Inicio > General, Historia LGTB, Judaísmo > Páginas inéditas del diario de Anna Frank confirmarían que le gustaban las chicas

Páginas inéditas del diario de Anna Frank confirmarían que le gustaban las chicas

Miércoles, 13 de septiembre de 2017

frases-de-ana-frankVarios pasajes del diario de Anna Frank, que han estado ocultos durante años, dejaban claro que la adolescente o bien era bisexual o bien era lesbiana.

Se cree que el padre de Anna eliminó esos pasajes de las primeras ediciones del libro mundialmente famoso para no desviar la atención sobre el relato sobre el Holocausto.

Personas LGTBQWERTY ha habido durante toda la historia de la humanidad. Lo que pasa es que, muchas veces, no te han dejado saber que lo eran.

Es lo que pasó con Anna Frank, la adolescente judía que huyó de los Nazis y cuyo diario es, probablemente, uno de los libros más leídos y conocidos de la historia. Anna y su familia se escondieron en Amsterdam hasta que en 1944 fueron encontrados por los Nazis que los llevaron al campo de concentración de Bergen-Belsen; donde Ana murió a los 15 años poco antes de que los aliados llegaran a liberar a los prisioneros.

ana_frankEn su diario Anna explicó todo el calvario que vivió su familia hasta que fueron atrapados pero además, como cualquier adolescente, también incluía pasajes más personales que durante años se “ocultaron” (presuntamente por su padre Otto) para no desviar la atención de la narración de la persecución Nazi hacia la historia de una adolescente que descubría su cuerpo y su sexualidad.

Con el tiempo esa parte de la personalidad de Anna ha dejado de ser o bien un tabú o bien algo que era mejor no explicar, y el retrato de la joven se ha hecho mucho más completo y profundo.

En una de las páginas poco conocidas del diario, Anna explica esto sobre ella misma, basándose en la teoría de la psicóloga Sis Heyster:

Las chicas de mi edad a veces no están seguras de si mismas. Descubren que ellas mismas son individuos con ideas, pensamientos y hábitos. Cuando llegué aquí, con 14 años, empecé a pensar en mí misma antes que la mayoría de chicas, y ahora sé que soy una ‘persona’. A veces, cuando estoy acostada por la noche en mi cama, siento el terrible deseo de sentir mis pechos y de escuchar el silencioso ritmo de mi corazón.

Fun fact: She’s also bisexual. She outlined her attraction to another girl in the diary but NO ONE TEACHES THAT

— Rachel W. (@RWatkinsPhoto) 6 de septiembre de 2017

And if anyone wants to read the passage where she talks about it… Here’s the page! pic.twitter.com/wMcUERbhGQ

— Rachel W. (@RWatkinsPhoto) 6 de septiembre de 2017

Pero hay un pasaje del diario mucho más explícito sobre la atracción que Anna sentía hacia las mujeres y cómo, durante su pre-adolescencia, comenzó a ser medio consciente de su sexualidad:

Ya he tenido este tipo de sentimientos subconscientes antes de venir aquí. Recuerdo que una vez, cuando dormí con una amiga, sentí el poderoso deseo de besarla. Y lo hice. No pude evitar sentirme terriblemente inquisitiva sobre su cuerpo, pues ella siempre me lo había ocultado. Le pregunté si, como prueba de nuestra amistad, deberíamos sentir los pechos de la otra, pero ella se negó.

En otro pasaje, Ana explica directamente su fascinación por el cuerpo femenino:

Entro en éxtasis cada vez que veo la figura desnuda de una mujer, como la Venus, por ejemplo. Me impacta como algo tan maravilloso y exquisito que se me hace difícil evitar que las lágrimas caigan por mis mejillas. ¡Ojalá tuviera una novia!

Jacqueline Van Maarsen, amiga de la infancia de Anna Frank, ha escrito varios libros en los que ha hablado sobre su amistad con Anna y sobre cómo las dos niñas percibían la realidad a su alrededor en una época en la que, a pesar de no entender todo lo que ocurría, sí sabían que eran tiempos complicados. Pero aunque pocas veces se menciona cuando se habla de Jacqueline y Anna, en la web oficial de Anna Frank la amiga escribe un texto que describe cómo, a veces, no era fácil ser amiga de Anna:

Teníamos una relación muy cercana y me gustaba estar con ella, pero ella me pedía un reconocimiento que yo no sabía cómo manejar. Siempre tuve que probarle que éramos ‘mejores amigas’. Sus apasionadas declaraciones de amistad a veces eran demasiado para mí. Cuando quedaba con otras amigas ella se mostraba celosa e infeliz. Años después supe que había escrito sobre eso en su diario. Pero antes de que tuviera que ocultarse pude hablar con ella y explicarle dónde estaban los límites. Lo aceptó y eso hizo que nuestra amistad fuera mejor y más fuerte.

jacqueline-van-maarsen-anna-frank-bisexualJacqueline van Maarsen

A pesar de que esta parte de la historia de Anna no suele enseñarse ni comentarse, muchos y muchas han sido los lectores y lecturas que durante años han reclamado que se reconozca el hecho de que Anna Frank era bisexual. En el mismo diario Anna habla sobre su amigo Peter, en un fragmento que, de forma bastante predecible, no ha estado tan oculto como el resto:

Tuve un maravilloso sentimiento cuando miré en sus profundos ojos azules y vi lo avergonzado que estaba por mi inesperada visita. Podía leer sus pensamientos más profundos, y en su cara vi una mirada de desamparo y desconcierto sobre cómo comportarse, y a la vez un ligero destello de conciencia sobre su masculinidad. Vi su timidez, y me derretí. Quise decirle ‘Cuéntamelo todo sobre ti. Mira más allá de mi exterior charlatán.’ Pero me di cuenta de que era más fácil pensar en las preguntas que hacerlas.

Reconocer la orientación sexual de Anna Frank es importantísimo. Por un lado para poner fin al straightwashing que durante siglos se ha hecho en la historia de la humanidad eliminando cualquier sexualidad o expresión de género no heteronormativa en los personajes que han marcado nuestra civilización y nuestra cultura; y que así los jóvenes LGTB tengan referentes que demuestren que su sexualidad no es algo negativo.

Y por otro lado la sexualidad de Anna Frank es parte fundamental de quién fue cómo persona, de lo que sintió durante los años de exilio, de su propia experiencia. Negar u ocultar lo que la propia Anna escribió en su diario podía tener cierto sentido en la sociedad de hace seis décadas, pero en pleno siglo XXI esa prudencia sólo puede entenderse como un acto de censura.

Fuente |Pink NewsAnnaFrank.org, vía estoyBailando

General, Historia LGTB, Judaísmo , , , , ,

  1. Sin comentarios aún.
  1. Sin trackbacks aún.
Debes estar registrado para dejar un comentario.

Recordatorio

Las imágenes y fotografías presentadas en este blog son propiedad de sus respectivos autores o titulares de derechos de autor y se reproducen solamente para efectos informativos, ilustrativos y sin fines de lucro. Yo, por supuesto, a petición de los autores, eliminaré el contenido en cuestión inmediatamente o añadiré un enlace. Este sitio es gratuito y no genera ingresos.

El propietario del blog no garantiza la solidez y la fiabilidad de su contenido. Este blog es un lugar de entretenimiento. La información puede contener errores e imprecisiones.

Este blog no tiene ningún control sobre el contenido de los sitios a los que se proporciona un vínculo. Su dueño no puede ser considerado responsable.