Archivo

Entradas Etiquetadas ‘menor’

El tercer menor “curado” de VIH en el mundo tiene 9 años y es de Sudáfrica

Viernes, 28 de julio de 2017

vih_sidaUn menor de 9 años de sudáfrica se convierte en el tercer niño del mundo que parece estar “virtualmente curado” del VIH.

Su carga viral se mantiene indetectable sin tratamientos antirretrovirales.

Los otros dos casos fueron en Estados Unidos y en Francia.

La terapia antirretroviral a la que deberían poder acceder todas las personas VIH+ del mundo no es una cura del VIH, es un tratamiento para mantener el virus a raya y conseguir que esa persona se convierta en indetectable. O, lo que es lo mismo (porque es lo mismo), en una persona que no puede transmitir el VIH. Un estudio de 2015 demostró que cuando un bebé nace con VIH (ya sea porque la madre no sabía que era VIH+ durante el embarazo o porque por algún motivo no ha podido seguir la terapia antirretroviral) se pueden reducir los reservorios del virus de forma drástica en su cuerpo si se les administra esa terapia en los 3 primeros meses de vida; pero luego esos bebés han de seguir recibiendo tratamiento de por vida. Salvo que, por algún motivo, consigan mantenerse indetectables sin necesidad de tratamiento.

Eso es lo que ha ocurrido con un menor no identificado en Sudáfrica que fue diagnosticado con VIH al nacer en 2007 y al que se le suministró el tratamiento antirretroviral durante 40 semanas. Al acabar ese tratamiento los médicos comprobaron que el VIH había pasado a un estado “durmiente” y sólo se detecta en sus células inmunes pero no en el resto de su organismo. La gran noticia es que el menor lleva en ese estado más de 8 años y medio y, aunque en un futuro no se descarta que necesite la terapia antirretroviral, los médicos que le están tratando creen que su caso puede ayudar a encontrar una cura contra el VIH.
No creemos que sólo la terapia antirretroviral haya llevado a la remisión” explica la doctora Avy Violari, de la Unidad de Investigación de VIH del hospital de Johannesburgo, “Realmente no sabemos la razón por la que el menor ha entrado en remisión, pero creemos que es algo genético o relativo a su sistema inmunológico.” El caso de este menor es muy similar al de los otros dos menores que han entrado en remisión y no necesitan terapia antirretroviral para mantenerse indetectables. El primer caso ocurrió en Mississippi y se trataba de un menor que recibió el tratamiento un día después de nacer y se mantuvo así durante 27 meses. El segundo caso fue en Francia y es otro menor que lleva 11 años sin necesidad de la terapia.

Se habla de que esos niños están o han estado “virtualmente curados” porque no necesitaban seguir el tratamiento para mantener baja su carga viral, pero evidentemente no están totalmente curados puesto que el virus continúa estando presente en algunas de sus células (los reservorios del virus). Los doctores en los tres casos no saben exactamente cuál es el motivo, pero están convencidos de que la investigación en profundidad de los mismos puede ayudar a descubrir si hay algo en el ADN o en el sistema inmunológico de los menores que puede ayudar a desarrollar una cura contra el VIH. El doctor Michael Brady, el Director Médico del Terrence Higgins Trust, explica que el caso del menor sudafricano es realmente interesante porque “añade a nuestro conocimiento lo que se puede conseguir con un tratamiento muy temprano en niños. La terapia temprana del VIH, tanto en niños como en adultos, ha demostrado que reduce parte del daño que el VIH causa en el sistema inmune en las primeras semanas y meses tras la infección. Si podemos entender ese mecanismo mejor podría llevarnos con suerte a nuevas estrategias en los tratamientos y, tal vez algún día, a una cura.

Desde el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos el doctor Anthony Fauci explica que es necesario estudiar en profundidad la situación pero reconoce que este caso “aumenta nuestra esperanza de que tratando a niños infectados por VIH durante un breve periodo en su infancia, podemos ser capaces de ahorrarles el peso de una terapia de por vida y las consecuencias en la salud que suelen ir asociadas a la activación inmune a largo plazo en pacientes con VIH.

A pesar de la buena noticia, el Dr. Brady recuerda que, por ahora, la mejor estrategia para luchar contra el VIH siguen siendo la detección precoz y los tratamientos antirretrovirales.

Fuente | Pink News, vía EstoyBailando

General , , , , , , ,

Intersexualidad en Kenia: Historia real de un menor secuestrado que murió tras seccionarle el pene

Lunes, 28 de diciembre de 2015

noticias_file_foto_1026572_1450885646Muhadh Ismael, de 17 años, nació en Kenia con un cuerpo que combinaba atributos masculinos y femeninos. Tenía genitales masculinos y cuando llegó a la pubertad le crecieron los pechos. Su intersexualidad causó muchos problemas en su familia, que no aceptaron su deseo de ser considerado como un hombre. Un activista que trabaja para promover la tolerancia para las personas LGBTI dentro de las comunidades de fe de zonas rurales de Kenia bajo el seudónimo de José Odero, entrevistó a Ismael poco antes de que falleciera en un hospital víctima de la incomprensión y abandono por parte de sus propios seres queridos. Si en mayo os contamos que un diario de Kenia publicaba un listado con fotos y nombres de “gays y lesbianas, una acción que puso en peligro sus vidas, la intersexualidad ni siquiera es un concepto entendible en esta parte del planeta.

La familia de Muhadh, que vive en zonas rurales de Malindi a unos 110 kilómetros al norte de Mombasa, decidió a principios de este mes que habían tenido suficiente con la terquedad de empeñarse en ser un hombre. Ismael fue secuestrado por cuatro hombres de quienes su tío se los presentó como primos. Los desconocidos le llevaron a un lugar remoto, le desnudaron y drogaron. Entonces le cortaron el pene y le abandonaron en el bosque de Arabuko Sokoke, al sur de Malindi, donde un automovilista que pasaba le encontró y le llevó al hospital del distrito. Recibió tratamiento para sus heridas pero perdió mucha sangre y murió en el hospital este pasado lunes, 21 de diciembre.

Antes de su muerte, durante las entrevistas nocturnas en el hospital que mantuvo con el activista José Odero los días 15 y 16 de diciembre, Muhadh describió sus experiencias. Era evidente que estaba sufriendo, luchando por hablar a pesar de una lesión en la mandíbula y del tubo de alimentación que tenía en la nariz. Habló con coherencia, aunque en voz baja.

Aunque nací niño, me pusieron nombre y fui tratado como una niña. Mis padres y tíos me obligaron a llevar un Buibui (un chal que es un atuendo musulmán típico de las mujeres en el este de África). Me llamaban Muhadh Hafswa Said y me trataban como una mujer pero yo adopté el nombre de Muhadh Ismael y preferí que me trataran como varón. Mi familia dijo que era una maldición y que les traje miserias. Era acusado de cualquier desgracia que cayera sobre ellos”, relata el joven.

El destino que le esperaba a Muhadh fue terrible porque le encerraron en su casa, oculto a los ojos de los visitantes y, a menudo, era golpeado por sus familiares. No se le permitió ir a la mezquita o asistir a la escuela. Sus padres pensaron que enviarlo a la escuela sería un desperdicio de dinero, debido a que iba a morir pronto.

Fue entregado a la custodia de un tío después de que sus padres murieron. Su padre falleció en octubre de 2014. Muhadh empeoró su calvario porque fue golpeado por seis hombres que le acusaron de falta de respeto a la familia y de traer la vergüenza sobre ellos. Se le ordenó que se comportara como una mujer e incluso que pensara en sí mismo como una mujer, no como un hombre.

Tras la muerte de su abuela, en noviembre de 2015, su tío le llamó otra vez. En la sala de estar de su tío se encontró con cuatro hombres jóvenes que no conocía. El tío les presentó como sus primos de Shimba Hills, al suroeste de Mombasa. Habían venido a dar sus condolencias a la familia por la muerte de la abuela, según su tío. Le pidió a Muhadh que acompañara a los jóvenes al sur, hasta la ciudad de Kilifi, para hacer algunas compras.

Cuando Muhadh se subió al coche de los supuestos primos, lo sujetaron y vendaron los ojos. Le dijeron que dijera sus oraciones finales y le preguntaron si tenía algunas palabras que quería que le trasmitieran después de su muerte. Le llevaron a un bosque, donde le desnudaron y le obligaron a tragarse unas pequeñas pastillas de color amarillo. Muhadh perdió el conocimiento. Al día siguiente, se despertó en un charco de sangre y con un dolor intenso. Sus secuestradores y agresores le habían cortado el pene.

No tenía teléfono. Se dirigió a una iglesia católica cercana. Un hombre que iba a trabajar le recogió y llevó al hospital del distrito de Malindi. Nadie fue a verlo, excepto un amigo con quien se puso en contacto en un teléfono prestado. Fue precisamente ese amigo quien le ayudó para ponerse en contacto con Joseph Odero. La factura del hospital se elevó a 25.780 chelines kenianos (unos 260 dólares). Muhadh no sabía cómo podía pagarlo.

Su amigo se enteró que el pasado lunes, 21 de diciembre, Muhadh había muerto a causa de una hemorragia. Los médicos y enfermeras en el hospital no habían prestado mucha atención al cuidado de Muhadh, porque nadie les había abonado los pequeños pagos adicionales que exigen a cambio de proporcionar atención a los paciente.s

La familia de Muhadh le rechazó incluso en la muerte. Se negaron a aceptar su cuerpo para oficiar su funeral. Su amigo no ha denunciado el delito a la policía por temor a ser acosado o detenido por ser gay.

Amigos y simpatizantes de Muhadh esperaban recaudar dinero para darle un funeral digno.

Cuando te enteras de historias como estas te das cuenta de que la incultura y la cerrazón a la aceptación pueden llevar a muchas personas en el mundo a ser cómplices de la muerte de personas inocentes. Muhadh fue una víctima más. Sólo tenía 17 años y reivindicar un derecho tan básico como es poder ser él mismo le condujo a una muerte terrible. En RAGAP esperamos que la denuncia pública sirva para algo.

Foto de portada: Muhadh Ismael en su cama de hospital. La foto está hecha por el activista Joseph Odero.

Fuente Ragap

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.