Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Irungu Kangata’

Última víctima de la homofobia en África: Aparece ahorcado un joven keniata gay

Viernes, 30 de mayo de 2014

noticias_file_foto_796327_1401366382Se llamaba Flexx Amollo, tenía 20 años, y se lo encontraron colgado de un cable eléctrico anoche en su casa, en la ciudad keniata de Kisumu. Según algunos amigos activistas LGBT, el joven estaba “deprimido” y había pedido ayuda. En su último mensaje en su perfil de Facebook le decía a sus amigos que su última volunta era ‘ser enterrado muy bien’. Kenia se había convertido en uno de los refugios para la población gay en África pero parlamentarios keniatas pedían investigar en este mes de marzo por qué no se aplican las leyes homófobas del país. La respuesta no puede ser más desalentadora: El Gobierno respondía a las críticas alardeando de detener a 600 gays en cuatro años. Posiblemente, Flexx fue incapaz de soportar la presión y decidió acabar con el sufrimiento.

Las leyes contra la homosexualidad en Kenia datan todavía de la época colonial, al igual que ocurre en el caso de India. El Código Penal incluye en su Sección 162 penas de hasta catorce años de cárcel para quienes cometan actos sexuales contra natura, o la Sección 163 de hasta siete años para quienes lo intenten. De acuerdo con el artículo 165 del Código Penal de Kenia, recibirán una condena de cárcel “cualquier varón que, en público o en privado, cometa cualquier acto de grave indecencia con otro varón, o induzca a otro varón a cometer cualquier acto de grave indecencia con él, o intente inducir la realización de cualquier acto similar por parte de cualquier varón con él”. La homosexualidad en Kenia es considerada un delito y los gays son repudiados por la mayor parte de la sociedad. Ahora las leyes se están aplicando con más dureza por la presión de los sectores más conservadores. Kenia es un país mayoritariamente cristiano y profundamente homófobo. Es más, el máximo líder de la Iglesia Católica en el país, Zacchaeus Okoth, condenaba la homosexualidad por considerarla “antibíblica” y “antiafricana”.

El joven keniata Flexx Amollo viene a engrosar la lista de los reprimidos por orientación sexual. Su cuerpo ha sido trasladado a la morgue de Kisumu a la espera un informe post-mortem. Denis Nzioka, un activista de los derechos LGBTI en Kenia, expresó sus condolencias en las redes sociales: “RIP Flexx Amollo # Gonetoosoon.

Por desgracia, ha habido numerosos informes en los últimos meses de suicidios en los países con leyes anti-homosexuales. Sólo en Uganda, desde que se aprobó la draconiana ley, se produjeron, al menos, 17 intentos de suicidio.

Irungu Kangata, diputado por la coalición Jubilee Alliance (formada para apoyar electoralmente al actual presidente de Kenia, Uhuru Kenyatta), lidera un grupo de parlamentarios que pretende endurecer las leyes kenianas contra la homosexualidad. El grupo responde a la presión que se ejerce desde determinados grupos y confesiones religiosas, que quieren emular las leyes ahora vigentes en la vecina Uganda y en Nigeria.

Kangata afirma que “vamos a plantear esta cuestión en el Parlamento, y el director de la Seguridad del Estado y el fiscal general deberán explicar por qué la policía no ha podido detener a los autores de estos crímenes”, refiriéndose a quienes practican la homosexualidad, a la que equipara con el robo o el asesinato.

El activista LGTB Denis Nzioka mantiene un fundado temor de que un proyecto de ley semejante al ugandés se ponga sobre la mesa. “Me preocupa lo que vaya a suceder”, comenta Nzioka, “si bien el proyecto de ley aún debe ser tramitado en el Parlamento y eso llevará su tiempo. Pero la comunidad y los grupos de derechos humanos están preparando un plan de contraataque para asegurarse de que nunca vea la luz”.

Los recursos a los que pueden acudir los grupos de defensa de los derechos LGTB son los legales, ya que no cuentan con ningún apoyo entre la población. El 90% de los kenianos apoyan la discriminación de las personas LGTB. La única oportunidad de que un proyecto de ley semejante no prospere se reduce a acudir a la Corte Constitucional de Kenia, y esperar a que esta lo declare inconstitucional.

¿Qué panorama le espera a la población LGBT africana?. Si la vida es dura ya de por sí en muchos países, los gays se convierten en los ‘chivos expiatorios’ de una sociedad que busca culpabilizar a alguien de los males que los aquejan: la miseria y la ignorancia.

Fuente Ragap

Homofobia/ Transfobia., Iglesia Católica , , , , , , , , , ,

El Gobierno keniata responde a las críticas alardeando de detener 600 gays en cuatro años.

Sábado, 29 de marzo de 2014

noticias_file_foto_753152_1395910498El ministerio de seguridad keniata ha puesto fin a las especulaciones sobre el trato a la población LGBT en el país. Después de que el diputado Irungu Kangata pidiera en el parlamento hace dos semanas el endurecimiento de la actuación policial en contra de la homosexualidad, las autoridades han realizado un informe pormenorizado que ha sido presentado en la cámara por el líder de la mayoría, Aden Duale, que afirmó que el país está realizando un esfuerzo mayor que el de Uganda en este asunto. Según estos datos, las fuerzas de seguridad han sacado adelante 595 casos contra personas LGBT desde 2010. Kenia tiene legislación en contra de la homosexualidad que castiga las prácticas sexuales entre personas del mismo sexo con siete años de cárcel, pero está considerado como un país relativamente seguro ya que las actuaciones policiales no son frecuentes, pese a las cifras presentadas por el Gobierno.

Duale, que al recibir la petición de información había aludido a la necesidad de recabar información de otros países del entorno y de occidente, se ha mostrado ahora especialmente duro en contra de la homosexualidad. “Quiero remarcar a mis colegas que esto es un problema social. Es responsabilidad de nuestros líderes religiosos, nuestros líderes políticos, gobierno, padres, gestores escolares, hacer campaña contra esto. Necesitamos ir adelante y tratar este tema igual que el terrorismo. Es tan serio como el terrorismo. Es tan serio como cualquier otro mal social”, expresó el líder de la mayoría.

635x370Kangata se ha mostrado satisfecho con las explicaciones oficiales y orgulloso de que su país haya llevado la persecución a la homosexualidad más allá que Uganda. Pero otros políticos han insistido en el endurecimiento de las penas contra la homosexualidad. Kangata de hecho, había sido en anteriores debates la figura más prominente a favor de esta opción. “¿No podemos echarle el valor suficiente e ir por el camino de Uganda? ¿Podemos acabar con los gays y terminar con esta influencia extranjera?”, se preguntó el parlamentario Alois Lentoimaga. Por el momento, la cámara ha considerado que no es el momento de seguir esta vía, pero los activistas gays del país temen que se acabe proponiendo una legislación similar a la de Nigeria o Uganda. Según las encuestas un 90% de la población está a favor de endurecer las penas en contra de la homosexualidad.

Foto: Aden Duale en un reciente acto público.

Fuente: Ragap e InOutPost

Homofobia/ Transfobia. , , ,

Parlamentarios keniatas piden investigar por qué no se aplican las leyes homófobas del país.

Jueves, 13 de marzo de 2014

Irungu_Kangata_Anti_Gay_Kenya_0images (4)Kenia se había convertido, de facto, en uno de los refugios para la población gay en África. Aunque en el país están vigentes leyes de la época colonial que castigan la homosexualidad, no se estaban aplicando y las asociaciones LGBT estaban pudiendo realizar su labor sin muchas complicaciones, aunque no contaran con apoyo social. Ahora todo eso puede estar a punto de cambiar, ya que algunos parlamentarios del partido en el poder, la National Alliance (Alianza Nacional) han pedido que se realice una investigación oficial para determinar por qué no se están aplicando las leyes y si existen organizaciones dedicadas a promover el incumplimiento de esta normativa. La figura detrás de esta petición es Irungu Kangata, firme defensor de endurecer el control del estado sobre estas actividades ilegales, que ha pedido la investigación al Líder de la Mayoría de la Cámara, Aden Duale, según All Africa.

“El Líder de la Mayoría debería investigar las razones por las que no se están aplicando las leyes anti gay, si hay organizaciones que están liderando la violación de las leyes mencionadas y si están registradas, qué pasos está dando el gobierno para ilegalizarlas o coartar las actividades de estas organizaciones”, expresó Kangata en el Parlamento del país. Duale, al que se ha dado un mes y medio de plazo para presentar su informe, anunció una investigación a fondo, pero también que tendría en cuenta las posiciones de los países más avanzados. “Necesito hacer viajes tanto a los países vecinos como a naciones más desarrolladas, porque necesito consultar más allá de las fronteras cómo se puede manejar este asunto. El señor Portavoz me perdonará si no tengo una respuesta al cabo de un mes y medio, y que entonces me dé dos o tres años”, señaló.

Las leyes contra la homosexualidad en el país datan todavía de la época colonial, al igual que ocurre en el caso de India. El Código Penal incluye en su Sección 162 penas de hasta catorce años de cárcel para quienes cometan actos sexuales contra natura, o la Sección 163 de hasta siete años para quienes lo intenten.

Fuente Ragap

Homofobia/ Transfobia. , , , ,

Parlamentarios de Kenia pretenden promover leyes homófobas semejantes a las de Uganda y Nigeria.

Lunes, 3 de marzo de 2014

save_the_young_black_man

Uganda: ‘Occidente se puede quedar sus ayudas, aún nos desarrollaremos sin ellas‘

Un grupo de parlamentarios de Kenia pretende plantear el endurecimiento de las leyes contra la homosexualidad en el país africano, a semejanza de las legislaciones aprobadas recientemente en Uganda y Nigeria. Los activistas LGTB kenianos se disponen a luchar contra esta pretensión, utilizando todos los recursos a su alcance, incluso acudiendo a la Corte Constitucional.

Irungu Kangata, diputado por la coalición Jubilee Alliance (formada para apoyar electoralmente al actual presidente de Kenia, Uhuru Kenyatta), lidera un grupo de parlamentarios que pretende endurecer las leyes kenianas contra la homosexualidad. El grupo responde a la presión que se ejerce desde determinados grupos y confesiones religiosas, que quieren emular las leyes ahora vigentes en la vecina Uganda y en Nigeria.

Kangata afirma que “vamos a plantear esta cuestión en el Parlamento,  y el director de la Seguridad del Estado y el fiscal general deberán explicar por qué la policía no ha podido detener a los autores de estos crímenes”, refiriéndose a quienes practican la homosexualidad, a la que equipara con el robo o el asesinato.

Si bien las relaciones homosexuales ya están castigadas en Kenia con penas de hasta 14 años de prisión, las recientes leyes ugandesas y nigerianas están encaminadas a hacer desaparecer cualquier rastro de actividad homosexual. La ley ugandesa llega a incrementar el castigo por mantener relaciones homosexuales hasta la cadena perpetua. En ambos países se penaliza, además, el activismo LGTB o cualquier acto de visibilidad de la homosexualidad. En Uganda incluso se llega a castigar a quienes no delaten a los sospechosos de comportamiento homosexual y en Nigeria a quienes colaboren con las asociaciones LGTB.

El activista LGTB Denis Nzioka mantiene un fundado temor de que un proyecto de ley semejante al ugandés se ponga sobre la mesa. “Me preocupa lo que vaya a suceder”, comenta Nzioka, “si bien el proyecto de ley aún debe ser tramitado en el Parlamento y eso llevará su tiempo. Pero la comunidad y los grupos de derechos humanos están preparando un plan de contraataque para asegurarse de que nunca vea la luz”.

Los recursos a los que pueden acudir los grupos de defensa de los derechos LGTB son los legales, ya que no cuentan con ningún apoyo entre la población. Más del 90% de los kenianos apoyan la discriminación de las personas LGTB. El único medio de que un proyecto de ley semejante no prospere se reduce a acudir a la Corte Constitucional de Kenia, y esperar a que esta lo declare inconstitucional.

Nzioka también teme que las leyes ugandesas y nigerianas se expandan por más países del entorno, sobre todo los del norte de mayoría musulmana. Aunque Kenia tiene una población mayoritariamente cristiana, existe una pujante comunidad musulmana en el noreste y las provincias costeras. En todo caso, tanto la una como la otra son fuertemente homófobas y la iniciativa parlamentaria, como en el caso de Uganda, parte de diputados de confesión cristiana.

Según Nzioka, la previsible expansión de estas leyes se cimenta en la ambición política de los líderes africanos, que ven en la homosexualidad el subterfugio perfecto para alcanzar mayor popularidad entre sus electores. “Sé que algunos de estos líderes se rebajan a ese nivel y hablan de criminalizar la homosexualidad”, afirma el activista. “Están jugando a la política con la homosexualidad, es su as en la manga. Los políticos usarán cualquier medio para asegurarse que son elegidos. Y no hay asunto más favorable para ello que la homosexualidad”, concluye.

124943_pngbase64eeb7ed4290656355_principalSituación de las personas LGTB en Kenia

Como señalábamos antes, Kenia es un país mayoritariamente cristiano y profundamente homófobo, que castiga la práctica de la homosexualidad con penas de hasta 14 años de cárcel (en base a leyes heredadas de la época colonial británica). Según un estudio del Pew Global Attitudes Project del año 2007, únicamente un 3% de sus 39 millones de habitantes estaría dispuesto a algún reconocimiento social de los homosexuales, y un 96% considera tal orientación sexual inaceptable.

Sin embargo, existe en Kenia un valeroso grupo de activistas LGTB muy productivo. Entre sus miembros se encuentra el mencionado Denis Nzioka, que incluso trató de presentarse en las últimas elecciones presidenciales como candidato y así visibilizar a la población LGTB. También David Kuria Mbote se presentó como senador en las últimas elecciones, aunque tuvo que cancelar su campaña debido a las fuertes amenazas recibidas y la falta de fondos. Su breve campaña, sin embargo, sirvió para que por primera vez una persona abiertamente gay pudiera dirigirse a sus conciudadanos y ser escuchado.

La reciente salida del armario del escritor keniano Binyavanga Wainaina y el que se desarrollaran sin incidentes las protestas convocadas en Nairobi contra la legislación ugandesa alentaban incluso la esperanza de una mayor apertura en Kenia para los derechos LGTB.

Esperanza que no sobrevivirá al clima de fuerte homofobia que previsiblemente se desencadenará si el proyecto de ley homófobo es presentado. Recordemos las terribles atrocidades que se han sucedido tanto en Uganda como en Nigeria tras la promulgación de este tipo de leyes.

Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.