Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Matrimonio’

El Tribunal Constitucional de Rumanía avala la convocatoria de un referéndum para prohibir constitucionalmente el matrimonio igualitario

Sábado, 23 de julio de 2016

200-bandera-RumaniaEl Tribunal Constitucional de Rumanía ha dado su visto bueno a la iniciativa popular de referéndum para prohibir constitucionalmente el matrimonio igualitario promovida por la Coalición por la Familia —un grupo de asociaciones respaldado por la Iglesia ortodoxa— que ha reunido más de 3 millones de firmas. De esta manera, la propuesta puede empezar su tramitación en el Parlamento, cuyas dos cámaras deberán aprobarla con una mayoría de dos tercios para luego ser sometida a consulta popular. Existe la posibilidad de que el referéndum se celebre conjuntamente con las próximas elecciones generales, lo cual hace temer que la campaña electoral se centre en los derechos de la población LGTB, con el consiguiente riesgo de que la profunda LGTBfobia social llegue hasta los discursos políticos y electorales.

Actualmente, el artículo 48.1 de la Constitución rumana establece que “La familia se funda por el matrimonio libremente consentido entre los esposos, en base a la igualdad de estos y al derecho y deber de los padres de asegurar el crecimiento, la educación y formación de los hijos”. Es decir, no hay referencia alguna al sexo que deben tener ambos esposos. Por ello, la “Coalición por la Familia” de Rumanía, un grupo de asociaciones respaldado por la Iglesia ortodoxa, ha logrado reunir tres millones de firmas para obligar al Gobierno rumano a convocar un referéndum, cuyo propósito es reformar ese artículo para que defina el matrimonio como la unión de un hombre y una mujer, y  que además prohíba expresamente cualquier reconocimiento legal de las parejas del mismo sexo.

coalitiaPresentadas las firmas en el Parlamento, la propuesta debía obtener un dictamen favorable del Tribunal Constitucional, que debía revisar si la supresión de los derechos y libertades fundamentales de los ciudadanos, tal y como se establece en la legislación rumana, es contraria a la Carta Magna.

Sin embargo, el alto tribunal ha decidido este 20 de julio que se puede permitir la discriminación constitucional de parte de la población de Rumanía en función de su orientación sexual, por lo que la iniciativa popular puede continuar el trámite parlamentario. Para que prospere, debe ser aprobada por el 75 % de los representantes de las dos cámaras que constituyen el Parlamento rumano, y después ser sometida a consulta popular. Si sus ciudadanos respaldan finalmente la propuesta, Rumanía engrosaría la lista de países europeos que prohíben constitucionalmente el matrimonio entre personas del mismo sexo, en la que se encuentran Armenia, Bielorrusia, Bulgaria, Croacia, Eslovaquia, Hungría, Letonia, Lituania, Moldavia, Montenegro, Polonia, Serbia y Ucrania.

Mapa-del-matrimonio-igualitario-en-Europa-768x591

En el mismo dictamen, el Tribunal Constitucional ha aplazado su decisión sobre el reconocimiento de los matrimonios entre personas del mismo sexo celebrados en países donde es legal, referido al requerimiento de la pareja formada por Adrian Coman, un ciudadano rumano, y Robert Hamilton, estadounidense, que contrajeron matrimonio en Bélgica.

La organización rumana de defensa de los derechos de las personas LGTB Accept ha manifestado su temor a que los derechos de las personas LGTB se conviertan en objetivo en las próximas elecciones generales, si es que se promueve una votación conjunta con el referéndum, así como ha recordado al Parlamento rumano que la jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanas indica que debe haber un reconocimiento legal de las parejas del mismo sexo y sus familias. Lo ha hecho a través del siguiente comunicado de prensa:

El Tribunal Constitucional rumano ha decidido hoy que la iniciativa de modificar la definición constitucional de familia puede iniciar el trámite parlamentario. También hoy, el Tribunal ha decidido aplazar su decisión sobre la constitucionalidad de las disposiciones del Código Civil rumano que prohíben el reconocimiento de matrimonios del mismo sexo registradas en el extranjero. Esta última cuestión se suscitó ante el Tribunal Constitucional por Accept y la Coalición Antidiscriminación en el caso de la familia Coman-Hamilton.

Accept respeta la decisión del Tribunal, dentro del contexto del estado de derecho. “Lamentamos que los prejuicios sociales hayan hecho que el Tribunal niegue las normas internacionales de derechos humanos sobre la familia y el respeto de la dignidad humana. La jurisprudencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, que establece las normas sobre los derechos fundamentales, ha mostrado de forma clara y consistente que deben ser reconocidos los derechos a la vida privada y familiar de las personas LGBT y respetados a través de alguna forma de protección en los Estados miembros del Consejo de Europa”, ha declarado Romanita Iordache, vicepresidente de Accept.

Hacemos un llamamiento a los políticos para que actúen de forma responsable en lo que respecta a la comunidad lesbiana, gay, bisexual y transexual (LGBT). En primer lugar, pedimos al Parlamento que aclare la pregunta que se planteará en la consulta, a fin de evitar la confusión entre familia y matrimonio. Los políticos no deben olvidar que la familia es un concepto jurídico incluyente, basado en el amor y el respeto. Incluye a las familias homosexuales y a las familias monoparentales, así como a las parejas heterosexuales no casadas. Es un hecho que existen todas esas familias y que son parte de la sociedad. En una democracia representativa, todas esas familias tienen derecho a la misma protección constitucional.

Desde hace tres años, los miembros del Parlamento de Rumanía han tenido en su agenda un proyecto de ley para la reforma de la Constitución. Pedimos al Parlamento que no utilice dinero de los contribuyentes para organizar un referéndum centrado en un solo artículo de la Constitución, mientras que no hay suficiente financiación pública para la salud, la educación y la cultura. El Parlamento debe incluir la petición de la Coalición por la Familia en los debates sobre el proyecto de ley existente para modificar la constitución, y así demostrar su responsabilidad en relación con el gasto público y lograr una reforma constitucional coherente.

La organización de un referéndum, cuyo objetivo son claramente las personas homosexuales, al mismo tiempo que las elecciones parlamentarias es una amenaza social. Los sentimientos homofóbicos, que predominan en todos los ámbitos de la sociedad, llegarán sin duda hasta el nivel de las declaraciones políticas y electorales. Las próximas elecciones legislativas que se celebrarán antes de finales de 2016 no pueden ser secuestradas por ese tipo de mensajes, haciendo que las personas LGBT se conviertan en el chivo expiatorio de todos los problemas de los rumanos.

En el caso Coman-Hamilton, el Tribunal Constitucional ha decidido posponer su decisión hasta septiembre. Los dos demandantes ya han esperado dos años para ver qué tribunal tenía jurisdicción sobre el caso. El Tribunal confirma la forma en que funciona la justicia en Rumanía: todo para otro día. Sin embargo, los dos siguen siendo una familia en todas partes, excepto en su país de origen, Rumanía.

Evelyne Paradis, directora ejecutiva de ILGA Europa, expresaba su preocupación por el dictamen del Tribunal Constitucional rumano en los siguientes términos: “La noticia de hoy es muy preocupante. En la práctica, el cambio de esas pocas palabras en el artículo constitucional tendrá profundas implicaciones para las parejas del mismo sexo que viven en Rumania y para sus hijos”.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , ,

El Partido Republicano hace de la oposición a los derechos LGTB uno de los elementos centrales de su asalto a la Casa Blanca

Viernes, 22 de julio de 2016

BJC9anECNunca antes las personas LGTB (de Estados Unidos, pero también del resto del mundo) se jugaban tanto en unas elecciones presidenciales. Hasta un medio generalista como The New York Times avisa en su editorial de este martes: el Partido Republicano ha hecho del odio homófobo una pieza central de su campaña para reconquistar la presidencia en noviembre de 2016. A una plataforma más abiertamente anti-LGTB que nunca, el candidato republicano Donald Trump ha unido además la elección de un político marcadamente conservador y contrario a los derechos LGTB, Mike Pence, como su vicepresidente si gana las elecciones. 

El viaje de un candidato no especialmente anti-LGTB…

Pocos podían presagiar, hace solo unos pocos meses, la posición tan marcadamente hostil que el Partido Republicano ha decidido adoptar en materia LGTB.  A diferencia del que fue su principal rival en la carrera por la nominación republicana, Ted Cruz, estrechamente vinculado a la derecha religiosa y ultraconservador en materia moral, Trump nunca se había caracterizado por una feroz oposición a los derechos LGTB. Cuando se produjo el encarcelamiento de Kim Davis, la funcionaria de Kentucky que se negaba a permitir que en su condado se emitiesen licencias de matrimonio a parejas del mismo sexo, Trump llegó a asegurar que el matrimonio igualitario era ya ley, y que si Davis no quería emitir estas licencias debería haber permitido que sus funcionarios lo hicieran. Un posicionamiento pragmático, que contrastaba con las manifestaciones de apoyo incondicional a Davis por parte de sus entonces oponentes, y muy especialmente de Ted Cruz.

Donald Trump también se había manifestado en contra de que las empresas privadas pudiesen despedir a trabajadores por el mero hecho de ser homosexuales, aunque de forma ambigua y sin comprometer un apoyo formal a una posible ley antidiscriminatoria (la Ley de No Discriminación en el Empleo, también conocida como “ENDA” por sus siglas en inglés, lleva más de dos décadas en discusión pero aún no ha podido ser aprobada). Y antes de entrar abiertamente en política Trump había demostrado una “cierta sensibilidad” ante la realidad trans, cuando como propietario de la marca Miss Universo aceptó en 2012 readmitir a Jenna Talackova después de haber sido excluida por ser una mujer transexual. Miss Universo, de hecho, modificó sus reglas para permitir a partir de ese momento la participación de mujeres transexuales en todas sus competiciones.

Las cosas comenzaron a torcerse cuando Trump, en un primer guiño al sector más conservador de los republicanos, sugirió la posibilidad de revertir la decisión del Tribunal Supremo sobre el matrimonio igualitario proponiendo en el futuro a nuevos jueces del Supremo dispuestos a valorar de nuevo la cuestión. Declaraciones que causaron cierta sorpresa en el colectivo LGTB estadounidense, que consideraba que en el tema del matrimonio igualitario Trump era partidario de pasar página, y que “compensó” parcialmente semanas después, cuando por sorpresa defendió, al ser preguntado por periodistas sobre la ley anti-LGTB de Carolina del Norte, que las personas transexuales pudiesen hacer uso de los baños que mejor se acomodasen a su identidad de género, al tiempo que se lamentó del daño económico que generan este tipo de leyes, que considera innecesarias. Eso sí, a las pocas horas Trump matizaba su posición, asegurando que debían ser los estados los que decidieran sobre esta materia, para finalmente apoyar abiertamente la posición de los republicanos de Carolina del Norte y de su gobernador, Pat McCrory, firme defensor de la ley discriminatoria.

… hacia posiciones marcadamente homófobas y tránsfobas

En esto, Donald Trump, a pesar de contar con todo el establishment republicano en su contra, se hizo con la nominación republicana gracias a sus sucesivas victorias en las primarias. Llegó la hora de “unificar” a su partido…. y desgraciadamente no hay mejor recurso a la hora de poner de acuerdo a los políticos republicanos (salvo honrosas excepciones en estados marcadamente liberales, como California, Nueva York o los estados de Nueva Inglaterra) que defender políticas contrarias a los derechos LGTB, tan queridas por sus bases más fieles.

En esta línea, los encargados de elaborar la plataforma ideológica que los republicanos acaban de aprobar en la convención que está teniendo lugar en estos momentos en Cleveland (Ohio) se han encargado de incluir diversas propuestas abiertamente homófobas y tránsfobas. Conviene señalar, a este respecto, que las “plataformas” que tanto republicanos como demócratas aprueban en sus respectivas convenciones no son “programas electorales” definidos tal y como clásicamente se entienden en Europa, sino más bien una enumeración de los principios que marcarán las líneas programáticas del partido en los siguientes cuatro años. Su desarrollo efectivo dependerá de los equilibrios de poder entre la Presidencia y el Congreso (que cambian cada dos años), cuyos legisladores cuentan además con una libertad de voto desconocida en Europa (donde la disciplina de partido es la norma). En cualquier caso, supone un indicador de las prioridades de cada partido a la hora de impulsar unas u otras políticas.

Los puntos incluidos en la plataforma son, a este respecto:

  • Sobre el matrimonio igualitario: rechazo expreso de la sentencia del Tribunal Supremo en el caso Obergefell v. Hodges, que supuso la extensión del matrimonio igualitario a todo el país. El Partido Republicano considera que las leyes federales solo deben reconocer el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer  y hace un llamamiento expreso a considerar la posible aprobación de una enmienda a la Constitución de los Estados Unidos que “devuelva” el control de la regulación matrimonial a los estados.
  • Sobre la adopción homoparental: el Partido Republicano muestra su apoyo a las agencias de adopción religiosas que rechazan a las parejas del mismo sexo, argumentando además de forma expresa que los hijos criados en hogares sin un padre y una madre tienen más posibilidades de consumir drogas, cometer delitos y tener embarazos no deseados.
  • Defensa activa de la denominada First Amendment Defense Act (FADA), una propuesta legislativa que prohibiría sancionar, con independencia de las regulaciones antidiscriminatorias de los estados, a todas aquellas personas y negocios que que se nieguen a prestar servicios a parejas del mismo sexo en base a motivos religiosos.
  • Sobre las denominadas “terapias reparadoras” o “de conversión” para modificar la orientación sexual o la identidad de género, aunque no las menciona de forma expresa, el Partido Republicano defiende el “derecho de los padres” a recurrir las terapias que consideren más adecuadas para sus hijos menores “consistentes con sus valores morales, éticos o religiosos sin discriminación ni castigo”.
  • Sobre los derechos de las personas transgénero:el Partido Republicano expresa su apoyo a legislaciones como la aprobada hace unos meses en Carolina del Norte, que entre otras muchas importantes medidas discriminatorias prohíbe a las personas trans utilizar los baños que corresponden a su identidad de género. También muestra su desacuerdo, sin nombrarlo explícitamente con el final de la prohibición de servir en el Ejército a este colectivo, decidida por la administración Obama y confirmada recientemente, al asegurar estar en contra “de la modificación o de la rebaja de los estándares para satisfacer la agenda no militar impuesta por la Casa Blanca”.
  • Sobre políticas antidiscriminatorias: el Partido Republicano se opone expresamente a incluir la orientación sexual entre las categorías generalmente cubiertas por las regulaciones contra la discriminación.

La elección de Pence confirma el giro conservador 

Pero sin duda el gesto que de una forma más tajante ha dejado claro el giro conservador de Trump en materia LGTB ha sido la elección como candidato a vicepresidente de Mike Pence, gobernador de Indiana, un político cercano a la derecha religiosa que en las primarias republicanas apoyó sin fisuras a Ted Cruz. Opuesto al aborto, a la investigación con células madre, negacionista del cambio climático y cercano al creacionismo, en el año 2000, durante su campaña para ser elegido congresista, llegó a proponer que se utilizasen fondos destinados a ayudar a personas con VIH para sufragar a organizaciones que promovieran las “terapias reparadoras” entre aquellos que quisiesen modificar su orientación sexual.

No es de extrañar, pues, que su momento de mayor protagonismo como gobernador viniese precisamente de la mano de su oposición a los derechos LGTB. En marzo de 2015, Mike Pence sancionaba orgulloso una ley, aprobada por la legislatura del estado (también bajo control republicano) cuyo objetivo era impedir que entes locales o el propio estado pudiesen aprobar normativas antidiscriminatorias que afectasen a la “libertad religiosa”, eufemismo que suponía la legalización de la discriminación contra las personas LGTB. Un acto en el que Pence quiso rodearse de numerosos líderes religiosos, algunos de ellos virulentamente homófobos. La fotografía simbolizaba a la perfección el carácter de la ley:

Pence-rf-bill-signing

La norma, sin embargo, provocó una intensísima reacción social en su contra, que amenazaba con afectar seriamente la economía del estado y que de hecho dejó muy tocada su imagen. Mike Pence se vio obligado a promover una norma adicional que clarificara los límites de la ley e impidiese la discriminación en la prestación de servicios a personas por motivos de orientación sexual. Una marcha atrás que dejó tocada la imagen de Pence y que quizá haya sido una de las razones que le han llevado a aceptar la propuesta de Trump en lugar de optar a la reelección como gobernador. En cualquier caso, Pence conserva su buena imagen entre el sector más conservador de los republicanos, receloso de Trump.

El magnate, por su parte, espera con este gesto reconciliarse con el “núcleo duro” del electorado republicano y amarrar el próximo noviembre los once votos electorales de Indiana, un estado que tiende a votar republicano en las elecciones presidenciales pero que por ejemplo en 2008 ganó (aunque por estrecho margen) Barack Obama.

¿Conseguirá Trump, con este tipo de maniobras, asegurar el voto tradicional republicano y sumarlo al de los muchos independientes que le han llevado en volandas hacia la nominación? Está por ver, pero lo cierto es que las encuestas señalan que la diferencia de intención de voto entre el candidato republicano y Hillary Clinton está, a día de hoy, muy ajustada. Todo puede pasar. De lo que cada vez caben menos dudas es de que una victoria republicana sería una tragedia para la causa LGTB. Veremos…

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , ,

El actor Daniel Franzese se compromete con su novio Joseph Bradley Phillips

Jueves, 21 de julio de 2016

Daniel-Franzese-y-Joseph-Bradley-Phillips-beso-269x300El actor Daniel Franzese, célebre por su interpretación de Eddie en la serie Looking, se ha comprometido con su novio Joseph Bradley Phillips. La pedida de mano tuvo lugar en un local de la cadena Starbuck, que fue el lugar donde se conocieron hace más de un año. Joseph ha decidido tomar el apellido de su futuro marido, por lo que, cuando la boda se celebre, serán conocidos como el señor y el señor Franzese.

Daniel Franzese y Joseph Bradely Phillips se dirigieron este lunes 18 de julio al local de Starbuck situado en North Hollywood, justo el lugar donde se habían conocido. Ambos hicieron su pedido y esperaron, como es habitual en la franquicia, a que lo prepararan y luego lo anunciaran nombrándoles a ambos. Pero Daniel se había puesto de acuerdo con la camarera el día anterior, y le facilitó el anillo de pedida para que lo pusiera en el pedido de su novio.

Cuando estuvo preparado, la camarera avisó a “el señor y el señor Franzese”, explicando a Joseph que habían dispuesto para él una bebida nueva que debía probar. Cuando la destapó, Joseph se encontró con el anillo. En ese momento, Daniel lo cogió y se puso de rodillas para pedir su mano con la siguiente proposición:

Desde la primera vez que te vi aquí, me abriste tu corazón, y juré a Dios que honraría y protegería ese corazón durante el resto de mi vida si fueras mi marido. ¿Te quieres casar conmigo?

La respuesta del muy emocionado Joseph fue un sí rotundo, que sellaron con un beso. Daniel, también conocido por su personaje de Damian en la película Mean Girls (Chicas malas en España), no tardó en compartirlo con sus seguidores a través de la redes sociales. En Twitter:


Y también en Instagram:

Daniel declaraba posteriormente que “Joseph me ha dado lo mejor de su corazón, y soy muy feliz porque haya dicho que sí. Encontrar a mi alma gemela ha hecho que todos esos años de lucha conmigo mismo hayan valido la pena”.

Joseph, que se dedica al negocio de la moda, adquirirá el apellido de su marido cuando contraigan matrimonio, por lo que serán conocidos como el señor y el señor Franzese, tal como se dirigió la camarera a ellos el día de su compromiso. Les deseamos a ambos la mayor de las venturas.

Cine/TV/Videos, General , , , ,

La cadena Nickelodeon incluye por primera vez a una familia homoparental en una de sus series

Miércoles, 20 de julio de 2016

loudhouse-property-page-mobNickelodeon, la conocida cadena televisiva dedicada al público infantil y juvenil, ha incluido a un matrimonio del mismo sexo en una de sus últimas series de animación, The Loud House (estrenada en España con el título Una casa de locos). Se trata de los padres de Clyde McBride, el mejor amigo del protagonista de la serie, Lincoln Loud. Es la primera vez que la emisora muestra a una familia homoparental en sus series, y lo ha hecho con total naturalidad. Esperemos que la aparición de los dos personajes se convierta en habitual, por el indiscutible valor de la presencia de una familia LGTB en una serie infantil.

Una casa de locos fue estrenada el pasado 2 de mayo en los Estados Unidos, y el 16 de mayo en España y Latinoamérica. Cuenta la historia de Lincoln Loud, un niño de once años que convive con sus padres y sus 10 hermanas. Lincoln debe utilizar todo su ingenio para superar el caos de una familia tan numerosa y diversa, agravado por el hecho de ser el único hijo varón. Para ello cuenta con la inefable ayuda de su mejor amigo, Clyde McBride, que le acompaña en todas sus aventuras y está perdidamente enamorado de la hermana mayor de Lincoln, Lori, una adolescente de 17 años.

En el episodio titulado Overnight Success, Lincoln y Clyde consiguen convencer por fin a sus respectivos padres de que les dejen celebrar una fiesta de pijamas y pasar juntos la noche. Entonces hacen su aparición los padres de Clyde, que le llevan a casa de Lincoln y le dan todo tipo de instrucciones sobre todo lo que debe o no hacer. La audiencia conocerá entonces que Clyde es hijo de un matrimonio de dos hombres, Howard y Harold. Pero el hecho de que así sea no será parte de la trama, sino que será algo totalmente natural y cotidiano. Al fin y al cabo, tanto Lincoln como su familia saben perfectamente cómo es la familia de  su amigo Clyde. Sin embargo, hay un indudable guiño cuando llaman a la puerta y Lincoln dice “es hora de hacer historia” —refiriéndose a que es su primera fiesta de pijamas— y aparece la imagen de Clyde y sus dos padres, la primera familia homoparental en Nickelodeon.

Una-casa-de-locos-The-Loud-House-3

Pero lo que caracteriza a Howard y Harold no es su orientación sexual, sino el hecho de ser unos padres superprotectores, una característica que se puede dar en cualquier tipo de familia. Ambos recuerdan a su hijo que no debe tomar nueces o gluten, y le llevan apertrechado de saco de dormir, pijama enterizo, humidificador, deshumidificador…. una larga lista de números de emergencia y una foto de sus padres para que no se olvide de ellos. Además, no pueden contener la emoción cuando tienen que despedirse, por ser la primera noche que su hijo duerme fuera de casa, y es que ¡los niños crecen tan rápido!.

Podéis ver la escena completa en el siguiente tuit (en inglés, pues el episodio aún no se ha emitido en España):

Ni Nickelodeon ni el resto de cadenas infantiles y juveniles han destacado precisamente por su inclusividad LGTB, siendo escasas o nulas las apariciones de personajes homosexuales, bisexuales o transexuales. Algo que sería de crucial importancia para que los niños se eduquen en la aceptación y la normalización de las distintas familias y orientaciones sexuales. Por ello, la aparición de una familia homoparental en una serie como Una casa de locos supone un indudable avance. Esperemos que cunda el ejemplo.

Cine/TV/Videos, General , , , , , , , , , ,

La Iglesia anglicana de Canadá aprueba el matrimonio religioso entre personas del mismo sexo

Lunes, 18 de julio de 2016

250px-Anglican_Church_of_Canada_Coat_of_Arms.svg

Una nueva confesión religiosa se suma al tren de la igualdad. La Iglesia anglicana de Canadá, tercera en número de fieles de ese país, ha aprobado la celebración de bodas religiosas entre personas del mismo sexo. La decisión se produce un año después de que la Iglesia episcopaliana, rama estadounidense de la confesión anglicana, hiciera lo propio.

Fred Hiltz, arzobispo de la Iglesia Anglicana de Canadá (en la fotografía), anunció que las parejas del mismo sexo ya pueden contraer matrimonio en celebraciones de esa religión.

Este martes, tras una reñida y confusa votación entre los tres grupos que componen a la anglicana, los laicos, los clérigos y los obispos, finalmente se decidió incluir entre sus celebraciones a las “bodas gay”. Y es que la aprobación del matrimonio religioso igualitario por los anglicanos canadienses no ha estado exenta de polémica, al haberse tenido que hacer un segundo conteo de los votos después de que contra todo pronóstico se anunciase, tras el primer recuento, que la propuesta de cambio había sido derrotada por un solo voto.

La decisión de modificar el canon matrimonial para incluir a las parejas del mismo sexo es competencia del Sínodo General, que cuenta con tres órdenes: la episcopal, la del clero y la laica. En cada una de las tres órdenes era preciso que la decisión contase con mayoría de dos tercios. Tras el primer recuento, dicha mayoría se alcanzó tanto entre los obispos como entre los laicos, pero en el caso de la orden del clero se anunció que el resultado, aunque favorable al matrimonio igualitario, había quedado un voto por debajo de los dos tercios.

La votación se hizo de forma electrónica, porque muchos miembros pidieron que el voto fuera secreto. Los obispos y los delegados votaron a favor con un 68,42% y un 72,22% respectivamente; pero fue la votación del clero la que se quedó a un 0,4% de la aprobación (un solo voto), lo que hizo que finalmente no se aprobara la moción y muchos se lamentaran de que la Iglesia hubiera votado contra el colectivo LGTB.

La noticia pilló desprevenidos a los participantes en el Sínodo, a muchos de los que no les cuadraban las cifras, especialmente cuando algunos se dieron cuenta de que había discordancia entre el voto registrado electrónicamente y el que se había distribuido en papel.

FredHIltzComo el Sínodo de los Anglicanos canadienses se celebra cada tres años, todo apuntaba a que hasta 2019 no habría otra oportunidad de modernizar la Iglesia…  Porque resulta que el voto del Secretario General Michael Thompson se había contado como parte de los delegados y no del clero, lo que implicaba que ese voto que faltaba para que se aprobara la moción estaba ahí; pero donde no tocaba.

Finalmente se procedió a un segundo recuento, en el que ya quedó claro que sí había mayoría suficiente. Ante la confusión suscitada, la Iglesia anglicana de Canadá ha emitido un comunicado oficial, que puede leerse en su web, en la que explica detalladamente lo sucedido para que no quede sombra de duda.

La buena noticia es que sí, la Iglesia Anglicana de Canadá al final ha votado que sí a realizar ceremonias de matrimonio entre personas del mismo sexo. La mala noticia es que, además de la confusa situación que se ha creado en la institución, ahora la Iglesia ha de revisar extensivamente lo que se ha aprobado y esta resolución aún tiene que ser reafirmada por el sínodo del año 2019 para convertirse en una ley eclesiástica.

“Fue un paso lógico en la evolución de la iglesia”, admitió Colin Johnson, arzobispo de Toronto. Los anglicanos que votaron a favor del matrimonio gay argumentaron que las relaciones entre personas del mismo sexo son tan santas como las heterosexuales.

La Iglesia anglicana de Canadá es la tercera confesión religiosa del país, después de la Iglesia católica, cuya oposición al matrimonio igualitario es sobradamente conocida, y de la Iglesia Unida de Canadá (United Church of Canada), que por el contrario destaca por su inclusividad (celebra bodas entre personas del mismo sexo y de hecho tuvo al frente a un pastor abiertamente gay, Gary Paterson, entre 2012 y 2015). Los anglicanos canadienses ascienden a más de medio millón, si nos atenemos a los miembros registrados por la propia institución, o a más de 1,6 millones, si a lo que nos referimos es al número de personas que se identifican como anglicanos en el censo.

En el mundo, los anglicanos forman parte de una fraternidad amplia de 38 provincias autónomas de dependencia mutua que están en plena comunión con el arzobispo de Canterbury, Inglaterra, dónde nació este culto separado del catolicismo, gracias a las gestiones del rey Enrique VIII.

 Canadá, recordemos, fue uno de los primeros países del mundo en aprobar el matrimonio civil igualitario en julio de 2005 uniéndose a las naciones que ya lo permitían hasta entonces, Países Bajos, Bélgica y España. Prácticamente al mismo tiempo que en España, aunque algunas provincias canadienses ya lo celebraban desde dos años antes por decisión judicial.

anglican

Los anglicanos aceleran el paso…

La decisión de su rama canadiense supone un espaldarazo a los partidarios de la inclusión plena de las personas LGTB en el seno de la confesión anglicana, especialmente después de que hace un año la Iglesia episcopaliana de Estados Unidos hiciera lo propio, lo que por cierto supuso a los episcopalianos una sanción por parte de los primados de la Comunión anglicana, que les prohibieron representarla en organismos internacionales.

De lo que no cabe duda es de que este nuevo paso acrecentará las tensiones y amenazas de ruptura formal de la Comunión anglicana, cuyas iglesias mantienen posturas absolutamente contrapuestas en materia LGTB: de la inclusividad episcopaliana a la homofobia sin reservas de las iglesias anglicanas de África, pasando por las posiciones “equidistantesde la Iglesia de Inglaterra, cada vez más difíciles de mantener (en la entrada en la hablamos de la sanción a la Iglesia episcopaliana revisamos con cierta profundidad la historia del conflicto).

Fuente | Pink News /Orgullo LGTB Colombia/Estoy Bailando/Dosmanzanas

General, Historia LGTB, Iglesia Anglicana, Iglesia Inclusiva , , , , , , , , , ,

La mayoría conservadora del Tribunal Constitucional vuelve a avalar la discriminación de las parejas del mismo sexo anteriores a 2005

Lunes, 18 de julio de 2016

tribunal-constitucionalEl TC avala que las parejas homosexuales pagasen más impuestos de sucesiones

El TC se remite al fallo de 2014 que denegó la pensión de viudedad a un homosexual que convivió con su pareja durante 40 años pero no pudo casarse con él.

El Tribunal Constitucional vuelve a avalar, una vez más, la discriminación de las familias LGTB por lo que se refiere a la situación anterior a la aprobación de la ley de matrimonio igualitario. En esta ocasión, según adelantan los medios, el Constitucional da su visto bueno al hecho de que las parejas del mismo sexo no pudiesen acceder a determinadas reducciones en el impuesto de sucesiones reservadas a parejas casadas.

El Tribunal Constitucional ha establecido que no vulnera la Constitución el hecho de que las parejas homosexuales no pudiesen acceder a determinadas reducciones en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones al no poder casarse antes de que se aprobase la Ley del matrimonio homosexual en 2005.

En un auto que ya recogen diversos medios pero que en el momento de ser publicada esta entrada sigue sin estar disponible en los listados de su página web (algo tristemente habitual en España, por otra parte), el Tribunal Constitucional ha rechazado la cuestión que le planteó la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo sobre si las reducciones tributarias previstas solamente para “cónyuges” en el impuesto de sucesiones vulneraron los derechos a la igualdad y a un sistema tributario justo de las parejas del mismo sexo (que aunque quisieran casarse tuvieron prohibido el acceso al matrimonio civil hasta el año 2005).

El Constitucional responde al Supremo que este conflicto ya quedó aclarado cuando avaló la constitucionalidad de la Ley General de la Seguridad Social, que negaba la pensión de viudedad a los supervivientes de parejas del mismo sexo. El Supremo había elevado la cuestión al Constitucional debido al recurso de una mujer que al fallecer su pareja, con la que no pudo nunca casarse, se vio obligada a pagar el doble de impuestos que si hubiese heredado de un hipotético marido.

El Constitucional rechaza la cuestión que sobre este asunto presentó la Sala de lo Civil del Tribunal Supremo, que planteó si la Ley del Impuesto de Sucesiones y Donaciones, que prevé reducciones para “cónyuges”, vulneró los derechos a la igualdad y a un sistema tributario justo de las parejas homosexuales, dado que éstas no pudieron casarse hasta 2005.

En el auto, el Tribunal Constitucional rechaza admitir a trámite la cuestión del Supremo, porque, según dice, ya resolvió este asunto cuando avaló la constitucionalidad de la Ley General de la Seguridad Social, que privaba de pensión de viudedad a homosexuales en esta misma situación.

Es decir, las parejas homosexuales no podían casarse cuando aún no existía la Ley del matrimonio homosexual y, sin embargo, determinadas normas beneficiaban en esos años a los “cónyuges” (en concreto, la ahora avalada les concedía reducciones fiscales), todo lo cual constituyó, según los recurrentes, una vulneración de su derecho a la igualdad.

En esta línea, el Supremo le preguntó al TC si la Ley del Impuesto de Sucesiones y Donaciones no vulneró el derecho a la igualdad de los gays. El caso que dio origen a la controversia es el de una mujer que presentó ante el Supremo un recurso porque se vio obligada a pagar el doble de impuestos que una persona que hubiera heredado de una pareja con la que estuviera casada.

El Constitucional ya avaló la discriminación

Efectivamente, el Tribunal Constitucional, que cuenta con una férrea mayoría conservadora gracias a los sucesivos nombramientos promovidos desde las instituciones que controla el PP, avaló ya en 2014 la constitucionalidad de que las parejas del mismo sexo que en su momento no pudieron contraer matrimonio fuesen discriminadas, en aquel caso en su acceso a la pensión de viudedad.

El TC se remite al fallo de 2014 que avaló la Ley General de Seguridad Social cuando denegó su amparo y la concesión de la pensión de viudedad a un hombre homosexual que convivió con su pareja durante 40 años pero no pudo casarse con él. El argumento central de aquel fallo era que, según el TC, el trato diferenciado a los homosexuales a este respecto entra dentro del margen de apreciación del Estado.

“La configuración del matrimonio como unión que sólo cabe entre personas de diferente sexo es una opción del legislador acorde con nuestra Constitución, sin que ello implique, no obstante, que esa sea la única configuración constitucionalmente legítima”, decía entonces el TC y repite ahora en este auto. El trato “más favorable a la unidad familiar basada en el matrimonio que a otras unidades convencionales” no vulnera el derecho a la igualdad, añadía y dice ahora también el TC. Se basa en “el amplio margen de apreciación y configuración del legislador en cuanto al régimen de prestaciones económicas de la Seguridad Social y las situaciones que han de considerarse merecedoras de protección”.

Aquella sentencia, de hecho, se permitía incluso ir mucho más allá, al pronunciarse sobre la propia constitucionalidad del matrimonio igualitario, del que llegaba a decir que era simplemente una opción decidida por el legislador “sin que ello implique, no obstante, que esa sea la única configuración constitucionalmente legítima”. Como ya subrayamos entonces, la sentencia nos pareció especialmente despreciativa hacia el recurrente y su pareja fallecida, al aludir al supuesto “desembolso económico del erario público” que podría suponer la decisión contraria olvidando que de lo que se trataba era de reconocer a la pareja sobreviviente los derechos generados por el fallecido en sus años de trabajo. También nos llamó la atención que una sentencia del Tribunal Constitucional se refiriese literalmente al “matrimonio homosexual”, institución jurídica inexistente en España: el Código Civil habla simplemente de “matrimonio”, una única institución abierta desde 2005 a contrayentes del mismo o de distinto sexo.

Aquella sentencia, que contó con el voto discrepante de cuatro magistrados progresistas (su vicepresidenta Adela Asúa, Luis Ortega, Fernando Valdés y Juan Antonio Xiol) marcó la línea que luego siguieron sentencias similares.

Votos particulares

No es de extrañar, con estos antecedentes, que tres de los magistrados que entonces se opusieron a aquella sentencia vuelvan a hacerlo con este auto (el cuarto de ellos, Luis Ortega, falleció en 2015, y su vacante aún no ha sido cubierta, dejando de hecho al sector progresista aún más en minoría).

Formalmente, Asúa, Valdés y Xiol rechazan que se pueda resolver la cuestión planteada simplemente con refiriéndose a las sentencias sobre la pensión de viudedad, mientras que sobre la cuestión de fondo los discrepantes sostiene que en efecto el recurso está fundamentado y que ha existido una discriminación por razones de orientación sexual. Algo que, por poner solo un ejemplo, el Tribunal Constitucional alemán reconoció ya en 2010… y eso que allí ni siquiera se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario.

Como decimos, en su voto particular el magistrado Juan Antonio Xiol, a quien apoyan la vicepresidenta Adela Asúa y el magistrado Fernando Valdés, rechaza que se pueda resolver la cuestión planteada simplemente con referencia a la sentencia sobre la pensión de viudedad y, además, apoya el derecho de la reclamante a la igualdad.

“La cuestión examinada no puede considerarse como notoriamente infundada”, dice el voto particular de los progresistas. En el caso examinado, la recurrente no contrajo matrimonio ante “la imposibilidad legal de hacerlo” antes de entrada en vigor de la Ley del matrimonio homosexual, añade el voto, antes de concluir que la norma recurrida “provoca una discriminación por orientación sexual” prohibida por la Constitución.

FELGTB: se avala una injusticia histórica

Desde la Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) han lamentado la decisión del Constitucional, que consideran que avala una injusticia histórica. Para su presidente, Jesús Generelo, resulta triste que todavía pervivan instancias del sistema democrático que no creen “verdaderamente” en la igualdad por orientación sexual e identidad de género. Generelo advierte, en este sentido, que hay que seguir trabajando para conseguir reparar este tipo de injusticias.

Fuente Agencias/Cáscara Amarga/Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Más de mil millones de personas viven en países donde es legal el matrimonio entre personas del mismo sexo

Sábado, 16 de julio de 2016

Según un análisis del activista LGTB australiano Tony Pitman, en la actualidad más de mil millones de personas viven en países donde es legal el matrimonio entre personas del mismo sexo. La reciente incorporación de Colombia y algunos estados de México a la lista de las naciones o territorios que reconocen la igualdad de derechos  de las personas LGTB ha causado que se alcance esa cifra, quince años después de que Holanda la iniciara. La promesa del reconocimiento del matrimonio igualitario en todos los territorios mexicanos, y del inicio del proceso en Chile hará que se sobrepasen nuevos límites.

El jueves 28 de abril, la Corte Constitucional de Colombia dictaminó, con la aprobación de una amplia mayoría de sus componentes, que el matrimonio es la única institución jurídica que supera el déficit de protección de las parejas del mismo sexo que deseen formalizar su unión de forma equivalente a las de distinto sexo. A lo largo del mes de mayo, con diferencia de pocos días, los estados mexicanos de Campeche, Michoacán, Morelos y Colima engrosaban la lista de los territorios de esa nación que permiten el matrimonio igualitario. Podéis comprobar el alcance del matrimonio entre personas del mismo sexo en el mundo en el siguiente mapa (pinchad en él para verlo a mayor tamaño):

Mapa-del-matrimonio-igualitario-en-el-mundo-768x384

Con estas incorporaciones a la lista de la igualdad, el número de personas en todo el mundo que viven en países o territorios donde se permite el matrimonio entre personas del mismo sexo supera ya los mil millones, según  un estudio realizado por el activista LGTB australiano Tony Pitman. Así lo difundió con el siguiente cuadro, que hemos traducido al español:

13568850_1236337866399234_2435846485770455402_o

Así pues, pasados quince años desde que el matrimonio igualitario fuese aprobado en Holanda en 2001, cerca del 14 % de la población mundial ha adquirido ese derecho, en un proceso con altibajos y distintas velocidades, pero imparable.

Pero aún hay que lamentar que el continente más poblado del planeta, Asia, no cuente con ningún país en el que los ciudadanos LGTB hayan alcanzado la igualdad. También es deplorable que la nación más poblada e influyente de la Unión Europea, Alemania, siga sin aprobarlo, con una líder, Angela Merkel, que se sigue escudando en sus convicciones personales (“para mí, el matrimonio es entre un hombre y una mujer”) para perpetuar la discriminación de las parejas del mismo sexo de su país.

Donde sí se presenta un futuro halagüeño es en países como el propio México, cuyo presidente anunció iniciativas legislativas para que el matrimonio entre personas del mismo sexo alcance a todos los estados. También se está iniciando un proceso legal semejante en Chile, que hará que los habitantes LGTB de todo el cono sur americano vivan en sociedades no discriminatorias.

Muy posiblemente se incorporará a la lista Australia, aunque aún queda por dilucidar qué Gobierno se formará tras las últimas elecciones. La diferencia estribará en si se convocará el referéndum defendido por el conservador Partido Liberal, o si se aprobará parlamentariamente como han prometido los laboristas. Aún así, el autor del estudio, Tony Pitman, lamenta que “Australia todavía no se encuentre entre los países con matrimonio igualitario. Es muy decepcionante que los australianos ya no puedan decir que fuimos uno de los primeros mil millones de personas en el mundo en lograr la igualdad en el matrimonio. Ya es un triste hecho histórico, del que hay que culpar a nuestros cobardes e indecisos políticos”.

Por otra parte, hay que señalar que hay países que están legislando en sentido contrario, blindando sus constituciones para impedir que se pueda aprobar una ley de matrimonio igualitario, como ocurre en Bielorrusia, Bulgaria, Croacia, Eslovaquia, Hungría, Letonia, Lituania, Moldavia, Montenegro, Polonia, Serbia y Ucrania. Una iniciativa de este tipo se está promoviendo con lamentable éxito en Rumanía. En otros, como en Eslovenia, fue la propia población mediante referéndum la que derogó la ley de matrimonio entre personas del mismo sexo aprobada por su Parlamento.

Y no hay que olvidar que también existen lugares en los que la mera idea de una legislación igualitaria es una quimera, pues en 78 países y territorios del mundo las relaciones entre personas del mismo sexo están severamente castigadas, en algunos de ellos incluso con la pena de muerte.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , ,

Curas de la Iglesia Católica ‘casan’ a parejas gays y trans en Argentina

Martes, 12 de julio de 2016

20160709_1115_sociedad_luisayjose.jpg_985645335Amor. Luisa Paz y José Coria se unieron en la parroquia Espíritu Santo, en Santiago del Estero, en 2014, tras 29 años de vida en común. El padre Sergio Lamberti los bendijo pero ella no se pudo parar frente al altar: “Dios no hace excepciones de personas”, dice.

Si bien no está autorizado por el derecho canónico, ya son varios los sacerdotes que bendicen estas uniones.

Polémica con los más tradicionales.

Escribe Gabriella Botello

Cuando Luisa Paz entró a la parroquia del Espíritu Santo, en la capital de Santiago del Estero, tuvo que hacerlo por la puerta de costado. Ella, en su vestido de novia, no podía pararse frente al altar. Es que las fórmulas nupciales tradicionales no aplicaban a ella.

No le importó: pensó en los 29 años de convivencia con José Coria, su pareja. Pensó, también, que casi tres décadas de lucha valían ese momento. Cuando dijo “Sí, quiero” el 14 de septiembre de 2014, Paz se convirtió en la primera mujer trans del país en unirse en una iglesia católica.

Desde la infancia, Paz supo que su género era distinto al que indicaba su partida de nacimiento. Su lucha comenzó siendo adolescente. “Crecer en el conservador Santiago fue muy difícil. En los 80, ser trans era motivo para ser abusada y violentada”, recuerda. Pese a las dificultades, la capital santiagueña también entrelazó los destinos de Paz y Coria, aun niños, en la casa de un amigo.

Viajar a Buenos Aires fue, para ella, una parada obligada en el proceso de convertirse en Luisa. “Cuando festejé mis 21, ya feminizada, José no lo podía creer. Entonces no pasó nada, pero los amigos ya nos burlaban con que sí”, explica.
En 2010, la pareja militó por la Ley de Matrimonio Igualitario. En 2012, Paz fue la primera en recibir de la mano de Cristina Kirchner su nuevo DNI con su identidad cambiada. Se convirtió pronto en referente de la Asociación de Travestis, Transexuales y Transgéneros de Argentina y empezó a trabajar en el Inadi local. El camino fue “largo y difícil”, pero 29 años después, Paz y Coria se casaron.

“Luchamos tanto por la igualdad que mi casamiento fue una culminación no sólo de mi amor, sino de las leyes que me permitieron ser eso que elegí. Pero también era importante para mí hacerlo en la fe en la que mi marido y yo nos criamos. Eso no hubiera sido posible sin el padre Lamberti”, explica la mujer. “Dios no hace excepciones de personas. La diversidad sexual no hace que uno deje de ser hijo de Dios: la Iglesia necesita la apertura de entender que todos los que profesen la fe pueden bendecir su amor”, afirma Sergio Lamberti, el párroco que bendijo la unión. Según explica el cura, si bien no se trató del sacramento matrimonial, la bendición que recibieron Paz y su marido “es lo más cercano”.

Intimado por los sectores más conservadores de la Iglesia y por el mismo Obispado de Santiago del Estero, Lamberti realizó el rito igual, abogando por una necesidad de apertura y contención de los “hermanos y hermanas trans o homosexuales”.

Sin embargo, según el derecho canónico, “que en la Argentina se rige en estos casos por el canon 843, los sacramentos no se niegan a nadie a menos que se den ciertas disposiciones que nos hagan dudar. Si una persona pide un sacramento matrimonial, y los dos son del mismo sexo, desde la antropología cristiana esto no se puede permitir”, explica el presbítero Mauricio Landra, decano de la Facultad de Derecho Canónico de la UCA. “Aunque haya filosofía que no coincide, Francisco fue muy claro en Amoris laetitia: dijo que no hay equiparación en personas del mismo sexo. Por más que sea civil, no es dogmático. Lo tuvimos que estudiar y lo presentamos en Roma, donde no lo podían creer. Y sí acompañamos y comprendemos, aunque no demos la razón”, concede el religioso.

Otros, como el padre Alfonso, al frente de una parroquia en la zona norte del Gran Buenos Aires, “se arriesgan” y consagran el amor de parejas homosexuales hace años. “No cualquiera elige hacerlo: aunque el matrimonio igualitario esté prohibido por el derecho canónico, ¿quiénes somos para negarlo?”, explica.

Sin embargo, las leyes canónicas católicas no contemplan excepciones: “Corresponde una amonestación fraterna para el sacerdote que incurre en esto, porque corre el riesgo de hacer daño a la comunidad a la que pertenece”, señala Landra. “Decir no también es dar amor”, concluye.

En 2012, Florencia de la V bautizó a sus hijos, Paul e Isabella, en la iglesia del Santísimo Sacramento. El padre Jorge García Cuerva recibió a la actriz y su marido, Pablo Goycochea, “con el pedido explícito de que la Iglesia bautice a sus pequeños según el derecho canónico”, explicó entonces el religioso. Ella declaró a la revista Gente: “Siempre fui una mina de fe, pero ser mamá me dio una conexión diferente con la vida religiosa”. Según explica Landra, en casos como el de De la V, cuyos hijos fueron gestados con un vientre subrogado pero legalmente anotados en el país, “tras pedir permiso a la autoridad de la diócesis, el bautismo se da pero no se la registra como la mamá. Se ponen los datos como solicitante”

Fuente Perfil

General, Iglesia Católica, Iglesia Inclusiva , , , , , , , , , , , ,

Tanto el primer ministro de Canadá como los aspirantes al liderazgo conservador acuden al Orgullo de Toronto y se anuncia la intención de crear carnés de género neutro

Sábado, 9 de julio de 2016

justin-trudeau-orgulloTe imaginas a RAJOY así en el ORGULLO? Así lo vivió su homólogo en Canadá, Justin Trudeau.

El primer ministro canadiense, el liberal Justin Trudeau, hizo historia el pasado domingo al convertirse en el primer jefe de gobierno de su país en participar en la marcha del Orgullo LGTB de Toronto, la más multitudinaria del país. Trudeau estuvo acompañado del alcalde de la ciudad, John Tory, y de la gobernadora de Ontario, la abiertamente lesbiana Kathleen Wynne. Pero también estuvieron presentes los tres candidatos a liderar el Partido Conservador, descabezado tras la derrota sufrida en 2015 Stephen Harper, el ex primer ministro que en su momento se opuso al matrimonio igualitario. La presencia conservadora al más alto nivel se produce después de que ese partido haya renunciado de forma expresa y mediante una votación congresual a su histórica oposición al matrimonio igualitario. 

Justin Trudeau, primer ministro canadiense, ha aprovechado su paso por el Toronto Pride para anunciar que las autoridades del país están abordando la posibilidad de que se pueda elegir una opción de género neutro en los documentos de identidad nacionales. Nos cuesta mucho pensar en ver algún día a quien sea presidente del gobierno marchando en el Orgullo LGBT de Madrid, pero esto en Canadá es una realidad. El primer ministro canadiense lo dio todo marchando por las calles en el reciente Orgullo LGBT de Toronto. Justin Trudeau tiene 44 años, mujer y tres hijos, y es el primer ministro de Canadá desde el pasado mes de noviembre. Y queda claro que su compromiso y apoyo al colectivo LGBT es real.

Si hablamos de derechos del colectivo LGTB podemos afirmar con absoluta convicción de que Canadá es uno de los países que más puede presumir, o dicho de otro modo, de los que menos tiene que avergonzarse.

En los últimos meses hemos visto como cuando existe la intención política, la legislación puede cambiarse sin ningún sobresalto. A lo largo de este año el país ha tomado numerosas iniciativas: Toronto ha dedicado por primera vez un mes entero a la conmemoración del Orgullo LGTB, han confirmado que los demandantes de asilo LGTB de Siria tendrán un lugar destacado en su cartera política, han garantizado los derechos de la comunidad trans en su nueva legislación y ahora planea un cambio en los documentos de identidad.

Ha sido el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, el que ha confirmado que están estudiando la mejor manera de llevarlo a cabo. Trudeau ha aprovechado su paso por el Toronto Pride, convirtiéndose en el primer máximo mandatario del país en acudir de manera oficial, para realizar unas declaraciones en la cadena CP24 en las que aborda la cuestión.

Trudeau ha afirmado que abordando la “mejor forma” para cambiar la legislación. “Forma parte del gran arco de la Historia que conduce a la justicia”, ha argumentado. Además, se ha referido a la flexibilización de la normativa sobre donación de sangre para hombres homosexuales señalando que “no es suficiente” y que van a modificarla de nuevo.

La semana pasada la provincia canadiense de Ontario anunció que permitirá la utilización de un tercer indicador de género, el X, en sus carnés de conducir, un primer paso para conseguir que un mayor número de personas se encuentre más cómodas con sus documentos de identidad.

La asistencia de Justin Trudeau al Orgullo LGTB de Toronto había sido anunciada hace meses. Lo cierto es que no supone una grandísima sorpresa, dada su conocida posición a favor de los derechos LGTB. De hecho ya había participado antes en la marcha, aunque no como jefe de gobierno. El propio Trudeau, de hecho, quiso restarle importancia. “No debería ser para tanto que un primer ministro vaya a una marcha del Orgullo. A partir de ahora no lo será”, declaró.

Trudeau quiso tener además un recuerdo especial para las víctimas de la masacre homófoba de Orlando, presentes en todo momento en la memoria de los manifestantes. “No podemos dejar que el odio avance”, manifestó. Trudeau colgó en su perfil de Twitter varias fotografías de su participación, acompañadas de la palabra “Pride” (“Orgullo”).

 

El primer ministro canadiense no fue, de hecho, el único cargo en participar en la marcha. También estuvo el alcalde de Toronto, John Tory (que pertenece a un partido de centro-derecha local) y la premier de la provincia de Ontario, de la que precisamente es capital Toronto, y que se convirtió en 2013 en la primera persona abiertamente LGTB en presidir un gobierno provincial en Canadá. Ambos dejaron también constancia en Twitter de su presencia en el Orgullo:  

Justin prometió que iría al Orgullo y así lo ha cumplido asistiendo el domingo a la manifestación del Orgullo LGBT más multitudinaria de Canadá, en Toronto. Así ha hecho historia, ya que es la primera vez que un primer ministro en el cargo asiste a este evento. Justin ya había ido al Orgullo en anteriores ocasiones, y en esta llevaba una banderita arcoíris que agitaba con mucha energía. Dijo a los medios durante la manifestación que “tenemos que alzar nuestra voz cada vez que haya intolerancia o discriminación. No podemos permitir el odio”. No dudó en parar a sacarse selfies con quien quisiera, dar abrazos efusivos y le restó importancia al hecho de que él estuviera allí, considerando que debería ser siempre lo normal.

En la galería puedes ver unas imágenes que deberían ser un ejemplo para numerosos políticos en todo el planeta. Así vivió el Orgullo LGBT Justin Trudeau, primer ministro de Canadá.

Justin Trudeau, de 44 años, es hijo de Pierre Trudeau, el que fuera líder del Partido Liberal canadiense durante casi dos décadas y primer ministro en dos ocasiones (entre 1968 y 1979 y posteriormente de 1980 a 1984). Muchos lo consideran, de hecho, el padre del moderno Canadá. De ahí que la carrera política de su hijo, que se alzó con el liderazgo liberal en 2013, despertara tantas expectativas. Expectativas que no se vieron defraudadas gracias a su victoria en las elecciones del pasado octubre, que puso fin a los casi 9 años de mandato del conservador Stephen Harper.

Y los conservadores…

Precisamente si algo nos llama la atención, especialmente desde la perspectiva española, es la presencia en la marcha del Orgullo de los tres candidatos a liderar el Partido Conservador de Canadá tras la marcha de Harper: Kellie Leitch, Michael Chong y Maxime Bernier.

Hasta ahora, ningún líder nacional conservador había acudido al Orgullo de Toronto. No lo hizo desde luego Harper, del que el colectivo LGTB canadiense aún recuerda su fuerte oposición al matrimonio igualitario, aprobado a nivel federal en julio de 2005 (prácticamente al mismo tiempo que en España, aunque algunas provincias canadienses ya lo celebraban desde dos años antes por decisión judicial). La ley fue aprobada entonces con la oposición de los conservadores, que amenazaron con revisar el tema cuando ganaran las elecciones. Afortunadamente la primera victoria de Harper se produjo sin mayoría absoluta, y cuando en diciembre de 2006, su gobierno sometió a votación una iniciativa que en caso de haber sido aprobada hubiera supuesto “reabrir el debate” (en la que los conservadores tuvieron por cierto libertad de voto), una amplía mayoría de la Cámara de los Comunes (175 frente a 123) votó en contra de hacerlo, entre ellos doce diputados conservadores.

Tras aquella votación Harper admitió que no veía probable volver a debatir el tema, y de hecho la “reapertura del debate” sobre el matrimonio igualitario desapareció definitivamente del programa conservador. Pero no fue hasta hace unas pocas semanas que el Partido Conservador de Canadá abandonaba oficialmente su oposición al matrimonio igualitario, eliminando de su ideario la referencia al matrimonio como una institución a la que solo pueden acceder un hombre y una mujer. La decisión, dolorosa para el sector más tradicional del partido, fue adoptada por 1.036 votos a favor y 462 en contra.

Un reconocimiento oficial, explícito e inequívoco por parte de los conservadores canadienses de que en su momento se equivocaron oponiéndose a la igualdad jurídica de las parejas del mismo sexo, y que hoy hace posible que los candidatos a liderar el partido acudan al Orgullo sin que el colectivo LGTB pueda reprocharselo. Bien podría aprender, por ejemplo, el Partido Popular español, algunos de cuyos líderes expresaban hace unos días su malestar porque ningún representante del partido había sido invitado a portar la pancarta de cabecera del Orgullo LGTB de Madrid. La presidenta de la Comunidad de Madrid, que sí había sido invitada, no quiso de hecho estar presente por ese motivo, y envió en su lugar a dos consejeros de su gobierno.

Un grupo homófobo se infiltra en la marcha

En otro orden de cosas, dos incidentes alteraron la tranquilidad del Orgullo de Toronto. El primero de ellos, la protesta del movimiento Black Live Matters contra la violencia hacia las personas negras en Norteamérica, que de hecho participaba en la marcha pero que la bloqueó durante una media hora hasta que el director ejecutivo del Orgullo, Mathieu Chantelois, firmó un documento accediendo a sus demandas, que incluían una mayor representación de la población negra LGTB, así como el veto a que el año próximo participe en la marcha la Policía de Toronto por lo que consideran su actitud discriminatoria hacia la población negra.

Bastante más desagradable es el segundo incidente: la participación en la marcha de un grupo abiertamente homófobo, que de hecho se inscribió oficialmente bajo el pseudónimo “Gay Zombies Cannabis Consumers Association” (“asociación de gais zombies consumidores de cannabis”, podríamos traducir). Lo que parecía un divertido grupo de personas LGTB “procannabis” camufladas con disfraces verdes no era más que un grupo de homófobos pertenecientes a un movimiento cristiano extremista, liderado por  Bill Whatcott, que ya ha sido condenado con anterioridad por la justicia canadiense por su discurso de odio. El grupo repartió de hecho entre los asistentes lo que parecían cajas de condones que en realidad ocultaban desagradables mensajes homófobos.

Confiemos en que el peso de la justicia canadiense vuelva a caer sobre este grupo, empeñado en difundir odio allí donde precisamente las personas se manifiestan celebrando la diversidad.

Fuente: Redacción Chueca/Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

El Ministerio de Trabajo de Japón incluye la discriminación hacia empleados LGTB como una forma de acoso sexual

Miércoles, 6 de julio de 2016

gay-marriage-is-openly-accepted-in-asian-societies-like-japan-1506831-20140612153652-inter1-2-500x281Japón sigue dando pequeños pasos a favor de la igualdad de la comunidad LGTB. El último lo ha protagonizado el Ministerio de Trabajo: los autores de actos de discriminación a personas LGTB en el ámbito laboral se enfrentarán a una acusación de “acoso sexual”. Ahora debe desarrollarse una normativa específica, que comenzará a ser de aplicación a principios de 2017. Por otra parte, 30 grandes empresas con sede en el país nipón (como IBM, Sony o Panasonic) trabajan en la elaboración de unas directrices igualitarias para los trabajadores LGTB.

Un comité del Consejo de Política Laboral del Ministerio de Trabajo de Japón ha llegado a un acuerdo para incluir a los empleados LGTB en las directrices contra la discriminación. Las nuevas reglas deberán ponerse en práctica a partir de enero. La regulación vigente, de conformidad con la Ley de Igualdad de Oportunidades, ya estipula que cualquier lenguaje o acciones de naturaleza sexual hacia empleados debe considerarse como “acoso sexual”. La novedad es que ahora se recogerá de forma específica la casuistica de la orientación homosexual y de la identidad de género.

Yasuhisa Shiozaki, ministro de Trabajo de Japón, ha puesto la primera piedra para atajar situaciones discriminatorias hacia los empleados LGTB en el ámbito laboral. Pero al mismo tiempo, 30 grandes corporaciones con sede en el país también trabajan en la elaboración de una guía que permita dotar de una serie de derechos igualitarios a sus trabajadores LGTB. Algunas de esas empresas son Sony, Panasonic o IBM.

Estas directrices de recursos humanos pretenden dotar de un reconocimiento inclusivo a los empleados LGTB, extender los beneficios conyugales a los trabajadores homosexuales y especificar las políticas apropiadas de utilización de los cuartos de baños por parte de los empleados trans.

Varios municipios japoneses reconocen las parejas de hecho

Como recogiendo, Japón y Taiwán están experimentando avances locales en el reconocimiento de las parejas del mismo sexo. Aunque ningún país asiático ha aprobado por el momento el matrimonio igualitario, la situación del colectivo es diametralmente opuesta en los distintos países del continente. En algunos como Malasia, Brunéi o la India, entre otros, las personas LGTB son víctimas de la homofobia de estado y la intransigencia social. Por el contrario, Taiwán, Japón o Vietnam van posicionándose en líneas más aperturistas e igualitarias (si bien no al ritmo que cabría desear).

La ciudad de Iga (que ronda los 95.000 habitantes, en la prefactura de Mie) se convertía en diciembre de 2015 en el cuarto municipio japonés en abrir a las parejas del mismo sexo la posibilidad de unirse civilmente. Aunque en Japón, como decíamos, tampoco se ha aprobado todavía el matrimonio igualitario, varias ciudades han tomado la delantera, aprobando la inclusión de parejas del mismo sexo en los registros de parejas de hecho.

La primera administración japonesa que anunció la apertura de uniones civiles entre parejas de gais y lesbianas fue la de Shibuya (un distrito especial de Tokio). Por su parte, Setagaya (como Shibuya, otro de los 23 distritos que conforman la municipalidad metropolitana de Tokio) secundaba poco después la iniciativa y se convertía en el segundo territorio japonés en ponerla en marcha.

Asimismo, en la ciudad de Takarazuka, en la prefectura de Hyogo, se iniciaba el pasado mes de junio la expedición de certificados de asociación a las parejas homosexuales. A diferencia de lo que ocurre en Shibuya, los registros de parejas de hecho en Takarazuka y Setagaya no exigen a las empresas privadas que reconozcan a las parejas homosexuales.

Los resultados de una encuesta realizada en el país nipón a finales de 2015 constatan que un 51 % de la ciudadanía sería partidaria de la aprobación del matrimonio igualitario. Una gran evolución, teniendo en cuenta que hasta épocas recientes la homosexualidad era un tema tabú en la sociedad japonesa.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , ,

Un juez federal prohibe a los funcionarios de Mississippi que rehusen celebrar matrimonios entre personas del mismo sexo por razones religiosas

Lunes, 4 de julio de 2016

judge carlton reevesEl juez federal Carlton W. Reeves ha emitido un mandato a los funcionarios de Mississippi, por el que les impide objetar la emisión de licencias de matrimonio a las parejas del mismo sexo por razones religiosas.  La orden es de inmediata aplicación e impide que la Ley de Garantías de la Libertad Religiosa promulgada por el gobernador del estado el pasado mes de abril, que entrará en vigor el próximo 1 de julio, sea utilizada con ese propósito. Tanto el gobernador como el fiscal general de Mississippi han expresado su intención de apelar la decisión del juez Reeves.

Carlton W. Reeves fue el juez federal que en noviembre de 2014 dictaminó que las leyes que impedían el matrimonio igualitario en Mississippi violaban el derecho a la igual protección recogido en la 14ª Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos. En aquella ocasión, también emitió un mandato a los funcionarios del estado sureño para que dejasen de aplicar dichas leyes y facilitasen el derecho al matrimonio a las parejas del mismo sexo. Su mandato, sin embargo, fue suspendido por la Corte de Apelaciones del 5º Circuito mientras se decidía la apelación presentada por el gobernador Phil Bryant y el fiscal general Jim Hood. La Corte de Apelaciones del 5º Circuito, no obstante, nunca llegó a decidir al respecto, pues el Tribunal Supremo de los Estados Unidos dictaminó la inconstitucionalidad de las leyes que prohibían el matrimonio igualitario en todo el país antes de que tomara decisión alguna.

635573753688880883-Bryant-AP-Interview-ThreEl pasado mes de abril, el gobernador Bryant promulgó la Ley de Garantías de la Libertad Religiosa, aprobada por ambas cámaras legislativas del estado, que permite a funcionarios, empresas, negocios y organizaciones rehusar prestar sus servicios a aquellos cuya “forma de vida” no esté en consonancia con sus creencias religiosas. En concreto, se protege que se puedan denegar servicios si el proveedor o funcionario estima que el matrimonio es la unión entre un hombre y una mujer; si considera que las relaciones sexuales solo pueden mantenerse dentro del matrimonio; o si cree que el género asignado al nacimiento no debe ser cambiado. Es decir, el objeto principal de la ley es permitir la discriminación de las personas LGTB. En cuando a los funcionarios, tan solo establece la salvedad, obligatoria por otro lado, de que el servicio a prestar (como la expedición de una licencia de matrimonio a una pareja del mismo sexo) debe ser garantizado por otro empleado público.

La ley tomará efectos el próximo 1 de julio, y ya ha sido recurrida por organizaciones de defensa de los derechos civiles como Campaign for Southern Equality. El juez encargado del recurso no es otro que el propio Carlton W. Reeves, que aún debe decidir si todas las medidas que establece la ley se ajustan o no a derecho. Pero antes de que prosiga el proceso del recurso y emita su dictamen, el juez Reeves ha tomado la decisión de emitir un mandato que impide a los funcionarios de Mississippi que objeten la emisión de licencias de matrimonio a las parejas del mismo sexo por razones religiosas. Y lo ha hecho porque entiende que este nuevo mandato no es más que una prolongación del que emitió en noviembre de 2014, cuando dictaminó a favor del matrimonio igualitario, dictamen respaldado por el propio Tribunal Supremo. Es decir, esa parte de la ley aprobada por las cámaras de Mississippi contraviene su sentencia anterior y por lo tanto no puede ser aplicada.

En su mandato, el juez Reeves aclara que “los funcionarios electos de Mississippi pueden estar en desacuerdo con Obergefell [el nombre con que es conocida la sentencia del Tribunal Supremo favorable al matrimonio igualitario], por supuesto, y pueden expresar ese desacuerdo como mejor les parezca —por ejemplo, abogando por una enmienda constitucional para revocar la decisión—, pero la cuestión de las licencias de matrimonio no va a ser considerada de nuevo después de cada sesión legislativa”.

RobertaKaplan-Featured-1Roberta Kaplan, abogada contratada por Campaign for Southern Equality, bien conocida por su exitosa labor en el precursor caso Windsor (el que dio fin a la discriminación federal de los matrimonios del mismo sexo), emitió el siguiente comunicado elogiando la decisión de juez Reeves: “Un año después de que el Tribunal Supremo garantizase el matrimonio igualitario en el caso Obergefell, estamos encantados de que el juez Reeves reafirme el poder de los tribunales federales para aclarar definitivamente lo que significa la Constitución de los Estados Unidos”.

Por su parte, la portavocía del gobernador Bryant y la del fiscal general Hood han comunicado que se encuentran estudiando el mandato del juez Reeves, y que se plantean presentar el correspondiente recurso ante la Corte de Apelaciones del 5º Circuito.

Fuente Dosmanzanas

Budismo, Cristianismo (Iglesias), General, Hinduísmo, Islam, Judaísmo , , , , , , , , , , ,

Bermudas rechaza en un referéndum, no vinculante y de baja participación, el matrimonio igualitario y las uniones civiles

Viernes, 1 de julio de 2016

bm!mottoLa población de Bermudas, territorio británico de ultramar situado frente a la costa este de los Estados Unidos, ha rechazado en referéndum la posibilidad de reconocer las uniones entre personas del mismo sexo, ya sea en forma de matrimonio o de unión civil. La buena noticia es que el reférendum, consultivo y no vinculante, no ha alcanzado el quórum necesario para ser considerado válido.

Bermudas es una sociedad especialmente conservadora. No despenalizó la homosexualidad hasta 1994, y por ejemplo la edad de consentimiento para las relaciones homosexuales masculinas sigue siendo dos años superior que para las relaciones heterosexuales o lésbicas (18 años frente a 16). Ello no ha evitado que se produzcan avances significativos. En 2013, por ejemplo, el Parlamento aprobó una ley que prohíbe discriminar por razones de orientación sexual (a finales de 2012 nos hicimos eco de la misma). Y a principios de 2015 la Corte Suprema de Bermudas falló a favor de la adopción homoparental, lo que permite a las parejas del mismo sexo adoptar en igualdad de condiciones a las parejas de distinto sexo.

Sin embargo, pese a que la adopción homoparental es posible, no existe reconocimiento jurídico de las relaciones entre personas del mismo sexo (puede sonar extraño, pero en territorios cuyo derecho es de tradición anglosajona esta situación no es tan inusual). Un reconocimiento que está ya sobre la mesa, de ahí la convocatoria de un referéndum sobre la materia, que tuvo lugar el pasado jueves, y en el que se preguntaba tanto por el matrimonio igualitario como por las uniones civiles entre personas del mismo sexo. Una consulta de carácter no vinculante, pero orientativa sobre los “deseos” de la población de Bermudas.

El resultado no es especialmente sorprendente: el 69% de los votantes (14.192 frente a 6.514) se opone al matrimonio igualitario. El 63% se opone también a las uniones civiles. La buena noticia, sin embargo, es que solo han votado 20.804 personas, cuando el número oficial de votantes registrados es de 44.367. Menos del 50%, por lo cual el referéndum, según la legislación de Bermudas, carece de validez.

Un resultado malo, pero posiblemente no desastroso. El referéndum era consultivo, pero debido a la baja participación ni siquiera es válido. Ello permitiría al Parlamento aprobar a medio plazo una norma (posiblemente de uniones civiles) sin sombra de ilegalidad. Ese es el deseo, por ejemplo, del ex primer ministro sir John Swan, que en su momento llegó a votar en contra de despenalizar las relaciones homosexuales y que ahora se muestra convencido de las bondades del matrimonio igualitario. El actual primer ministro, Michael Dunkley, había comentado por su parte antes del referéndum que había que seguir la “la voluntad del pueblo”. Veremos qué sucede finalmente.

Fuente Agencias

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , ,

El primer ministro australiano anuncia que el referéndum sobre el matrimonio igualitario se celebrará antes del fin de año

Sábado, 25 de junio de 2016

turnbullSe confirma lo que ya adelantó el fiscal general de Australia, pero el Gobierno no acababa de aclarar: el referéndum sobre la introducción del matrimonio igualitario se celebrará antes de fin de año si el gobernante Partido Liberal del primer ministro Malcolm Turnbull gana las elecciones del próximo 2 de julio. La oposición laborista sigue oponiéndose a la consulta y reclama su aprobación por la vía parlamentaria.

Sin grandes novedades en Australia. La discusión sobre el matrimonio igualitario sigue siendo incierta, porque a pesar de que los representantes partidarios del matrimonio igualitario ya son mayoría en ambas cámaras del Parlamento, el primer ministro Turnbull sigue apostando por la consulta no vinculante como paso previo para iniciar el trámite. El Senado, por su parte, ya hizo el año pasado una petición formal para no demorar más el tema. El pasado mayo se hizo pública una partida presupuestaria de 160 millones de dólares australianos (unos 104 millones de euros) para cubrir los costes del referéndum.

El pasado mes de marzo, el fiscal general, George Brandis, afirmaba que el plebiscito se celebraría en este año, “al poco tiempo de iniciarse la andadura del nuevo Parlamento”. Si el resultado fuera afirmativo, como apuntan las encuestas, Brandis no tiene duda de que el legislativo aprobaría rápidamente el matrimonio igualitario. Solo un día después, la portavoz de Gobierno matizaba las palabras del fiscal general y aseguraba que el primer ministro mantiene sus planes de plantear el referéndum tan pronto como sea posible tras las elecciones, pero en cualquier caso ya en 2017.

A pocos días de las próximas elecciones, Turnbull confirma el anuncio del fiscal general: si es reelegido primer ministro, convocará la consulta antes de fin de año. Durante su participación en un programa de televisión, una espectadora le inquirió sobre la necesidad de celebrar el referéndum, recordando el coste de la medida y el hecho de que el papel de los representantes elegidos al Parlamento es el de aprobar leyes.

El primer ministro se escudó en la diversidad de opiniones en el seno de su Gobierno y en el conservador Partido Liberal, al que pertenece, para seguir adelante con el plebiscito. “Soy el primer ministro pero no soy el dictador”, afirmó, para justificar la medida como un equilibrio entre los partidarios (como el propio Turnbull) y los detractores del matrimonio igualitario. El gobernante añadió que el referéndum tendría lugar a la mayor brevedad tras las elecciones y que hará campaña por el sí.

Por parte de la oposición laborista, se mantiene la postura contraria a la consulta. La portavoz Penny Wong aseguró que si su partido asume el Gobierno tras las elecciones, presentará un proyecto de ley para abrir el matrimonio a las parejas del mismo sexo, son un referéndum previo. El líder de los laboristas Bill Shorten advirtió del carácter divisivo de un plebiscito de este tipo, que podría fomentar la homofobia, e instó al primer ministro a permitir una votación libre en el Parlamento. Veremos lo que ocurre en un escenario en el que se prevé un resultado ajustado para los distintos partidos y coaliciones, con bajadas de los mayoritarios y fuertes subidas de los emergentes.

Una sociedad favorable con líderes contrarios la igualdad

El debate sobre la aprobación del matrimonio igualitario en Australia viene de muy lejos. Ya antes de las elecciones de 2013, que dieron la victoria a Tony Abbott, fueron los laboristas, entonces al frente del Gobierno, los que actuaron como freno. La que hasta junio de ese año había sido primera ministra, Julia Gillard, se oponía, y  durante sus años de gobierno no dudó en maniobrar para impedir que los partidarios de la igualdad dentro del Partido Laborista trasladaran su criterio al Parlamento. Y ello pese a que ya en su congreso nacional de 2011 el partido incorporaba la defensa del matrimonio igualitario a su ideario. Ideario que Gillard se encargó de convertir en papel mojado al imponer que los legisladores laboristas –cuyos votos eran todos necesarios, debido a lo ajustado de su mayoría– tuvieran libertad de voto. Una libertad que Tony Abbott negó entonces a los suyos y que desembocó en el fracaso de la iniciativa. De la mano de Gillard, Australia perdía una primera oportunidad histórica.

La impopularidad de Gillard llevó a Kevin Rudd a arrebatarle el liderazgo del partido y el puesto de primer ministro (mediante una maniobra similar a la que luego destronó a Abbott, y que a su vez antes había utilizado Gillard para sustituir a Rudd). Ya por entonces Rudd se había convertido en defensor del matrimonio igualitario, pese a que su anterior etapa como primer ministro se caracterizó también por un rechazo frontal. Pero la sustitución de Gillard no evitó la derrota laborista, y, tras las elecciones, Abbott (un católico conservador fuertemente opuesto al matrimonio igualitario, pese a tener una hermana abiertamente lesbiana) se convertía en primer ministro. Su victoria alejó las expectativas de aprobación, pese a que un número no determinado de diputados de su partido son partidarios del matrimonio igualitario, y de hecho ya desde el principio el propio Abbott reconoció que en el futuro le resultaría complicado mantener la disciplina de voto en esta materia. Lo consiguió… pero el empeño contribuyó a la gran bajada de popularidad que finalmente acabó por costarle el puesto y ser sustituido por Malcolm Turnbull.

Funte Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , ,

“El matrimonio o es heterosexual o no es”: los argumentos del PP contra el matrimonio igualitario, en el 11º aniversario de su veto en el Senado

Viernes, 24 de junio de 2016

senadoNunca olvidaremos lo que el PP nos ha hecho sufrir a las familias homoparentales…

Han pasado once años. Un triste 22 de junio de 2005 el Senado de España, controlado por el Partido Popular, vetaba la ley de matrimonio igualitario promovida por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero por 131 votos a favor (126 del PP, 4 de Unió Democràtica de Catalunya y 1 del Partido Aragonés), 119 en contra y dos abstenciones. Siendo estrictos, el veto que fue aprobado no fue el presentado por el PP, sino el defendido por el senador de Unió, Jordi Casas, que se votó primero. No fue necesario, por tanto, que el veto defendido por el PP se llegase a votar. Pero las argumentaciones más miserables sí que fueron las que hizo la representante del grupo popular en aquel debate, Rosa Vindel. Si hoy las recordamos es porque Rosa Vindel es de nuevo candidata al Senado por el Partido Popular en Madrid en las elecciones del próximo domingo. 

A continuación recogemos entrecomillados literales de la intervención ante el Senado de Rosa Vindel, tal y como constan en el Diario de Sesiones de aquel día, que cualquiera puede consultar. Hablan por sí solas:

Sobre la elección del matrimonio y no otra figura jurídica…

“En lo que no estamos en absoluto de acuerdo es en la fórmula que ha elegido el Gobierno para intentar hacer desaparecer esa discriminación, permitiendo el matrimonio entre homosexuales, cuando se podía haber elegido cualquier otra mucho más pacífica, menos controvertida y más acorde con nuestro ordenamiento y con los de nuestro entorno”.

“Una iniciativa legislativa mucho más elaborada y clarificadora que el proyecto que hoy tramitamos, además de mucho más pacífica, porque resulta que no hiere sensibilidades ni convicciones personales algunas”.

Sobre el carácter exclusivamente heterosexual del matrimonio…

“El matrimonio, señorías, es la unión de hombre y mujer concertada mediante determinados ritos o formalidades legales. Por lo tanto, la heterosexualidad es un elemento constitutivo esencial del propio concepto del matrimonio. El matrimonio o es heterosexual o no es”.

“Desde la perspectiva de la garantía institucional, es un completo contrasentido el argumento de que para fortalecer la protección de los homosexuales se les debe incorporar a la garantía constitucional del artículo 32”.

“Se debe admitir la plena constitucionalidad del principio heterosexual como calificador del vínculo matrimonial, tal y como prevé nuestro Código Civil, de tal forma que los poderes públicos puedan otorgar un trato de privilegio a la unión familiar constituida por hombre y mujer frente a una unión homosexual”.

Sobre la adopción homoparental…

“Por lo que se refiere a la adopción, la prudencia aconseja que la aplicación a las uniones homosexuales derive de una voluntad expresa y consciente del legislador, y no como aparece aquí, señorías, como un efecto colateral de la integración en bloque de un nuevo modelo de convivencia en el régimen matrimonial. La filiación adoptiva tiene como modelo la filiación biológica, por lo que la adopción conjunta por una pareja homosexual es contraria a la protección integral que los poderes públicos deben asegurar a los hijos”.

“La adopción está pensada en beneficio del adoptado y ni el adoptado ni la adopción, como instituto, pueden ser instrumento de legitimación u homologación de relaciones homosexuales”.

“El Grupo Parlamentario Popular veta este proyecto de ley porque, conocedor su autor, el Gobierno, de que es un cambio radical y nada pacífico para la sociedad, lejos de ir hacia una legislación prudente y gradual, rechaza frontalmente admitir la libertad de conciencia o, si lo prefieren, la objeción de conciencia para quienes están autorizados por la ley a celebrar matrimonios”.

Sobre la objeción de conciencia al matrimonio igualitario…

“¿Por qué hay que impedir a los ciudadanos que se comporten de acuerdo con sus creencias más profundas? No me parece de recibo intentar disuadir a los objetores con amenazas sobre lo que puede ocurrir si no se cumplen las leyes, ni afirmar, como se ha llegado a hacer, que la objeción de conciencia en esta ley es una barbaridad o una aberración jurídica”.

“Muy bien, pues sigamos su razonamiento, señoría. ¿Es qué, según usted, un funcionario estaría obligado a aplicar una ley que regulara la tortura, que reconociera la esclavitud o que estableciera la eliminación de una etnia?”.

Sobre el gasto que supondría…

“Se nos ha dicho que este proyecto no supone ningún aumento de gasto y que no crea ninguna prestación, por lo que no procede estimar coste alguno — se nos dice— a la reforma que en él se contiene. Nosotros no sabemos qué pensar ante esta afirmación, señorías, porque, ¿qué se nos está diciendo? ¿Que estas personas no van a poder tener derecho a pensión dado que el Gobierno no lo ha previsto económicamente? ¿Que los homosexuales no van a poder heredar, como heredan los matrimonios actuales españoles, porque el Gobierno no lo ha previsto económicamente? ¿O que incluso en la Ley del Impuesto sobre la Renta, señorías, no se les van a poder aplicar las desgravaciones fiscales porque el Gobierno no lo ha previsto económicamente? ¡Pues claro que hay costes económicos, señorías!”

Sobre la supuesta ideología de género…

“La permuta es la permuta y la compraventa es la compraventa, y no se discrimina a la permuta por no llamarle compraventa. No hay, como se dice, una exigencia constitucional en el artículo 9 de la Constitución en relación con la doctrina constitucional. Por razones de justicia material, como dice el Tribunal Constitucional, se podrá avanzar en el trato jurídico análogo, pero no convertir en matrimonio una relación que no se identifica con él. Se nos dice que el matrimonio entre personas del mismo sexo es una conquista de la igualdad. Yo no quiero dar más ideas a este Gobierno, pero sepan, señorías, que tras la aprobación del matrimonio para personas del mismo sexo en Ontario, Canadá, se ha tenido que borrar nada menos que de 73 leyes toda mención a la existencia de dos sexos, eliminando palabras como esposo y esposa, viuda y viudo, hombre y mujer, de donde se deduce que negar la existencia de hombre y mujer, más que un avance en la igualdad es toda una conquista sí, pero de las ideologías de género, cuando resulta que el género humano, señorías, no se divide entre heterosexuales y homosexuales, sino entre hombres y mujeres y el matrimonio es connatural hasta ahora a nuestra propia existencia”.

Y otra vez sobre la adopción, citando a Savater…

fernando_savater_premio_octavio_paz“El niño no se trata de un bien que se pueda procurar una pareja heterosexual u homosexual. El niño es una persona nacida de la unión, sea cual sea su modalidad, de un hombre y una mujer. Ya que sus señorías no hacen caso ni al Consejo de Estado, ni al Consejo General del Poder Judicial, ni a la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación, yo les acabo de citar a Lionel Jospin, que a lo mejor entre ustedes tiene alguna autoridad, pero si Lionel Jospin es poco para ustedes, déjenme que les cite también a Fernando Savater. Señorías, Fernando Savater, en un artículo publicado en el diario «El País» que se titula «Jugar a papá y mamá» afirma: El tema de la adopción implica a otro que no forma parte de la pareja. La dificultad con las parejas homosexuales en lo que toca a reproducción humana no es que amen a los de su propio sexo, sino que sean del mismo sexo; es decir, que no puedan aunar procreadoramente [sic] lo masculino y lo femenino. No es lo mismo —dice Fernando Savater— ser padres que jugar a papá y mamá. Si de derecho vamos a hablar, no sólo cuenta el de ser padre o madre, sino el de tener padre y madre, y cosa muy distinta es programar deliberadamente huérfanos de padres o madres rechazando el triángulo genésico desde su inicio como un prejuicio irrelevante. Fin de la cita del señor Savater”. Nota: sobre la oposición de Fernando Savater a la homoparentalidad ya hemos publicado otras entradas.

Rosa Vindel, candidata y casi segura senadora el proximo domingo

S11141Se nos preguntará que por qué traemos a colación los argumentos que el PP defendió en el Senado de España contra el matrimonio igualitario y la adopción homoparental, una vez que el recurso de inconstitucionalidad presentado por ese partido contra ambas realidades fue desestimado por el Tribunal Constitucional (en contra de lo que los populares repiten continuamente, aquel recurso no se dirigía exclusivamente contra el matrimonio por una razón “nominalista”: el cuarto motivo de inconstitucionalidad argumentado entonces por el PP se refería a la homoparentalidad). El PP, además, ha promocionado internamente a figuras que sí están a favor de los derechos LGTB, como el abiertamente gay Javier Maroto o la actual presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes. Nos felicitamos por ello, pero Rosa Vindel, defensora de los miserables argumentos expuestos arriba, ha seguido siendo senadora, y es de hecho candidata a la reelección (casi segura, según las encuestas) en las elecciones del próximo domingo.

Por el contrario, si no nos referimos a los argumentos de Unió Democràtica de Catalunya y de su portavoz, Jordi Casas, es porque este dejó de ser senador, y de hecho Unió es hoy una fuerza extraparlamentaria y marginal. Ya se encargó Josep Antoni Durán i Lleida, otro político que destacó por su homofobia, de convertirla en un mal recuerdo en la memoria de los catalanes.

El veto del Senado, recordemos, fue levantado por el Congreso de los Diputados el 30 de junio de 2005. La ley española de matrimonio igualitario entró en vigor el 3 de julio de ese año.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , ,

El Congreso de Chile reactiva la discusión sobre el matrimonio igualitario y tres diputados de la conservadora UDI lo apoyan

Jueves, 23 de junio de 2016

matrimonio_gay_chileAmpliamos la noticia que ya dimos hace unos días:

La UDI anunció un proyecto de ley para impedir constitucionalmente el matrimonio igualitario y la familia Van Rysselberghe (Enrique y Jacqueline) acusó que el “gobierno manipula a los homosexuales”

El Estado chileno y el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (MOVILH) han alcanzado una solución amistosa en torno a la demanda interpuesta por este colectivo ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por la prohibición a las parejas del mismo sexo de contraer matrimonio en Chile. El acuerdo, por lo pronto, ha desembocado en la reactivación del proceso parlamentario para aprobar una ley de matrimonio igualitario. El proceso no se prevé fácil, en cualquier caso.

El acuerdo, según informa el MOVILH, se acabó de perfilar en una cita encabezada por el relator de la CIDH Enrique Gil Botero y que contó con la participación del director del Departamento de Derechos Humanos de la Cancillería chilena, Hernán Quezada, de representantes de la Secretaría General del Gobierno de Chile y del Ministerio de Justicia y del MOVILH. El acuerdo supone en la práctica la retirada de la demanda a cambio de que el Gobierno de Chile promueva una ley de matrimonio igualitario. “Valoramos profundamente la voluntad del Gobierno, de la presidenta Michelle Bachelet, de Díaz  [Marcelo Díaz, ministro secretario general del gobierno], de Quezada y de cada una de las autoridades que movidas sólo por la necesidad de erradicar la discriminación permiten este acuerdo. Damos especial agradecimiento a la CIDH que intermedió con éxito, demostrando una vez más que su labor es imprescindible en América”, declaró Rolando Jiménez, portavoz del MOVILH. activista del Movilh, Rolando Jiménez.

A la espera de conocer la letra pequeña del acuerdo, lo cierto es que la noticia parece haber actualizado como catalizador de un proceso que permanecía en punto muerto. Por lo pronto, la presidenta de la Comisión de Familia y Adulto Mayor de la Cámara de Diputados, Denise Pascal, ha accedido a la propuesta de 22 parlamentarios de solicitar los siete diferentes proyectos de ley sobre matrimonio igualitario que han ingresado en diferentes momentos al Congreso Nacional para analizarlos, fusionarlos y permitir una primera votación sobre la materia este mismo año. El acuerdo cuenta con el respaldo de parlamentarios de Nueva Mayoría (la coalición de partidos que da soporte al actual Gobierno de Michele Bachelet), de Amplitud y de Evópoli (dos pequeños partidos de centro-derecha).

El proceso no será sin embargo fácil. Aunque la composición del Congreso que salió de las últimas elecciones permite tener esperanzas, la mayoría que permita la aprobación definitiva de un proyecto de matrimonio igualitario no está asegurada. En este sentido, la inclusión de la adopción homoparental se prevé uno de los puntos calientes de la discusión. La principal oposición, previsiblemente, vendrá de la UDI (Unión Demócrata Independiente), principal partido de la derecha chilena, algunos de cuyos diputados ya han anunciado la posible presentación de una propuesta de reforma la Constitución de Chile para prohibir expresamente el matrimonio igualitario, lo que el ministro Días considera inaceptable. Pero incluso dentro de la UDI existen algunas discrepancias: Se trata de Marisol Turres,  Felipe De Mussy Joaquín Lavín. El padre de éste último, el ex ministro y ex candidato presidencial, se mostró en desacuerdo con su hijo. Joaquín Lavín,  ha expresado públicamente su apoyo al matrimonio entre personas del mismo sexo en una carta publicada este viernes en el diario La Tercera, y la diputada Marisol Turres ha hecho lo propio en Twitter que la orientación sexual “no tiene nada que ver con ser buena/mala persona, espos@, hij@, amig@, padre o madre… #MatrimonioIgualitario”. Luego añadió en El Dínamo que “Yo respeto mucho que hay personas que creen que el matrimonio debe seguir siendo entre un hombre y una mujer y que la familia está constituida por hombre y mujer casado e hijos. Pero no lo comparto. El concepto de familia ha ido cambiando y hoy en día tenemos distintos tipos de familia, distintas formas en que se agrupan las familias y eso hay que respetarlo”.

udi-matrimonio-igualitario-3En tanto, el diputado Felipe de Mussy dijo que  “creo profundamente que la familia es el núcleo de la sociedad y a la cual debemos proteger, pero la familia real tiene muchas formas”.

“Quienes hemos trabajado en terreno y conocido las distintas realidades de nuestro país sabemos que una gran cantidad de familias no están compuestas según la teoría de familia de papa, mama e hijos. La realidad es que la familia hoy en día está formada por papas o mamas solteros, parejas con y sin vínculos legales, abuelos y en la actualidad, también por parejas homosexuales. Son a todas estas familias reales a las que debemos proteger y cuidar como país”, redondeó a T13.cl

Por su lado, Lavín precisóen cartas al director de La Tercera que “la investigación ha demostrado que las personas homosexuales no se diferencian de las heterosexuales en cuanto a habilidades parentales, y que sus hijos no muestran ningún déficit al compararlos con hijos criados por heterosexuales”.

Conocida la opinión del diputado, su padre, el ex ministro y ex candidato presidencial, Joaquín Lavín, sostuvo que él sólo apoya el matrimonio entre un hombre y una mujer. “Obviamente entre mis hijos hay diferentes opiniones sobre el tema y las respeto. Creo además que la nueva generación tiene una mirada diferente sobre el tema que la generación de sus padres”. Redondeó en T13.cl que “muchas de las personas que estamos en las filas de la UDI somos más liberales incluso hay muchos homosexuales que son de la UDI, que comparten las ideas del partido”. Sobre la adopción, Lavín padre dijo que “es un tema mucho más discutible, porque hoy muchos niños del Sename están posiblemente en mucho peor situación

Al margen de ello, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) consideró “especialmente significativo” las opiniones de los diputados Turres, Lavín y De Mussy. “Considerando que la UDI es mayoritariamente contraria a nuestros derechos, desde la década del 90 hasta ahora, estas declaraciones explicitan un cambio al interior de sus autoridades que avanza hacia la no discriminación y el respeto a la igualdad, lo que valoramos y aplaudimos con vehemencia. Sin duda, en estas materias, Turres, Lavín  y De Mussy son la UDI del futuro”, indicó el Movilh

El organismo precisó que “con estas declaraciones podemos decir que, al menos, la UDI se encuentra en el mismo escenario que el PPD en los 90, en el mismo estadio que el PS y el PC en el 2002 y en el mismo que la DC y RN en el 2005, que fueron los años cuando en dichos partidos se conocieron las primeras, y en ese momento solitarias voces, a favor de las familias homoparentales”.

“Esperamos que la UDI comprenda que no es necesario esperar tantos años para que asuma la realidad que ya les están planteando legisladores como Turres, Lavín y De Mussy y que comiencen una discusión seria, respetuosa y desideologizada sobre el matrimonio igualitario”, apuntó el Movilh.

En medio de todo este debate, en Renovación Nacional enfatizaron que hay libertad de acción para votar el matrimonio igualitario. “En Chile Vamos, y particularmente en RN, cada parlamentario tiene la posibilidad de tomar libremente la decisión que más se acerque a sus convicciones”, dijo a La Tercera el  presidente de la colectividad, Cristián Monckeberg. En este contexto, la diputada y vicepresidente de RN, Paulina Núñez, expresó un sólo respaldo al matrimonio igualitario en Canal 13.

También es previsible una fuerte oposición desde ámbitos religiosos, tanto la Iglesia católica como desde las pujantes iglesias evangélicas, cuyos representantes ya han dejado claro su rechazo a las intenciones del Gobierno.

De las uniones civiles al matrimonio igualitario

La batalla por el matrimonio igualitario no es precisamente nueva en Chile, y se ha disputado en varios terrenos. Además de la demanda ante la CIDH, interpuesta en 2012, recientemente conocíamos la sentencia de la Tercera Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, que rechazaba el recurso de una pareja gay por la negativa del Registro Civil a celebrar su matrimonio, argumentando que esa decisión es responsabilidad de otros órganos del Estado, pero que por otro lado admitía que la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo sería perfectamente admisible en el marco jurídico chileno, poniendo como ejemplo relevante el caso español.

El activismo chileno tampoco ha renunciado nunca a la aprobación de una ley de matrimonio igualitario, ni siquiera tras conseguir la aprobación de una ley de uniones civiles. Recordemos, en este punto, que la presidenta Michelle Bachelet prometía en marzo de 2013 que en caso de ser elegida abriría el proceso de discusión sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Os dejamos, para terminar, con un breve reportaje de CNN Chile que recoge varias declaraciones relacionadas con el tema:

Imagen de previsualización de YouTube

Fuente MOVIL/Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Un tribunal chileno rechaza el recurso de una pareja gay por no poder contraer matrimonio, pero sugiere a España como ejemplo a seguir

Lunes, 13 de junio de 2016

corteSignificativa sentencia la de la Tercera Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago, que por un lado ha rechazado el recurso de de Ramón Gómez y Gonzalo Velásquez por la negativa del Registro Civil a celebrar su matrimonio, argumentando que la decisión sobre el matrimonio igualitario es responsabilidad de otros órganos del Estado, pero que por otro admite que la celebración de matrimonios entre personas del mismo sexo sería perfectamente admisible en el marco jurídico chileno, poniendo como ejemplo relevante el caso español.

Como adelantamos en febrero, por primera vez en la historia de Chile la Corte de Apelaciones de Santiago (en concreto, su Sala Primera) admitía un recurso por esta causa, planteado por Ramón Gómez (presidente del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual, MOVILH) y su pareja Gonzalo Velásquez, a los que el Registro Civil no permitió celebrar su matrimonio. La mera admisión del recurso, elaborado bajo la batuta del abogado y activista del MOVILH Jaime Silva, fue considerada por el activismo chileno como un importante avance, en un contexto en el que la discusión sobre el matrimonio igualitario está sobre la mesa de la agenda política chilena.

El fallo de la Sala Tercera de la Corte de Apelaciones, aun ajustándose a una previsible negativa, permite sin embargo hacer un análisis relativamente optimista. Por un lado, el tribunal señala que a día de hoy el matrimonio entre personas del mismo sexo no es posible en Chile. “Nuestra legislación vigente establece que el contrato de matrimonio sólo puede celebrarse entre un hombre y una mujer y el Servicio de Registro Civil se encuentra obligado a respetar la legislación aplicable a las materias respecto de las que se le ha otorgado competencia”, expresa. La Corte de Apelaciones añade que toda iniciativa para extender el matrimonio a personas del mismo sexo “está entregada a otros Poderes del Estado, no siendo esta Corte, ni la presente acción cautelar la vía idónea para pronunciarse sobre la materia” y recuerda que ni siquiera le compete “pronunciarse sobre la inaplicabilidad de una norma legal, estando entregada dicha tarea al Tribunal Constitucional”.

La Corte de Apelaciones de Santiago podría haberse quedado ahí, pero resulta significativo que sí elabore un cierto análisis jurídico de fondo, al expresar que “la cuestión sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo” ha sido un asunto “que ha motivado diversas discusiones sobre su legitimación y nuestro país no se encuentra ajeno a ello”. En este sentido, el tribunal recuerda que ya en 2014 ingresó a tramitación parlamentaria un proyecto de ley de matrimonio igualitario, nombra a 24 países que ya lo han aprobado, y muy especialmente destaca el fallo del Tribunal Constitucional español. “Estos sentenciadores estiman oportuno destacar la experiencia del Derecho español sobre la materia”, indica la Corte, haciendo mención a la obra Podemos hacer más. Otra forma de pensar el Derecho, del catedrático de la Universidad de Alicante Manuel Atienza.

Un texto que analiza la sentencia del Constitucional español sobre el matrimonio igualitario, concluyendo que “la nueva regulación no desfigura la institución matrimonial, por estas dos razones: 1) la esencia de la institución radica en el afecto mutuo entre los contrayentes, junto con las notas de libertad e igualdad, y no en la característica –tradicional, pero no esencial- de que los contrayentes sean personas de distinto sexo; y 2) debe interpretarse según un canon de ‘interpretación evolutiva’ que tenga en cuenta lo que la sentencia llama la ‘cultura jurídica’; y esa cultura jurídica mostraría una tendencia en diversos países de nuestro entorno a admitir esa modalidad de matrimonio, al tiempo que, en el caso español, diversas encuestas de opinión ponen de manifiesto la existencia de una mayoría de la población que aprueba la nueva modalidad de matrimonio, mayoría que es todavía más amplia si lo que se considera es el segmento de población más joven”. Un texto referenciado por el propio fallo de la Corte de Santiago.

Los demandantes apelarán

Desde el MOVILH ya se ha señalado que los demandantes apelarán la sentencia ante la Corte Suprema y valorarán recurrir de nuevo al Tribunal Constitucional. “A nuestro entender, es responsabilidad también del Poder Judicial posibilitar el avance del matrimonio igualitario, como ha ocurrido en muchos países”, señalan desde este colectivo, que considera “de la máxima relevancia” y “un punto positivo para el avance del matrimonio igualitario” que la Corte de Apelaciones haya destacado en extenso el fallo del Constitucional español favorable a este derecho.

“La Corte de Apelaciones de Santiago dijo lo que piensa debería ocurrir: que otros órganos del Estado no solo se pronuncien sobre el matrimonio igualitario, sino que posibiliten su avance, pues al hacerlo, no se dañan derechos a nadie, y, por el contrario, se igualan derechos. Este sin duda es un aporte de la Corte, pero no el suficiente y por ello llegaremos hasta la Suprema, esta vez con más argumentos a favor”, ha añadido el MOVILH.

De las uniones civiles al matrimonio igualitario

Tras la aprobación de las uniones civiles, en octubre del año pasado recogíamos la celebración de las primeros enlaces entre parejas del mismo sexo en Chile. Algunos con una gran repercusión mediática, como la del carabinero gay que se convirtió en el primer miembro de las fuerzas de seguridad en unirse con su pareja en este país. El activismo LGTBI de ese país, mientras tanto, sigue luchando para conseguir la aprobación del matrimonio igualitario, aún una asignatura pendiente.

La vía judicial, en este sentido, es solo una de las que se están trabajando. De hecho, la Primera Sala de la Corte de Apelaciones de Santiago admitía en febrero un recurso de protección presentado por el MOVILH contra la prohibición del matrimonio entre personas del mismo sexo en Chile. El proceso judicial emprendido por la organización LGTB chilena, bajo la batuta del abogado y activista Jaime Silva, se motivó en la negativa de conceder hora a Ramón Gómez Roa y Gonzalo Velásquez para celebrar su matrimonio. Recordemos, en este punto, que la actual presidenta de Chile, Michelle Bachelet, prometía en marzo de 2013 que en caso de ser elegida abriría el proceso de discusión sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo. Algo que por el momento continúa sin materializarse, pese a que ya a finales de 2014 se presentaba una primera iniciativa parlamentaria en ese sentido y recientemente ha vuelto a prometerlo.

En paralelo a este proceso, hace poco más de un año nos hacíamos eco de que el Gobierno de Chile y el MOVILH acercaban posturas para llegar a una solución amistosa a la demanda interpuesta por este colectivo en 2012 contra el estado chileno ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIHD) por prohibir precisamente el matrimonio igualitario, ante la perspectiva de que un proyecto de ley sobre la materia se discutiese en el Congreso.

En paralelo a este proceso, sigue adelante la demanda interpuesta en 2012 por el MOVILH contra el Estado chileno ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIHD) por prohibir el matrimonio igualitario ante la perspectiva de que un proyecto de ley sobre la materia se discutiese en el Congreso. Hace poco más de un año nos hacíamos eco de que el Gobierno de Chile y el MOVILH acercaban posturas para llegar a una solución amistosa a la demanda. Precisamente la CIDH, ante la posibilidad de que el asunto pueda resolverse por la vía parlamentaria, estaría intentando forzar estos días una solución amistosa por la cual el MOVILH retiraría la demanda a cambio de que el Gobierno chileno impulse definitivamente un proyecto de ley de matrimonio.

Desde el MOVILH han señalado que “estamos haciendo todas las gestiones jurídicas, legislativas y políticas, tanto en Chile como en el extranjero, para que nuestro país avance a la aprobación del matrimonio igualitario, una promesa presidencial que debe cumplirse en honor a la palabra empeñada y para garantizar un real respeto a los derechos humanos de todas las familias”.

Fuente MOVILH, Dosmanzanas

General, Historia LGTB , , , , , , , , , , , ,

La pareja Sun y Hu o la lucha por el matrimonio homosexual en Asia

Sábado, 11 de junio de 2016

Sun_Wenlin-400x250China dejó de catalogar la homosexualidad como enfermedad en 2001 pero aún existe el temor al rechazo

Se producen miles “matrimonios falsos” en los que un gay y una lesbiana se casan para llevar vidas paralelas

Tras entablar conversación en un chat, los chinos Sun Wenlin y Hu Mingliang no tardaron mucho en conocerse en persona. A esa primera cita le siguieron muchas otras, con paseos por el parque, veladas de cine y palomitas o noches de copas en los bares. Cuando ya llevaban un año juntos, estos dos hombres decidieron dar un paso más y casarse.

El 23 de junio de 2015, su primer aniversario, acudieron a la oficina del registro civil local de Furong, en la provincia china de Hunan, para inscribir oficialmente su unión. Sin embargo, su alegría se vio empañada cuando un empleado se negó a hacerlo arguyendo que la ley del país no permite el matrimonio entre personas del mismo sexo.

Lejos de desistir, Sun demandó a esta oficina y, para sorpresa de muchos, un tribunal de Changsha admitió a trámite la demanda. Aunque el proceso debía comenzar a finales de enero, se suspendió a última hora hasta el 13 de abril. Ese día, poco duraron las esperanzas de estos dos jóvenes y sus cientos de partidarios reunidos a la puerta del tribunal. A las pocas horas, el juez se pronunció en su contra y desestimó la demanda. La pareja recurrió.

“Tanto si me quiero casar como si no, debería ser yo quien lo decida. Es un derecho humano básico y quiero poder disfrutarlo”, declaró Sun, de 27 años, a los medios congregados en enero para cubrir la vista. “Había tenido otras relaciones, y ya me había planteado el casarme antes. El Estado no me lo permite, mi familia no me lo permite. Hay demasiados obstáculos”, dijo por su parte Hu, guardia de seguridad de 37.

Aunque China dejó de catalogar la homosexualidad como enfermedad en 2001 y se han producido pequeños avances en los últimos años, mucha gente todavía oculta su orientación sexual a familiares y miembros de su entorno por temor a ser rechazados. La presión social por casarse es tal que, según informes de medios locales, en el país hay miles de “matrimonios falsos” en los que un gay y una lesbiana se casan para mantener las apariencias mientras llevan una vida paralela.

No obstante, cada vez son más los miembros de la comunidad LGTB china que han decidido pelear por hacer valer sus derechos, y aunque se enfrentan a enormes dificultades, estos colectivos han ido ganando con los años presencia pública, sobre todo en las grandes ciudades.

“Antes, las generaciones más mayores pensaban que este era un asunto occidental que no concernía a los países de Asia, pero poco a poco esa concepción está cambiando. Hay que trabajar más para que se acepte que la cuestión de los derechos LGTB es un hecho global, y que todos los países deben respetarlos“, cuenta a este diario Xiao Tie, directora ejecutiva del Centro LGTB de Pekín.

Según ella, la iniciativa de Sun y Hu es la última de una serie de acciones que desde 2009 han llevado a cabo diferentes colectivos para reivindicar su derecho a casarse, y espera que su caso “sirva de ejemplo y ayude a que más gente pelee contra la discriminación y en apoyo de las uniones entre personas del mismo sexo”.

En julio de 2015, la activista Li Tingting y su pareja Teresa Xu organizaron una ceremonia nupcial informal en Pekín para demandar este derecho. “El caso de estos dos chicos va más allá del resultado”, declaró Li en las redes sociales. “Es un paso adelante para intentar abrir el diálogo con las autoridades por medios legales”.

De entre los 22 países que a día de hoy han legalizado el matrimonio entre personas del mismo sexo, no hay ningún asiático en la lista. Pese a que la región más oriental del continente ha sido testigo en las últimas décadas de cómo sus comunidades LGTB han logrado una mayor aceptación social y pequeños avances legales, nadie esconde que su situación es todavía altamente discriminatoria y está lejos de alcanzar la normalidad de la que disfrutan en otras naciones.

De acuerdo con un informe del Comité de Derechos Humanos para Corea del Sur, muchos jóvenes LGTB sufren acoso en el colegio, mientras que los mayores corren el riesgo de perder su trabajo por su orientación sexual o identidad de género. Según otro estudio, el intento de suicidio entre esos jóvenes asciende a un sorprendente 45,7% de los encuestados.

Nara Lee, del grupo Solidaridad para LGTB de Corea del Sur, explica cómo la mayor oposición viene desde la conservadora derecha radical cristiana, que incluso ha llegado a protagonizar ataques violentos contra actos en los que se reclamaban mayores libertades para el colectivo. “Los jóvenes están más dispuestos a aceptarnos”, dice por email Lee, “pero se necesita más tiempo. Leyes como la del matrimonio entre personas del mismo sexo no serán posibles hasta pasados unos años”, añade.

Situación similar es la que se vive en Hong Kong, región autónoma que pertenece a China pero que cuenta con leyes propias. En esta moderna ciudad, diferentes agrupaciones llevan más de 20 años luchando por la aprobación de una ley contra la discriminación por orientación sexual, pero todavía no se ha conseguido. Para la mayoría, el matrimonio homosexual es un objetivo que queda muy lejos.

Ahora, las esperanzas de muchos están puestas en Taiwán, lugar en el que el colectivo LGTB disfruta de mayor aceptación y derechos. “Más de la mitad de la población apoya el matrimonio gay”, declaró a este diario Victoria Hsu, renombrada activista de la isla. Para ella, el momento actual es el apropiado, con una recién elegida presidenta Tsai Ing-wen que ya ha declarado públicamente su apoyo a la aprobación de una ley que permita el enlace entre personas del mismo sexo. “Pero deben darse prisa. Cuatro años pasan muy rápido y, si no lo hacen, miles de personas se van a sentir muy defraudadas”.

Muchos esperan que la aprobación de esta ley, la primera del continente, suponga un revulsivo que anime a otros países del entorno a adoptar legislaciones similares. Como dice Sun, “mi sueño es que cuando alguien vea a una pareja gay o lesbiana paseando de la mano por la calle, no los miren como bichos raros o los observen curiosos. Somos como cualquier otra persona, por lo que seguiremos luchando por nuestros derechos”.

Fuente El Mundo

Cristianismo (Iglesias), General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , ,

La “Coalición por la Familia” de Rumanía recoge tres millones de firmas para prohibir el matrimonio igualitario

Miércoles, 8 de junio de 2016

coalitiaLa “Coalición por la Familia” de Rumanía, un grupo de asociaciones respaldado por la Iglesia ortodoxa, ha logrado reunir tres millones de firmas para obligar al Gobierno rumano a convocar un referéndum, cuyo propósito es reformar la Constitución para que se prohíba expresamente el matrimonio entre personas del mismo sexo. Presentadas en el Parlamento, el único medio para evitar la celebración de la consulta popular es un dictamen del Tribunal Constitucional que declarase contrario a la Carta Magna la supresión de los derechos y libertades fundamentales de los ciudadanos, tal y como se establece en la legislación rumana.

La Constitución de Rumanía describe el matrimonio como la unión de dos esposos, sin especificación de su sexo, aunque la legislación actual no permite el matrimonio para las parejas del mismo sexo y ni siquiera existe ningún tipo de unión civil o reconocimiento legal semejante. A pesar de ello, los grupos opuestos al matrimonio igualitario, encabezados por la Iglesia ortodoxa, temen que una decisión judicial o un futuro impulso político puedan establecer la inclusión en la institución matrimonial de las parejas del mismo sexo. Los diferentes grupos decidieron unirse y formar la “Coalición por la Familia”, con el propósito de impulsar una iniciativa popular al respecto.

Según la legislación rumana, la convocatoria popular de un referéndum necesita de 500.000 firmas para poder ser presentada ante el Gobierno. La “Coalición por la Familia” ha logrado recoger alrededor de 3.000.000, que ya han sido presentadas en el Parlamento, con el objetivo de reformar la Constitución para que defina el matrimonio como la unión de un hombre y una mujer, además de prohibir expresamente las uniones de personas del mismo sexo.

Satisfacción entre los LGTBfobos

Untitled38-220x220El presidente de la “Coalición por la Familia”, Mihai Gheorghiu, expresaba su satisfacción por el logro porque considera que “estamos asistiendo a una primicia histórica, tanto a nivel nacional como europeo: tres millones de ciudadanos rumanos, en un gran esfuerzo de solidaridad, han firmado la iniciativa para la modificación de la Constitución. Es más, Rumania forma  parte de una tendencia europea. Hay una iniciativa europea para definir el matrimonio en estos términos y tenemos los ejemplos de Croacia y Eslovenia el año pasado, que ya han dado lugar a referendos exitosos para incluir esta definición en sus constituciones”.

En efecto, el pasado 2015 la población de Eslovenia votó mayoritariamente a favor de la derogación del matrimonio igualitario, que había sido aprobado por su Parlamento. Los croatas votaron en 2013 la reforma de su Constitución para definir expresamente el matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer. También lo hacen así otras constituciones de países de Europa central y oriental, como Polonia, Hungría, Serbia, Montenegro, Bulgaria, Letonia, Lituania, Bielorrusia, Ucrania y Moldavia.

Una muestra de la actitud hipócrita e intolerante de quienes apoyan la discriminación de las personas LGTB son las declaraciones de Laura Sturzu, una de las firmantes de la iniciativa de referéndum:

Me decidí a firmar el apoyo a esta iniciativa porque creo que la Constitución del país debe estar en consonancia con nuestros valores, nuestros principios y nuestras tradiciones.

Hace poco visité España y me indignó ver a las parejas homosexuales caminando de la mano o besándose ostentosamente en las calles o enfrente de niños pequeños. Yo respeto la elección sexual y el comportamiento de todo el mundo, siempre que se exprese de forma privada. No quiero que nuestros valores tradicionales sean sustituidos por este tipo de comportamientos.

 Alarma entre los defensores de los derechos LGTB

remus-cernea_thumb2El diputado verde Remus Cernea, que en 2014 presentó un proyecto de ley de uniones civiles abierto a las parejas del mismo sexo que fue rechazado por el Parlamento, define la iniciativa de referéndum como un ejemplo de la tiranía de la mayoría”. Para Cernea, “esos tres millones de personas que han firmado no aceptan la igualdad de derechos, y quieren imponer sus puntos de vista homofóbicos al conjunto de la sociedad”.

El representante verde confía, sin embargo, en que se afiance al apoyo a la igualdad de derechos, pues “a pesar del gran número de los que promueven la homofobia, cada vez hay más personas que hablan y escriben a favor de los derechos LGTBI. Pero todavía tenemos que hacer frente a la enorme ola de las fuerzas conservadoras, apoyadas por algunas de las iglesias de Rumania. Será una batalla larga y difícil”. También expresa su confianza en que el Tribunal Constitucional anule la convocatoria del referéndum porque “no puede revisarse la Constitución si la reforma da lugar a la supresión de los derechos y libertades fundamentales de los ciudadanos”, tal como se establece en la legislación rumana.

Vlad-Levente-ViskiVlad Viski, presidente de MozaiQ, una organización de defensa de los derechos LGTBI de Rumanía, afirma que la “Coalición por la Familia” no se detendrá si tiene éxito en la prohibición del matrimonio igualitario. Entre sus planes están la intención de proponer la prohibición del aborto y la pornografía, legislar políticas que desalienten el divorcio, e instar la prohibición de cualquier tipo de educación sexual en las escuelas.

Según teme Viski, “la comunidad LGTBI de Rumanía parece tener muy pocas opciones en la batalla contra el Goliat que es la Iglesia ortodoxa. Los grupos locales cuentan con pocos fondos, muy pocas personas fuera del armario y dispuestas a representar la causa, y todavía hay miedo entre los activistas a pedir abiertamente la legalización del matrimonio entre personas del mismo sexo”.

Para el activista, con este referéndum se pone también en juego el futuro de las libertades en Rumanía: “En estos días y en los próximos meses, Rumanía se enfrenta a una decisión importante, no sólo sobre los derechos LGTBI, sino también sobre el camino que quiere tomar en lo que respecta a la democracia, los valores europeos, la separación entre Iglesia y Estado y la protección de las minorías. Puede optar por volver a un pasado donde el aborto y la homosexualidad eran ilegales, o puede seguir avanzando y apoyar a sus ciudadanos LGTBI, la igualdad y la justicia para todos, independientemente de su raza, etnia, orientación sexual, identidad de género, capacidades físicas o condición socioeconómica”.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Iglesia Ortodoxa , , , , , , , , , ,

La justicia surcoreana deniega el derecho al matrimonio a una pareja de hombres

Sábado, 4 de junio de 2016

skorea_gay_0211Un tribunal de distrito de la ciudad de Seúl ha rechazado la demanda presentada por el cineasta surcoreano Kim-Jho Gwang-Soo y su compañero sentimental Kim Seung-Hwan para ver reconocido su derecho a casarse legalmente. La iniciativa de la pareja, que piensa recurrir la sentencia, ha reavivado el debate sobre el matrimonio igualitario en el país asiático.

Kim-Jho Gwang-Soo y Kim Seung-Hwan celebraron una boda de carácter simbólico en 2013 para visibilizar la discriminación a la que se enfrentan las parejas del mismo sexo. La administración local, sin embargo, les denegó la inscripción del enlace en el registro, alegando que la Constitución surcoreana solo reconoce los matrimonios entre hombre y mujer.

La pareja recurrió ante la justicia local en julio del año pasado, la primera vez que se producía una demanda de este tipo en Corea del Sur. Pero el tribunal de distrito correspondiente rechazó el recurso el pasado miércoles y ratificó la decisión de las autoridades locales. La corte consideró que las leyes vigentes “se basan en la noción de un vínculo conyugal que significa una unión entre sexos diferentes”.

El fallo no ha cogido por sorpresa a Kim-Jho Gwang-Soo y Kim Seung-Hwan, que han declarado su intención de seguir recurriendo a tribunales superiores. Su abogada, Ryu Min-Hee, considera que “en caso de duda, las leyes deben ser interpretadas de acuerdo con la Constitución”, que establece la igualdad de derechos de todos los ciudadanos.

El cineasta y su compañero, muy conocidos en Corea del Sur, emplazaron a otras parejas del mismo sexo a seguir su ejemplo, porque “la legislación llegará antes si la parte implicada se hace más grande”. Al menos dos parejas más han hecho caso de su llamamiento. En cualquier caso, con independencia del resultado final del proceso, la visibilidad de la pareja ya es un poderoso símbolo contra la discriminación en una sociedad todavía fuertemente conservadora frente a la realidad LGTB.

Derechos LGTB en Corea del Sur: esperanza y decepción

Corea del Sur, uno de los países económicamente más desarrollados de Asia, sigue, como su vecino Japón, sin reconocer ningún derecho a las personas LGTB salvo el del cambio legal de género tras cirugía de reasignación. El país, en el que casi la mitad de la población se declara irreligiosa (con la otra mitad dividida entre budistas y cristianos), ha abierto en los últimos años tímidamente el debate sobre la igualdad. En las elecciones presidenciales de 2012, el candidato liberal Moon Jae-in prometió explorar “alternativas institucionales” al matrimonio igualitario, pero la presión cristiana, también en esta ocasión, lo obligó a desdecirse.

El alcalde de Seúl, Park Won-soon, mostró en octubre de 2014 su apoyo a los derechos LGTB, incluyendo el matrimonio igualitario, en declaraciones a un periódico de San Francisco (Estados Unidos). El jefe de la corporación municipal manifestaba entonces su deseo de que el país adelantara a Taiwán y se convirtiera en el primero de Asia en abrir el matrimonio a las personas del mismo sexo.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , ,

Encantadora boda “de pega” de dos niños varones en una escuela belga

Viernes, 3 de junio de 2016

La escuela Freinetschool De Boomgaard, situada en Gante, suele realizar supuestas ceremonias de boda entre algunos alumnos, como una manera de aprender los usos sociales y la construcción de la sociedad en forma de juego. Habitualmente, las parejas que contraen matrimonio están formadas por un niño y una niña, pero este año ha sido más especial.

Titus y Otto, que son el mejor amigo el uno del otro, pidieron ser la pareja que se casara en esta ocasión, y los responsables de la escuela estuvieron completamente de acuerdo. Su profesora ofició la supuesta boda, y sirvieron de testigos sus compañeros de clase y otros miembros del profesorado. Titus y Otto se vistieron con sus mejores galas, sombreros incluidos, e intercambiaron en la ceremonia bandas de amistad. Lo podéis ver en este vídeo:

Se trataría de la primera vez que en el juego de los matrimonios se casan dos niños del mismo sexo, lo cual, según la cadena que difundió la noticia, servirá como una “bonita señal” tanto para los compañeros de clase de Titus y Otto como para el resto del mundo. Desde luego, aparte de encantadora, la idea es todo un logro de la normalización desde la infancia.

Recordemos que Bélgica fue el segundo país en aprobar el matrimonio igualitario, en 2003, y que también fue el segundo país en contar con un jefe de Gobierno abiertamente homosexual, Elio Di Rupo.

Fuente Dosmanzanas

General , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.