Archivo

Entradas Etiquetadas ‘Asesinatos’

Asesinan a machetazos a uno de los responsables de la única revista gay de Bangladesh

Jueves, 28 de abril de 2016

Xulhaz Mannan, xulhaz-mannan-fb1

El director de la primera y única revista de temática LGBT de Bangladesh ha sido asesinado a machetazos en su domicilio de Daca.

En el mismo ataque ha sido asesinado también otro hombre cuya identidad no ha sido revelada pero que, según la prensa local, se trata de Tonoy Mojumdar, que también trabajaba en la revista Roopbaan, y una persona más resultó herida.

Los agresores todavía no han sido identificados, según el portavoz de la policía, Maruf Hossain Sorder.

Asesinado a machetazos, presuntamente a manos de islamistas. Xulhaz Mannan, activista y fundador de Roopbaan, la única publicación LGTB de Bangladesh (lanzada en enero de 2014), ha pagado con su vida su coraje. Junto a él fue también asesinado Tanay Fahim, otro activista que se encontraba en ese momento con él.

El director de la revista Roopbann, la primera y única revista de temática LGBT que se publica en Tailandia, Xulhas Mannan, de 35 años de edad, ha sido asesinado a golpe de machete, junto con Mahbub Tonoi, también activista gay, en un apartamento de Daca, la capital del país, en la zona de Kalabagan, este lunes.

Se trató de un asesinato perfectamente planificado. Tres atacantes llegaron el lunes 25 por la tarde al edificio en el que vivía el activista y aseguraron que tenían un paquete para Mannan. El guarda de seguridad del edificio consultó con el activista, que le dijo que no esperaba ningún envío y le pidió que no los dejara entrar (Mannan había sido ya amenazado de muerte a través de internet). Los  asesinos acuchillaron al guarda, que resultó herido en un ojo y en un brazo (afortunadamente él ha salvado la vida) y penetraron en el edificio, asesinando a Mannan y a Fahim, un activista menos conocido que se encontraba con él (las fuentes locales lo identifican como amigo de Mannan, desconocemos si la relación que les unía era en realidad de pareja).

“Una persona llego con una caja identificándose como personal de un servicio de mensajería”, explica un portavoz de la policía. El portero del edificio explica que todo sucede sobre las 17:00 horas por un grupo formado por seis personas que también le atacaron cuando, media hora después y tras escuchar gritos, se acerca a comprobar lo que está sucediendo.

El ataque contra Mannan, que además de ser muy conocido por su activismo en el país trabajaba también en la embajada de Estados Unidos, se produce dos días después del asesinato –también a machetazos– de un profesor universitario liberal a manos de presuntos militantes islamistas. Un atentado que se ha atribuido el Daesh, pese a que el Gobierno bangladesí insiste en que esta organización terrorista no tiene presencia en el país.

Desde febrero del pasado año, militantes supuestamente islamistas han asesinado a seis escritores y blogueros ateos, críticos con el fundamentalismo islámico, entre los que se incluye el reconocido escritor Avijit Roy. También fueron muertos a machetazos dos trabajadores extranjeros –un italiano y un japonés– y miembros de minorías religiosas. Bangladesh es un país de mayoría musulmana, aunque es oficialmente aconfesional.

tonoy-mojumdar-fbTonoy Mojumdar

Xulhaz Mannan, además de fundar Roopbaan, la única revista de temática gay del país, que nació en 2014 para promover la tolerancia en un país fuertemente conservador que prohíbe por ley la homosexualidad y la condena con la cárcel, era también el promotor del incipiente Orgullo de Bangladesh o “Marcha Arcoiris”, que comenzó a organizarse en 2014 el 14 de abril, aprovechando el paraguas de las celebración del tradicional Año Nuevo bengalí (que se celebra esa fecha), y que de hecho este 2016 fue expresamente prohibido por la Policía alegando razones de seguridad. Antes de la marcha, el activista afirmó que había recibido amenazas de grupos islamistas.

Con el asesinato de Mannan desaparece una figura de referencia para el activismo de Bangladesh, un país en el que declararse abiertamente LGTB es un acto de verdadero heroísmo.

El activista fallecido también trabajaba en la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID), motivo por el que desde la embajada han condenado el asesinato. Marcia Bernicat, embajadora estadounidense en Bangladesh, condenó el asesinato de los dos activistas: “Estoy devastada por el brutal asesinato de Xulhaz Mannan y el otro jovencondenamos estos actos de violencia sin sentido e instamos al gobierno de Bangladesh a detener a los criminales detrás de estos asesinatos con la mayor firmeza”. Además, Marcia Bernicat, reclamó al Gobierno que se movilice para capturar a los responsables de las muertes. Los activistas laicos llevan largo tiempo reclamando al Ejecutivo que se ponga manos a la obra para combatir a los islamistas que, según afirman, tienen una lista negra de personas non gratas por su corte liberal.

De población mayoritariamente musulmana, Bangladesh ha sufrido una serie de violentos ataques por parte de yihadistas contra activistas liberales y de minorías religiosas, como consecuencia del crecimiento del extremismo religioso. A manos de presuntos yijadistas, dos días antes era igualmente asesinado con un machete un profesor de inglés de la Universidad, Rezaul Karim Siddique, de 58 años de edad, al que siguieron desde una parada de autobús hasta su domicilio, en la ciudad de Rajshani. A comienzos del mes de abril, un bloguero ateo, Nazimuddim Samad, de 28 años de edad, era asesinado en las cercanías de la Universidad de Jagannath, donde estudiaba.

Mannan también era uno de los organizadores del “desfile del arco iris”, que se celebra en Daca desde 2014, el 14 de abril, coincidiendo con el nuevo año bengalí. Este año había sido cancelado por la policía, lo que no impidió que algunas personas lo celebraran igualmente. La policía detuvo por ese motivo a cuatro personas, que retuvieron en dependencias policiales hasta que sus familias fueron informadas de que “sus hijos eran homosexuales”, según explica un amigo cercano a Mannan y residente en los Estados Unidos. Las relaciones homosexuales están castigadas por ley en Bangladesh, forzando a muchos activistas al exilio.

“Ha habido cuatro muertes deplorables sólo este mes. Es sorprendente que nadie haya rendido cuentas por estos horribles ataques y que no se haya ofrecido ninguna protección a los miembros amenazados de la población civil (…). Las autoridades de Bangladesh tienen la responsabilidad legal de proteger y respetar el derecho a la vida. Deben centrarse urgentemente en proteger a aquellos que valientemente expresan sus opiniones sin violencia, y llevar a los asesinos a la justicia. Las autoridades deben condenar enérgicamente estos horribles ataques”, denuncia Champa Patel, director de Amnistía Internacional en el sur de Asia.

“Esto es inaceptable. Las personas pueden tener sus creencias y orientación (sexual), pero al final del día, cada individuo tiene sus derechos individuales a vivir la vida que quiera”, defiende Rashed Zaman, profesor de relaciones internacionales de la Universidad de Dhaka.

El asesinato a machetazos de Julhas Mannan, editor de la única revista de la comunidad LGBT en Bangladesh y de Mahbib Tonoi, trabajador de la Agencia de EEUU para el Desarrollo Internacional (USAID) ha llevado a la Unión Europea a exigir una investigación acerca de la oleada de ataques que se están produciendo contra el colectivo LGTB.

Entre la comunidad internacional siempre se ha considerado como uno de los países islámicos más moderados. Sin embargo, los hechos sucedidos en los últimos meses nos dan pistas más que claras del viaje hasta el extremismo que está viviendo el país. En el último año, grupos de extremistas se han dedicado a acabar con la vida de pensadores críticos con el fundamentalismo religioso, situación que ha creado la alarma entre los cristianos, ateos y activistas de la comunidad LGTB.

Bangladesh, recordemos, es una de las antiguas colonias británicas que mantiene en vigor la tristemente conocida sección 377, que establece que “el que voluntariamente mantenga relaciones carnales contra natura con varón, mujer, o animal, será castigado con pena de prisión de cualquier tipo, desde reclusión durante diez años hasta cadena perpetua, y podrá ser también castigado con una multa”. El Gobierno de Bangladesh, país de mayoría musulmana, rechazó en 2013 su derogación, pese a ser instado a ello por el Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas.

En un país donde la homosexualidad puede suponer una pena de hasta cadena perpetua según el código penal, el colectivo LGTB se encuentra en una posición de extrema debilidad. A pesar de ello, los activistas han conseguido avances. En 2014, nacía ‘Roopbaan‘, la primera publicación que se centraba en la comunidad LGTB, además, este año se ha celebrado por primera vez el primer Bangladesh Pride. Avances que se han pagado con sangre, de manera literal. Y es que los los últimos ataques perpetrados por estos radicales han golpeado en el centro del activismo LGTB del país: Julhas Mannan era el editor de ‘Roopbaan‘ y Mahbub, uno de los activistas más visibles del país.

La UE ha trasladado sus “profundas condolencias” a las familias de las víctimas y ha deseado una “pronta” recuperación a los heridos y ha dejado claro que “espera que el Gobierno de Bangladesh garantice la libertad de expresión como un Derecho Humano fundamental y promueva su respeto“.

“Tiene que haber investigaciones exhaustivas de estos asesinatos para garantizar que los responsables son llevados ante la Justicia”, ha dicho la Alta Representante de Política Exterior y de Seguridad Común de la UE, Federica Mogherini, a través de un comunicado de su portavoz.

“También es esencial garantizar la protección y seguridad de todos los ciudadanos”, ha remachado en la nota, en la que recuerda que el asesinato “brutal” de dos activistas de la comunidad LGBTI en Dacca, en “un ataque horroroso” en el que también resultaron heridos un policía y un agente de seguridad, es “el tercer ataque violento” en el país “en menos de un mes” tras los asesinatos de un estudiante de Derecho el 6 de abril y de un profesor de inglés el 23 de abril.

El asesinato de Mannan se inscribe, en cualquier caso, en el contexto de una brutal campaña de violencia desatada por islamistas armados contra líderes de opinión contrarios al fundamentalismo islámico, entre ellos varios blogueros laicos.

Descansad en paz, valientes. Os llevaremos en nuestra memoria.

Fuente Agencias/Dosmanzanas/Redacción Chueca

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Asesinato homófobo en Rusia: el periodista Dmitry Tsilikin, apuñalado hasta la muerte por un joven simpatizante de la extrema derecha

Sábado, 16 de abril de 2016

2016-04-russa-eca-tsilikinOtra terrible noticia la que nos llega desde Rusia, convertida desde hace unos pocos años en un infierno para las personas LGTB. Dmitry  Tsilikin, conocido periodista cultural, colaborador de varios medios y crítico teatral, ha sido asesinado en su casa de San Petersburgo. El asesino es el estudiante de 21 años Sergei Kosirev, simpatizante de la extrema derecha.

Dmitry Tsilikin era homosexual, aunque no lo había hecho público. Algo a lo que las personas LGTB rusas están acostumbradas, si no quieren exponerse al ostracismo social, al acoso, a represalias en sus lugares de trabajo e incluso a persecución legal si  se considera que su visibilidad puede ser entendida como “promoción de las relaciones no tradicionales”. Pero incluso limitando su visibilidad a círculos privados, muchos caen en las trampas que les tienden -sobre todo a través de internet- extorsionadores y grupos vinculados a la extrema derecha (Occupy Pedofilyaj y similares), que los someten a terribles vejaciones que con frecuencia graban en vídeo y difunden en redes sociales con el objeto de arruinar sus vidas.

Aunque las primeras informaciones nada decían sobre la posible causa, todo apunta a que el asesinato de Tsikilin se encuadra en este contexto de brutal homofobia. Tsikilin y Sergei Kosirev entablaron contacto a través de internet, concertando un encuentro en casa del periodista. Es difícil saber lo que sucedió allí, pero según la investigación policial el joven le habría chantajeado. Sea como fuese la discusión acabó con el apuñalamiento de Tsikilin, con el que Kosirev se ensañó especialmente: el periodista murió desangrado, tras recibir una docena de cuchilladas. Su cadáver no fue encontrado hasta el 31 de marzo, varios días después de su muerte (que la investigación ha situado después el 27 de marzo). El asesino aprovechó para robarle un ordenador portátil y la cartera antes de abandonar la casa.

La policía dio con Kosirev rastreando las llamadas de teléfono de Tsikilin. Aunque las versiones sobre su testimonio difieren ligeramente, lo que parece claro es que tras su detención el joven, simpatizante de la extrema derecha, admitió haber asesinado a Tsikilin movido por el odio y el afán de “limpieza” social. Tanya Cooper, investigadora en Rusia de la organización Human Rights Watch, sospecha sin embargo que ni aun así se reconocerá el componente homófobo. “Rusia dispone de leyes contra los delitos de odio que podrían aplicarse. Pero tengo razones para ser escéptica: de las varias docenas de ataques antiLGTB que he documentado en años recientes, ninguno fue investigado ni perseguido como delito de odio. Ni siquiera aquellos en los que más descaradamente el odio era la causa”, ha escrito.

Silencio, vergüenza, miedo…

Muy interesante nos ha parecido, en este sentido, el artículo que la periodista ruso-estadounidense Masha Gessen ha publicado en The New York Times, en el que precisamente denuncia el trato que los medios y la propia sociedad rusa dan a asesinatos como el de Tsikilin. Gessen cita el estremecedor testimonio de Alexander Smirnov, un funcionario ruso hoy solicitante de asilo en Estados Unidos, uno de cuyos amigos murió asesinado de la misma forma que Tsikilin, y que sufrió además en sus propias carnes una brutal agresión tras concertar un encuentro online.

“Les rogué que al menos no me mataran. No puedes imaginarte la vergüenza que sentía ante ellos, que eran los que habían entrado en mi hogar y casi me matan. Se llevaron todo lo que tenía, hasta mi teléfono. Ellos eran los delincuentes, pero yo era el que me sentía avergonzado. Temblando, no pude ni llamar a una ambulancia, porque hubiera tenido que explicarles lo que me había pasado. Y por supuesto, no podía decir nada en el trabajo. Pedí a unos amigos que llamaran a la oficina y dijeran que me habían asaltado en una parada de autobús. Y no acudí a la policía. Hubiera resultado muy fácil encontrar a los atacantes, pero no tenía el valor de ponerme delante de un policía en uniforme. Ahora me culpo por haber sido débil, porque aquellos dos han podido matar a otros”, cuenta Smirnov a Gessen.

La periodista, que denuncia el clima de vergüenza, silencio y miedo que rodea a estas agresiones, culpa sobre todo a Vladimir Putin y a su infame política antiLGTB de contribuir a perpetuar estas agresiones.

La absoluta desprotección de la comunidad LGTB rusa

Dosmanzanas realiza habitualmente un seguimiento bastante intensivo de las noticias sobre la terrible realidad LGTB de Rusia. Desde la aprobación de las leyes homófobas de estado, no hemos dejado de tener que trasladar a nuestros lectores informaciones sobre la práctica impunidad con que actúan grupos como Occupy Pedofilyaj y similares, dedicados al acoso, tortura e incluso asesinato de personas LGTB ante la pasividad muda de las autoridades.

De hecho, en lugar de perseguir a quienes agreden y torturan, las autoridades alientan aún más la homofobia con leyes como la aprobada en 2013, que prohíbe informar positivamente de la homosexualidad a menores, a la vez que permite que quienes simplemente enarbolan una bandera arcoíris o reivindican la celebración del Orgullo sean detenidos, sancionados o incluso encarcelados. Y aun así sigue habiendo valientes que se atreven a dar la cara, como el joven Ivan Kravistin, del que hablábamos hace solo unas pocas semanas, que se niega a volver al armario y hacer más discreta su apariencia pese a haber sufrido una grave agresión por parte de un hombre al que no gustó su aspecto de “maricón”. Kravistin sí que denunció, y aunque el agresor fue acusado de “gamberrismo” no hubo la más mínima intención de considerar el ataque un crimen de odio…

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , ,

Un nuevo informe alerta de la terrible situación de la comunidad LGTB en Honduras

Viernes, 15 de abril de 2016

o-HONDURAS-LGBT-facebook-1024x512América Latina es una región de contrastes en lo que se refiere a la realidad de las personas LGTB. Si hace pocos días nos felicitábamos por la introducción del matrimonio igualitario en Colombia, recientemente también hemos conocido un informe sobre la terrible situación de la comunidad LGTB en Honduras. La violencia homófoba y tránsfoba en este país centroamericano alcanza, desde hace varios años, cotas escalofriantes.

En su informe para la publicación Index on Censorship, Duncan Tucker revela el exponencial aumento de la violencia LGTBfoba en los últimos tiempos. Antes de 2009, año en el que tuvo lugar el golpe de estado que destituyó al presidente Manuel Zelaya, se producían, de media, dos asesinatos de personas LGTB al año. Después de esa fecha, la cifra se ha incrementado a los 31. Además de los homicidios, las torturas, violaciones y desapariciones son una constante en el país.

Los activistas explican las causas de esta violencia en la militarización de la vida hondureña desde la llegada al poder de Porfirio Lobo, que presidió el país entre 2010 y 2014. Según Erick Martínez Salgado, el Gobierno que sustituyó al de Zelaya inició una campaña de acoso a las organizaciones LGTB por considerarlas críticas con el golpe y una amenaza al orden público. Muchas de las víctimas de ataques rehúsan denunciar por miedo a que la policía tome represalias contra ellos.

Aunque la mayor parte de los asesinatos en Honduras se deben a las pandillas o maras, en el caso de la población LGTB son las propias instituciones del país las que destilan mensajes de odio y promueven su persecución. Según la reportera Dina Meza, los medios de comunicación vinculan a las asociaciones pro derechos humanos con el tráfico de drogas y el crimen organizado, propiciando un clima de hostilidad con las minorías sexuales. Los periodistas y los activistas que salen en su defensa también son objeto de los ataques.

Meza apunta también al papel de la iglesia católica y los grupos evangélicos como instigadores del odio a los ciudadanos LGTB. El activista Donny Reyes regresó hace un año a su país tras refugiarse en el extranjero durante diez meses por miedo a los ataques. Cita al Estado, la iglesia y los medios de comunicación como los principales responsables de la propagación de “la impunidad, el fundamentalismo, el machismo y la misoginia” en el país centroamericano. Reyes volvió a Honduras para “luchar por que la próxima generación tenga un sitio para vivir en un mundo mejor”.

Un entorno infernal para las personas LGTB

Desgraciadamente no le concedemos la atención que se merece, pero como se ha dicho, los ataques en forma de agresiones, palizas, persecuciones y hasta asesinatos de personas LGTB en Honduras (muy singularmente mujeres transexuales) son continuos. En agosto de 2014 recogíamos con detalle una de estas agresiones, la sufrida por Darwin René Reyes, conocida también como Mónica Shakira, que a diferencia de lo que sucede en otras ocasiones fue registrada en vídeo. La joven trabajadora del sexo fue brutalmente agredida por otro ciudadano, médico de profesión, y por un miembro de la policía militar.

La situación empeoró tras el golpe de Estado de 2009. A partir de ahí se produjeron episodios terribles, como la muerte del activista LGTB Walter Tróchez en diciembre de 2009 tras recibir una paliza por los que se sospecha eran miembros de la Dirección Nacional de Investigación Criminal o el asesinato de los también activistas Wilmer García Alvarado y Erick Martínez Ávila en septiembre de 2010 y en mayo de 2012. Pero no solo han sido asesinados activistas. A Jonathan José Pineda un guardia de seguridad homófobo lo mató de un disparo a plena luz del día en febrero de 2012. José Enrique Castro (a quien la prensa se refería a veces como gay y a veces como travesti) apareció asesinado a balazos en marzo de 2012. Marlon Javier Jiménez, una joven trans, fue secuestrada de su domicilio y asesinada en agosto de 2012. Los tres tenían solo 22 años.

Son solo algunos ejemplos que alcanzaron un mayor eco mediático, pero por desgracia hay muchos más, y la situación no parece haberse aliviado con la relativa “normalización” de la vida política hondureña, país en el que el respeto a los derechos humanos sigue siendo una asignatura pendiente (su gobierno goza, sin embargo, del respaldo de las potencias occidentales, por lo que no ocupa las portadas y titulares que se conceden a otros países de la zona…). En 2012 recogíamos precisamente un estudio realizado por la Red Lésbica Cattrachas que arrojaba un total de 71 asesinatos de personas LGTB en Honduras desde septiembre de 2008 a febrero de 2012. Informaciones posteriores incrementaban ese número hasta cerca del centenar de casos. Y a finales del año pasado nos hacíamos eco de las denuncias de activistas centroamericanos ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, que elevaban a 76 las víctimas solo en Honduras durante 2014. Un panorama estremecedor.

Fuente Doamanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Policía y Fiscalía de Los Ángeles acusan a un hombre de 69 años de asesinar a su hijo por ser gay

Martes, 5 de abril de 2016

Shehadeh-Khalil-Issa-1459611423Shehada Khalil Issa era arrestado el martes, 29 de marzo, tras ser acusado de un crimen de odio por disparar a su hijo, Amir Issa, en su domicilio de Los Angeles, por ser homosexual.

Terrible noticia la que nos llega desde Estados Unidos, donde un hombre de 69 años ha sido acusado de asesinar a su hijo, de 29, por ser gay. El padre asegura que mató a su hijo en defensa propia, pero ni la policía ni la fiscalía conceden verosimilitud a su versión. El misterio permanece respecto a qué sucedió con la madre, cuyo cuerpo apareció también sin vida.

Shehada Issa fue detenido el pasado martes, después de que la policía de Los Ángeles acudiese a su vivienda familiar, situada en el barrio de North Hills (al noroeste de Los Ángeles) y encontrara el cadáver de su hijo, Amir Issa, en el exterior. Según la versión del detenido,  tras encontrar el cuerpo de su esposa en el cuarto de baño, apuñalada, realiza el disparo a su hijo en defensa propia,  después de que Amir apuñalase a su madre y lo amenazase a él con un cuchillo. De hecho, la policía encontró el cadáver de la madre en el interior de la vivienda. Sin embargo, la investigación de los hechos ha desembocado en una acusación de asesinato con premeditación contra Shehada Issa. Sigue abierta la investigación para esclarecer los hechos entorno al asesinato de la madre.

De lo que ha trascendido hasta el momento, dos circunstancias parecen apoyar esta acusación: el hecho indiscutible de que Shehada Issa ya había amenazado de muerte a su hijo con anterioridad debido a su condición de gay, y el hecho de que la Policía no encontrase evidencia de que Amir Issa estuviese empuñando ningún cuchillo contra su padre en el momento de que este le disparase. La oficina de la fiscal del distrito de Los Ángeles, de hecho, ha hecho público un comunicado en el que considera claro que el asesinato fue motivado por la orientación sexual de la víctima.

El asesinato fue cometido debido a la orientación sexual de la víctima y debido a la percepción del acusado sobre el estatus de la asociación de la víctima con una persona y un grupo de ese estatus”, explica el fiscal del distrito de Los Angeles en un comunicado, indicando que el padre había previamente amenazado con asesinar a su hijo por ser gay, motivo por el que Amir se encontraba en proceso de abandonar el hogar familiar.

“Todos los días me despierto con la sensación de que mi hermano o mi hermana o mi madre o mi padre me están literalmente controlando mientras duermo. No tengo ninguna voluntad. En el momento en que pierdo la consciencia siento como si le dijeran a la gente que me violara y abusara de mi y me hiciera sentir como si me gustara. Estaba ganando sobre 100 dólares a la semana cuando tenía 26 años y esto ha impactado negativamente en mi vida, vivir en dolor tras perder el empleo. Si hay un demonio o un espíritu maligno, creo sinceramente que se manifiesta en mi familia. Mi nombre es Príncipe Cristo. ¿Insultarme y controlarme os hace sentir mejor con vosotros mismos? No quiero estar relacionado con ninguna de estas personas… ni a sus familiares mirando y defendiendo este trato inhumano. Han robado literalmente mi cuenta bancaria, mentido a los tribunales y a los médicos para tratar de etiquetarme como un enfermo mental y han fracasado en su intento de encarcelarme y encerrarme falsamente. Mis médicos han certificado que no padezco ninguna enfermedad mental y los tribunales han limpiado mi buen nombre y no tengo ningún antecedente criminal. He pasado con éxito una verificación de antecedentes. Si hay alguna gente buena en este mundo, por favor, liberadme de esta esclavitud inhumana”.

Este desgarrador texto era una de las últimas entradas que Amir Issa publicaba en su Facebook, meses después de haber publicado un vídeo en el que se le ve discutiendo acaloradamente con su padre y su madre sobre religión y en el que su padre le llama pervertido y le dice que debería ser castrado. El padre de Amir se enfrenta a una cadena perpetua si es declarado culpable de los cargos, cuya lectura está prevista para el 11 de abril.

La investigación continúa su curso, en cualquier caso. Por el momento, Shehada Issa permanece detenido en prisión sin fianza. Podría enfrentarse, en caso de que finalmente sea encontrado culpable del asesinato de su hijo, a una pena de cadena perpetua.

Fuente Dosmanzanas/Universogay

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , ,

Hombres armados asesinan a cuatro religiosas en Yemen

Domingo, 6 de marzo de 2016

yemen---0304---suore_560x280Misioneras de la Caridad

Continúa la persecución a los cristianos

Al menos 16 personas fallecieron el pasado viernes, entre ellas cuatro monjas (misioneras de la Caridad) por los disparos efectuados por tres hombres armados contra una residencia de ancianos en la ciudad yemení de Adén, según fuentes oficiales, mientras otras elevan el total de víctimas mortales a doce, a la espera de confirmación.

En total, se trata de cuatro monjas -de nacionalidad india-, dos trabajadoras yemeníes del centro y un guardia de seguridad los fallecidos por la irrupción de los tres asaltantes en el interior del centro, que acribillaron con fusiles de asalto. Los tres individuos se dieron inmediatamente a la fuga tras el ataque. Sus motivos se desconocen y ningún grupo ha asumido de momento la responsabilidad del ataque.

El asalto revela la debilidad del actual Gobierno yemení, que tiene su sede en Adén tras su expulsión el año pasado de la capital, Saná, por los rebeldes hutíes (chiíes).

La ciudad, que en su día fue uno de los grandes núcleos cosmopolitas de la región, se ha convertido en un territorio sin ley donde las comunidades cristianas han sido expulsadas y sus iglesias y cementerios, objeto de desecración.

(Rd/Agencias)

Cristianismo (Iglesias), General, Islam , , , , ,

Nuevo y brutal asesinato de una joven lesbiana en Sudáfrica

Miércoles, 20 de enero de 2016

corrective-rape-espnAmpliación de la noticia que publicamos el pasado 15 de enero:

Nuevo -y espantoso- asesinato de una mujer lesbiana en Sudáfrica. El cuerpo de Motshidisi Pascalina, de entre 18 y 20 años, fue encontrado el 18 de diciembre con muestras de haber sido torturada, posiblemente violada, asesinada y horriblemente mutilada.

El asesinato ocurrió en Evaton, localidad del cinturón industrial de Johannesburgo. El cuerpo de Pascalina fue encontrado en un área despoblada, semidesnudo, atado y quemado. según informan medios sudafricanos le habían arrancado los ojos y mutilado los genitales. Sus padres, que no sabían nada de ella desde dos días antes, la identificaron gracias a un tatuaje en la pierna. Representantes del colectivo local Vaal LGBTI se han mostrado absolutamente horrorizados por lo sucedido. “Había aprobado su examen de graduación. La gente la quería. Su familia está destrozada por lo sucedido. En Vaal LGBTI estamos tristes y en estado de shock por la forma en que la asesinaron. Ningún padre merece que asesinen a sus hijos de esa manera”, ha declarado Lindiwe Nhlapo.

Cuatro sospechosos han sido ya detenidos, y aunque aún no han trascendido detalles, todo apunta, por cómo fue encontrado el cuerpo de Pascalina, que la joven ha sido víctima de una de las tristemente conocidas “violaciones correctivas”, una espantosa forma de agresión contra mujeres lesbianas, sobre todo de raza negra, que con frecuencia llegan al asesinato. En dosmanzanas hemos recogido en el pasado diversos casos, como el de Dudulike Zozo, una joven de 26 años violada y asesinada en junio de 2013, encontrada también medio desnuda cerca de su domicilio, con una escobilla de baño introducida en su vagina. Su asesino fue condenado a 30 años de prisión a finales de 2014. No es el único caso que hemos recogido. En agosto de 2014 fue descubierto el cuerpo sin vida de Gift Makau, a quien habían violado, estrangulado e introducido una manguera en la boca. Otros casos han sido los de Patricia Mashigo, de 36 años, apedreada hasta la muerte en abril de 2013; Sihle Skotshi, una jovencísima jugadora de fútbol, asesinada por un grupo de salvajes en noviembre de 2012; una adolescente de solo 13 años violada en mayo de 2011; Noxolo Nogwaza, activista brutalmente violada y asesinada en abril de 2011, o la futbolista Eudy Simelane, también violada y asesinada en el año 2009.

Casos que no son más que la punta del iceberg, al no llegar en todos los casos al asesinato: se calcula que solo en Ciudad del Cabo se producirían cada semana hasta diez violaciones de este tipo. No fue hasta mayo de 2011 que el Gobierno de Sudáfrica decidía crear una comisión para perseguir los crímenes de odio de raíz homófoba, después de que le llegara una petición firmada por 170.000 personas en la que se pedía al Gobierno que tomara cartas en el asunto (una iniciativa promovida por activistas lesbianas locales). Una comisión que sin embargo no parece haber conseguido gran cosa, y cuya pasividad fue denunciada ya en 2013 por los activistas. Ello ocurre, no lo olvidemos, en el país de África con un mayor nivel de protección jurídica de las personas LGTB -gracias a su avanzada legislación en derechos civiles tras el final del apartheid– y en el que en mayo de 2014 conocíamos la noticia del nombramiento de la primera ministra abiertamente lesbiana en la historia del continente.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , ,

Subhi Nalas, refugiado gay sirio, describe la espantosa situación de la población LGTBI en su país

Sábado, 9 de enero de 2016

Gay Syrian refugee Subhi Nahas speaks at a news conference at the United Nations headquarters in New York, August 24, 2015. Earlier Nahas and other gay rights activists addressed the United Nations Security Council during an informal meeting on the persecution of LGBT people by Islamic State militants in Syria and Iraq. REUTERS/Mike Segar Subhi Nahas es un refugiado gay sirio que ha contado su historia a requerimiento de las autoridades británicas, que están realizando una investigación sobre las peculiaridades y problemas específicos de los refugiados LGTBI. El estremecedor periplo de Nahas puede servir de ejemplo de la dureza intolerable de la situación de la población LGTB en Siria y los demás países en conflicto. Desde la persecución del gobierno sirio, que hizo de los homosexuales su chivo expiatorio, hasta la espantosas ejecuciones ejemplarizantes del Estado Islámico, aclamadas por una población enfervorecida, la crónica del colectivo LGTBI en la zona es un retablo del horror más inhumano.

El Comité para el Desarrollo Internacional británico está formulando una investigación sobre la situación de los refugiados provenientes de Siria. Uno de los aspectos que quiere dilucidar esa investigación son las peculiaridades y problemas específicos que afecta al colectivo de refugiados LGTBI, que se enfrenta a una continuada represión y persecución por parte de todas las facciones implicadas en el conflicto, incluso cuando ya han logrado la condición de asilados.

En respuesta a las preguntas del Comité, Subhi Nahas ha querido resumir su historia mediante el siguiente escrito:

Me llamo Subhi Nahas. Soy de Idlib, en Siria, una ciudad de millón y medio de habitantes al norte de Damasco.

Soy un refugiado y soy gay. En 2011, al comienzo de las revueltas en Siria, los medios de comunicación del gobierno lanzaron una campaña acusando a todos los disidentes de ser homosexuales.

Poco después, las autoridades emprendieron incursiones sistemáticas en los lugares de reunión de las personas homosexuales. Muchos fueron arrestados y torturados. De algunos nunca se volvió a saber nada.

Esas detenciones y ejecuciones pasaron desapercibidas para el resto del mundo. Más tarde, en 2014, después de que el Estado Islámico tomara el control, se intensificaron los ataques violentos contra las personas sospechosas de ser LGTBI, publicando imágenes de sus “proezas”.

En las ejecuciones, cientos de ciudadanos, incluidos los niños, vitoreaban con júbilo como en una boda. Si la víctima no moría después de ser arrojada desde lo alto de un edificio, la gente del pueblo la remataba a pedradas. Ese iba a ser también mi destino.

Dos meses más tarde, aproveché la oportunidad de huir al Líbano, donde me quedé durante seis meses. Luego me mudé a Hatay, Turquía, donde trabajé como intérprete para otros sirios.

Como refugiado y hombre gay, me siento orgulloso de poder ayudar a los refugiados LGTBI y a otros igual de vulnerables.

Subhi Nahas ya habló ante el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas el pasado mes de agosto, como miembro de la Organización para el Refugio, Asilo y Migración (ORAM), donde colabora como administrador de sistemas. Actualmente reside en la ciudad estadounidense de San Francisco, tras haber conseguido el estatuto de refugiado.

Su objetivo actual en ORAM es “diseñar un sistema que permita que las personas necesitadas obtengan ayuda más rápidamente, para protegerlos en los lugares donde estén, sea Siria, Líbano o Turquía y que les ayude cuando finalmente llegan a lugares seguros. Necesitamos un sistema para proteger a esas personas cuando han conseguido salir de allí”.

Y es que la situación de especial discriminación y acoso no termina cuando los refugiados LGTBI llegan a los países de acogida. Son numerosas las denuncias de extorsiones y agresiones por parte del resto refugiados, tanto en los campos provisionales como una vez instalados en las distintas ciudades. Los asilados siguen tratando a las personas LGTBI de la misma manera cruel y agresiva con que lo hacían en sus países de origen, pues la LGTBIfobia permanece.

Un infierno para la comunidad LGTB

Siria e Irak, hace años estados de tradición laica (vinculada al baazismo) en los que las personas LGTB podían encontrar pequeños espacios de libertad, han acabado por convertirse para ellas en un infierno. En Irak, la homosexualidad fue legal hasta 2001, cuando Sadam Hussein, para contentar a los sectores religiosos, decidió castigarla con cárcel y, en caso de reincidencia, con pena de muerte. Tras la invasión, la situación se sumió en un estado de confusión. La entonces autoridad administrativa estadounidense ordenó en 2003 retrotraer los códigos penal y civil a la situación vigente en los 70, pero la diversidad de autoridades existentes según la zona del país, así como el papel preponderante que los líderes religiosos alcanzaron, facilitó que la persecución de las personas LGTB fuera en aumento. En los años sucesivos la situación no hizo más que empeorar, y las denuncias sobre el secuestro, la tortura y el asesinato de homosexuales, involucrando además a las fuerzas de seguridad, no hacían sino aumentar en todas las zonas del país.

En el área suní de Irak, la situación de descontento con el régimen surgido de la invasión, unida a la difusión de las ideas religiosas más radicales, terminó por cristalizar en el surgimiento del Estado Islámico, que también controla ya una parte importante de Siria. En este último país, la revuelta contra el régimen de Bashar al-Asad, alentada en sus inicios desde los países occidentales (y de la que ya en 2013 conocíamos sus consecuencias para los homosexuales sirios) ha confluido en el mismo fenómeno. En este caso, además, el propio régimen de Asad utilizó la persecución de los homosexuales como un instrumento de propaganda contra los rebeldes.

El Estado Islámico o Daesh, finalmente, ha hecho de la persecución de las personas LGTB, y muy singularmente de los varones que mantienen relaciones con otros hombres o que son percibidos como homosexuales, uno de sus principales elementos de propaganda. Cada cierto tiempo son difundidas imágenes de ejecuciones. A finales de julio, por ejemplo, era difundido un vídeo en el que se podía ver como dos jóvenes, supuestamente acusados de mantener relaciones homosexuales, eran arrojados desde lo alto de un edificio en Palmira (Siria) y posteriormente lapidados. A finales de junio, otros cuatro hombres eran arrojados también desde lo alto de un edificio en Deir ez-Zor, también en Siria, muertes que activistas islamistas aprovecharon para “celebrar” a su modo en redes sociales la sentencia del Tribunal Supremo de los Estados Unidos a favor del matrimonio igualitario.

Antes ya habíamos recogido la ejecución de dos hombres a los que además se les dijo, pocos segundos antes de ser lapidados hasta la muerte, que habían sido “perdonados”. Tras ser conducidos a una explanada con los ojos vendados y abrazarse a uno de sus verdugos, fueron lapidados hasta la muerte por una horda enfervorecida que continuó lanzándoles piedras incluso cuando era ya evidente que habían fallecido. Ocurrió en un lugar indeterminado de Siria. O el degollamiento de cuatro jóvenes en Mosul, ciudad iraquí en manos de los islamistas en la que semanas antes otros dos hombres eran arrojados desde lo alto de un edificio. O la muerte de otro joven arrojado al vacío en Raqqa (Siria); la muerte por lapidación de dos hombres, también en la provincia siria de Deir ez-Zor; el asesinato de otro hombre en un lugar indeterminado, arrojado también desde lo alto de un edificio, o el asesinato de otro hombre de unos cincuenta años arrojado al vacío en Tal Abyad (Siria), luego lapidado al sobrevivir a la caída.

Son solo algunas de las muertes que han trascendido. Por razones obvias, resulta imposible disponer de información contrastada sobre estos asesinatos y torturas. Como otras veces hemos destacado, resulta imposible disponer de información contrastada sobre estos asesinatos. En realidad es difícil saber si se trata de personas LGTB o simplemente de opositores al Estado Islámico a los que se acusa de serlo como pretexto para asesinarlos y utilizar sus muertes como propaganda. Organizaciones en favor de los derechos LGTB hacían en enero un llamamiento a la prudencia, con objeto de no exacerbar el miedo de las personas LGTB que viven en la zona y causar daños mayores. Sin embargo, cada vez resulta más difícil pensar que no asistimos simplemente a un proceso de exterminio, máxime cuando hay testimonios que aseguran que los islamistas se hacen pasar por homosexuales como “gancho” para así atrapar a sus víctimas.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , ,

El Daesh ejecuta a un adolescente de 15 años por mantener relaciones sexuales con uno de sus líderes al que le perdonan la vida

Martes, 5 de enero de 2016

noticias_file_foto_1026664_1451905886Las noticias que habitualmente nos llegan desde el territorio controlado por el Estado Islámico son espantosas, pero esta desde luego produce un especial asco. Terrible noticia la que hemos conocido recién iniciado este 2016. Un adolescente de 15 años ha sido arrojado al vacío desde lo alto de un edificio, acusado de homosexualidad, después de haber sufrido abusos sexuales (no podemos calificarlo de otra manera, dada la edad del muchacho y su posición de subordinación) a manos de Abu Zaid al-Jazrawi, prominente oficial del Estado Islámico. Al-Jazrawi habría sido degradado de su posición y enviado al frente

El Estado Islámico en Irak y Siria y su brazo armado, ISIS, continúa con su política de terror y exterminio de la población gay. Esta vez, nos hemos quedado estupefactos después de saber que han perdonado la vida a uno de los suyos al que supuestamente pillaron ‘in fraganti’ manteniendo relaciones sexuales con un menor. Sucedió en la ciudad oriental de Siria de Deir ez-Zor, en la que militantes de la organización terrorista ejecutaron al adolescente por su macabro método habitual: Arrojándole desde un tejado por ser gay, según informó la agencia de noticias independiente siria, ARA News, citando fuentes locales.  Pero, lo realmente dramático de este último caso es que la víctima, de 15 años de edad, fue arrestado y juzgado por los cargos de homosexualidad después de haber sido capturado ‘en la casa de un líder ISIS’ en la mañana del pasado jueves. Juzgado inmediatamente por un tribunal islámico fue condenado a muerte. ‘El niño fue acusado de estar involucrado en una relación homosexual con el oficial de ISIS, Abu Zaid al-Jazrawi’, según informó el activista Sarai al-Din a ARA News. . Partidarios de ISIS asesinaban a pedradas a dos hombres acusados de ser gays en Siria , sucedía a finales de octubre de 2015.

CX3VG6dWYAAchlTAbu Zaid Al-Jazrawi, oficial de ISIS

Según estas mismas fuentes, Al-Jazrawi también habría sido acusado de actividades homosexuales, pero en su caso habría esquivado la condena a muerte, a cambio de ver degradada su posición y ser enviado a luchar al frente, le han mandado al noroeste de Irak para unirse a los frentes de lucha ante la insistencia de los principales comandantes de la organización terrorista. Citando fuentes pro-ISIS, un Tribunal de la Sharia en Deir ez-Zor había exigido inicialmente la ejecución del líder ISIS por tener relaciones sexuales con una persona del mismo sexo.  Según diversos medios internacionales recogen, Abu Zaid al-Jazrawi es el dirigente que aparece en uno de los muchos “vídeos promocionales” del Estado Islámico, en este caso entrenando a niños, y que el periodista Zaid Benjamin recoge en su Twitter.

El activista de derechos civiles, Raed Ahmed, explicó a ARA News en una entrevista que, ‘Daesh [ISIS] acusa a la gente de ser gay sólo en base a una información superficial, sin ninguna investigación y sin contrastar los datos. Aunque la ley islámica prohíbe la homosexualidad, el castigo brutal infligido por Daesh del que nunca hasta ahora ha sido testigo la historia’.

El grupo terrorista que controla partes de Siria y de Irak ha ejecutado a decenas de hombres supuestamente homosexuales lanzándolos desde las azoteas de altos edificios y después publicaron las macabras fotos en los medios sociales. ISIS también ejecutó a nueve hombres y un niño acusados de ser gays en Siria en septiembre de 2015 y han reivindicado la autoría de los asesinatos de al menos otros 30 hombres homosexuales en el último año.

Como otras veces que hacemos referencia a las barbaridades cometidas contra las personas LGTB por el autodenominado Estado Islámico, resulta difícil asegurar su total veracidad, pero la noticia parece desde luego verosímil teniendo en cuenta los antecedentes. Ya ha quedado en el olvido el 24 de agosto, cuando el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas abordaba de forma expresa la situación. En una reunión informal convocada a petición de Chile y Estados Unidos, representantes de trece de los quince estados que en ese momento formaban parte del Consejo escucharon, entre otras voces, los testimonios de dos jóvenes, uno iraquí y otro sirio, víctimas de persecución por ser homosexuales, y que por fortuna han conseguido escapar del horror. Otra de las voces que pudieron escucharse fue la de Jessica Stern, directora ejecutiva de la International Gay and Lesbian Human Rights Commission (IGLHRC), que tras hacer un repaso de la situación de las personas LGTB en la región (aquí su intervención, en inglés) hizo cinco recomendaciones prácticas que deberían implementarse de forma inmediata: que todas las agencias de Naciones Unidas en Irak y Siria elaboren programas adaptados a la realidad LGTB; que Naciones Unidas y los gobiernos actúen con urgencia a la hora de acoger a las personas que lo soliciten; que el gobierno de Irak elimine las barreras en el acceso de las personas LGTB a los servicios y a la justicia; que este mismo gobierno de Irak respete la libertad de expresión y que se fomenten las donaciones a iniciativas en favor de las personas LGTB en Siria e Irak.

Han pasado más de cuatro meses desde aquella reunión, pero la realidad en Siria e Irak sigue siendo igual de espantosa. Ya casi hemos perdido la cuenta de los asesinatos que trascienden a la opinión pública. Los últimos a los que hicimos referencia ocurrieron en octubre y noviembre. Entonces dos hombres, acusados de ser una pareja gay, morían arrojados desde lo alto de un edificio en Mosul (Irak). El mismo día, en la cercana Nínive, otros dos hombres también acusados de ser homosexuales eran asesinados por el mismo método. Dos semanas antes otros diez hombres eran ejecutados en Siria, acusados de haber cometido sodomía. Pero no son ni mucho menos los únicos. En aquella misma entrada hacíamos recuento de varios de los asesinatos cometidos con anterioridad, pero además ha habido otros en este intervalo, casi todos ellos cometidos arrojando a las víctimas desde lo alto de un edificio y lapidándolas si todavía quedaban con vida tras la caída.

Un infierno para la comunidad LGTB

Siria e Irak, hace años estados de tradición laica (vinculada al baazismo) en los que las personas LGTB podían encontrar pequeños espacios de libertad, han acabado por convertirse para ellas en un infierno. En Irak, la homosexualidad fue legal hasta 2001, cuando Sadam Hussein, para contentar a los sectores religiosos, decidió castigarla con cárcel y, en caso de reincidencia, con pena de muerte. Tras la invasión, la situación se sumió en un estado de confusión. La entonces autoridad administrativa estadounidense ordenó en 2003 retrotraer los códigos penal y civil a la situación vigente en los 70, pero la diversidad de autoridades existentes según la zona del país, así como el papel preponderante que los líderes religiosos alcanzaron, facilitó que la persecución de las personas LGTB fuera en aumento. En los años sucesivos la situación no hizo más que empeorar, y las denuncias sobre el secuestro, la tortura y el asesinato de homosexuales, involucrando además a las fuerzas de seguridad, no hacían sino aumentar en todas las zonas del país.

En el área suní de Irak, la situación de descontento con el régimen surgido de la invasión, unida a la difusión de las ideas religiosas más radicales, terminó por cristalizar en el surgimiento del Estado Islámico, que también controla ya una parte importante de Siria. En este último país, la revuelta contra el régimen de Bashar al-Asad, alentada en sus inicios desde los países occidentales (y de la que ya en 2013 conocíamos sus consecuencias para los homosexuales sirios) ha confluido en el mismo fenómeno. En este caso, además, el propio régimen de Asad utilizó la persecución de los homosexuales como un instrumento de propaganda contra los rebeldes.

El Estado Islámico o Daesh, finalmente, ha hecho de la persecución de las personas LGTB, y muy singularmente de los varones que mantienen relaciones con otros hombres o que son percibidos como homosexuales, uno de sus principales elementos de propaganda. Cada cierto tiempo son difundidas imágenes de ejecuciones. A finales de julio, por ejemplo, era difundido un vídeo en el que se podía ver como dos jóvenes, supuestamente acusados de mantener relaciones homosexuales, eran arrojados desde lo alto de un edificio en Palmira (Siria) y posteriormente lapidados. A finales de junio, otros cuatro hombres eran arrojados también desde lo alto de un edificio en Deir ez-Zor, también en Siria, muertes que activistas islamistas aprovecharon para “celebrar” a su modo en redes sociales la sentencia del Tribunal Supremo de los Estados Unidos a favor del matrimonio igualitario.

Antes ya habíamos recogido la ejecución de dos hombres a los que además se les dijo, pocos segundos antes de ser lapidados hasta la muerte, que habían sido “perdonados”. Tras ser conducidos a una explanada con los ojos vendados y abrazarse a uno de sus verdugos, fueron lapidados hasta la muerte por una horda enfervorecida que continuó lanzándoles piedras incluso cuando era ya evidente que habían fallecido. Ocurrió en un lugar indeterminado de Siria. O el degollamiento de cuatro jóvenes en Mosul, ciudad iraquí en manos de los islamistas en la que semanas antes otros dos hombres eran arrojados desde lo alto de un edificio. O la muerte de otro joven arrojado al vacío en Raqqa (Siria); la muerte por lapidación de dos hombres, también en la provincia siria de Deir ez-Zor; el asesinato de otro hombre en un lugar indeterminado, arrojado también desde lo alto de un edificio, o el asesinato de otro hombre de unos cincuenta años arrojado al vacío en Tal Abyad (Siria), luego lapidado al sobrevivir a la caída.

Son solo algunas de las muertes que han trascendido. Por razones obvias, resulta imposible disponer de información contrastada sobre estos asesinatos y torturas. Como otras veces hemos destacado, resulta imposible disponer de información contrastada sobre estos asesinatos. En realidad es difícil saber si se trata de personas LGTB o simplemente de opositores al Estado Islámico a los que se acusa de serlo como pretexto para asesinarlos y utilizar sus muertes como propaganda. Organizaciones en favor de los derechos LGTB hacían en enero un llamamiento a la prudencia, con objeto de no exacerbar el miedo de las personas LGTB que viven en la zona y causar daños mayores. Sin embargo, cada vez resulta más difícil pensar que no asistimos simplemente a un proceso de exterminio, máxime cuando hay testimonios que aseguran que los islamistas se hacen pasar por homosexuales como “gancho” para así atrapar a sus víctimas.

Fuente Ragap y Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Violencia contra personas LGTBI en América: 594 asesinatos en 15 meses, discriminación cotidiana, acoso policial…

Sábado, 12 de diciembre de 2015

mapa_americaA-OEA_logo_La Organización de Estados Americanos (OEA) y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han emitido un informe que revela unos escalofriantes datos: Hombres y mujeres trans sufren violencia, pobreza y se ven obligados a realizar trabajos sexuales. Una investigación del Registro de Violencia revela que el 80% de las mujeres trans asesinadas en América Latina tienen menos de 35 años.

Lo dice la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) en su recién publicado informe sobre la violencia perpetrada contra las personas LGTBI en América. Pese a los indudables avances en el reconocimiento jurídico de sus derechos que se han dado en varios países de la región, continúan registrándose altos índices de violencia en todos ellos, “con altos niveles de ensañamiento y crueldad”. Pero además la CIDH alerta sobre la invisibilidad de la violencia cotidiana que afecta a estas personas y que no se denuncia ni se reporta en los medios.

La CIDH es un organismo autónomo de la Organización de Estados Americanos (OEA) que tiene el mandato de promover la observancia de los derechos humanos en la región, integrada por siete miembros independientes. Hace ahora dos años puso en marcha una relatoría dedicada a los derechos LGTBI, al frente de la cual se sitúa la abogada jamaicana Tracy Robinson. Meses después emitió unas primera valoración de la situación de las personas LGTBI en el continente americano, y ahora publica un completo informe de 309 páginas que aborda las variadas formas de violencia contra las personas LGTBI, basado entre otros elementos en el registro que la CIDH llevó a cabo durante un período de 15 meses (entre enero de 2013 y y marzo de 2014), durante el cual se documentaron al menos 770 actos de violencia contra personas LGTB, incluyendo 594 muertes.

El informe muestra que hombres gais y mujeres trans constituyen la mayoría de las víctimas de asesinatos y actos de abuso policial, mientras que las mujeres lesbianas y bisexuales son afectadas particularmente por la violencia intrafamiliar y violencia sexual. El colectivo de mujeres trans, por su parte, es el grupo más afectado por la violencia policial. “En su gran mayoría se encuentran insertas en un ciclo de violencia, discriminación y criminalización que suele comenzar desde muy temprana edad, por la exclusión y violencia sufrida en sus hogares, centros educativos y comunidades, que se refuerza por la falta de reconocimiento legal de su identidad de género en la mayoría de los países de la región”, expresa la CIDH en un comunicado.

Los investigadores dicen que la corta esperanza de vida de las mujeres trans no es sólo debido a la violencia dirigida contra ellas. La discriminación y la exclusión social, a menudo desde una edad temprana por ser expulsadas de sus hogares, aisla a las personas trans. Como resultado de la precariedad y la pobreza, no siempre pueden acceder a una vivienda y, a menudo, tienen que trabajar en la industria del sexo. La OEA también dice que las mujeres trans se encuentran en mayor riesgo de abuso policial, criminalización y de entrar en prisión. La exclusión social y la pobreza que enfrentan hacen que sea más difícil para las mujeres el acceso a la atención médica adecuada.  Pero no sólo es una cuestión femenina porque los hombres trans también sufren, dice el informe. A menudo son objeto de violencia, aunque más de sus familias y de las personas cercanas. A los hombres trans también les resulta más difícil acceder a la educación y la sanidad.

La violencia a la que se enfrentan las personas intersexuales tiene para la CIDH rasgos diferentes. En este caso, se trata sobre todo de que los menores intersexuales son frecuentemente sometidos a intervenciones quirúrgicas que en su mayoría no son médicamente necesarias con el único objetivo de modificar sus genitales y que se parezcan más a los de un niño o una niña. Estas cirugías se suelen realizar, obviamente sin su consentimiento, a bebés recién nacidos o niños y niñas de muy corta edad, y pueden causar enorme daño (dolor crónico, falta de sensibilidad genital, esterilización, capacidad reducida o nula para sentir placer sexual y trauma)

El informe analiza también la intersección con otros factores, tales como etnia, sexo, género, situación migratoria, condición de activista en favor de derechos humanos o pobreza. Las personas LGTB y pobres, por ejemplo, son aún más vulnerables al acoso policial y presentan tasas más altas de criminalización y encarcelamiento.

La mayoría de actos de violencia quedan impunes

Otra conclusión del informe es que la gran mayoría de asesinatos y actos de violencia quedan impunes, por diversas razones: miedo a denunciar, inadecuado registro del problema, abordaje inadecuado por parte de las autoridades, fallos en las investigaciones… “La inefectividad por parte de los Estados de aplicar la debida diligencia para prevenir, investigar, sancionar y reparar los asesinatos y otros crímenes violentos contra las personas LGBTI guarda estrecha relación con los prejuicios y estereotipos que los agentes del Estado tienen sobre las víctimas”, expresa la CIDH. “Cuando los Estados no realizan investigaciones exhaustivas e imparciales respecto de la violencia contra las personas LGBTI, como ocurre en la mayoría de los casos, se genera una impunidad frente a estos delitos que envía un fuerte mensaje social de que la violencia es condonada y tolerada, lo que genera aún más violencia y conduce a las víctimas a desconfiar en el sistema de justicia”, continúa.

El informe no se olvida del vínculo entre legislaciones discriminatorias y violencia. “Leyes de sodomía, indecencia seria e indecencia grave, protección de la ‘moral pública’ y ”las buenas costumbres’, entre otras, continúan siendo un problema grave en la mayoría de los países anglófonos del Caribe. Aunque estas leyes suelen no aplicarse, su existencia es utilizada para acosar, perseguir, hostigar y amenazar a personas con orientaciones sexuales o identidades o expresiones de género diversas, reales o percibidas”, expresa la CIDH. Bien lo sabemos en dosmanzanas, donde de forma recurrente recogemos por ejemplo terribles episodios de violencia en Jamaica, uno de los países más homófobos de América y que aún mantiene en vigor leyes que criminalizan las relaciones homosexuales masculinas. El informe aborda también la relación entre el derecho a igualdad y el derecho a la libertad de expresión y recuerda que la apología del odio contra un grupo por motivo de su orientación sexual, identidad o expresión de género y diversidad corporal está incluida en las expresiones prohibidas por la Convención Americana.

La OEA y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han hecho un llamamiento a los estados miembros para actuar en ayuda a las personas trans con medidas y políticas activas que integren a estas personas al acceso a la educación, la sanidad y el trabajo. La CIDH insta en el informe a los Estados miembros de la OEA a investigar y sancionar los crímenes y actos violentos contra las personas LGBTI con debida diligencia. En el informe se pone de manifiesto que las investigaciones de los asesinatos deben llevarse a cabo con la “diligencia debida” y se debe tomar en consideración la identificación de las víctimas de género. Los estudios demuestran que los asesinatos trans son, a menudo, muy mal manejados por la policía. ‘Hacer que el trabajo sexual sea legal reducirá el estigma y hará que sea más seguro para las personas trans’, dice la OEA.  El informe contiene, de hecho, más de 100 recomendaciones a los Estados para abordar y resolver este grave problema, entre ellas que siempre que se abra una investigación se incluya la hipótesis de que pueda haber sido violencia por prejuicio, que se recolecte información estadística sistemática sobre la violencia contra las personas LGBTI y sobre el acceso a la justicia que permita identificar los motivos de la impunidad y que los estados adopten medidas preventivas y educativas a fin de combatir la discriminación, los prejuicios y los estereotipos sociales y culturales contra las personas LGBTI. La mayoría de los Estados miembros no recogen la identidad de género de la víctima o incluso la confunden con otras orientaciones sexuales.

Os invitamos a quienes estéis interesados a leer con detalle el informe, que puedes descargar aquí, y que está lleno de valiosa información sobre la situación de las personas LGTB en América. También podéis navegar por la página web creada por la CIDH en base a dicha información.

Fuente Dosmanzanas y Ragap

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , ,

Asesinan a tres personas en festival gay en México

Sábado, 5 de diciembre de 2015

homofobiaLos atacantes irrumpieron en el festival de La Reina Gay, celebrado en una zona rural de Acapulco, y dispararon contra varias personas, según un mando de la policía municipal.

Los atacantes irrumpieron en el festival de La Reina Gay, celebrado en el poblado de Tres Palos, en la zona rural de Acapulco (a 386 km de la capital mexicana) y dispararon contra varias personas, informó la noche del domingo un mando de la policía municipal.

Tres personas fueron asesinadas y cinco más heridas el domingo en un ataque perpetrado por hombres armados durante una fiesta de un colectivo gay en el puerto turístico de Acapulco, situado al sur de México, reportaron autoridades policíacas.

Las víctimas, asistentes del evento, eran hombres de entre 23 y 33 años. Los cinco hombres heridos en esa agresión armada fueron trasladados a un hospital privado del puerto, concluyo la fuente.

La violencia registrada en zonas rurales de Acapulco -que tiene costas en el Pacífico- provocó en semanas recientes la suspensión de clases en algunas escuelas de nivel básico y otras tuvieron que ser custodiadas por militares y policías.

Acapulco es la ciudad con más homicidios de todo México y se encuentra a unos 250 km de Ayotzinapa, donde estudiaban los 43 jóvenes que desaparecieron hace más de un año y que fueron presuntamente masacrados por narcotraficantes, en un crimen que conmocionó al mundo.

Fuente Cáscara Amarga

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , ,

Dos detenidos por planear el secuestro, violación y asesinato de una mujer por ser lesbiana en Quintanar (Toledo)

Miércoles, 2 de diciembre de 2015

índiceLa noticia se conocía este pasado miércoles, 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. Una coincidencia que de hecho pone aún más de manifiesto lo espeluznante de la historia. Uno de los dos detenidos habría tratado de mantener una relación con la mujer cuando residía en Quintanar de la Orden (Toledo), pero ella se negó, informándole además de su condición de lesbiana. Ello fue, según asegura la Guardia Civil, el desencadenante del macabro plan.

Los detenidos son J.B.G.P., de 39 años, y S.C.R. de 49, ambos de nacionalidad española. La que iba a ser su víctima estuvo viviendo en Quintanar durante un año, hasta este verano. Tuvo que dejar el pueblo por el acoso que sufría por parte de uno de ellos, que no aceptó verse rechazado por una mujer lesbiana. Fue por ello que, siempre según la versión de la Guardia Civil, urdió un plan para violarla y asesinarla junto al segundo detenido, propietario de varias chatarrerías, que al parecer también conocía a la mujer y al que el primero iba a dar 9.000 euros por ayudarle. El urdidor del plan ya había sido condenado con anterioridad a una pena de diez años de prisión por otra agresión sexual.

foso-plan-de-asesinato-en-QuintanarAfortunadamente una investigación dirigida por el Juzgado de Instrucción número 1 de Quintanar de la Orden y la Fiscalía de Toledo y llevada a cabo por especialistas de la Guardia Civil desbarató el plan, que incluía la ocultación del cadáver de la víctima en un foso situado en una de las chatarrerías, cuya foto ha hecho pública la propia Guardia Civil:

No podemos sino felicitarnos de que en este caso el macabro plan, que demuestra que también las mujeres lesbianas y bisexuales pueden ser objeto de la violencia machista, no pudiera completarse.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , ,

Las imágenes del terror y la vergüenza: ISIS continúa su macabra matanza de homosexuales

Miércoles, 7 de octubre de 2015

noticias_file_foto_1025421_1444051789El pasado mes de julio, la Confederación LGBT Española COLEGAS proponía un “frente común” en Europa contra el Estado Islámico, un año después de su proclamación con miles de crueles muertes en su haber. Entre las principales víctimas de este grupo terrorista se encuentran centenares de homosexuales y transexuales que son normalmente ejecutados aplicando una interpretación radical de la Sharía o Ley Islámica, que obligar lanzar a los homosexuales desde altos edificios para rematarlos en el suelo lapidándolos con grandes piedras por el populacho exacerbado.

El terror se ha intensificado este fin de semana y militantes del proclamado Estado Islamista (ISIS) ejecutando a otros cuatro hombres gays en Irak. Dos jóvenes fueron lanzados desde el tejado de un edificio en Mosul con el pretexto de que eran una pareja gay.

“El domingo por la tarde, Daesh llamó al pueblo de Mosul a reunirse en la plaza de Bab al-Toub con el fin de presenciar la ejecución de los dos hombres supuestamente homosexuales”, explicó un testigo presencial a ARA Noticias.

“Las víctimas fueron llevados a la parte superior de un edificio y fueron brutalmente arrojados desde el tejado‘.

repositorio_obj_8933_1444050920

También el domingo, el grupo Terrormonitor.org colgó en Twitter las fotos de una de las ejecuciones de los dos hombres “gays” que fueron arrojados desde un edificio en Nínive contra una pila de bloques de cemento. Las fotos muestran un imán dando lectura de su sentencia y a una gran multitud de espectadores que se congregó para ser testigos de la macabra ejecución.

ISIS ha calificado a las personas LGBTI como ‘las peores de todas las criaturas’. El grupo yihadista ejecutó a nueve hombres y un niño acusado de ser gays en Siria el mes pasado y se atribuyó la responsabilidad por los asesinatos de, al menos, otros 30 hombres homosexuales.

En Siria, el Estado Islámico ha matado en total a 3.027 personas, casi 1.800 civiles (74 niños) según el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos. En Irak no hay cifras fiables, pero se habla de miles de personas. En los últimos meses ha habido más de 19 ejecuciones de este tipo publicitadas en redes sociales por seguidores del Estado Islámico. Una de las más recientes fue tras el anuncio de la aprobación del matrimonio igualitario por el Tribunal Supremo de Estados Unidos, los terroristas lo celebraron colgando un video con la ejecución de 4 hombres en la ciudad siria de Deir ez-Zor.

Fuente Ragap

General, Islam , , , ,

Más de 200 miembros de la comunidad LGBT asesinados en Honduras

Sábado, 12 de septiembre de 2015

dt.common.streams.StreamServerLos crímenes se dieron en los últimos 7 años. Este 2015, ocho personas de la diversidad sexual han muerto violentamente.

Más de 200 miembros de la comunidad LGBTI han sido asesinados en los últimos siete años en Honduras manifestó José Zambrano, representante de la diversidad sexual.

El activista LGBTI explicó que la mayoría de estos crímenes permanecen en la impunidad.

Zambrano añadió que en lo que va de 2015 se han contabilizado ocho muertes violentas en contra de personas de la comunidad; a estos crímenes se suman 198 asesinatos que ocurrieron entre el 2008 y 2014.

Los casos estarían impunes debido a que la judicialización de los mismos ha tenido un retardo en los últimos gobiernos “y en los que se han hecho, la sentencia ha sido absolutoria”, criticó.

“Fortalecer el Ministerio Público y ver qué pasa en los Juzgados y la Corte Suprema de Justicia (CSJ) para ver qué está pasando con la judicializacion, por qué no se está haciendo con el debido proceso”, dijo el representante de la diversidad sexual.

Fuente: La Prensa de Honduras

General, Homofobia/ Transfobia. , , ,

La persecución a las personas LGTB por el Estado Islámico, ante el Consejo de Seguridad de la ONU… con carácter informal

Jueves, 27 de agosto de 2015

ONU gaysSubhi Nahas, homosexual sirio refugiado en Estados Unidos, y Samantha Power, embajadora de Estados Unidos ante la ONU, en la sede de la organización en Nueva York, 24 de agosto de 2015.  REUTERS/Mike Segar

Ampliamos con este post de Dosmanzanas la información que dábamos ayer:

Tal y como anticipamos hace un par de semanas, por primera vez en su historia el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas ha abordado de forma expresa la situación de las personas LGTB en una parte del mundo, en concreto el territorio bajo control del denominado Estado Islámico. En una reunión informal convocada este lunes 24 de agosto a petición de Chile y Estados Unidos, representantes de trece de los quince estados que en este momento forman parte del Consejo de Seguridad escucharon, entre otras voces, los testimonios de dos jóvenes, uno iraquí y otro sirio, víctimas de persecución por ser homosexuales que por fortuna han conseguido escapar del horror.

La reunión fue auspiciada por Cristián Barros y Samantha Power, embajadores ante Naciones Unidas de Chile y Estados Unidos. Al tener un carácter informal, sin embargo, la asistencia de los países miembros del Consejo de Seguridad era voluntaria, y no ha habido compromiso oficial alguno. En cualquier caso, dado el objeto de la reunión y las posiciones de buena parte de los miembros de Naciones Unidas, la mera convocatoria de esta reunión ha sido considerada un paso muy importante por activistas LGTB y en favor de los derechos humanos. Acudieron representantes de los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad (China, Estados Unidos, Francia, Reino Unido y Rusia) y de Chile, España, Jordania, Lituania, Malasia, Nigeria, Nueva Zelanda y Venezuela. Solo Angola y Chad no enviaron representantes, aunque otros cuatro países que sí estuvieron representados optaron por no intervenir (China, Malasia, Nigeria y Rusia).

Sin duda los testimonios más impactantes fueron los de Adnan (nombre figurado), un joven gay iraquí que consiguió huir del país pero que aún así intervino vía telefónica para mantener su anonimato, y Subhi Nahas, joven gay sirio refugiado en Estados Unidos y que sí intervino en persona. Adnan explicó, por ejemplo, que cuando un gay es identificado y capturado por el Estado Islámico, este investiga tanto su teléfono como sus cuentas en redes sociales para identificar y perseguir a sus contactos.

Gay Syrian refugee Subhi Nahas speaks at a news conference at the United Nations headquarters in New York, August 24, 2015. Earlier Nahas and other gay rights activists addressed the United Nations Security Council during an informal meeting on the persecution of LGBT people by Islamic State militants in Syria and Iraq.  REUTERS/Mike Segar

Subhi Nahas (el joven de la foto), cuyo testimonio puedes leer íntegro en inglés, en francés y en árabe, contó como la situación de los gais en su país comenzó a ser un infierno ya en el año 2011, al inicio de las revueltas contra el Gobierno de Siria, cuando este impulsó una campaña mediática acusando a los disidentes de ser homosexuales y organizó redadas contra los locales en los que solían reunirse, deteniendo y torturando a muchos de ellos. La situación fue aún peor cuando en octubre de 2012 Idlib, la ciudad en la que vivía, cayó bajo el control de Al Qaeda: la persecución y la tortura de personas homosexuales se convirtió en norma. En 2014, finalmente, el control de la ciudad pasó de Al Qaeda al Estado Islámico, y fue entonces cuando la persecución homófoba pasó a ser un instrumento de propaganda y las ejecuciones se convirtieron en festejos a los que la multitud llevaba incluso a los niños para que participaran en las lapidaciones. Subhi Nahas no se atrevía a salir de su casa, pero incluso allí dentro no se sentía seguro: no se fiaba ni de su propio padre, enfurecido tras averiguar que su hijo era homosexual.

Dos meses después el joven consiguió escapar al Líbano y luego a Turquía, donde tampoco pudo sentirse seguro. Según explica, mientras se encontraba en ese país recibió amenazas de muerte provenientes de un antiguo amigo del colegio, que se había unido al Estado Islámico. “Era solo cuestión de tiempo que me encontraran y me mataran”, asegura. Finalmente pudo refugiarse en Estados Unidos, donde se ha convertido en uno de los embajadores de ORAM, organización en favor de los derechos de los refugiados, demandantes de asilo y migrantes.

Pero las de los dos jóvenes sirio e iraquí, o las de los embajadores Barros y Power, no fueron las únicas voces que pudieron escucharse. Especialmente interesante resultó la intervención de Jessica Stern, directora ejecutiva de la International Gay and Lesbian Human Rights Commission (IGLHRC), que tras hacer un repaso de la situación de las personas LGTB en la región (puedes leer aquí su intervención, en inglés) hizo cinco recomendaciones prácticas que deberían implementarse de forma inmediata: que todas las agencias de Naciones Unidas en Irak y Siria elaboren programas adaptados a la realidad LGTB; que Naciones Unidas y los gobiernos actúen con urgencia a la hora de acoger a las personas que lo soliciten; que el gobierno de Irak elimine todo tipo de barreras en el acceso de las personas LGTB a los servicios y a la justicia; que este mismo gobierno de Irak respete la libertad de expresión y que se fomenten las donaciones a todo tipo de iniciativas en favor de las personas LGTB en Siria e Irak.

Siria, Irak y el Estado Islámico: un infierno para la comunidad LGTB

Siria-Irak-ISSiria e Irak, hace años estados de tradición laica (vinculada al baazismo) en los que las personas LGTB podían encontrar pequeños espacios de libertad, han acabado por convertirse para ellas en un infierno. En Irak, la homosexualidad fue legal hasta 2001, cuando Sadam Hussein, para contentar a los sectores religiosos, decidió castigarla con cárcel y, en caso de reincidencia, con pena de muerte. Tras la invasión, la situación se sumió en un estado de confusión. La entonces autoridad administrativa estadounidense ordenó en 2003 retrotraer los códigos penal y civil a la situación vigente en los 70, pero la diversidad de autoridades existentes según la zona del país, así como el papel preponderante que los líderes religiosos alcanzaron, facilitó que la persecución de las personas LGTB fuera en aumento. En los años sucesivos la situación no hizo más que empeorar, y las denuncias sobre el secuestro, la tortura y el asesinato de homosexuales, involucrando además a las fuerzas de seguridad, no hacían sino aumentar en todas las zonas del país.

En el área suní de Irak, la situación de descontento con el régimen surgido de la invasión, unida a la difusión de las ideas religiosas más radicales, terminó por cristalizar en el surgimiento del Estado Islámico (también conocido por las siglas ISIS o simplemente IS), que también controla ya una parte importante de Siria. En este último país, la revuelta contra el régimen de Bashar al-Asad, alentada en sus inicios desde los países occidentales (y de la que ya en 2013 conocíamos sus consecuencias para los homosexuales sirios) ha confluido finalmente en el mismo fenómeno. Aunque, como se ha señalado más arriba, el propio régimen de Asad utilizó la persecución de los homosexuales como un instrumento de propaganda contra los rebeldes.

El Estado Islámico (también conocido por las siglas ISIS o simplemente IS) ha hecho de la persecución de las personas LGTB, y muy singularmente de los varones que mantienen relaciones con otros hombres o que son percibidos como homosexuales, uno de sus principales elementos de propaganda. Cada cierto tiempo son difundidas imágenes de ejecuciones. A finales de julio, por ejemplo, era difundido un vídeo en el que se podía ver como dos jóvenes, supuestamente acusados de mantener relaciones homosexuales, eran arrojados desde lo alto de un edificio en Palmira (Siria) y posteriormente lapidados. A finales de junio, otros cuatro hombres eran arrojados también desde lo alto de un edificio en Deir ez-Zor, también en Siria, muertes que activistas islamistas aprovecharon para “celebrar” a su modo en redes sociales la sentencia del Tribunal Supremo de los Estados Unidos a favor del matrimonio igualitario.

Antes ya habíamos recogido la ejecución de dos hombres a los que además se les dijo, pocos segundos antes de ser lapidados hasta la muerte, que habían sido “perdonados”. Tras ser conducidos a una explanada con los ojos vendados y abrazarse a uno de sus verdugos, fueron lapidados hasta la muerte por una horda enfervorecida que continuó lanzándoles piedras incluso cuando era ya evidente que habían fallecido. Ocurrió en un lugar indeterminado de Siria. O el degollamiento de cuatro jóvenes en Mosul, ciudad iraquí en manos de los islamistas en la que semanas antes otros dos hombres eran arrojados desde lo alto de un edificio. O la muerte de otro joven arrojado al vacío en Raqqa (Siria); la muerte por lapidación de dos hombres, también en la provincia siria de Deir ez-Zor; el asesinato de otro hombre en un lugar indeterminado, arrojado también desde lo alto de un edificio, o el asesinato de otro hombre de unos cincuenta años arrojado al vacío en Tal Abyad (Siria), luego lapidado al sobrevivir a la caída.

Son solo algunas de las muertes que han trascendido. Como otras veces hemos destacado, resulta imposible disponer de información contrastada sobre estos asesinatos. En realidad es difícil saber si se trata de personas LGTB o simplemente de opositores al Estado Islámico a los que se acusa de serlo como pretexto para asesinarlos y utilizar sus muertes como propaganda. Organizaciones en favor de los derechos LGTB hacían en enero un llamamiento a la prudencia, con objeto de no exacerbar el miedo de las personas LGTB que viven en la zona y causar daños mayores. Sin embargo, cada vez resulta más difícil pensar que no asistimos simplemente a un proceso de exterminio, máxime cuando hay testimonios que aseguran que los islamistas se hacen pasar por homosexuales como “gancho” para así atrapar a sus víctimas.

La IGLHRC ha cuantificado hasta el momento en treinta el número de personas que el Estado Islámico, en este ejercicio de propaganda, asegura haber ejecutado públicamente por ser homosexuales. Así lo documenta el siguiente vídeo, preparado expresamente para ser mostrado en la reunión del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, y que en este caso consideramos de interés insertar pese a nuestra resistencia a mostrar imágenes de estos asesinatos (el vídeo evita las imágenes más terribles, aunque advertimos de que aun así algunas de ellas pueden herir a las personas más sensibles):

Imagen de previsualización de YouTube

***

General, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Tres jóvenes gays asesinados en Puerto Rico en menos de un mes

Martes, 25 de agosto de 2015

índiceAunque ha habido una reducción en el número absoluto de asesinatos en la isla caribeña (355 en este año, 89 menos que en 2014), activistas LGTB denuncian un recrudecimiento de los crímenes perpetrados contra la comunidad homosexual.

El activista de derechos humanos Pedro Julio Serrano ha pedido a las autoridades puertorriqueñas que investiguen y no descarten el ángulo de odio por orientación sexual en las muertes de tres jóvenes abiertamente homosexuales en el último mes en la isla caribeña.

fullEdwin Giovanni Vázquez Feliciano

“Con el asesinato de Edwin Giovanni Vázquez ya son tres los hombres abiertamente gais que han muerto en un mes. Esto crea un estado de alerta en la comunidad lésbica, gay, bisexual, transgénero y transexual (LGBTT) ante un posible recrudecimiento de la violencia homofóbica”, denunció Serrano en un comunicado de prensa.

El activista puertorriqueño recordó que históricamente se ha visto que cuando se avanza en los derechos para las personas LGBTT aumentan los crímenes de odio.

El portavoz de Puerto Rico Para Tod@s, organización defensora de los derechos de la comunidad LGBT, demandó a las autoridades que investiguen adecuadamente los casos citados.

José Iván Trinidad Cotto,José Iván Trinidad Cotto

Serrano pidió el viernes una pesquisa exhaustiva sobre la muerte del joven universitario José Iván Trinidad Cotto, según dijo en circunstancias sospechosas en Mayagüez, municipio de la costa oeste de la isla caribeña, y cuyo cadáver fue encontrado en la madrugada del pasado miércoles.

El otro caso es el del estilista Miguel A. Rodríguez Fernández, presuntamente asesinado por un padre y su hijo a finales de julio “en un caso que ya está en los tribunales”, explicó.

El activista insistió en que “en ninguno de estos casos se puede descartar el ángulo de odio”, ya que “hacerlo sería irresponsable e ir en contra de las directrices del Departamento de Justicia (de EE.UU.) que obligan a investigar el ángulo de prejuicio en los casos que involucren a las personas LGBTT“. “Hemos adelantado en materia de derechos, pero en la investigación de estos casos aún falta mucho por lograr por culpa de la homofobia institucionalizada. Es obligación del Gobierno erradicar todo tipo de discriminación y estos crímenes violentos son su peor manifestación“, concluyó.

Puerto Rico admite desde el pasado 17 de julio los matrimonios de parejas del mismo sexo, una vez cumplidos los 20 días necesarios para que la reciente decisión del Tribunal Supremo de EE.UU. de declarar constitucional estas uniones se convirtiera en final y firme.

La decisión fue respaldada el pasado fin de semana con una boda masiva de decenas de parejas del mismo sexo en la capital puertorriqueña.

Fuente Agencias y Cristianos Gays

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , ,

Nuevos asesinatos de mujeres trans en Estados Unidos motivan una petición a la Casa Blanca “para que tome medidas”

Viernes, 21 de agosto de 2015

Tamara_Dominguez-2Desgraciadamente, no cesa la sangría contra mujeres transexuales en los Estados Unidos. Hace solo unos días recogíamos el asesinato de Amber Monroe, de 20 años, en Detroit, convirtiéndose en la decimotercera mujer trans víctima de la violencia con final trágico. Sin embargo, la semana pasada se registraban otros asesinatos similares. El último que ha trascendido públicamente es el de Tamara Domínguez, atropellada repetidas veces en un aparcamiento el pasado sábado. En lo que va de año, ya son oficialmente 16 las mujeres trans asesinadas (la mayoría de ellas, chicas negras e hispanas y muy jóvenes). Ante tan desolador panorama, se ha abierto una petición oficial para que la Casa Blanca investigue cada caso y tome medidas preventivas para evitar otras muertes violentas. Habrá que esperar hasta septiembre para conocer el resultado. En medio de todo el revuelo, la Casa Blanca ha nombrado a su primera funcionaria trans, destinada a la Oficina de Personal.

La mexicana Tamara Domínguez es la última víctima trans en los Estados Unidos. Domínguez, que residía en Kansas, tenía 32 años y fue deliberadamente atropellada en un aparcamiento, en repetidas ocasiones, por un vehículo negro. Finamente, no logró recuperarse y falleció el lunes. Su amigo y compañero de piso, Juan Rendón, ha iniciado una colecta pública para costear la repatriación de Domínguez a México, y que así pueda ser enterrada en su país de origen por su familia. “Yo no creo que sea justo que alguien muera así, no importa cuál fuera el problema que lo motivara. Nadie tiene el derecho de matar a alguien”, se lamenta Rendón.

Este asesinato eleva a 16, en pocos días, la cifra de mujeres trans muertas violentamente en los Estados Unidos, en lo que va de 2015. Como en el caso de Amber Monroe, en el de Tamara Domínguez tampoco se conoce el móvil del crimen, razón por la que no se puede determinar si se trata de un delito motivado por el odio tránsfobo o si subyacen otras razones desconocidas. Por el momento, las autoridades están tratando el ataque como un asalto con agravantes, alegando que es temprano en la investigación para confirmar si el ataque fue un crimen de odio.

El próximo 9 de septiembre, por otra parte, finaliza el plazo de recogida oficial de firmas para instar a la Casa Blanca a investigar todos los crímenes y a tomar medidas preventivas para tratar de evitar, en la medida de lo posible, nuevas muertes a mujeres trans. En el momento de publicar esta entrada, más de 3.000 ciudadanos estadounidenses ya han apoyado la iniciativa. Para que prospere, deben alcanzarse las 100.000 firmas.

Fuente Dosmanzanas

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , ,

Naciones Unidas debatirá sobre la persecución a las personas LGTB por el Estado Islámico

Lunes, 17 de agosto de 2015

ONU-GAYY el papa Francisco no ha dicho aún ni una palabra…  ¿a qué espera? ¿a que nos exterminen?

Por primera vez en su historia el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas tratará expresamente sobre la situación de las personas LGTB en una parte del mundo. Será el próximo 24 de agosto, a petición de Chile y Estados Unidos, que pondrán sobre la mesa la persecución de este colectivo en el territorio actualmente bajo control del denominado Estado Islámico. Los asistentes a la reunión, de carácter informal, escucharán los testimonios de dos víctimas que han conseguido escapar del horror. 

La reunión del Consejo de Seguridad será auspiciada por Cristián Barros y Samantha Power, embajadores ante las Naciones Unidas de Chile y Estados Unidos, respectivamente, y abordará qué tipo de protección deberían recibir las personas LGTB, así como definir las acciones que la comunidad internacional está dispuesta a adoptar para detener la sangría. Ante el Consejo intervendrán dos hombres, uno iraquí y otro sirio, que han sido víctimas de persecución por milicianos islamistas por ser homosexuales, y que por fortuna han conseguido escapar del horror.

Al tener un carácter informal, sin embargo, la asistencia de los países miembros del Consejo de Seguridad es voluntaria. Habrá que ver, por tanto, cuántos y cuáles asisten, dados los muy diferentes puntos de vista sobre los derechos LGTB entre sus actuales componentes. Además de los cinco permanentes (China, Estados Unidos, Francia, Reino Unido y Rusia) el Consejo de Seguridad está ahora compuesto por Angola, Chad, Chile, España, Jordania, Lituania, Malasia, Nigeria, Nueva Zelanda y Venezuela. Una composición que, honestamente, no nos hace ser especialmente optimistas.

El Estado Islámico (también conocido por las siglas ISIS o simplemente IS) ha hecho de la persecución de las personas LGTB, y muy singularmente de los varones que mantienen relaciones con otros hombres o que son percibidos como homosexuales, uno de sus principales elementos de propaganda. Cada cierto tiempo son difundidas imágenes de ejecuciones. A finales de julio, por ejemplo, era difundido un vídeo en el que se podía ver como dos jóvenes, supuestamente acusados de mantener relaciones homosexuales, eran arrojados desde lo alto de un edificio en Palmira (Siria) y posteriormente lapidados. A finales de junio, otros cuatro hombres eran arrojados también desde lo alto de un edificio en Deir ez-Zor, también en Siria, muertes que activistas islamistas aprovecharon para “celebrar” a su modo en redes sociales la sentencia del Tribunal Supremo de los Estados Unidos a favor del matrimonio igualitario.

Antes ya habíamos recogido la ejecución de dos hombres a los que además se les dijo, pocos segundos antes de ser lapidados hasta la muerte, que habían sido “perdonados”. Tras ser conducidos a una explanada con los ojos vendados y abrazarse a uno de sus verdugos, fueron lapidados hasta la muerte por una horda enfervorecida que continuó lanzándoles piedras incluso cuando era ya evidente que habían fallecido. Ocurrió en un lugar indeterminado de Siria. O el degollamiento de cuatro jóvenes en Mosul, ciudad iraquí en manos de los islamistas en la que semanas antes otros dos hombres eran arrojados desde lo alto de un edificio. O la muerte de otro joven arrojado al vacío en Raqqa (Siria); la muerte por lapidación de dos hombres, también en la provincia siria de Deir ez-Zor; el asesinato de otro hombre en un lugar indeterminado, arrojado también desde lo alto de un edificio, o el asesinato de otro hombre de unos cincuenta años arrojado al vacío en Tal Abyad (Siria), luego lapidado al sobrevivir a la caída.

Son solo algunas de las muertes que han trascendido. Como otras veces hemos destacado, resulta imposible disponer de información contrastada sobre estos asesinatos. En realidad es difícil saber si se trata de personas LGTB o simplemente de opositores al Estado Islámico a los que se acusa de serlo como pretexto para asesinarlos y utilizar sus muertes como propaganda. Organizaciones en favor de los derechos LGTB hacían en enero un llamamiento a la prudencia, con objeto de no exacerbar el miedo de las personas LGTB que viven en la zona y causar daños mayores. Sin embargo, cada vez resulta más difícil pensar que no asistimos simplemente a un proceso de exterminio, máxime cuando hay testimonios que aseguran que los islamistas se hacen pasar por homosexuales como “gancho” para así atrapar a sus víctimas.

Un infierno para la comunidad LGTB

Siria e Irak, hace unos años estados tradición laica (vinculada al baazismo) en los que las personas LGTB podían encontrar pequeños espacios de libertad, han acabado por convertirse para ellas en un auténtico infierno.

En Irak, la homosexualidad fue legal hasta 2001, cuando Sadam Hussein, para contentar a los sectores religiosos, decidió castigarla con cárcel y, en caso de reincidencia, con pena de muerte (aunque la legislación no llegó a ser aplicada). “Entonces teníamos clubes nocturnos, bares, áreas de encuentro y una red de asambleas sociales”, explicaban en su momento desde la organización Iraqi LGBT. Tras la invasión, la situación se sumió en un estado de confusión. La entonces autoridad administrativa estadounidense ordenó en 2003 retrotraer los códigos penal y civil a la situación vigente en los 70, pero la diversidad de autoridades existentes según la zona del país, así como el papel preponderante que los líderes religiosos alcanzaron, facilitó que la persecución de las personas LGTB fuera en aumento. En los años sucesivos la situación no hizo más que empeorar, y las denuncias sobre el secuestro, la tortura y el asesinato de homosexuales, involucrando además a las fuerzas de seguridad, no hacían sino aumentar en todas las zonas del país.

En el área suní, la situación de descontento con el régimen surgido de la invasión, unida a la difusión de las ideas religiosas más radicales, terminó por cristalizar en el surgimiento del Estado Islámico, que también controla ya una parte importante de Siria. En este país, la revuelta contra el régimen de Bashar al-Asad, alentada en sus inicios desde los países occidentales (y de la que ya en 2013 conocíamos sus consecuencias para los homosexuales sirios) ha confluido finalmente en el mismo fenómeno.

Fuente Dosmanzanas

General, Historia LGTB, Homofobia/ Transfobia., Islam , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Una mujer transexual es asesinada a balazos en Detroit, convirtiéndose en la decimotercera de este año en EEUU

Miércoles, 12 de agosto de 2015

AmberMonroe-225x300La historia, tristemente, se repite. Otra mujer transexual ha sido asesinada brutalmente en Estados Unidos (EEUU). Esta vez ha ocurrido en Detroit (Michigan). La víctima de los disparos, de 20 años, es Amber Monroe. Por el momento no se conocen muchos detalles sobre el crimen, por lo que no se puede determinar si su homicidio está motivado por odio transfóbico o se debe a alguna otra causa. Sea como fuere, es la decimotercera mujer trans a la que se le arrebata la vida en EEUU, en lo que llevamos de 2015. La activista Yvonne Siferd, directora del servicio a las víctimas de la organización Equality Michigan, se lamenta de lo ocurrido y manifiesta que su vida estaba empezando; sé que esta pérdida dejará a mucha gente con un hueco en sus vidas y con más preguntas que respuestas”.

La lista de decesos violentos de mujeres trans continúa creciendo en Estados Unidos y lo hace a un ritmo alarmante. Hace solo unas semanas recogíamos la noticia del asesinato a sangre fría de K.C. Haggard en California, un suceso que fue captado por una cámara de seguridad. Desde el pasado mes de febrero, en el que nos hacíamos eco  de los asesinatos de cuatro mujeres trans (Lamia Beard, Ty Underwood, Yazmin Payne y Taja Gabrielle de Jesus) no han parado de sumarse otros nombres. Las otras victimas mortales son: India Clarke, Penny Proud, Bri Golec, Kristina Gomez Reinwald, London Chanel, Mercedes Williamson, Lamar ‘Papi’ Edwards y, ahora, Amber Monroe. La mayoría de ellas eran chicas negras y muy jóvenes.

“No tenemos ni idea todavía si este ataque se vio impulsado por la transfobia, pero sí sabemos que el asesinato de Amber es el duodécimo  asesinato de una mujer tran en Estados Unidos este año, y el décimo asesinato de una mujer trans de color”, ha explicado Yvonne Siferd, directora del servicio a las víctimas de la organización Equality Michigan. Cabe señalar que el baile en la cifra de víctimas (nosotros decimos en esta noticia que son 13) se debe a que, en algunas informaciones, se ha dudado sobre la identidad de género de ‘Papi’ Edwards y, en otras, no se ha incluido a alguna otra por motivos que desconocemos.

“Las mujeres transexuales, y especialmente las mujeres transexuales de color, se ven desproporcionadamente afectadas por la violencia”, denuncia Siferd. La activista concluye diciendo que “sé que podemos hacerlo mejor. Tenemos que hacerlo mejor”, para lo que habrá que “trabajar por el cambio real para que nuestras hermanas transexuales pueden estar libres de persecución”. Por sorprendente que resulte, Amber Monroe habría sido víctima de tiroteos hasta en 3 ocasiones anteriores, todas ellas con más suerte que en esta última (que acabó con su vida). Sin embargo, no puso denuncia en ningún caso anterior, al parecer, por la mala relación existente entre las mujeres trans y la policía de Detroit. De este complicado vínculo se da cuenta en el documental Treasure, en memoria de la chica trans de 19 años Shelley ‘Treasure’ Hilliard (asesinada en 2011). Este trabajo audiovisual está dirigido por Dream Hampton y producido por Natasha Miller. Podéis verlo a continuación, a través de su canal de Vimeo:

Cine/TV/Videos, General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Una cámara de seguridad capta el asesinato a sangre fría de una mujer trans en California

Viernes, 31 de julio de 2015

Fresno1Horrible asesinato el ocurrido en Fresno (California), donde una mujer transexual de 66 años fue acuchillada en el cuello sin media provocación alguna en lo que parece un homicidio planificado, que activistas LGTB consideran tiene todas las papeletas para ser un crimen de odio. Las cámaras de seguridad de un negocio cercano captaron el momento de la agresión, pese a lo cual los asesinos no han podido ser aún detenidos. Se trata de la 12ª mujer transexual asesinada en Estados Unidos en lo que va de año, lo que muestra una vez más la extrema la vulnerabilidad de este colectivo.

Las escenas de la muerte de K.C. Haggard impresionan por la frialdad que demuestran sus asesinos. La mujer caminaba por las calles de Fresno en la madrugada del pasado jueves. De repente, los ocupantes de un coche se fijan en ella, cambian la dirección de la marcha y la llaman. Ella se acerca y entabla una breve conversación con el ocupante del asiento delantero derecho, que de repente, sin mediar provocación alguna, la acuchilla en la garganta. El coche se da a la fuga. La mujer camina unos metros y hace gestos a otro coche para que se detenga, posiblemente para pedir ayuda, pero este sigue su marcha. Se tambalea y acaba cayendo al suelo. Varias personas pasan incluso a su lado pero no la ayudan. No fue hasta varios minutos después cuando un transeúnte llama a la asistencia sanitaria. La mujer fue trasladada a un hospital, parece que tras perder mucha sangre, donde ya no pudieron hacer nada por salvar su vida.

El siguiente reportaje de la KFSN-TV de Fresno muestra lo sucedido, aunque eliminando el momento concreto en que el asesino asesta la cuchillada mortal a la víctima (por ello hemos decidido insertarlo, pese a nuestras dudas). Incluye además declaraciones de Augie Rubio, el dueño del local de tatuaje al que pertenece la cámara de seguridad, y de la activista trans Karen Adell Scot, que se muestra convencida de que el ataque fue un crimen de odio:

Se da la circunstancia de que solo dos días antes de la muerte de Haggard otra mujer transexual, India Clarke, de 25 años, fue brutalmente golpeada hasta la muerte en Tampa (Florida).

400x300_6_TransgenderMemoryAntes de ellas han sido asesinadas en lo que va de año Lamia Beard, Ty Underwood, Yazmin Payne, Taja Gabrielle de Jesus (a sus asesinatos hicimos referencia en febrero), Penny Proud, Bri Golec, Kristina Gomez Reinwald, London Chanel, Mercedes Williamson y Lamar “Papi” Edwards (en este último caso hay informaciones contradictorias sobre si se identificaba como un hombre gay o una mujer trans). Doce víctimas, en total. En solo siete meses, el mismo número de mujeres trans asesinadas en Estados Unidos que en todo 2014. Un dato verdaderamente preocupante.

Estados Unidos no se libra de la violencia tránsfoba

Con cierta frecuencia -no tanta como la que se merece el tema- nos hacemos eco de la sangría que supone la violencia tránsfoba en América Latina, la región del mundo que contabiliza más asesinatos de personas trans. Pero también en Estados Unidos la comunidad trans es la más vulnerable a la violencia y a la discriminación. Según datos de Transgender Europe, del total de 1612 asesinatos de personas transexuales contabilizados entre 2008 y 2013, 100 de ellos han ocurrido en ese país.

Resulta además llamativo el factor racial, a su vez imposible de deslindar del socioeconómico. De los 18 asesinatos registrados específicamente como crímenes de odio en 2013 en Estados Unidos por la National Coalition of Anti-Violence Programs (NCAVP), 13 de ellos (el 72,2%) lo fueron de mujeres transexuales. Pues bien, 12 de ellas eran afroamericanas o latinas. Una mayoría que se repite en 2014 y en lo que llevamos de 2015. Parece claro cual es el grupo más vulnerable.

Fuente Dosmanzanas

Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Prisión para los dos sospechosos de matar a una mujer transexual en Alicante ,

Miércoles, 29 de julio de 2015

Asesinato-transexual_brasileno-Alicante_MDSIMA20150722_0252_21El menor de ellos, de 21 años, ha admitido ante el magistrado que mantuvo una discusión con la fallecida.

El juez de guardia de Alicante ha decretado el ingreso en prisión provisional, comunicada y sin fianza por un delito de homicidio de los dos detenidos por la muerte de una mujer transexual, según han informado fuentes del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV).

Ambos arrestados han negado su responsabilidad en la muerte de la mujer transexual y han alegado que fue la víctima quien se autolesionó.

Los hechos ocurrieron el pasado martes en un edificio próximo a la playa alicantina de La Albufereta, cuando el portero de la finca descubrió a la mujer transexual aún con vida en el interior del ascensor y avisó a los servicios de emergencia.

La víctima, de 41 años y origen brasileño, presentaba hematomas en algunas partes del cuerpo y falleció tras ser atendida por efectivos sanitarios que se desplazaron hasta el lugar.

La Policía Nacional acudió también al lugar del suceso y entró en la vivienda que ocupaban los ahora detenidos, ambos de nacionalidad francesa, siguiendo el rastro de sangre que había dejado el cuerpo de la víctima al ser arrastrado. Los agentes encontraron allí a los dos sospechosos y los detuvieron.

El menor de ellos, de 21 años, ha admitido ante el magistrado que mantuvo una discusión con la fallecida, a la que acababa de conocer, después de que se negara a mantener relaciones sexuales con ella y tras descubrir su identidad sexual y que supuestamente se dedicaba a la prostitución, según han explicado fuentes de la investigación.

Según siempre su versión, ante su negativa a darle dinero, la víctima comenzó a golpearse la cabeza contra la pared hasta desfallecer, momento en que llegó el otro implicado, de 32 años, que le ayudó a sacarla a la escalera aún con vida.

Aunque la declaración del segundo detenido coincide con la del anterior, el avance de la autopsia practicada por especialistas del Instituto de Medicina Legal de Alicante ha revelado que no fueron los golpes en la cabeza los que causaron la muerte de la mujer transexual, sino los fuertes traumatismos que presentaba en la zona abdominal, según las mismas fuentes.

El gobierno valenciano condena el asesinato homófobo de la mujer transexual en Alicante

La vicepresidenta del Consell y consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha manifestado “la condena firme” del ejecutivo valenciano por el asesinato este martes de una mujer transexual en Alicante “debido, al parecer, por la brutal paliza que le propinaron presuntamente dos individuos, ya detenidos”.

La vicepresidenta ha explicado que “a la espera de conocer más detalles del caso, que está bajo secreto de sumario, todo apunta a que este crimen se ha cometido por transfobia o violencia de género”. A este respecto, Oltra ha llamado la atención, a través de un comunicado, sobre “los crímenes de odio por motivo de identidad sexual o de género (transfobia) y, en especial, por la vulnerabilidad de las mujeres transexuales, las cuales viven en la mayoría de casos situaciones de gran desprotección”.

La consellera de Igualdad ha enfatizado que para el gobierno autonómico es “una prioridad” trabajar en la lucha contra los crímenes de odio “especialmente desde la prevención y la atención a las víctimas”. Así, ha anunciado que se abordarán “a través de una Ley integral para la igualdad efectiva de personas LGTBI y contra la discriminación por orientación sexual o identidad de género” porque, a su juicio, cabe concienciar a la ciudadanía de que “en esta sociedad la diversidad de las personas es una valor a preservar, independientemente de su identidad sexual o de género, orientación sexual, raza, etnia, cultura, religión o creencias”.

Fuente Cáscara Amarga y El Diario.es

General, Homofobia/ Transfobia. , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.