Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Gilberto Quesada’

Iglesia luterana de Costa Rica sobre matrimonio igualitario: sentimos que el evangelio toma vida en estas parejas

Martes, 26 de mayo de 2020

índiceLa Iglesia Luterana Costarricense celebrará hoy 26 de mayo la entrada en vigencia del matrimonio igualitario en el país, eso sí, lo harán de manera virtual debido a la situación con el Covid-19.

“Estaremos celebrando junto con toda la población ese día con publicaciones, oraciones, cánticos y algunas reflexiones en nuestras redes sociales” dijo el presidente de la congregación religiosa, el pastor Gilberto Quesada.

Para esta iglesia el paso que dará Costa Rica ese día es algo “muy natural” dentro de su organización, pues desde hace 15 años acompañan a la población diversa del país con una actividad litúrgica que llaman “misa inclusiva”.

“Sentimos que el evangelio es para las personas más invisibilizadas y ahora se hace vida en estas parejas o en todas estas personas de la gran diversidad que el próximo 26 de mayo estaremos de fiesta”, dijo Quesada.

La Iglesia luterana en el país realiza sus ritos de bendición, una vez que las parejas, tanto heterosexuales como homosexuales, estén casadas por lo civil. A diferencia de la Iglesia católica, que sí tiene la facultad para realizar la unión civil de las parejas, al ser reconocida oficialmente en Costa Rica.

240520_iglesia_luterana_marcha_diversidad_lgbti_fullPastor Gilberto Quesada

Es por ello que en lo que concierne a los matrimonios igualitarios, la organización religiosa invitó a todas aquellas uniones que así lo deseen se acerquen para ser bendecidas.

“Estamos celebrando un momento maravilloso, una gran causa, estamos en total acuerdo de que las parejas del mismo sexo tengan estos derechos asegurados, es una cuestión de justicia y como iglesia sentimos que es una cuestión evangélica”, dijo el pastor.

Esta iglesia había sido nombrada como mariscal de la Marcha de la Diversidad 2020 por su compromiso en la lucha a favor de los derechos de la comunidad LGBTI. Sin embargo, debido a la pandemia del Covid-19, la actividad se canceló.

Los posicionamientos de la Iglesia Luterana Costarricense (ILCO) en torno a temas como fertilización in vitro, uniones entre personas del mismo sexo, interrupción del embarazo, familias no tradicionales, derechos de pueblos indígenas, VIH/SIDA, entre otros, han ocasionado controversias en un país confesional como Costa Rica; sin embargo, esta iglesia sigue avanzando y generando propuestas para acompañar a estas personas en sus luchas por el reconocimiento social y gubernamental de sus derechos.

índice1La Iglesia Luterana Costarricense inicia en el 2005 una serie de acciones bajo el nombre de Pastoral de la Inclusión con el fin de acoger a grupos de personas marginadas y tradicionalmente excluidas de la vivencia de la fe y la comunión por su orientación sexual y así brindarles un nuevo espacio para la espiritualidad desde su propia identidad.

La mayoría de las iglesias cristianas tienen discursos homófobos basados  en interpretaciones bíblicas realizadas por distintos líderes cristianos que extienden toda suerte de prejuicios. Lejos de buscar una convivencia social armoniosa e inclusiva, estos líderes cristianos promueven incesantes y diversas formas de violencia. En medio de esta realidad, la ILCO por su parte, lleva más de 15 años trabajando la inclusión de las personas LGBTI con una pastoral dedicada a abrir sus puertas de manera totalmente participativa a las personas de la diversidad sexual.

Esta pastoral procura erradicar todos los aspectos homofóbicos que discriminan, excluyen y denigran a las personas por su orientación sexual. Cabe destacar que el trabajo previo con grupos de mujeres había generado una plataforma teórica y práctica para el análisis de la sexualidad y la equidad de género. Esta experiencia da paso a una reflexión alternativa, que coloca un alto al discurso tradicional excluyente de las iglesias, en materia de la diversidad sexual.

Hoy martes se cumple el plazo de 18 meses ordenado por la Sala Constitucional a los diputados de la Asamblea Legislativa para legalizar las uniones de hecho y el matrimonio entre parejas del mismo sexo en Costa Rica.

El 9 de agosto de 2018, el tribunal declaró inconstitucional los artículos 242 y artículo 14 inciso 6 del Código de Familia, así como el artículo 4 inciso m de la Ley de la Persona Joven.

ilco1

Un largo camino hacia el matrimonio igualitario

Costa Rica dio un paso de gigante en su relación con el colectivo LGTB. el  jueves 10 de diciembre de 2015, cuano el Frente por los Derechos Igualitarios de Costa Rica (FDI) presentó un nuevo proyecto de matrimonio igualitario, con el apoyo de múltiples grupos del Congreso.

El sabor de la victoria resultaba doblemente dulce por culminar meses de duro esfuerzo. Desde el año 2013, el Tribunal Supremo del país costarricense llevaba postergando una decisión sobre la inconstitucionalidad de los enlaces del mismo sexo. La cuestión parecía que se iba a alargar ad infinitum, así que varios activistas decidieron encadenarse todas las semanas en la Sala Constitucional de Costa Rica, para que la Asamblea Legislativa legislase en torno a las uniones de personas del mismo sexo.

Este proyecto era producto del trabajo conjunto de organizaciones y activistas, y contaba con el apoyo de más de 55.000 costarricenses que habían firmado respaldado el proyecto. Así lo confirmó Larissa Arroyo, portavoz del FDI: “Este proyecto viene a proteger legalmente la vida en común de las parejas del mismo sexo, con los mismos derechos y deberes que cualquier otra pareja. Hace ya 10 años se presentó el primer proyecto de reconocimiento de uniones, y aún en este momento, estas parejas sufren de una odiosa discriminación a pesar de cumplir con los mismos requisitos que las demás”.

flag_of_costa_rica_1848-1906-300x200Como decimos, Costa Rica lleva años discutiendo el posible reconocimiento jurídico de las parejas del mismo sexo, sin que haya sido posible ni siquiera la aprobación de una ley de uniones civiles debido a las múltiples maniobras de los opositores a la igualdad. Ni siquiera la llegada a la presidencia del anterior presidente, Luis Guillermo Solís, un político abiertamente pro-LGTB, permitió avanzar. Pero lo que sí hizo el Gobierno de Costa Rica fue elevar la cuestión a la Corte Interamericana, que en enero de este año emitió su histórica opinión. El que era todavía presidente aseguró entonces su disposición a acatarla íntegramente, si bien Solís estaba ya a punto de finalizar su mandato. El asunto del matrimonio igualitario, de hecho, ocupó un papel central en la campaña electoral de las recientes elecciones presidenciales y dio un importante empujón al candidato evangélico Fabricio Alvarado, que llegó a disputar la segunda vuelta frente al centroizquierdista Carlos Alvarado. Este último, sin embargo, acabó imponiéndose el pasado 1 de abril con más del 60% de los votos, en lo que supuso un cierto alivio para el colectivo LGTB costarricense.

Sin embargo, el camino hacia la igualdad matrimonial en Costa Rica fue posible gracias a dos sentencias judiciales previas. En 2016, el entonces presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, prometió ampliar los derechos de las personas LGBTQ+ en la nación. Para ello, pidió a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, con sede en San José, que dictaminara sobre la igualdad del matrimonio. Dos años más tarde,  la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) se pronunció  a favor del derecho de las parejas del mismo sexo a contraer matrimonio en las mismas condiciones que una pareja heterosexual y dictaminó que todos los países firmantes debían conceder a las parejas del mismo sexo los mismos derechos que a las de sexo opuesto. La sala constitucional de Costa Rica dijo que las opiniones de la CIDH son vinculantes en el país.

Sin embargo, no era el último paso para el matrimonio entre personas del mismo sexo. El Consejo Superior del Notariado de Costa Rica se negó a emitir licencias hasta que la Corte Suprema o la asamblea legislativa levantara la prohibición legal de la práctica en el país.

En agosto de 2018, la Corte Suprema, después de escuchar varios casos, votó a favor de levantar la prohibición – con una advertencia. Los legisladores tenían 18 meses para legalizar el matrimonio entre personas del mismo sexo después de que se publicara el fallo del tribunal el 26 de noviembre de 2018. Si no se tomaba ninguna medida, la igualdad en el matrimonio se convertiría automáticamente en la ley del país después de ese período.

“El Estado debe reconocer y garantizar todos los derechos que se derivan de un vínculo familiar entre personas del mismo sexo de conformidad con las disposiciones de los artículos 11.2 y 17.1 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos y en los términos establecidos en los párrafos 200 a 218,” dijo el tribunal internacional con sede en San José, Costa Rica.

Sin embargo, para cumplir con la decisión de la CIDH, se requirió un fallo del Tribunal Constitucional de Costa Rica. El tribunal resolvió el 8 de agosto de 2018 contra la subsección 6 del artículo 14 del Código de Familia, que, expresamente, prohíbe el matrimonio entre personas del mismo sexo.

En su resolución, la Corte otorgó a la Asamblea Legislativa 18 meses, a partir del 26 de noviembre de 2018, para legislar el matrimonio entre personas del mismo sexo en Costa Rica; de lo contrario, permitiría automáticamente los matrimonios del mismo sexo.

La legalización del matrimonio homosexual fue una importante promesa de campaña del presidente Carlos Alvarado Quesada, quien asumió el cargo en mayo de 2018. “He coordinado con Imprenta Nacional (impresora nacional) la resolución sobre matrimonio igualitario del Tribunal Constitucional que se publicará en el Boletín Judicial N ° 219 del lunes 26 de noviembre de este año. Es solo cuestión de tiempo antes de que la plena igualdad de derechos se haga realidad ”, anunció el presidente Carlos Alvarado en ese momento en un Tweet.

Este 26 de mayo, precisamente, la fecha límite expirará sin que el Congreso haya realizado ninguna modificación legal, lo que permitirá automáticamente el registro de matrimonios entre personas del mismo sexo.

El martes 5 de mayo, según datos del Registro Civil, había 54 solicitudes de registro pendientes, es decir, matrimonios del mismo sexo realizados por notarios, pero que aún no se han podido registrar. “Como en cualquier proceso de registro de matrimonio, dicho análisis involucra un estudio sobre el cumplimiento de las regulaciones actuales, relacionadas con la libertad de estado y los impedimentos legales que los cónyuges pueden tener. Una vez que se haya completado esta etapa, se llevará a cabo el registro correspondiente, un hecho que puede demorar entre 10 y 15 días hábiles ”, explicó Chinchilla.

costa-rica-2-600x530Las circunstancias particulares de la pandemia de covid-19 que enfrenta el país no representarán ningún retraso para que las acciones pendientes puedan llevarse a cabo, confirmó el funcionario. “Las restricciones sanitarias que el TSE ha adoptado en respuesta a las pautas que el Ministerio de Salud ha emitido sobre este asunto, tendrán el mismo efecto en la presentación de estos matrimonios para su registro que en el registro de cualquier otro matrimonio y que tiene que ver con los controles de acceso regulados a nuestras instalaciones para evitar multitudes ”, especificó.

Los notarios que hayan llevado a cabo matrimonios entre personas del mismo sexo sin que la prohibición haya sido levantada aún, podrían estar expuestos a una investigación por parte del Tribunal Notarial. Los datos del Registro Civil indican que a partir de este miércoles, 15 nombres de notarios que habían formado estos sindicatos han sido enviados a la Dirección Nacional de Notarios (DNN).

El número de notarios no coincide con el número de matrimonios pendientes de registro porque algunos profesionales formaron parte de matrimonios múltiples. Los notarios podrían enfrentar la suspensión, como en el caso del notario Marco Castillo, suspendido por 13 años, luego de casar a Jazmín Elizondo Arias y Laura Flórez-Estrada en julio de 2015. Tres meses después de ese matrimonio entre mujeres, el notario logró registrarlo en el Registro Civil debido a un error, ya que una de las partes contratantes apareció en el registro público como hombre. A continuación, se iniciaron una serie de procesos para anular el registro del matrimonio y sancionar a los involucrados. El caso penal contra el notario no prosperó después de la opinión de la Corte Interamericana y la decisión de la Sala IV (Corte Constitucional).

El 26 de mayo de 2020 marca el final del plazo de dieciocho meses y el comienzo de la igualdad del matrimonio en Costa Rica. Hasta el martes, 54 solicitudes de registro de matrimonios del mismo sexo ya están pendientes, informa Q Costa Rica. El tiempo para procesar un registro puede tomar de 10 a 15 días hábiles, según Chinchilla.

Fuente Agencias/Nuestras Voces/Cristianos Gays

Iglesia Luterana , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.