Inicio > General, Historia LGTBI, Iglesia Católica > El Papa Francisco y las personas LGTBI, según James Martin sj

El Papa Francisco y las personas LGTBI, según James Martin sj

Lunes, 18 de octubre de 2021

18545_El_Papa_Francisco_y_los_gaysCon motivo del aniversario de su audiencia con el Papa Francisco, el jesuita P. James Martin escribió en el National Catholic Reporter sobre los once pasos clave que Francisco ha tomado para expandir la bienvenida LGBTQ en la iglesia. Para el comentario de Martin, haga clic aquí.

El Papa Francisco ha sido un cambio radical para el ministerio católico LGBTQ
por James Martin

Hace dos años, ayer, 30 de septiembre, me reuní con el Papa Francisco en el Vaticano para hablar sobre mi trabajo con los católicos LGBTQ. Durante ese encuentro, el Santo Padre me pidió que continuara mi ministerio “en paz. Este fue uno de los muchos pasos que Francisco ha tomado para llegar a los católicos LGBTQ. Pero a menudo la gente pasa por alto los pequeños pasos que Francisco ha dado en esta área, que, en conjunto, se suman a un cambio radical para la Iglesia Católica.

Como tuiteé ayer, veo 11 pasos importantes que Francisco ha dado desde su elección como Papa en 2012. Veámoslos cronológicamente.

1.- Cuando se le preguntó sobre los sacerdotes homosexuales en 2013, Francisco pronunció quizás las cinco palabras más famosas de su papado: “¿Quién soy yo para juzgar? Con esas palabras, también se convirtió en el primer Papa en usar la palabra “gay” de manera tan pública. Fue una “revolución de la ternura”, para citar al Papa, contenida en una pregunta.

2.- Durante su visita pastoral a los Estados Unidos en 2015, Francisco se reunió con su ex alumno, Yayo Grassi, y la pareja del mismo sexo del Sr. Grassi. El afectuoso saludo no solo al Sr. Grassi sino también a su pareja habló mucho sobre el enfoque pastoral del Papa hacia las parejas del mismo sexo.

3.- En su exhortación apostólica de 2016 “Amoris Laetitia” (La alegría del amor”), Francisco escribió que al ministrar a las personas LGBTQ, debemos “antes que nadaafirmar su dignidad humana y el deseo de la iglesia de oponerse a la violencia contra ellos.

4.- En 2016, en una conferencia de prensa en vuelo que regresaba de Azerbaiyán, Francisco alentó un ministerio de “acompañamiento“, diciendo que Jesús nunca le diría a una persona gay: “Aléjate de mí porque eres homosexual”.

5.- Durante una conferencia de prensa en vuelo en 2018, al regresar del Encuentro Mundial de las Familias en Dublín, Irlanda, Francisco dijo que los niños LGBTQ nunca deben ser expulsados de sus familias. “No condenen. Diálogo, comprendan”, dijo, resumiendo lo que les diría a los padres. “Déle espacio al niño para que pueda expresarse“. Los comentarios del Papa pueden haber salvado la vida de muchos jóvenes y haber evitado que muchos jóvenes se quedaran sin hogar.

6.- Su reunión de 30 minutos conmigo en el Palacio Apostólico en 2019, se incluyó en su horario público oficial y se acompañó de fotografías de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, una señal de su apoyo al ministerio LGBTQ.

7.- En 2020, mientras defendía la enseñanza tradicional de la iglesia sobre el matrimonio entre un hombre y una mujer, Francisco, no obstante, señaló su apoyo a las protecciones legales para las uniones civiles en un documental llamado “Francesco“.

8.- También el año pasado, ofreció su apoyo a la Hna. Mónica Astorga, una argentina que había trabajado con personas trans durante 14 años, diciendo: “Dios, que no fue al seminario ni estudió teología, le pagará abundantemente”.

9.- En marzo, nombró a Juan Carlos Cruz, un hombre abiertamente homosexual y sobreviviente y defensor de abusos por parte del clero, a una comisión de alto nivel del Vaticano. En 2018, Cruz había informado que Francisco le había dicho “Dios te hizo así”. (Francisco había dicho lo mismo públicamente durante su conferencia de prensa en vuelo cuando regresaba de Dublín ese mismo año: “Siempre ha habido personas homosexuales y personas con tendencias homosexuales”).

10.- En junio, escribió una cálida carta con motivo del seminario web del Ministerio Católico de Alcance LGBTQ, y también afirmó sus oraciones por este “rebaño” de personas LGBTQ. “El corazón de Dios”, dijo, “está abierto a todas y cada una de las personas.

11.- En una conversación el mes pasado en Eslovaquia, animó a los jesuitas de ese país a acercarse pastoralmente a las “parejas homosexuales”, no solo a las personas. Eso marca un cambio significativo en el enfoque del Vaticano.

En conjunto, podemos ver cómo el enfoque de Francisco hacia las personas LGBTQ es de acompañamiento pastoral, avanzando lentamente, con ciertos límites, evitando las declaraciones dramáticas que algunas personas pueden desear. Su enfoque siempre ha estado en el cuidado pastoral de las personas, defendiéndolas contra la violencia y apoyando a quienes ministran con ellas, de maneras que sus predecesores no habrían tolerado.

Desde su elección en 2013, Francisco ha demostrado ser un pastor de católicos LGBTQ y sus familias.

EFt0kSKXoAA8lyJ

El Papa Francisco sonríe durante un encuentro privado con el padre jesuita. James Martin en el Vaticano el 30 de septiembre de 2019 (CNS / Vatican Media)

***

Al paso de las personas LGTB”, por James Martin sj.

En los últimos meses, el Santo Padre ha hablado varias veces sobre el enfoque pastoral de la Iglesia hacia las personas LGTB en distintos lugares. Dependiendo de las simpatías de cada uno, las declaraciones del papa Francisco pueden parecer un soplo de aire fresco; para algunos, pueden representar un escándalo; y, para otros, sus posiciones pueden parecer confusas o incluso contradictorias.

En mi opinión, el Papa está creando un espacio muy necesario para las personas LGTB en la Iglesia católica, con algunos límites claros. Pero incluso con esos límites, es un espacio mucho más amplio de lo que cualquiera de sus predecesores hubiera tolerado.

Algunos comentarios recientes de Francisco ponen de relieve esta nueva realidad. Recientemente, habló con los jesuitas de Eslovaquia durante su viaje pastoral a ese país y afirmó la necesidad de unaatención pastoral a las parejas homosexuales, al tiempo que expresó su oposición a la “ideología de género”.

Durante la rueda de prensa en el vuelo de regreso de Eslovaquia, dijo: “si una pareja gay quiere llevar una vida juntos, los Estados tienen posibilidad de apoyarles civilmente, con el tema de la salud, de la herencia…”. En la misma respuesta, también afirmó la postura tradicional de la Iglesia católica sobre el matrimonio: en la Iglesia, es un sacramento reservado a un hombre y una mujer.

Y hace unos meses, en una carta dirigida a mí con motivo de la Conferencia de Pastoral Católica LGTBQ, animó a quienes atienden al “rebaño” LGTB (utilizó la palabra española feligresía) a acercarse a estas personas con el “estilo de Dios”, que describió como la incorporación de “cercanía, compasión y ternura”.

En esencia, el papa Francisco está animando a la Iglesia a acompañar pastoralmente a las personas LGTB, lo que significa tratarlas con el “respeto, la compasión y la sensibilidad” que pide el Catecismo de la Iglesia Católica; escuchar sus variadas experiencias; ayudarles a sentirse más acogidos en su propia iglesia; y apoyar a las personas y grupos que les atienden en parroquias, escuelas y otros lugares.

Y ha demostrado que está siempre dispuesto a ponerse de su lado contra la homofobia. En anteriores ruedas de prensa, Francisco dijo que las personas LGTB nunca deberían ser expulsadas de las familias y que Jesús nunca diría “aléjate de mí” a una persona gay. Como gran parte de su enfoque pastoral en general, su acercamiento a las personas LGTB puede caracterizarse con la palabra “acompañamiento”.

“Ideología de género”

cartel_papa_paraguayEl enfoque del papa Francisco está matizado por su desconfianza en la ideología de género –cuyos detractores dicen que impone elementos ideológicos a las personas y les anima elegir o cambiar de género–, así como por su énfasis en las enseñanzas tradicionales sobre el sacramento del matrimonio. El papa Francisco, que se opone a las ideologías en general por ser “abstractas” y, por lo tanto, separadas de las experiencias vividas por las personas, calificó de “peligrosa” la “ideología de género” en su discurso a los jesuitas eslovacos.

La Congregación para la Educación Católica del Vaticano ha sostenido que “culmina con la afirmación de la completa emancipación del individuo de cualquier definición sexual dada a priori, y la desaparición de las clasificaciones consideradas demasiado rígidas”.

El espacio que ha labrado, pues, incluye la atención pastoral de las personas LGTB en la Iglesia y la aceptación de las parejas del mismo sexo en la esfera social, sin olvidar las normas sobre el matrimonio sacramental y su posición sobre la “ideología de género”.

Permítanme hablar de dos aspectos notables de este nuevo “espacio.

En primer lugar, las palabras siempre alentadoras del Papa para las parejas del mismo sexo en uniones civiles y su deseo no solo de apoyar las protecciones legales, sino de acompañarlas pastoralmente, es, como poco, revolucionario. Contrasta ese enfoque con la reciente descripción de Benedicto XVI del matrimonio entre personas del mismo sexo como una “distorsión de la conciencia” y el comentario del papa emérito en 2012 de que “amenaza el futuro de la propia humanidad”.

El apoyo del papa Francisco a la protección legal de los matrimonios del mismo sexo también plantea un desafío para la Iglesia en países cuyas leyes y costumbres se oponen violentamente a cualquier tipo de aceptación de las personas LGTB. Un libro reciente de Mark Gevisser titulado The Pink Line (La línea rosa) ofrece una visión exhaustiva e impactante de las barreras que impiden a las personas LGTB vivir en paz en muchas partes del mundo. El libro de Gevisser detalla las palizas, el acoso y la violencia a la que se enfrentan las personas LGTB –especialmente las parejas– obligados algunos a huir de sus países como refugiados. Por lo tanto, las palabras del Papa, que pueden parecer tibias en Occidente, no lo son en otros lugares.

El estímulo de Francisco para llegar pastoralmente no solo a las personas LGTB sino, como dijo a los jesuitas eslovacos, a las “parejas homosexuales”, también contrasta con la práctica de muchas instituciones en Estados Unidos, a menudo con el estímulo de los propios obispos, de despedir a los empleados que están casados con personas del mismo sexo. Despedir a las personas, privándolas de su sustento y apartándolas de sus puestos, a menudo de larga duración, dentro de sus comunidades, es lo opuesto al “cuidado pastoral”.

Sin orientación filosófica

una-pareja-gay-polaca-viaja-al-vaticano-para-desplegar-una-bandera-gigante-del-orgullo-frente-al-papa-francisco-pidiendo-ayuda-0La cuestión de la “ideología de género” es más complicada. Es un término notablemente amorfo que parece tener tantas definiciones como oponentes. Pero, en general, ha llegado a significar cualquier enfoque filosófico o, más ampliamente, intelectual que cuestione los roles tradicionales de sexo o género. Así que se considera, de nuevo, una “ideología”.

La realidad de las experiencias vividas por las personas LGTB parece más compleja. La gran mayoría de las personas LGTB, especialmente las transexuales, dicen que no responden a ninguna “ideología” filosófica o política, sino que viven lo que creen ser, a menudo bajo la más severa persecución. Como dijo Luisa Derouen, una hermana dominica que trabaja con personas transgénero desde 1999, en un correo electrónico: “Las personas transgénero experimentan una condición neurobiológica que es compleja. Es su experiencia vivida, pero no la han elegido ellos”.

Enfoque pastoral

O como dijo el reverendo Ray Dever, diácono y padre de un niño transgénero,en un artículo publicado en U.S. Catholic: “Cuando oigo declaraciones sobre una ‘ideología de género’, simplemente no me suenan. Cualquiera que tenga alguna experiencia significativa de primera mano con personas transgénero se sentiría desconcertado por la sugerencia de que las personas trans son de alguna manera el resultado de una ideología. Es un hecho histórico que mucho antes de que hubiera programas de estudios de género en cualquier universidad o de que se pronunciara la frase ideología de género, las personas transgénero estaban presentes, eran reconocidas e incluso valoradas en algunas culturas de todo el mundo.

El enfoque pastoral del Papa, por tanto, puede verse como uno que busca ofrecer cuidado, acogida y acompañamiento, dentro de ciertos límites. Pero el espacio que ha creado es mucho mayor que el limitado espacio que le permitieron sus predecesores. El enfoque de Francisco, tal y como yo lo veo, expresa mucho mejor y se asemeja a la cercanía, compasión y ternura” de Dios hacia una comunidad de personas que son nuestros hermanos y hermanas.

A la Iglesia católica le queda mucho por hacer, pero el papa Francisco nos invita a caminar siempre en la dirección correcta.

*Artículo cedido por el autor. Traducción de Vida Nueva

Fuente National Católic Reporter/ Vida Nueva

General, Historia LGTBI, Iglesia Católica , , , , , , , , ,

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.
Debes estar registrado para dejar un comentario.

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.