Hijo de David

Sábado, 7 de enero de 2017

Del blog Pays de Zabulon:

hugo-laruelle_roidavid

« ¡Hijo de David, ten piedad de mí ! »

He aquí.
En Jesús, algunos reconocen al « Hijo de David ».
Por supuesto, esto hace referencia al rey David, a su lado mesiánico, al rey según el corazón de Dios.

Jesús sería pues su descendiente,
según Mateo, por José, según Lucas, por María,
según algunos, ppor los dos progenitores.
Brevemente, él es de la tribu de Judá,
un retoño lejano de la tribu de Jesé,
un descendiente de David.

Pero en este tiempo de Navidad
en el que se hace memoria del nacimiento y de la infancia de Jesús,
me viene a la mente la imagen de este pequeño pelirrojo que guardaba los rebaños de su padre,
un chico ágil, sensible y bello como el más bello de los hijos de los hombres.

En esta familia fieles a la Alianza y al trono,
en esta familia de guerreros valerosos,
es este, el pequeño, medio artista medio servidor,
niño de corazón disponible,
el que es escogido.

Es bello. Seductor.
A decir verdad,  todos caen bajo su encanto.
los rebaños y las hierbas silvestres,
el viento y las notas musicales.

Todos caen bajo su encanto.
Dios mismo.

Pero también el profeta,   y luego, y luego …
y luego el rey Saúl, y luego el hijo del rey, Jonathan,
e incluso la hija del rey y hermana de Jonathan
y luego, y luego …

David.
Rey de gran corazón.
Rey auténtico, servidor no fingido,
que reúne a las tribus de Israel,
baila desnudo delante del Arca del Señor,
protege tu pueblo de toda invasión.

David,
Rey fiel,
en la vida tan revuelta
por tus amores, tus errores, las traiciones, los desengaños.
Rey, siempre fiel.

Rey mensajero,
Rey profeta,
Rey sensible,
Rey humano,
Rey dado.

¿Y quién te sucederá?

Tus hijos te traicionan, conspiran, envidian y muestran sus celos.
¿Nadie para sucederte?
¿Sino Salomón, el hijo del adulterio,
el hijo de gran corazón,
el hijo de la sabiduría,
el hijo del amor?

¿Quién será el Hijo de David
que podrá suceder a su padre
y, esto, más allá de Salomón?

He aquí toda la cuestión.

¿Eres tú Jesús?

¿Tienes estos reflejos rojos en tus cabellos,
tienes este corazón sensible a la belleza del universo,
al canto del viento y del laúd en el prado
al ritmo de la vida que no puede más que cumplirse?

¿Tienes este corazón que te otorga con lo auténtico, lo bello, lo verdadero,
la amistad de tu hermano y semejante,
la belleza y la ternura de una mujer,
la promesa de una felicidad única y para cada uno?

Jesús,
que nace en Belén, un día del tiempo,
crece y se hace hombre en Nazareth en Galilea,
¿eres el Hijo de David,
el rey prometido,
el hombre de gran corazón,
el hombre disponible para la belleza,
el hombre-dios?

Tú eres este niño,
Jesús,
príncipe de humanidad,
rey de toda eternidad
y humildad.

¡Jesús
Hijo de David
ten piedad de mí,
llévame contigo!

*

Z – 30/12/2016

***

Fuente foto : Oeuvre de Hugo Laruelle

***

"Migajas" de espiritualidad, Espiritualidad , , , ,

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.
Debes estar registrado para dejar un comentario.

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.