sí que propuso que las Administraciones se implicaran en marcar la conmemoración del 17 de mayo —precisamente el Día Mundial contra la LGTB-fobia— y el 1 de diciembre, Día Mundial contra el Sida.

Otros puntos en que los seis representantes estuvieron de acuerdo fueron en que, bien recuperando la asignatura de Educación para la Ciudadanía que la última ley educativa, la del ministro José Ignacio Wert, quiere eliminar, o con otro sistema se enseñe desde pequeños a los niños que “hay familias con dos papás o dos mamás” —dijo la representante de Ciudadanos—, y coincidieron en que el ideario de un colegio no puede negarse a incluir esta cuestión, que afecta a los derechos humanos.

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , ,

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.
Debes estar registrado para dejar un comentario.

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.