Inicio > Homofobia/ Transfobia. > Mediaset expulsa a los Chunguitos por sus comentarios homófobos en Gran Hermano VIP: “Prefiero un hijo deforme antes que maricón”

Mediaset expulsa a los Chunguitos por sus comentarios homófobos en Gran Hermano VIP: “Prefiero un hijo deforme antes que maricón”

Viernes, 16 de enero de 2015

yqwxomESAWCwIvU-580x326-noPad
Mediaset expulsa a los Chunguitos por sus comentarios homófobos

Mediaset España ha decidido que Los Chunguitos abandonen el concurso Gran Hermano VIP, tras sus comentarios de rechazo a los homosexuales. A través de Twitter, Mediaset ha anunciado la expulsión de la pareja de cantantes, una información de la que se ha hecho eco Jorge Javier Vázquez en Sálvame:

Mediaset España ha decidido que ‘Los Chunguitos abandonen la casa de GH VIP. Esta noche, con @jordiGlez en plató.

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, FELGTB, ha exigido a Telecinco que ponga fin a los “discursos de odio” en la cadena, tras las afirmaciones “cargadas de homofobia” de Los Chunguitos en el concurso Gran Hermano VIP. Asimismo, Juventudes Socialistas de España (JSE) solicitó a todos los agentes que intervienen en la emisión del programa la expulsión inmediata de los dos concursantes por esos comentarios “insultantes” y “homófobos”. El Observatorio contra la homofobia de Cataluña ha exigido también una rectificación y unas disculpas al dúo artístico.La FELGTB recuerda que la homofobia no es idiosincrasia gitana sino ignorancia

“A nadie en este planeta le gustaría tener un hijo maricón (…) Prefiero un hijo deforme o con una enfermedad antes que sea maricón”. Fue el comentario de uno de hermanos Salazar, “Los Chunguitos”, emitido en directo por la señal 24 horas del reality televisivo Gran Hermano VIP.

Los comentarios tuvieron lugar este miércoles, mientras los participantes del reality de Telecinco almorzaban. Los Chunguitos llegaron a añadir que “ser homosexual es delito en las leyes gitanas” (etnia a la que los hermanos pertenecen). Las fuentes divergen sobre si el autor de los comentarios fue José o Juan -las imágenes fueron captadas por los seguidores de la señal 24 horas, pero no han vuelto a ser emitidas-, pero todas coinciden en que ambos hermanos coincidían en su opinión.

La homofobia de Los Chunguitos provocó que el también participante en el reality Víctor Sandoval, abiertamente gay, acudiera al “confesionario” para expresar, entre lágrimas, su enfado y decepción. Al parecer, la productora del programa (Zeppelin) decidió que no emitiría las imágenes del incidente en la próxima gala ni en ninguno de sus programas satélite para no hacer crecer la polémica y que hablaría con los hermanos Salazar para hacerles ver la trascendencia de lo sucedido.

En cualquier caso, la propia continuidad de los Salazar en el programa pende de un hilo, tras los comentarios racistas de la primera gala (se refirieron a otro concursante de raza negra como “gorila”) o tras haber admitido en tono jocoso que abandonaron a un perro en una gasolinera. Los Chunguitos, por otra parte, no parecen encontrarse especialmente cómodos en un reality que ya el primer día discutían cómo abandonar sin tener que soportar la penalización económica que ello conlleva.

Lo sucedido en Gran Hermano VIP ha generado debate en redes sociales entre los que consideran que ningún programa puede dar difusión a este tipo de expresiones de odio y los que creen que precisamente la salsa de los realities es presentar a los concursantes tal como son. En el caso de Los Chunguitos, se trata de un dúo rumbero que hace ya mucho tiempo que dejó de conocido por su actividad musical para pasar a convertirse en  una pareja de freaks televisivos gracias a su más que evidente pobre nivel cultural y su supuestamente divertida espontaneidad.

Por lo pronto, una petición en la plataforma change.org pidiendo la expulsión directa de Los Chunguitos del programa lleva recogidas más de 3.000 firmas y la FELGTB exige a Telecinco que ponga fin a la homofobia en antena:

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales, FELGTB, exige a Telecinco que cuide los discursos de odio vertidos en su cadena, tras las afirmaciones de uno de los integrantes de Los Chunguitos cargadas de homofobia.

Las principales víctimas de estas declaraciones son las personas LGTB más jóvenes, que sufren el desprecio y la incomprensión en su entorno. Según un informe del CIS de 2011 el 44% de los jóvenes LGTB sufre agresiones físicas o verbales en su escuela o instituto, y de ellos, según el estudio de FELGTB y COGAM sobre acoso escolar homofóbico y riesgo de suicidio, el 43% de quienes sufren acoso se plantea en algún momento el suicidio y el 17% intenta cometerlo.

“La responsabilidad de Telecinco para con esos y esas menores es no dar cabida a discursos de odio y desprecio a la diversidad sexual y de género, y por ello exigimos que pidan perdón”, ha afirmado Boti G. Rodrigo, presidenta de FELGTB.

Por otro lado la FELGTB rechaza el intento de justificación de su actitud por parte de Los Chunguitos. La homofobia no forma parte de la idiosincrasia gitana sino de la ignorancia, que se combate con educación,  independientemente de la procedencia, la creencia que se tenga o el color de piel. Prueba de ello es que uno de los miembros de la junta directiva de Federación, Juan David Santiago, es gitano y trabaja por la igualdad de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales.

Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , ,

Debes estar registrado para dejar un comentario.

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.