Inicio > General, Homofobia/ Transfobia. > Vox niega en el Ayuntamiento de Valencia la persecución al colectivo LGTBI durante el Holocausto nazi y… Auschwitz desmiente a Vox: “Miles de homosexuales fueron asesinados por los nazis”

Vox niega en el Ayuntamiento de Valencia la persecución al colectivo LGTBI durante el Holocausto nazi y… Auschwitz desmiente a Vox: “Miles de homosexuales fueron asesinados por los nazis”

Sábado, 1 de febrero de 2020

5228539Concejal de Vox, José Gosálvez,

Lo de esta gentuza ya no tiene nombre. Es gravísima la situación que este partido está provocando. Tenemos a puros negacionistas sentados en las instituciones  y la Fiscalía debiera tomar ya cartas en el asunto… Pero lo peor es el blanqueo que PP y Ciudadanos están haciendo pactando con ellos y asumiento sus chantajes…

 El grupo municipal del partido impide una declaración institucional por el 75 aniversario de la liberación de Auschwitz porque condena la LGTBIfobia

El grupo de ultraderecha bloquea el texto que se aprueba finalmente como moción de urgencia con el apoyo de la mayoría de grupos del Ayuntamiento

Un hecho muy grave el que ha protagonizado el grupo municipal de Vox en el Ayuntamiento de Valencia ha rechazado apoyar este jueves una declaración institucional firmada por el resto de partidos en el Pleno en la que se conmemoraba el 75 aniversario de la liberación del campo de exterminio de Auschwitz, al considerar que se le estaba faltando el respeto al pueblo judío con cuestiones incluidas en el texto como el racismo o la LGTBIfobia, que «nada tenían que ver con el Holocausto».

 Como decimos,  Vox no ha querido firmar la declaración con motivo del 75º aniversario de la liberación del campo de exterminio de Auschwitz y del Día de Conmemoración en Memoria de las Víctimas del Holocausto, una fecha que Naciones Unidas estableció en 2005 con el objetivo de rendir homenaje a las víctimas del genocidio judío y que exige unanimidad para su aprobación, y ésta ha saltado por los aires. Según Vox, el contenido diluía el significado propio del Holocausto judío, basado únicamente en el antisemitismo”, y porque el documento condenaba, además del antisemitismo, la islamofobia, el racismo o la LGTBIfobia. La mayoría de grupos municipales han reconvertido el texto institucional en una moción de urgencia que han refrendado todos salvo Vox.

Los dos concejales del partido de Santiago Abascal se negaron a ratificar los dos textos que sí habían firmado previamente el resto de formaciones políticas. El primero de ellos, el que hacía referencia al aniversario de la liberación del campo de exterminio, se encontró con el rechazo sin paliativos de la formación verde porque, a su juicio, el gobierno municipal (formado por Compromís y PSPV) había incluido «contenido ideológico referente al colectivo LGTBi (sin incluir víctimas católicas)», tal y como refrendaron posteriormente en un comunicado oficial.

El «negacionismo» de Vox hizo reaccionar de manera airada tanto al alcalde, Joan Ribó, como a la vicealcaldesa, la socialista Sandra Gómez, que condenaron inmediatamente su negativa a firmar la declaración. Mientras Gómez no daba crédito a las declaraciones de Vox  y ha advertido que «el odio no tiene justificación», Ribó denunció la «ignorancia e intolerancia» de este grupo. El primer edil recordó que en Auschwitz fueron asesinadas 1,2 millones de personas y que el nombre del colectivo Lambda, que integra a gays, lesbianas, bisexuales, transexuales e intersexuales, «viene precisamente del calificativo con el que los nazis identificaban a estas personas».

El alcalde de Valencia, Joan Ribó, de Compromís, ha denunciado por la mañana en redes sociales la postura del grupo de ultraderecha. “Vox se ha negado a votar una declaración institucional en memoria y rechazo del Holocausto. ¿El motivo? Según ellos, en los campos nazis no había homosexuales. Frente al negacionismo, los demócratas lo aprobaremos como moción”.

El texto recuerda “el asesinato deliberado de millones de personas a cuenta del terror y totalitarismo nazi” y concluye con dos puntos donde el Consistorio apoya y reconoce a las víctimas y supervivientes del Holocausto, rechaza el antisemitismo y “la islamofobia, el racismo, la LGTBIfobia, la discriminación hacia las personas con diversidad funcional o por cualquier tipo de diversidad, origen, pensamiento o creencia, así como el negacionismo de los terribles hechos acaecidos“.

“Hoy era un día para conmemorar el Holocausto, nada más, y el Ayuntamiento de Valencia ha aprovechado para introducir otras cuestiones por lo que no hemos podido firmar, ya que estaríamos faltando al respeto al pueblo judío”, ha dicho Vox, que ha acusado al resto de grupos municipales de “incluir contenido ideológico referente al colectivo LGTBI o al Islam en la declaración, sin incluir a víctimas católicas, restando el valor y significado del Holocausto”.

El Gobierno local, que forman Compromís y PSPV, ha criticado con dureza la postura del grupo de ultraderecha y ha reconvertido la declaración institucional en una moción de urgencia que ha sido aprobada por la tarde con el apoyo de todos salvo de Vox.

“Es lamentable que Vox no firme la declaración porque no reconoce que las personas homosexuales hubieran estado en campos de concentración nazis. Negar que las personas LGTBI y, especialmente los hombres gais, fueron víctimas del holocausto nazi demuestra un desconocimiento profundo de la historia”, ha defendido en el pleno la concejal Luisa Notario, lesbiana y activista. “Es de una lógica aplastante; estamos condenando el Holocausto nazi”, ha apostillado el edil socialista Ramón Vilar

queers-camps

El concejal de Vox, José Gosálvez, ha asegurado que el alcalde había mentido en redes sociales: “Hemos dicho que firmábamos hasta determinado punto de la declaración, concretamente hasta donde se condenaba el antisemitismo. Consideramos que todo lo demás era un añadido excesivo a la propia condena del Holocausto, que evidentemente suscribimos. Se olvidan en la moción, donde meten una retahíla de palabrejas, de los muertos católicos en los campos de exterminio, no los nombran”.

“¿Palabrejas? Ustedes no firman las palabrejas siguientes”, ha respondido indignada Notario, quien ha enumerado a continuación la islamofobia, el racismo, la LGTBifobia o la discriminación a personas con discapacidad funcional, entre otros, como el “añadido excesivo” al que se ha referido Vox. “Todo eso se han negado a firmar”.

El portavoz de Ciudadanos, Fernando Giner, olvidando sus pactos con VOX para desalojar al PSOE de ayuntamientosy comunidades,  se mostraba indignado por la actitud de la formación de extrema derecha. «Negar el sufrimiento de un colectivo que padeció la peor crueldad del nacismo es lamentable», ha aseverado Giner, al tiempo que reconocía «el sufrimiento del colectivo LGTBI en los campos de concentración, donde eran marcados y asesinados por su condición».

El pasado lunes, el portavoz municipal de Vox en Alicante, Mario Ortolá, participó en un acto de conmemoración del Holocausto, en el que intervino también Toño Abad, presidente del colectivo LGTBI Diversitat, ya que se recordó a las víctimas de este colectivo en los campos de concentración.

Incluso la web de Auschwitz se ha hecho eco de la noticia, respondiendo a VOX que la Alemania Nazi no tuvo problemas en perseguir a las personas homosexuales.

Auschwitz desmiente a Vox: “Miles de homosexuales fueron asesinados por los nazis”

La exposición coproducida por el Museo Estatal de Auschwitz–Birkenau relata la persecución de los homosexuales en el Tercer Reich que niega el partido de Abascal

Desde la exposición coproducida por el Museo Estatal de Auschwitz–Birkenau, desmienten en su página web la postura defendida por Vox: “A la Alemania nazi no le tembló el pulso a la hora de perseguir y castigar la homosexualidad durante el Tercer Reich.

Por su interés informativo, reproducimos íntegramente lo afirmado desde auschwitz.net sobre la persecución de los homosexuales en la Alemania Nazi:

“En su búsqueda de la ‘perfección de la raza aria’, a la Alemania nazi no le tembló el pulso a la hora de perseguir y castigar la homosexualidad durante el Tercer Reich.

No en vano, los nazis creían que los homosexuales eran hombres débiles y afeminados sin capacidad para luchar por la nación y que, además, no ayudarían a aumentar la tasa de natalidad alemana. Las lesbianas, por lo general, no se consideraban una amenaza a las políticas raciales del Tercer Reich, por lo que su persecución fue menor que en el caso de los hombres.

El 6 de mayo de 1933, estudiantes dirigidos por las SA (Sturmabteilung) entraron en el Instituto para la Ciencia Sexual en Berlín y cuatro días después más de sus 12.000 libros y 35.000 imágenes irremplazables, junto a miles de otras calificadas como “degeneradas” por el régimen de Hitler ardieron en una gran hoguera en el centro de Berlín.

Este fue el primer paso hacia una larga serie de medidas para erradicar la cultura gay o lesbiana. Después llegaron el cierre de bares tan míticos como “Eldorado” o la prohibición de revistas como “Die Freundschaft(la Amistad)”, forzando a los homosexuales a la clandestinidad; la creación de “listas rosas” y de una amplia base legal para extender la persecución homosexual, según la cual incluso la intención o el pensamiento podían considerarse “actividades indecentes criminales entre hombres” y, por tanto, ser motivo de encarcelamiento indefinido sin necesidad de juicio.

Sin embargo, cuando todo parecía no poder ir a peor, el 4 de abril de 1938, la Gestapo anunció públicamente que los hombres condenados por homosexualidad podrían ser deportados a campos de concentración.

Entre 1933 y 1945 la policía, bajo las órdenes del jefe de la SS, Heinrich Himmler, arrestó aproximadamente a 100.000 hombres sospechosos de delito de homosexualidad. La mitad de ellos fueron condenados y recluidos en prisiones regulares. De ellos, entre 5.000 y 15.000 fueron internados en campos de concentración, donde se les marcaba con un triángulo rosa.

Allí, los guardias les otorgaban a menudo algunos de los trabajos más peligrosos y en ocasiones les separaban del resto de prisioneros para prevenir la “propagación de la homosexualidad” a otros prisioneros y guardias, según las memorias de Rudolf Hoess, comandante de Auschwitz. Incluso, los jueces y los oficiales de los campos de las SS podían ordenar la castración de un prisionero homosexual sin su consentimiento.

Asimismo, los médicos de la SS desarrollaron crueles experimentos para “curar” la homosexualidad con presos (pruebas que causaban enfermedades, mutilaciones, y hasta la muerte del reo, y que no tuvieron como resultado ningún conocimiento científico).

Aunque no existen estadísticas claras sobre el número de homosexuales asesinados en los campos nazis alemanes, sí parece claro que estos fueron especialmente vilipendiados y castigados. De las 400.000 personas registradas oficialmente en Auschwitz, solo 75 recibieron triángulos rosas. Sin embargo, se cuentan por miles los hombres y mujeres homosexuales que fueron asesinados durante el Tercer Reich”.

Fuente El País/El Mundo/El Plural

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , ,

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.
Debes estar registrado para dejar un comentario.

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.