Archivo

Entradas Etiquetadas ‘LeFou’

Disney presenta su primer personaje gay en la serie infantil “Andi Mack”

Martes, 31 de octubre de 2017

joshua_rush-234x300Si la visibilidad LGTB (positiva) en las grandes producciones de la industria cinematográfica internacional es todavía testimonial, hasta fechas muy recientes ha sido inexistente en el género de la ficción infantil. Andi Mack, una serie infantil que se emite en Disney Channel desde el pasado mes de abril, acaba de introducir el descubrimiento y la exploración de la orientación homosexual del personaje preadolescente de Cyrus Goodman (interpretado por Joshua Rush, uno de los protagonistas de esta temporada). No es el primer personaje abiertamente LGTB con el sello de Disney, pero sí es pionero al presentarlo en una serie televisiva cuya audiencia mayoritaria son menores de entre 9 y 16 años, además de serlo en el tratamiento que ofrece de la propia orientación sexual en jóvenes.

Ya recogíamos el pasado mes de marzo los tímidos pasos de Disney en el camino de la visibilidad, haciendo referencia al primer beso entre dos chicos en la serie de animación infantil Star contra las fuerzas del mal. Concretamente, este momento se emitió el 23 de febrero en el canal estadounidense Disney XD y titulado Just Friends. Posteriormente, se dio a conocer que, en el remake de La Bella y la Bestia, el personaje de LeFou en realidad está enamorado del villano Gastón. Este hecho levantó las alarmas en Rusia y provocó que la película fuera censurada en Malasia, con la decisión de la multinacional de no proyectarla en los cines de este país si no se aceptaba la versión original íntegra.

Con estos antecedentes, todos ellos de este mismo año, la nueva propuesta inclusiva de Disney es la introducción de un personaje abiertamente gay en Andi Mack. En cualquier caso, se trata de la primera representación de un personaje homosexual en una serie infantil emitida en una cadena de televisión líder de audiencia en niños y preadolescentes. Al respecto, a través de un comunicado, Disney Channel ha explicado que “todos los que participan en el show se preocupan mucho por garantizar que sea apropiado para todos los públicos y por enviar un mensaje poderoso sobre la inclusión y el respeto por la humanidad”.

Andi Mack aborda las vivencias de un grupo de adolescentes que comienzan a autodescubrirse y a entender quiénes son. En este contexto, Cyrus Goodman, uno de los protagonistas de la serie, empieza su proceso de salida del armario. El personaje está interpretado por Joshua Rush, que es un actor de 15 años que ha trabajado en películas, series, dando voz a dibujos animados y como actor invitado en series de televisión como Heroes, CSI: NY, Mentes criminales, House o Medium, entre otras.

El actor ha dicho a través de su cuenta de Instagram que “las conversaciones sobre la confianza, el amor, las relaciones y la dinámica familiar son más fáciles cuando tienes una serie con la que te puedes identificar. ‘Andi Mack’ les brinda a los jóvenes y a sus padres, mentores y campeones una forma significativa de hablar sobre estos temas y el poder de decidir sobre su futuro. Estoy muy orgulloso de dar vida a la historia innovadora de Cyrus y de que veas en lo que hemos estado trabajando”. En otro post publicado esta semana, Rush también ha usado su papel de Cyrus en la serie para denunciar el acoso escolar LGTBfóbico.

La actriz Lilan Bowden, por su parte, también ha utilizado Instagram para expresar que se siente “orgullosa” de formar parte de la serie porque promueve “mensajes correctos de inclusión y empatía”.

Fuente Dosmanzanas

Cine/TV/Videos, General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Singapur y Malasia también contra “La Bella y La Bestia” y Disney no la estrenará en Malasia porque le obligan a censurar la parte gay

Viernes, 17 de marzo de 2017

1338_la-bella-y-la-bestia_620x350Mientras el clero de la iglesia católica de Singapur critica la nueva versión de “La Bella y la Bestia”, Malasia advierte que no estrenará la película de Bill Condon si no se suprime una secuencia. La polémica con La Bella y la Bestia se extiende a Singapur y Malasia, después de la cancelación de un cine de Alabama porque ese tipo de escenas no era apta para los niños, la campaña de un evangelista de Carolina del Norte para que los cristianos no vayan a ver una película de fantasía y la clasificación para mayores de 16 años en Rusia ante las declaraciones sobre la inclusión de un personaje homosexual en la nueva versión de la película de animación homónima de 1991 porque la considera como “propaganda homosexual“.

“Aplazada hasta nueva orden”, rezan ahora los carteles que anunciaban el estreno el próximo viernes, 17 de marzo, en los cines de Kuala Lumpur después de que Abdul Halim Abdul Hamif, presidente del Consejo de Censura de Malasia, haya declarado que sólo se autorizará la proyección de la película dirigida por Bill Condon en su país “con una censura menor”, aunque quedaría igualmente declarada para mayores de 13 años de edad debido a algunas otras secuencias que consideran inapropiadas.

La secuencia objeto de cirugía en concreto sería ese “momento gay” del que Bill Condon habría hablado, en primera instancia para resaltar el que sería el primer momento abiertamente homosexual en una película de The Disney Company, para recular después del revuelo creado para decir que se trataba, simplemente, de un momento que lo único que hace es sugerir la confusión del personaje de LeFou, interpretado por Josh Gad, quien hablaba de un momento “sutil, pero increíblemente eficaz”. LeFou, el incansable amigo de Gaston, se ha posicionado como un personaje ambiguo, tirando a gay. Al final de la película, acaba bailando con un hombre. Los censores de Malasia no han pasado por alto la escena y han decidido cortarla.

Así que Disney ha tomado una decisión radical después de enterarse de que en Malasia los censores habían retrasado el estreno (previsto para el pasado miércoles) para llevar a cabo una “revisión interna” que consistía, básicamente, en cortar esa escena del metraje final: han cancelado el estreno en el país y han prohibido a los cines proyectar la película.

Según explica el jefe de los censores del país, Abdul Halim, habían aprobado la película sin problema pero “hay un pequeño corte correspondiente a un momento gay. Es una escena muy corta, pero es inapropiada porque habrá muchos niños viendo la película.” Cosa que desde Disney desaprueban totalmente y un representante de la compañía ha dicho a Bloomberg que la película o se estrena tal cual o no se estrena: “La película no se ha cortado ni se cortará para su estreno en Malasia.

bishop-rennis-ponniahY en Singapur… “Aconsejamos encarecidamente a los padres que hablen con sus hijos sobre esta nueva versión de La bella y la bestia”, declara Rennis Ponniah, obispo anglicano y presidente del Consejo Nacional de las Iglesias de Singapur, país en donde los miembros del clero cristiano están también revolucionados por la película, quienes han criticado a la compañía estadounidense de haberse desviado de los “valores sanos y dominantes”.

Lo que más me llama la atención de toda esta polémica es que cause más revuelo un personaje de ficción que la homosexualidad real de uno de sus protagonistas. Y es Luke Evans, en el papel de Gaston, ha sido siempre bastante transparente con su homosexualidad.

Mientras tanto, The Walt Disney Company ha continuado con la promoción de la película protagonizada por Emma Watson, Dan Stevens y Luke Evans, publicado en sus diferentes canales de YouTube las canciones que se escuchan en su banda sonora, tanto en su versión original en inglés, como en su doblaje español. Se espera que en el primer fin de semana la película recaude 120 millones millones sólo en Estados Unidos y Canadá.

LGTBfobia de estado en Malasia

En Malasia la homosexualidad está perseguida y se castiga con penas de hasta 20 años de cárcel (especialmente las relaciones entre hombres gais). De hecho, allá por 2011 nos hacíamos eco de las intenciones de varios líderes musulmanes malasios de endurecer las medidas contra la homosexualidad y en 2015 el primer ministro, Najib Razak, comparaba a las personas LGTB con el Estado Islámico, alegando que carecen de derechos humanos.

Malasia es un país de variada composición étnico-religiosa, aunque de mayoría musulmana, en el que conviven leyes civiles, de obligado cumplimiento para todos, y leyes islámicas, de aplicación a los ciudadanos musulmanes.

Venimos dando cuenta de la LGTBfobia social y política imperante en este pequeño estado peninsular de Asia. Algunos ejemplos son el anuncio de censura de programas con personajes homosexuales, la cancelación de un Festival que se celebraba desde 2008 para promover el respeto a la diversidad sexual o la censura de la canción Born This Way, de Lady Gaga, por su contenido LGTB. También en 2012, un joven gay musulmán recibía amenazas de muerte por difundir un vídeo en el que animaba a otros homosexuales a salir del armario. Con anterioridad, concretamente en noviembre de 2008, informábamos sobre un edicto de las autoridades musulmanas contra las “actitudes masculinas” en las mujeres, entre las que se incluía el lesbianismo y el vestir “como hombres”.

Y en cuando al cine… Según la censura malasia si en una película aparece un personaje homosexual, ese personaje ha de morir o arrepentirse volviéndose heterosexual al final de la historia.

Fuente PinkNews, vía Universogay/EstoyBailando/Dosmanzanas/Cristianos Gays

Cine/TV/Videos, General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Anglicana, Islam , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.