Archivo

Entradas Etiquetadas ‘María Isabel Díaz’

La Superintendencia de Educación chilena orienta a los colegios para respetar y proteger los derechos de estudiantes trans… Y la Iglesia Católica se pone de los nervios…

Martes, 2 de mayo de 2017

circularEntre otros, se pide tratar a las personas por su nombre y sexo social, permitiéndoles usar baños o uniformes acordes a su identidad de género, siguiendo así los pasos de circulares similares emitidas por el Ministerio de Salud.

En un encuentro con organizaciones de la diversidad sexual y de género, el Superintendente de Educación, Alexis Ramírez y la Subsecretaria de Educación Parvularia, María Isabel Díaz, dieron a conocer una circular para la protección de los derechos de los estudiantes trans en las escuelas, además de lanzar un nuevo texto con orientaciones para prevenir y erradicar la discriminación.

En la ocasión, Díaz expresó que “la diversidad sexual y de género es una realidad sociocultural que emerge y se visibiliza cada día más en los establecimientos educacionales. Esta realidad nos insta a modificar lenguajes, actitudes y comportamientos para educar desde el respeto”.

En tanto, Ramírez añadió que “hay colegios que vienen desde hace tiempo haciendo un relevante y silencioso aporte a favor de estos alumnos y alumnas, experiencia que sin duda constituye una contribución para el resto del sistema

La circular y las orientaciones fueron trabajadas junto a organizaciones que promueven derechos de las personas lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI), como la Fundación Renaciendo, y son, según informó al Ministerio de Educación a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (INDH), parte del Acuerdo por la Igualdad que el Estado que el Estado firmó con el Movilh.

“Este es un logro para las organizaciones que llevamos luchando mucho tiempo. Es una puerta que abre un espacio de respeto e inclusión para nuestros niños y niñas, desde la primera infancia”, indicó la presidenta de Renaciendo, Mónica Flores.

La circular pro derechos trans

La importante circular sobre derechos trans va dirigida a los sostenedores, directoras y directores de establecimientos educacionales de todo el país y al igual que instrumentos previos, como del Ministerio de Salud, llama a respetar la identidad de género, categoría protegida por la Ley Zamudio.

Teniendo en consideración a la Convención sobre los Derechos del Niño, al DFL2 del Ministerio de Educación, a la Ley Zamudio 20609 y a la Constitución Política de la República, la circular parte definiendo a la identidad de género, la expresión de género y el concepto trans, aclarando que los reglamentos internos de los colegios deberán siempre resguardar la dignidad de todas y todos sus miembros.

Poniendo como principios al interés superior del niño, la no discriminación arbitraria y la buena convivencia escolar, la circular reguarda a los estudiantes trans los derechos a “no ser discriminados o discriminadas arbitrariamente por el Estado, ni por las comunidades educativas especiales en ningún nivel, ni ámbito”, a “expresar la identidad de género propia y su orientación sexual”, a recibir “oportunidades para su formación y desarrollo integral, atendiendo especialmente las circunstancias y características del proceso que les toca vivir” y a “expresar su opinión libremente y a ser escuchados en todos los asuntos que les afectan, en especial cuando tienen relación con decisiones sobre aspectos derivados de su identidad de género”.

La circular establece que el padre, la madre, tutor legal o apoderados, así como los estudiantes mayores de 18 años, “podrán solicitar al establecimiento educacional el reconocimiento de su identidad de género y medidas de apoyo y educacionales pertinentes a la etapa por la cual transitan”, los niños, niñas y jóvenes.

Para ello, los apoderados podrán solicitar entrevistas con el director, rector o máxima autoridad del establecimiento, quien deberá concretar un encuentro en un plazo no mayor a 5 días. De tal reunión quedará un acta y en todo momento se deberá velar “por la privacidad del niño, niña  y/o estudiantes” y respetar su decisión de cuando y a quien compartir su identidad de género.

Frente a la presencia de estudiantes trans, los establecimientos deberán además adoptar las siguientes medidas:

-Brindar atención al estudiante y a su familia, garantizando lenguaje inclusivo.

-Orientar a la comunidad educativa.

-Garantizar el nombre social del estudiantes trans. “Todas las personas que componen la comunidad educativa, así como aquellos que forman parte del proceso de orientación, apoyo, acompañamiento y supervisión del establecimiento educacional, deberán tratar siempre y sin excepción a la niña, niño o estudiante, con el nombre social que ha dado a conocer en todos los ambientes que componen el espacio educativo”. En el libro de clases “se podrá agregar el nombre social para facilitar la integración del alumno o alumna y su uso cotidiano”.

-El niño o niña o estudiante trans “tendrá derecho a utilizar el uniforme, ropa deportiva y/o accesorios que considera más adecuados a su identidad de género, independiente de la situación legal en la que encuentre”

-“Se deberá dar las facilidades a las niñas, niños y estudiantes trans para el uso de baños y duchas de acuerdo a las necesidades propias del proceso que estén viviendo, respetando su identidad de género”,  Las adecuaciones deberán acordarse con la familia, pudiendo considerar “baños inclusivos u otras alternativas”.

La circular puntualiza que el incumplimiento de estas medidas constituye una infracción que será sancionada conforme a su gravedad.

Los mencionados derechos ya se estaban garantizados en diversos colegios y, cuando así no ocurría, eran sancionados, ya fuese por tribunales o por la Superintendencia de Educación. Sin ir lejos, en 1999 el Liceo de Aplicación ya permitía a los estudiantes trans vestir acorde a su identidad de género

En tanto, el texto “Orientaciones para la inclusión de las personas LGBTI en el sistema educativo”, también lanzado esta semana, aborda conceptos sobre orientación sexual, identidad de género y derechos humanos y recomienza estrategias para tratar el tema en las aulas, de similar manera como lo hizo otro libro lanzado por el Mineduc el 2013. Dicho texto, el primero y más aperturista de su tipo, se denominó “Discriminación en el contexto escolar, orientaciones para promover una escuela inclusiva”.

Reacciones

El obispo de San Bernardo, Juan Ignacio González, y el presidente del Área de Educación del Episcopado, Héctor Vargas, ya se pronunciaran contra la circular.

Mientras González señaló ayer en Punta de Tralca que la circular “impone por vía administrativa a todos los colegios una serie de prácticas que ni siquiera están regulados por ley”, Vargas calificó de ·inaceptable esta metodología que instala temas al interior de la comunidad educativa de manera taxativa y con un lenguaje sancionatorio”.

Para el Movilh esta “es una crítica artificial, motivada por homofobia y transfobia, en tanto, la circular no está pidiendo, ni exigiendo nada que los colegios ya no tengan la obligación de cumplir y/o que no están cumpliendo, tras la aprobaciones de la Ley Zamudio y de la Ley de Inclusión. Más aún, cuando los colegios se han opuesto a respetar los derechos trans, han sido sancionados”.

El dirigente recordó que el obispo González es el mismo que tiene impedido hace una década a la profesora de religión, Sandra Pavez, hacer clases en Chile por ser lesbiana, abuso que ahora está en manos de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Esta Iglesia es la misma que guardó silencio frente al Reglamento del Colegio Gandarillas de Maipú, que trata de un error y de dementes a los homosexuales y llama a expulsarlos”.

“Nadie está por sobre la ley, y la Iglesia debe cumplir sí o sí con la legislación actual. Esta circular se funda en la legislación actual, no en la aún no aprobada Ley de Identidad de Género, la cual se refiere a otro tema: el cambio de nombre y sexo legal. La circular habla del respeto a la identidad de género y no involucra cambio legal alguno”, explicó el Movilh.

El Movimiento también se refirió a las opiniones de la Federación de Instituciones de Educación Particular (Fide) y de la Corporación Nacional de Colegios Particulares de Chile (Conacep).

El abogado de Fide, Rodrigo Díaz, dijo que los colegios religiosos “entienden que ciertas conductas no se ajustan a la visión que ellos tienen. Si un sostenedor no está de acuerdo, deberá recurrir a tribunales”. El presidente de Conacep, Hernán Herrera, consideró, en tanto, que habría problemas “sobre todo cuando estamos hablando de un niño trans que entre a un baño que desde el punto vista morfológico no lo corresponde”.

El Movilh explicó que “por cierto hay sectores que se oponen a la plena igualdad derechos de las personas LGBTI.. Y en este contexto el deber de un establecimiento educacional es erradicar y prevenir la discriminación y educar en el respeto a la diversidad a quienes rechazan los derechos de las personas LGBTI”. “Aplaudimos estos nuevos instrumentos que lanza la Superintendencia de Educación para hacer frente a la discriminación contra docentes o estudiantes en razón de su orientación sexual e identidad de género”, finalizó el Movilh.

Fuente MOVILH

General, Historia LGTBI , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes, fotografías y artículos presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.